Está en la página 1de 6

Válvulas Neumáticas

Para llevar a cabo la elección de una válvula neumática, es conveniente recurrir a ciertos criterios de selección,
que posibilitarán la siguiente clasificación:
• Número de Vías: De esta forma llamaremos al número de orificios controlados en la válvula, exceptuando los de
pilotaje. Podemos así tener 2, 3, 4, 5 ó más vías (no es posible un número de vías inferior a 2)
• Posiciones: Es el número de posiciones estables del elemento de distribución. Pueden tenerse válvulas de 2, 3, 4 ó
más posiciones (no es posible un número de posiciones inferior a 2)
• Caudal: Es el volumen de fluido que pasa por determinado elemento en la unidad de tiempo. Normalmente se
calcula a partir del flujo, volumen que pasa por un área dada en la unidad de tiempo.
• Sistemas de accionamiento: Una característica importante de toda válvula es su clase de accionamiento ó mando,
debido a que, de acuerdo con ello, dentro de la cadena de mando de un equipo neumático, se la empleará como
elemento emisor de señal, órgano de control o de regulación.
Según ya se ha dicho, las válvulas direccionales se designan de acuerdo al número de vías y posiciones de la
siguiente manera: N° de vías / N° de posiciones
Configuración del símbolo de una válvula
El símbolo representa la función de la válvula y su forma de accionamiento. Se compone de un bloque central,
en el que se identifican las posiciones estables del elemento de conmutación y las vías de conexión para cada posición,
y de dos bloques extremos que representan los modos de actuación (mandos).
El símbolo se completa con los esquemas
correspondientes a los mandos de las válvulas, siendo
éstos el medio por el cual se logra la conmutación de
sus posiciones:
De una manera general, podemos dividir los accionamientos en:
Mandos musculares, pueden ser: manuales o a botón pulsador, a palanca, a pedal.
Mandos mecánicos, a palpador, resorte, rodillo, rodillo unidireccional o abatible.
Mandos neumáticos, a presión o descarga de mando directo o indirecto, o de áreas diferenciales.
Mandos eléctricos con un solenoide, con dos solenoides operando en direcciones opuestas, con dos solenoides
operando en direcciones opuestas de acción variable.
Mandos electroneumáticos a solenoide y piloto neumático, o mandos electroneumáticos por solenoide ó piloto
neumático.
Válvulas direccionales. Tipos constructivos de válvulas direccionales
Son aquellas que en un circuito neumático distribuyen o guían el aire comprimido hacia los elementos de
trabajo. Constituyen los órganos de mando de un circuito, es decir, aquellos que gobiernan (mandan) el movimiento de
los órganos motores del mismo (cilindros, actuadores, etc.). Se clasifican en:
Válvulas de asiento: el principio de la válvula de asiento garantiza un funcionamiento sin
interferencia, es decir, el escape se cierra antes de que se habilite la entrada de aire. Por su sencilla
construcción, son muy económicas y tienen pocas piezas sometidas al desgaste y la suciedad
interfiere muy poco en su funcionamiento.

 Válvulas de asiento esférico: son generalmente utilizadas para


funciones secundarias dentro de un sistema, construyéndose
normalmente como válvula 2/2 ó 3/2.
 Válvulas de asiento de disco (poppet): se construyen como válvulas 2/2, 3/2, 4/2, 5/2
y más. La estanqueidad puede lograrse mediante discos de cierre elásticos y asientos de
metal, o directamente discos de cierre y asientos de metal.
Válvulas de corredera: son las de distribución axial que poseen, como principio de
funcionamiento, un émbolo móvil deslizante que abre o cierra por desplazamiento longitudinal,
las vías de comunicación en función de las condiciones de conmutación de la propia válvula,
cambiando las conexiones.
En este tipo de válvula se hace muy difícil la estanqueidad de la corredera, pues la forma
geométrica obligada por su función es condicionante. Se fabrican válvulas de corredera con
cierre metal sobre metal y con cierre por juntas.

