Está en la página 1de 53

UNIVERSIDAD YACAMBÚ

VICERRECTORADO DE INVESTIGACIÓN Y POSTGRADO


INSTITUTO DE INVESTIGACIÓN Y POSTGRADO

USO SUSTENTABLE DE LAS CUENCAS ALTAS Y MEDIAS DEL


EMBALSE DE CANOABO.

Autor: Florencio J. Malpica H.

Tutor:

Barquisimeto, junio 2012


UNIVERSIDAD YACAMBÚ
VICERRECTORADO DE INVESTIGACIÓN Y POSTGRADO
INSTITUTO DE INVESTIGACIÓN Y POSTGRADO

USO SUSTENTABLE DE LAS CUENCAS ALTAS Y MEDIAS DEL


EMBALSE DE CANOABO.
Trabajo de grado presentado como requisito parcial para optar al grado de
magister en educación ambiental.

Autor: Florencio J. Malpica H.

Tutor:

Barquisimeto, junio 2012


APROBACION DEL (LA) TUTOR (A)

En mi carácter de tutor(a) del Trabajo de Grado presentado por el


ciudadano: Florencio José Malpica Hidalgo, titular de la cedula de
identidad Nº 6.882.288, para optar al grado de Magister en Educación
Ambiental, considero que dicho trabajo reúne los requisitos y méritos
suficientes para ser sometido a la presentación publica y evaluación por
parte del jurado examinador que se designe.
En la ciudad de Barquisimeto a los del día del mes de 2012

_______________________________
Tutor
C.I. Nº
DECLARACION DE AUTORIA

Quien suscribe, Florencio José Malpica Hidalgo, Titular de la


cedula de identidad Nº 6.882.288, hace constar que es el autor del
Trabajo de Grado, titulado: “Uso sustentable de las cuencas altas y medias del
embalse de Canoabo”, el cual constituye una elaboración personal realizada
únicamente con la dirección del tutor de dicho trabajo, --------------------------, titular
de la cedula Nº -----------------; en tal sentido, manifiesto la originalidad de la
conceptualización del trabajo, interpretación de los datos, y la elaboración de las
conclusiones, dejando establecido que aquellos aportes intelectuales de otros
autores se han referenciado debidamente en el texto mismo.
En la ciudad de Barquisimeto a los días del mes de 2012

----------------------------------------------------
Florencio José Malpica Hidalgo
C.I. Nº 6.882.288
A mi hijo, Carlos Daniel.
En memoria de mi Madre.
AGRADECIMIENTO

A Dios
Al profesor Axel, por su colaboración desinteresada en la elaboración del Marco
Metodológico
A Dra. Nohemy Yepez B por su colaboración en la corrección de este trabajo
académico

,
INDICE GENERAL
pp.
Aprobación del tutor
Declaración de autoría
Dedicatoria
Agradecimiento
Lista de cuadros
Lista de gráficos
INTRODUCCION……………………………………………………………….1

CAPITULO 1 EL PROBLEMA…………………………………………….2
Planteamiento del problema………………………………2
Objetivos de la investigación……………………………..6
Justificación y alcances……………………………………7

CAPITULO II MARCO TÉORICO………………………………………….9


Antecedentes de la investigación…………………………9
Bases teóricas……………………………………………….9
La Cuenca Hidrográfica………………………………...9
Función de la cuenca hidrográfica….........................13
Componentes y elementos de la cuenca
hidrográfica……………………………………………..14
Elementos biofísicos…………………………………..16
Manejos y gestión de las cuencas hidrográficas.…..17
Utilización de las cuencas hidrográficas para el
desarrollo sustentable del hombre……………………18
Sistemas de producción 7agroecológicos…………..21
Cuenca hidrográfica de Canoabo…………………….23
Bases legales………………………………………………25
Sistemas de variables……………………………………..28

CAPITULO III MARCO METODOLOGICO...……………………………31


Naturaleza de la investigación………………………….31
Tipo de investigación…………………………………….31
Diseño de la investigación……………………………….32
Fases de la investigación..………………………………33
Población y muestra………………………………………34
Técnica de recolección de datos………………………..36
REFRENCIAS…………………………………………………………………40
INTRODUCCION

Las cuencas hidrográficas son hoy por hoy, uno de los más
importantes ecosistemas del planeta tierra, en función de su capacidad de
captar agua y servir como lugares de desarrollo humanos. Pero es bien
sabido que la presencia de personas y el mal manejo de los recursos
naturales tanto bióticos como abióticos han traído como consecuencia la
perturbación de los ciclos hidrológicos naturales, la contaminación de las
aguas, así como la degradación y perdida de la biodiversidad.
La cuenca hidrográfica del embalse de Canoabo, no escapa a estas
problemáticas de orden mundial, y su creciente degradación ha sido
reportada por diversos autores. Quienes a pesar del deterioro registrado,
la reseñan como de vital importancia por la producción de agua, y una
creciente actividad agropecuaria que va desde las riberas hasta las
cuencas altas.
Considerando la función hidrológica, ambiental y socioeconómica de
las cuencas hidrográficas, se plantea la necesidad de diseñar prácticas
para el uso racional de los recursos naturales bajo el esquema de la
agricultura agroecológicas. En ese sentido el presente estudio tiene el
objetivo de caracterizar biofísicamente las cuencas alta y medias, medir o
determinar el grado de afectación o impactos de las actividades
agropecuarias que se desarrollan a lo largo y ancho de la cuenca. Para de
esta manera establecer un modelo adecuado al ecosistema de la cuenca,
que permita el uso sustentable de los recursos naturales.
Para lograr este propósito se ha diseñado la investigación enmarcada
dentro de la modalidad del proyecto factible, para ser ejecutada en tres
fases. Los resultados obtenidos permitirán crear un conjunto de
estrategias que coadyuvarán al uso racional de los recursos naturales de
la cuenca alta y media de la cuenca de Canoabo.
CAPITULO I

EL PROBLEMA
Planteamiento del problema

El agua es un recurso vital para la sobrevivencia tanto de las especies


vegetales como animales que pueblan el Planeta Tierra, no obstante es
un recurso escaso. Al respecto, García (2003) sostiene que el 97,39% del
agua del planeta está almacenada en los océanos y en los inlandsis,
2,01% en glaciares y banquisas, 0,54% en las formaciones geológicas y
sólo 0,06 % escurre como agua superficial, de la cual mas de la mitad es
salada, y por lo tanto, no potable. En realidad, el agua dulce constituye
menos del 0,02 % de la hidrosfera. De estas aguas superficiales, 95 %
esta almacenada en lagos, dejando tan solo 0,001 % para todos los ríos y
arroyos.

En este contexto, el continente suramericano concentra


aproximadamente más del 28% del recurso hídrico en el mundo (FAO,
2003), además de contener dos de las mayores cuencas hidrográficas del
mundo, como el Amazonas con 8,14 millones de km2 y compartida con
siete países, y la cuenca del río Paraná-Plata con 2,58 km2 compartida
con cuatro países (Guerrero 2006).

Las cuencas hidrográficas actúan como áreas de captación,


almacenamiento y descarga de agua, que luego es utilizada para
propósitos tales como consumo de agua potable, riego y generación de
electricidad, entre otros. Además, cumplen importantes funciones
ambientales, como la regulación de la recarga hídrica y la preservación de
hábitat y rutas para diversas especies animales y vegetales (Pineda,
Machado, Casanova y Viloria, 2006). Estos ecosistemas por lo general,
también son el asiento de actividades humanas, por lo que se crea una
interacción dialéctica con factores socio económico en un mismo espacio
geográfico.

2
Los conflictos entre las actividades humanas y las funciones
hidrológicas y ambientales de las cuencas son frecuentes; de allí que gran
parte del deterioro ambiental que experimentan dichos sistemas
biológicos sean consecuencia de factores relacionados a las actividades
antrópicas, cambiantes en su intensidad, efectos y grado de complejidad
(Jaimes, Mendoza, Pineda y Ramos, 2007); y a cobrado, en períodos
recientes, una importancia trascendental para los países, dado que la
afectación de los ecosistemas va en contra del desarrollo sostenible de
cualquier región.

El agua como recurso natural no ha escapado a la agresión producida


por el hombre contra el ambiente y los procesos ecológicos. De manera
tal que dentro de los cuerpos de agua, los ríos y sus cuencas
hidrográficas han sufrido directa y masivamente la degradación de sus
condiciones ambientales. De acuerdo con Vásquez y Martínez (2011),
este es un grave problema medio ambiental a escala mundial; así, en el
mundo contemporáneo la problemática del agua se ha ido transformando
en un grave problema ambiental que ha ido adquiriendo connotación
global

En Venezuela, no obstante ser clasificada como uno de los seis países


mega diversos de Latinoamérica, considerada entre los diez lugares más
importantes del mundo para la conservación de la biodiversidad y entre
las primeras quince naciones con reservas de agua dulce del planeta, el
tratamiento de la problemática ambiental no ha tenido mucha
connotación, agrediéndose los diferentes recursos naturales, entre ellos
las cuencas acuíferas

En este particular, la Cuenca Hidrográfica del Río Canoabo, localizada


al occidente del Estado Carabobo, representa una zona de importancia
crucial para surtir de agua a poblaciones tales como Morón y Puerto
Cabello, pero actualmente su caudal ha disminuido, presentando una
significativa contaminación; situación que a juicio de Martínez y Manrique

3
(2002), obedece a acciones antrópicas tales como: desvío de caudales,
siembra de cultivos, tala y quema, mal manejo de desechos sólidos y
aguas residuales provenientes de viviendas; lo cual causa erosión y
contaminación de suelos y agua; disminución de la infiltración; escorrentía
y sedimentación.

