MAYORIA DE EDAD. DERECHO COMPARADO.ALIMENTOS. EMANCIPACION. MENOR.EDAD. MATRIMONIO.PATRIA POTESTAD. CAPACIDAD LABORATIVA.

DERECHO DE FAMILIA. CODIGO CIVIL. LA LEY 24/02/2010, 1. ------------------------Sumario: 1. Elementales referencias a las modificaciones. 2. Adecuación a la normativa constitucional, a otros estatutos legales y al Derecho Comparado. 3. Las opiniones previas a su sanción. 4. Singularidades de la obligación alimentaria. 5. La "cláusula válvula" o general. 6. La emancipación matrimonial y el art. 166, inc. 5° según ley 26.449. 7. Capacidad laboral y profesional. Nuevos problemas. 8. Las directivas anticipadas. 9. Algunas voces críticas. ¿Reducción de beneficios? 10. Incidencias procesales. 11. Colofón.

Anticipar la mayoría de edad a los dieciocho años, si bien responde a adecuar nuestra legislación a los tratados internacionales con rango constitucional, es cierto también que, de alguna manera y en algunos aspectos, provoca reducir el anterior ámbito tuitivo, inherente al ejercicio de la patria potestad, y dejar librados a sus propios errores o aciertos (y a sus consecuencias) a esta franja de jóvenes que hoy son libres en el manejo y decisión de su persona y bienes.

1. Elementales referencias a las modificaciones La ley 26.579, sancionada hacia fines del año 2009, (1) plasmando de alguna manera numerosos antecedentes parlamentarios que con matices diversos se ocuparan del tema ²fundamentalmente luego de la sanción de la ley 23.849 (Adla, L-D, 3693) que aprobara, con reservas y declaraciones, la "Convención sobre los derechos del niño" y de la integración de dicho estatuto normativo internacional al contexto de tratados y convenciones sobre derechos humanos que el artículo 75, inciso 22 de nuestra Constitución Nacional jerarquizara a partir de su reforma de 1994², finalmente ha reducido la adquisición de la mayoría de edad y con ello de la cesación de las incapacidades de obrar propias de la minoridad de las personas individuales a los dieciocho años. (2) La doctrina, tanto la elaborada en correlación con algunos de esos antecedentes parlamentarios orientados en la misma senda, como la hasta ahora escasa (por razones de la muy reciente sanción de la norma), presenta matices favorables a la innovación (que metodológicamente, y como corresponde, se corporiza a través de la consecuente modificación de varios artículos del Código Civil de lo cual trataremos de pasar sucinta revista en lo inmediato), y otros críticos. Probablemente hay razones para ambos. Más allá de ello ²y sin perjuicio de lo que podamos postular "infra"², anotamos en nuestro criterio algún defecto de técnica legislativa, toda vez que las modificaciones del articulado del Código no se mencionan de manera secuencial, ya que hay normas derogadas o modificadas por

711 ²Adla. contenía respecto de la capacidad laboral del menor adulto. XXVIIIB. va de suyo. El artículo 132 reformula el texto precedente. salvo para el cónyuge de mala fe para quien cesa a partir del día en que la sentencia que así lo declara adquiera firmeza. reformulando la capacidad profesional (para el menor que no habiendo cumplido los dieciocho años obtuviera un título habilitante). es la del artículo 126. pero suprime la mención a la emancipación (que queda sólo regulada en el artículo 131. quizá pueda ser útil un paneo elemental sobre lo hecho. al reducir la edad para la mayoría a los dieciocho años suprime la emancipación dativa que en su momento introdujera la ley 17.los artículos 2° y 3° de la ley que son previos. normada en los dos primeros párrafos del artículo.449. El artículo 131. en esta glosa seguimos aquella sucesión numérica prescindiendo de tal anomalía. inciso 5° reitera la reforma que ya le había introducido a dicho precepto la ley 26. el artículo 127 ahora determina que los menores adultos (3) serán los comprendidos entre los catorce y los dieciocho años. según el cual si algo fuese debido al menor con cláusula de no poder percibirlo hasta la mayoría de edad. el cumplimiento de los dieciocho años². los mayores cambios se han concentrado dentro del Título 9° ("De los menores") de la Sección Primera ("De las personas en general") del Libro Primero ("De las personas") de nuestro Código Civil. 1810² sentaba las bases de la capacidad laboral y profesional del menor adulto) reitera el cese de la incapacidad al cumplir los dieciocho años. (5) y respecto de la matrimonial. Para un mejor orden expositivo. numéricamente. a algunos de los modificados por su artículo 1°. Aun cuando la mera lectura de la ley modificatoria nos ilustre sobre los alcances de esos cambios. En el apartado 6 de este trabajo nos explayamos algo más sobre algunos matices del tema. Y agrega un segundo párrafo. en el caso de que el matrimonio se hubiera celebrado sin autorización de sus representantes legales. (6) no tendrán la administración ni disposición de los bienes que hubieran recibido a título gratuito hasta la mayoría de edad. (7) El artículo 166. Consecuentemente con ello. singularmente a partir de los artículos 126 y ss. que fija como impedimento matrimonial para ambos contrayentes el tener menos de .711. sentando como regla que la invalidez del matrimonio no deja sin efecto la emancipación. en tanto que el artículo 128 (que tenía singular relevancia en la medida en que a partir de la reforma de la ley 17. Obviamente. la emancipación no altera la obligación ni el tiempo de su exigibilidad ²o sea. que declara que son menores de edad las personas que no hubieran cumplido los dieciocho años (en reemplazo de los veintiuno que regía hasta ahora). y determinando que puede ejercer la profesión para la cual se capacitara (4) sin necesidad de autorización alguna. ya que desaparece la dativa y sólo subsiste la matrimonial) y a toda la regulación que la norma modificada. por lógica. La modificación basilar. básicamente mantiene lo preexistente con la sola salvedad de que. pudiendo administrar y disponer de los bienes adquiridos con ese ejercicio y estar en juicio civil y penal por acciones vinculadas a ellos.

