Está en la página 1de 16

EXPEDIENTE NÚMERO: 1076/2016

JUICIO EJECUTIVO MERCANTIL


SENTENCIA DEFINITIVA.

Pachuca de Soto, Hidalgo a 25 veinticinco de Mayo de 2017 dos


mil diecisiete.

V I S T O S los presentes autos para que el suscrito


LICENCIADO CARLOS FRANCISCO QUEZADA PÉREZ, Juez
Segundo Mercantil de Distrito Judicial pronuncie SENTENCIA
DEFINITIVA dentro del Juicio EJECUTIVO MERCANTIL promovido
por **** en su carácter de endosatario en procuración de ****
contra de **** en su carácter de aval, expediente número
1076/2016, y del que son los siguientes:

RESULTANDOS

ÚNICO.- Mediante escrito de fecha 2 dos de agosto de 2016


dos mil dieciséis, compareció ante este Juzgado Segundo de lo
Mercantil, **** en su carácter de endosatario en procuración de
**** para demandar en la vía ejecutiva mercantil y en ejercicio de la
acción cambiaria directa a **** en su carácter de aval, las siguientes
prestaciones:
“… A) El pago de la cantidad de $190,000.00… por concepto de
suerte principal… B) El pago de intereses que se pactaron y que se ha
vencido y los que se venzan hasta la culminación del presente juicio…
B) (sic) El pago de gastos y costas…”
Por auto de fecha 4 cuatro de agosto de 2016 dos mil dieciséis,
se admitió la demanda en la vía y forma propuesta, dándose al auto
efectos de mandamiento en forma para que la demandada fuera
requerida de pago, llevándose a cabo dicho requerimiento el día 11
once de noviembre de 2016 dos mil dieciséis, posteriormente se les
corrió traslado con las copias simples de la demanda y el instructivo
correspondiente para efectos de notificación en forma, en términos de
lo dispuesto por los artículos 1392, 1394 y 1396 del Código de
Comercio. En autos de fechas 24 veinticuatro de noviembre de 2016
dos mil dieciséis se tuvo al demandado **** dando contestación a la
demanda incoada en su contra, de la cual se le dio vista a la parte
actora para que manifestara lo que a su derecho conviniera, lo que
realizó en tiempo y forma tal y como se desprende del auto de fecha
2 dos de diciembre de 2016 dos mil dieciséis en el cual también se
dictó auto admisorio de pruebas, desahogadas que fueron las pruebas
admitidas en auto de fecha 7 siete de febrero de 2017 dos mil
diecisiete se abrió el juicio a alegatos por un término de 2 dos días;
en auto de fecha 13 trece de febrero de 2017 dos mil diecisiete se
tuvo a la parte actora formulando sus correspondientes alegatos y
finalmente en auto de fecha 15 quince de marzo de 2017 dos mil
diecisiete se ordenó dictar la sentencia definitiva que en derecho
proceda, misma que hoy se dicta en base a los siguientes:

CONSIDERANDOS

I.- COMPETENCIA: El suscrito Juez ha sido competente para


conocer y ahora resolver el presente juicio, conforme a lo dispuesto
por los artículos 1090, 1091, 1092, 1093 y 1094 del Código de
Comercio.

II.- VÍA: La vía en la que se intento ha sido la idónea,


conforme a lo dispuesto por el artículo 1391 fracción IV del Código de
Comercio.

III.- ANÁLISIS DE LA ACCIÓN.- La parte actora **** en su


carácter de endosatario en procuración de **** ejercita la acción
Cambiaria Directa que prevé el artículo 151 de la Ley General de
Títulos y Operaciones de Crédito que de su lectura se interpreta lo
siguiente: “La acción cambiaria es directa o de regreso, directa
cuando se “deduce” contra el aceptante o sus avalistas; de regreso,
cuando se ejercita contra cualquier otro obligado”. Que también tiene
relación con el diverso artículo 152 fracciones I y II de la misma Ley
invocada.

