Está en la página 1de 7

A

¿Por qué hablar de los poderes del Juez Laboral*?

Francisco A. Ruay Sáez. Las formas democráticas de gobierno suponen, en


Abogado. Licenciado en Ciencias Jurídicas y principio, el retraimiento de los fundamentos y postu-
Sociales, Universidad de Chile. lados teológicos que sustentan el ejercicio del poder
Magíster (c) en Derecho del Trabajo y de la Seguridad terrenal, y en su reemplazo dan lugar a la participación
Social en la Universidad de Chile. del pueblo soberano en la construcción y funcionamiento
Magíster (c) en Derecho Procesal, del Estado. Sin embargo, el Estado de Derecho, a su
Universidad Nacional de Rosario, Argentina. vez, en su funcionamiento práctico y asumiendo una
Ayudante del Departamento de Derecho del Trabajo forma de administración soberana delegada, se vale de
y de la Seguridad Social, Universidad de Chile. la democracia como método de administración política
del poder, cuyo ejercicio paradigmático se consolida en
las elecciones populares del legislativo. En cualquier
caso, el poder constituyente originario y fundante del
1. LAS POTESTADES ATÍPICAS DEL JUEZ LABO- orden jurídico delimitaría los márgenes de discusión de
RAL. UNA LECTURA CRÍTICA lo político-democrático, lo legítimo, y en último término, la
regla de reconocimiento y validez de sus propios actos.
Creo que la inquietud que guía mi investigación en torno
a los poderes del juez laboral puede ser estructurada y
comprendida desde la enunciación del título del libro.
El legislativo representa el órgano soberano de conser-
vación del ordenamiento jurídico y dictación de norma- 55
Por lo mismo, mi intención es explicitar sobretodo mi tiva internamente válida conforme a una constitución
inquietud, y la signatura del título en cuatro momentos. lógicamente anterior, que aparece como fundante, pero
En una primera aproximación, en torno a las potestades paradójicamente, como carente de fundamento. Este
y el poder, enseguida sobre la tipicidad o atipicidad de órgano determinará jurídicamente (de manera abstracta)
las potestades ejercidas, luego en torno a la inquietud las condiciones normativas que validarán la actuación
particular del poder que ejerce el juez en el contexto de sus órganos como regulación universal e igualitaria,
del Estado de Derecho, y por último, la justificación de al menos desde un punto de vista formal. La democracia
que dicho ejercicio sea analizado particularmente en representativa operará como ficción legitimante sobre
materia laboral. En lo que sigue espero poder plantear la que se erige el Estado de Derecho y que permite el
coherentemente esta inquietud que, en último término, funcionamiento de la sociedad en su dimensión políti-
es la excusa del libro que se acaba de publicar, y que ca, administrativa, legislativa y, aunque se nos olvide
tengo oportunidad de presentar en esta ocasión. muchas veces, también judicial.

2. HABLAR DE POTESTADES DEL JUEZ LABORAL El Estado monopoliza el uso de la violencia, y con ello,
se atribuye el ejercicio legítimo del poder, al menos en
a. Estado democrático de derecho su versión más tradicional, como poder-violencia. Vio-
lencia que, legitimada, pierde tal carácter, para pasar a
La sociedad contemporánea ha creído encontrar en la denominarse coerción, quedando relegado el espacio de
socialdemocracia, fundada en un orden político liberal, la violencia a un lugar que parece exterior al derecho,
la forma idónea de organización y funcionamiento ins- que tiene a su vez como misión su dominio o limitación.
titucional y social. El Estado así organizado supone entonces la auto
atribución de legitimidad para restringir la libertad de
los particulares que componen la sociedad. En último
*El presente texto es una versión revisada de la presentación
término, los miembros de la sociedad, hipotéticamente,
del libro “Las potestades atípicas del juez laboral. Una lectura
crítica”, publicado por Ediciones Jurídicas de Santiago en Febrero estarían de acuerdo en que un soberano delegado pu-
de 2017. La presentación se llevó a cabo en el contexto del Primer diese interferir en sus acciones, determinar los requisitos
Encuentro Latinoamericano de Jóvenes Juristas desarrollado en de legitimidad del ejercicio de la autonomía y, en último
la Pontificia Universidad Católica de Chile, 27 de abril de 2017. término, restringir su libertad.

