Está en la página 1de 5

CONTRATO DE RENTA VITALICIA.

1.- CONCEPTO.-
El contrato civil sólo se ha ocupado de la renta vitalicia onerosa.-
Este contrato obliga a una de las partes a entregar a la otra un capital (dinero, muebles e
inmuebles) a cambio de lo cual, esta sumiría el compromiso de pagarle una renta de por
vida.-
La renta supone pagar una suma periódica durante toda una vida. Esa vida debe existir al
momento de su formación.-
La definición de renta vitalicia figura en el título XII, “Del contrato oneroso de renta
vitalicia”, artículo 2070: “Habrá contrato oneroso de renta vitalicia, cuando alguien por una
suma de dinero, o por cosa apreciable en dinero, mueble o inmuebles que otro le da, se
obliga hacia una o muchas personas a pagarles una renta anual durante toda la vida de uno
o muchos individuos, designados en el contrato”, con lo cual podemos conceptualizar el
contrato marcando su tipificación y sus caracteres.-
De la definición surgen los elementos que son necesarios con motivo de la celebración del
contrato y que atañen al concepto del mismo; Salvat (Tratado…cit,t.III, pág.332) que estos
elementos especiales que caracterizan la renta vitalicia son:
1) Que exista o quede constituida una obligación por parte del deudor de la renta de
pagar una renta, que el Código dice anual. La deuda puede ser pagada por
adelantado, o bien por período vencido.-
2) Esta obligación tendrá carácter vitalicio y deberá ser cumplida mientras dure la vida
o vidas involucradas al momento del consentimiento de las partes, es decir, al de la
celebración.-
3) La obligación de pagar la renta expresada en el apartado I se constituye como
consecuencia de la entrega al deudor rentario, por parte del dador, de una suma de
dinero o de una cosa apreciable en dinero, mueble o inmueble. Cuando se trate de
dinero, se dice que la renta se constituye a “precio de dinero”, y cuando se entrega
una cosa se dice habitualmente que es a “fondo perdido”, ya que a la muerte del
constituyente de la renta, sus herederos no encontrarán en la sucesión valor alguno
equivalente (Garrido Zago “Contratos civiles y comerciales” T II pág 611/12).-

2.- CARACTERES.-
a) Oneroso.-
b) Unilateral: La postura de ser un contrato con la característica de la unilateralidad, estriba
en que, el único obligado es el deudor de la renta (Mario Piantoni, Tomo III, pág. 438).-
c) Aleatorio: Es aleatorio, ya que las ventajas o desventajas dependen de la vida del
acreedor de la renta, ya sea el constituyente o el beneficiario.-
d) Tracto sucesivo: Ya que la renta debe pagarse periódicamente.-
e) Típico.-
f) Real: Ya que se perfecciona con la entrega del Capital (artículo 2071).-

1
g) Formal: Pues requiere la escritura pública, bajo pena de nulidad (artículo 2071). Cabe
destacar autores que consideran, como lo hace el Dr. Leiva Fernández, que existen varias
razones para sostener que este contrato es formal no solemne; en primer lugar, el artículo
1184, con la reforma de 1968, eliminó la expresión “bajo pena de nulidad”. En segundo
lugar, del juego de los artículos 1185 y 1187, resulta que, aquellos contratos que debían
efectuarse bajo escritura pública fuesen hechos en forma privada, valdrá como obligación
para las partes de elevarlo a escritura pública (Comentario sobre el esquema del contrato
oneroso de renta vitalicia Dr. Leiva Fernández, LL pág. 1009).-

Para el Dr. Borda, este contrato es bilateral, porque una parte se obliga a entregar el capital
y la otra, la renta (Manual de Contratos, pág. 821).-
La promesa de la renta vitalicia, adquiere fuerza vinculante (artículo 2244).-

3.- CAPACIDAD.-
Ya dijimos que las partes son las que han intervenido directamente en la celebración del
contrato: el constituyente de la renta y el deudor de la misma. Ni el tercero beneficiario, ni
el cabeza sobre quien se supedita la duración de la renta, son partes en la convención.-
Hay que distinguir, según el objeto del contrato. Si lo que se entrega es dinero, la capacidad
será para contratar préstamos; en cambio si lo que se entrega son bienes muebles o
inmuebles, la capacidad será para vender o comprar, según el caso de quien lo dé o reciba
(artículo 2073 del Código Civil).-