IV.- CAUSA DE PEDIR EN RELACIÓN CON LOS HECHOS DE


LA DEMANDA, LAS PRUEBAS APORTADAS Y SU VALORACIÓN
DE ESTAS.
HECHOS CONTROVERTIDOS

LA DEMANDA.
La parte actora afirma que: “…I.- Con fecha 28 de noviembre de
20113 (sic) y 9 de septiembre de 2014 los C.C. **** Y ****
suscribieron a favor de mis (sic) endosante dos pagarés por la
cantidad de $100,000.00… y el otro por $90,000.00… documentos
que reúne (sic) todas y cada una de las características de título de
crédito y que es fundamento de mi acción el (sic) cuales anexo… II.-
Es el caso que sea requerido a la ahora demandado y al deudor
principal en distintas ocasiones para que cumpla con su obligación….
III.- El documento se encuentra vencido en su plazo de pago, sin que
hasta la fecha la obligada lo haya liquidado…”

DE LA CONTESTACIÓN.
Cuando la parte demandada **** en su carácter de aval
contesta la demanda argumenta que: “I.-… el C. **** suscribimos
DOS PAGARÉS, uno por la cantidad de $100,000.00… y el otro por la
cantidad de $90,000.00… el actor oculta dolosamente, el hecho de
que se haya firmado UN CONTRATO DE PRÉSTAMOS MERCANTIL, el
10 de septiembre del año 2014… documento en el que se plasman
una serie de declaraciones al igual que se citan las cláusulas en las
que intervienen el suscrito de nombre ****, EL C. **** y el titular
de los documentos base de la acción… ambas partes reconocen
mutuamente y es su deseo… celebrar el contrato de préstamo de
$100,000.00… el deudor se obliga a otorgar en garantía por la
conservación del dinero prestado con la factura original del vehículo
marca Cadillac Escalade, modelo 2002… obligándose a su vez a
restituir dicha garantía… porque motivo, causa, razón el acreedor dejo
pasar 20 meses para reclamar el pago en la vía judicial… lo cierto es
que se le estuvieron pagando los intereses, de forma puntual y
cuando se habló con el acreedor… este reconoce que se le ha pagado
todo… ya que desde el primer mes que lo fue, en noviembre de 2013,
del pagaré por la cantidad de $100,000.00… se le pago la cantidad de
$8,000.00 de forma ininterrumpida… durante veinte meses… ha
recibido $160,000.00… del segundo pagaré suscrito en el mes de
septiembre de 2014 de $90,000.00… cantidad que de nueva cuenta
presta ante el incumplimiento del anterior, ahora al 9%... y que le
fueron pagados dichos intereses, arrojando la cantidad de $8,100.00…
y se pagaron 12 meses… nos arroja la cantidad de $97,200.00…
aunado a que se le entregaron documentos de la camioneta como se
detalla en el contrato de préstamo mercantil… pretendiendo cobrar
doblemente… II.- Es falso… ya se pago (sic) con las aportaciones
mensuales… III.-…”

DE LA CONTESTACIÓN DEL ACTOR A LA VISTA DE LA


CONTESTACIÓN A LA DEMANDA.

La parte actora al momento de contestar la vista que se le


mandó dar respecto de la contestación de la demanda argumentó
diversas situaciones respecto de las excepciones interpuestas por la
parte demandada.

VALORACIÓN DE PRUEBAS.
DE LA ACTORA.
A la parte actora se le desahogaron las siguientes pruebas:
1).- DOCUMENTAL PRIVADA, (la cual obra en copia
certificada a foja 4 y 5 frente y vuelta de autos) consistente en dos
títulos de crédito, cuyos originales se encuentran resguardados en el
Secreto de este Juzgado; los cuales previo a ser extraídos para su
estudio, puede observarse que consiste en 2 dos documentos de los
llamados pagares, y analizados que fueron se concluye que reúne
todos y cada uno de los requisitos exigidos por el artículo 170 de la
Ley General de Títulos y Operaciones de Crédito, no obstante ello su
valoración se hará más adelante.
2).- PRESUNCIONAL LEGAL Y HUMANA E INSTRUMENTAL
DE ACTUACIONES.

