Está en la página 1de 46

Para el Sr.

Jotaro Kujo
Favor de reenviar

Si dijera que no tenía indecisión alguna acerca de restaurar y descifrar la libreta que
el Sr. Jotaro Kujo incineró en Egipto, sin duda alguna estaría mintiendo. Debido a
que sentí que exponer los hallazgos que el Sr. Kujo encontró demasiado
desagradables como para dejar este mundo tal y como estaba, en el nivel de ética
profesional y quizás en un nivel aún más fundamental, sería un acto bárbaro el
imperdonable.

Pero al final de una serie de giros y sucesos, la razón por la que finalmente acepté
esta petición de la Fundación Speedwagon no estaba, obviamente, desligada con la
actual pérdida de la memoria y el estado comatoso del Sr. Kujo. La teoría de la
Fundación Speedwagon de que podría haber alguna pista en la libreta que pueda
llevar a la restauración de la consciencia del Sr. Kujo al menos no estaba sin
fundamento. Cuando me dijeron esto, como alguien quien le debe tanto al Sr. Kujo,
no estuve en posición de reprochar acerca de política, ética profesional o simple
sentido común como ser humano. Incluso si no poseyera pista alguna para su
restauración, con el fin de al menos descifrar una parte de lo que provocó que el Sr.
Kujo terminara en tal estado, superaría innumerables dificultades para restaurar esa
libreta.

Sin embargo, si dijera que esa es la única razón por la que acepte descifrar la libreta,
también sería una gran mentira. A decir verdad, la primera vez que hablé con la
Fundación Speedwagon, en otras palabras, la primera vez que supe que tal libreta
había existido, debo confesar que sucumbí a una dulce tentación. Sentí intensamente
que era algo que no debería hacer, pero en igual medida, sentía que era algo que
quería hacer. El hombre que alguna vez intento hundir al mundo en la oscuridad,
Dio Brando. No, tal vez sería más apropiado llamarlo Dio Joestar… o quizás
simplemente Dio es lo mejor. En cualquier grado, al saber de la existencia de una
libreta en la cual un vampiro que pudo haber trascendido la humanidad registró sus
metas, ningún investigador podría no sentirse emocionado. Si me expresara sin
temor a equivocarme, no estaba realizando trabajo escolar con la consciencia moral
al frente de mi mente. El Sr. Kujo la había quemado e incluso la Fundación
Speedwagon trató su existencia como información clasificada de categoría tres. En
otras palabras, el restaurar e interpretar una libreta que ha sido tratada con tal
secrecía; no pude evitar aceptar el desafío. Ese vampiro que poseyó tan intenso
carisma que podía llevar a la gente a cometer el mal y que utilizó para reclutar tantos
subordinados, ese hombre que fue descrito como el mal encarnado, ese hombre que
tuvo tan profundo efecto aún después de su muerte, ¿Cómo podría no querer saber
exactamente lo que pensó, lo que planeó, y el cómo vivió? Por esta razón no puedo
inventar excusas. Excusas que suenen bien tales como que esto es por el bien del Sr.
Kujo o por la paz mundial honestamente no son importantes para mí. Siento que si
no dijera eso, no sería justo como la persona en tener el derecho de leer primero la
libreta.

Si estoy escribiendo sobre justicia, entonces debería de mencionar que descifrar esta
libreta fue una labor intensamente ardua. Mientras que recuperar los fragmentos de
una libreta que fue quemada y transformada en su mayoría en cenizas que ni siquiera
el Sr. Josuke Higashikata podría restaurar completamente en texto legible ya es
suficientemente difícil por sí mismo, este se encuentra complejamente encriptado y
con poca claridad. La mayoría de los nombres propios que eran claves fueron
sustituidos comparando los resultados de mi interpretación contra los hechos que ya
habíamos verificado. Por tanto, creo que ahora es considerablemente más fácil de
leer, pero no puedo negar la sensación de tener un juego de retazos sin sentido. Y
aquellas idiosincrasias, temas principales y la “manera de llegar al cielo” en los que
este emperador del mal estaba pensando son tan profundos y complejos de entender
que incluso para un especialista como yo es difícil decir que él ha sido capaz de
entenderlos por sí solo.

La mayoría de ellos se encuentran escritos en una especie de traducción literal. Por


esto no tengo otra opción más que dejar la verdadera interpretación a los lectores
sabios. Podría decirse que mi verdadero trabajo solo acaba de empezar. Por supuesto,
aceptare cualquier responsabilidad por errores de traducción en el documento o las
contradicciones que puedan surgir de estos. Pero siento que antes debo mencionar
que dudo que algún error pueda ser encontrado.

El Autor.
1
"Dio, no importa lo que suceda, vive de manera noble y orgullosa. Si lo haces,
seguramente podrás ir al cielo".

¿Me pregunto si mi madre, quien siempre solía decirme eso, logro ir al cielo al
final? Aunque ella vivió en la parte baja de la sociedad, ella vivió con un orgullo que
nunca perdió en todo el curso de su vida. Pero mientras eso haya sido cierto, ser así,
específicamente comportarse así, no porque ella era así, no creo que ella haya
logrado el boleto para ir al cielo.

No lo creo.

Ella era nombre, orgullosa, al igual que pura, correcta y hermosa, de hecho, casi una
diosa, pero al mismo tiempo era una tonta mujer sin esperanzas.

Odio esa estupidez irremediable.

