Está en la página 1de 8

ACTIVIDAD PESQUERAEN EL PERU

El Perú está vinculado a la actividad pesquera desde tiempos remotos. Los restos encontrados, de los primeros grupos
humanos relacionados al mar, tienen una antigüedad de 9 000 años. Asimismo, las evidencias en la cerámica y los telares,
demuestran con toda seguridad que las antiguas culturas peruanas utilizaron y consideraron al mar como fuente de
alimentación. La pesca es muy importante en el Perú desde tiempos prehispánicos, debido a que la fría temperatura de la
Corriente Peruana hace de nuestro mar una de las zonas pesqueras más ricas del planeta. Entre 2004 y 2012, el
desembarque de pescado ha disminuido en 44%, así como la producción de harina de pescado, que en el mismo periodo
ha decrecido en 39%. Esto se debe tanto a cambios climáticos que afectan las pesquerías como a las vedas y cuotas
impuestas por el Estado con el fin de preservar a las principales especies hidrobiológicas, como la anchoveta, el jurel y la
caballa, las cuales son amenazadas por la pesca indiscriminada. En cuanto al consumo interno per cápita, en el 2010 fue
de 22.1 kilos por persona. La meta es elevar esta cifra hasta 40 kilos en el 2016. A pesar del descenso en el desembarque,
las exportaciones peruanas alcanzaron los US$ 3,144.1 millones en el 2011, un crecimiento en el ingreso de 25% en
comparación con las ventas en el 2010, según la Asociación de Exportadores. Esto se debe a una mayor demanda y al
aumento del precio de la harina y el aceite de pescado en el mercado internacional.

La pesca es muy importante en el Perú desde tiempos prehispánicos, debido a que la fría temperatura de la
Corriente Peruana hace de nuestro mar una de las zonas pesqueras más ricas del planeta. Entre 2004 y 2012, el
desembarque de pescado ha disminuido en 44%, así como la producción de harina de pescado, que en el mismo periodo ha
decrecido en 39%. Esto se debe tanto a cambios climáticos que afectan las pesquerías como a las vedas y cuotas impuestas por
el Estado con el fin de preservar a las principales especies hidrobiológicas, como la anchoveta, el jurel y la caballa, las cuales son
amenazadas por la pesca indiscriminada. En cuanto al consumo interno per cápita, en el 2010 fue de 22.1 kilos por persona. La
meta es elevar esta cifra hasta 40 kilos en el 2016. A pesar del descenso en el desembarque, las exportaciones peruanas
alcanzaron los US$ 3,144.1 millones en el 2011, un crecimiento en el ingreso de 25% en comparación con las ventas en el 2010,
según la Asociación de Exportadores. Esto se debe a una mayor demanda y al aumento del precio de la harina y el aceite de
pescado en el mercado internacional.

Entre los principales compradores de productos pesqueros peruanos resaltan China con US$ 1,220 millones, seguida
de Estados Unidos (US$ 193.5 millones) y Japón (US$ 188.2 millones).

Desembarque de las principales Exportación de productos pesqueros el 2011 en Perú


especies hidrobiológicas en Perú el 2011.

La pesca en el Perú está liderada por la captura de anchoveta y la pota, ambas destinadas a la industrialización y la
exportación. La exportación de harina y aceite de pescado siguen siendo los productos líderes, aunque se están
registrando mayores inversiones en congelados y conservas

TIPOS DE PESCA EN EL PERU


En el Perú, una de las actividades económicas más importantes es la pesca, gracias a nuestro mar, que se caracteriza por su
gran riqueza de recursos marinos.
1.--Pesca Marítima

✍ Se desarrolla a través de la explotación de los recursos existentes en el Mar Peruano.


✍ Se caracteriza por su gran riqueza, variedad y cantidad de recursos hidrobiológicos,
✍ Debe su riqueza al fenómeno de afloramiento.