A LA PARTE DEMANDADA.
Se le desahogaron las siguientes pruebas:

1) CONFESIONAL A CARGO DE LA PARTE ACTORA ****,


(foja 36 a 40 de autos), la cual fue desahogada con las formalidades
de Ley, y la cual será valorada en líneas posteriores.
2) DOCUMENTAL PRIVADA, (foja 22 a 29 de autos)
consistente en un contrato de préstamo mercantil celebrado entre T
**** en su carácter de acreedor y **** en su carácter de deudor
suscrito el 10 diez de septiembre de 2014 dos mil catorce,
estableciendo que el monto del crédito lo sería la cantidad de
$100,000.00 (cien mil pesos 00/100 M.N.) y se otorgó como garantía
prendaria un vehículo ****, documental que será valorada más
adelante.

Dentro de dicho contrato se anexo copia simple la factura


número 1301 del vehículo antes citado, así como copia simple de la
factura 330, copia simple del formato de pago de derechos, productos
y aprovechamientos estatales y federales, copia simple de una carta
responsiva y una copia simple con diferentes cantidades y con el
logotipo de la Ciudad de México. Documental que será valorada con
posterioridad.

3) INSTRUMENTAL DE ACTUACIONES y PRESUNCIONAL


LEGAL Y HUMANA.

CONCLUSIONES.
Tomando en consideración que la parte actora exhibió con su
escrito inicial de demanda el documento base de la acción consistente
en 2 dos títulos ejecutivos de los denominados pagarés por la
cantidad de $100,000.00 (cien mil pesos 00/100 M.N.) y por la
cantidad de $90,000.00 (noventa mil pesos 00/100 M.N.) y toda vez
que esta clase de documentos no requiere el reconocimiento previo de
la firma, aunado a que son considerados como pruebas
preconstituidas de la acción, ya que como se desprende, a la fecha de
la presentación de la demanda ya estaba vencido el pagaré, lo
anterior con apoyo en la jurisprudencia número 314 visible en la
página 904 del Apéndice 1985 al Semanario Judicial de la Federación,
Cuarta Parte, Tercera Sala, que a la letra dice: "Títulos Ejecutivo, son
pruebas preconstituidas.- Las documentales a los que la ley les
concede el carácter de título ejecutivos constituyen una prueba
preconstituida de la acción", aunado a ello, no fue objetado, y al
otorgársele pleno valor probatorio con forme al artículo 1296 del
Código de Comercio, quedo demostrado el adeudo y acreditados los
elementos de la acción señalados en el considerando que antecede.

Ahora bien es al demandado **** es a quien le corresponde


probar sus excepciones, por lo que deberá de probar la excepción de
pago y la de novación de contrato, , en razón de que el contrato de
préstamo mercantil exhibido como documento base de sus
excepciones en la cláusula décima primera dice que intervino como
AVAL ****, no menos cierto lo es que no se desprende el
consentimiento del mismo, en razón de que al rubro del contrato no
existe su firma con la cual se desprenda el consentimiento del antes
mencionado para ser aval del contrato de préstamo mercantil, razón
por la cual a dicho contrato no se le otorga pleno valor probatorio en
términos 1296, 1305 y 1306 del Código de Comercio; ya que incluso
por lo que hace a la confesional admitida a la parte demandada y a
cargo de ****, en razón de que como se mencionó anteriormente del
contrato exhibido no se desprende el consentimiento de **** para
ser aval en el mismo, esto en términos de lo dispuesto por los
artículos 1287, 1305 y 1306 del Código de Comercio, no pasa
desapercibido para esta Autoridad que si bien el actor en la posición 8
contestó que sí, presumiendo que **** si es deudor del contrato
exhibido por el demandado, también lo es que de dicho contrato no se
acredita relación alguna con los pagarés base de la acción, además de
que la parte actora demanda el pago de la cantidad de $190,000.00
(ciento noventa mil pesos 00/100 M.N.), por concepto de suerte
principal derivado de dos pagarés, uno suscrito el día 8 ocho de
noviembre de 2013 dos mil trece por la cantidad de $100,000.00
(cien mil pesos 00/100 M.N.) y el segundo con fecha 9 nueve de
septiembre de 2014 dos mil catorce por la cantidad de $90,000.00
(noventa mil pesos 00/100 M.N.) y el contrato de préstamo mercantil
fue celebrado el día 10 diez de septiembre de 2014 dos mil catorce
por la cantidad $100,000.00 (cien mil pesos 00/100 M.N.), por lo que
se reitera que no existe relación entre los pagarés y el contrato que
exhibe el demandado ni en la cantidades y mucho en menos el día de
suscripción, por lo tanto no se acredita la excepción de novación de
contrato.
No obstante lo anterior, debe decirse que en el supuesto sin
conceder el deudor del citado contrato se obligó a pagar el objeto del
préstamo el día 10 diez de diciembre de 2014 dos mil catorce, y en
autos no consta que dicho adeudo se haya liquidado por lo tanto no le
asiste la razón al demandado.