Con relación a la problemática planteada, Abrizo (1996) dio a conocer


un informe firmado por Lucia Antillano presidente, para ese entonces, de
la Comisión de Ambiente del Senado, quienes inspeccionaron la zona,
del documento emana que el embalse de Canoabo tiene una capacidad
máxima de almacenamiento de 79 millones de metros cúbicos de agua, y
que para ese entonces el nivel de agua que presentaba el embalse era
alarmante (menos de 10 millones de metros cúbicos).

En el informe de la Comisión también se señala que las cuencas altas y


medias de los ríos Capa y Canoabo se han venido poblando
paulatinamente, desbordando su capacidad de uso, lo cual aunado a la
tala, la quema indiscriminada, así como el crecimiento agrícola y pecuario,
ha debilitado los suelos, generando un peligroso proceso erosivo. El
informe también detalla que los agricultores carecen de asesoría técnica
para aplicar una agricultura sustentable. Actualmente se observa un nivel
de agua normal, pero los signos de erosión son evidentes, lo cual atenta
contra la principal fuente de abastecimiento de agua del litoral porteño y,
posiblemente en un futuro cercano, de los Valles Altos del estado
Carabobo.

Dado lo afirmado por Faustino (citado por Gutiérrez, 2009) y Vásquez y


Martínez (2011) de que la escasez de agua potable será en el futuro el
mayor conflicto geopolítico del siglo XXI, ya que se espera que para el
2025 la demanda por este recurso sea de un 56% mayor al actual, es
necesario que, para sistemas naturales como el de la Cuenca
Hidrográfica de Canoabo, se tracen políticas eficientes para su protección
e instrumenten programas de educación para las comunidades que

4
contribuyan a crear una cultura del agua que se manifieste en conductas
responsables con relación al recurso; crear estrategias que despierten el
interés de la población.

Un programa de recuperación y uso sustentable de las cuencas altas y


medias de la Cuenca Hidrográfica de Canoabo, aunado a una supervisión
efectiva en la zona, además de capacitar y asesorar técnicamente a las
comunidades campesinas organizadas sobre la importancia y las
bondades de la agricultura sustentable, serian la solución para mejorar y
mantener la calidad del agua, y asegurar un volumen constante y optimo
de agua, de acuerdo a la capacidad del sistema biológico.

Este tema requiere de profundos análisis que permitan dar soluciones


acertadas, y un camino metodológico que aporte respuestas a las
siguientes interrogantes:

¿Cómo será el clima, desde el punto de vista cuantitativo y espacial,


que caracteriza las cuencas alta y media del Embalse Canoabo?

¿Cuáles serán las actividades agrícolas, que se desarrollan en la


Cuenca Hidrográfica de Canoabo, y que contribuyen a la contaminación y
deterioro del Embalse?

¿Cuáles serán las estrategias de capacitación y asesoría técnica,


dirigida a las comunidades campesinas de la región de Canoabo, a fin de
recuperar suelos degradados y desarrollar prácticas para el uso racional
de los recursos naturales bajo el esquema de una agricultura
agroecológica?

5
Objetivos de la Investigación

General

Diseñar prácticas para el uso racional de los recursos naturales bajo


el esquema de una agricultura agroecológica en las comunidades
campesinas, asentadas en la cuenca alta y media del embalse de
Canoabo, Municipio Bejuma del estado Carabobo.

Específicos

Caracterizar desde el punto de vista geofísico las cuencas, alta y media


del Embalse Canoabo.

Determinar el grado de afectación con el cual las actividades agrícolas,


que se desarrollan en la Cuenca Hidrográfica de Canoabo, contribuyen a
la contaminación y deterioro del Embalse.

Elaborar estrategias prácticas para el uso racional de los recursos


naturales bajo el esquema de una agricultura agroecológica en las
comunidades campesinas asentadas en la cuenca alta y media del
embalse de Canoabo.

6
Justificación

Toda acción que conlleve la protección y mejoramiento de los recursos


naturales es de gran importancia, visto el profundo deterioro y
contaminación que actualmente sufre el Planeta; sobre todo de un
recurso de vital importancia como lo es el agua y, por ende, las cuencas
hidrográficas como reservorios de este vital líquido y asiento de seres
humanos que conviven con componentes bióticos y abióticos de esos
sistemas.

En concordancia con la afirmación anterior, y en el entendido de que


son las acciones antrópicas las que más contribuyen con el deterioro y
contaminación de las cuencas hidrográficas, la definición de estrategias
de capacitación y asesoría técnica, dirigidas y con las comunidades
aledañas al embalse de Canoabo, contribuiría significativamente a la
recuperación de suelos degradados y al uso racional de los recursos
naturales, bajo el enfoque de una agricultura de tipo agroecológica. Este
tipo de agricultura minimiza y hasta elimina totalmente el uso de biocidas
y fertilizantes inorgánicos, eliminando sus efectos negativos sobre el
ambiente.

Desde el punto de vista teórico, la presente investigación pondrá a


disposición elementos para el conocimiento de interacciones que se
suceden entre el componente antrópico y las características biofísicas que
caracterizan una cuenca hidrográfica; de manera, que este conocimiento
pueda ser utilizada para la búsqueda e implementación de estrategias que
coadyuven al manejo integral de estos sistemas naturales;
especialmente, de la Cuenca Hidrográfica de Canoabo, abastecedora del
Embalse de Canoabo que, a su vez, surte del vital líquido a poblaciones e
industrias estratégicas de la región centro norte de Venezuela.

En el campo metodológico, el estudio tiene como finalidad sistematizar


un conjunto de estrategias de capacitación y asesoramiento técnico, bajo
un programa dirigido a las comunidades campesinas que hacen vida en la

7
Cuenca Hidrográfica del Río Canoabo, que sirva de guía para el cambio
de mentalidad de estas comunidades hacia los recursos naturales, como
iniciativa básica para la preservación de su Embalse. Este programa
priorizará el uso racional de los recursos naturales y de técnicas
agroecológicas, todo ello bajo los principios de la agricultura sustentable.

Desde el punto de vista práctico, esta investigación se propone


alcanzar los objetivos 5, 8 y 9 de la Agenda 21, como son respetivamente:
preservar los recursos naturales y promover el uso de los renovables;
potenciar la actividad económica orientada hacia un desarrollo sostenible;
progresar en la cultura de la sostenibilidad, mediante la educación y la
comunicación ambiental. Así mismo, se busca promover el cumplimiento
de los numerales 7, 14 y 18, contenidos en el documento citado; a saber:
fomento del desarrollo sostenible de los asentamientos humanos; fomento
del agricultura y el desarrollo rural sostenible; protección de la calidad y el
suministro de los recursos de agua dulce: aplicación de criterios
integrados para el aprovechamiento, ordenación y uso de los recursos de
agua dulce.

Alcances

Este trabajo académico propone a las comunidades que viven en la


cuenca alta y media del embalse Canoabo, progresar en la cultura de la
sostenibilidad mediante la educación y la comunicación ambiental. La
cuenca de Canoabo se ubica al noroeste del estado Carabobo, en la
vertiente norte de la serranía del litoral o cordillera de la costa, entre las
coordenadas 10º25`--10º15` de latitud y 68º21`-- 68º12` de longitud.

Esta investigación propone alcanzar sus objetivos en un tiempo de seis


(6) meses.

8
CAPITULO II

MARCO TEORICO

Ander-Egg (1990), explica que en el marco teórico o referencial “se


expresan las proposiciones teóricas generales, las teorías especificas, los
postulados, los supuestos, categorías y conceptos que han de servir de
referencia para ordenar la masa de los hechos concernientes al problema
o problemas que son motivos de estudio e investigación”.
El objetivo de este capitulo es presentar el marco teórico que sustenta
la investigación en curso. Por una parte se realiza una descripción
detallada de los elementos de la teoría que fueron considerados para el
desarrollo de la investigación, proporcionando un marco para interpretar
los resultados del estudio. Por otra parte, tenemos las bases legales
sobre las cuales se apoya este trabajo. Por ultimo presentamos la
operacionalizacion de las variables, mediante las cuales se conformara el
siguiente capitulo o marco metodológico.