Como esto, por ejemplo:

Mientras éramos tan pobres, solíamos preocuparnos sobre la comida de ese día…
Mientras que tanto ella como yo, su hijo, estábamos en un ambiente donde sufrimos
el hecho de tener el estomago vacio, ella compartió la miserable suma de dinero que
había obtenido trabajando con los niños hambrientos del barrio.

Y no era solo con los niños, con la gente anciana, incluso animales. Ella era
caritativa y bendecía a esos “debiluchos”, como si fuese su deber. Esa palabra
"Amabilidad". Ella haría lo posible para darla libremente a aquellos a su alrededor.

¿Que era aquello sino algo estúpido?

Uno no puede hacer nada más que detestarlo.

El estilo de vida donde ella misma se ponía (al igual que a su familia) ciertamente
era noble y orgulloso, pero en un pueblo marginal, no había quien valorara esa
nobleza orgullosa.

Dependiendo del lugar, como donde vivía la familia Joestar, esa clase de pueblo
idílico, dicho carácter habría sido reconocido de manera razonable... pero en ese
pueblo era peor que una alcantarilla, para ser honesto, ella era el hazmerreir.

Los niños que estaban a su cuidado al igual que la gente anciana, todos se reían de
mi madre.
Ellos rugían de la risa como si fueran espectadores de una broma exageradamente
entretenida siendo repetida una y otra vez.

Y cuando escuchaba esa risa. No me sentía realmente con muchos ánimos. Tenían
toda la razón, pensé. Lo pensé tanto que quise reír junto con ellos… mi ira hacia mi
madre tomo tal precedencia, por supuesto, no lo hice. Pero llegué al grado en el que
sentí que lo haría.

Mi madre era tonta.

Irremediablemente tonta.

Ser así puede, como ustedes esperarían, ser el hijo de una madre de la cual se
burlaban, algunas veces era menospreciado. Y no podía dejar que esa gente que se
burlaba de mi madre se saliera con la suya, pero cuando lo hacía, mi madre me
castigaba.

En vez de aquellos que se burlaban de ella, ella me reprendía por enfurecerme.

"No debes hacer eso, Dio. No debes vivir confiando en la violencia de esa forma. Si
cometes tales actos, no iras al cielo."

Pensándolo bien, esa era su frase favorita. Las palabras en sí mismas tienen
significados concretos. Quizás eran como un encantamiento.

Simplemente diciendo tales cosas dejaron una fuerte impresión en mi. Solo
necesitaba decir la palabra "cielo" y sentía como si ella pudiera ser salvada… tuve
que pensar en eso, porque de otra forma los sentimientos de esa mujer eran
completamente incomprensibles para mí.

No, incluso si pensaba comprenderlo, ella era indudablemente imposible de entender,


pero... pensándolo ahora, siento que probablemente trajo una luz razonable en su
vida, la cual solía ser motivo de burlas.

Pero como sea, ella, mi madre, tomo cada oportunidad para decirme eso cuando era
un niño pequeño.

Si haces esto, puedes ir al cielo.

Si haces aquello, no podrás ir al cielo.

Cielo, cielo, cielo.

Y cada vez, eso me enfurecía… mi mentalidad infantil aprendió a enfurecerse


severamente. Pensé en ello como palabras irracionales.
No podía perdonar a mi madre.

Es por eso cuando veía al ebrio de mi padre cometer sus actos violentos en contra de
ella, de hecho me hacía sentir aliviado. "Eso te mereces" pensaba.

Pensándolo ahora, parece algo tonto pero.... cuando era niño, me agradaba mucho
más mi padre que mi madre. Sentía que el pobretón, insignificante y desesperanzado
de mi padre era mucho mejor que mi noble y orgullosa madre.

Si mi madre era "caritativa" o quizás "una donante", entonces podía pensar que mi
padre era un "sustractor". Pensando en mi relación con la Familia Joestar, una
conexión destinada a sobrevivir más de 100 años, este hábito de robar puede haber
sido impetuoso..... Lo que el "sustrajo" de George Joestar fue la causa.

Nunca lo vi trabajar.

Nunca vi que se ganara algo por sí mismo.

Aunque las apuestas, y actos de extorsión, el "sustrajo" dinero y comida de las


personas del pueblo… él nunca "consiguió", solo "sustrajo". Siempre hacía eso. La
manera en que vivió su vida hasta su muerte era todo lo opuesto a mi madre.

Y en el pueblo, mi padre era quien era el correcto. La forma de vida de mi padre fue
honesta y correcta.

Al final, pensé que la forma en que mi padre vivió, tan desinhibida y sagaz era
genial. No diría que buscaba ser como él, sino que lo respetaba.

Realmente parece una tontería mirar hacia atrás ahora, pero... yo no estaba en mis
sentidos, pero pensaba en su forma en que vivir como muy habilidosa. Siempre
tomando lo que era de los débiles. Y en respuesta a la necesidad, o incluso sin la
necesidad, pisotearía a otras personas. Para mí, un niño aún inocente, no podía ser el
“más fuerte”.

Yo lo observaba.

Era fuerte, con estilo y genial.

En ese agujero destartalado de pueblo, a sabiendas de que mi padre era como la


persona más grande de mi vida, y mi único orgullo.

Pero mi madre lo repudiaba.

Ella lo criticaba francamente.


"Querido, por favor, deja de hacer eso. Vamos a devolver todo el dinero que robaste.
No debes hacer estas cosas. Si haces este tipo de cosas, no serás capaz de ir a cielo".

Cada vez que ella decía eso, ella era golpeada.

Una estúpida mujer golpeada por su estupidez.

