Está en la página 1de 12

Entre las dos imágenes, existe una diferencia de más de 40 años. Procesión del Carmen 2018 en Ceuta.

De nue-
vo aportó su hombro izquierdo, como antiguo vecino de la barriada de la Almadraba, nuestro socio Don Andrés
l
Gámez Alegre.

E L F O S O
BOLETIN INFORMATIVO
NÚM. 90
XVIII SEMANA CULTURAL 2018

CASA DE CEUTA EN CÁDIZ
El lunes día 15 de octubre iniciamos la decimo octava Semana Cultural
c/ Tamarindos, 1 bajo con un plantel de conferenciantes muy representativos de la Ciudad Autónoma,
Tlfno: 956 25 90 76 los cuales disertaron sobre temas ceutíes interesantes por su historia y cultura
11007-CÁDIZ pasada.
e-mail Los invitados a esta edición que hablaron de diversos temas como los pro-
casaceutacadiz@ono.com puestos, por Luis E. Duro Alcaide, como sabéis secretario de la Casa sobre “La
web masonería en Ceuta”, Gabriel Fernández Ahumada de la guía “Ceuta te enseña”
www.casaceutaencadiz.com
Depósito Legal nº CA-436/01 perteneciente a la consejería de cultura, sobre” El penal de Ceuta”, Fernando Vi-
ISSN 1577- 8622 llada Paredes, arqueólogo municipal sobre “Escrito en piedra: grafitos históricos”,
Imprime: Foto Luque José Luis Gómez Barceló, cronista oficial de la ciudad autónoma sobre “Asesino
Tirada: 150 ejemplares
en Madrid, fotógrafo en Ceuta” y Javier Celaya Brey, consejero de educación y
cultura de la ciudad sobre “Paseando por Ceuta: apuntes y curiosidades.
EL FOSO—INFORMA Como final, el sábado día 20 el grupo de teatro de la Casa de Ceuta en Se-
El Foso no se responsabiliza de las villa, representó una comedia del autor Juan José Alonso Millán titulada “Anda
opiniones vertidas por sus colabo- mi madre 3”, cerrando las jornadas con la cena de clausura en un restaurante
radores y se reserva el derecho de
resumir, extractar o publicar las
céntrico de esta capital, con la asistencia del consejero Celaya Brey que se quedó
mismas en parte o en su totalidad, para estar presente en la misma.
debido al poco espacio del que También durante toda la semana desde el primer y con una prolongación
disponemos.
EDITA
hasta final de noviembre, se exhibió una exposición fotográfica de Rafael García
CASA DE CEUTA EN CÁDIZ Ramírez, “Ragara”, muy conocido en el ambiente fotográfico gaditano, quien que-
riendo colaborar con nuestra Casa por amistad con el presidente, mostró sus tra-
COLABORA bajos en 24 instantáneas alusivas a Cádiz, con lugares inéditos y rincones desco-
CIUDAD AUTONOMA DE CEU-
TA nocidos titulándola “Encuadros”, proyectando esa misma tarde día de inicio de la
semana, un montaje audiovisual con música alusiva a las imágenes que se proyec-
COLABORADORES taban titulada.“Mi paseo por Cádiz, según sus coplas”.
Luis E. Duro Alcaide
Silverio J. De la Yeza La directiva ha quedado muy satisfecha con el desarrollo de la misma,
habiendo superado a la de años anteriores por la diversidad de temas presentados
FOTOGRAFIAS
Caballa en Cái
y la calidad de los ponentes.

