Está en la página 1de 8

UNIVERSIDAD NACIONAL DEL ALTIPLANO PUNO

ESCUELA PROFESIONAL DE INGENIERÍA DE MINAS

PERFORACION Y VOLADURA

RESUMEN
DOCENTE: ING. EMMANUEL H. TUMY GOMEZ

REPRESENTANTES:

EST. HUAYTA QUISPE DHUBER VIDAL

EST. PELINCO COARI MIJAEL BALDOR

EST. HUANCI QUISPE BRYAN

EST. CUTIPA GUTIEREZ EDISON

EST. CRUZ CAVERES PABLO RAMIRO

SEMESTRE: VII

2018
ROTURA SECUNDARIA
Se entiende como tal a la técnica que tiene como finalidad principal la reducción de pedrones
grandes, sean éstos naturales o procedentes de una voladura primaria, a fragmentos de menor
tamaño mucho más convenientes y manejables. También para la demolición de estructuras
menores de concreto. Para ello se pueden aplicar dos medios, según las condiciones y el lugar
en que se encuentre el pedrón o la estructura a romper:

A. Medios mecánicos: entre los que tenemos:

 Cuñas mecánicas, martillos hidráulicos, sistema cardox y otros.


 Chorro de agua a alta presión.
 Cementos expansivos. d. Bola dinámica.

B. Voladura secundaria con explosivos:

 Con perforación de taladros (cachorros).


 Con cargas superficiales (plastas, torpedos).

C. Con cargas conformadas direccionales:

Los medios mecánicos son limitados en cuanto a su rendimiento, pero no presentan explosión
ni riesgo de proyecciones, por lo que son una alternativa a la voladura en casos particulares,
como la rotura de rocas en áreas de población, cerca de instalaciones delicadas.

Los martillos de percusión


También llamados de accionamiento neumático o hidráulico. Disponen de un cincel que golpea
repetidamente a la roca hasta conseguir su rotura por asilamiento.

1. Agua a presión

Este método consiste en perforar un taladro y proyectar luego dentro de él un volumen de


unos dos litros de agua a muy alta presión (40 MPa) mediante un cañón de agua (como el
Crac 200 de Atlas Copco).

2. Cemento expansivo

Consiste en llenar el taladro con un cemento hidrófilo, mezcla de cal y silicatos (ejemplo:
calmite) que al hidratarse aumenta de volumen generando presiones expansivas de un
orden de unos 30 MPa.

3. Bola dinámica

Método clásico que se basa en fragmentar la piedra por impacto, al soltarle una bola o
bloque de acero de unas 2 a 6 toneladas de peso, suspendiéndola sobre la piedra mediante
una grúa. Este sistema se aplica especialmente en demolición y en algunos tajos abiertos.

VOLADURA SECUNDARIA (BOULDER BLASTING)

El diaclasamiento y otras fisuras naturales de las rocas, o ciertas deficiencias en el disparo


primario dan lugar a fragmentación irregular con producción de algunos pedrones
sobredimensionados (bolos, bolones, bancos, boulders), y a irregularidades en el nuevo
frente que deben ser corregidas o reducidas, lo que normalmente se hace mediante otra
voladura limitada, denominada “secundaria”. También se aplica a la reducción de pedrones
naturales producidos por la erosión, sueltos o enterrados.

A. Voladura secundaria con perforación (Block Holing)


 Cachorros También denominados taqueos o pop shots. Son taladros cortos de
pequeño diámetro, usualmente de 22 mm a 51 mm (7/8” a 2” de diámetro) que se
perforan hacia el centro de gravedad de los pedrones a romper hasta una
profundidad entre 1/2 a 2/3 de su espesor, que se disparan con cargas pequeñas de
explosivo.
CACHORROS AMORTIGUADOS (AIR CUSHION POP BLASTING)

Técnica de cachorreo que puede proporcionar algún control sobre el número de fragmentos y
la dirección en que se puedan proyectar. Se perfora un taladro hasta 2/3 o 3/4 del espesor del
pedrón, se le introduce una carga explosiva de 50 a 60 g/m3 y se taponea con arcilla.

B. VOLADURA SECUNDARIA SIN PERFORACIÓN


Esta voladura comprende a las plastas, cargas de concusión o taqueos (mud capping, concussion
charges, plaster blasting) Son un medio fácil para romper grandes piedras donde la perforación
no es factible o es costosa. Consisten en cargas explosivas cebadas que se colocan directamente
en contacto con la superficie de la piedra, cubiertas con una gruesa capa de arcilla o barro
presionada a mano, para confinarlas, que se disparan con cualquiera de los sistemas de
iniciación conocidos. Según sea necesario pueden comprender a uno o más cartuchos
completos, o preferentemente a su masa pelada y moldeada a mano para adaptarla a una mayor
superficie de la piedra. Con los cartuchos el efecto de impacto sobre la piedra es lineal, reducido,
mientras que el de la misma carga moldeada es real, mucho mayor y efectivo.