Antecedentes de la investigación

Díaz et al (2010), estudiantes de la universidad de Carabobo,


propusieron un plan de educación ambiental en la “cuenca del lago de
valencia”, considerando la opinión de los actores claves de los estados
Aragua y Carabobo. El propósito de esta investigación fue destacar la
difusión y promoción de la normativa legal, el apoyo de las comunidades a
las alcaldías en la implementación de programas y proyectos, el
cumplimiento de registros de actividades susceptible a degradar el
ambiente por la industria y el comercio, así como la implementación de
planes de manejo de residuos, desechos y plantas de tratamientos. Para
tal efecto, aplicaron una investigación descriptiva, utilizando los métodos
de opinión de especialistas y el análisis de los interesados. En total

9
participaron ciento treinta (130) personas en la etapa inaugural y ochenta
y siete (87) en las mesas de trabajo.
Para la recolección de la información se aplicó un diagnostico
participativo de los actores claves a través de la matriz FODA. En
conclusión encontraron que las medidas asumidas por los organismos
gubernamentales dejan de lado las causas del problema y se enfocan en
la gestión de las aguas residuales que se dirigen hacia el lago de
valencia y aumentan los niveles del lago, los cuales representan los
efectos del problema. Por su parte los actores claves consideraron la
situación de emergencia desde una perspectiva holística, basados en la
gestión de la cuenca hidrográfica en donde se debería considerar,
además del recurso agua, los componentes bióticos y abióticos, sociales,
económicos y culturales para lograr efectivamente la sustentabilidad de la
cuenca.

Este antecedente guarda estrecha relación con la presente


investigación porque pone en evidencia los problemas que existen en las
diferentes cuencas del país, además demanda que la aportación de
información y soluciones a los problemas ambientales por parte de los
actores claves o los concejos comunales, es de vital importancia para
lograr la sustentabilidad de las cuencas hidrográficas y sus comunidades
aledañas.

Por su parte, Sevilla y Cormena (2009), investigadores de Pequiven y


del instituto de investigaciones agrícolas (Inia); respectivamente,
realizaron una caracterización climática de la cuenca del rio Canoabo, en
sus suelos y la capacidad de uso de sus tierras. El propósito del trabajo
fue sentar las bases para una mejor planificación agroambiental de la
cuenca. El estudio de los suelos se fundamentó en la teoría de los
factores formadores de suelos, la caracterización geomorfológica se
realizó mediante la metodología de clasificación sistemática de Elizalde, la
estratificación del paisaje al nivel 7 se realizó a partir del análisis e
interpretación del modelo digital de elevación (MED), y para las clases de

10
pendientes se usaron los rangos del sistema de clasificación de tierras por
capacidad de uso.

Para recolectar la información se seleccionaron cincuenta (50) sitios de


observaciones de campos, es decir una densidad de muestra por cada
doscientos noventa hectáreas (290 Ha.). Los resultados mostraron que
los principales conflictos por el uso de las tierras son, en primer lugar la
sobreutilización intensa de las tierras por uso sin practicas de
conservación, como la ganadería en áreas empinadas, y el cultivo de
cítricos en zonas altas; segundo la fragmentación del hábitat en el bosque
nublado y tercero la subutilización de las tierras en el valle Canoabo. Los
investigadores recomiendan intensificar el uso de la tierra en el valle e
incorporar sistemas silvopastoriles y agroforestales en las laderas con
prácticas de conservación de suelo y agua.

Como se puede observar este trabajo esta ligado al espacio bajo


estudio. Las características geofísicas evaluadas son una referencia para
la orientación del trabajo, así como para interpretación de los resultados.
Por otra parte tenemos, que las recomendaciones respaldan el objetivo
principal de la presente investigación en favor del desarrollo sustentable.

Bases teóricas

A continuación se presentan los conceptos y proposiciones que


permiten abordar el problema. Para tal fin, es conveniente afrontar el tema
desde varios aspectos: desde la dimensión social, económica y ambiental
del desarrollo sustentable, desde la percepción espacial y social donde se
sitúa el problema, así como desde las bases legales, entre otros.

La Cuenca Hidrográfica

Sheng (1992) la define, como:

11
Una cuenca hidrográfica es una zona delimitada topográficamente
que desagua mediante un sistema fluvial, es decir, la superficie total
de tierras que desaguan en un cierto punto de un curso de agua o
rio. Una cuenca hidrográfica es una unidad hidrológica que ha sido
descrita y utilizada como una unidad físico-biológica y también, en
muchas ocasiones, como una unidad socio-económica-política para
la planificación y ordenación de los recursos naturales. La cuenca de
captación es utilizada con frecuencia como sinónimo de cuenca
hidrográfica. No hay un tamaño definido de cuenca; puede tener
desde una dimensión de varios miles de kilómetros cuadrados hasta
la de unos pocos kilómetros cuadrados. Una cuenca hidrográfica se
diferencia se diferencia de una cuenca fluvial en que esta, con su
línea principal que corre hacia el mar, puede contener centenares
de cuencas hidrográficas y muchos otros tipos de formaciones de
tierras. (p.3)

Partes de una Cuenca:


Según Aguilar e Iza (2009), “la cuenca se suele dividir por razones
practicas en alta, media y baja o, al menos, en alta y baja”. E
igualmente reseñan que una cuenca se compone de un rio principal,
con su respectiva naciente en la cuenca alta y su desembocadura en al
cuenca baja. El rio principal es alimentado por ríos pequeños que
forman cuencas de drenaje menores: estas son las subcuencas y
microcuencas; delimitadas espacialmente por sus respectivas
divisorias. Todo el conjunto forma la unidad geográfica delimitada por la
divisoria de aguas principales, que engloba a toda la cuenca. El gráfico
1 representa de forma simplificada las principales partes de una
cuenca hidrográfica.

12
Gráfico 1 principales partes de una cuenca. Tomado de “Ciencias
naturales online.com” [en línea] http://www.cienciasnaturalesonline.co/wp-
content/ (consultada: 2012 julio 15)

Funciones de las Cuencas Hidrográficas

Bernex (2006), refiere que las cuencas hidrográficas cumplen muchas


funciones, entre las principales menciona:

Función Hidrológica: (1) Captación de agua de las diferentes fuentes


de precipitación para formar el escurrimiento de manantiales, ríos y
arroyos; (2). Almacenamiento del agua en sus diferentes formas y tiempos
de duración; (3). Descarga del agua como escurrimiento.

Función Ecológica: Provee de hábitat para la flora y fauna que


constituyen los elementos biológicos del ecosistema y mantienen
interacciones entre las características físicas y biológicas del agua.

Función Ambiental: (1). Constituye sumideros de CO2; (2). Alberga


bancos de germoplasma; (3). Regula la recarga hídrica y los ciclos
biogeoquímicos; (4). Conserva la biodiversidad; (5). Mantiene la integridad
y la diversidad de los suelos

13
Función Socioeconómica: (1). Suministra recursos naturales para el
desarrollo de actividades productivas que dan sustento a la población; (2).
Provee de un espacio para el desarrollo social y cultural de la sociedad.

Componentes y Elementos de la Cuenca Hidrográfica

La cuenca hidrográfica se puede considerar como un sistema complejo


compuesto por las interacciones de los subsistemas biofísico, económico,
social, y cultural (ver gráfico 2).

Gráfico 2 Componentes de una cuenca hidrográfica Tomado de “el


sistema complejo de la cuenca hidrográfica” W. García, s/f, Disponible en:
Disponible en: http://www.unalmed.edu.co/ [consultado el 2012 julio 15]

García (s/f), lo desglosa describiendo cada uno de los subsistemas que


lo componen. A saber:

Como sistema biofísico la cuenca esta constituido por una oferta


ambiental en un área delimitada por la divisoria de aguas y con
características especificas de clima, suelos, bosques, red hidrográfica,
usos del suelo componentes geológicos, etc. Como subsistema
económico la cuenca presenta una disponibilidad de recursos que se
combinan con técnicas diversas para producir bienes y servicios; es decir,

14
en toda cuenca hidrográfica existe alguna o algunas posibilidades de
explotación o transformación de recursos. Como subsistema social
involucra las comunidades humanas asentadas en su área, demografía,
acceso a servicios básicos, estructura organizativa, formas de
organización, actividades, entre otros, que necesariamente causan
impactos sobre el ambiente natural. También incluye el conjunto de
valores culturales y tradicionales, normas de conductas y creencias de las
comunidades asentadas.

En el gráfico 3 se presentan los elementos que componen una cuenca


hidrográfica.

Gráfico 3 Elementos que componen una cuenca hidrográfica Tomado de


“el sistema complejo de la cuenca hidrográfica” W. García, s/f, Disponible en:
http://www.unalmed.edu.co/ [consultado el 2012 julio 15]

15
Elementos Biofísicos

En la grafica anterior notamos los elementos biofísicos que componen


una cuenca hidrográfica. Para esta investigación toma relevancia el clima
como elemento fundamental para realizar la caracterización climática.

El diccionario enciclopédico Pequeño Larousse (1997), define el clima


como el “conjunto de los fenómenos meteorológicos que caracterizan el
estado medio de la atmosfera y su evolución en un lugar determinado”.

Por su parte la enciclopedia encarta (2009), señala que:

El clima describe la sucesión periódica de los distintos tipos de


tiempo que se repiten en un lugar de forma característica durante un
período amplio de tiempo. Para definir un clima se toman medidas
en las estaciones meteorológicas de miles de lugares a lo largo de
treinta o cuarenta años, y con esas medidas se obtienen los datos
promedios y sintéticos, como por ejemplo, la temperatura media. El
compendio de todos estos datos permite establecer las distintas
zonas climáticas del planeta. Estos elementos varían de unas zonas
a otras debido a la acción de distintos factores climáticos.
Elementos Climáticos: Dentro de los elementos climáticos tenemos la
temperatura, las precipitaciones, presión atmosférica y viento. La
enciclopedia Pequeño Larousse (1997) define estos términos de la
siguiente manera:
Temperatura: magnitud física que caracteriza de manera objetiva la
sensación subjetiva de calor o frio producida por el contacto de un cuerpo.
También lo define como estado atmosférico del aire, desde el punto de
vista de acción sobre el organismo, grado de frio o de calor.