El artículo 168 mantiene básicamente el texto previo ²modificado por ley 23. la reforma sobreabunda. (12) El artículo 306 ²también dentro de la regulación de la patria potestad² suprime dentro del inciso 2° como causal de extinción de la patria potestad la profesión de los hijos. por lo expuesto.264 ²Adla. en cuidado. ver punto 5 de este trabajo) o general. salvo que el hijo mayor de edad o el padre. según la cual toda disposición que establezca derechos u obligaciones hasta la mayoría de edad debe entenderse hasta los dieciocho años. el artículo 5° de la ley 26. 1535)². como lógico corolario de la supresión del instituto. El artículo 265 introduce una de las modificaciones más relevantes al nuevo régimen. y fuera ya del articulado del Código Civil. con intervención del Ministerio de Menores y por motivos que el Juez tenga por suficientes. También nos referimos a ello en el apartado 6 de este trabajo. 3581²) (dentro ya del régimen de la patria potestad. suprime la referencia a la autorización de ambos padres para emancipar dativamente a su hijo menor.dieciocho años. Finalmente. la cual encuentra correlato con su postulación en derecho comparado y en varios de los proyectos previos a la sanción de la ley aquí comentada. inciso 2° (en el texto que le impusiera la ley 23.579 contiene una suerte de "cláusula válvula" (como la denomina Néstor Solari . (10) se extiende hasta la edad de veintiún años. en el Título 3 de la Sección 2° del Libro Primero). en su caso. inciso 5°². con el alcance establecido en el artículo 267. manteniendo sólo el supuesto de profesión de los padres. acrediten que cuenta con recursos suficientes para proveérselos por sí mismo. (9) Según ella. se agrega como segundo párrafo de la norma (que en el primero diseña los deberes inherentes al ejercicio de la patria potestad por parte de quienes la ejercen. excepto en materia de previsión y seguridad social en que dichos beneficios se extienden hasta los veintiún años. a partir del texto ya mencionado del artículo 166. XLVIII-B. Creemos que. pero dejando a salvo lo normado en los artículos 128 (11) y 283. (8) El artículo 264 quáter. en el Título 12 de la Sección 2° del Libro Primero² reduce de 18 a 16 años la edad del menor para que pueda pedir al tutor la exhibición de las cuentas cuando existan dudas sobre su buena administración. se derogan los artículos 10. crianza y educación de los hijos menores) que la obligación de los padres de prestar alimentos a sus hijos. XLV-D. en institutos monásticos. profesión o industria ni obligar su persona de otra manera sin autorización paterna. (13) Por otra parte. . como lógico corolario de la supresión de aquella vía de emancipación. con autorización paterna. salvo que las leyes vigentes establezcan una edad distinta. El artículo 275 elimina en el segundo párrafo la referencia a "antes de haber cumplido los dieciocho años" respecto de la prohibición de los menores de ejercer oficio.515 (Adla. 11 y 12 del Código de Comercio (regulatorios de la emancipación comercial). alimentación. El artículo 459 ²dentro del régimen de las cuentas de la tutela. suprimiendo la referencia a que los emancipados por habilitación de edad quedaban incluidos dentro de la prohibición de contraer nupcias antes de la mayoría de edad ² que coincide con la edad núbil.

pudiendo predicarse otro tanto de lo normado por la ley 26. Reino Unido. Irlanda.849 del año 1990). aun con los cosméticos de las leyes modificatorias sobrevivientes a la 17. la reducción de la edad para adquirir la plena capacidad aparece como una norma en sintonía con tales designios. República Dominicana.2. y una cuarta postulaba la necesidad de sancionar ² legislativamente² un sistema regulatorio especial para las personas que. que no llegaran a sancionarse. enmarcados en tal dirección. LXV-E. En Derecho Comparado.009 en veintiuno) con una serie de estatutos normativos internacionales.61) pero sí "menores de edad" (según el Código). Adecuación a la normativa constitucional. de setiembre de 2006. (15) tal como se desprende de sus artículos 19 inciso "a" y 24 inciso "b". Dinamarca. se destaca el criterio de la "capacidad progresiva" como parámetro para graduar la posibilidad del niño de ejercer por sí mismo los derechos que se le reconocen en función de su madurez y desarrollo. . toda vez que así como la representación legal sustituye absolutamente la voluntad del menor por la de su representante.061 en tanto el legislador no lo había así expresado de manera directa. y que ha sido incorporada constitucionalmente a través del artículo 75 inciso 22 de nuestra Carta Magna (14) (que había sido aprobada previamente por ley 23. a otros estatutos legales y al Derecho Comparado. Guatemala. EEUU. Finlandia. otra interpretaba que el sistema del Código no había sido modificado por la CDN y la ley 26. Una de ellas (nos remitimos a lo mencionado en la cita n° 14 de este trabajo) se pronunciaba por la necesidad de la declaración judicial de inconstitucionalidad del artículo 126 del Código Civil. constitucionales o supralegales. Italia (1975). (17) ante la clara discordancia que representaba que el Código Civil declarara que se era mayor de edad a los 21 años en tanto normas de rango constitucional lo hicieran respecto de los 18. Bolivia. Alemania. Colombia. 4635). siendo mayores de dieciocho años. y en América Latina. Uruguay. Dentro de este estatuto legal citado últimamente. o incluso por interpretar que la norma supralegal derivada de la CDN había derogado implícitamente el mencionado artículo 126 y sus correlatos. Entre ellos cabe citar la Convención sobre los Derechos del Niño (CDN) del año 1. Perú.061 de Protección Integral de los Derechos de Niñas. de derecho comparado. Noruega. En tal sentido. Suecia.989 que así lo postula de manera expresa. generó diversas postulaciones operativas. (18) Otro tanto sucede en países como Francia (desde 1974). superando el viejo modelo tutelar (16) plenamente vigente en nuestra legislación civilista decimonónica. los cuales no serían "niños" (con todo el régimen tuitivo de la CDN y la ley 26. Ecuador.711. Hemos mencionado supra que la ley bajo análisis alinea el núcleo de la modificación operada al texto del Código Civil (la mayoría de edad a los dieciocho años en lugar de la vigente hasta fines del año 2. Paraguay. no hubieran llegado todavía a los veintiuno. España (por norma constitucional). Costa Rica y Honduras y Méjico. Venezuela. siguen similar lineamiento los Códigos o leyes especiales de Brasil. Como se ha señalado por la doctrina. Niños y Adolescentes (Adla. doctrinarios e incluso con numerosos antecedentes parlamentarios previos. el modelo del derecho a la participación en sus distintas manifestaciones compatibiliza con la idea de sujeto de derecho. Nicaragua.

Turquía. (20) En derecho interno. 2001 ²se las cita por su relevancia como elemento de "lege ferenda" a nivel nacional y regional². Constitucional. XLIII-B. Yugoslavia y Rumania.. la determinación de la mayoría de edad en los dieciocho años ha sido una constante en los Proyectos de reforma del Código Civil subsiguientes al de 1987. As. que prevalecen sobre las leyes locales. . máxime cuando en el régimen vigente hasta ahora la capacidad laboral del menor adulto ²aun ni siquiera emancipado² sólo lo privaba de la administración y disposición de los bienes adquiridos a título gratuito.Canadá. sobre todo teniendo en cuenta lo que algunas calificadas opiniones han expresado al respecto cuando.066) en su artículo 15. en directa referencia al tema aquí analizado. (22) cerrando el ciclo con el de 1989 que así lo preveía en su artículo 20. Ghersi (21) alude a las prescripciones de la ley de Transplantes de Organos y Tejidos Humanos n° 24. a las que hemos referido en el apartado precedente de esta labor. realizadas en la UCES. Hungría. Por su parte. Bs. en los dos primeros apartados de su despacho se pronunció por la necesidad de modificar la legislación interna para adecuarla a los principios de las Convenciones Internacionales con jerarquía constitucional. analizando proyectos de ley previos (nunca puestos en vigencia) que proponían esa reducción que hoy ya rige. formularan reparos a ese achicamiento etario para acceder a la plena capacidad de obrar. Rusia. Israel.193 (Adla. 1344) (Modificada por la 20. más allá de óbices que hacen a aspectos instrumentales u operativos. con otras normas nacionales vigentes y con el reclamo mayoritario de la comunidad jurídica. De ello nos ocupamos en el punto 2 del presente análisis. y anticipar el ejercicio de su plena capacidad es más demagógico que tuitivo. hay quienes han argumentado que la ciencia sicoanalista ha comprobado que en la sociedad moderna la adolescencia tiende a prorrogarse (25) (lo que se ha dado en denominar el "Síndrome Peter Pan"). Checoslovaquia. Pero no todas han sido rosas. Las opiniones previas a su sanción La muy reciente puesta en vigencia de la normativa de marras hace que las opiniones sobrevivientes a la misma ²salvo algunas muy puntuales. Para el caso. y la ley 346 de Nacionalización de Extranjeros (Adla. 3. lo cual pone en sintonía nuestra legislación interna con una serie de pautas normativas de Derecho Comparado. Agrega que la prolongación de la obligación alimentaria paterna hasta los 21 años es un contrasentido que evidencia la sinrazón de la medida. la Comisión n° 8 que trabajó sobre el tema "La minoridad en el derecho interno y los Tratados con jerarquía constitucional". (23) Finalmente. (24) en general sean favorables en lo que es la sustancia del nuevo régimen regulatorio: la reducción de la edad para acceder a la mayoría de edad en los dieciocho años. (19) en lo que ha sido calificado como "una tendencia universal". lo cual estima que es razonable. 906) que fija la posibilidad de adquirir la ciudadanía argentina a partir de los dieciocho años. y a otras que consignamos dentro del análisis de algunas de las facetas singularmente comprometidas en los subsiguientes². dentro del marco de las "XVIII Jornadas Nacionales de Derecho Civil". 1852-1880.