DISEÑO-MAQUETACIÓN
Y MONTAJE
Silverio J. De la Yeza Chico

DIRECCIÓN
Silverio J. De la Yeza Chico
Luis E. Duro Alcaide

2
Iniciamos esta primera jornada de la Semana Cultural, stras la conferencia que se ha visto ampliamente comple-
mentada, para mayor amenidad de la velada, con la proyección de ocho unidades audio-visuales de fotografías acompa-
ñadas de canciones de la tierra, todo ello dedicado a Cádiz-capital, proporcionadas por Rafael García Ramírez
“Ragara" fotógrafo muy conocido en esta bahía por sus realizaciones de marcado carácter artístico, y que estuvo presen-
te en el acto manejando el proyector.
Al término de cada unidad de presentación, la sala, que estaba al completo, prorrumpió en fuertes aplausos de
reconocimiento a una obra tan meritoria.
También durante esta jornada, los asistentes pudieron apreciar un conjunto de fotografías expuestas en la sala
de la sede dedicada a tales menesteres, elegidas entre el conjunto de las proyectadas sobre la pantalla. Cabe también
destacar que ni una sola de las fotografías que componen las ocho unidades citadas ha quedado repetida a lo largo de la
proyección.
En cuanto a la exposición de trabajos realizados por las socias en los talleres de ocupación durante el pasado
curso, en esta ocasión han sido menor los presentados, dado que por lo laborioso sobre todo, los del taller de pintura que
no han realizado varios como en otros años y algunas solo expusieron a lo sumo uno, y refiriéndonos a las manualida-
des, se optó por fabricar unas muñecas en fieltro y tela que quedaron muy decorativas, expuestas sobre una mesa bajo
los cuadros que colgaban en el lugar habitual de otras ediciones.
Ya para finalizar tras la conferencia impartida por nuestro secretario Luis Duro, todos los asistentes fueron
obsequiados con una copa de vino español, mientras visitaban la exposición de fotografías y se hacían los comentarios
al efecto sobre las instantáneas que la de este año estuvo dedicada a la ciudad de Cádiz y que su autor dio en llamar
“Encuadros”.
Sdlych

3
Dio comienzo en la sede de la Casa el ciclo de conferencias que conformaron, aunque no en exclusiva, la XVIII Semana
Cultural de la asociación, que como cada año a mediados de octubre trata de llamar la atención, de poner el acento en las costum-
bres, tradiciones e historia de nuestra Perla del Mediterráneo, en estas tierras de allende el Estrecho, en esta Bahía de Cádiz, para
ser más exactos.
No obstante, esta primera jornada de la referida Semana Cultural, se ha visto ampliamente complementada, para mayor
amenidad de la velada, con la proyección de ocho unidades audio-visuales de fotografías acompañadas de canciones de la tierra,
todo ello dedicado a Cádiz-capital, proporcionadas por Rafael García Ramírez ("Ragara") fotógrafo muy conocido en esta Bahía
por sus realizaciones de marcado carácter artístico, y que estuvo presente en el acto manejando el proyector.
Al término de cada unidad de presentación, la sala, que estaba al completo, prorrumpió en fuertes aplausos de reconoci-
miento a una obra tan meritoria. También durante esta jornada, los asistentes pudieron apreciar un conjunto de fotografías ex-
puestas en la sala de la sede dedicada a tales menesteres, elegidas entre el conjunto de las proyectadas sobre la pantalla. Cupo
también destacar que ni una sola de las fotografías que componen las ocho unidades citadas quedó repetida a lo largo de la pro-
yección.
La conferencia del epígrafe estuvo a cargo del secretario de la asociación, Luis Duro Alcaide, persona que pese a su forma-
ción y trayectoria laboral de carácter técnico en el sector naval, ha dedicado bastante tiempo a lo largo de su vida al estudio de la
Historia, principalmente Contemporánea, y que animado por la Junta Directiva ha afrontado la tarea de esbozar de alguna ma-
nera un tema tan complejo y de tantas implicaciones como es el del epígrafe, asunto nada fácil dado el oscurantismo de que se ha
rodeado siempre este conjunto de asociaciones de carácter supuestamente filosófico que conocemos como masonería.
Comenzó Duro Alcaide tratando de encuadrar este fenómeno tan complejo en los inicios de sus actividades, en sus diversos
orígenes tan controvertidos, marcando la diferencia entre lo que declaran ser (citando las auto-definiciones del Gran Oriente de
Francia) y la praxis conocida aunque sea parcialmente, siguiendo con una breve historia de la masonería, de su enfrentamiento
con la Iglesia Católica, de su carácter eminentemente elitista y pasando por último a enumerar nombres de masones famosos y/o
ilustres a escala mundial, para llegar a detallar los masones más conocidos de Ceuta, ciudad bastante masónica aunque no tanto
como Cádiz, para indicar la influencia de la masonería ceutí a ambos lados del Estrecho y como ha sido siempre el foco más impor-
tante de todo el África Español. Citó el conferenciante la nutrida lista de alcaldes de la ciudad que han integrado las de la maso-
nería, así como la relación de militares y otros cargos como el director del Presidio existente en la plaza hasta 1912, incluyendo el
triste final de algunos de ellos, arrastrados por la vorágine de la Guerra Civil.
Al término de la actuación tanto de Duro Alcaide como de García Ramírez, el presidente de la Yeza les hizo entrega de un
recuerdo de su intervención en esta primera jornada de la Semana Cultural. Finalmente, los asistentes fueron obsequiados con una
copa de vino español mientras visitaban la exposición de fotografías. Luis E. Duro