 Válvulas de distribuidor axial plano: poseen un émbolo para la conmutación de la


válvula, pero las bocas son controladas por un distribuidor plano adicional. En la figura se
esquematiza una válvula 4/2 de este tipo.
 Válvulas de distribuidor rotante: se fabrican como válvulas de mando manual del
tipo 3/2, 4/2, y también 4/3. La vinculación entre las bocas de utilización y descarga se
realiza a través de un disco rotante con canalizaciones.
 Válvulas de distribuidor axial o corredera (spoll): La distribución del aire comprimido a las diferentes
bocas se logra a través de un distribuidor cilíndrico que se desplaza en sentido axial. Existen cuatro técnicas
básicas de construcción de estas válvulas, en lo referente al logro de la estanqueidad del distribuidor:
1. Válvulas metal – metal: empleada comúnmente en hidráulica, requiere un ajuste preciso entre el distribuidor y
el cuerpo de la válvula. Para la utilización en neumática, el juego máximo permitido entre éstos es del orden de 1,5 a 3
micrones, pues de lo contrario las fugas serían inadmisibles.
2. Juntas tóricas (O´rings) en el cuerpo de la válvula: es una de las disposiciones más comúnmente adoptada, con
el fin de evitar el alto costo que implican las anteriores
3. Retenes labiales en el distribuidor: es otro tipo de ejecución no muy difundido, que utiliza como elementos de
estanqueidad del distribuidor pequeños retenes labiales en el mismo.
4. Juntas tóricas (O´rings) en el distribuidor: es la ejecución de mayor difusión y consiste en lograr la
estanqueidad, por medio de guarniciones tóricas incorporadas al distribuidor.

Válvula 5/2 vías, accionamiento por pulsador, pilotada, retorno por Válvula 3/2 vías, normal cerrada, accionamiento por pulsador,
resorte, válvula de corredera (dibujada en posición activada) retorno por resorte, válvula de asiento

Número de vías – número de posiciones: Como vías se consideran la conexión de entrada o alimentación
de aire comprimido, conexión/es de utilización para el consumidor y orificios de purga (escape) y se llama posición a
aquella maniobra que toman las partes móviles internas de una válvula. Algunos ejemplos son:

 2/2: válvulas de cierre que poseen un orificio de entrada y otro de salida (2 vías) y dos posiciones de
mando. Únicamente se utilizan en aquellas partes de los circuitos neumáticos donde no es preciso
efectuar por la misma válvula la descarga del sistema alimentado, sólo actúan como válvulas de paso.
Puede ser NC (normal cerrada) cuando en su posición de reposo se encuentras cerradas (no permiten el
flujo); o NA (normal abierta) que permite el flujo y lo interrumpe al accionarla.
 3/3: es poseen un orificio de alimentación, uno de utilización y otro de escape (3 vías) y dos posiciones
de mando. Sus funciones pueden ser muy variadas y van desde el manejo de señales hasta el comando
de cilindros de simple efecto. También pueden ser NC (donde la alimentación queda conectada a escape)
o NA (donde el escape queda bloqueado). Las de distribuidor axial generalmente admiten ser conectadas
de una u otra manera.
 4/2: poseen dos posiciones de mando, para cada una de las cuales sólo una utilización es alimentada, en tanto
la otra se encuentra conectada a escape. Esta condición se invierte al conmutar la válvula. Dado que para cada
posición existe un pasaje abierto y uno cerrado, carece de sentido hablar de una válvula 4/2 NA o NC.
 5/2: poseen cinco orificios de conexión y dos posiciones de mando. A diferencia de las 4/2, poseen
dos escapes, correspondiendo uno a cada utilización.
La válvula (sin accionar su mando) posee una única posición estable, aquella gobernado
por su reacción. A las válvulas con estas características se las denomina monoestables
(única posición de mando estable). La acción manual sobre el mando puede ser reemplazada
por una acción mecánica leva sobre un rodillo, bocas de pilotaje, dando origen así a las
válvulas de mando neumático. Recordemos que estas bocas no se contabilizan como vías en
la clasificación. En la figura puede verse como una señal neumática introducida a través de la boca
de pilotaje 14 produce el desplazamiento del elemento de conmutación. Desaparecida la señal el
elemento es reposicionado por un resorte.