1.1 Tipos de Pesca Marítima:

ⓐ Pesca en la Costa
ⓐ Pesca Artesanal ✍ Actividad pesquera predominantemente artesanal.
✍ Utiliza pequeñas embarcaciones. ✍ Desarrollada en algunos ríos de la región.
✍ Utiliza herramientas sencillas: cuerdas, cañas y redes pequeñas. ✍ Especie de mayor importancia económica: el Camarón de río.
✍ Se lleva a cabo a poca distancia de la costa. ✍ Ríos de mayor abundancia Camaronera: Pativilca, Cañete, Pisco,
✍ El volumen de extracción es reducido en comparación a la pesca Ocoña, Camaná, Majes y Tambo.
industrial.
✍ Las especies extraídas son casi siempre desembarcadas en puertos
menores y caletas. ⓑ Pesca en la Sierra
✍ Es destinada en gran parte al consumo humano directo (pescado
fresco). ✍ Practicada de manera artesanal.
✍ Desarrollada en ríos, lagos y lagunas.
ⓑ Pesca Industrial ✍ Especies destacadas: Ispi, Rana, Trucha.
✍ Emplea embarcaciones de mayor capacidad.
✍ Sus embarcaciones recorren grandes distancias desde la costa (20 ✍ El lago Titicaca destaca notoriamente en la actividad pesquera.
a 100 Millas Náuticas).
✍ Departamento de mayor práctica pesquera: Puno.
✍ Está destinada al consumo humano indirecto: harina de pescado,
aceite y conservas. ✍ Principales especies del Titicaca: Carachi, Pejerrey, Trucha,
✍ Requiere de gran infraestructura: puertos mayores, cámaras
frigoríficas y bodegas. Ispi, etc.
✍ Utiliza mano de obra calificada.

2.- Pesca Continental ⓒ Pesca en la Selva


✍ Practicada de manera artesanal.
✍ Se desarrolla a través de la extracción de los recursos hidrobiológicos ✍ Se realiza en ríos y cochas.
de la región costa, andina y amazónica.
✍ Según estadísticas del Ministerio de Pesquería, los departamentos ✍ Especies destacadas: Paiche, Dorado, Zúngaro, Sábalo,
con mayor aporte en esta actividad son Loreto, Ucayali, Puno y Junín.
Carachama. Boquichico.

2.1 Tipos de Pesca Continental:

LAS PRINCIPALES EMPRESAS PESQUERAS DEL PAÍS

El Perú, considerado el mayor productor de harina de pescado y uno de los principales países de la pesca industrial, concentra

a las compañías más relevantes del planeta en el rubro pesquero. En ese sentido, y según cifras difundidas por la Sociedad

Nacional de Pesquería (SNP), la clasificación de las principales empresas del sector tiene a seis firmas que sobresalen por

encima del resto.


La lista de las compañías pesqueras de mejor desenvolvimiento en los primeros siete meses del años, conforme al más reciente
reporte de la SNP sobre las exportaciones pesqueras entre enero y julio del 2017, está integrada por Tecnológica de Alimentos
S.A. (Tasa), Pesquera Hayduk S.A., Pesquera Exalmar S.A.A., Pesquera Diamante, Corporación Pesquera Inca S.A.C.
(Copeinca) y Austral Group.

Compañía líder
Tecnológica de Alimentos S.A., fundada el 14 de agosto del 2002, es la empresa líder de la pesca nacional con el 17.12 % de
participación del total de las exportaciones pesqueras peruanas. Firma considerada como una sólida compañía, ética y
sostenible que promueve la innovación y operación en armonía con la comunidad y el medio ambiente, hizo envíos por un total
de 297,570 toneladas métricas y cerró negocios por un valor de 407.457 millones de dólares entre enero y julio del 2017.