Revista Laboral Chilena, Agosto 2018


A PUNTES

El Estado de Derecho, podrá decirse, no es el único Luego, retrotraer el análisis de las potestades del juez
agente que ejerce o está en control del poder social, a sus cimientes originales (desde un punto de vista
pues sería posible señalar como manifestaciones de lógico, y no necesariamente histórico), implica devolver
dicho poder la actividad ejercida por los medios de co- la vista al problema de los fundamentos, y la realidad
municación o bien por los privados con altos grados de práctica del derecho, que en último término, trasunta en
concentración de capital o poder dinerario. Sin embargo, un análisis del ejercicio del poder y la violencia legítima
y a pesar de esta última consideración, cualquiera de (auto legitimada) ejercida por el Estado.
las actividades por ellos desplegadas queda en último
término (el menos formalmente) sujeta a la declara- En el contexto de una comprensión (retórica o no) del
ción de legitimidad jurídica, estatal, de la actuación en funcionamiento democrático de la sociedad, una pre-
concreto. Cualquier desviación o recta ejecución de la gunta sobre las formas de ejercicio del poder de parte
libertad nos guía al Estado de Derecho para determi- del Estado es siempre un cuestionamiento esencial y
nar con certeza (jurídica) su validez, que no es sino vigente. El ejercicio del poder no sólo se restringe a
una validez simplemente auto referenciada; una mera los actos de violencia material o física por parte de los
declaración de conservación del propio ordenamiento agentes u operadores fácticos del Estado, sino que
jurídico, y su vigencia, que ha de presentarse en cada es el Estado en su integridad, en su organización y
acto jurídico reconocido como válido1. despliegue funcional soberano, quien en cada acto
ejecutado deja el rastro del poder, y la huella de la
En el contexto descrito de un Estado democrático de amenaza coercitiva de su dictamen.
derecho, con sus pros y contras, resulta innegable
que nos es lícito a los ciudadanos preguntarnos por el Elevar el análisis dogmático y doctrinario desde las
ejercicio del poder del Estado, sus límites y alcance, y formas de ejercicio del poder hacia la configuración

56 su vinculación con el ejercicio de la libertad individual,


o autonomía colectiva, inclusive. Nos es lícito (en un
potestativa de uno de los órganos del Estado (lo que
sin duda implica un continuo paso indirecto a la teoría
análisis meta jurídico) incluso preguntarnos por los y filosofía del derecho), no debe resultar perjudicial
fundamentos mismos del ejercicio del poder jurídico para la conservación de legitimidad del sistema, ni
estatal, lo que no es sino poner bajo análisis inclusive menos debe aterrorizar a operadores jurídicos, o al
los aspectos constituyentes de éste (y los ya consti- propio judicial. Por el contrario. Un ejercicio intelectual
tuidos, cabría señalar). que se desarrolle en dicho sentido es coherente con el
funcionamiento del modelo democrático vigente.
En este contexto, el juez resulta ser un agente del Estado
que, en su representación, ejerce el poder. Declara el Indagar en la delimitación del poder estatal, y la expli-
Derecho para el caso particular con el reforzamiento citación de las condiciones que permiten su operar es
coercitivo de la espada soberana. En otros términos precisamente una forma de asirse de la democracia
quién ejerce la función jurisdiccional ejerce el poder y lograr un espacio de participación, o develación de
estatal, y es éste el fundamento último de legitimidad las formas jurídicas de las relaciones de poder en que
del ejercicio de su función. ciudadano y Estado se encuentran.