Gustavo Bossert. pero a iniciativa conjunta de los padres y del menor (o del tutor. lo cual supondría no un establecimiento "indiscriminado y para todos". que pareciera obviar el ejercicio conjunto inherente a ambos progenitores salvo familia monoparental²) acrediten que él cuenta con recursos suficientes para proveérselos a sí mismo. universitarios) conviven con sus padres. Singularidades de la obligación alimentaria Ya hemos hecho referencia a que la modificación impuesta por la ley 26. en pos de justificar la inconveniencia de la modificación etaria hacia abajo. Alejandro Molina (27) anota. Marcos Córdoba. con el prestigio de su reconocida trayectoria académica en materia de Derecho de Familia. si no los tuviere).579 al Código Civil. (28) con su calificada presencia. siguiendo un lineamiento que se había reiterado en proyectos de ley preexistentes sobre la materia. La cuestión ha suscitado (tanto en relación a aquellos precedentes no sancionados que lo contemplaban. (26) quien califica la reducción "no como un despropósito. con las consecuencias perjudiciales que podrían irrogarse. integrando (junto con él) una reunión consultiva convocada por la Comisión de Legislación General de la H. establece que más allá de que la plena capacidad de hecho se adquiere el día en que se cumplen los dieciocho años. puntualmente en el artículo 265 (dentro del régimen de las obligaciones paternas derivadas del ejercicio de la patria potestad). donde volvemos a traerlo a cita). Cecilia Grossman hiciera. (30) recordando un informe que la Dra. (31) provoca que en muchos casos ese joven deba abandonar su incipiente . argumenta con razones sicológicas (lentificación de la maduración afectiva). y con control judicial. no tienen maduración intelectual que es la clave para abrirles el juego de su plena capacidad de obrar.900 de declarar la mayoría de edad del menor que ha cumplido 18 años. económicas (las diferencias notorias de potencialidades de nuestra juventud con la de países desarrollados del primer mundo) y jurídicas (la existencia de institutos como la emancipación dativa o la expansión de la capacidad laboral y profesional del menor adulto). menciona que salvo aquellos supuestos en los cuales los menores que han comenzado sus estudios (normalmente. cual es el contenido en el Código Alemán de 1. como luego de su vigencia normativa) algunas consideraciones en la doctrina. habida cuenta que los jóvenes del mundo de hoy. pasa revista a las ventajas e inconvenientes que acarrea la reducción (a algo de ello hacemos referencia en el apartado 9 de esta labor. pero hace una sugerencia derivada del aporte de Derecho Comparado (no acogido en la ley que comentamos). subsiste la obligación alimentaria de los padres hasta los veintiuno. pero sí desaconsejable". sociológicas (la dependencia de la familia para la provisión del sustento en una inmensa mayoría de jóvenes sin acceso a fuentes laborales).En similares senderos transita Julio Chiappini. salvo que el propio hijo (o "el padre" ²así dice el texto de la norma. el otorgamiento de la mayoría de edad y con ello el cese del deber alimentario inherente al ejercicio de la patria potestad por haber alcanzado los dieciocho años. (29) 4. Cámara de Diputados de la Nación a cuento del proyecto de ley sancionado por el Senado en fecha 25 de noviembre de 2005 (ya hemos aludido supra a ello). aun mas informados.

5. cuando se curse una carrera universitaria (que. 5° según ley 26. pero permite contraprobar. excepto en materia de previsión y seguridad social en que dichos beneficios se extienden hasta los veintiún años. que lo lleva hasta los veintiocho. debiendo extendérsela hasta el momento en que los estudios concluyan. salvo que las leyes vigentes establezcan una edad distinta". Coincide también con la referencia hecha supra de que el legislador pudo prever la extensión de la misma más allá de los veintiún años. asistencia y gastos por enfermedad). por la imposibilidad material de proveerse el sustento mientras la cursa sin el apoyo económico familiar. siempre que se acredite que se cumplen de manera regular. vinculado con ello. 6. Ello deja a salvo situaciones singulares. Y añade que en la estructura del nuevo artículo 265 la nueva ley exime como regla de la prueba de esa falta de recursos propios. habitación. lo que mas allá de lo que la norma dice. Se trae al cuento. según la cual "Toda disposición legal que establezca derechos u obligaciones hasta la mayoría de edad debe entenderse hasta los dieciocho años. e incluso la chilena. y que su extensión cuantitativa es la determinada por el artículo 267 (alimentación. la jurisprudencia nacional registra varios precedentes en los cuales se ha condenado a padres no convivientes a mantener el costo de esos estudios aun cumplida la mayoría de edad (a los veintiún años). 166. esparcimiento. adoptivos o extramarimoniales ²por cuanto el artículo 240 no ha sido modificado².carrera. En vinculación ya con la reciente ley 26.579. inc. naturalmente estará en cabeza de los padres alimentantes y no del propio hijo alimentado.449 Ya hemos referido supra ²al mencionar la sobreabundante reforma al inciso 5° del artículo 166 del Código Civil hecha por la ley 26. siendo la misma común a ambos progenitores cuando conviven y ejercen la patria potestad conjunta. Claudio Belluscio (33) resalta que la obligación prevista en la nueva norma alcanza a los hijos matrimoniales. (32) proclamándose partidario de la previsión analizada. Finalmente ²y coincidimos² proclama que la administración y disposición de los fondos recibidos estará en manos del hijo y no de los padres. que prolongan tan obligación alimentaria hasta los veinticinco años. educación. ya que la regla incorporada no modifica su rol de personas plenamente capaces. Néstor Solari. normalmente.579 que a los fines de evitar "incompatibilidades internas"(34) consagra una suerte de cláusula general. mientras que en el segundo se requiere la acreditación de tal carencia. vestimenta. cuya no modificación puntual pudiera generar dudas en orden a cómo interpretarlas.579. no se termina antes de esa edad). apuntando que en el primer caso nada debe probarse (en punto a la existencia de bienes o recursos propios del hijo) para su operatividad. en la medida en que dicho precepto ya había sido . marca con buen tino las diferencias de matices entre la obligación alimentaria derivada de la patria potestad de la generada en el mero parentesco. La emancipación matrimonial y el art. En tales casos. Italia o Panamá. a la legislación de países como Francia. hasta que los mismos concluyeran. La "cláusula válvula" o general Doctrinariamente se ha puesto de resalto la provechosa incorporación en la reforma de la disposición prevista en el artículo 5° de la ley 26.

