Está en la página 1de 4

Diferencias normas contables decreto 2649/93

(PCGA) y NIIF-IFRS

A partir de la Ley 1314 de 2009, Ley de Convergencia a Normas


Internacionales de Información financiera, Colombia le apostó a que el
sector económico del país produzca una información financiera
comprensible, transparente y comparable, pertinente y confiable, útil para la
toma de decisiones, con el objetivo de internacionalizar las relaciones de
comercio y de crear un sistema uniforme, con un mismo lenguaje que facilite
el libre comercio, para lo cual y por medio de esta Ley, se establece qué
autoridades son responsables del proceso de formalización y las entidades
encargadas de vigilar su cumplimiento.
Las Normas Internacionales de Información financiera a aplicarse en el país
para el sector privado según la regulación establecida en los Decretos
2784 de 2012, que corresponde al Grupo 1 y que aplica NIIF plenas,
Decreto 3022 de 2013, que corresponde a la reglamentación para el Grupo
2 y que debe aplicar NIIF para PYMES y el Decreto 2076 DE 2012, que
reglamenta la aplicación de NIIF simplificadas para las microempresas
y personas naturales obligadas a llevar Contabilidad, difieren de las
normas y principios contables establecidos en el Decreto 2649 de 1993, y
que continua vigente hasta el 31 de diciembre de 2015; podemos empezar
por hacer claridad en cuanto, a que el organismo emisor que fue elegido
por el Concejo Técnico de Contaduría Pública (CTCP), el IASB es un
organismo privado por lo tanto las normas que emite no tienen carácter
vinculante y no pueden ser impuestas directamente, son las autoridades o
entidades quienes se encargan de su aplicación y de la vigilancia de su
cumplimiento en el país.
Las diferencias entre los dos sistemas son diversas y por lo tanto me
referiré en las que existen en el tratamiento de algunos activos, como los
diferidos y los intangibles.
DIFERENCIAS:
 MARCO CONCEPTUAL: En el Decreto 2649,se definen los principios, el ámbito
de aplicación, los objetos y cualidades de la información, normas básicas y
elementos de los estados financieros, así mismo su carácter es obligatorio por
tratarse de una norma de tipo legal, mientras que en las NIIF –IFRS, se hace
énfasis en la necesidad de información para satisfacer los diferentes usuarios,
establece los objetivos y características cualitativas de los elementos de los
estados financieros, el reconocimiento, medición y los conceptos de capital,
y tiene un carácter
 DEFINICION Y TRATAMIENTO DE ACTIVOS: En el decreto 2649 de 1993 el
activo se define como, propiedad del ente contable por medio del cual con su
uso y utilidad se generan beneficios económicos para cubrir las obligaciones y
respaldar las inversiones de los propietarios, mientras que en las NIIF - IFRS
se define como un recurso controlado por la entidad como resultado de eventos
pasados, y de la cual se esperan se esperan fluyan beneficios económicos
futuros, siendo esta una diferencia que significa que las empresas pueden
considerar bienes ajenos de los que mantiene el control como parte de
sus activos, así que para la norma internacional es el control, lo esencial para
definir o considerar la condición de activo y no la propiedad, así mismo hay
normas especiales para reconocer, realizar la medición inicial, la medición
posterior y la información revelar sobre cada clase de activos.
 CLASIFICACION DE LOS ACTIVOS: El Decreto 2649 de 1993, los activos se
clasifican en disponibles, cuentas por cobrar, inversiones, inventarios,
propiedad planta y equipo, intangibles diferidos, y otros activos, en las NIIF -
IFRS hay una normas para el tratamiento de inventarios IAS - NIC 2 para
empresas que aplican NIIF plenas, Sección 13 NIIF para PYMES, Y CS
Capítulo 8 para las microempresas, IAS NIC 16, Sección 17 NIIF PYMES y CS,
Capitulo 9 para Propiedad, Planta y Equipo, donde se presenta una diferencia
con la clasificación de la norma nacional, pues en la NIIF se reconoce por
aparte los bienes inmuebles que se tienen para obtener rentas o plusvalías, las
cuales se reconocen bajo las IAS – NIC 40, como propiedades de inversión,
también se tratan bajo la NIIF 5, los activos no corrientes mantenidos para la
venta y operaciones discontinuas, criterio no tenido en cuenta en la norma