4.- DIFERENCIAS CON OTRAS FIGURAS.-


a) En el contrato de donación con cargo de pagar una renta: En primer la donación es
gratuita y el contrato de renta vitalicia es onerosa.-
La donación es consensual y la renta es real.-
En la donación debe existir el “Animus donati” como elemento subjetivo, elemento que no
existe en el contrato oneroso de renta vitalicia.-
Ahora bien, es importante la diferencia de la donación con cargo de pagar una renta, con el
contrato oneroso de renta vitalicia, por las consecuencias jurídicas.-
1) Revocación: El donante puede revocar la donación por incumplimiento del cargo, es
decir, del pago de la renta. El constituyente de la renta en el caso de que el deudor no le
dé las garantías prometidas o que se haya pactado el pacto comisorio (artículo 2087 y
2088).-
2) Garantías de evicción y vicios redhibitorios: Las partes se deben las garantías de
evicción y vicios redhibitorios en el contrato oneroso de renta vitalicia. En la donación
con cargo, se responde en proporción al importe del cargo y el valor de los bienes
donados (artículo 2089, 2116 y 2149).-
3) Nulidad: Cuando el contrato oneroso de renta vitalicia se constituye en cabeza de
alguien que no existe al momento de celebrarse el contrato o que fallece dentro de los
treinta días de una enfermedad que padecía (artículo 2078) es nulo. La donación con
cargo de pagar una renta en iguales circunstancias subsiste.-

2
Frente a terceros, la donación con cargo es atacable por vía de la acción de reducción o
colocación cuando se perjudica la legítima (artículo 1831), en la medida que el valor de la
cosa donada, exceda del valor del cargo y también, es más vulnerable a la acción de fraude
que pueden entablar los terceros interesados (artículo 967). Situación que, en el contrato
oneroso de renta vitalicia, de no darse una donación simulada, no es procedente o es menos
atacable por esta última vía.-
Finalmente, el contrato oneroso de renta vitalicia se grava con menos impuesto o tasas que
la donación con cargo, por ser éste un pacto de liberalidad y aquél de interés (Mario
Piantoni “Contratos Civiles”, Pág. 441/2).-
Pero hay hipótesis en que la distinción es extremadamente sutil. Supónganse que una
persona entregue en propiedad un inmueble a otra con la condición de que esta le pase
cierta renta de por vida. Si esa renta es superior al producido normal de la explotación del
inmueble, no cabe duda de que el contrato es de renta vitalicia; pero si es menor, hay más
bien una donación con cargo, aunque las partes hayan calificado como renta vitalicia,
porque el que recibe el inmueble no asume ninguna alea, ya que siempre el contrato es
beneficioso, cualquiera sea la duración de la vida de la otra parte. Este supuesto ha sido
acertadamente calificado como donación en el Proyecto de 1936 (artículo 1292) y en el
Anteproyecto de 1954 (artículo 1428) (Borda Cit. Pág 822).-
b) En el contrato de alimentos: En la renta vitalicia depende de la vida del acreedor, en
cambio en el de alimentos, depende de la necesidad del alimentado. Por supuesto, hay que
destacar que estamos en presencia de los alimentos nacidos ex lege, pues en este supuesto
no hay contrato. Un ejemplo de contrato de alimento trae Castán Tobeñas que el celebrado
con novicias que entran a una comunidad religiosa pagando una dote y como contrapartida
recibir una pensión en especie, y otro ejemplo son los alimentos para los mayores de edad
que se fija por contrato.-
c) Con el censo vitalicio: El contrato oneroso de renta vitalicia es un derecho personal que
necesita, generalmente, una garantía hipotecaria; el censo vitalicio es un derecho personal
que necesita, generalmente, una garantía hipotecaria, el censo vitalicio es un derecho real
que implica de por sí una garantía.-
d) Con el contrato de seguros: Existen similitudes con el contrato de seguro de vida, pues
los dos son aleatorios y dependen de la vida de una de las partes. Pero en el contrato de
seguro de naturaleza comercial, se entregan primas para recibir su capital a cambio de
renta.-
Otro factor de diferencia es la persona del deudor: mientras que en la renta vitalicia puede
ser tanto una persona de existencia ideal como física, en el contrato de seguro es siempre
una persona ideal (por ser la deudora la empresa de seguro).-

5.- ¿POR QUÉ ES ÚTIL ESTE CONTRATO?