Principal productora de harina y aceite de pescado a nivel mundial, Tasa se ha caracterizado por desarrollar sus productos e
ingredientes marinos con altos estándares de calidad. Así en exportaciones de pescado congelado, la firma que pertenece al
grupo empresarial Breca tiene el 7.55 % de participación y logró colocar 21,618 toneladas métricas en los mercados
internacionales y logró más de once millones de dólares en ingresos.
Por otro lado, la empresa de la familia Brescia Cafferata, que desde hace más de cien años ha venido invirtiendo de forma
decidida en diversos sectores como el industrial, la construcción, las finanzas y otros servicios, tiene una descollante
intervención en las exportaciones de harina de pescado.

En este rubro, Tasa, que dispone de una de las flotas más importantes del Perú, que consta de 48 embarcaciones con una
capacidad de bodega total de 20,150 toneladas métricas, tiene el 26.60 % de participación y es la primera en la clasificación
gracias a las 250,350 toneladas métricas que remitió al extranjero y los 353.346 millones de dólares que alcanzó por los
negocios que concretó.

El rubro de exportaciones de aceite crudo de pescado también es liderado por Tasa. La firma, que logra procesar anualmente
alrededor del 25 % de la cuota nacional de anchoveta, tiene en este negocio el 21.63 % de participación.

La empresa, que cuenta con la mejor y más grande fábrica de congelados de la región, con capacidad de 521 toneladas
métricas por día y 14,960 toneladas métricas de almacenamiento en tres cámaras frigoríficas, realizó envíos de aceite crudo de
pescado por un total de 34.983 millones de dólares gracias a las 23,682 toneladas métricas que comercializó.

Tasa produce harina de pescado en doce plantas de producción Steam Dried (secado a vapor), las cuales están ubicadas
estratégicamente a lo largo del litoral peruano, próximos a la zona de captura. La compañía del Grupo Breca fue la primera
comercializadora de harina de pescado en la clasificación de empresas exportadoras de harina y aceite de pescado del 2016 con
una participación de 20.63 % y 24.8 % respectivamente.

Firma destacada
Pesquera Hayduk S.A., que el 28 de noviembre de 1991 produjo su primer saco de harina en Coishco (Chimbote), es la
segunda principal firma pesquera del país. Fundada por el empresario Eudocio Martínez Torres, esta compañía tiene el 11.34
% del total de exportaciones pesqueras gracias a las 188,994 toneladas métricas que envió al exterior y los 269.853 millones de
dólares que logró entre enero y julio del presente año.

La empresa, que hoy es presidida por dirigida por Walter Martínez Moreno, tiene seis plantas ubicadas estratégicamente a lo
largo de toda la franja costera nacional que le permiten maximizar la frescura de sus productos. Asimismo, cuenta con
veinticinco embarcaciones propias, veintidós de cerco y tres de arrastre, destinadas tanto a la pesca para consumo humano
directo (CHD), como para consumo humano indirecto (CHI).

En el rubro de exportaciones de pescado congelado, Hayduk concentra el 5.48 % del total de remesas dirigidas a los mercados
internacionales. La compañía, que dispone de tres plantas ubicadas Paita, Coishco e Ilo, donde se procesan jurel, caballa,
merluza, perico, anchoveta, pota y calamar en diferentes presentaciones, en los primeros siete meses del año remitió 9,021
toneladas métricas de pescado congelado y ganó 10.874 millones de dólares.

Con una importante presencia en China, Nigeria, Canadá, España, Italia, Italia, Estados Unidos y Panamá, Hayduk posee el
1.82 % del global de las exportaciones de conservas y preparados de pescado. Además, tiene el 10.84 % de participación en el
rubro de exportaciones de aceite crudo de pescado. Asimismo, cuenta con el 5.20 % de los envíos de pescados frescos
refrigerados que se realizaron entre enero y julio del 2017.

Distinguida en el 2008 como “Mejor Gobierno Corporativo en Empresas Familiares” por Procapitales y la UPC, la compañía
de la familia Martínez sobresale en el negocio de exportación de harina de pescado. En este segmento, Hayduk es la segunda
mejor firma del sector con el 17.71 % de participación. En lo que va del 2017, ha remitido al extranjero 164,994 toneladas
métricas y selló negocios por un valor total de 235.269 millones de dólares.