En consecuencia de todo lo anterior, y la no haber probado el


demandado ninguna excepción opuesta es procedente condenar a
**** en su carácter de aval, al pago de la cantidad de $190,000.00
(ciento noventa mil pesos 00/100 M.N.), como suerte principal
contenida en los documentos base de la acción, lo cual deberá realizar
dentro del término de cinco días contados a partir del día siguiente al
que cause ejecutoria esta sentencia.

V.- ANÁLISIS DE LA PRESTACIÓN DE INTERESES


MORATORIOS.
En atención a las características que presenta este asunto
judicial esta Autoridad, procederá a analizar las condiciones
particulares y elementos de convicción que se desprendan de este
asunto, a fin de evitar que una parte obtenga un provecho propio y de
modo abusivo sobre la propiedad de su contraria emanado de un
préstamo, respecto de interés no pactados y bajo los siguientes
parámetros:

PARÁMETRO OBJETIVO PARA REGULAR EN SU CASO EL


CARÁCTER EXCESIVO DE LA TASA DE INTERÉS:
a) Calidad de los sujetos que intervienen en la suscripción del
pagaré:
Por lo que hace a la parte actora ****, se presume que cuenta
con la capacidad económica para poder reclamar su pago y para
ejercer actos de comercio puesto que se encuentra promoviendo a
través de un endosatario en procuración, de conformidad con lo
dispuesto por el primer párrafo del artículo 4 del Código de Comercio
que a la letra dice: “Artículo 4o.- Las personas que accidentalmente,
con o sin establecimiento fijo, hagan alguna operación de comercio,
aunque no son en derecho comerciantes, quedan sin embargo,
sujetas por ella a las leyes mercantiles.”
Ahora bien por lo que hace al demandado, toda vez que por su
aparente situación económica, tuvo que solicitar un préstamo y al no
acreditarse lo contrario, se presume que se vieron en la necesidad
monetaria de solicitárselo a la actora.
Presunción que hace prueba plena en términos de lo dispuesto
por los artículos 1277 y 1306 del Código de Comercio.

b) Monto del crédito condenado: el monto del crédito


condenado por lo que hace a la suerte principal es sobre la cantidad
de $190,000.00 (ciento noventa mil pesos 00/100 M.N.), en razón de
2 dos documentos crediticios que obran en autos, se estableció en los
mismos que la suma principal del crédito causaría un interés
MORATORIO una tasa mensual de 9 % nueve por ciento y 8 % ocho
por ciento mensual, respectivamente.

c) Plazo del crédito y/o tasa de interés de las Instituciones


Bancarias para operaciones bancarias para operaciones similares a la
que se analiza, cuya apreciación únicamente constituirá un parámetro
de referencia. La tasa de referencia para operaciones similares en el
periodo de la suscripción del pagaré, esto es al 8 ocho de noviembre
de 2013 dos mil trece y el 9 nueve de septiembre de 2014 dos mil
catorce, la tasa de interés objetiva era del 3.50 % (tres punto
cincuenta por ciento) y 3.00 (tres punto cero cero por ciento)
respectivamente, datos que fueron consultados en la página de
internet bancodemexico.gob.mx.

PARÁMETRO SUBJETIVO QUE COMPRENDE:

Calificar de manera más estricta el carácter excesivo de la tasa


pactada. Si es que existe respecto de la persona del deudor, alguna
situación de vulnerabilidad o desventaja en relación de la persona del
acreedor o bien, apreciar de manera menos estricta lo excesivo de la
tasa pactada si no se da en el deudor dato alguno de vulnerabilidad o
desventaja en relación con la persona del acreedor, como se verá más
adelante en las conclusiones, para ello es menester previamente
invocar los siguientes criterios jurisprudenciales: 1ª/J.46/2014(10ª),
del rubro y texto siguiente: “PAGARÉ. EL ARTÍCULO 174 PÁRRAFO
SEGUNDO DE LA LEY GENERAL DE TÍTULOS Y OPERACIONES DE
CRÉDITO PERMITE A LAS PARTES LA LIBRE CO NVENCIÓN DE
INTERESES CON LA LIMITANTE DE QUE LOS MISMOS NO SEAN
USURARIOS. INTERPRETACIÓN CONFORME CON LA CONSTITUCIÓN.
[ABANDONO DE LA JURISPRUDENCIA 1ª/J.132/2012(10ª) Y DE LA
TESIS AISLADA 1ª CCLXIV/2012(10ª)]. Una nueva reflexión sobre el
tema del interés usurario en la suscripción de un pagaré, conduce a
esta Sala a apartarse de los criterios sostenidos en las tesis 1a./J.
132/2012 (10a.), así como 1a. CCLXIV/2012 (10a.), en virtud de que
en su elaboración se equiparó el interés usurario con el interés lesivo,
lo que provocó que se estimara que los requisitos procesales y
sustantivos que rigen para hacer valer la lesión como vicio del
consentimiento, se aplicaran también para que pudiera operar la
norma constitucional consistente en que la ley debe prohibir la usura
como forma de explotación del hombre por el hombre; cuando esta
última se encuentra inmersa en la gama de derechos humanos
respecto de los cuales el artículo 1o. constitucional ordena que todas
las autoridades, en el ámbito de sus competencias, tienen la
obligación de promover, respetar, proteger y garantizar. Así, resulta
que el artículo 21, apartado 3, de la Convención Americana sobre
Derechos Humanos, prevé la usura como una forma de explotación
del hombre por el hombre, como fenómeno contrario al derecho
humano de propiedad, lo que se considera que ocurre cuando una
persona obtiene en provecho propio y de modo abusivo sobre la
propiedad de otra, un interés excesivo derivado de un préstamo; pero
además, dispone que la ley debe prohibir la usura. Por lo anterior,
esta Primera Sala estima que el artículo 174, párrafo segundo, de la
Ley General de Títulos y Operaciones de Crédito, que prevé que en el
pagaré el rédito y los intereses que deban cubrirse se pactaran por las
partes, y sólo ante la falta de tal pacto, operará el tipo legal, permite
una interpretación conforme con la Constitución General y, por ende,
ese contenido normativo debe interpretarse en el sentido de que la
permisión de acordar intereses tiene como límite que una parte no
obtenga en provecho propio y de modo abusivo sobre la propiedad de
la otra, un interés excesivo derivado de un préstamo; destacando que
la adecuación constitucional del precepto legal indicado, no sólo
permite que los gobernados conserven la facultad de fijar los réditos e
intereses que no sean usurarios al suscribir pagarés, sino que
además, confiere al juzgador la facultad para que, al ocuparse de
analizar la litis sobre el reclamo de intereses pactados en un pagaré y
al determinar la condena conducente (en su caso), aplique de oficio el
artículo 174 indicado acorde con el contenido constitucionalmente
válido de ese precepto y a la luz de las condiciones particulares y
elementos de convicción con que se cuente en cada caso, a fin de que
el citado artículo no pueda servir de fundamento para dictar una
condena al pago de intereses mediante la cual una parte obtenga en
provecho propio y de modo abusivo sobre la propiedad de su contrario
un interés excesivo derivado de un préstamo. Así, para el caso de que
el interés pactado en el pagaré, genere convicción en el juzgador de
que es notoriamente excesivo y usurario acorde con las circunstancias
particulares del caso y las constancias de actuaciones, aquél debe
proceder de oficio a inhibir esa condición usuraria apartándose del
contenido del interés pactado, para fijar la condena respectiva sobre
una tasa de interés reducida prudencialmente que no resulte
excesiva, mediante la apreciación de oficio y de forma razonada y
motivada de las mismas circunstancias particulares del caso y de las
constancias de actuaciones que válidamente tenga a la vista el
juzgador al momento de resolver.