Porque, como sostiene Lafaille, es un seguro de derecho civil, realizado entre particulares.-
Sostiene, que proporciona segura vejez a personas que no tienen legitimarios (Lafaille, pág.
458) y en su forma alimentaria, tal lo presenta en el artículo 2076, sirve en caso de divorcio,
para proveer al menor, hijo del matrimonio, aún durante la mayoría de edad, de una renta

3
sin perjuicio de que subsistan los alimentos legales (Leiva Fernández: “Esquema del
contrato oneroso de renta vitalicia” LL 1987-B 1011).-

6.- PARTICULARIDAD.-
a) Es el derecho creditorio, que por ende puede ser cedido a título gratuito u oneroso.-
El artículo 2075 posee la transensibilidad, siempre que las partes no acordasen lo contrario.
Tal transmisión puede ser efectuada tanto entre vivos, mortis causa y en relación a los
derechos del constituyente, del deudor y del beneficiario, siempre que viva “el cabeza”. Se
entiende por “el cabeza” a la persona cuya vida se contempla para la celebración del
contrato.-
El cabeza puede ser constituyente, el deudor, o el tercero, a su vez deben ser personas
determinadas.-
b) La renta es embargable: Así lo prevee el artículo 2076 del Código Civil, salvo que
configure une pensión alimentaria.-

7.-OBJETO.-
El objeto de la renta debe convenirse en dinero. Si se pactase en frutos naturales o servicios,
su importe debe pagarse en dinero (artículo 2074).-
En consecuencia, el objeto de la renta vitalicia consiste en el pago periódico de sumas de
dinero fijados por las partes al momento de la celebración del contrato y para el caso de
establecerse el pago de frutos o servicios, deberá hacerse la conversión a dinero para el
pago.-

8.- TERCERO BENEFICIARIO.-


En este supuesto, las relaciones entre quien entrega el capital y el beneficiario, se rigen por
las disposiciones de los actos gratuitos (artículo 2072).-
Ello implica que la capacidad de regirá por las disposiciones de la donación y la liberalidad
está sujeta a colasión y reducción.-
Puede ocurrir que los beneficiarios sean varios, el principio que rige es el de la
simultaneidad, es decir, se divide por partes iguales entre los beneficiarios. Si alguno
fallece esa parte cesa, esto se debe a que el derecho de acrecer, compete al derecho
sucesorio y ajeno en principio a este contrato, salvo que se hubiese pactado.-
Si en cambio la renta se constituyere sucesivamente, el segundo beneficiario la recibirá al
fallecer el primero, y así sucesivamente (conforme la aplicación del artículo 2085) pero
todos deben existir al momento de la celebración.-

9.- CASOS PARTICULARES DE NULIDAD.-


Dispone el artículo 2078: “El contrato de renta vitalicia será de ningún efecto cuando la
renta ha sido constituida en cabeza de una persona que no existía el día de su formación, o
en la de una persona que estaba atacada, en el momento del contrato, de una enfermedad de
la que muriese en los treinta días siguientes, aunque las partes hayan tenido conocimiento
de la enfermedad”.-

4
Dos supuestos:
a) Persona muerta o inexistente al momento de la celebración.-
b) Muerte del “cabeza” de la renta, dentro de los treinta días de celebrado el contrato
de una enfermedad que padecía al momento de la celebración.-
Para que el contrato sea nulo, es necesario que la persona este enferma en el momento de
celebrado y que fallezca de esa enfermedad sobrevenida después o un accidente que
ocasione la muerte, son ineficaces para provocar la nulidad. No interesa que la muerte haya
ocurrido por evolución natural de la enfermedad o como consecuencia de una operación a
la que debió someterse el paciente (Borda. OPus Cit. Pág. 825).-