agregando una referencia final a lo prescripto ²ahora² por los arts. 7. Capacidad laboral y profesional ± Nuevos problemas El texto del artículo 275 del Código Civil ²en la conformación que le diera la ley 23. El único supuesto ²francamente inusual.modificado en igual sentido por la ley 26. (37) . a la cual se podía acceder por dos vías. haya o no hijos. al menos a nivel estadístico² en el cual operaría la emancipación matrimonial sería el del artículo 167 (no modificado). ni obligar sus personas de otra manera sin la autorización paterna. que la propia norma califica como "excepcional". quienes decidan casarse habiendo llegado a esa edad no necesitan autorización paterna alguna. Y además ²en esto coincidimos con alguna opinión de doctrina vertida sobre el tema² (35) mas allá de que en apariencia la ley 26. sin su licencia). 128 y 283 del mismo Código. 3581)² ha recibido apenas modificaciones casi cosméticas. XLV-D.449 en vigencia desde un año antes² a que la equiparación de la edad núbil para varones y mujeres (en los dieciocho años. y se requiera para autorizar el connubio la dispensa judicial. que es el que prevé que alguno (o ambos) contrayentes fueran menores de dieciocho años. en reemplazo de los dieciséis que previamente regía para estas últimas) primero no ameritaba ser reiterada.579 suprime sólo la emancipación dativa o por habilitación de edad y deja subsistente la matrimonial. Además. que eran la matrimonial o la dativa). en la medida en que había sido dispuesta por otra ley precedente no derogada. y sólo viable cuando "el interés de los menores lo exigiese previa audiencia personal del juez con quienes pretenden casarse y los padres y representantes legales del que fuera menor". tanto los adquiridos con el fruto de su trabajo o profesión como respecto de los habidos a título gratuito. esa restricción a la capacidad civil del emancipado por matrimonio siendo menor de dieciocho años consistente en que no podrá volver a casarse ²si ese primer matrimonio se anuló o se dejó sin efecto por divorcio vincular² hasta la mayoría de edad. en el sentido de suprimir la frase "antes de haber cumplido los dieciocho años de edad" respecto de la prohibición de ejercer oficio. en la práctica también resulta de aplicación residual casi nula. de hecho lo hace con el instituto de la emancipación civil. además de declarar irrevocable la emancipación matrimonial aunque el matrimonio se disuelva en la menor edad. en realidad prácticamente lo hace con ambas (o mejor dicho. y cuentan con la libre administración y disposición de sus bienes.264 (Adla. profesión o industria. ya que siendo mayores de edad (a partir de la reforma reciente). Ello es así por cuanto en la medida en que no haber cumplido los dieciocho años implica un impedimento matrimonial (para el contrayente varón y para la mujer). lo cual es una muestra de defecto en la técnica legislativa. coincidimos también (36) cuando se alude a que al no haberse modificado el artículo 133 (en tanto. en principio no habrá efecto emancipatorio alguno. dispone que la nueva aptitud nupcial recién se adquiere una vez alcanzada la mayoría de edad). y sólo en su segundo párrafo (el primero dispone que los hijos menores no pueden dejar la casa de sus progenitores o aquella que éstos le hubieran asignado. en función del achicamiento del momento cronológico a partir del cual se adquiere ahora la plena capacidad.

3°). (39) según la cual el menor puede celebrar contrato de trabajo en relación de dependencia a partir de los dieciséis años y hasta los dieciocho. la "desconcertante" ²en palabras de Tobías² (41) redacción del artículo 13 de la ley 21. la mencionada ley 26. "se impone reinterpretar la norma" (el artículo 275) buscándose la hermenéutica fuera del Código Civil. y la normativa específica del Código Civil. siendo que hasta la ley 26.541 (que prevé que "«Toda persona capaz. niñas y adolescentes tienen derecho a intervenir en los términos de la Ley 26.009) ha modificado ² positivamente² tales incongruencias. Las directivas anticipadas La modificación etaria en la adquisición de la mayoría de edad proyecta incidencias en ámbitos que exhorbitan el ámbito patrimonial. se colige que aquella autorización paterna de nuestro artículo 275 sólo resulta operativa desde los dieciséis y hasta los dieciocho años de edad del hijo. estableciendo para el caso (art. desde la vigencia de la ley 26. Algunas voces críticas. ¿Reducción de beneficios? . tiene que ver con la regulación propia de la ley de transplantes de órganos. (40) Con ello.529 en su artículo 11 consagra normativamente el derecho a expedir directivas anticipadas (a toda persona capaz mayor de edad. Una de esas proyecciones. salvo las que impliquen prácticas eutanásicas. Antes de esa edad. Historia Clínica y Consentimiento Informado" (de noviembre de 2. para el caso. 2°. preventivos o paliativos. inciso "a").390. sin necesidad de la intervención de su o sus representantes. (44) Por su parte.061 (43) a los fines de la toma de decisión sobre terapias o procedimientos médicos o biológicos que involucren su vida o salud«".579 no se era "capaz" de obrar hasta los veintiún años) ha quedado indirectamente adecuada al nuevo régimen vigente. Asimismo. restricción que no operaría (lo hemos mencionado supra en el primer apartado de este trabajo al mencionar las modificaciones introducidas al artículo 128) para la capacidad profesional. y al respecto se recuerda la vigencia de la ley 26. sí se requería aquella. mayor de dieciocho años«". cuando en tal supuesto la ablación ningún beneficio trae al donante (sí al receptor). que "«Los niños. cabe incluir a los mayores de dieciocho años) sobre su salud. mientras que cuando se trata de una intervención quirúrgica o acto médico que tiene finalidad curativa (para el joven de esa edad). en la cual. dentro de lo cual.579. a lo que debe adicionarse lo normado sobre el consentimiento informado (arts.529 de "Derechos del Paciente. siempre que cuente con autorización de sus padres.) y el derecho a recibir esa información sanitaria como paciente (art. entonces. (42) Creemos al respecto que de algún modo la ley 26. y esto también es singularmente relevante.Se ha puesto de resalto (38) que ante el nuevo panorama regulatorio de la mayoría de edad. las cuales deberán ser aceptadas por el médico a cargo. 5° y ss. (45) 9. y decisiones que le son inherentes al tema. dentro del ejercicio de la autonomía de la voluntad de los pacientes. 8. el prestigioso civilista traído a cita proponía la contradicción que implicaba en la ley de transplantes de órganos que se permitiera a un ²por entonces² menor de dieciocho años ser donante de órganos por acto entre vivos a parientes en los grados previstos en la misma ley. rige la prohibición de trabajo infantil. pudiendo consentir o rechazar determinados tratamientos médicos.