4
Este fue el título de la conferencia correspondiente a la segunda jornada de la Semana Cultural de la Casa en su decimoc-
tava edición. El conferenciante fue D. Gabriel Fernández Ahumada: pedagogo, especialista en Educación Patrimonial del equipo
pedagógico "Ceuta te enseña", perteneciente al IEC, miembro de Gestores del Patrimonio Mundial. Fue presentado, como de cos-
tumbre, por el presidente de la Yeza.
Su disertación se extendió desde el período portugués
hasta 1911.
Empezó remarcando que bajo todas las dominaciones se
han usado presos para los trabajos de fortificación, razón que
explicaría la importancia de estas edificaciones en la ciudad de
Ceuta. El inmortal poeta autor de "Os Luisiadas", desterrado a
la Ceuta portuguesa, es comúnmente conocido que pasó en la
plaza varios años, participando en su defensa, durante la que
perdió el ojo derecho.
Entre los siglos XVII y XVIII una serie de Reales Or-
denes vienen a regular el funcionamiento del presidio, uno de
los presidios mayores africanos junto al de Melilla, siendo con-
siderados como "menores" los de Vélez de la Gomera y Alhuce-
mas (a Ceuta iban destinados aquellos reos cuya condena era de
8 años para arriba), así por ejemplo, era considerado desertor aquel penado que llegase al Morro. Eran tales individuos llamados
desertores o renegados, que para ser admitidos en las tribus vecinas de la plaza tenían que renegar de su religión y hacerse musul-
manes. Uno de los casos más conocidos, el del algecireño cuya condición dio nombre a la conocida colina de la tortuga o del rene-
gado, lugar donde lo emplazaron para que vigilase los movimientos
de los defensores ceutíes por aquella zona norte fronteriza. Otro caso
de renegado conocido es el de Pedro Puyana, natural de Arcos de la
Fra., que se reveló como un gran picador y rejoneador de toros hasta
el punto de que el rey al ver su actuación le concedió el indulto a
condición de que se dedicase al rejoneo a su vuelta a la patria.
Señaló Fernández Ahumada como el edificio del penal se ubi-
caba en lo que luego fue Parque de Artillería, el cuartel de las Heras,
con una diversidad de talleres de herrería, hojalatería, zapatería, etc,
etc, cuyas actividades eran tales que el presidio era autosuficiente,
necesitando solo la aportación de material en bruto. Notable es el
principio establecido en el XIX como pilar esencial de la política peni-
tenciaria consistente en que el penado debía ser útil a la sociedad.
Aclaró que la "cadena perpetua" es expresión que surge de la realidad
de que los condenados a dicha pena permanecían encadenados entre tobillo y cintura de por vida. El Hacho era reservado para los
presos políticos de aquellas épocas, donde experimentaban una vigilancia especial. Los comunes, según los casos, podían circular
por la ciudad para los trabajos que así lo requirieran, sin pasar del puente del Cristo. Llegó a haber unos 3000 presos, en una ciu-
dad de unos 12000, habiendo 200 presos haciendo de guardias urbanos en 1846.
Por el penal de Ceuta pasaron una diversidad de personajes de las más variadas cataduras, desde diputados doceañistas
perseguidos por el infausto Fernando VII a revolucionarios cubanos como José Martí o J.G. Gómez Ferrer, que se llegó a casar
con una caballa (practicando la bigamia, por estar ya casado
en Cuba), volviendo tras su liberación con su mujer y los hijos
habidos a su isla natal. Como anécdota curiosa relató que la
conocida tradición de "la mochila" proviene de que el primero
de noviembre podían visitar familiares de presos a éstos, e ir
con ellos a merendar al campo u otros lugares tranquilos,
para lo que, dada la inexistencia de neveras o similares y los
tiempos requeridos para los desplazamientos, lo que llevaban
a Ceuta eran frutos secos dentro de una mochila.
Al término de su exposición, Fernández Ahumada fue
muy aplaudido por una sala llena de socios, procediendo el
presidente de la Yeza a hacerle entrega de un recuerdo de su
actuación además de agradecerle la misma una vez más.
Luis E.Duro