Precipitación: Cantidad total de agua liquida o solida precipitada por la


atmosfera.

Presión atmosférica: presión que ejerce el aire en un lugar determinado


y que se mide en milímetros de mercurio o en milibares, con ayuda de un
barómetro.

Viento: movimiento del aire que se desplaza de una zona de alta

presiones a una zona de bajas presiones.

16
Manejo y Gestión de Cuencas Hidrográficas

Para Ramakrishna (1997), “el manejo de cuencas consiste en


aprovechar y conservar los recursos naturales en función de las
necesidades del hombre, para que pueda alcanzar una adecuada calidad
de vida en armonía con su medio ambiente”. La finalidad es usar
apropiadamente los recursos naturales en el presente, para que las
futuras generaciones gocen y disfruten de esos mismos recursos en
cuantiosa calidad y cantidad. Para que esto ocurra se debe abocar a un
buen manejo de las cuencas para evitar que los recursos naturales: agua,
suelo, flora y fauna, se degraden eliminen o contaminen, y al mismo
tiempo las personas puedan obtener suficientes alimentos, adecuada
calidad y cantidad de agua, madera, leña, etc. Por tal motivo,
Ramakrishna (ob. cit.) afirma que “el objetivo primordial del manejo de
una cuenca es alcanzar un uso verdaderamente racional de los recursos
naturales, en especial el agua, el bosque y el suelo, considerando al
hombre y la comunidad como el agente protector o destructor”.

Hails (Ed.) (2004), aporta que “uno de los requisitos claves para el
manejo de las cuencas fluviales de forma integrada es la introducción de
la planificación del uso del suelo y el agua y de mecanismos de gestión
que abarquen a la cuenca hidrográfica en su conjunto”. El autor hace
énfasis en reiterar que es importante entender que la planificación y
manejo de tales recursos es un proceso interdisciplinario y que debe pues
promoverse como marco de colaboración entre todos los organismos
competentes que actúan a nivel nacional y los que intervienen en la
cuenca fluvial propiamente dicha, así como las comunidades locales.

Por su parte la Comisión económica para américa latina y el caribe


(1994), acota que la gestión de una cuenca se sustenta en la conjugación
de dos grupos de acciones complementarias:

Un grupo de acciones orientadas a aprovechar los recursos naturales


(usarlos, transformarlos, consumirlos) presentes en la cuenca para asistir

17
al crecimiento económico, y otro grupo de acciones orientadas a
manejarlos, conservarlos, recuperarlos, protegerlos) con el fin de asegurar
una sustentabilidad del ambiente.

A su vez las acciones tanto para aprovechar como para manejar una
cuenca se dividen en dos grupos:

Grupo de acciones técnicas o directas: Estudios, proyectos, obras,


operación, manejo

Grupo de acciones gerenciales o indirectas: Financiamiento, normas,


organización.

Utilización de las Cuencas para el Desarrollo Sustentable del Hombre

Las cuencas hidrográficas son un conjunto de recursos naturales de


vital importancia para el desarrollo económico, social, y tecnológico de un
país o región. En ese sentido Hails, A. (Ed.). (2004), afirma:

El manejo integrado de los recursos hídricos se basa en la noción


de que el agua forma parte integrante de un ecosistema y constituye
un recurso natural y un bien social y económico cuya calidad y
cantidad determinan la naturaleza de su utilización. Unas fuentes de
agua seguras, tanto por su cantidad como por su calidad, son un
requisito imprescindible para la supervivencia de la civilización
humana y el desarrollo socio-económico. La escasez de agua, su
deterioro progresivo, su contaminación creciente y las
infraestructuras creadas para su aprovechamiento han provocado
cada vez más conflictos en torno a los distintos usos de este recurso.
El enfoque de gestión a nivel de la cuenca hidrográfica es un ejemplo
de mecanismo participativo basado en incentivos para resolver
conflictos y distribuir el agua entre los usuarios que se la disputan
entre sí, incluidos los ecosistemas naturales. (p.7)
Entonces, estamos conscientes que el territorio de las cuencas facilita
la relación entre sus habitantes, independientemente de que si éstos se
agrupan dentro de dicho territorio en comunas delimitadas por razones
político-administrativas, debido a su dependencia común a un sistema
hídrico compartido, a los caminos y vías de acceso y al hecho que deben
enfrentar peligros comunes. Debido a esta interdependencia, si no existen
sistemas de conciliación de intereses entre los diferentes actores que

18
dependen de una misma cuenca y del agua se producen conflictos entre
ellos. (CEPAL, 1994)

Gonzales y Matos (2012), señalan que Venezuela cuenta con


abundantes recursos hídricos distribuidos en siete sistemas hidrográficos
y 16 regiones hidrográficas. El país posee más de un centenar de
embalses construidos con el propósito de satisfacer diferentes propósitos
entre los cuales resaltan: Generación de energía hidroeléctrica,
suministro de agua potable, suministro de agua para la industria, riego,
control de inundaciones, y recreación. Este inmenso capital hídrico se ve
afectado debido a que dentro de las cuencas hidrográficas venezolanas
se desarrolla una creciente actividad humana, las cuales afectan la
calidad del agua de los ríos, lagos y embalses. Los problemas más
comunes son: eutrofización, contaminación, disminución de los flujos de
agua, alta demanda de agua para riego, usos industriales, y domésticos,
entre otros.

En se sentido, Díaz y Renner (2007), mencionan que “los ecosistemas


son comunidades de plantas, animales, microrganismos y materiales
inertes que interactúan y generan bienes y servicios, de cuyo
aprovechamiento satisfacen necesidades los seres humanos”. También
nos dejan ver que la forma voraz cómo utilizan estos recursos que brindan
los ecosistemas, se reflejan negativamente sobre el entorno.

Lo anterior, determina que la utilización de los recursos naturales debe


ir en pro del uso sustentable de las cuencas hidrográficas, acá el
aprovechar debe dejar de ser una relación directa con el deteriorar. En
otras palabras, para llegar a este equilibrio, se necesita del conocimiento
y desarrollo de una cultura conservacionista. Este conocimiento permitirá
a las comunidades que habitan en la zona, comprender cómo funcionan
nuestros recursos y, de acuerdo a ello, encontrar alternativas y
herramientas para manejarlos sin causar impactos significativos sobre el
medio ambiente.

19
Bifani (1999) citado por García (s/f), clasifica los impactos sobre el
sistema natural originados en la actividad productiva del hombre en tres
grandes grupos:

1) Ventajas o beneficios económicos obtenidos por la explotación de la


productividad biológica del sistema natural. Un elemento constitutivo de
un ecosistema es retirado del mismo; por ejemplo, especies forestales,
animales, o ciertos cultivos agrícolas. En la medida que estas
sustracciones no regresan al ecosistema o no son sustituidas por otras
para restablecer el ciclo biogeoquímico, la estructura y el funcionamiento
del sistema natural se verán afectados. Ello conduce a procesos de
desertización, deforestación, degradación, etc.

2) Incorporación al ecosistema de cantidades mayores de ciertos


elementos, un proceso contrario al anterior. Por ejemplo, descargas de
residuos en su forma de contaminantes y desechos, adición de
fertilizantes, etc. De nuevo, el sistema natural se ve sometido a una
presión para continuar su normal funcionamiento.

3) Descarga en un ecosistema de elemento nuevo, que le es


completamente ajeno. El sistema reacciona ya sea tratando de asimilarlo,
degradarlo o simplemente rechazarlo, lo cual se traduce en presiones que
pueden ser relativamente fuertes sobre el funcionamiento normal del
sistema natural.

Podemos afirmar, entonces, que el uso sustentable de las cuencas


hidrográficas debe hacerse sobre la base de un plan de educación
ambiental dirigida al trabajador del campo y su familia. Esta aseveración
coincide con lo planteado por Solórzano (2003), cuando manifiesta:

Es vital para el éxito del plan la participación activa y consciente


de la sociedad civil, que involucre a instituciones, organizaciones,
universidades y municipalidades, pero sobre todo a los dueños de
las fincas en las microcuencas en donde se privilegie el desarrollo de
sistemas de cultivos, con técnicas que conserven los recursos
naturales, y que tengan como objetivos una mayor producción con
criterios de calidad e inocuidad. (P.4)

20
Sistemas de Producción Agroecológicos
Álzate et al (2011), definen “los diseños agroecológicos como
herramientas o instrumentos de planeación para el manejo de la
producción agrícola sostenible con principios agroecológicos”.