La instauración de un Estado de Derecho implica la B. El poder jurídico


monopolización de la violencia como hemos señalado,
y la proscripción de su uso a los particulares, salvo cir- Se vuelve necesario, y es nuestro deber desde un punto
cunstancias en donde el propio Estado como legislador de vista democrático entonces hablar de los poderes
haya salvado situaciones en que éstos, los particulares, del juez. Pero, enseguida, nos es imperativo abrir la
de manera marginal y completamente excepcional, discusión sobre este tema precisamente porque de
puedan verse legitimados a usar la coacción por sí todas las formas de ejercicio de poder que constituyen
mismos (como en la legítima violencia, o el derecho las relaciones sociales dinámicas, y en particular, de
de resistencia). todas las modalidades de ejercicio del poder institu-
cionalizado, el ámbito respecto del cual mejor pode-
mos hablar, como abogados, operadores jurídicos o
investigadores del Derecho, precisamente es el del
1
DERRIDA, Jacques. Fuerza de la ley. El fundamento místico poder “jurídico” y, luego, dentro de todo el espectro
de la autoridad, Madrid, Ed. Tecnos, 1997 pp. 69 y ss. de aquello que puede denominarse “poder jurídico”, es

Revista Laboral Chilena, Agosto 2018


en la dinámica del ejercicio de las potestades judiciales la realización concreta del Derecho, legisla para el caso
en donde la institucionalización del poder encuentra su concreto con “fuerza de ley”4, con imperio. En términos
manifestación paradigmática. prácticos, el juez, caso a caso, determina los ámbitos de
libertad de los particulares que han concurrido ante su
Si bien las relaciones de poder insuflan todas las rela- autoridad para la resolución de conflictos intersubjetivos.
ciones sociales existentes, quienes nos dedicamos a
ejercer o practicar el Derecho, y también a su estudio, El Estado como organizador institucional de los espacios
nos situamos en una ubicación desde la cual privilegia- de legitimación jurídica, y como centro de validación de
damente podemos discurrir sobre las formas discursivas las actuaciones particulares, a través de la jurisdicción
o retóricas que el poder adopta en el ámbito jurídico. realiza su tarea concreta mediante la realización de la
Desde la separación discursiva de los operadores jurí- voluntad democrática y soberana manifestada en la ley,
dicos respecto del resto de las personas por la osten- la cual habrá sido dictada por quienes han sido electos
tación de un lenguaje propio2 y altamente tecnificado, como representantes del pueblo. Pero la aplicación
que no pocas veces resulta incluso sectario, la labor del concreta de la ley, con fuerza de imperio, no implica la
jurista tendrá una doble faz. Por un lado, ha de mirar y absoluta sumisión acrítica al poder estatal, y es en los
escudriñar las relaciones jurídicas en sí, desde un punto deslindes del lenguaje precisamente en donde cabe el
de vista crítico, y por otro, ha de dirigir su mirada y voz interés por el control de un poder que, en su origen,
hacia los legos, en un afán de traducción. debe ser concebido como limitado y subordinado a la
soberanía popular.
El Estado de Derecho por su parte, invade todos los
espacios de desenvolvimiento humano, y nociones 3. ¿POR QUÉ REFLEXIONAR SOBRE LOS PODERES
como las de “relevancia jurídica” o “pertenencia jurídica”, DEL JUEZ LABORAL, EN PARTICULAR?
al ser definidas desde su propio seno no hacen más
que ratificar lo antedicho. Se trata del mismo Estado El interés generado en relación al tema puede explicarse 57
delimitando su espacio de gobierno, y de lo que le es de dos maneras posibles. A la vez creo que esas dos
supuestamente propio a diferencia de aquello que no (la formas de justificar el inicio de la reflexión constituyen
moral, en algunas teorías), el cual en todo caso quedará de manera general las diversas conclusiones jurídico
expuesto en todo momento a su reevaluación, sea por dogmáticas que es posible encontrar en materia pro-
razones de auto conservación, sea por la realización de cesal laboral (lo mismo creo que ocurre en materia de
fines políticos en la concepción de un Estado Activista. Derecho Administrativo, cuando la administración se
encarga de vigilar el cumplimiento de la ley laboral).
C. La jurisdicción
"Uno de los enfoques desde el cual puede ser abordado
De todas las formas de ejercicio del “poder jurídico”, la el cuestionamiento, evidentemente, es el del Derecho
jurisdicción, la ejecución del poder a través del Estado- del Trabajo. Esta decisión implica abordar el análisis
Juez, resulta ser la manifestación paradigmática de la de la materia desde un paradigma jurídico particular,
intervención del poder institucionalizado en las relacio- que pone en su centro el principio de protección, por
nes particulares. En su ejercicio, el judicial se encarga de ejemplo, para que desde dicho lugar se desarrolle
la limitación de libertad para el caso concreto mediante cualquier análisis, crítica o propuesta relacionada con el
la dictación de una sentencia coercible3. El juzgador, en Derecho Procesal Laboral. Dicha óptica implícitamente
comprende al derecho procesal como mero instrumento
de realización del derecho sustantivo laboral, y por lo
2
BOURDIEU, Pierre. La fuerza del Derecho. Ediciones Unian- mismo, contingente".
des, Bogotá, 2000, pp. 196 y ss.; y BOURDIEU, Pierre. Poder,
derecho y clases sociales. 2ª edición, Editorial Desclée De Brouwe,
España, 2001, pp. 165 y ss.
3
“(…) el juez ejerce una función estatal y en esta medida,
ejerce parte del poder político institucionalizado: de hecho su fun-
ción es en este sentido una de las políticamente más intensas ya en caso de conflicto, a través de la resolución judicial”. ALDUNA-
que, excepción hecha del carácter ejecutorio de las resoluciones TE LIZANA, Eduardo. "La independencia judicial: aproximación
administrativas, es el juez el que decide, (o debiera decidir) en teórica, consagración constitucional y crítica", en: Revista de
definitiva sobre la libertad de los ciudadanos en su contacto con Derecho de la Universidad Católica de Valparaíso (N° XVI), pp.
el Estado. Supuesta la vigencia del Estado de Derecho, todo el 11-26. 1995, p. 23.
orden jurídico-político se hace real y tangible, para el individuo,
4
DERRIDA, Jacques. Fuerza de la ley. El fundamento místico
de la autoridad, Madrid, Ed. Tecnos, 1997 p. 60.