Gustavo Bossert. apuntando que el extender la obligación alimentaria de los padres hasta los veintiún años implicaría un contrasentido que denota por sí mismo la mayoritaria ineptitud de los jóvenes de esa edad para proveerse a sus propias necesidades. a veces no sin razón. y por ende incapaces relativos de hecho. se podía ver perjudicado en relación a su situación en el régimen precedente del Código Civil. con la extensión de la obligación alimentaria paterna y la cláusula válvula del artículo 5° de la nueva ley. tales como por ejemplo por un lado la pérdida de la prestación alimentaria a su favor o el nacimiento de la misma esta vez de su parte hacia parientes que la justificasen. o la pérdida de la pensión que pudiera percibir por la muerte de su padre. Tobías. se hallaban en esa franja etaria de entre los dieciocho y los veintiún años que los encasillaba como menores adultos. incide también en la subsistencia de esta última. antes de los veinte años un joven no completa su desarrollo pleno sico-físico (y con ello. se han anotado óbices que. y de ello nos hemos ocupado supra). mirando a los Países que integran con el nuestro el MERCOSUR). Igualmente señala que la mayoría de edad anticipada expone al joven a ser demandado (él) por alimentos a parientes necesitados. luego de aludir a que estudios de la OMS señalan que. por la comprobada existencia de muchas familias monoparentales en las cuales el joven convive sólo con su madre. y . o la cobertura del régimen de seguridad social. hasta el último día del año 2. No obstante ello ²esto lo decimos nosotros². es cierto que algunas de tales preocupaciones han sido contempladas por la nueva ley (concretamente. o las cargas de familia. el resultado final de la reforma arroja ciertos ámbitos en los cuales operan claros supuestos de desprotección (o reducción de beneficios) para quienes. pérdida que en muchos casos. tanto en relación con ello como en vinculación con los proyectos de ley que encaminados en la misma senda la precedieron.579.Sin perjuicio de que al desarrollar el apartado 3 de este breve aporte hicimos alusión a matices de opinión ²divergentes² que la doctrina (especialmente) ha elaborado en relación al mérito o demérito de la modificación ahora plasmada legalmente. se alentarían juicios y controversias judiciales familiares por sobre la enorme cantidad de las ya existentes.010. en general. a la voz de la doctrina evidenciada en los proyectos de reforma y a las normas internacionales constitucionalizadas. siendo plenamente capaz de obrar un joven desde los 18 años. si bien computaba como relevante aquella necesidad de adecuar el acceso a la mayoría de edad al Derecho Comparado (singularmente. y si se autorizara (como el texto vigente lo hace) que esa obligación pudiera cesar por la prueba de la existencia de recursos propios del ex menor. (47) reflexionando sobre uno de los proyectos previos de similar naturaleza al ahora sancionado y vigente. José W. evidencian que mas allá de la lógica necesidad de adecuar el régimen de la mayoría de edad a las normas constitucionales y al contexto mayoritario de la legislación jusprivatista de la región y del mundo. También coincide con Tobías en que llevar esa obligación hasta los veintiún años declarando la plena capacidad a los dieciocho implica un contrasentido en sí mismo. apuntaba ²como Tobías² que con la mayoría de edad a los dieciocho años el joven hasta entonces menor adulto perdía el derecho a la prestación alimentaria debida por sus padres. reflexionaba sobre ciertos aspectos en relación a los cuales. en principio no resulta conveniente autorizar con la capacidad plena que por ejemplo puedan administrar y disponer libremente de los bienes que recibieran por donación o herencia). Por su parte. (46) antes de la sanción de la nueva ley 26.

varios autores han expuesto sus dudas en punto a si realmente la modificación opera en beneficio o en perjuicio de los hasta hace poco menores de edad que han cumplido sus dieciocho años.394 (Adla.277 del C. A parecidas conclusiones arriba Marcos Córdoba. de ahora en más. menciona que el artículo 1. sino de uno de sus precedentes) que "el proyecto en análisis tiende a despojar de beneficios a quienes hoy los poseen". y asimismo recuerda que en materia de bien de familia el artículo 49 inciso "b" de la ley 14. El mismo autor. debiendo él responder excluyentemente con los bienes de los cuales fuera titular. siendo el contrato a interpretar (a partir de la variación normativa) un típico vínculo consumerista que debe ser analizado desde la óptica mas favorable al consumidor. con lo cual se reduce en tres años la vigencia de la tutela tratándose de los primeros. siempre que en él convivan "hijos menores o incapaces". que los jóvenes que venían estando cubiertos a cargo de sus padres como menores a cargo pasen a pagar la afiliación como mayores de edad (con cuotas autónomas y mayores). (48) quien concluye (no hablando de la ley en vigor. y estando incluida en ella la inherente a los "gastos de salud". derivándose de ello una previsible retracción en la actitud del prestador. aunque por contrapartida manifiesta que mediando la obligación de la extensión de la prestación alimentaria hasta los veintiún años. XIV-A. será él mismo quien deba asumir personalmente los costos de su atención médica. para el caso. pero por nuestra cuenta reflexionamos a cambio que si en vez de legitimado activo es pasivo. que del otro modo eran pactados por sus padres mediante una estipulación a favor de un tercero. señala que siendo el hijo mayor de edad a los dieciocho años. se puede mantener en el tema el régimen vigente. Civil en su segundo párrafo consagra la protección de la vivienda familiar aun mediando disolución de la sociedad conyugal. pone de resalto (lo cual no puede considerarse un elemento perjudicial para el que deja de ser menor de edad al cumplir los dieciocho años. ya que la continuación de la obligación alimentaria hasta los veintiún años que prevé el nuevo artículo 265 no podría ser interpretado como una extensión genérica de la patria potestad que siga vinculando a aquéllos como obligados indirectos. seguridad social o asignación por carga de familia que se abona al trabajador). sino todo lo contrario) que en este caso el joven que esté en tal situación podrá demandar autónomamente ²y sin intervención del Ministerio Pupilar² al causante del daño del cual él resulta víctima directa o indirecta. Dentro del marco del análisis concreto de la ley 26. Ghersi plantea el hecho de que las prestadoras de medicina prepaga u obras sociales pretenderán.579 ²ya sancionada². en materia de legitimación activa para reclamar indemnizaciones por daños y perjuicios. (50) . (49) Flores Medina.que también lo priva anticipadamente de beneficios provisionales (pensiones. 237) permite la desafectación cuando ha sido constituido por testamento si la mayoría de los herederos así lo disponen no habiendo incapaces. pierde el beneficio de poder ser demandado solidariamente con sus padres según lo normado por el artículo 1114. lo cual también redunda en una menor tutela al reducirse la edad para la plena capacidad. Por último.