Un sistema de producción agropecuaria se define como “un


conglomerado de fincas individuales, que en su conjunto presentan una
base de recursos, patrones empresariales, sistemas de subsistencia, y
limitaciones familiares similares; y para los cuales serian apropiadas
estrategias de desarrollo e intervenciones también similares” (FAO,
2001; 10)

Meza (1980) citado por Abreu de Ojeda, X. (2000), define los


sistemas de producción agrícola como:

Un conjunto integrado por la modalidad productiva, la


tecnología y el medio natural, los cuales se encuentra
interrelacionados y mutuamente influenciados entre si,
constituyendo un ente equilibrado, con una fisonomía propia,
capaz de renovarse en el tiempo y de expresarse exteriormente, a
nivel local, regional, o unidad de producción concreta. (p.10)
Las cuencas de los embalses reúnen por naturaleza un conjunto de
recursos (agua, suelo, aire, flora, fauna) que representan la base de los
diseños agroecológicos, lo cual representa el componente básico de
planificación para las actividades socioproductivas. Solórzano (2003),
enfatiza que se deben implementar sistemas diversificados de
producción, que permitan mayores opciones de obtención de ingreso a
las familias y a la vez el aprovechamiento de subproductos y productos
de la finca, repercutiendo en bajar costos, disminuir la contaminación y
tener el suelo con mayor cobertura.

FAO (2001) expone una clasificación de los sistemas de producción


agropecuarios de las regiones en desarrollo, basados en los siguientes
criterios:

21
 Sistema de producción agropecuaria con riego: incluyen una
producción muy diversa de cultivos alimenticios y comerciales.
 Sistema de producción agropecuaria basado en el cultivo de
arroz de tierras húmedas: dependen del Monzón y que se
complementan con riego.
 Sistema de producción agropecuaria de secano en áreas
húmedas: Presentan un potencial promisorio debido a su base
de recursos, caracterizado por actividades agrícolas
(especialmente cultivos de raíces comestibles, cereales y
cultivos arbóreos de uso industrial y horticultura comercial) o
sistemas mixtos cultivos ganadería.
 Sistemas de producción agropecuaria de secano en áreas
escarpadas y tierras altas: Por lo general son sistemas mixtos
cultivos – ganadería.
 Sistema de producción agropecuaria de secano en áreas secas
y frías con escaso potencial: Representan sistemas mixtos
cultivos – ganadería y pastoreo que se fusionan con sistema de
escasa productividad o potencial limitado, debido a su extrema
aridez o a las condiciones climáticas muy frías.
 Sistema de producción agropecuaria dual (mixto de plantaciones
comerciales y pequeños productores): presentan una variedad
de áreas ecológicas y predominan patrones de producción muy
diversos.
 Sistema de producción agropecuaria de pesca costera: Es
artesanal que muchas veces incorporan una mezcla de
elementos agropecuarios.
 Sistemas de producción agropecuaria basados en áreas
urbanas: Típicamente se enfocan en la producción hortícola y
ganadera.

Estos sistemas pueden emplearse a través de varias técnicas y


estrategias. Reijntjes et al (1992), resaltan que el objetivo último del

22
diseño agroecológico es integrar los componentes de manera tal de
aumentar la eficiencia biológica general, y mantener la capacidad
productiva y autosuficiente del agro ecosistema.

Cuenca Hidrográfica de Canoabo

Suarez (2005), certifica que la cuenca de Canoabo se ubica al


noroeste del estado Carabobo, en la vertiente norte de la serranía del
litoral o cordillera de la costa, entre las coordenadas 10º 25` --10º 15` de
latitud y 68º 21` -- 68º 12` de longitud (ver gráfico 4).

Gráfico 4 Ubicación de la cuenca Canoabo Tomado de “caracterización


y cualificación de los procesos geológicos que controlan la generación de
sedimentos dentro de la cuenca del rio Canoabo Estado Carabobo” L.
Suarez, 2005, Trabajo especial de grado, Universidad Central de Venezuela

Limitada al norte por la represa del embalse de Canoabo, al sur por el


cerro el Marquero el cual sirve de divisoria entre el municipio de
Montalbán y Bejuma, al este por la fila la justa hasta el cerro de paja y al
oeste por la fila media luna hasta el cerro Paraquito.

23
En un estudio sobre el análisis climático y producción de agua en la
cuenca, realizado por Sevilla et al (2009), encontramos que esta presenta
una superficie de 14508 Ha y que drena al mar caribe. También reportan
que alberga a una población aproximada de 6500 habitantes y surte de
agua a poblaciones de importancia como Morón y puerto cabello
(aproximadamente 300.000 habitantes) y a industrias básicas estratégicas
como la refinería de hidrocarburos El Palito, la planta de petroquímica de
Pequiven y la planta de generación eléctrica Plantacentro, instalaciones
de relevancia nacional. Canoabo cuenta actualmente con un embalse de
234 Ha de superficie y 80 x 106 m3 de profundidad, del cual se
aprovechan aproximadamente 55 x 106 m3 para consumo humano e
industrial.

Los resultados de este trabajo muestran que la distribución de la


temperatura y evotranspiracion siguen la zonalidad vertical de las curvas
de nivel que van desde 130 hasta 1700 m.s.n.m. La producción media
anual de agua en la cuenca es del orden de 36,7 x 106 m 3. La
precipitación es bastante uniforme, solo con un ligero aumento hacia las
zonas mas altas, pero por la reducción de la temperatura en ese mismo
sentido, se logra una diferenciada situación del numero de meses
húmedos, los cuales van desde seis en las zonas bajas hasta diez en las
más altas. En el gráfico 5 podemos apreciar las precipitaciones media
anual de las estaciones dentro de la cuenca. La población de Canoabo a
300 m.s.n.m. presenta una media de 987 m.m. La represa ubicada a 265
m.s.n.m. recibe la mayor precipitación de la cuenca con una media de
1220 m.m. y el otro punto de referencia estudiado (palmichal a 1000
m.s.n.m.) recibió una media de 1180 m.m.

24
Gráfico 5 Precipitaciones promedio en la cuenca de Canoabo
Tomado de “Caracterización de la cuenca del rio Canoabo en el estado
Carabobo, Venezuela. I. Análisis climático y de producción de agua ”
Sevilla et al, 2009, Agronomía tropical 59(2):149-160

Suarez (2005), realizó la caracterización climática en la zona, para tal


efecto se analizaron las características geográficas y topográficas junto
con los datos aportados por la estación meteorológica de palmichal, dicha
estación se ubica al suroeste de la cuenca a pocos kilómetros del cerro de
paja, mas específicamente latitud norte 10º18´00´´ y longitud oeste
68º14´00´´ a 1000 metros sobre el nivel del mar. Los registros
meteorológicos suministrados constan de datos de: temperaturas,
humedades, presión, insolación, radiación, precipitación, evaporación,
vientos y nubosidad, desde el año 1988 hasta el 2004.

Además estudió relieve de la cuenca de Canoabo, y encontró que esta


ubicada dentro del sistema montañoso del caribe o cordillera de la costa,
la cual se caracteriza por una gran variedad de formas topográficas
existentes. La altitud del área de estudio se encuentra entre 300 y 1700
m.s.n.m. correspondiendo la más baja al sitio de emplazamiento de la
represa Canoabo, al norte, y la más alta al Cerro pico de paja al suroeste.

Dentro de la cuenca existen dos tipos de paisajes principales:

1) paisaje de montaña: Ocupa el 70 % del área total de la cuenca,


esta conformado por filas alargadas de orientación aproximada Norte-sur,
se ubican en el oeste y este de la cuenca, fila media luna y fila la justa

25
respectivamente, y una gran fila principal y muy alargada de orientación
aproximada Este- Oeste, al sur de la cuenca.

2) paisaje de valle: Ocupa el 30 % del área total de la cuenca, este


valle es generado por el rio Canoabo, el cual es el colector principal de
toda la cuenca. El valle es muy ancho hacia el sur donde se encuentra las
poblaciones de Canoabo, Los naranjos, Santa Ana, Canoabito y áreas de
cultivos. Hacia el norte el valle se estrecha hasta llegar a la zona del vaso
de inundación del embalse Canoabo.

A lo largo del área de estudio observó formaciones de bosque deciduo


y semi deciduo, altamente intervenido; áreas de sabanas altamente
situada en la zona de aluviones y bosque tropical pre montano. Los
arboles más comunes y en mayor abundancia en las partes altas son:
Cedros, Pardillo, Mijaus, Jabillo, Palmas (cocotero, charaguamos), Roble
blanco, Castaño, Samán, Apamate, Bucare, y Camoruco. También
encontró Helechos, Bambú, Asajar, Galán, Mango, Mamón.

Como hemos observado la cuenca hidrográfica de Canoabo posee un


cuantioso valor agregado por la riqueza de su flora y suelos cultivables.
Estos recursos, según González et al (2011), están administrados de
acuerdo al plan de ordenamiento y reglamento de uso de la zona
protectora del macizo de Nirgua (1992). Al fondo del valle del rio Canoabo
se encuentra representada la unidad de ordenamiento II, esta presenta un
relieve relativamente plano con pendientes menores al 15%,
correspondientes a medios de montañas, susceptibles a ser erosionados,
estableciéndose los siguientes usos permitidos: agrícola, pecuario,
forestal, industrial y residencial; la unidad de ordenamiento III, situada, al
Sur-este y Nor-este de Canoabo, el relieve es ondulado con pendientes
entre 15 y 35 % correspondientes a medios morfo dinámicamente activos
en donde se originan procesos de erosión laminar en forma relativamente
débil, estableciéndose los siguientes usos permitidos: agrícola, pecuario,
agroforesteria, aprovechamiento de la fauna y de las aguas, forestal
comercial, construcción de vías y senderos, industrial y recreacional; la

26
unidad de ordenamiento IV, representada por el espejo de agua del
embalse de Canoabo, que corresponde con medios deposicionales, de
valle en forma de complejo coluvio-aluvial, el relieve es ondulado con
pendientes menores al 15 % estableciéndose los siguientes usos
permitidos: forestal, minero, manejo de fauna, construcción de senderos y
recreación; y la unidad de ordenamiento V, constituido por el centro
poblado de Canoabo, de gran importancia desde el punto de vista
económico y funcional, donde la asignación de usos dentro del área de
expansión urbana, así como, la consolidación de los centros poblados, se
regirán por las ordenanzas de zonificación establecidas por un plan rector
elaborados por los entes competentes.