colombiana.
 ACTIVOS INTANGIBLES: En el ART. 66 del Decreto 2649 de 1993 se definen
los activos intangibles como los recursos obtenidos por un ente económico, que
carece de naturaleza material, implican un derecho o un privilegio oponible a
terceros, distintos de los derivados de otros activos, de cuyo ejercicio o
explotación pueden obtenerse beneficios económicos en varios periodos
determinables, se establece su medición al costo histórico y se dispone que se
deben amortizar durante su vida útil de manera sistemática, la norma fiscal en
su Art. 75 E.T, contempla, que Para que proceda el costo, el respectivo
intangible deberá figurar en la declaración de renta y complementarios del
contribuyente correspondiente al año inmediatamente anterior al gravable y
estar debidamente soportado mediante avalúo técnico. mientras que para la
NIIF 38 un activo satisface el criterio de identificabilidad en la definición de
activo intangible cuando es separable y surge de derechos contractuales
u otros derechos legales, hace la excepción para el reconocimiento de los
intangibles surgidos de la investigación o de la fase de investigación de
proyectos internos, además se permite para su medición posterior al
reconocimiento el modelo del costo y el modelo del revalúo, la norma
internacional es mucho más detallada para el tratamiento de estos activos, se
considera las diferentes formas en que se pueden adquirir estos y determina
que las vidas útiles pueden ser finitas o infinitas.
 ACTIVOS DIFERIDOS: las diferencias para esta partida radica en los cargos
diferidos que corresponden a los gastos en que se incurre en la constitución de
empresas, también conocidos como “de montaje” o “pre operativos” y que
según lo dispuesto en el Decreto 2649 se amortizaban (llevaban gradualmente
al gasto), a fin de no afectar negativamente los resultados en un solo periodo,
de modo que su efecto se “difería”, llevándolo al gasto en un determinado
número de meses, tratamiento que se permite también en la Norma fiscal, ART.
142 Estatuto Tributario “Son deducibles, en la proporción que se indica en el
artículo siguiente, las inversiones necesarias realizadas para los fines del
negocio o actividad, si no lo fueren de acuerdo con otros artículos de este
capítulo y distintas de las inversiones en terrenos,” mientras que en las NIIF, no
se permite este tratamiento y estos cargos se deben llevar directamente y en
su totalidad al gasto.
En cuanto a los gastos diferidos, como es el caso de: arrendamientos,
intereses y seguros pagados por anticipado, las NIIF si permiten su
clasificación como activo sí cumplen con las condiciones para
su reconocimiento, las cuales son: la probabilidad de generar un beneficio
económico futuro y la determinación de su valor fiablemente.
Conclusión, el reconocimiento de “activos diferidos” dependerá de la
naturaleza de la partida. Es necesario diferenciar entre gastos pagados por
anticipado y cargos diferidos
Estas son unas de las diferencias en cuanto a estos activos que surgen
entre las informaciones contables de norma local frente a las NIIF, todas
estas formas y diferentes tratamientos representan que surjan diferencias
en la presentación de los estados financieros y que se vean afectadas
algunas partidas al momento de la elaboración del Estado Financiero De
situación Financiera (ESFA) o Balance de Apertura, para ajustar las
diferencias debemos utilizar la cuenta Ganancias Acumuladas o para el
sector público de Impacto por Transición al Nuevo Marco Normativo y
revelar todos los cambios en las cuentas.
Cabe anotar que en cuanto a la aplicación que se venía haciendo del
Decreto 2649, la información contable que se estaba expidiendo, satisfacía
los requerimientos fiscales en el país, ya que la aplicación de este decreto
se enfocó más a cumplir con las obligaciones tributarias y lo que exige la
DIAN por lo que ahora las empresas se encuentran ante un dilema,
cual contabilidad llevar, pues aunque según lo dispuesto en la Ley 1314 de
2009, a partir del año 2016, todas la empresas deben estar ya
emitiendo reportes bajo NIIF, y según el ART. 165 de la Ley 1607 de
2012 la prevalencia de las normas fiscales se prorroga por cuatro años y en
Decreto 2548 de 2014,se exige el manejo de la contabilidad fiscal (Libro
Fiscal).