Cuando se desplomaba, él la pateaba violentamente y le lanzaba botellas de licor.

Sólo me enteré más tarde, pero el pequeño hermano o hermana que podría venir a
acompañarme se perdió en aquella violencia, al parecer.

Es una historia cruel. Es una historia cruel, ¿no es así? Sin duda lo es.

Pero entre esa violencia diaria, fue franca hasta el final. En esa vida en el peldaño
más bajo de la sociedad, en ese ambiente terrible, hablaba de la justicia, la ética y la
moral. Ella practicaba con pasión las cosas que no servían para nada, como si fueran
tesoros.

Me gustaría que sólo hubiera cerrado la boca.

Por lo menos, me gustaría que hubiera pasado por alto las acciones de mi padre… si
hubiera hecho eso, al menos, hubiera escapado de esa violencia.

No. Cuando pienso en mi padre, en sus delirios borrachos, probablemente no podías


escapar por completo sin importar lo que hicieras... Pero cuando yo era un niño, en
un intento de hacerlo, me quedaba tranquilo y me alejaba de él cuando bebía, y eso
reducía al mínimo la cantidad de daño que recibía.

Un niño podía darse cuenta de eso, pero ella nunca lo hizo. Todo lo contrario.

Cuando mi padre bebía mucho y se emborrachaba hasta irse de espaldas, ella


protestaba.

"No bebas demasiado licor. "

Y cosas similares.

Ella decía cosas obvias como eso.

Terminaba golpeada por decir cosas como esas… ¿Qué se iba a ganar exactamente
al decir cosas como esa? Si piensas en ello, debe ser fácil averiguarlo. Al verla tratar
de hablar con mi padre a pesar de que ella no hacía nada para defenderse de ser
golpeada no podría expresarse como otra cosa más que humorística.

Es extraño.
No puedo dejar de cuestionármelo.

Incluso si ella no podía escapar de la burla, debería por lo menos haber sido capaz
de escapar de la violencia... Así que, ¿por qué no lo hizo?

Es como yo pensaba, ¿era simplemente una tonta? ¿No era inteligente?

¿Era mi madre realmente un idiota sin esperanza?

Eso está mal.

Ahora que han pasado de cien años, sé que está mal.

Ahora que conozco el tan nombrado mundo exterior y el mundo siguiente a ese.

Es cierto que mi madre, al menos, tenía inteligencia y educación…Incluso cuando


en esta condición de pobreza no podía ir a la escuela a menudo, quien me enseñó
varias cosas en lugar de un maestro, no era otro más que ella. Es porque tuve esa
educación básica que pude vivir con tal determinación más tarde. Nunca le di las
gracias a mi madre mientras estaba viva, aunque… no pensaba que esa “educación”
pudiera haber servido para algún propósito, pero de no ser por ella, dudo seriamente
poder haber vivido en esa refinada residencia Joestar.

Nunca me preocupé por el linaje de mi madre, pero cuando investigué, descubrí que
esa mujer pudo haber provenido de las altas esferas de la sociedad.

Si se me permite decir algo prejuicioso, ese refinamiento, dignidad y la piedad suyos


no eran al menos nacidos de la pobreza... Debieron haber sido cosas nacidas de una
vida de lujo. ¿Pero por qué tal mujer se casaría con ese hombre o por qué cayó en
este pueblo miserable? No puedo llamarlo nada más que misterios.

Hablando de eso, mi padre me dijo una vez algo mientras estaba ebrio. Algo sobre
fugarse con mi madre. Y, "¿Cómo es eso de por amor y romance? " y otras tonterías
inútiles así... lo ignoré como cualquier inconsistencia de borracho, pero no sé si
realmente era cierto o no. Lo ignoré ya que parecía una historia increíblemente
difícil de tragar, pero aunque no puedo confirmarlo como una verdad, puede no
haber sido una tontería tampoco.

Tal vez ese padre mío dijo algo verdadero... Aunque no hay manera de saberlo.

"Dio, no culpes a tu padre. Tu padre es realmente una buena persona. Simplemente


no debería beber. Si sólo dejara de beber, estoy seguro de que tu padre trabajaría
diligentemente."
Ahora bien, esto era una tontería, pensé. Mi madre me decía esas cosas con una
mirada seria en su rostro... me costó toda mi energía no gritar en contra de eso.
Quería preguntarle cómo alguien podía ser tan ingenuo.

¿Es realmente una buena persona?

¿Si tan sólo deja de beber?

¿Cómo o por dónde lo miras, o en qué modo tratas de explicarlo para poder pensar
de esa manera…? Todo lo que pude pensar era que mi madre había perdido la
cordura por ser golpeada tantas veces.

Uno asumiría que, al menos eran una pareja concordante. Pero en verdad, no
importa cómo lo veas, eran una pareja increíblemente dispareja.

A pesar de vivir como la esposa de ese padre de mala vida, para mi madre quien
hizo de hacer el bien un principio… que anhelaba ir al cielo, debe haber sido
equivalente a la tortura.

O tal vez para ella, eso era lo más "caritativo" que podía hacer.

Tal vez pensó que acercarse a ese padre mío, permanecer casada con él para toda la
vida, era una misión que otorgada por Dios. Algo por ese estilo

Es una hipótesis audaz de la que no tengo base, pero a menos que piense que fue
algo como eso, realmente no puedo entenderlo. Su vida era demasiado
incomprensible.

Ella era el hazmerreír del pueblo, pero aún así trató de ayudarlos.