Bases Legales

Para el buen manejo y gestión de las cuencas hidrográficas en


Venezuela, se cuenta con un amplio marco legal de leyes y normas a
favor del medio ambiente y los recursos naturales.

Instrumentos Legales

1) En primer lugar esta la constitución de la Republica Bolivariana de


Venezuela promulgada en 1999, en su artículo 304, establece:

 Declaratoria de todas las aguas como bienes del dominio publico


de la nación.

 Obligación de establecer en la ley disposiciones para garantizar


protección, aprovechamiento y recuperación de las aguas,
respetando el ciclo hidrológico, y los criterios de ordenación del
territorio.

 Participación protagónica de las comunidades

2) En segundo lugar esta la ley orgánica del ambiente, según gaceta


oficial Nº 5.883 del 22 de diciembre del 2006.

27
3) En tercer lugar esta la ley de aguas, la cual entro en vigencia el 02
de enero del 2007, según gaceta oficial Nº 38.595. Los artículos que
conciernen directamente a esta investigación son los siguientes:

Artículo 1: Esta ley tiene por objeto establecer las disposiciones que
rigen la gestión integral de las aguas, como elemento indispensable para
la vida, el bienestar humano y el desarrollo sustentable del país, y es de
carácter estratégico e interés de Estado.

Artículo 18: El manejo de las aguas comprenderá la conservación de


las cuencas hidrográficas, mediante la implementación de programas,
proyectos y acciones dirigidos al aprovechamiento armónico y sustentable
de los recursos naturales. La conservación de las cuencas hidrográficas
considerará las interacciones e interdependencias entre los componentes
bióticos, abióticos, sociales, económicos y culturales que en las mismas
se desarrollan.

Instituciones Relacionadas con el Manejo de la Cuenca de Canoabo

Las instituciones involucradas con el manejo y la investigación de los


recursos hídricos en Venezuela y que tienen que ver directamente con la
administración de las leyes ambientales, y con el embalse Canoabo, son:

 Ministerio del ambiente

 Ministerio de agricultura y tierras

 Petróleos de Venezuela (PDVSA), Filial Pequiven

 Hidrocentro

Sistema de Variables

Las variables según, Bavaresco (1994), “representan diferentes


condiciones, cualidades, características o modalidades que asumen que
asumen los objetos en estudio desde el inicio de la investigación”.

28
En este caso la variable dependiente, es el diseño de prácticas para el
uso racional de los recursos naturales bajo el esquema de una agricultura
agroecológica.

Definición Conceptual

Según Altieri (2001), la agroecología definida como la aplicación de los


conceptos y principios ecológicos para diseñar agroecosistemas
sustentables, provee una base para evaluar la complejidad de los
agroecosistemas. La idea de la agroecología es ir más allá del uso de
prácticas alternativas y desarrollar agroecosistemas con una dependencia
mínima de agroquímicos y subsidios de energía enfatizando sistemas
agrícolas complejos en los cuales las interacciones ecológicas y los
sinergismos entre sus componentes biológicos proveen los mecanismos
para que los sistemas subsidien la fertilidad de su propio suelo, la
productividad y la protección de los cultivos.

Definición Operacional

La variable es concebida a través de las dimensiones e indicadores


presentados en el cuadro 1 de operacionalizacion de la variable.

29
Cuadro1
Operacionalizacion de las variables
Objetivos Específicos Variable Dimensión Indicador

Caracterizar desde el punto de vista biofísico Características biofísicas de Información biofísica de las Climatología
las cuencas alta y media del Embalse las cuencas alta y media del cuencas alta y media del
Canoabo. Embalse Canoabo Embalse Canoabo Hidrografía

Geología

Geomorfología

Pedología

Determinar el grado de afectación con el cual Afectación de las Grado de afectación de las Cultivos
las actividades agrícolas, que se desarrollan actividades agrícolas a los actividades agrícolas.
en la Cuenca Hidrográfica de Canoabo, recursos naturales de la Prácticas culturales
contribuyen a la contaminación y deterioro Cuenca Hidrográfica de
Valoración del efecto de
del Embalse. Canoabo.
las prácticas agrícolas
sobre el entorno

Disposición para el uso


de prácticas
agroecológicas

Elaborar estrategias prácticas para el uso Modelo de estrategias Desarrollo de estrategias Propuesta
racional de los recursos naturales, bajo el agroecológicas para el uso agroecológicas
esquema de una agricultura agroecológica, racional de los recursos
en las comunidades campesinas asentadas naturales.
en la cuenca alta y media del embalse.

30
CAPÍTULO III

MARCO METODOLÓGICO

Naturaleza de la Investigación

El marco metodológico, en Correspondencia con lo afirmado por


Puerta (2011),

Corresponde con la elección del diseño del estudio, el tipo,


el nivel estudio; es en donde se define y planifica la
aplicación del método, es decir, la definición de los sujetos
y su unidad de análisis, la selección de la población, el
diseño de la muestra, las técnicas y los instrumentos a
aplicar en la recolección de los datos, su método de
validación y el tratamiento a darle a los datos a recopilar
(p.10).

Así como las formas y procedimientos concretos para la


recolección y organización de los de los datos e informaciones
proporcionada por el contexto intervenido (Claret, 2011).

La presente investigación será enfocada desde el punto de vista


cuantitativo, ya que englobará un conjunto de procesos secuenciales para
la recolección de datos mensurables, factibles de tener un tratamiento
estadístico (Hernández-Sampier et al, 2010). Al respecto, Hurtado y Toro
(1999) refieren que este tipo de enfoque se encuentra dentro de la
corriente positivista, la cual considera sólo “…la posibilidad de estudiar
científicamente los hechos, los fenómenos, el dato experimentable, lo
observable, lo verificable” (p. 34).

Tipo de Investigación
La presente investigación se enmarca dentro de la modalidad de Proyecto

31
Factible que de acuerdo a lo planteado por la Universidad Pedagógica
Libertador (UPEL) (2008):

Consiste en la investigación, elaboración y desarrollo de una


propuesta de un modelo operativo viable para solucionar
problemas, requerimientos o necesidades de organizaciones
o grupos sociales; puede referirse a la formulación de
políticas, programas, tecnologías, métodos o procesos…
(p.21).

De esta manera, se busca generar un conjunto de estrategias


prácticas para el uso racional de los recursos naturales bajo el esquema
de una agricultura agroecológica en las comunidades campesinas
asentadas en la cuenca alta y media del embalse de Canoabo.

Diseño de la Investigación

La investigación se orientará hacia un Diseño de Campo no


Experimental. De Campo porque, de acuerdo a la UPEL (2008), permitirá
el análisis sistemático de problemas de la realidad, observando y
recolectando datos en el contexto donde se desarrollan los hechos, los
cuales posteriormente serán analizados e interpretados; en este caso
aquella información útil para caracterizar el clima de las cuencas alta y
media del Embalse Canoabo, así como para determinar el grado de
afectación con el cual las actividades agrícolas, que se desarrollan en la
Cuenca Hidrográfica de Canoabo, contribuyen a la contaminación y
deterioro del Embalse. Será No Experimental debido a que el estudio se
realizará sin la manipulación deliberada de variables, observándose los
fenómenos en su ambiente natural para después analizarlos (Arias,
2006).

Dado que los datos se recolectarán en un momento específico del


tiempo, la investigación será del tipo transeccional (Hernández-Sampieri
et al. 2010).

32
Fases de la Investigación

Básicamente el trabajo se dividirá en tres fases de acuerdo a los


objetivos propuestos. La primera de ellas consistirá en la recolección y
análisis de la información biofísica de la Cuenca Hidrográfica del Río
Canoabo. La segunda fase corresponderá a determinar en qué medida
las actividades agrícolas, que se desarrollan en la Cuenca Hidrográfica de
Canoabo, contribuyen a la contaminación y deterioro del Embalse. Por
último, la tercera fase referirá la elaboración de las estrategias prácticas
para el uso racional de los recursos naturales en las cuencas alta y media
del embalse de Canoabo. A continuación la descripción de la metodología
utilizada en estas tres fases.

Fase I. Características Biofísicas de las Cuencas Alta y Media del


Embalse Canoabo

En esta fase se recolectará información sobre las características


climáticas, hidrográficas, geológicas, geomorfológicas y pedológicas que
poseen las cuencas alta y media del embalse Canoabo. Para ello se
realizará una revisión bibliográfica sobre estos aspectos tanto en medios
impresos, audiovisuales y electrónicos.

