Está en la página 1de 6

Argot

El argot (la palabra es un galicismo empleado por «jerga») es el lenguaje específico utilizado
por un grupo de personas que comparten unas características comunes por su categoría
social, profesión, procedencia, o aficiones.
Los argots se producen continuamente para nombrar aquello que carece de una traducción
literal en la lengua normada, vigente en un determinado momento. La mayoría de estos argots
acaban siendo aceptados como vocabulario propio de ese idioma o del grupo social.
El autor Víctor Hugo fue uno de los primeros en investigar y compilar términos del argot
criminal 1 En su novela Los miserables de 1862, se refiere a ese argot como "el lenguaje de la
oscuridad" y "el lenguaje de la miseria".
El primer registro conocido del término argot en este contexto estaba en un documento de
1628. La palabra probablemente se deriva del nombre contemporáneo les argotiers, dado a un
grupo de ladrones en ese momento.2
Los argots son un importante factor de cambio y renovación lingüística. En el pasado se
asociaban a la expresión vulgar, poco culta. Desde el siglo XX las jergas y similares son objeto
de estudio por los especialistas.

Índice

 1Argot, jerga y germanía


 2Evolución de un argot
 3Véase también
 4Referencias
 5Enlaces externos

Argot, jerga y germanía[editar]


 El argot abarca todo tipo de palabras y frases entre personas de una misma posición,
rango o alcurnia. El subgrupo social o cultural que lo crea suele estar socialmente
integrado.
 La jerga denomina únicamente el lenguaje técnico entre grupos sociales o profesionales.
 La germanía es el argot de grupos que no están socialmente integrados.
Lo anterior no ha de ser entendido literalmente, sino que ha de matizarse, pues existen jergas
propias de colectivos marginales, por ejemplo delincuentes, traficantes y reclusos. En este
caso las jergas se convierten en una especie de lenguaje cifrado para evitar que
los mensajes sean entendidos por individuos ajenos al grupo, manteniendo en secreto
actividades ilegales o delictivas.
Los grupos profesionales suelen crear tanto argots como jergas. Piénsese en policías,
profesionales de la medicina y de la informática, deportistas o periodistas.
En cambio, las minorías sociales diferenciadas –
soldados, jóvenes, drogodependientes, gitanos, miembros de sectas o sociedades secretas-
tienden a producir argots principalmente.

Evolución de un argot[editar]
Un argot recoge las expresiones que se corresponden a las actitudes y sistema de valores del
grupo que lo crea. El argot deviene así en un importante elemento aglutinador de los
individuos en el grupo, a la vez que divisa o bandera que distingue a ese grupo de otros.

Si el grupo en cuestión está en contacto con la cultura socialmente aceptada, sus expresiones
se incorporarán a la lengua diaria comúnmente aceptada, aunque se las reconozca como
argot. Con el tiempo incluso pueden ser admitidas en el lenguaje normado como variedades
del mismo, o particularismos. Así ha sucedido con los gitanismos chaval o chavo (sinónimo de
chico), canguelo (miedo), camelo (mentira o exageración), y cañí (gitano). También
con tele (televisión). Todos esos términos son frecuentes en el español peninsular, y en otras
zonas hispanohablantes. Los argots traspasan fronteras.
Las creaciones del argot pueden tener una aceptación amplia en la sociedad del momento. A
partir de ahí, algunos términos se desgastarán rápidamente y desaparecerán, mientras que
otros se incorporarán a la lengua bien con el significado original –mili, de milicia-, o aportando
uno nuevo. No son raros los casos de pervivencia secular de un registro de argot. Así,
en España, melopea –borrachera-; en América, pelado –persona pobre y sin linaje-
, fregar(molestar) o chamba (trabajo) comúnmente están relacionados en un idioma aunque
allí no se hable; un ejemplo es sandwich que es una palabra en inglés y se lo relaciona en el
español.
En el siglo XX, con el turismo masivo, los medios de comunicación y el cine, los argots han
traspasado las barreras lingüísticas. Expresiones propias del lenguaje de la delincuencia,
difundidas por las novelas, películas y series de televisión, están hoy en boca de todos: cinco
de los grandes o cinco mil pavos puede significar cinco mil euros o cinco mil dólares,
dependiendo del contexto.
La evolución de una determinada expresión de un argot depende en gran medida de los
cambios sociales que se produzcan. En el argot juvenil de la década de 1960 gris era
sinónimo de policía. Hoy, sin embargo, ha caído en desuso. Aquella policía ya no existe. Ni
siquiera es igual el color del uniforme. Lo mismo sucede en Puerto
Rico, Panamá, México y Cuba con fotingo, un determinado automóvil de marca Ford,
considerado barato y de mala calidad. Salieron otras marcas al mercado, y la voz fotingo se
extinguió.