5
Este fue el título que el arqueólogo municipal Fernando Villada Paredes escogió para la conferencia a pronunciar para la
tercera jornada de la Semana Cultural de la Casa.
Muy conocida en Ceuta, además de en otros lugares del territorio español, como en Italia, Portugal y Marruecos, es la
personalidad de este linense trasplantado a Ceuta, licenciado en geografía e historia por la UGR, que se considera un ceutí más
tanto por su amor a la ciudad como por los treinta años que lleva trabajando en pro del patrimonio arqueológico de la ciudad
autónoma.
No es la primera, sino la quinta vez que Villada Paredes ilustra a los socios de esta Casa de Ceuta en la Bahía de Cádiz
con sus profundos conocimientos y su fluida forma de exponer el resultado de sus prospecciones a lo largo y a lo ancho del comple-
jo patrimonio del que se enorgullece esta ciudad tan especial, tan
amada y tan añorada por todos los que tuvimos la suerte de na-
cer en su seno.
No obstante, fiel a su inalterable protocolo, el presidente
de la Yeza hizo la presentación del orador fundamentalmente
para aquellos que pudieran no conocer a este gran caballa de
adopción.
La presentación que en realidad fue en lo que consistió la
conferencia, es la relativa a un proyecto llevado a cabo con la
colaboración de Gabriel Fernández Ahumada, que ha requerido
cuatro años de infatigable búsqueda de esa trazas de tiempos
pasados que, como dice el título, están escritas en piedra. En
piedra o en argamasa, porque, desgraciadamente, lo realizado por
aquellos habitantes de Ceuta del pasado ha sido, en parte, sobre
este material susceptible de deterioro por efecto de los meteoros y del inexorable paso del tiempo.
Comenzó Villada diciendo que el afán de dejar huella impresa en el escenario que le circunda ha sido una constante a lo
largo del devenir de la especie humana, algo a lo que no se ha podido sustraer nadie, desde las cuevas prehistóricas hasta las calles
de nuestras modernas ciudades. Arte o gamberrismo es la controversia que divide todavía a aquella parte de la sociedad que enjui-
cia el fenómeno del moderno graffiti. Pero esto del graffiti no es en absoluto moderno. Se puede rastrear a lo largo de la Historia,
desde la antigua Pompeya, donde se han hallado graffitis que van de lo pornográfico a lo histórico, porque últimamente se han
hallado huellas escritas que datan la erupción que arrasó Pompeya y Herculano tres o cuatro meses después de la fecha que hasta
ahora se venía aceptando como la de aquel desastre, pasando por Hagia Sofia, en donde se han encontrado runas escandinavas en
aquella catedral mayor del Imperio Bizantino, por no
olvidar las dejadas por los soldados franceses de aquella
famosa expedición de Napoleón a Egipto, en pirámides y
demás monumentos dejados por aquella sorprendente
cultura. Ni Lord Byron, ni Gustavo Adolfo Bécquer, ni
el mismísimo Miguel Ángel pudieron sustraerse del im-
pulso de dejar sus nombres sobre la piedra que les daría
una cierta inmortalidad. Definió Villada las dos clases de
trazas dejadas en piedra, que son por un lado los graffiti
antes referidos y, por otro, las marcas de cantería, cada
una de ellas con propósitos diferentes. Estas últimas se
han efectuado durante el proceso de construcción de las
edificaciones, y hacen referencia a instrucciones a seguir o
datos a tener en cuenta por el conjunto de los constructo-
res, mientras que los graffiti hacen alusión a problemas,
deseos, añoranzas o preocupaciones de aquellos autores
cuya huella todavía es visible aunque no sin dificultades.
Así, por ejemplo, abundan los dibujos de buques, cosa lógica en un lugar aislado y casi permanentemente cercado como es el
caso de Ceuta, donde comida, municiones, armas e incluso la vía de vuelta a la península, era(y sigue siendo) proporcionada por los
barcos. Expuso Villada la nueva ciencia conocida como Gliptografía, que estudia todo lo referido, y que es disciplina en franco
auge : estudia signos lapidarios, sobre soporte no previsto para contener símbolos ni mensajes, pero no aquello que no tiene por
objeto transmitir un mensaje.
Esta iniciativa surgida en Ceuta está teniendo eco en diversos lugares tanto del suelo patrio como del extranjero, lo que es
sin duda motivo de orgullo para todos los caballas. El final de la disertación de Villada Paredes fue acogida con fuertes aplausos
por la sala de conferencias de la sede, repleta de oyentes, dándole de la Yeza las gracias por su presencia en esta XVIII Semana
Cultural y haciéndole entrega de un recuerdo de su presencia y actuación en la Semana.
Luis E. Duro