Fue golpeada hasta sangrar, pero aún así trató de servir a ese padre mío.

Todos los días, trabajaba al borde del colapso. Y como era de esperarse, un día ella
realmente colapsó y falleció, en serio no logro entenderla.

Al final, ¿me pregunto si fue al cielo?

No creo lo haya hecho.

Seguramente, no pudo ir a ninguna parte.

Ella no tenía ningún lugar a donde llegar ni a donde regresar.


2
Podría existir una manera para ir al cielo.

Desde cierto punto, comencé a pensar de ese modo.

Al menos, no pensaba en ello como un niño pequeño… Y el cielo al que me refiero


aquí podría no ser el mismo cielo del que mi madre tanto hablaba. Pero de cualquier
manera, en cierto punto comencé a pensar de tal manera.

Cuando digo “en cierto punto”, no es que este divagando sobre el momento en que
ocurrió, no es particularmente porque este inseguro de cuando pasó. Nada de eso…
Mejor dicho, se claramente y con total confianza cuando fue ese momento.

Fue cuanto aquella bruja, la anciana Enya, me presento los objetos conocidos como
“Arco y Flecha” y obtuve mi Stand, “The World”… Para ser preciso, fue cuando mi
habilidad Stand “The World” despertó.

“La habilidad para controlar el tiempo.”

Como engranes encajando, cuando esa habilidad que incluso para mí era increíble
surgió, simultáneamente estuve convencido… No, supongo que decir “convencido”
es ir demasiado lejos. Sólo digo eso porque es más fácil de comprender de esa
manera. Aunque no es como eran las cosas realmente.

En ese punto, era puramente un nivel de pensamiento: “Tal vez.”

Pero lo pensé.

Lo pensé

Que podría haber una manera de ir al cielo… pensé de esa manera.

Así que cuando digo “en cierto punto,” estoy diciendo que comencé en ese lugar y
en ese instante, pero mirando en retrospectiva, desde entonces he estado buscando la
manera de ir al cielo.

Por ese propósito.

Inclusive creí que estaba con vida únicamente por ese propósito.

Creí que esa era mi meta en la vida.


Por lo menos, los cuatro años que he pasado en la superficie después de vivir por
casi un siglo en el fondo del mar han sido en aras de llegar al cielo.

Necesito ver el cielo. Tengo que ir al cielo.

Yo pensé de tal manera, ¿o no?... Así que lo más probable es que empecé a pensar
así desde que conseguí mi Stand.

Que podría haber una manera de poder ir al cielo.

Y busqué por ella.

… Quizá en lugar de aquella madre mía, en lugar de mi tonta madre, ¿estoy tratando
de ir al cielo en su lugar? ¿Quizá estoy intentando ver el paisaje del cielo para
reportarlo a mi madre?

No, eso está mal. Absolutamente mal

Incluso ahora, pienso en esa madre mía como una tonta… irrecuperablemente,
irremediablemente tonta.

Ella vivió de ese modo.

No es de sorprenderse que muriera.

Si voy a hablar de ella, podría decir que su muerte fue por exigirse demasiado y
trabajar de más; podría decir que fue golpeada hasta la muerte por la rutinaria
violencia de mi padre, aún si eso no hubiera sido; lo que sea que fuese, con la forma
en la que esa mujer vivió, era casi imposible que viviera una larga vida.

Murió mientras se reían de ella.

Murió mientras era golpeada.

Pero aun así, hasta el último momento, ella nunca culpó ni envidio a nadie.

“Dio, no importa lo que pase, vive noblemente y con orgullo. Si lo haces,


seguramente serás capaz de ir al cielo.”

Una idea inverosímil, hasta el final.

Hasta el último instante, esa mujer continuó diciéndome eso.

Incluso al borde de la muerte… lo dijo.

Creo que eso tal vez era algo muy pecaminoso y ya. Creo eso.
No lo creo específicamente porque me haya sido hecho, pero… en aquél pueblo en
el que incluso el infierno era preferible, el forzar a un hijo propio a vivir con
correctamente era un abuso más que cualquier otra cosa. Comparado con ello, creo
seriamente que mi padre era más honesto.

Para aquél pueblo, él era el correcto.

“Toma las cosas que desees.”

“Ve y agárralo de allá.”

“Gánate tu propia comida.”

Eso es totalmente correcto.

Verdaderamente correcto. No tengo nada que objetar.

Comparado con eso, las cosas de ensueño que mi madre decía… Lo que deseaba
aprender de mi madre no eran cosas acerca del cielo o de Dios, sino que cosas más
practicas que pudiera usar en ese momento y me permitieran sobrevivir al final del
día.

Y por supuesto, se lo dije.

Que no había tal cosa como el cielo.

Que este era el infierno, y era todo lo que había.

Y cuando lo hice, mi madre puso una cara triste.

“No lo entiendes porque aún eres un niño. Cuando crezcas, estoy segura de que lo
comprenderás.”Dijo.

“El cielo sí existe. Y hay forma de llegar a él. Por eso tenemos que vivir con el
propósito de hacerlo.”

¿Por qué?

Incluso si existe un cielo, ¿por qué debía vivir para llegar allá?... Y claro que
decirme que sólo era un niño no iba a convencerme. Con un niño, sólo por ser un
niño, la única forma de terminar una conversación es con violencia.

Más bien, a tal niño, un niño que no entiende nada, forzarlo a hacer tal cosa es
irrazonable, pensé.

Y todavía lo pienso.
La coerción de mi madre era verdaderamente anormal.