Época: Décima Época, Registro: 2006795, Instancia: Primera


Sala, Tipo de Tesis: Jurisprudencia, Fuente: Gaceta del Semanario
Judicial de la Federación, Libro 7, Junio de 2014, Tomo I, Materia(s):
Constitucional, Civil, Tesis: 1a./J. 47/2014 (10a.), Página: 402
“PAGARÉ. SI EL JUZGADOR ADVIERTE QUE LA TASA DE INTERESES
PACTADA CON BASE EN EL ARTÍCULO 174, PÁRRAFO SEGUNDO, DE
LA LEY GENERAL DE TÍTULOS Y OPERACIONES DE CRÉDITO ES
NOTORIAMENTE USURARIA PUEDE, DE OFICIO, REDUCIRLA
PRUDENCIALMENTE.” El párrafo segundo del citado precepto permite
una interpretación conforme con la Constitución Política de los Estados
Unidos Mexicanos, al prever que en el pagaré el rédito y los intereses
que deban cubrirse se pactarán por las partes, y sólo ante la falta de
tal pacto, operará el tipo legal; pues ese contenido normativo debe
interpretarse en el sentido de que la permisión de acordar intereses
no es ilimitada, sino que tiene como límite que una parte no obtenga
en provecho propio y de modo abusivo sobre la propiedad de la otra,
un interés excesivo derivado de un préstamo. Así, el juzgador que
resuelve la litis sobre el reclamo de intereses pactados en un pagaré,
para determinar la condena conducente (en su caso), debe aplicar de
oficio el referido artículo 174, acorde con el contenido
constitucionalmente válido de ese precepto y a la luz de las
condiciones particulares y los elementos de convicción con que se
cuente en cada caso, para que dicho numeral no pueda servir de
fundamento para dictar una condena al pago de intereses usurarios,
por lo que si el juzgador adquiere convicción de oficio de que el pacto
de intereses es notoriamente usurario acorde con las circunstancias
particulares del caso y las constancias de actuaciones, entonces debe
proceder, también de oficio, a inhibir esa condición usuraria
apartándose del contenido del interés pactado, para fijar la condena
respectiva sobre una tasa de interés reducida prudencialmente para
que no resulte excesiva, mediante la apreciación razonada, fundada y
motivada, y con base en las circunstancias particulares del caso y de
las constancias de actuaciones que válidamente tenga a la vista al
momento de resolver. Ahora bien, cabe destacar que constituyen
parámetros guía para evaluar objetivamente el carácter notoriamente
excesivo de una tasa de interés -si de las constancias de actuaciones
se aprecian los elementos de convicción respectivos- los siguientes:
a) el tipo de relación existente entre las partes; b) la calidad de los
sujetos que intervienen en la suscripción del pagaré y si la actividad
del acreedor se encuentra regulada; c) el destino o finalidad del
crédito; d) el monto del crédito; e) el plazo del crédito; f) la existencia
de garantías para el pago del crédito; g) las tasas de interés de las
instituciones bancarias para operaciones similares a las que se
analizan, cuya apreciación únicamente constituye un parámetro de
referencia; h) la variación del índice inflacionario nacional durante la
vida real del adeudo; i) las condiciones del mercado; y, j) otras
cuestiones que generen convicción en el juzgador. Lo anterior, sobre
la base de que tales circunstancias puede apreciarlas el juzgador
(solamente si de las constancias de actuaciones obra válidamente
prueba de ellos) para aumentar o disminuir lo estricto de la
calificación de una tasa como notoriamente excesiva; análisis que,
además, debe complementarse con la evaluación del elemento
subjetivo a partir de la apreciación sobre la existencia o no, de alguna
situación de vulnerabilidad o desventaja del deudor en relación con el
acreedor. Esta tesis se publicó el viernes 27 de junio de 2014 a las
9:30 horas en el Semanario Judicial de la Federación y, por ende, se
considera de aplicación obligatoria a partir del lunes 30 de junio de
2014, para los efectos previstos en el punto séptimo del Acuerdo
General Plenario 19/2013. De las anteriores transcripciones se
desprende, que la Primera Sala Del Alto Tribunal del país estimo, que
el artículo 174, párrafo segundo de la Ley General de Títulos y
Operaciones de Crédito que prevé que en el pagare el redito y los
intereses que deben cubrirse se pactaran por las partes, y solo ante la
falta de tal concierto, operara el tipo legal, permitía una interpretación
conforme con la constitución general y, por ende, ese contenido
normativo debía interpretarse en el sentido de que la permisión de
acordar intereses tenía como límite que una parte no tuviera el
provecho propio y de modo abusivo sobre la otra, un interés excesivo,
derivado de un préstamo; destacando que la adecuación
constitucional del precepto legal indicado, no solo permitía que los
gobernados conservaran la facultad de conservar los réditos o
intereses que no fueran usurarios al suscribir pagares, sino que
además, confería al juzgador la facultad para que, al ocuparse de
analizar la litis sobre el reclamo de intereses pactados en un pagare y
al determinar la condena conducente (en su caso), aplicara de oficio
el articulo 174 indicado acorde con el contenido constitucionalmente
valido de ese precepto y, a la luz de las condiciones particulares y
elementos de convicción con que se contare cada caso, a fin de que el
citado artículo no pudiera servir como fundamento para dictar una
condena al pago de intereses mediante la cual una parte obtuviera un
provecho propio, de modo abusivo sobre la propiedad de su contrario
un interés excesivo, derivado de un préstamo.