Empresa histórica
Con más de veinticinco años de vida institucional, Pesquera Exalmar S.A.A. es la tercera compañía más importante dentro de
la industria pesquera peruana. La empresa, que participa en la captura, procesamiento y comercialización de productos
marinos de calidad y alto valor proteico, tiene el 8.01 % del global de exportaciones pesquera. En los primeros siete meses del
año, la firma, creada por el empresario Víctor Matta Curotto, remitió 121,150 toneladas métricas y ganó 170.566 millones de
dólares.

Exalmar, que opera seis plantas de producción de aceite y harina de pescado ubicadas en Tambo de Mora, Chimbote,
Chicama, Callao, Huacho y Paita y que además maneja dos plantas de congelados, dedicadas a procesar productos
hidrobiológicos destinados a consumo humano directo, situadas en Paita y Tambo de Mora, exportó de enero a julio 9,470
toneladas de pescado congelado y alcanzó 6.444 millones de dólares en ganancias. En este rubro, se ubica en la quinta casilla
con el 4.59 % del mercado.
La corporación liderada por Matta Curotto opera actualmente con dieciocho embarcaciones de acero, y cinco barcos de
madera, con una capacidad de bodega operativa aproximada de 6,661 metros cúbicos de acero y 418 metros cúbicos de
madera. Sus plantas de consumo humano indirecto producen, a través de sistemas de secado indirecto (Steam Dried), harina
de pescado de una variedad de calidades y aceite de pescado.

De enero a julio del 2017, Exalmar exportó 4,622 toneladas métricas de mariscos congelados y logró el 2.08 % de participación
en este rubro. Con dos plantas de congelados, dedicadas a procesar productos hidrobiológicos destinados a consumo humano
directo, situadas en Paita y Tambo de Mora, la empresa selló negocios por 9.603 millones de dólares.

Exalmar, que en el 2012 inició las operaciones de su planta de Paita dedicada al procesamiento y congelamiento de especies
como la pota y el perico, sobresale en el rubro de exportaciones de harina de pescado. Al respecto, hay que señalar que la
pesquera cuenta con el 11.98 % de participación y se ubica en la tercera casilla. A lo largo del año, mandó al exterior 98,735
toneladas métricas y logró 14.241 millones de dólares en ganancias.

Otro rubro en el que destaca Exalmar en las exportaciones de aceite crudo de pescado. Con una participación de 8.47 % y
ubicada en la casilla número cuatro, la firma vendió 8,322 toneladas métricas y consiguió ventas por 12.276 millones de
dólares.

Competidores de peso
La cuarta empresa pesquera más importante de la actualidad, conforme a los datos estadísticos publicados por la Sociedad
Nacional de Pesquería es Pesquera Diamante. Propiedad de los empresarios hermanos José Enrique y Fernando Ribaudo, la
firma, que tiene más de treinta años de presencia, posee el 6.50 % del total de las exportaciones pesqueras. En ese sentido, las
cifras de la SNP detallan que envió 98,828 toneladas métricas de productos y alcanzó 138.276 millones de dólares en negocios.

Diamante, que posee plantas en Bayóvar, Malabrigo, Samanco, Supe, Pisco, Mollendo, Ilo y el Callao y el año anterior
inauguró su propio astillero, exportó 7,921 toneladas métricas de pescado congelado y selló negocios por 5.711 millones de
dólares. Además, en el rubro de exportaciones de aceite crudo de pescado vendió al extranjero 1,416 toneladas métricas y se
embolsó 2.686 millones de dólares de enero a julio del presente año.

Durante el 2016, las embarcaciones de Diamante capturaron 2,689 toneladas métricas de atún y 30,204 toneladas métricas de
jurel y caballa. La compañía es la primera empresa peruana con licencia para la pesca de atún y cuenta con dos
embarcaciones equipadas para ello.