Nunca mostro señal alguna de ello, pero me pregunto si tal vez mi madre estaba
agotada emocionalmente. Vivir tan dolorosa vida, vivir esa vida por los suelos,
posiblemente vivir de tal manera era la única forma en la que podía mantenerse
consciente de sí misma… Parece probable.

Cielo, esa es la palabra clave.

Para ella, era la salvación.

Si ese fuera el caso, como lo pensaba, solamente era una tonta… Sólo se me ocurre
pensar que enfermo mentalmente debido a su estómago vacío y a toda la violencia.

Si hubiese vivido hasta que yo fuera un poco mayor, en vez de utilizar la violencia
como mi padre, quizás pudiera haber usado la lógica para convencerla y liberarla de
esa maldición.

No, estoy seguro de que habría sido capaz de hacerlo.

Le habría dicho que ese estilo de vida suyo era erróneo.

Habría sido capaz de convencerla.

Pero en realidad, sólo era un niño pequeño. Y ella murió tan abruptamente.

La enterramos en un tosco funeral, y dudo que haya sido capaz de ir al cielo. Aun en
el día de su funeral, mi padre se emborrachó.

“No puedes ayudar a lo que está muerto. ¿Qué?¿Crees que si les haces un funeral,
volverán a la vida? Idiota…”

La opinión de mi padre, ese punto de vista, pensé que debía estar correcto, como lo
esperaba.

No me sentía muy triste.

Más bien me sentía liberado.

Esto debería ser bueno para mi madre, pensé.

Sí, bueno.

Finalmente pudo morir.

Finalmente pudo descansar tranquilamente. Eso es lo que pensé.


Aún así, no creo que haya sido capaz de ir al cielo, pero… el simple hecho de ser
liberada del infierno en general debería ser suficiente.
3
Y desafortunadamente, no creo que pueda ir al cielo.

Al paso que voy, no creo que sea capaz de llegar allí.

Estoy buscando la manera de llegar ahí. Y como estoy ahora, apenas voy a mitad de
camino, pero... Ya he obtenido un Stand "The World", es un boleto de ida hacia el
cielo, pero como son las cosas, así como yo, no creo que pueda llegar allá.

Esa es la conclusión a la que llegue.

Aunque no me voy a rendir, actualmente estoy forzado a admitir que será difícil...
Sera difícil para mí llegar allí con mi poder por sí solo.

Lo que requiero es un amigo en el cual pueda confiar.

Debe ser un humano que pueda controlar sus deseos.

Debe ser un humano sin deseos de poder, sin sed de fama o lujuria. Debe tener las
leyes de Dios en su cenit más allá que las leyes de los humanos… ¿Seré yo, Dio,
capaz de conocer a tal persona?

Lo que uno llamaría una antítesis de mí. Esa clase de persona.

No, yo debo conocerlo.

Debo conocer a un amigo así.

Es por eso, que preparando su futuro encuentro, estoy recogiendo información en


este diario.

"Como ir al Cielo"

Y no importa la clase de eventos que lleguen a ocurrir, estoy escribiendo esto con el
objetivo de poder tener la persuasión para denotar si pude alcanzar o no "la manera
de llegar al cielo".

Dejar atrás tal registro es peligroso... Si este diario llegase a ser visto, por ejemplo,
alguien como mi viejo enemigo Jonathan Joestar, sería una situación poco favorable.

No quiero que ese tipo de personas conozca "mi meta".


Si "el" o "ellos" lo supieran, ellos se asegurarían de que no lo alcanzara... Por
supuesto, si ellos interfieren, todo lo que necesito es encontrarlos y derrotarlos, pero
no estoy preparado actualmente para ello.

No estoy totalmente acostumbrado a este cuerpo que robé de Jonathan hace cien
años.

En una palabra, estoy "desentonado".

Con mi stand, "The World", estoy convencido de que podría derrotarlos, pero puede
que, cuando considero mi orgullo en tales momentos, caigo en cuenta de mi
humillante derrota hace cien años atrás.

Así registrar "Como ir al cielo" de esta forma, es excesivamente riesgoso… pero es


un riesgo que debo tomar.

Esto es no es algo que solo está en mi mente; tiene que ser algo que solo yo entiendo.
Es necesario para mí organizarlo y ponerlo por escrito para que los amigos que
pueda conocer sean capaces de entender este método.

Incluso si llego a irme… este método aun pueda ser realizado.

Tomar una pluma así de pronto es algo que no he hecho desde hace mucho tiempo...
Quizás hará bien organizar mis pensamientos. Como decirlo... Sí, me recuerda a mis
días como estudiante. Mi tiempo como estudiante cuando pretendía ser amigo de
Jonathan.

Hay muchas cosas grandes que debo hacer.

Probablemente, tendré que viajar por el mundo para poder encontrar al futuro amigo
que aún no conozco..... Y tendré que hacerlo con ambas piernas. Puede que hayan
pasado cien años, pero en este mundo, cien años después, encontrar a una persona
con un espíritu tan puro, no es tarea fácil.

Y poder ganarse a una persona tan pura será mucho más difícil.... No puedo
convertirlo en zombi o ponerle una "semilla corporal" en él. Debe ser una persona
en la cual tenga una completa y fuerte fe en él. Parece ridículo para mí hacer tal
cosa.... Una ingrata cantidad de dificultades se presentan ante mí.

Por eso necesito registrarlo.

Un registro objetivo.

Un punto de vista no basado en mis opiniones.


Si hago eso, entonces puedo darme cuenta de las cosas que he pasado por alto...