6
Este fue el título de la conferencia pronunciada el jueves dieciocho de octubre por D. José Luis Gómez Barceló en nuestra
sede, encuadrada en la cuarta jornada de la XVIII Semana Cultural de nuestra asociación.
Es Gómez Barceló persona muy allegada a esta Casa, de donde es caballa de oro, y a la que ha ilustrado en diversas ocasio-
nes con su erudición y la amenidad que le proporciona su fácil verbo y su
dilatada experiencia como conferenciante. Su condición de Cronista Ofi-
cial de Ceuta conlleva un extensísimo conocimiento de las familias ceut-
íes a lo largo del tiempo y, en resumen, de la historia de la ciudad como
quizá ninguna otra persona contemporánea.
Su exposición ha girado en torno a la figura de José Gabriel
Vázquez-Varela Borsino, el "pollo Varela" como era conocido en Madrid,
un personaje singular de la segunda mitad del XIX/comienzos del XX,
una verdadera estrella tanto de la crónica negra como de la prensa rosa
de su época, equiparable a uno de esas figuras que ocupan páginas de
periódicos, revistas del corazón e incluso programas de televisión de
nuestros días. Fue tan conocido en su día que aún hoy existe en Madrid
la ruta turística del pollo Varela. De familia bastante acomodada y en-
raizada en La Coruña, nace sin embargo en Cádiz por circunstancias en 1866, pero muere en Vigo, en 1915, tras su forzada es-
tancia en Ceuta.
Comenzó Gómez Barceló presentando la situación de los comienzos del arte de la fotografía en relación con Ceuta.
Habló de los daguerrotipos y posteriores calotipos (el primero de éstos en España se realizó en 1848). La primera referencia a un
estudio fotográfico en Ceuta se remonta a 1864, con un tal Antonio Arrabal Álvarez. Luego aparecen, entre otros, José Olivares,
Luciano González, Tendero, y Gonzalo Casas Fontanals. Para poder enmarcarlos en fechas existe la dificultad de no aparecer en
los censos por ser estos fotógrafos confinados en su gran mayoría. Otra dificultad es la de que estos primeros fotógrafos-convictos
una vez cumplidas sus penas se volvían a la península en su mayoría. Debe tenerse en cuenta que la fotografía, en sus comienzos,
estuvo plagada de falsificadores, por lo que se comprende la dualidad fotógrafo-preso. Así mismo, otros fotógrafos proceden en su
origen del mundo de la justicia, en donde esta tecnología siempre ha tenido gran importancia, como es el caso de los Arbona y de
los Rubio, conocidos fotógrafos ceutíes.
El caso de este "pollo Varela" es, pues, el de un señorito madrileño con bastantes posibles pero cuya madre lo vigilaba
controlándole el dinero dada sus tendencias a la vida bohemia y a enredarse con faldas. En un primer suceso parece que apuñaló a
su progenitora por lo antes expuesto, pero ella atestiguó que se había tratado de un accidente. Dos años después la buena señora
aparece asesinada pero el pollo tenía coartada : la de estar preso por un delito de robo. Este es el famoso crimen de la calle Fuen-
carral, que tanto en el episodio de tentativa como en el de fallecimiento fue aireado por la prensa madrileña y nacional a toda
página, cosa que al parecer le gustaba al individuo. No obstante el caso se complicó por existir sospechas de que el director de la
cárcel, José Millán-Astray (padre del fundador del Tercio de Extranjeros) había estado en connivencia con nuestro pollo Varela.
Se montó un escándalo considerable y Millán-Astray es cesado en Madrid y trasladado a Ceuta con el mismo cargo (¿casualidades
de la vida?).
Mientras tanto, nuestro pollo contaba con el mejor abogado criminalista de la época, Romero Robledo, ex-ministro del
gabinete. Es el juicio del siglo, cuando se emplea por vez primera la medicina forense. Es absuelto pero la criada paga el pato sien-
do condenada a garrote vil, cabiéndole el triste récord de ser la última mujer ajusticiada en España. Tras esto, el pollo Varela con-
tinúa su vida de depravación y es acusado de haber defenestrado a una de sus amantes con resultado de muerte: es el crimen de la
calle Carretas, otro suceso de gran impacto mediático, pero esta vez ni
Romero Robledo le libra de una condena de 14 años y 8 meses además de
8000 ptas (una fortuna de la época), siendo destinado al penal de Ceuta.
Es ya tan famoso que hasta Pérez Galdós habla de él. Al cumplir
las tres cuartas partes de la condena ya puede circular libremente por
Ceuta y monta su primer estudio, y como tiene dinero, se hace con los
mejores instrumentos y demás medios para nutrir su estudio, porque du-
rante los años de reclusión total parece que aprendió fotografía en los
talleres de la prisión. Parece que su fortuna a la sazón se establece en
tres millones de reales. Alcanza el éxito probablemente por su populari-
dad, aunque sea debido a los crímenes que se le imputan, y logra la fama
de ser el fotógrafo de los niños. Se anuncia en prensa a escala nacional.
En 1910 vende el estudio de calle Duarte 5 a un tal J. Gálvez
(otro convicto) y se vuelve a la Galicia de su familia, donde sigue con su carrera exitosa de fotógrafo muriendo en Vigo como ya
antes hemos citado. La intervención de Gómez Barceló fue acogida con fuertes aplausos por una sala llena de oyentes, recibiendo
de manos del presidente de la Yeza un recuerdo de su intervención y la expresión de su agradecimiento. Luis E. Duro