Revista Laboral Chilena, Agosto 2018


A PUNTES

Lo mismo cabe señalar en relación a la aproximación perspectiva liberal, que ha encontrado en la intervención
procesal al fenómeno en análisis. Dicho afrontamiento legislativa una forma artificial de intervención estatal que
también en último término será deudor de una tradición altera perjudicialmente el funcionamiento del mercado,
propia, determinados dogmas, autoridades doctrinarias y los procesos dinámicos en que interactúan los inte-
y enfoques particulares. reses particulares7. Dichas posiciones son que se han
denominado como las posiciones extremas8. Pero ese
Lo anterior nos retrotrae a una discusión en torno al no es el tema central del texto, y por tanto, tampoco
supuesto carácter adjetivo del derecho procesal y la de la presente exposición. Espero no decepcionarlos.
supuesta preeminencia del derecho sustantivo ante
aquél, que representaría en este caso una justificación La preocupación tratada en el texto surge por la cons-
para sostener de manera irrestricta la autonomía del tatación de que ante la decepción ciudadana por pro-
derecho procesal laboral. Dicha diferencia dicotómica blemas de celeridad, de tardanza irrisoria de la solución
entre derecho adjetivo/derecho sustantivo no es tan de conflictos intersubjetivos, los laborales incluidos
evidente ni inocua como aparece, y es precisamente ciertamente, se ha pensado que la vía de lograr una
desde dicho lugar crítico, que reposiciona al proceso mayor eficacia, o “mayor justicia”, es precisamente
como garantía5, que pretendo enfocar el análisis tratado mediante el cambio de reglas procedimentales, y la
en el libro. instauración de un modelo procesal que se erija sobre
supuestos nuevos “principios informadores” de natura-
Ahora bien, ¿por qué entonces el derecho laboral, y leza procesal. Lo anterior redundaría en el incremento
no el administrativo, el civil, el comercial, u otra rama? de los poderes estatales en la solución de conflictos, y
Porque el derecho del trabajo (tal vez más notoriamente, en concreto, en el incremento de los poderes del juez
el derecho colectivo) representa un momento de sus- en dicha tarea, bajo una determinada comprensión de