judiciales) se relaciona con la mencionada modificación del artículo 265 del C. 10. según el artículo 265 reformado). a hacer cesar la intervención de su representante legal y del Ministerio Público Pupilar y a intimar (52) al joven que ha pasado a ser mayor de edad a que tome intervención personal en la causa bajo apercibimiento de continuar la causa en rebeldía. Otro aspecto que probablemente generará algunas proyecciones procesales (o mas propiamente. al cesar la representación legal de su madre y su incapacidad de hecho para percibirla "per se". (51) estando en trámite actuaciones en las cuales estén comprometidos intereses de hasta ahora menores de edad pero que hayan cumplido los dieciocho años. la misma deberá ser entregada directamente al hijo (mayor de edad pero acreedor de alimentos hasta los veintiún años. Civil). Para el caso. de su padre divorciado o separado de su madre. si el joven que tiene cumplidos los dieciocho años percibía una cuota alimentaria ² v. de oficio. implica analizar algunas de sus proyecciones instrumentales. dejándose debida constancia para evitar eventuales conflictos o controversia derivados de algún reclamo materno de falta de cumplimiento. o extramatrimonial².O. por ser mayor de edad. ²lo que coincide con el primer día del año 2010². y si aquélla (la cuota) se depositaba en una cuenta judicial a nombre de la madre.Graciela Medina coincide con Flores Medina en que la reducción etaria disminuye la tutela de la vivienda familiar cuando los padres no conviven (según el artículo 277 del C. (53) Asimismo. Civil). que en su segundo párrafo prorroga la obligación alimentaria paterna. aun cuando ² acotamos nosotros² tal argumento se ve relativizado (si no neutralizado) con la previsión del actual artículo 265 reformado. Incidencias procesales Obviamente que la vigencia de la ley 26. añadiendo también que la prestación alimentaria debida por el cónyuge culpable a favor de sus hijos menores y del cónyuge inocente también se ve afectada con la reducción de edad.Civil.579 a partir del noveno día de su publicación en el B. pero permitiendo que tal obligación cese (lo que supone promover un incidente judicial donde se lo acredite) si el propio hijo o el padre demuestran que el primero tiene bienes suficientes para autosustentarse. según lo dispone el artículo 3° del Cód. (54) teniendo el hijo la libre administración y disposición de esos fondos. Finalmente. la citada magistrada y calificada doctrinaria anota que en materia sucesoria la reducción de marras puede generar que el joven desde los dieciocho años pueda ser aceptante puro y simple de la herencia si renuncia al beneficio de inventario o no lo practica en el plazo del artículo 3366. deberá abrirse una nueva a nombre del hijo. la operatividad inmediata de la reforma al Código Civil obliga al Juez. que en muchos casos se corporizarán en causas judiciales en trámite. Desde ya que lo que ahora analicemos es apenas un muestreo de las múltiples connotaciones que el tema involucra.g. como señala Osvaldo Gozaíni. o si realiza actos que traen aparejada la pérdida del beneficio. . siendo una norma imperativa y no supletoria o interpretativa (lo que determina su aplicabilidad inmediata a las consecuencias de las situaciones y relaciones jurídicas preexistentes. más allá del acceso a la plena capacidad de su hijo a los dieciocho años. o no conviviente. hasta los veintiuno.

haber intentado un paneo de los primarios y elementales efectos que la nueva ley produce dentro de lo que hasta fines del año 2009 era el diseño del régimen de adquisición de la mayoría de edad. entre padres e hijos. y también lo cerramos ahora² de la Convención sobre los Derechos del Niño. y en algunos aspectos (hemos intentado pasar revista a varios de ellos). Aunque el precepto puede tener su lógica interna a nivel presunción (existencia de la obligación "prorrogada") y de excepción (prueba de la solvencia patrimonial del joven alimentado). . es cierto también que de alguna manera. En líneas generales. máxime cuando la cuota alimentaria deba ser depositada judicialmente ²lo que conlleva alguna forma de fractura de la convivencia familiar². y dejar librados a sus propios errores o aciertos (y a sus consecuencias) a esta franja de jóvenes que hoy son libres en el manejo y decisión de su persona y bienes. Anticipar la mayoría de edad a los dieciocho años. debiendo cesar la misma tres años antes de lo que lo hacía con carácter previo a la modificación. asuman la prueba de ese extremo excepcionante de su obligación. siendo mas probable que sean los padres los que. (55) con la salvedad que la modificación introducida al 459 habilita al menor a requerir tal opus sólo a partir de los dieciséis años de edad. sustancialmente ²de ello comenzamos hablando. si bien responde a tales pautas. Asimismo (y lo reitero. Hay matices de técnica legislativa opinables ²los hemos mencionado². casi imposibles de prever apriorísticamente y que con seguridad el andar del tiempo y de las nuevas normas irá haciendo prolíficos en más ejemplos o supuestos). ampliará en mucho estas rudimentarias digresiones. de rango constitucional. lo que es aún más traumático. si el menor estaba sometido a tutela se anticipa el momento a partir del cual. provoca reducir el anterior ámbito tuitivo inherente al ejercicio de la patria potestad. llegado el caso. Colofón Creemos. así como el alineamiento de nuestra legislación jusprivatista a la que rige mayoritariamente en Derecho Comparado.Desde ya que suena difícil imaginar que el propio hijo genere tal incidencia. esto es sólo una mera ejemplificación de hipótesis múltiples. y aspectos puntuales perfectibles. (56) 11. está él habilitado para reclamar la rendición de cuentas de la administración de sus bienes que el tutor hubiera hecho. el mérito principal de la reforma nos parece que pasa por la adecuación del sistema regulatorio anterior a la estructura jerárquica normativa que dimana. en los hechos nos parece que genera también un nuevo elemento de discusión y debate dentro de una familia en crisis. y ya no entre los cónyuges o ex cónyuges. Lo reciente de la reforma. modestamente. y creemos que en ello nos sumamos a la mayor parte de las opiniones hasta aquí vertidas. sino. la escasez de doctrina especializada que hasta ahora se haya ocupado del tema (y que obvia y previsiblemente sobrevendrá a la brevedad) así como el resultado que el "banco de pruebas" que implica el quehacer jurisprudencial genere.

p. si bien con proyección en la preceptiva de los artículos 54 y 55 del mismo Código. 6) cita el informe rendido en fecha 3 de octubre de ese año por la Profesora Cecilia Grosman ante la Comisión de Legislación General de la H. sino también respecto de los disminuidos en sus facultades síquicas. no modificados. que mantiene vigente la distinción entre incapaces absolutos de hecho e incapaces relativos. en el cual postulaba que debía extenderse la expansión de la capacidad de obrar de los menores que no habían cumplido los dieciocho años y obtuvieran un título profesional habilitante también para los supuestos en los cuales se tratara de capacitación en algún "oficio o arte".O. en la publicación que de su texto hiciera Abeledo-Perrot. trayendo a cambio (y a favor) el resguardo a aquel principio de "capacidad progresiva" que informa el espíritu tanto de la Convención sobre los Derechos del Niño como de la ley 26. 1999. ha sido con razón criticada por su anacronismo ²más allá de su vigencia por siglos en el derecho comparado de raíz romanista². LA LEY. Derechos reservados (Ley 11. Especial para La Ley.Pero ello parece ser el rumbo que a nivel mundial marcan los tiempos.711 de 1968 (Adla. siendo la tendencia en los tiempos que corren a suprimirlas (a ambas) estableciendo un régimen básico de incapacidad de obrar hasta cierto momento de la maduración síquica de la persona ²que obviamente requiere protección para el tráfico negocial². vinculada al proyecto de ley (de contenido similar al que luego generara la ley 26. XXVIII-B. (3) La subsistencia de categorizaciones entre "menores impúberes" y "menores adultos". 22. pero con facultamientos operativos puntuales y con el reforzamiento de las facultades judiciales para elastizarlos en supuestos concretos que lo ameriten. y ha tenido. 1810) la redujo a 21. . cabe memorar que el texto primigenio del Código Civil la fijaba en 22 años. y que tiene acendrada aceptación en la dogmática jurídica ocupada del derecho de la minoridad.061. Modificación de la pauta objetiva para determinar la absoluta capacidad de las personas". según lo normado por los artículos 2 y 28 del Código Civil. previa a la reforma que aquí analizamos. sobre lo que no abundamos para no alongar lo que no es tema puntual de esta labor. del día subsiguiente (22/12/09). Esta orientación no sólo se vincula con la incapacidad de obrar de los menores. nos permitimos remitir a la lectura de los fundamentos del Proyecto del '98. Título 1. (2) Aun sabido. con lo cual entró en vigencia el día 1° de enero de 2010.723) (1) La misma fue sancionada el 2 de diciembre de 2009. Cámara de Diputados de la Nación Argentina . apartado 4. Como dato referencial que aporta razones para ello. Buenos Aires. 17/10/2006. promulgada el 21 de ese mismo mes y año y publicada en el B. (4) Marcos Córdoba ("Anticipación de la mayoría de edad. dentro de lo vinculado al Libro Segundo. y que la ley de reformas 17. singulares manifestaciones en los proyectos de reforma del Código Civil.579 que determina estas digresiones). p. entre nosotros.