7
Este título fue el empleado por D. Javier Celaya Brey en la conferencia pronunciada en la sede el viernes diecinueve de
octubre, como colofón a las jornadas de la XVIII Semana Cultural de la Casa.
El presidente de la Yeza efectuó, como es norma establecida, la presentación del conferenciante, Consejero de Educación y
Cultura de la ciudad de Ceuta,
profesor de Historia, pertene-
cientes a una variedad de enti-
dades y asociaciones de carácter
cultural, verdadero profesional
de la Enseñanza dedicado en el
presente a las responsabilidades
propias de su Consejería.
Comenzó señalando el
protagonismo de Ceuta, pese a
su pequeña extensión territo-
rial, en episodios de trascenden-
cia no solo nacional sino inclu-
so internacional. Tal ha sido
desde siempre la importancia
geoestratégica de su ubicación.
Continuó su exposición por
Benzú y alrededores, destacan-
do el casi seguro impacto de las
prospecciones de la cueva y
abrigo de dicha zona en el desa-
rrollo del Paleolítico, con la posible demostración de la existencia de neanderthales en el norte de África y su probable paso a la
Península, iniciando así la ininterrumpida afluencia de personas de África a Europa que todavía persiste en nuestros días, y es
que se puede decir que hay cosas que no cambian nunca-
Siguió exponiendo la relación de la Mitología, especialmente la griega, con nuestra patria chica, donde se localizan episo-
dios importantes como los trabajos de Hércules, inmortalizados localmente por las esculturas de Serrán Pagán que se exhiben en el
puerto y zonas adyacentes de la ciudad, como su lucha con Anteo, hijo de la diosa Gea, de quien Camoens afirma que su cadáver
constituye lo que conocemos como la mujer muerta, o con Atlante, padre de Calypso, al que Perseo petrifica convirtiéndolo en lo
que hoy día llamamos Punta Leona. Como tras el descubrimiento de Schliemann en 1870 de los restos de la antigua Troya se da
cierta verosimilitud a la obra de Homero conocida como "La Ilíada", también se concede el mismo carácter a su segunda obra, "La
Odisea", cuyo protagonista Ulises (Odiseo en griego) se interpreta que anduvo con Calypso bien en la isla Perejil o bien en la pro-
pia Ceuta antes de regresar a su patria Itaca.
Presenta Celaya Brey la
controversia todavía existente sobre
si la columna meridional de Hercules
es en realidad el Hacho o el Yebel
Musa, dando por sentado que la co-
lumna norte es Gibraltar, la antigua
Calpe griega o la Yebel-Tarik musul-
mana, símbolos tan importantes como
que figuran en los escudos de Espa-
ña, de Andalucía e incluso de Cádiz,
así como que configuran el símbolo
del dólar USA (la S es por "Spain" y
las dos barras verticales nuestras
columnas herculinas), que los nacien-
tes EEUU adoptaron por la necesi-
dad de dotar de valor efectivo al pa-
pel moneda que crearon a falta de
moneda metálica, estableciendo la
paridad del billete de un dólar con el
real de a ocho español, que circulaba
por doquier, que llevaba en su reverso las dos columnas de Hércules.

