Está en la página 1de 5

CARNAVAL DE NEGROS Y BLANCOS

¿Cómo es el comportamiento del carnaval?

En este tipo de fiestas se logra llamar a millones de turistas en donde llegan a


la capital nariñense, donde se sienten atraídos por el admirable trabajo de los
artesanos, danzantes y músicos.

Además cada año se va disminuyendo el número de riñas y situaciones de


intolerancia es un punto positivo hacia nuestra ciudad de Pasto, ver que las
personas cada vez van aprendiendo a disfrutar de este maravilloso carnaval
sin ningún conflicto, tenemos la oportunidad de admirar el carnaval en paz.
En donde todos compartimos un afecto hacia este excelente y magnifico
carnaval.

El carnaval de negros y blancos indica su tradición y participación de los


artistas a través de sus obras
maravillosas donde sus motivos son
alusivos a mitos y leyendas o hechos
históricos.

Esto es un acto festivo incluyente con


el espacio para las expresiones
pluriculturales y la participación de
todos los habitantes de la ciudad de
Pasto. Esto se basa en la libertad igualdad, respetó, transparencia,
democracia participativa y la corresponsabilidad social para garantizar y
salvaguardar este Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

El comportamiento social en la fiesta relaja las tenciones y provoca una


relación pública que todos parecen seguir, especificar una forma de vida.
Hecho que se muestra en estadísticas del carnaval de Pasto, donde
disminuyen las muertes por violencia, convirtiéndose en una escuela pública
de convivencia que, a su vez, refleja este comportamiento a nivel nacional,
como lo hacen las barras en los estadios de futbol. La fiesta reúne estos
factores y los potencializa al realizarse en una dinámica colectiva que le da
sentido y placer a la vida. Es el escenario adecuado para reconciliarse con la
vida y reencontrar el principio, el que permite divertirnos mientras actuamos
en los distintos roles que genera la interrelación social en el devenir de las
comunidades.

Gracias al compromiso de la comunidad, motivada por el espíritu colectivo,


compromiso de identidad formó un masa crítica capaz de conmover a toda
una comunidad, para volver tristes como las costumbres de "la hora
Pastusa" en un relajado encuentro convenido a "la hora Carnaval"; el
tradicional juego de "negros", trastocado en las últimas décadas por
corrientes turísticas desinformadas y nuevas generaciones sin tradición,
también entró en sendero de rescate junto al "juego limpio", que parecía
imposible retornar a sus cauces tradicionales. De igual manera se observaron
cambios en hábitos partidarios entre la comunidad de artesanos del carnaval,
quienes entraron a dinamizar su conducta gregaria y a participar
constructivamente en pro de la calidad. Estos son, entre otros, destacables
logros de una didáctica que emerge del lenguaje del carnaval.

La riqueza del folclor de las


comunidades afro descendientes,
dispersas en regiones que por su
ambiente facilitan el afloramiento
de sus ancestros, se trasmite con
sentimiento libertario en ritmos,
danzas, cantos e instrumentos
que llegan a fortalecer y a
enriquecer las expresiones festivas y folclóricas que hoy conocemos en el
carnaval de Pasto.

Si bien es cierto que la fiesta y el Carnaval pertenecen al ámbito de la cultura,


no es menos cierto que dichas expresiones, arraigadas en el imaginario
colectivo de sus comunidades, como es el caso de Pasto, rebasan lo cultural e
institucional para influir en factores sociológicos y sicológicos que generan
oportunidades excepcionales para la convivencia y el aprendizaje de métodos
pedagógicos que proponen una didáctica pública.

En la primera década del 2000 se estableció un Plan Estratégico para


estructurar el Carnaval de Pasto (2002- 2008) con miras a fortalecerlo ante el
advenimiento de una era post-moderna. Se trazaron unos objetivos
estratégicos, entre los que se destaca la organización estable y autónoma; el
fortalecimiento de la formación y la calidad, la participación ciudadana, en la
que recae la responsabilidad del juego limpio y la cultura en carnaval y la
internacionalización como evento de la cultura universal.

Para el asunto que nos acompaña, gracias al compromiso de la comunidad,


motivada por el espíritu colectivo, compromiso de identidad y un lenguaje
lúdico, formó un masa crítica capaz de conmover a toda una comunidad, para
invertir nefastas costumbres como "la hora Pastusa" en un relajado
encuentro convenido a "la hora Carnaval"; el tradicional juego de "negros",
trastocado en las últimas décadas por corrientes turísticas desinformadas y
nuevas generaciones sin tradición,
también entró en sendero de
rescate junto al "juego limpio",
que parecía imposible retornar a
sus cauces tradicionales. De igual
manera se observaron cambios en
hábitos sectarios entre la
comunidad de artesanos del
carnaval, quienes entraron a
dinamizar su conducta gregaria y a participar constructivamente en pro de la
calidad. Estos son, entre otros, destacables logros de una didáctica que
emerge del lenguaje del carnaval.
En distintos tiempos y espacios se produjo una amalgama de etnias,
costumbres y culturas, que inició con el sincretismo religioso español y la
cultura ancestral andina, representada en danzas y festines, dedicadas a sus
deidades para la protección agraria. Sincretismo que se evidenció en las
múltiples expresiones de las fiestas patronales y agrarias.

La riqueza del folclor de las comunidades afro descendientes, dispersas en


regiones que por su ambiente facilitan el afloramiento de sus ancestros, se
trasmite con sentimiento libertario en ritmos, danzas, cantos e instrumentos
que llegan a fortalecer y a enriquecer las expresiones festivas y folclóricas
que hoy conocemos en el carnaval de Pasto.

El Carnaval de Negros y Blancos es una de esas fiestas que mezclan arte,


música, eventos, rumba, y todo depende de qué desees vivir. el día del
carnavalito (el primero), al estrenarme con la carioca.
El segundo día se tiene la oportunidad de ir al Estadio para ver llegar las
comparsas, falta mucha logística para tener un ingreso adecuado. Una vez a
dentro es bonito ver el último esfuerzo que hacen las compañías para
mostrar sus mejores bailes y todo al son de los instrumentos. Me gustó que
la posibilidad de tomar fotos a los trajes, a la gente como tal es mayor.
El otro día se goza como si no fuera haber un mañana, el día de los blancos.
Los carnavales son espectaculares. Ver a los ganadores de las comparsas, y lo
mejor jugar con carioca y talco, siempre y cuando con gran respeto.
En los carnavales de negros y blancos son unas fechas muy especiales
porque puedes compartir con tu familia o variedad de personas donde
conoces gente e interactúas con ellas y el respeto que se dan no agrediendo
a la otra ya que en algunas circunstancias no favorables llevadas por el
alcohol se desatan variedad de peleas. Afortunadamente estos últimos años
han ido disminuyendo esto.

Estas fechas no son para tener ningún tipo de conflicto, si no de pasarla bien
disfrutando del gran esfuerzo que hace cada una de las personas al salir estos
días.