Está en la página 1de 6

Crayones cerámicos

Dentro de los medios para colorear las piezas cerámicas, se encuentran los crayones elaborados para tal fin, ya sea como lápiz
(forma dura) o como gis, tiza o pastel (forma suave). A continuación te muestro una guía sencilla y fácil para fabricar tus propios
crayones. Hay que recordar que siempre se debe contar con una buena pasta blanca a la que se le agregarán el resto de los
materiales colorantes, fundentes y plásticos. Los crayones cerámicos se aplican sobre piezas biscochadas.

Receta básica para crayones cerámicos

Ball clay 50
Frita Ferro 3110 25
Sílice malla 200 25
Bentonita 3
Silicato soluble de sodio 1

Pigmentos; dependiendo el tono deseado, entre del 8 al 20 %. Goma 8 cucharitas, suficiente para formar una pasta.

Procedimiento

1. Ball clay, sílice malla 200, frita Ferro 3110, bentonita y pigmento, (de izquierda a derecha y de arriba abajo).
2. Silicato soluble de sodio y goma, (de izquierda a derecha). Como goma se puede usar la C.M.C. o la arábiga. Utensilios y
herramientas para medir y pesar los materiales, espátulas para recolección y mezcla y un pequeño extruder manual.

3. Se pesan los materiales en polvo y se pasan a un tazón para mezclarse.

4. Mezclar los materiales en polvo hasta obtener un color uniforme y una consistencia tersa, de no ser así, habrá que pasarlos por
un tamiz.
5. Primero se mezclan los líquidos entre sí. En seguida se agregan a los materiales secos, poco a poco, hasta formar una masa
suave, sin grumos y que no se adhiera a las paredes del tazón.

6. Tomamos una porción de la pasta y la comprimimos con movimientos giratorios como para formar una bolita.

7. Ya comprimida, rolamos la porción de pasta frotando entre ambas manos para formar un pequeño rollo.
8. Con las puntas o yemas de los dedos rolar sobre una superficie, firme y limpia, hasta formar un pequeño bastón (aduja). Cortar
en secciones manejables. Formando los carayones manualmente y dándoles el grosor de un gis o tiza, se pueden obtener entre 15 y
20 crayones (100 gr. de pasta).

9. También se pueden formar los crayones con el extruder manual, y así, obtener elementos más delgados y finos, los cuales se
pueden usar en un porta-minas.
10. Se pueden elaborar crayones de diferentes colores o gamas de un sólo color. Cualquiera que sea el caso, gruesos o delgados, se
deben dejar secar 48 horas en un lugar protegido del sol y el viento directos que pudieran deformarlos por encogimiento muy
rápido.

11. Los crayones pueden ser suaves o firmes. Los suaves se usan crudos (como el gis, la tiza o el pastel). Los firmes se someten a
una cochura de cono 015 ó 010. El crayón suave deja una marca gruesa y el firme deja una marca fina. Cualquiera de los dos se
puede afilar o sacar punta con navaja o papel lija.
12. Dibujo realizado con crayones suaves y firmes sobre una loseta de barro rosa.

13. Terminado el dibujo se fija con vinagre, ya sea con aspersor bucal o con atomizador fino. Aplicar una capa leve que no forme
charcos ni escurrimientos.

14. Ya seco el vinagre, se procede a aplicar 2 ó 3 manos de vidriado o esmalte. Por último se quema a la temperatura que
requieran los materiales usados ( en el ejem. cono 05).

Intereses relacionados