Enfocada, hoy en día, en atender nuevos mercados y mejorar la nutrición para el futuro, la firma de José Enrique y Fernando
Ribaudo posee el 10:73 % de participación en las exportaciones de harina de pescado. En torno a este punto, la data de la SNP
revela que, de enero a julio, Diamante mandó 88,272 toneladas métricas y logró concretar negocios por 127.444 millones de
dólares.

niveles de producción y ventas


Le corresponde a Corporación Pesquera Inca S.A.C. (Copeinca) que opera diez plantas de procesamiento y cuenta con
veintiocho embarcaciones. En los primeros siete meses del año, la compañía se hizo con el 6.09 % de participación del total de
exportaciones pesqueras. Con sede en Noruega, la empresa remitió 92,013 toneladas métricas de productos y registró
beneficios de 129.570 millones de dólares.
La compañía está involucrada en la extracción de varias especies de hidrobiológicos y su posterior transformación en harina
de pescado y aceite de pescado, para el consumo humano directo o indirecto. Su aceite de pescado está destinado a la comida
para mascotas, alimentos funcionales y sectores como el farmacéutico.

Poseedora de diez plantas de procesamiento, Copeinca realizó, de enero a julio, exportaciones de harina por un monto total de
106.410 millones dólares y remitió 75,982 toneladas métricas. De este modo, la firma obtuvo el 8.96 % de participación en este
rubro. En tanto que en las exportaciones de aceite crudo de pescado alcanzó el 15.98 % del mercado y logró enviar 16,031
toneladas métricas y ganó 23.160 millones de dólares.
Austral Group S.A.A., que cuenta con operaciones en cuatro de los países pesqueros más importantes: Noruega, Reino Unido,
Perú y Chile, es la sexta firma de mayor relevancia del mercado peruano.

Dueña de cuatro plantas de harina y aceite de pescado, dos plantas de conservas y una planta de congelados, distribuidas
estratégicamente a lo largo del litoral peruano, la empresa tiene el 5.30 % de participación en el total de exportaciones
pesqueras. De enero a julio del 2017, despachó 82,015 toneladas métricas de productos y obtuvo 112.804 millones de dólares.
Con una flota compuesta por diecinueve embarcaciones, cuya capacidad total de bodega asciende a 10,013.38 metros cúbicos,
Austral Group consiguió el 8.25 % de participación en la exportación de harina de pescado. Al respecto, la SNP detalla que la
empresa, liderada por Adriana Giudice, remitió 68,444 toneladas métricas y recibió 98.012 millones dólares.

Además, Austral Group posee el 7.73 % de participación en las exportaciones de aceite de pescado. En este rubro en
particular, la compañía, integrante de la Sociedad Nacional de Pesquería, registró 7,347 toneladas métricas y 11.205 millones
de dólares en ganancias en los primeros siete meses del año.

COMERCIALIZACIÓN Y DISTRIBUCIÓN DE PRODUCTOS HIDROBIOLÓGICOS


SEGURIDAD ALIMENTARIA.

En términos de FAO: “Existe seguridad alimentaria cuando todas las personas tienen en todo momento acceso físico y
económico a suficientes alimentos inocuos y nutritivos para satisfacer sus necesidades alimenticias y sus preferencias en
cuanto a los alimentos a fin de llevar una vida activa y sana.”

De acuerdo con esta definición, la seguridad alimentaria implica el cumplimiento de las siguientes condiciones: una oferta
y disponibilidad de alimentos adecuados; la estabilidad de la oferta sin fluctuaciones ni escasez en función de la estación
del año; el acceso a alimentos o la capacidad para adquirirlos y, por último, la buena calidad e inocuidad de los alimentos.