Los aspectos climáticos a tomar en cuenta serán los siguientes:


temperatura, humedad relativa, presión, insolación, radiación,
precipitación, evaporación, viento y nubosidad. Estos datos serán
procesados y analizados mediante la estadística descriptiva (Little y Hill,
1979) y representados en tablas y gráficos (sectores e histogramas),
según corresponda.

En cuanto a los aspectos hidrográficos, geológicos, geomorfológicos


y pedológicos, se colectará toda la información bibliográfica y cartográfica
existente sobre el área de estudio. Se utilizará como fuente cartográfica
las hojas de Cartografía Nacional del estado Carabobo y material

33
aerofotográfico, siguiendo las recomendaciones dadas por Rivera (1998)
para el procesamiento de esta información.

Fase II. Actividades Agrícolas y su Contribución al Deterioro y


Contaminación del Embalse Canoabo

Esta fase busca determinar el grado de afectación con el cual las


actividades agrícolas, que se desarrollan en la Cuenca Hidrográfica de
Canoabo, contribuyen a la contaminación y deterioro del Embalse. Para
ello se tomará en cuenta las prácticas culturales que realizan los
agricultores asentados en las cuencas alta y media del embalse,
determinándose el grado de afectación de dichas prácticas mediante una
escala de valores elaborada para tal fin, de acuerdo a lo recomendado por
Hernández-Sampieri et al. (2010). Dicha escala contendrá cuatro niveles
o grados de afectación, de acuerdo al uso de prácticas agroecológicas, a
saber: siempre (0 grado), a veces (1 grado), pocas veces (2 grados) y
nunca (3 grados), lo cual será juzgado por el investigador, de acuerdo a la
información obtenida.

Población

La población considerada en una investigación (población objetivo)


“…viene a ser el conjunto finito o infinito de todos los casos con
características similares para los cuales serán extensivas las conclusiones
del estudio” (Hernández-Sampieri et al., 2010, p. 174). En este sentido, la
población objeto de la presente investigación estará constituida por todos
los agricultores asentados en las cuencas alta y media del Embalse
Canoabo.

Muestra

La muestra, por su parte, es definida como “un subgrupo de la


población de interés sobre la cual se recolectarán datos” (Hernández-

34
Sampieri et al., 2010, p. 173). En este sentido, una muestra
representativa (mínimo muestral) es aquella que por su tamaño y
características similares a las del conjunto, permite hacer inferencias o
generalizar los resultados al resto de la población con un margen de error
conocido. En el caso que ocupa, el número mínimo de individuos que
integrarán la muestra vendrá dado por la siguiente ecuación, citada por
Árias (2006):

𝑁.𝑍𝑐2 .𝑝.𝑞
𝑛= (𝑁−1).𝑒 2 +𝑍𝑐2 .𝑝.𝑞

Donde:
n = tamaño de muestra.
N = Total de la población.
𝑍𝑐2 = Zeta crítico: valor determinado por el nivel de confianza adoptado,
elevado al cuadrado. Para un grado de confianza de 95% el
coeficiente es igual a 2, entonces el valor de zeta crítico es igual a 4.
Para un nivel de confianza del 99% el coeficiente es igual a 3, y zeta
crítico es igual a 9.
e = Error muestral: falla que se produce al extraer la muestra de la
población. Generalmente, oscila entre 1% y 5%
p = Proporción de elementos que presentan una determinada
característica a ser investigada
q = Proporción de elementos que no presentan una determinada
característica a ser investigada

La escogencia de los productores que conformarán la muestra se


llevará a cabo mediante un muestreo estratificado y al azar (Little y Hills,
1979); donde los estratos estarán representados por las diferentes
poblaciones localizadas en la Cuenca Hidrográfica del Río Canoabo. Se
utilizará para estos cálculos el programa STATS®

35
Técnica de Recolección de Datos

La técnica que se empleará será la encuesta, entendiéndose esta,


“como un conjunto de preguntas recogidas en un cuestionario para
conocer la opinión del publico sobre un asunto determinado” (encarta,
1998)

Instrumento de Recolección de Datos

El instrumento a utilizar consistirá en un cuestionario, el cual


contendrá preguntas cerradas tipo Likert y abiertas. García-Córdova
(2006, p. 38) define el tipo de escalamiento Likert como un “conjunto de
ítems que se presentan en forma de afirmaciones para medir la reacción
del sujeto en tres, cinco o seis categorías”. En líneas generales, el
instrumento contaría de las siguientes partes:

1. Identificación del productor: edad, grado de instrucción, etc.


2. Cultivos desarrollados y prácticas culturales que realiza.
3. Valoración propia sobre el efecto que causan sus cultivos en el
entorno.
4. Disposición para el uso de prácticas dirigidas al uso racional de los
recursos naturales bajo el esquema de una agricultura agroecológica.

Validación del Instrumento de Recolección de Datos

De acuerdo con Guilfor y Fruchter (2006, p. 36) “la validez refiere el


grado en que una prueba o escala mide aquello que se propuso medir;
en otras palabras un instrumento será válido cuando pueda medir aquello
para lo cual fue destinado o elaborado. Para Bernal (2006, p. 40) “la
validez indica el grado en que el instrumento fue capaz de generar las
conclusiones necesarias en la investigación”. No obstante, los diversos
conceptos que se pueden hacer sobre la misma han conducido a
desarrollar diversos procedimientos para determinarla; entre ellos se

36
tiene la validación de contenido, validación predictiva y la validación
construida. En la presente investigación se realizará una validación de
contenido, la cual consiste en un análisis del contenido de los ítems que
conforman la escala o prueba, con el fin de apreciar su grado de
representatividad respecto del universo de contenido del cual forma parte.

De esta manera, el cuestionario estructurado será validado


mediante “Juicio de Expertos”, lo cual viene referido al grado en que
aparentemente un instrumento de medición mide la variable en cuestión,
de acuerdo con “voces calificadas” (Hernández-Sampieri et al., 2010, p.
204).

Confiabilidad del instrumento.

En concordancia con lo afirmado por Claret (2011, p. 24) “la


confiabilidad está relacionada a la capacidad del instrumento para dar
resultados iguales al ser aplicado, en condiciones similares, dos o más
veces, a un mismo grupo de personas”; de esta forma, el cuestionario a
aplicar a los productores de la cuencas alta y media del Embalse
Canoabo será confiabilizado mediante una prueba piloto, aplicando la
misma a una muestra de cinco individuos con similares características no
considerados en el grupo evaluado. De acuerdo a la escala utilizada, la
confiabilidad interna se calculará a partir del Índice Alpha de Cronbach:

𝑛 𝑆𝑡2 − ∑ 𝑆𝑡2
𝑟𝑡𝑡 = ∗
𝑛−1 𝑆2
Donde:

rtt = coeficiente de confiabilidad


n = número de ítemes
𝑆𝑡2 = Varianza total de la prueba
∑𝑆𝑡2 = Sumatoria de las varianzas individuales de los ítemes

37
Dicho índice será comparado con una tabla destinada a tal fin, citada
por Hernández-Sampieri et al (2007).

Tabulación y Análisis de los Datos

Los resultados de las interrogantes serán presentados y analizados


con la ayuda de la estadística descriptiva (Little y Hills, 1979), sirviendo
como base para juzgar el grado, de acuerdo a la escala de valores
formuladas, con el cual las actividades agrícolas que se llevan a cabo en
las cuencas alta y media contribuyen a la contaminación y deterioro del
Embalse de Canoabo.

Fase III. Estrategias Prácticas para el Uso Racional de los Recursos


Naturales en las Cuencas Alta y Media del Embalse de Canoabo

La finalidad de esta tercera fase es la elaboración de un conjunto


de estrategias prácticas que coadyuven al uso racional de los recursos
naturales de las cuencas alta y media del Embalse de Canoabo. Dichas
estrategias, consideradas dentro del manejo agroecológico de los
sistemas de producción agrícola, estarán dirigidas a los productores que
se asientan en las zonas citadas.

Para la elaboración de las estrategias prácticas para el uso racional


de los recursos de las cuencas, se tomará en cuenta la información
obtenida en las dos fases anteriores y lo sugerido por González (2002),
en relación al uso de prácticas agroecológicas que apunten hacia:

- La diversificación de las cosechas y la rotación de cultivos


- La conservación del suelo y el agua
- El uso de herbicidas, pesticidas y fertilizantes no químicos, que no
dañen el equilibrio del suelo y permitan altos niveles de rendimiento.
- Las técnicas que permiten reducir o eliminar el uso de combustibles
fósiles.

38
- El uso de residuos y desechos dentro del sistema de producción
alimentaria para reciclar los nutrientes minerales y así evitar los
fertilizantes químicos.
- La investigación y aplicación de técnicas agrícolas sostenibles,
ecológicas y de bajo costo.
- La recuperación de aquellas prácticas agrícolas tradicionales que
cumplan las condiciones anteriores
- Métodos de producción y comercialización que tengan por objeto
ofrecer alimentos frescos y de alta calidad.
- El tratamiento más humano de los animales.

39
REFERENCIAS

Árias, F. (2006). El proyecto de investigación: introducción a la


metodología científica (5ta ed.). Caracas, Venezuela: Episteme.