58 tracción histórica del conflicto social a los particulares


(organizaciones sindicales, movimientos de trabajado-
los fines del proceso, que subordinan en todo caso su
dinámica como mera ritualidad o formalidad ante la con-
res, y empleadores) a través de su institucionalización o secución de un supuesto bien superior como lo serían
juridificación, en busca de la denominada “paz social”. la justicia y la verdad, y, por qué no, la “justicia social”,
Dicha comprensión del fenómeno de juridificación de sea cual sea el contenido al que dicho término refiere
las relaciones laborales no es, valga la redundancia, dependiendo de la ideología política que se abrace.
pacífica, y es criticada tanto desde la perspectiva sin-
dical (eminentemente anarquista o de la denominada ¿En qué se ha traducido la elección de técnicas de
“extrema izquierda”), en cuyos casos se ha entendido solución a dichos conflictos? En el incentivo a la judi-
que los procesos de codificación laboral, como en el cialización de los conflictos laborales, y en el diseño
caso de Chile, representaron antes que una solución a procesal de una figura de juez activista y protagonista
un conflicto subyacente, más bien una forma de coopta- de todo el íter procesal. Dicho modelo ha sido adoptado
ción del movimiento obrero6, como también desde una de manera expresa por el legislador democrático en el
Código del Trabajo, y por lo mismo, en un intento dog-
mático, es sobre aquél texto que versa la investigación
5
ALVARADO VELLOSO, Adolfo. Sistema Procesal. Garantía
de Libertad. Buenos Aires, Argentina: Rubinzal-Culzoni Editores, que aquí presento.
2009.
6
“¿Cuál era el objetivo de las leyes sociales? Varios autores La intención al escribir este libro, en palabras simples,
coinciden en que no fueron promulgadas precisamente para no es más que un llamado a recuperar la importancia
beneficiar a los trabajadores. El historiador James Morris señaló: por las fórmulas de texto utilizadas por el legislador,
“el principal objetivo de estas leyes era prolongar el autoritarismo
y no tomar un verdadero paso hacia una sociedad pluralista a
e incrementar la exigibilidad del control hermenéutico
través del incentivo hacia los sindicatos libres”. Peter DeShazo de las resoluciones judiciales que invocasen las nor-
indica que, según sus estudios, “los militares deseaban lograr
el mismo fin que las élites civiles, o sea, la aniquilación de los
trabajadores organizados”. En definitiva, parece ser que las Leyes
del Código del Trabajo y del Carnet Obligatorio”. Comenzaban
Sociales vienen a controlar y acabar con la independencia del
así su lucha contra la sindicalización legal o forzosa, como le
movimiento obrero.
Como es de prever, la estrategia de los anarquistas fue man-
7
HAYEK, Friedrich. Sindicatos, ¿para qué?. Unión Editorial,
tener la autonomía de los sindicatos y de La Protesta social. El Madrid, España, 2010.
primer acuerdo de la Cuarta Convención Nacional de la IWW en
8
UGARTE CATALDO, José Luis. Derecho del Trabajo: in-
enero de 1926, por ejemplo, invitaba a “luchar por la abolición total vención, teoría y crítica. Editorial Thomson Reuters, Santiago,
2014, pp. 42 y ss.