En términos de la Unión Europea: las tres primeras circunstancias -salvo situaciones excepcionales- se alcanzan de forma
generalizada, por lo que es el último punto, el que se refiere a la calidad (problemas de higiene) e inocuidad de los
alimentos, el que cobra especial protagonismo y trascendencia y al que van dirigidas todas las políticas de control. Tanto
las políticas gubernamentales como las medidas y procesos de control pretenden alcanzar que todo alimento que llega al
consumidor esté libre de contaminaciones que supongan una amenaza para la salud.
__________

El desarrollo sostenible de la pesca exigirá una mejor forma de gobierno y la introducción de cambios en la perspectiva de
los principales interesados para centrarse más en los resultados a largo plazo.

La comercialización de productos hidrobiológicos integra numerosos agentes y operaciones variadas con el fin de
abastecer de productos al consumidor a través de diferentes canales de distribución y venta. Los principales agentes
participantes son: los mayoristas, exportadores y distribuidores del mercado interno, mercados mayoristas pesqueros,
minoristas (mercado de abastos), detallistas y otros no convencionales propios de cada región o área geográfica.

El perfil del consumidor peruano de productos hidrobiológicos es de preferencia por el pescado fresco. El pescado
congelado generalmente se vende una vez descongelado, como fresco, en los puntos de venta finales.

La fuente de abastecimiento del pescado fresco es el sector de la pesca artesanal, donde generalmente los productores
(pescadores) no participan en la comercialización. Se presenta la figura del comerciante y distribuidor mayorista que operan
en origen como acopiadores en puertos y/o caletas y en el destino, en los mercados mayoristas pesqueros (MMP Villa
María del Triunfo, MMP Ventanilla, Minka en Lima Metropolitana y otras ciudades). La comercialización minorista (detallista)
se efectúa en los Mercados de Abasto principalmente y desde este canal se redistribuye a mercadillos o paraditas
generalmente en condiciones deficientes de higiene y sanidad de los productos. Lima necesita más mercados mayoristas
pesqueros.

Los canales de ventas más caracterizados de pescado fresco son: mercadillos, mercados de abasto, mercado mayorista
pesquero y supermercados.

La comercialización de productos hidrobiológicos congelados es otra de las modalidades importantes y de gran potencial
en el país pero requiere de una adecuada y suficiente infraestructura de procesamiento, transporte refrigerado y
almacenamiento refrigerado. El abastecimiento de productos congelados provenientes de la pesca de altura (pesca de
arrastre) de recursos pelágicos como el Jurel, Caballa y especies acompañantes es una opción que estuvo presente
mientras hubo presencia de barcos congeladores.

La inexistencia de una flota de altura para la pesca de recursos pelágicos jurel y caballa, la falta de cadena de frío de
cobertura nacional y el bajo desempeño de la actividad pesquera artesanal son los principales problemas. Dicha situación
genera importaciones de pescado congelado procedente de Chile, especialmente de jurel, producto que es comercializado
en el país generalmente como pescado “fresco”, previa descongelación durante el transporte o en los puntos de venta.

VENTA INTERNA
• La venta interna anual de productos hidrobiológicos (fresco, congelado, enlatado y curado) durante el período 1998-2008
fue de 4`845,500 TMB, lo que da un promedio de 440,500 TMB anuales.

• Actualmente el abastecimiento de productos pesqueros que se viene realizando en Lima, se efectúa a través de los
Mercados Mayoristas de Villa María y Ventanilla y MINKA del Callao.

• La comercialización de los productos pesqueros en la provincia de Lima no evidencia medidas de control sanitario en los
mercados, lo que no garantiza adecuada calidad a las mesas populares. Tampoco los precios son razonables y
competitivos para el consumidor final de menores ingresos.