Obviamente. lo cual suponía una suerte de proyección ultraactiva del ejercicio de la patria potestad. tanto para el varón como para la mujer. el no haber alcanzado la edad de dieciocho años. que había cesado con la habilitación de edad. (10) Manutención. en una donación con cargo o en una cláusula dentro de un fideicomiso contractual o testamentario.264 presume la autorización paterna para el ejercicio de empleo. coincidimos con quienes siguen opinando que la eventualidad de que dos menores que no han arribado a la edad mínima para casarse (que ahora coincide con la mayoría de edad) lo hagan sin la debida autorización es mas un supuesto de laboratorio que de la vida real. 4635).Implicancias de su modificación". se suprimen los párrafos 3°.) formula una fundada apreciación crítica del texto del artículo modificado. (13) Rodolfo Jáuregui ("La reforma del artículo 459 del Código Civil". como supuestos vinculados a esta directiva. educación. junto con las de los artículos 134 y 135. estableciendo que es un impedimento para contraer nupcias. XLV-D. según los cuales la conclusión lógica ² . 3581). que no requiere el haber cumplido los dieciocho años. diciembre de 2009. los que en su momento habían sido modificados respecto del texto primigenio de la ley 17. (6) No puede dejar de recordarse por su implicancia en el tema. que conforme al texto que le impusiera la ley 23. que la ley 26.264 (Adla.061 (Adla. ya que implicaría una severísima negligencia de parte del Oficial Público del Registro Civil que oficiara como tal en dicho acto jurídico formal solemne absoluto.711 por la ley 23. Como fuere. (9) De ello nos ocupamos con más detalle en el punto 4 de esta labor. "Mayoría de edad . 30 y ss. habitación. (8) Mientras existió la emancipación dativa. dirigida por Graciela Medina y Néstor Solari. mediando razones que así lo justifiquen. LXV-E. LA LEY. asistencia y gastos por enfermedad. con la debida autorización de sus representantes y con la venia judicial del caso. esparcimiento. (11) En referencia a la capacidad profesional del menor. (7) Pensamos. 4° y 5° del texto en vigencia. siendo que en el texto previo la edad de la mujer se fijaba sólo en dieciséis. (12) No reformado. se señalaba como una restricción a la capacidad de obrar de los menores emancipados.(5) De hecho. podría excepcionarse un matrimonio de menores impúberes. habida cuenta que pese a estar emancipados se requería la autorización para casarse. ésta del derogado texto del 168. vestimenta. profesión o industria para el menor adulto. p. atendiendo a que la fijación de los dieciséis años como tope mínimo para que el menor sometido a tutela pueda requerir la rendición de cuentas a su tutor no se adecua al espíritu de la Convención Sobre los Derechos del Niño (que sienta el principio de la capacidad progresiva) ni con las garantías mínimas que refuerzan el mismo según dimana de los artículos 24 y 27 de la ley 26. Suplemento Especial.449 modificó el inciso 5° del artículo 166 del Código Civil. atribuyendo las obligaciones que nacieren de estos actos sólo a los bienes cuya administración o usufructo no tuvieren los padres.

que el autor citado sustenta en datos de derecho comparado y en doctrina² es que la edad mínima para estar legitimado para activar tal requerimiento debiera ser la correspondiente a la adquisición del rango de menor adulto o púber (los catorce años).". Nora Lloveras y Marcelo Salomón y Néstor Solari) (ver KRASNOW. "Las nuevas normas sobre mayoría de edad y el Derecho Internacional Privado Argentino". LA LEY. MIZRAHI. 1991-E. tanto en su obra "Convención sobre los derechos del niño". Encuadre internacional latinoamericano y provincial argentino". De igual manera. (18) Sin perjuicio de las referencias que sobre este aspecto del tema se efectúan infra. p. y relacionado puntualmente con los alcances de la ley 26. 16/12/05. incluida en la obra colectiva "Edición Homenaje al Prof. Santa Fe. LA LEY. "Régimen jurídico aplicable a los jóvenes de 18 a 20 años de edad". 1395. Luis. Mauricio. 1998-D. (14) Al respecto. p. (19) Conf. cit. no existiendo razones atendibles para la arbitraria mención a los dieciséis. En similar sentido también María Allegretto. La Ley Online. Un voto en minoría que recoge el postulado de la supremación constitucional y pone luz en medio del caos". 29/11/2005. "Los derechos del niño y la ley 26. 2007-1201. LA LEY. "El derecho a la participación del niño en la ley 26. María Josefa. op. 1179. Luciana Beariz. quien tanto ha indagado y publicado sobre el régimen de minoridad. 1/2/06.. así como SOLARI. (16) SOLARI. LA LEY. (15) Conf. p.. Néstor titulado "Los niños y los menores de edad después de la reforma constitucional". cit. BOSSERT. Suplemento Especial. La Ley. a partir de la constitucionalización en 1994 de la Convención sobre los Derechos del Niño (entre ellos. "Mayoría de edad a los 18 años". como en su trabajo titulado "La capacidad del menor de edad y la convención sobre los Derechos del Niño". "Protección integral de los Derechos de los Niños.061. Néstor. Gustavo. N. 96. . en lo que tiene que ver con los matices puntuales de este panorama comparatista ²incluyendo en ello normas provinciales argentinas que no incluimos en la enunciación por razones de brevedad². Benjamín Pablo Piñon". Buenos Aires. Adriana. "La niñez y sus nuevos paradigmas". 35. Así también pareciera interpretarlo Daniel Hugo D'Antonio. Su incidencia en el proceso judicial". 2002. (17) Ver Juan Pablo OLMO. op. nota a fallo titulada "La mayoría de edad en la República Argentina. "Mayoría de edad. 6). LA LEY. 2004.. LA LEY. LLBA. Buenos Aires. 2006-C. Juan y LAMPERTI. A mayor abundamiento remitimos a su consulta. Editorial de la Universidad Nacional del Litoral.. 20. ver el trabajo de MENDEZ COSTA. Astrea. LA LEY. 1028. Niñas y Adolescentes. 2001. 51. "Filiación y mayoría de edad". "Otro aporte sobre la mayoría de edad".061. remitimos al trabajo de SOLARI. p. p. ha existido un importante grupo de doctrinarios que han postulado la inconstitucionalidad del artículo 126 del Código Civil en tanto fijaba la mayoría de edad en veintiún años.061". y FUGARETTA. en Suplemento Especial La Ley. (20) SCOTTI.