Altieri, M. (2001) Agroecología: principios y estrategias para diseñar


sistemas agrarios sustentables. Disponible en: http://agroeco.org/wp-
content/uploads/2010/10/cap2-Altieri.pdf [Consultada en 2012 agosto
08]

Abrizo, M (1996, 25 de septiembre) Calidad de vida. Disponible en:


http://www.eluniversal.com/1996/09/25/ten_art_M25EM.shtml.
[Consultado 2012 junio 12]

Ander-Egg, E. (1990) Técnicas de investigación social. Humanitas. Bs.As.

Aguilar, G. e Iza, A. (2009) Gobernanzas de aguas compartidas. Aspectos


jurídicos e institucionales.UICN, Gland, Suiza.p11

Bernex, N. (2006) Aguas y ecosistemas de los diferentes enfoques de


gestión a una apuesta para el bien común [en línea]
http://www.piuraonline.org/ (consultado el 2012 julio 15)

Bernal, C. (2006). Metodología de la Investigación. México: Pearson


Educación.

Bussot, L. (2006). Investigación Educacional. 2da edición. Universidad del


Zulia

Bavaresco, A. (1994). Proceso Metodológico de la Investigación. Talleres


de Litografía MELVIN S.R.L. p.76

Comisión económica para américa latina y del caribe (CEPAL) (1994)


Políticas publicas para el desarrollo sustentable: la gestión integrada de
cuencas. División de recursos naturales y energía. Venezuela,
LC/R.1399 Disponible en: www.eclac.org/ [Consultado el 14/07/2012]
p.21, 22, 39, 40

Constitución de la republica bolivariana de Venezuela (1999, 30 de


diciembre) Caracas, Venezuela: Soitsha. Disponible en:
www.soitsha.org/content [ consultada en 2012 julio 14)

Claret, A. (2011). Cómo hacer y defender una tesis (21ava ed.).


Caracas, Venezuela: Artes Gráficas del MPPD.

40
Díaz, E.; Pérez, R. y Armas, R. (2010) Propuesta de los actores claves del
plan de educación ambiental en la cuenca del lago de valencia.
Observatorio laboral revista venezolana. Universidad de Carabobo. Vol.
3, Nº5: 43-59

Díaz y Renner (2007) (Ed.) gestión integral de cuencas. CIP. Lima, Perú.
p.65

El Pequeño Larousse (1997) Diccionario enciclopédico. Ediciones larouse


argentina, S. A. Buenos aires, Argentina.

Enciclopedia encarta (2009) Encarta 2009 biblioteca Premium


DVD/encarta.exe. Microsoft.

FAO (2001) Sistema de producción agropecuaria y pobreza. Editor:


Malcom hall. Disponible en: ftp://ftp.fao.org/docrep/fao/ [consultado el
2012 julio 21]

FAO (2003). Situación de los bosques del mundo, Utilización y ordenación


sostenibles de los recursos de agua dulce: papel de los bosques.
00100 Roma, Italia.

García-Cordova, F. (2006). La investigación tecnológica: Investigar, idear


e innovar en ingenierías y ciencias sociales. México: Limusa.

García, A. (2003) Agua, medio ambiente y desarrollo en el siglo XXI:


México desde una perspectiva global y regional. Editora Patricia Ávila
García. Zamora, Minh. : El colegio de Michoacán: secretaria de
urbanismo y medio ambiente: SEMARNAT/Instituto mexicano de
tecnología del agua, 2003.

García, W. (s/f) Sistema complejo de la cuenca hidrográfica Disponible en:


http://www.unalmed.edu.co/ [consultado el 2012 julio 15]

Gonzales, E. y Matos, M. (2012) Manejo de los recursos hídricos en


Venezuela. En Cisneros, B. y Tundisi, J. (Comp.) Diagnostico del agua
en las américas (pp. 437-447) México, distrito federal: Foro consultivo
científico y tecnológico, AC.

González, D.; León, O.; Ocando, M. y Escalona, O. (2011) Canoabo:


aspectos agrícolas, ambientales y culturales. Editorial de la Asociación
de profesores de la universidad de Carabobo (apuc). P.22

González, M (2002). Perspectiva Agroecológica para el campo. Bogotá:


CKL.

Guerrero, R; de Keizer, O; Cordoba, R. (2006). La aplicación del enfoque


ecosistémico en la gestión de los recursos hídricos. UICN, Ecuador.

41
Guilfor, J. y Fruchter, B. (2006). Estadística aplicada a la psicología y la
educación. Fiabilidad de las medidas. México: McGraw Hill.

Gutiérrez, Y. (2009). Uso del suelo, vegetación ribereña y calidad el agua


de la microcuenca del río Gaira, Santa marta, Colombia. Tesis de
Maestría Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza
(CATIE). Turrialba, Costa Rica.

Hails, A. (Ed.). (2004) Manuales Ramsar para el uso racional de los


humedales. Secretaría de la Convención de Ramsar, Gland (Suiza).
P.7
Hernández-Sampieri, R.; Fernández, C. y Baptista, P. (2010). Metodología
de la Investigación (5ta ed.). México: McGraw-Hill.

Hurtado, I. y Toro, J. (1999). Paradigmas y Métodos de Investigación (3ra


ed.). Caracas, Venezuela: Episteme.

Jaimes, E.; Mendoza, J.; Pineda, N. y Ramos, Y. (2007). Sistematización


de procesos para el análisis del deterioro agroecológico y ambiental en
cuencas hidrográficas. Interciencia 32(7):437-444

Ley de aguas (2007, 2 de enero). Caracas, Venezuela: Asoprodem.


Disponible en: http://www.asoprodem.org.ve/ [consultada en 2012 julio
16]

Ley orgánica del ambiente (2006, 22 de diciembre) Caracas, Venezuela:


Minanb. Disponible en: http://www.minamb.gob.ve/ (consultada en 2012
julio 14)

Little, T. y Hills, J. (1979). Métodos estadísticos para la investigación en la


agricultura. México:Trillas.

Martínez, C. y Manríquez, J. (2002). Determinar el impacto socio –


ambiental del Embalse sobre los pobladores de la Cuenca Hidrográfica
del Río Canoabo. Informe Unidad Educativa Antonio José de Sucre.
Valencia, Venezuela.

Mínguez, V.; Martin, E.; González de paula, L. (2008) Sistema de


evaluación de impacto ambiental. Facultad de informática, Sistemas
informáticos, curso 2008/2009. Universidad complutense de Madrid.p.9

Pineda, C.; Machado, D., Casanova, E. y Viloria, J. (2006). Evaluación


física de tierras de la cuenca alta del río Guárico con fines de producción
sustentable de agua. Agronomía Tropical 56(3):385-414

42
Puerta, H. 2011. Metodología de la Investigación. Disponible en:
http://tecnologiasenlaead.blogspot.com/ [consultado 2012 julio 5].

Ramakrishna, B. (1997) Estrategias de extensión para el manejo integrado


de cuencas hidrográficas: conceptos y experiencias. San Jose, C.R.
:Deutsche gesellschaft für technische Zusammenarbeit (GTZ) Gmbh :
instituto iberoamericano de cooperación para la agricultura (IICA) (serie
investigación y educación en desarrollo sostenible) Pp. 19-20

Rivera, J. (1998). Determinación y análisis de las características físicas y


socio-económicas como elementos básicos para la ordenación de la
cuenca del río Canoabo, Municipio Bejuma del Estado Carabobo.

Sevilla, V. y Cormena, J. (2009) Caracterización de la cuenca del rio


Canoabo en el estado Carabobo, Venezuela. Agronomía tropical
59(2):149-160

Solórzano, N. (2003) Congreso nacional de agricultura conservacionista.


FAO, ministerio de agricultura y ganadería. Disponible en:
www.mag.go.cr/ [Consultado 2012 julio 20]

Sheng, T. (1992) Estudio y planificación de cuencas hidrográficas. Roma,


Italia. FAO.Vol. 6. (El manual de campo para la ordenación de cuencas
hidrográficas; Serie Nº 13, guía FAO: Conservación)Pp.3

Suarez, L (2005) caracterización y cualificación de los procesos geológicos


que controlan la generación de sedimentos dentro de la cuenca del rio
Canoabo estado Carabobo. Trabajo especial de grado. Universidad
central de Venezuela. Carcas, Venezuela. p. 2, 4, 17, 20, 24
Universidad de los Andes, Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales,
Escuela de Geografía.

Universidad Pedagógica Experimental Libertador (UPEL). (2008). Manual


de Trabajos de Grado de Especialización y Maestría y Tesis
Doctorales. Caracas: Vicerrectorado de Investigación y Postgrado.

Vásquez, A. y Martínez, M. (2011). Divulgación y educación ambiental para


la gestión ambiental en cuencas hidrográficas. Disponible en:
www.gestopolis.com. [Consultado 2012 junio 5]

43
LISTA DE GRÁFICOS
GRÄFICO pp.

1 Principales partes de una cuenca……..………………………..11

2 Componentes de una cuenca hidrográfica…………………….12

3 Elementos que componen una cuenca hidrográfica………….13

4 Ubicación de la cuenca Canoabo………………………………..21

5 Precipitaciones promedio en la cuenca Canoabo……………..23

44
LISTA DE CUADROS

CUADRO pp.

1 Operacionalizacion de las variables bajo estudio………………27

45