PRINCIPALES PROBLEMAS EN LA COMERCIALIZACIÓN DE PRODUCTOS HIDROBIOLOGICOS

• Los problemas relacionados con la comercialización y calidad del pescado fresco, se inician desde el momento de la
captura al no contar a bordo de las embarcaciones con los medios adecuados de preservación. En la mayoría de casos,
no cuentan con cajas y hielo necesario para mantener en buen estado el producto. Esto obliga al pescador artesanal a
vender su producto inmediatamente llegue al desembarcadero pesquero o a la playa, el cual es de una calidad relativa,
razón por lo que se ve obligado a aceptar el precio que le ofrece el intermediario, quien al final obtiene mayor utilidad que
el pescador.

• El sistema de comercialización de productos pesqueros frescos y congelados presenta los problemas siguientes:

- Infraestructura de desembarque inadecuada, insuficiente y no cumple normativas sanitarias.

- Las condiciones de acopio de productos de la pesca son inadecuada para mantener la calidad, higiene e inocuidad de
los productos

- Infraestructura de comercialización insuficiente (mercados pesqueros mayoristas, mercados de abasto, mercadillos y


otros) con instalaciones y procedimientos no adecuados a las normas sanitarias.

- Exceso de intermediarios en la comercialización que no generan valor agregado a los productos pero propician incremento
de precios.

- Deficiencia de medios de comercialización (cadena de frío).

- Falta de valor agregado, normalmente el producto de la pesca artesanal se vende en forma entera.

- La gran mayoría de los puestos de venta de pescados no cuentan con cámaras frigoríficas para el almacenamiento en
frío de pescado fresco.

- Insuficientes puntos de venta

- El traslado o transporte del pescado que tiene como destino final los mercados internos del país se realiza en condiciones
que no permiten mantener la calidad del producto, pues se trata de canastas o cajas en camiones o buses de pasajeros y
en el caso que se usan vehículos isotérmicos éstos no cuentan generalmente con equipo de refrigeración mecánica que
mantenga la temperatura para la conservación del pescado.

- Hay una escasa cultura de utilización de hielo para la preservación del pescado.

- Se descuida mucho la presentación del producto, por lo que resulta poco atractivo para el consumidor.

- Márgenes de ganancia muy altos en la cadena de comercialización

- Pérdida (mermas) de productos pesqueros por no preservar con suficiente cantidad de hielo y por mala manipulación.

• Consecuentemente, el sistema de comercialización actual, requiere un cambio sustancial orientado a la integración o


asociatividad de los distintos elementos, a su coordinación y a la adopción de una gestión comercial integrada. En tal
sentido, las actuaciones en el sector comercializador deben orientarse a mejorar la oferta de los productos, adecuar y
mejorar el grado de cumplimiento de las nuevas exigencias higiénico-sanitarias y mejorar los medios técnicos disponibles
en las instalaciones de comercialización.

• Los objetivos estratégicos, además de promover la coordinación de los diversos sectores implicados (extractores,
procesadores, comercializadores), deben ser desarrollar una infraestructura comercial competitiva.
• Las actuaciones en materia de comercialización y promoción deben ir dirigidas hacia la consecución de dos objetivos:
Crear el hábito de consumo de anchoveta y productos hidrobiológicos mediante educación al consumidor y crear las
condiciones para la aparición de nichos de negocio de estos productos. Del éxito en alcanzar ambos objetivos debería
derivar la incursión de nuevos empresarios e inversiones en el negocio de la comercialización de productos hidrobiológicos
para el mercado interno.

• El incremento de consumo de productos hidrobiológicos (fundamentalmente pota y anchoveta) debiera tener como público
objetivo principal a la población de menores ingresos y en estado de pobreza extrema.

• El desarrollo del mercado interno peruano para productos preferentemente derivados de la anchoveta y la pota es un
enorme desafío. Implica educar a la población en el hábito de consumo de productos hidrobiológicos, en especial la
anchoveta y pota y de transformar un simple potencial de consumo en un verdadero mercado.