De cualquier forma, mantendré en secreto este diario, de las personas de mi


organización. No sería algo de entender fácilmente.

Prácticamente puedo escuchar a la vieja dama Enya decir: "Es inútil. No deberías
hacer tal cosa" Le he dicho a esa extraña anciana que mi meta es estar en la cima del
mundo… Es algo a lo cual estoy destinado.

Y ahora que lo pienso, puede que sea cierto, eso creo---- Al menos, es algo
imposible para lograr para cualquiera, menos para mí. "The World" parece ser el tipo
de stand que quizás exista solamente para ese propósito.

Pero, no.

La felicidad no es algo que se gana por tener un cuerpo invencible, tener una gran
riqueza, o quedarse en el pináculo de la humanidad.

Ninguna victoria futura o algo similar, me lo dará.

No importa cuántos sacrificios debo hacer, yo lo lograre.

Incluso si debo sacrificar mi organización y mi propio Stand.

La forma es diferente.

Pero el lugar que mi madre intento ir, ese lugar donde mi madre no pudo llegar, yo
llegaré.
4
Mi madre era tonta.

No hay duda de ello.

El día de ayer escribí algo como: “Ahora, después de que han pasado cien años, la
comprendo”, pero… como lo pensé, no puedo decir que ella no era completamente
estúpida.

Pero en realidad, mucho más estúpido que mi madre, lo era mi padre… Poco
después de que mi madre murió, no, ni siquiera fue poco después. Ahora me doy
cuenta.

La violencia que hasta entonces había sido dirigida hacia mi madre era ahora
totalmente dirigida a mí.

Él me golpeaba como rutina del día a día.

Yo era un niño, y por supuesto me golpeaba cuando cometía errores típicos de un


niño. Pero aún cuando hacía algo correctamente, incluso como un niño, si por alguna
razón lo tomaba a mal, me golpeaba aún peor que cuando hacía algo erróneo. Lo
hacía hasta el punto en que me hacía sangrar.

Era casi como si creyera que pegarle a un niño era una especie de entrenamiento.

Había escuchado retorcidas palabras como: “Adelante, ve y golpea a tu hijo. Incluso


si no sabes por qué razón, el niño sabrá por qué”, pero en ese entonces siendo un
niño, no lo entendía en lo más mínimo.

No, a decir verdad lo entendí pronto.

Entendí que no existía razón alguna.

Mi padre simplemente era la clase de persona que tiranizaba a los más débiles con el
objeto de reafirmar su dominio.

Mi madre era tonta. Verdadera e irremediablemente tonta. Pero incluso si no lo


hubiese sido, incluso si hubiese tenido una personalidad más acorde a ese pueblo,
estoy seguro que mi padre hubiera encontrado alguna otra razón para abusar de ella.

Creía sin la más mínima duda que era porque estaba “equivocada”, porque mi madre
era ingenua, por eso era golpeada así.
Pero todo aquello no tenía nada que ver. Y lo que dije acerca de que hubiera
reducido el daño si sólo se hubiera quedado callada, creo que podría no haber sido
cierto.

Él comenzó a pegarme sin ninguna razón en específico.

Siempre estaba enojado.

Constantemente de mal humor.

Era tan violento que era incapaz de no desquitar su ira con alguna cosa.

En aras de crear zombis poderosos, busqué a mucha gente perversa… como Jack el
Destripador, por ejemplo. Pero aún comparado con ese renombrado villano, mi
padre no era para nada inferior.

Él era un rufián sin esperanza.

Era un tacaño mediocre, pero cuando imagino el zombi tan poderoso que hubiera
llegado a ser si lo transformaba, creo que ese hombre verdaderamente hubiera sido
un padre para mí, Dio.

El simple hecho de pensarlo es perturbador.

Como sea, aquél era un hombre estúpido que tenía un complejo de inferioridad
incluso hacia su esposa e hijo… no me hubiera extrañado si perdía la vida por vivir
en esa violencia desmedida.

Lo que hice para escapar de las agresiones de mi padre fue, en ese momento,
trabajar. Trabajaba, ganaba dinero, y usaba ese dinero para comprarle licor a mi
padre.

Cuando estaba borracho, su violencia era un tanto más difícil de frenar, pero si lo
ignorabas y lo dejabas seguir bebiendo, eventualmente caería inconsciente.

Y por supuesto, mi padre no me violentaría si estaba dormido.

No obstante, era un niño.

Incluso cuando lo llamo trabajo, no era un trabajo legítimo en absoluto, claro… pero
ese pueblo salvaje, tenía su propio y salvaje sistema. Aún si no eran legítimos, había
muchos oficios por practicar.

Todos cobraban su retribución como era natural, por lo tanto el dinero que un niño
podía ganar nunca era demasiado. Pero ya que las apuestas se daban por todo el
pueblo, era sencillo incrementar esa cantidad en lo suficiente para conseguir alcohol.
Hice uso de la educación de mi madre en esas ocasiones.

La educación que ella me dio cuando aún era muy joven. Primero hice uso de ella en
los juegos de azar… estoy seguro de que estaría muy en contra de lo que ella hubiera
querido. Cuando pienso en ello, me parece tan irónico. Porque fue entonces cuando
sentí gratitud hacia ella.

Pensé en lo tanto que se debía a ella el que fuera capaz de vivir hasta ahora.

Fue la primera vez que sentí que la apreciaba.