Es posible sustituir la acción del resorte por una acción neumática permanente (reacción
neumática). Esto se logra alimentando el mando correspondiente a la reacción en forma
permanente, pudiéndose hacer a través de una boca externa o simplemente utilizando una
conducción interna de autoalimentación, que proveen los fabricantes y que comunica al
citado mando con la boca de alimentación de la válvula. De este modo, al alimentar con
presión a la válvula queda automáticamente establecida la reacción neumática. Como resulta
obvio, para desplazar el elemento conmutador con presiones iguales es necesario disponer en el mando
opuesto de un área mayor, dando origen así a las válvulas con mandos por áreas diferenciales.

 5/3: las válvulas de dos posiciones de mando sólo permiten condiciones de paradas extremas
de los actuadores gobernados, no permitiendo la obtención de paradas intermedias. Para esto último es
necesario contar con una tercera posición de mando intermedia, surgiendo así válvulas 3/3, 4/3 y 5/3. Las
funciones extremas de las válvulas de tres posiciones son idénticas a las de dos posiciones, pero a diferencia
de éstas incorporan una posición central adicional llamado centro a presión, en el cual cuando la válvula está
en condición de reposo, las dos utilizaciones de la misma se encuentran con presión, y por lo tanto, ambas
cámaras del cilindro recibirán la misma presión.

Electroválvulas
Estas válvulas se utilizan cuando la señal proviene de un temporizador eléctrico, un final de carrera eléctrica o
sensor de cualquier tipo (inductivo, capacitivo, óptico, etc.), presóstatos o mandos electrónicos, excitando a un
solenoide que por acción magnética provoca el desplazamiento de un núcleo móvil interno que habilita o no el pasaje
de fluido.
En válvulas de pequeño porte, este núcleo móvil constituye en si mismo el distribuidor principal de la válvula,
denominándose a esto como mando directo. En válvulas de mayores tamaños, el mando directo obligaría al uso de
núcleos magnéticos de grandes dimensiones y en consecuencia de solenoides de elevada potencia y tamaño.
En estos casos resultan convenientes los mandos electroneumáticos, en los que una pequeña electroválvula
3/2 de mando directo comanda la señal neumática que desplaza al distribuidor principal. En su conjunto el mando
resulta indirecto. Resultan así distribuidores más livianos, solenoides más pequeños y de menor potencia, y más alta
velocidad de respuesta. En general, se elige el accionamiento eléctrico para mandos con distancias extremadamente
largas y cortos tiempos de conexión.

Válvula 4/2 vías, accionamiento por solenoide, retorno por resorte Válvula 3/2 vías, flujo permitido en ambos sentidos, accionamiento
por solenoide,retorno por resorte

Características funcionales de válvulas


Características de caudal: está vinculada a la capacidad de circulación de fluido, a través de la válvula y
determina su tamaño (en cuanto a circulación se refiere). Esta queda referenciada por 2 o 3 factores:
 Factor Kv: se determina mediante ensayos realizados con agua e indica el caudal en l/min de dicho fluido que
pasa por la válvula cuando la caída de presión en la misma sea de 1 bar.

 Factor Cv: es el equivalente británico del factor Kv y significa el caudal de agua, en galones por minuto (gpm),
que pasa por la válvula cuando la caída de presión en ella sea de 1 psi (1 lb/pulg2).

 Caudal nominal Qn: representa el caudal de aire normal en l/min, que pasa por la válvula con una presión de
alimentación de 6 bar y una pérdida de carga de 1 bar, esto es con presión de salida de 5 bar.

Diámentro nominal: es otra característica que da idea de la circulación en las válvulas, el cual indica la sección
mínima del pasaje principal de la válvula. Esta dimensión tomada en forma aislada puede resultar engañosa, puesto
que no significa que la válvula tenga un pasaje equivalente a tal diámetro, y por lo tanto, una pérdida de carga de
acuerdo a eso, sino que su caída de presión dependerá de cuan intrincados sean sus pasajes internos.
Presión de trabajo: Por presión de trabajo se entiende el rango de presiones, dentro del cual la válvula puede
funcionar satisfactoriamente.
Presión de pilotaje: La presión de pilotaje es el rango de presiones de las señales de comando, dentro del cual la
válvula puede conmutar sus posiciones.
¿Qué Qn (Kv ó Cv) deberá tener la válvula para un determinado accionamiento?
El primer paso para lograr la respuesta será determinar el caudal normal requerido por el accionamiento, el que
dependerá fundamentalmente de tres factores: tamaño y velocidad del accionamiento, y presión de operación.