El reto nacional es desarrollar el mercado interno. La barrera para ello radica en que es más fácil aprovechar los mercados
que otros países ya tienen bien estructurados y exportar. Los Estados Unidos, la Unión Europea y el Japón, entre otros,
son mercados atractivos porque pagan precios altos pero también, porque tienen mercados estructurados, con redes de
importadores, de grandes distribuidores, mayoristas y minoristas que posibilitan una venta rápida para productos de buena
calidad. Esta tendencia, sumada a la deficiente red de frío y de comercialización en el mercado interno, así como por la
escasa demanda, afectan el desarrollo del mercado interno. Los elevados precios de los productos que se ofertan a este
mercado constituyen otro de los limitantes. Ante mercados externos ya existentes, es difícil pensar que el sector privado
realizará esfuerzos por invertir en la creación de un mercado interno para anchoveta y otros hidrobiológicos. Ante esa
realidad y la disponibilidad de anchoveta y pota, es preciso que el Estado intervenga en la creación del mercado y en la
articulación con el sector privado para llevar esta proteína a los sectores que más la necesitan y a precios accesibles.

El Perú no es Lima solamente. Si la anchoveta ya ingresó a los supermercados y restaurantes gourmets, lo que sigue es
llevarla a todos los mercados del país.

Hay una imposibilidad para acceder a los alimentos por parte de amplias poblaciones que no pueden pagar los precios
actuales. El empresario privado optará siempre por vender sus productos con mayor valor agregado al mejor precio y al
mejor postor. En esa lógica de pensamiento siempre encontrará en la exportación un mercado dispuesto a pagar caro por
alimentos o materia prima para producir alimentos gourmet que satisfagan no necesariamente el hambre sino exigencias
gastronómicas. El ciudadano pobre que solo requiere proteína barata tenderá a ser excluido de esa lógica de mercado.

En el país existen puntos de venta como los supermercados, existen restaurantes especializados en pescados y mariscos
y mercados tradicionales; sin embargo, estos establecimientos son todavía muy pocos y focalizados en Lima y principales
ciudades costeras. La modernización de la comercialización de pescados, con la capacitación de los agentes que
intervienen y la inversión en aspectos tales como: almacenes frigoríficos, fábricas de hielo, vitrinas frigoríficas, medios de
transporte refrigerado, modernización de los mercados mayoristas y de abastos, administración o gerenciamiento
competente, expansión de las redes de distribución en las ciudades medianas y pequeñas, son iniciativas necesarias y
urgentes para el desarrollo del mercado interno del país.

LA PROMOCION
El producto hidrobiológico necesita ser promocionado para aumentar sus volúmenes de ventas. No es suficiente con tener
un producto de buena calidad y apariencia y que esté disponible para los distintos segmentos de mercado, es también
necesario hacerlo saber.

Existen varias modalidades de promoción, desde las recetas de preparación (cocina) impresas en las etiquetas, embalajes
o distribuidas en los puestos de venta, hasta la promoción por chefs líderes internacionales o concursos de chefs de
restaurantes, pasando por los anuncios en los medios tradicionales de comunicación o en festivales gastronómicos,
costumbristas o temáticos (de la pota, de la anchoveta, chilcanito de pescado, desayunos escolares, etc.). El aporte de los
programas sociales que llevan anchoveta y pota a los sectores populares es también una forma de creación del hábito de
consumo. De otro lado, los profesionales de la salud y la educación (maestros, médicos y nutricionistas) deben ser grandes
aliados en la promoción del consumo de pescado.

Las estrategias de promoción deben ser adecuadas a cada realidad de la población peruana, principalmente cuando el
objetivo son los sectores socioeconómicos menos favorecidos y que acusan altos niveles de deficiencias nutricionales. El
Estado debe actuar sobre la educación al consumidor y la creación de mercado para incentivar al inversionista.

Lo mismo puede aplicarse a las exportaciones, cuando se quiere vender algo más que simples “commodities”. Pueden
promocionarse conjuntamente con el producto, la imagen de la región productiva (denominación de origen) y del país como
un todo o posicionando la anchoveta como producto bandera del Perú.