Revista Laboral Chilena, Agosto 2018


mas potestativas en un sentido extensivo. Al mismo 4. ¿POR QUÉ EL ENFOQUE U OBJETO DE ANÁLISIS
tiempo, se pretende postular la necesaria posibilidad SON LAS POTESTADES PROCESALES ATÍPICAS?
de control ciudadano, y de los litigantes por cierto, de
las actuaciones del estado en el ejercicio de su función Espero haber esclarecido medianamente la inquietud
jurisdiccional. En particular, a las normas que se han que movió el desarrollo de mi investigación hasta este
denominado comúnmente como normas “adjetivas”; punto. Sin embargo, aún resta esclarecer un tema re-
propiamente procesales. lacionado con el objeto de estudio en particular, y que
permite diferenciar este trabajo de las investigaciones
Es preciso, por otro lado, no obviar, y por el contrario, que se han realizado en materia probatoria u otro similar
hacer activamente visible la incertidumbre a que se ven en doctrina nacional.
expuestos los abogados litigantes en juicios laborales
y, por cierto también, de manera mucho más relevan- Considero pertinente abordar el análisis de los pode-
te, los involucrados directos, esto es, trabajadores res del juez, y en especial, el análisis de la viabilidad
y empleadores (e incluso la administración, cuando constitucional, y en ultimo término, de juridicidad de
comparezca como parte). la existencia de potestades judiciales no establecidas
en la ley de manera expresa, todo en el contexto del
La función jurisdiccional del Estado en materia laboral análisis de lo poderes ejercidos por el Estado frente al
parece deslindar con un objetivo o concepto meta ciudadano.
jurídico como el de “justicia social”. En dicho sentido,
y precisamente por la comprensión meramente instru- Además, considero relevante el estudio de este tema
mental y adjetiva del derecho procesal, pareciese que incluso antes de poder revisar el contenido resolutivo
la labor del juez en esta materia resulta de un cariz de una sentencia y las posibilidades de crítica de los
particularmente sustantivo, más cercano a la aplicación
de un programa de políticas públicas que al resguardo
diversos razonamientos o líneas de argumentación
desarrolladas en dichos instrumentos, sea en una línea 59
de algo que es considerado mera ritualidad. jurídico laboral, o incluso iusfundamental. Es de especial
relevancia el control de la dinámica procesal con que se
El derecho laboral, particularmente por su textura desarrolla el debate, y en particular, del control de las
normativa amplia, parece permitir que la discresiona- potestades con que cuenta el juez, en tanto director del
lidad judicial en la interprretación de la norma jurídica proceso (impulso procesal de oficio) pues precisamente
laboral determine el perfil del magistrado en particular. es el proceso, paradigmáticamente, en donde la función
Así, pareciese que en ciertos casos habrán determina- jurisdiccional desarrolla su actividad dialéctica con las
dos jueces "pro trabajador", y otros "pro empleador", partes. El poder del Estado, materializado en el poder
calificación que en todo caso está más cerca de un judicial, despliega su primer y más perceptivo alcance
prejuicio que de un análisis fundado. Dicha apertura en el desarrollo mismo del procedimiento, trascendiendo
hermeneutica puede referirse o bien a la interpretación la dirección formal del proceso.
del derecho sustantivo, o bien a la del derecho procesal.
La carga tuitiva del derecho laboral por antonomasia En este tránsito investigativo una de las consideraciones
la encontramos en el derecho sustantivo del trabajo, a tener en cuenta es que el proceso, y aquello incluye
cuyo contenido resulta imperativo de ser aplicado por al proceso laboral, ustedes se habrán dado cuenta, no
el sentenciador. Luego, además de lo antedicho, el
legislador dispone una determinada técnica normativa
en la modelación del proceso laboral que pareciese
balancear por compensación a favor del trabajador. to laboral chileno." Revista Latinoamericana de Derecho Social,
Sin embargo, ¿cuáles son las delimitaciones constitu- 1.13 (2011) pp. 117-140; y FERNÁNDEZ TOLEDO, Raúl. Las
facultades y deberes del juez en materia probatoria en el proceso
cionales, o teórico procesales de dicha configuración
laboral. Análisis crítico. Thomson Reuters-Punto Lex, Santiago,
procesal? Es precisamente una de dichas variantes las Chile, 2011; entre otros.
que pretendo analizar en el texto, sin perjuicio de existir 10
FERNANDEZ TOLEDO, Raúl. La admisión tácita de los
otras, como las relacionadas con la prueba en materia hechos por no contestación de la demanda en el proceso laboral.
laboral9, o la supuesta admisión tácita de los hechos10. RChDP, Santiago, n. 28, p. 91-136, 2017; QUINTANA ABBATE,
María Teresa. "Efecto jurídico de la no contestación de la demanda
9
PALAVECINO CÁCERES, Claudio. "El retorno del inquisidor. en el Procedimiento Laboral de Aplicación General: ¿ficta confessio
Las potestades judiciales en materia probatoria en el procedimien- o ficta litis contestatio?" Revista Chilena de Derecho del Trabajo y
de la Seguridad Social, 8.16 (2017): pp. 53-80, entre otros.