cit. Guillermo A. (29) Quizá disentimos con el distinguido civilista. op. Néstor. Carlos. (24) V. cit. LA LEY.. 1. y "La transición adolescente". (31) Pensemos. "La mayoría de edad en la Constitución Nacional ". (25) BORDA. "Mayoría de edad«". Capítulo 1°. 7 y siguientes.711 en el artículo 131. LA LEY. 1ª parte.(21) GHERSI..g. Especial. p. María Isabel. Supl. 1981. op. op. Suplemento Especial de LA LEY. (33) "Los alimentos debidos a los hijos conforme a la nueva legislación". apartado 5 de la publicación hecha por Abeledo-Perrot. Suplemento Especial. 1992-E. cit. 1991-E. "La mayoría de edad a los 18 años". Título I. (22) Ver REY. Rosa y RINESSI. 1096. "La reforma sobre la mayoría de edad y las modificaciones en materia de emancipación".. y al inicio de este trabajo nosotros mismos cuestionábamos la técnica legislativa empleada por la reforma. LA LEY. 12 y siguientes. "Mayoría de edad«" op. Antonio. (27) "Mayoría de edad a los 18 años: una propuesta indeseable". p. Mayoría de edad -Implicancias«. Muñoz. "La modificación de la mayoría de edad en el ámbito de los contratos y el derecho de daños". y que la ley ahora bajo nota suprime. págs. La Ley Actualidad . (30) Ver de su autoría "Anticipación de la mayoría de edad. cit. JA. 2006-F. y esto es de nuestro coleto. 12/03/2009. en tanto tal mecánica guarda muchas coincidencias con la emancipación dativa incorporada a nuestro sistema legal por la ley 17. Buenos Aires. (23) En sus fundamentos. 1999. . p. 2002-III-893. entre ellos "Psicoanálisis de la adolescencia". LA LEY. 22. quien cita al respecto los trabajos de Meter BLOS. (28) "Mayoría de edad a los 18 años". 1992-D. en la nota n° 13 aludíamos a alguna crítica hecha por Rodolfo Jáuregui a la modificación hecha en el artículo 459. 22). LA LEY. Méjico. (32) "La nueva mayoría de edad".. 901. La Ley Online. cuando el progenitor (normalmente proveedor de ellos) no convive con el menor. LA LEY. "La nueva mayoría de edad". (26) "La mayoría de edad a los 18 años". Modificación de la pauta objetiva para determinar la absoluta capacidad de las personas". Amorrortu. (35) BENAVENTE. 1072. se aludía a que dicha disposición respondía a una "tendencia universal de la legislación comparada"« "y en particular a la realidad legislativa de los países del Mercosur" (Libro Segundo. en los deberes alimentarios establecidos judicialmente por sentencia en el caso de padres separados o divorciados. (34) SOLARI. 1028.

y SAUX. dirigida por Cecilia Grosman. "Vida. (40) Conf. 164. artículo 189 de la ley 20. Abeledo-Perrot. (43) Hemos referido supra a que dicho estatuto legal adecua y reglamenta el derecho interno argentino a las pautas que dimanan de la Convención sobre los Derechos del Niño.. Utilidad y alternativas" en JA. Modificación de la pauta objetiva para determinar la absoluta capacidad de la persona". Especial. jóvenes y adolescentes a los convenios celebrados por nuestro País con la OIT. en el texto que le diera la prealudida ley 26. profesión o industria que haga un menor adulto. (49) Nos remitimos. José W. cit. XXXVI-B. (41) TOBIAS. op. 1976) (Adla.. LA LEY. 1028. (46) "Derecho de las personas". LA LEY. "La modificación de la mayoría de edad en el ámbito de los contratos y el derecho de daños".. Edgardo Ignacio. p.. José W. Ver al respecto SAUX.(36) Igual cita de la mencionada en la nota precedente. 2006-F. (48) "Anticipación de la mayoría de edad. Colección Académica. Supl. 19. 901. p. Disminución de la protección patrimonial".o. Los testamentos vitales. LA LEY. muerte y dignidad. Alejandro M.. a los aportes de FLORES MEDINA. "El testamento vital: una decisión personal con incidencia familiar". op.. cit. p. en "Revista de Derecho de Familia". Pablo. 1991-E.Mayoría de edad. "Derecho a la vivienda y cambio del régimen de la mayoría de edad. Carlos. La Ley. La Ley. (44) Vide al respecto GHERSI. LA LEY. p. al cual hemos hecho reiterada cita. Supl. Buenos Aires. (37) Recordamos. 129 y siguientes. Julio-Agosto 2008. pág. el primero de ellos mantiene el régimen de capacidad profesional del menor. 21 y . 2006.Mayoría de edad«. LA LEY. y el segundo presume la autorización paterna para el ejercicio de contratos concernientes a empleo. 26. 73 y ss.. 1175). "La reforma«". 15. Edgardo Ignacio y AZVALINSKY. (42) TOBIAS. (47) "Mayoría de edad a los dieciocho años".390. ha sido objeto de análisis por quien suscribe esta labor en algún par de oportunidades. para el caso. 19. op. Especial .744 (t. "Estudios«". Especial . p. como los denomina el derecho anglosajón. 2009. p. Supl. 2007-IV. Buenos Aires. Número Especial sobre Bioética coordinado por Pedro Hooft. cit. (39) Que sancionada en el año 2008 adecua las normas internas sobre trabajo de niños. (38) BENAVENTE. testamentos vitales o "living wills". "Estudios de la Parte General del Derecho Civil". n° 40. p. (45) Este relevante tema de las directivas anticipadas.

Supl. Mayoría de edad. LA LEY.ss. BELLUSCIO.. "Los alimentos debidos a los hijos conforme la nueva legislación". "La modificación de la mayoría de edad en el ámbito de los contratos y el derecho de daños"... arts. cit. op.. LA LEY. op. op. p. 41 y ss. (55) Viene al caso recordar. 53). p. cit. y MEDINA. Graciela. GHERSI. p.. 6°. . sólo regirá para el supuesto de aquellos que lo hayan hecho por haber contraído matrimonio antes de los dieciocho años sin la debida autorización paterna. 34 inc.. 2° y 4° del CPCyC. p.. p. (51) "La representación judicial de los menores". conforme lo prescripto por el artículo 36 incs. 2° ap. lo cual deja el precepto casi como un supuesto de laboratorio.. en el ya citado de LA LEY. Sup. explicitadas en la nota n° 13 de la presente labor. cit. "El divorcio y el cambio del régimen de la mayoría de edad de los hijos. 39 y ss. Supl.. ahora casi anecdóticamente. (50) Coincidimos en ello con Néstor SOLARI ("Responsabilidad civil de los padres y la mayoría de edad". y "La mayoría de edad y el régimen sucesorio".. (53) CPCyCN. Especial. 27 y siguientes. 25 y ss. 10. Disminución de la protección patrimonial a la mujer divorciada por la fijación de la mayoría de edad a los 18 años".. Especial. Carlos.. (54) Conf. p. y 31 y ss. que la prohibición absoluta de prestar aprobación a tal rendición de cuentas que el inciso 1° del artículo 134 del Código (no sometido a modificación alguna) prevé para los menores emancipados. (52) A nivel nacional. Mayoría de edad. Claudio. "b" y 53 inc. (56) Nos remitimos en cuanto concierne al tema a las objeciones hechas por Rodolfo Jáuregui a tal disposición. Especial.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful