Está en la página 1de 3

CORTE SUPERIOR DE SAN MARTIN

Secretario: CARLOS MONTOYA CABRERA


Fecha: 27/06/2018 16:24:54
Razon: CEDULA ELECTRONICA
D.Judicial: SAN MARTIN/SAN MARTIN
FIRMA DIGITAL

PODER JUDICIAL DEL PERU 27/06/2018 16:24:55


CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA CEDULA ELECTRONICA Pag 1 de 1
SAN MARTIN Número de Digitalización
Sede Tarapoto - Jr. Maynas Nº 356 0000053851-2018-ANX-JP-FC

*420180090972018004122208353000*
420180090972018004122208353000706
NOTIFICACION N° 9097-2018-JP-FC
EXPEDIENTE 00412-2018-0-2208-JP-FC-02 JUZGADO 2° JUZGADO DE PAZ LETRADO - Sede Tarapoto
JUEZ HEBERT JOEL PIZARRO TALLEDO ESPECIALISTA LEGAL CARLOS MONTOYA CABRERA
MATERIA ALIMENTOS

DEMANDANTE : AREVALO DEL AGUILA, SARITA


DEMANDADO : CASTRO ALEJANDRIA, JOSE INDALECIO
DESTINATARIO AREVALO DEL AGUILA SARITA

DIRECCION : Direcccion Electronica - N° 48142

Se adjunta Resolucion UNO de fecha 27/06/2018 a Fjs : 2


ANEXANDO LO SIGUIENTE:
.-

27 DE JUNIO DE 2018
CORTE SUPERIOR DE SAN MARTIN
Juez: HEBERT JOEL PIZARRO TALLEDO
Fecha: 27/06/2018 16:14:50
Razón: RESOLUCIÓN JUDICIAL
D.Judicial: SAN MARTIN/SAN MARTIN
FIRMA DIGITAL

2° JUZGADO DE PAZ LETRADO - Sede Tarapoto


EXPEDIENTE : 00412-2018-0-2208-JP-FC-02
MATERIA : ALIMENTOS
JUEZ : HEBERT JOEL PIZARRO TALLEDO
ESPECIALISTA : CARLOS MONTOYA CABRERA
CORTE SUPERIOR DE SAN
MARTIN DEMANDADO : CASTRO ALEJANDRIA, JOSE INDALECIO
Secretario: CARLOS MONTOYA
CABRERA DEMANDANTE : AREVALO DEL AGUILA, SARITA
Fecha: 27/06/2018 16:15:22
Razón: RESOLUCIÓN JUDICIAL
D.Judicial: SAN MARTIN/SAN
MARTIN
FIRMA DIGITAL
Tarapoto, VEINTISIETE DE JUNIO
DOS MIL DIECIOCHO.

RESOLUCIÓN NUMERO UNO

AUTOS y VISTOS; Dado cuenta, en la fecha con la pretensión


incoada sobre proceso de fijación de la Pensión de Alimentos, en beneficio de un menor
de edad; con los demás anexos que adjunta; y CONSIDERANDO: PRIMERO: Que, toda
persona tiene derecho a la tutela jurisdiccional efectiva para el ejercicio o defensa de sus
derechos o intereses, con sujeción a un debido proceso. Es así, que los derechos de acción y
de la contradicción en materia procesal civil, no admiten limitación ni restricción para su
ejercicio, sin perjuicio de los requisitos procesales previstos en el Código Procesal Civil.
SEGUNDO: Que, el derecho alimentario es un derecho humano fundamental de atención
prioritaria, pues, se encuentra estrechamente ligado a la subsistencia y desarrollo de la
persona, por ello goza de protección no sólo en nuestra legislación1 sino en instrumentos
internacionales. Que, el caso que nos trae la presente, es una de pretensión de prestación de
alimentos para un menor de edad, que por su propia naturaleza es de carácter urgente e
impostergable, al tratarse de un derecho fundamental ligado al derecho a la vida y la
integridad física2. Teniéndose para ello, que en decurso del presente, deberá de tenerse
presente el Principio del Interés Superior del Niño, el que se encuentra contenido en la
Convención sobre los Derechos del Niño3 suscrito y ratificado por el Estado Peruano. Por lo
que, en atención al carácter tuitivo del proceso alimentario, este órgano jurisdiccional
asumirá las medidas necesarias a fin de que el presente proceso sea resuelto con prontitud.
Ello en armonía como lo previsto por el segundo parágrafo del artículo V del Título
Preliminar del Código Procesal Civil, expresa: “El proceso se realiza procurando que su
desarrollo ocurra en el menor número de actos procesales”4; y también el tercer párrafo
del Artículo V de la norma procesal en mención prevé: “El Juez dirige el proceso tendiendo
a una reducción de los actos procesales, sin afectar el carácter imperativo de las
actuaciones que lo requieran”5. Por estas razones justificantes este órgano jurisdiccional ha
decidido mediante este auto admisorio señalar fecha para la Audiencia Única. TERCERO:
Que, en consecuencia estando a lo hasta aquí expresado, y de conformidad a lo dispuesto
por los artículos 547°, 560°, del Código Procesal Civil; y los artículos 96° y 164° del
Código de los Niños y Adolescentes, modificado por Ley 28439; resulta competente los
Juzgados de Paz Letrados del distrito de Tarapoto; para conocer del proceso, al no estar
acumuladas otras pretensiones. CUARTO: Que para la legitimidad para obrar de la
demandante, nace al ser la madre del menor alimentista, ello en base legal previsto por el
inciso 2) del artículo 561° del Código Procesal Civil, teniendo así la representación
procesal en favor del menor beneficiado. Además tiene que la demanda, ha superado todos
los requisitos para su calificación positiva, no incurriendo en casual de inadmisibidad o de
improcedencia. No es siendo exigible en estos tipos de pretensiones, el pago de arancel
judicial al encontrarse exenta por dicho concepto de conformidad con lo previsto por el

1 Art. 6 de Nuestra Constitución Política del Estado: “Es deber y derecho de los padres alimentar, educar y dar seguridad a sus hijos”.
2 conforme se encuentra regulado en el numeral 1) del artículo 2° de nuestra Constitución Política del Estado
3 Art. 3 de la Convención de los derechos del Niño, adoptada y abierta a la firma y ratificación por la Asamblea General en su Resolución 44/25 del 20 de Noviembre de 1989,
vigente desde el 02 de Septiembre de 1990, concordante con el art. IX del T.P. del Código de los Niños y Adolescentes.
4 La idea es llegar al dictado de la sentencia y en consecuencia a la solución del conflicto, con la menor cantidad de actos procesales, sin que ello importe la afectación del
derecho al debido proceso de las partes, ya que siempre tendrán un debido emplazamiento y conocimiento pleno de la realización de audiencias y sobre todo la posibilidad
de impugnar los actos que le generen agravio.
Este principio propone evitar que el dictado de sentencia se produzca de manera tardía, rechazando la posibilidad de actos procesales dilatorios que dilaten la la solución de
la cuestión de fondo
5
Entonces el principio de economía procesal busca que el conflicto discutido en el proceso se resuelva en el menor tiempo posible, es decir lograr una justicia pronta ( justicia
tardía no es justicia) sin dilaciones innecesarias y sin actos procesales que detengan y entrampen el tejido procesal, en un plazo razonable.
Bajo esta óptica, doctrina autorizada expresa: “ El tiempo y el proceso pueden abordarse desde dos vertientes. La primer, parte desde los principios procesales que organiza
el desarrollo del procedimiento. El siguiente, enmarca la cuestión desde la realidad, es decir midiendo en términos de lentitud o celeridad la eficacia que del servicio judicial
se transmite. El proceso, que es un medio –señala Couture- no puede exigir un dispendio superior al valor de los bienes que están en debate, que son el fin. Una necesaria
proporción entre el fin y los medios debe presidir la economía del proceso. GOZAINI, Osvaldo. El debido proceso. Editorial Rubinzal Culzoni, Buenos Aires 1996, pág. 508.
artículo 562° del Código adjetivo anotado. QUINTO: Por otro lado, es deber de este
Juzgador promover la conciliación entre las partes; acto jurídico procesal, bilateral y
solemne, por el cual las partes a través de su poder de autorregulación ponen fin a sus
controversias ya judicializadas. Por esto, es del caso poner en conocimiento de las partes
que pueden solucionar el presente conflicto de intereses en cualquier estado del proceso, a
petición escrita o verbal, siempre que no haya concluido en esta instancia mediante
sentencia. SEXTO: Que, la incoada por su naturaleza corresponde su conocimiento a ésta
Judicatura, por lo que debe tramitarse como Proceso único, de conformidad con lo dispuesto
por los artículos 92°6, 93°, 164°, 168° y 170 del Código de los Niños y Adolescentes. Por
tales consideraciones expuestas, SE RESUELVE:
1. ADMITIR a trámite la demanda interpuesta por SARITA ARÉVALO DEL
ÁGUILA, en representación procesal de su menor hijo: Milán Adriano castro
Arévalo, de 2 años edad, sobre FIJACIÓN DE LA PENSIÓN DE ALIMENTOS;
debiendo tramitarse en la vía del PROCESO ÚNICO.
2. TÉNGASE por ofrecidos los medios probatorios de la demanda y agréguese al
expediente, teniéndose presente para su calificación oportuna.
3. CONFIÉRASE traslado al demandado: JOSÉ INDALECIO CASTRO
ALEJANDRÍA, por el plazo de cinco días, para que conteste la demanda,
debiendo cumplir al apersonarse con los requisitos de ley, y presentar en la misma,
la documentación señalada en el artículo 565° del Código Procesal Civil, referido al
monto de sus ingresos o una certificación jurada de sus ingresos con firma
legalizada; bajo apercibimiento de no admitirse su contestación de la demanda.
4. SEÑÁLESE fecha para la AUDIENCIA ÚNICA, que se llevará a cabo, el día
Miércoles ONCE DE JULIO DEL DOS MIL DIECIOCHO, a horas DIEZ DE
LA MAÑANA, diligencia que se llevará a cabo en el local de éste Juzgado con la
obligatoria concurrencia de las partes, bajo apercibimiento de concluirse el
proceso. Invocando a los sujetos procesales (demandante y demandado), que tienen
la posibilidad para solucionar el presente conflicto de intereses arribando a un
acuerdo conciliatorio, a petición verbal y forma conjunta pueden concurrir a éste
juzgado, en horario de oficina, antes de la audiencia programada, con la finalidad de
llegar a un acuerdo conciliatorio.
5. SE EXHORTA a la parte demandante para que coadyuve, con el emplazamiento
del demandado, así como dando cuenta en su oportunidad, en el supuesto de que el
demandado no absuelva la demanda, para los fines de seguírsele la causa en su
rebeldía. Debiendo practicarse la diligencia de entrega de la cedula de notificación,
a los sujetos procesales, con la urgencia debida y bajo responsabilidad.
6. FÓRMESE el cuaderno cautelar de su propósito con las copias certificas de las
piezas procesales de autos, y déjese la causa en despacho para resolverse la
asignación anticipada de alimentos.
7. AL PRIMER OTROSÍ: Presente en lo que fuese de ley. AL SEGUNDO OTROSÍ:
Téngasele por nombrado como sus representantes judiciales, a los abogados que
autorizan; teniéndoseles por delegadas las facultades generales de representación, a
que se refiere el artículo 74° del Código Procesal Civil; y téngase por señalado
como su domicilio procesal electrónico que indica. AL TERCER OTROSÍ: Presente
en lo que fuese a ley, bajo responsabilidad del demandado, debiéndose tener
presente lo previsto por el artículo 138 del Código procesal Civil.-
Notifíquese con arreglo a ley.-

6
El Juez de Paz Letrado es competente para conocer la demanda en los procesos de fijación, aumento, reducción, extinción o prorrateo de alimentos, sin perjuicio de la
cuantía de la pensión, la edad o la prueba sobre el vínculo familiar, salvo que la pretensión alimentaria se proponga accesoriamente a otras pretensiones