Él nunca pudo ganar mucho dinero, y cuando su joven hijo le compraba licor, como
era de esperarse, mi padre se enfurecía y me golpeaba. Pero para aquél borrachín
cualquiera, el alcohol aparentemente tenía prioridad sobre cualquier otra cosa. Y
dejó de pegarme poco a poco.

Pareciera que incluso ese hombre era capaz de prever que si me golpeaba tanto que
no pudiera moverme, el ya no podría seguir embriagándose.

Y también pensé: “Lo sabía. Mi madre estaba equivocada”.

Eso fue lo que pensé con mi mente inmadura.

Mientras estaba agradecido por el conocimiento y desarrollo que me había


proporcionado, todavía sentía que mi madre era tonta y estaba equivocada.

Aunque en ese entonces era muy joven, sentí que esa decisión era tan ajena a mí. O
tal vez, no importaba lo mucho que la menospreciara por ser “irremediablemente
tonta”, sus sentimientos humanitarios de ser incapaz de desprenderse de mi padre,
yo también los compartía… Incluso si no quiero admitirlo, si es necesario para llegar
al cielo, debo admitirlo también.

“Estaba en lo correcto, mi madre estaba equivocada”.

“¿Si mi padre solamente dejase de beber, sería una mejor persona?”.

“¿Eso no es para nada cierto, o sí?”

“Es más, es como si mientras más bebiera, más amable se volvía, ¿o no…?”.

Tal vez no al grado que lo era mi madre, pero quizás al nivel de mi madre, yo
también podría haber sido un tonto cuando pensaba de esa manera.
Un error debido a la juventud. Un error descuidado debido a que era un niño. El
pensar que no ser golpeado por mis padres significaba que ellos eran “buenos”… es
bastante cómico. Pero para el pequeño Dio, ese era un magnífico “descubrimiento”.

Como consecuencia de eso, hasta que llegué a una edad más avanzada, me dediqué a
forzar mi pequeño cuerpo a una cantidad irrazonable de trabajo con el objeto de
ganar dinero para las borracheras de mi padre.

…Me estoy sintiendo realmente desanimado por esto.

Voy a dejar mi pluma hasta aquí por hoy.


5
He encontrado un Usuario Stand interesante.

Un apostador cuyo nombre es Daniel J. D'Arby.

Es un hombre que vive como apostador. Y después de hablar un poco con él, puedo
decir que él es un Usuario Stand.

Eso fue extraño; pensé que conocía algo.

Sea cual sea la persona a la cual le estoy hablando, sea Usuario Stand o no… O
incluso si no lo son, tengan el talento o no, puedo decir algo así. En verdad es una
sensación que solo puedo describir como "Lo hago", pero lo entiendo claramente.

En otras palabras, puedo decir si esa persona fue marcada por "El Arco y La
Flecha"… Estoy dejando el trabajo de formar mi organización, reuniendo varios
Usuarios Stand y convertirlos en mis camaradas para Enya, pero reunir camaradas
para el propósito de ir al "Cielo" debo hacerlo yo, Dio, conmigo mismo como sensor.

Si alguien de interés aparece, debo actuar.

Daniel J. D'Arby.

Creo que iré a verme con el de nuevo.

Es posible que él sea mi "amigo no encontrado", …No, quizás estoy especulando


demasiado.

Un apostador como él no es apto para poseer un espíritu puro.

Aunque puede convertirse en un indicador para el propósito de ir al Cielo.


6
Tomé la decisión de matar a mi padre en el momento que vendió el vestido de mi
madre a cambio de dinero para licor.

Hasta ese momento, podría haber tenido algo de esperanza por mi padre… Pude
haber tenido algunas buenas expectativas.

Indudablemente, un día este hombre cambiará. Indudablemente, el entenderá. No


tenía la más mínima razón para pensar tales cosas, pero tal vez buscaba algo paternal,
o si no, algo humano en aquél hombre.

Ahora que más de cien años han transcurrido, es muy difícil recordar perfectamente
los sentimientos que tuve en ese entonces, pero al menos, se que tuve múltiples
oportunidades para matar a ese hombre.

Ambos vivíamos en la misma casa, y él se tiraba todo el día y dormía


despreocupadamente, profundamente… Si tan sólo hubiera tenido un cuchillo,
podría haberlo matado aunque yo fuera un niño de 5 años.

La razón por la que no lo hice fue… porque todavía pensaba en ese hombre estúpido
como mi padre. Incluso si no le guardaba aprecio, era lo que pensaba de él.

Pero era un error.

Ese hombre no era más que escoria.

No era un padre humano, era basura humana.

Incluso ahora, después de cien años, es un hecho aún desagradable para mí llamar a
ese hombre mi padre… A un hombre así solamente lo considero una presa más que
un padre. Preferiría mucho más llamar a George Joestar, de la familia Joestar, mi
padre.

Ese hombre trató de vender el vestido de mi madre.

No, de hecho lo vendió.

Objeté contra ello repetidamente, pero justo cuando desvié mi mirada de él por un
minuto, ese bueno para nada, se fue a la tienda de empeños.

Era un vestido viejo, y no obtuvo mucho dinero por él.


Ese tipo vendió los recuerdos de mi madre por una botella de licor… No, para ese
hombre, probablemente no era ninguna clase de recuerdo. Era solamente un vestido
que apareció arrumbado en el guardarropa, uno del que casualmente se olvidó y
simplemente vendió un día. Eso era todo… para él probablemente no era igual que
recoger una moneda que se ha caído debajo del librero.

Sí.

Este hombre era realmente inútil.

Mi padre era realmente malo.

Me di cuenta de eso.