PLASTAS
Para el disparo de plastas con cordón detonante se recomienda:
1. Colocar el cordón por encima de la carga explosiva en
contacto con ella, o pasarlo por su interior. No colocarlo por
debajo de la plasta como es común hacerlo ya que al detonar
directamente sobre la superficie de la roca, en lugar de
iniciarla la arrojará fuera, o la iniciará con energía muy
disminuida.
2. Cuando hay varias líneas derivadas para plastas dispersas es
recomendable unirlas con algunos
“puentes” entre ellas, para evitar cortes de la transmisión.
En todo proceso de detonación sólo un cebado adecuado y potente
puede asegurar un alto régimen de detonación y máximo
rendimiento del explosivo, esto es importante para el caso del
plasteo ya que la masa de explosivo involucrada es relativamente
pequeña, y en ella la distancia recorrida por la onda de choque desde
su punto de origen hasta que logra su máxima amplitud es muy corta, lo que hace imprescindible
lograr un régimen máximo desde su punto de inicio.
Una plasta de por si sola transfiere a la roca entre 10 y 30% de su energía nominal, si tenemos
en cuenta a la merma por el factor de “tiempo-distancia” que requiere recorrer la onda de
choque a bajo régimen antes de llegar a su nivel de equilibrio a alto régimen, e iniciarla, esta
cifra debe ser aún menor.

La mejor iniciación la proporciona directamente un detonador o fulminante por su carga puntual


y concentrada, seguida por la que proporciona un cordón detonante que tiene carga linear
axialmente dispersa. En su nivel son más eficientes los de alto gramaje (5 y 10P) en nudos gogo,
y más pobres los de bajo gramaje (3P) simplemente tendidos sobre la plasta, dependiendo esto
naturalmente del tipo de explosivo rompedor a usar.
El Plastex-E es recomendable iniciarlo con un nudo, cuyo tamaño dependerá del propio tamaño
de la plasta.
MECANICA DE TRABAJO
Un cachorro trabaja por efecto expansivo radial, con ruptura por tensión súbita interna de la
roca que presenta cara libre integral, la pérdida de energía en el aire es de aproximadamente
10% y el 90% restante trabaja efectivamente.
La plasta por su parte trabaja por efecto compresivo puntual, con deformación plástica inicial
hasta que las tensiones internas producen la ruptura por comprensión - tensión. La pérdida de
energía en el aire es de un 80% mientras que sólo un 20% trabaja efectivamente.
Cuando una plasta es disparada, la onda de choque viaja a través del pedrón y es reflejada al
chocar contra las caras libres del mismo. Las ondas de colisión reflectadas en el interior del
pedrón incrementan las fuerzas internas de tensión hasta el punto de romperlo, si la carga
explosiva ha sido adecuada.

MECANICA DE ROTURA
Los cachorros se aplican por lo general a los pedrones de gran tamaño o de material muy tenaz,
donde las plastas no harían gran efecto, y las plastas a los pedrones más pequeños en los que
resulta más costoso y lento el cachorreo.

Un pedrón enterrado es muy difícil de romper por encima con una plasta o aún con un cachorro,
debido a que las ondas de colisión resultantes no pueden reflejarse contra las caras libres y se
disipan en la tierra.

Desatoros
Al acumularse piedras o bloques de mineral en las compuertas o ductos de los echaderos, tolvas
o shirinkages de las minas, suelen producirse atoros que interrumpen el flujo de descarga y
pueden paralizar el trabajo de producción, por lo que deben desatorarsecon rapidez.

Este trabajo presenta alto riesgo para el personal que debe hacerlo, por lo que se ha
desarrollado la técnica de los torpedos o lanzas, (bomb shots) que consisten en uno o más
cartuchos de dinamita convencional, cebados y amarrados al extremo de una caña o vara larga
de madera, con la cual se introducen entre las piedras atoradas y se disparan, para aflojarlas y
reanudar el flujo de descarga.
Recientemente se están desarrollando cargas conformadas orientables que al explosionar
lanzan un dardo metálico o disco balístico contra las piedras atoradas, desde un punto lejano,
con suficiente energía para fragmentarlas y lograr el desatoro, estas aún son de alto costo, tanto
por el molde como por su carga de alto explosivo (TNT). Estas cargas no deterioran las
instalaciones, pues los discos no explosionan ni causan vibración, pero son aún mucho más
costosas que las plastas convencionales.

Cargas conformadas o dirigidas (shaped charges)


Son cargas explosivas moldeadas que a semejanza de las plastas se colocan sobre la superficie a
romper, normalmente sin cobertura de arcilla. Su aplicación es sencilla pues basta colocarlas
sobre el pedrón, a romper o sobre un bloque de concreto y dispararlas con un detonador común
eléctrico, o también con cordón detonante. No requieren perforación y casi no producen
proyecciones por lo que constituyen un interesante medio de fragmentación secundaria, pero
que sin embargo por diferentes razones, principalmente su elevado costo no ha encontrado
aplicación generalizada en minería. Una cobertura de arcilla incrementa su rendimiento pero
pierde practicidad.

También podría gustarte