8
Siguió diciendo que la presencia fun-
dadora de los fenicios en Ceuta ha quedado
probada por las prospecciones adyacentes a la
Catedral ceutí, templo que ha persistido como
tal, en sus respectivas versiones, bajo todas
las culturas que han ocupado Ceuta a lo largo
de la Historia. Siguió apuntando que la basí-
lica tardorromana fue lugar de enterramiento
de aquellos tiempos que han conformado el
elemento básico del ser español (hispano, co-
mo se decía entonces), junto con el existente
en el llano de las Damas, estando entre am-
bos la factoría de salazones. Recalcó que
Diocleciano, al modificar toda la organiza-
ción territorial del imperio, estableció que más
de la mitad de lo que hoy día es Marruecos
formaba parte de la Diocesis Hispaniarum,
importante precedente de lo que ha sido una
constante a lo largo de la Historia: la depen-
dencia de este territorio norteafricano de los
centros de poder establecidos en la Península.
Como noticia reciente del pasado romano de
Ceuta citó el descubrimiento de restos roma-
nos bajo lo que fue la sala de fiestas "El Can-
delero", entre los que se encuentran huellas de
un terremoto de aquellos tiempos. Dio impor-
tancia al pasado bizantino de la ciudad, co-
mo consecuencia del afán de Justiniano por
recuperar el antiguo imperio con base en Ro-
ma, que probablemente Ceuta no llegó a ser
visigoda sino bizantina hasta la invasión
musulmana, siendo Ceuta importante base
naval de aquel segundo imperio romano.
Continuó detallando la etapa musul-
mana de Ceuta bajo las distintas oleadas
procedentes del interior de África, de cómo fue disputada por meriníes, nazaríes y otros reinos o imperios islámicos, de cuando la
decadencia meriní facilita la conquista portuguesa, de cómo éstos fortifican Ceuta con los mejores arquitectos militares de la épo-
ca, de la acuñación de los ceitiles por los portugueses, que fueron la primera moneda usada para una compra a los indígenas en el
Nuevo Mundo(de dieciséis ovillos de algodón). Relató cómo Ruy Mendes de Vasconcelos, gobernador portugués allá por 1474
convenció a musulmanes y castellanos que asediaban la Ceuta de entonces para que levantaran el cerco con increíble habilidad,
según relata Mascarenha, así como la Ceuta ya española se mantiene fiel al aspirante Felipe d'Anjou pese a estar cercada por Mu-
ley Ismail por tierra y por la escuadra an-
glo-holandesa conquistadora de Gibraltar
que le exigían cambiasen su fidelidad reco-
nociendo al archiduque de Austria como
rey Carlos III, rechazando el ultimátum
pese a la carencia de refuerzos ni de espe-
ranza de que llegaran( la aparición de una
flota francesa en Málaga hizo a los anglo-
holandeses levantar el bloqueo).
La documentadísima interven-
ción de Celaya Brey, apoyada en material
visual en soporte informático mantuvo la
atención de los asistentes durante más de
dos horas por su amenidad y gran interés,
siendo acogida con grandes aplausos. Al
término de la misma, el presidente de la
Yeza le agradeció su intervención hacién-
dole entrega de un recuerdo de la misma.
Luis E. Duro