Revista Laboral Chilena, Agosto 2018


A PUNTES

es una mera instancia de colaboración cooperativa en Cuestiones como las enunciadas son las tratadas en
que ambas partes, dos particulares, de manera con- la investigación que se presenta.
tingente se reúnan para trabajar aunadamente en la
búsqueda de un fin común superior compartido, como Es preciso aclarar, frente a cualquier suspicacia o pre-
la justicia social, por ejemplo (salvo tal vez por la sola juicio, que no es mi ánimo el de sembrar la absoluta
persistencia y continua eficacia del Derecho mismo, se desconfianza en los jueces, pues muy por el contrario
podría pensar desde una filosofía crítica del Derecho). estimo de la más alta categoría la función que se les
Pero precisamente, ambas partes llegan a un juicio por ha encomendado realizar, y por lo mismo, y porque me
dicha razón, por la imposibilidad de aunar voluntades parece relevante el resguardo íntegro del derecho a
extraprocesalmente. Cualquier comprensión que se defensa, como manifestación del derecho fundamental
separe de dicha noción fundamental, que precisamente a un debido proceso, es que quiero recordar que la
justifica la existencia del proceso, termina por torcer las apertura potestativa a la función jurisdiccional, sea cuál
consecuencias del mismo. sea la ideología sustantiva que uno u otro sostenga, o
la particular interpretación del derecho a la que adhiera,
En ese contexto, ¿cuál es la labor del juez en el desarrollo implica siempre deficiencias de control, más aún si ni
del proceso? ¿Queremos diseñar un modelo de juez siquiera entendemos que están vinculados por algún
auxiliar de una de las partes, o derechamente empode- texto relativamente preciso. Lo anterior no representa
rado y partícipe del proceso? ¿Con qué finalidad? ¿o sino un déficit de falta de control del poder. En todo caso,
derechamente queremos un juez empoderado develador nadie negará que cuando cualquier juez, en virtud de
de la verdad oculta al resto de los ciudadanos, aún si alguna potestad implícita, tácita o atípica termina por
estaremos eventualmente ante la situación contingente elaborar idealmente y de forma originaria una norma
de encontrarnos ante un juez “pro trabajador” o “pro favorable, y en consecuencia, termina por ayudarle,