DEFINICIÓN DE ARGOT
Argot es un término francés, aceptado por la Real Academia
Española(RAE), que alude a una jerga: un tipo de lenguaje
particular que emplean los integrantes de un grupo. El argot es compartido
por quienes se dedican a determinados quehaceres o labores, en ocasiones
con la intención de dificultar el entendimiento de las comunicaciones a las
personas ajenas al grupo.
Por ejemplo: “No entendí exactamente cómo
será la intervención quirúrgica ya que el
cirujano utilizó un argot médico demasiado
específico para mí”, “Al trabajar durante años
como vendedor ambulante, aprendí el argot
callejero del barrio”, “En el argot mexicano se le
dice chela a la cerveza”.
El argot es usado por un conjunto de individuos que tienen ciertas
características en común: puede tratarse de su oficio, su lugar de origen,
sus pasatiempos o su clase social,
Los delincuentes suelen apelar al argot como lenguaje cifrado, aunque
muchos de los términos luego se vuelven de uso común en toda la sociedad.
Un ladrón argentino puede señalar: “Cuando cayó la yuta, agarré el
chumbo, empecé a tirar y bajé a un cobani”. La expresión alude a que, al
arribar la policía (yuta) a un lugar, el criminal tomó el revólver (chumbo),
comenzó a disparar y mató a un agente (cobani).
En el argot periodístico, un reportero puede comentar a un
compañero: “Para el vivo, preparé un refrito”. En este caso, está haciendo
mención a que, para la transmisión que se llevará a cabo en directo, tiene
previsto volver a referirse a un tema que se ha tratado con anterioridad.
Tomando en cuenta los ejemplos expuestos hasta el momento, podemos
distinguir con claridad dos usos del argot: proteger cierta información de
su divulgación inadecuada; agilizar la comunicación en un ámbito
profesional especializado. En el primer grupo encontramos casos que van
desde la delincuencia hasta el fenómeno que se da en ciertas franjas etarias,
especialmente en la adolescencia, cuando los seres humanos solemos acceder
a un lenguaje difícil de entender por los adultos.
Mientras que la intención no sea hacer daño a nadie, usar un argot para
evitar que las personas ajenas a nuestro grupo entiendan nuestras
conversaciones no parece tener nada de malo; de hecho, si estamos
trabajando en un proyecto para una competencia, por ejemplo, resulta más
que adecuado para reducir las probabilidades de plagio.
Dentro del mundo profesional, el argot aparece de forma inevitable, tanto a
lo largo de la etapa de formación inicial como durante las diferentes
experiencias en el ámbito laboral. Este conjunto de palabras y expresiones
que pueden proceder de algún idioma extranjero, o bien ser deformaciones
de términos locales, suelen carecer de sentido para las personas ajenas al
rubro.
En el mundo de la programación informática, por ejemplo, se habla de
“source” para hacer referencia al código fuente, y suele pronunciarse surs,
sin ningún respeto por la fonética inglesa del término original. También se
suele usar el verbo “codear” como sinónimo de programar, tipear o pasar al
ordenador, aunque el diccionario lo defina como “dar un golpe con los
codos”.
Para los recién llegados a un rubro dado, el argot puede resultar
abrumador; de hecho, esto puede acentuarse si los veteranos lo usan con la
intención de marcar territorio. De todos modos, si alguien siente una pasión
auténtica por su profesión, tarde o temprano aprenderá los términos
necesarios para comunicarse con sus compañeros y dejará atrás los miedos
propios del primer día, cuando sintió que jamás sería capaz de
comprenderlos.

Ejemplo de argot
5 (100%) 1 vote
 Paloma: En la marina es una cruz que va en el mástil.

 Ship: Es un término utilizado por los grupos de fans para denominar


parejas reales o establecidas por ellos y a las que siguen con gran fervor.
 Chamo/a: Término venezolano utilizado para describir niños o niñas,
también es equivalente al “tío” español.
 Cliché: Para la comunidad de escritores y lectores de wattpad y otras
plataformas de lectura y escritura hace referencia a las historias que
incluyen el típico chico malo y la chica nerd o sensible que lo hace cambiar,
las historias de relación secretaria/jefe o alumnos y maestros. Estas
historias tienden a ser las más buscadas y leídas por el público juvenil y
tienden a contar con tramas predecibles.
 Compas y escuadra: Tiene diversos significados en comunidades o
sociedades secretas. Suele significar “Callar” o controlarse.
 Parcero: Es un término utilizado como un sinónimo de amigo, es el
equivalente al “Pana” venezolano.
 Buga: Término utilizado en la comunidad LGBT para referirse a los
heterosexuales.

El argot es simple y sencillamente un lenguaje especializado, una


modalidad lingüística de un grupo de personas que utilizan
determinados términos para comunicarse entre sí. Por tanto,
hay tantos argot como profesiones o características que
comparten un grupo de personas.
En algunos casos, ese argot se convierte en una especie de
protección de las persona que hacen parte de la comunidad en la
que dichas modalidades de lenguaje adquieren significado por lo
que (aunque no por ello sea la regla general) es también algo
muy propio de logias o de comunidades secretas. El argot, por
otra parte, matiza, diferente a un determinado grupo de otros.

Ejemplos de argot
1. Paloma (en marina, es una especie de cruz que va en el mástil).
2. Compás y escuadra (callar -en algunas comunidades de tipo
esotérico).
3. Scire, potere, audere, tacere (en órdenes místicas significa:
saber, poder, atreverse, callar).
4. Melopea (significa borrachera para españoles).
5. Parcero (argot utilizado como un sinónimo de amigo).

El argot y la jerga
En profesiones y diferentes modalidades científicas, el lenguaje
especializado también se convierte en una forma de argot,
mismo que se diferencia, que se aísla de la jerga en el sentido
que la jerga adquiere una connotación más técnica.
Sin embargo, en algunas ocasiones la jerga no es necesariamente
más técnica pues existe la jerga de grupos marginales, de
delincuentes, etc. En tal caso, la jerga es un modo de hablar
popular pero en el que, a razón de ello, crea determinadas
expresiones.
Por ejemplo, en muchos países hispanohablantes darse en la
cabeza es utilizado en el sentido de drogarse, una persona que
hace uso de sustancias alucinógenas.