9
El sábado veinte de octubre tuvo lugar la clausura, contándose en esta edición con la presencia del Consejero de
Educación y Cultura de la Ciudad Autónoma, D. Javier Celaya Brey quien, aprovechando su presencia en Cádiz el
pasado viernes para pronunciar la conferencia correspondiente al quinto día de la semana, quiso honrar a la Casa con
su asistencia a esta jornada de clausura.
La primera parte de esta jornada de clausura se dedicó a una representación teatral protagonizada por el grupo
de teatro de la Casa de Ceuta en Sevilla, desplazado a esta ciudad de Cádiz al efecto. La presentación del grupo corrió

a cargo del presidente de la Yeza como es habitual, seguido por unas palabras alusivas a la obra por parte de la directo-
ra del grupo, Pepita de Dios.
La obra consistió en una adaptación de la tercera parte de la trilogía de Juan José Alonso Millán denominada
"Anda mi madre-3". Esta tercera parte del conjunto está dedicada a la alta burguesía, como la primera lo está a la clase
obrera y la segunda a la clase media. Es una comedia en dos actos de duración reducida.
Los personajes son tres mujeres de tres generaciones distintas de una misma familia: "Mª del Rosario", la abuela
(Silvia); "Pochola", la hija (Conchi); y "Chicha", la nieta (Piluca); complementadas por "Rosa" la criada (Mª Valle); y
"Rufino" pretendiente de la abuela (Domingo), todos ellos ceutíes y socios de la casa hermana de Sevilla.
La obra da una visión de un sector de la sociedad que no por su posición social es menos propensa a dejarse
arrastrar por las bajas pasiones y por vicios como es el juego.
Fue muy aplaudida su actuación por la sala llena de socios de las dos Casas, agradeciendo el presidente de la
Yeza el esfuerzo realizado y haciéndoles entrega de un recuerdo del día en cuestión y su venida a pesar del tiempo me-
teorológico que en esa noche de fuerte tormenta acompañada de infinidad de aparato eléctrico, azotó y duró durante
toda la representación, y además soportaron en su desplazamiento desde Sevilla.
Como segunda parte de la jornada, y continuando el fuerte aguacero, celebraron la cena de clausura en un cono-
cido restaurante del paseo marítimo gaditano, a cuyos postres el presidente de la Yeza se dirigió a los asistentes agrade-
ciéndoles su presencia y asistencia a las conferencias que redundó en otro éxito más de la presente semana cultural y
obsequió al Sr. Celaya Brey con la tacita de plata, anagrama de la asociación caballa por lo que quedó muy reconforta-
do y agradecido, cediéndole la palabra al consejero , que felicitó a los presentes en nombre del presidente Vivas y en el
suyo propio, por la labor desarrollada en pro de la buena imagen y del conocimiento de la Ciudad Autónoma de Ceuta,
así como de la colaboración evidenciada entre las dos Casas de la Baja Andalucía, de todo lo que se mostró muy orgullo-
so.
Puestos en pie terminaron la reunión con un brindis y vivas por la dos ciudades, Ceuta y Cádiz y por el buen
desarrollo de la semana, esperando que la próxima sea superada por la recién finalizada.

Hasta aquí todo lo que dio de sí la XVIII Semana Cultural de nuestra Casa de Ceuta y dicho sea de paso, ya se
está pensando en configurar la próxima edición de 2019, aún cuando todavía resta por pasar otro año y de esta manera
tener previsto los ponentes que puedan asistir y los temas relacionados con la estructura que se planifique.
Lda – Sdly

10
11