CONCLUSIONES.
De acuerdo a lo anterior analizado se desprende que si existe
una desproporción excesiva entre el interés pactado en los pagarés y
el interés del mercado vigente en la fecha de suscripción del título de
crédito base de la acción para operaciones de crédito similares,
resulta claro que lo convenido en relación con la tasa de interés
moratorio del 8 % ocho por ciento mensual y 9 % nueve por ciento
mensual, respectivamente, aplicable al importe total no cubierto
pactado, constituye un acto de usura que es definida por el diccionario
de la Real Academia Española; USURA (del latinlad usura). E. Interés
que se lleve por el dinero o el género en el contrato de mutuo o
préstamo. 2. Este mismo contrato 3. Interés excesivo en un
préstamo. 4. Ganancia, fruto, utilidad o aumento que se saca de algo,
especialmente cuando es excesivo II pagara alguien con algo. Fr.
Corresponder a un beneficio o buena obra con mayor o con sumo
agradecimiento; y prohibida por el derecho Internacional
concretamente por la “Convención Americana sobre Derechos
Humanos que establece en el artículo 21 lo siguiente: “USURA” como
cualquier otra forma de explotación del hombre por el hombre, y
existe la limitante de que los intereses no sean usurarios conforme a
los parámetros o elementos que permitan a los particulares y a las
instituciones de crédito, normar su criterio en la aplicación de los
intereses que pudieran definirse de las diversas convenciones que
celebran al tipo pactado, por lo cual en orden al mandato
constitucional y a la convención indicada, las autoridades están
obligadas a interpretar las disposiciones legales de tal manera que se
prologan los derechos de propiedad del más débil y librarse de ese
modo de la usura y que además, si existe respecto del deudor
situación de vulnerabilidad y desventaja en relación a los acreedores
ya que estos por su aparente situación económica, tuvo que solicitar
un préstamo y al no acreditarse lo contrario, se presume que se vio
en la necesidad monetaria de solicitar el mismo a la actora.

En razón de todo lo anterior se declara parcialmente procedente


la prestación marcada en el inciso B) en cuanto resulta procedente el
pago de moratorios pero no a la tasa pactada en los pagarés de
interés a razón del 8 % ocho por ciento y 9 % nueve por ciento
mensual, aplicable al importe total no cubierto, por tener el carácter
excesivo y ser contraria al derecho humano protegido en la
Convención Internacional antes precisada.

Ahora bien, consta en el considerando IV que antecede a la


parte demandada se le condenó a pagar al actor la cantidad
$190,000.00 (ciento noventa mil pesos 00/100 M.N.), por concepto
de suerte principal, ahora bien, el porcentaje previsto por el Banco de
México, para los CETES, al 8 ocho de noviembre de 2013 dos mil trece
y 9 nueve de septiembre de 2014 dos mil catorce equivalente al 3.36
% tres punto treinta y seis y 2.84 % dos punto ochenta y cuatro por
ciento a 28 veintiocho días, respectivamente, según consulta
efectuada en la página de Internet
http://w.w.w.banxico.org.mx/dyn/portal-mercadovalores/index.html,
constituyen un parámetro para que en su caso esta autoridad fije un
porcentaje no usurario de intereses moratorios, por lo tanto y en
atención a todo lo anterior es que los intereses moratorios deben
reducirse al 3 % tres por ciento mensual. Razones todas ellas que se
consideran para no aplicar el costo anual total (CAT) bancario, dadas
las características y naturaleza jurídica del documento base de la
acción.