60 empleador”, o tal vez ni siquiera siendo tan burda su


categorización, por ejemplo, simplemente un juez que
esta persona en particular se siente conforme con la
institucionalidad judicial; “se ha hecho justicia”, de seguro
sostenga una determinada teoría sobre prescripción de exclamará. Sin embargo se suele olvidar por muchos
compensación de feriados, mientras a la misma hora, en que cada vez que a alguien se le ha repartido el pan de
el mismo tribunal, en la sala contigua otra magistratura la justicia, hay otro que ha quedado, en su perspectiva,
resuelve diametralmente lo contrario? desprovisto de la misma. El asunto de fondo está en
que ambos sientan que la institucionalidad ante quien
En ese escenario de incertidumbres sustantivas del han puesto en conocimiento el conflicto intersubjetivo
derecho del trabajo, resulta interesante volver una vez de intereses adoptará una resolución legítima, que será
más a revisar la legitimidad de las formas de ejercicio en último término socialmente reconocida.
de la función jurisdiccional del Estado y la vinculación
del juez con el texto (o fórmula de texto), a lo menos Las deficiencias de control afectan no sólo a una de
en el ámbito procesal. Por lo mismo, uno de los ejes las partes, como podría pensarse, sino que no existen
de análisis útiles es precisamente la distinción entre mayores diferencias entre empleador y trabajador en
potestades típicas y potestades atípicas o implícitas. juicio al momento de enfrentar situaciones de indefensión
en tribunales, como la intervención activa del juez en la
Cabe en este punto volver a la relevancia de la fórmula etapa conciliatoria, con el objeto de lograr un acuerdo,
de texto que utiliza el legislador y reevaluar la impor- anticipando incluso un cierto juicio, o bien al momento
tancia del rol del juez, en general, y del juez laboral, de enfrentar el interrogatorio de manera activista, con la
en particular. finalidad de obtener antecedentes para lograr su propio
convencimiento, aún por sobre el desarrollo dialéctico
¿Es suficiente la autonomía relativa del proceso laboral de interrogatorio-contrainterrogatorio.
para relativizar la relevancia de las fórmulas de texto?;
¿es necesario poner entre paréntesis el texto de la En conclusión, espero que la publicación de la inves-
ley, y con ello, la manifestación del legislador, con la tigación permita abrir el diálogo en torno al modelo de
finalidad de entregar al juez la determinación concreta juez que el legislador estableció, la juridicidad de dicha
no sólo de los derechos subjetivos sustantivos de las figura, su coherencia con los principios procesales y el
partes, sino que incluso previamente la forma en que debido proceso entre otras cosas.
el tribunal tramitará el proceso a través de diversas
actuaciones procesales?

Revista Laboral Chilena, Agosto 2018


5. BIBLIOGRAFIA HAYEK, Friedrich. Sindicatos, ¿para qué? Unión Editorial,
Madrid, España, 2010.
BOURDIEU, Pierre. La fuerza del Derecho. Ediciones MUÑOZ CORTÉS, Víctor. Sin Dios ni patrones. Mar y
Uniandes, Bogotá, 2000. Tierra Ediciones, Santiago de Chile, 2013.
BOURDIEU, Pierre. Poder, derecho y clases sociales. 2 PALAVECINO CÁCERES, Claudio. "El retorno del inqui-
edición, Editorial Desclée De Brouwe, España, 2001. sidor. Las potestades judiciales en materia probatoria
DERRIDA, Jacques. Fuerza de la ley. El fundamento en el procedimiento laboral chileno." Revista Latinoa-
místico de la autoridad, Madrid, Ed. Tecnos, 1997. mericana de Derecho Social, 1.13, pp. 117-140, 2011.
FERNANDEZ TOLEDO, Raúl. La admisión tácita de los QUINTANA ABBATE, María Teresa. "Efecto jurídico de
hechos por no contestación de la demanda en el proceso la no contestación de la demanda en el Procedimiento
laboral. RChDP, Santiago, n. 28, pp. 91-136, 2017. Laboral de Aplicación General: ¿ficta confessio o
FERNÁNDEZ TOLEDO, Raúl. Las facultades y deberes ficta litis contestatio?" Revista Chilena de Derecho
del juez en materia probatoria en el proceso laboral. del Trabajo y de la Seguridad Social, 8.16: pp. 53-
Análisis crítico. Thomson Reuters-Punto Lex, San- 80, 2017).
tiago, Chile, 2011. UGARTE CATALDO, José Luis, Derecho del Trabajo:
invención, teoría y crítica. Editorial Thomson Reuters,
Santiago, 2014.

Estimados Suscriptores: 61

Les recordamos que en el mes


de Septiembre no se edita
Revista Laboral Chilena.

Revista Laboral Chilena, Agosto 2018