Ejemplo: determinar el Qn que deberá tener la válvula para accionar un cilindro


de doble efecto de 63mm de diámetro y 600 mm de carrera, que debe efectuar su
recorrido en un tiempo de 2 seg. La presión disponible en la válvula es de 7 bar.

Válvulas reguladoras de caudal o flujo


Válvulas de flujo (estranguladoras):

Estrangulador Diafragma

Estrangulador regulable
Las válvulas reguladoras de caudal se utilizan para el control de velocidad de cilindros neumáticos,
actuadores, así como también para la obtención de efectos de retardo de señales neumáticas (temporización
neumática), permitiendo de esta forma la regulación del tiempo de presurización de un volumen.
Regulador de caudal unidireccional: regulan el caudal en una sola dirección del flujo,
permitiendo el libre pasaje del aire en sentido contrario. Su principal aplicación es la regulación de
velocidad de cilindros y actuadores neumáticos, para lo cual son instalados sobre las vías que
alimentan al cilindro (vías de utilización de la válvula).
Regulador de caudal bidireccional: El regulador de caudal bidireccional es
comúnmente llamado válvula de aguja. Su función es la de restringir el paso del aire en ambas direcciones del flujo.

Válvulas de no retorno o de retención


Estas válvulas permiten circulación libre en un sentido, bloqueándola completamente en el sentido contrario.
Existen diferentes tipos constructivos, como ser: con cierre a bola, a cono, disco, membrana, anillo, etc. Existen
válvulas de no retorno con cierres de dos tipos:
• Cierre por presión de trabajo.
• Cierre con fuerza incorporada: en las cuales la circulación será posible cuando la presión venza la resistencia del
resorte antagónico de cierre.
Cuando es necesario mantener la presión dentro de un cilindro ó depósito o manejar a
voluntad un volumen acumulado, puede utilizarse una válvula de retención comandada o pilotada,
en donde la condición de bloqueo es relevada a voluntad por medio de una señal neumática.

Válvula “O” o Selectora de Circuitos: esta válvula tiene dos entradas y una salida.
Cuando el aire comprimido llega por cualquiera de las dos entradas, automáticamente se obtura
la otra y el aire circula hacia la salida, ocurriendo lo mismo si el aire penetra por la otra
entrada, desempeñando en un circuito la función lógica “O”.

Válvula de escape rápido: Esta válvula permite elevar la velocidad de los émbolos de cilindros.
Con ella se ahorran largos tiempos de retorno, especialmente si se trata de cilindros de simple efecto.
Logra obtener la máxima velocidad en los cilindros neumáticos. La figura muestra la utilización de una
válvula de escape rápido en un circuito de comando de un cilindro de doble efecto con avance regulado
(lento) y retroceso rápido.
Válvula “Y” o de Simultaneidad: esta válvula posee tres vías de conexión, dos de las cuales
son entradas y la restante es la de utilización. De dicha forma sólo saldrá aire por esta última cuando
exista presión simultáneamente sobre las dos entradas. Cuando una de ellas no existe,
automáticamente se bloquea la entrada de la otra, anulándose la salida de aire por la utilización.
¿Qué es el vacío?
Es el estado de un espacio sin materia. El vacío absoluto es inalcanzable en la práctica, por lo que se habla de
vacío cuando en un espacio limitado la presión de aire es inferior a la atmosférica. Vacío es entonces toda presión por
debajo de la atmosférica. Presión absoluta (de 0 a 1) - Presión relativa (de 0 a –1) -Porcentaje de vacío (de 0 a 100%).
Bombas de vacío volumétricas:
Alto costo de adquisición, Alto vacío (hasta 98%), Menor mantenimiento, Grandes
dimensiones y Bajos caudales

Bombas de vacío cinéticas:


Alto costo de adquisición - Alto caudal de aspiración -
Alto mantenimiento -Bajo nivel de vacío

Eyectores de vacío
El vacío se logra por el principio de Venturi, al disminuir la presión por el
aumento de la velocidad en el estrechamiento.
Sin mantenimiento - Bajo costo de adquisición - Diseño compacto y ligero -
No generan calor - Rápida generación de vacío - Relativamente alto nivel de ruidos