Todo lo anterior son las bases para liquidar intereses en su


oportunidad conforme al artículo 1330 del Código de Comercio, se
tiene por sentadas las bases bajo las cuales los intereses moratorios
deben determinarse lo cual se reserva de liquidar mediante el
incidente respectivo una vez que cause ejecutoria esta sentencia
conforme al artículo 1348 del Código de Comercio. Por todo lo
anterior resulta procedente condenar a **** en su carácter de aval al
pago de intereses moratorios a razón de la tasa de 3 % tres por
ciento mensual, mismos que empezaran a calcularse a partir del día
de su vencimiento más los que sigan venciendo hasta el pago total del
adeudo; así como el pago de costas en esta Instancia en términos de
lo dispuesto en el artículo 1084 del Código de Comercio.

V.- De conformidad con lo establecido por el artículo 72,


fracción II, de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información
Pública para el Estado de Hidalgo, que establece: “(…) El Poder
Judicial deberá poner a disposición del público y actualizar la siguiente
información: II. Las versiones públicas de las sentencias definitivas
que sean de interés público;” por lo que, una vez que la presente
resolución haya causado ejecutoria deberá hacerse pública. Toda vez
que para que los sujetos obligados puedan permitir el acceso a
información confidencial requieren obtener el consentimiento de los
particulares titulares de la información, hágase saber a las partes el
derecho que les asiste para otorgar su consentimiento por escrito
dentro del término de 3 días a efecto de que se publiquen sus datos
personales y en caso de no hacerlo, se tendrá por negada dicha
autorización.

Por lo que con fundamento en lo dispuesto por los artículos 14 y


16 de la Constitución Federal de la República Mexicana; 1321 al 1330,
1389, 1390, 1407 al 1410 del Código de Comercio, se resuelve de
acuerdo con los siguientes:

PUNTOS RESOLUTIVOS:

PRIMERO.- La parte actora **** a través de su endosatario en


procuración ****, probó parcialmente los hechos motivos de sus
pretensiones y la parte demandada **** no probó sus excepciones.

SEGUNDO.- En consecuencia se condena al demandado ****,


a pagar a la parte actora dentro del término de 5 cinco días contados
a partir del día siguiente a aquel en que les sea notificado la presente
resolución, la cantidad de $190,000.00 (ciento noventa mil pesos
00/100 M.N.), por concepto de suerte principal; así como al pago de
intereses moratorios a razón de 3 % tres por ciento mensual, en los
términos del considerando último de esta resolución; así como el pago
de gastos y costas en esta instancia, en términos de lo estipulado en
el artículo 1084 fracción III del Código de Comercio; estos últimos
conceptos deberán ser cuantificados una vez que cause ejecutoria
esta sentencia en términos del artículo 1348 del Código de Comercio;
bajo apercibimiento que en caso de no hacerlo se seguirá con el
procedimiento de ejecución que conforme a derecho proceda.

TERCERO.- De conformidad con lo establecido por el artículo


72, fracción II, de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información
Pública para el Estado de Hidalgo, que establece: “(…) El Poder
Judicial deberá poner a disposición del público y actualizar la siguiente
información: II. Las versiones públicas de las sentencias definitivas
que sean de interés público;” por lo que, una vez que la presente
resolución haya causado ejecutoria deberá hacerse pública. Toda vez
que para que los sujetos obligados puedan permitir el acceso a
información confidencial requieren obtener el consentimiento de los
particulares titulares de la información, hágase saber a las partes el
derecho que les asiste para otorgar su consentimiento por escrito
dentro del término de 3 días a efecto de que se publiquen sus datos
personales y en caso de no hacerlo, se tendrá por negada dicha
autorización.

CUARTO.- Notifíquese personalmente y cúmplase.

A s í, lo resolvió y firma el LICENCIADO CARLOS FRANCISCO


QUEZADA PÉREZ, Juez Segundo de lo Mercantil de este Distrito
Judicial que actúa con Secretario de Acuerdos LICENCIADA LETICIA
PELCASTRE VELÁZQUEZ que auténtica y da fe.