En el fondo de mi corazón, me di cuenta de eso.

Ese es el por qué decidí matar a mi padre… No, para ser honesto, sería difícil para
mí decir que tenía un nivel de decisión tan fuerte como ese. Más bien, para mí era
como la sensación de aplastar un insecto que se escapaba debajo de la mesa.

Utilizar el término control de pestes, sería rebajarme demasiado… pero si pienso y


reflexiono sobre ello y me pregunto por qué no lo hice, por qué no maté a ese
hombre y lo dejé vivir, no logro encontrar la respuesta.

Trabajar día y noche para ganar el dinero que este hombre gastaba en licor y
medicinas era indignante… por no mencionar embarazoso.

Qué gran error he cometido.

Eso fue lo que pensé.

Mi padre era ciertamente un “sustractor”.

Mi madre era una “donante”, y mi padre un “sustractor”.

Lo comprendí.

Lo comprendí… y a la vez no lo hice.

Era a mí al que le quitaba.

Al cuidado de mi padre, mientras viví con él, sentí que hacía bien al aguantar como
lo había hecho, sobreviviendo astuta y obstinadamente. Pero estaba en un error.

Estaba siendo meramente explotado por él.


Finalmente me di cuenta de que estaba siendo abusado y tratado como un esclavo.

Era muy tarde, pero finalmente me di cuenta.

No… quizás no fue demasiado tarde. Aún podría haber estado a tiempo.

Eso es por lo que decidí hacerlo en serio.

Decidí matar a mi padre.

Sin embargo, ya no era más un chiquillo de 5 años. No podía hacer algo impulsivo
como apuñalar a mi padre en el estómago con durante su siesta.

Incluso aunque estaba en un pueblo miserable sin orden ni leyes, matar a tu padre
era un crimen imperdonable. Pero no era mi intención botar mi vida por el beneficio
de ese hombre.

No, ya había desperdiciado más de diez años de mi vida en su beneficio. No


desperdiciaría ni uno más.

Por esas razones, tuve que investigar cuidadosamente varias formas de asesinar.

Si iba a hacerlo, tenía que ser un crimen perfecto.

Todavía era un niño, pero ya era capaz de vivir por cuenta propia… Era consciente
de ello, lo aprendí para mi beneficio. Por esto, no podía renunciar al resto de mi
existencia.

No lo mataría con desesperación. Lo mataría con un propósito.

Eso es el por qué tenía que pensar.

Tenía que pensar en una forma de matar a mi padre.


7
Justo como había predicho, aunque diría que es algo muy pesimista, D'Arby no era
el "Amigo No Encontrado" que buscaba.

Él no era el "amigo en el que confiaría desde el fondo de mi corazón"

Su avaricia era muy profunda....... Desde mi perspectiva, tengo una impresión muy
favorable de esa avaricia. Puede ser un talento indispensable para un apostador, pero
esta no es la personalidad que puede ir al "Cielo".

Me pregunto si él realmente existe...

Tal "Amigo No Encontrado" Si tal humano tan puro existe en este mundo---

No.

Es posible que ya lo haya conocido, solo que no me haya dado cuenta aun. Si lo
pienso de esa forma, no puedo decir que nadie se me viene a la mente...... Aunque
aún no hay nombre de confianza alguno que pueda escribir aquí.

Hmm…

Entonces quizás tomare esa clase de aproximación. Si esto también se vuelve una
rutina, entonces necesitare hacer cambios, o podría esperar a que empezara a
sentirme deprimido.

Desde luego, no es una tarea fallida.

Como lo esperaba, entrar en contacto con D'Arby dio buenos resultados---- Yo, por
supuesto, fui capaz de convertirlo en mi subordinado, pero si habilidad Stand se
convirtió en una "pista".

El nombre de su Stand es "Osiris". No es alusivo a una carta del tarot, como es el


caso de mi Stand "The World" o "Justice" de Enya, más bien, como el "Geb" de
N'Dour, su Stand hace referencia a uno de los nueve gloriosos dioses egipcios.

El Stand "Osiris" no tiene poder.

Para ser honesto, en un combate cuerpo a cuerpo, no tendría necesidad de usar a


"The World". Podría matar a D'Arby solo con mi fuerza física normal…o más bien,
con mi fuerza física vampírica.
Pero la manera en que usa su Stand, incluso yo, Dio, puede que no sea capaz de
superarlo----- Es porque el "Osiris" de D'Arby puede que no tenga poder o velocidad,
pero en vez de eso posee una habilidad especial.

Su Stand es capaz de "manipular almas".

Es capaz de extraer las almas de los cuerpos de aquellos que pierden contra el en las
apuestas----. Podría decir sin duda que una habilidad increíble.

Porque es un apostador, después de que extrae el alma, esta se convierte en una


"ficha".

Honestamente, me parece un acto innecesario pero... Nunca me imaginé que habrá


un Stand que pudiera permitirte "tocar un alma".

Y algo más que me sorprendió, parece que tiene un hermano menor que también es
un maestro de un "Stand manipulador de almas"...... También parece que sus Stands
no son el resultado de "El Arco & La Flecha", en vez de eso, ellos nacieron siendo
Usuarios Stand. Así que quizás las líneas de sangre tengan alguna influencia.

También, necesito investigarlo, pero por ahora diré que son "almas".

Con ese Stand, puede ser posible reunir 36 almas. "Más de 36 almas controladas que
han cometido atroces pecados" se necesitan en beneficio de ir al cielo.

Entrare en más detalles luego, en porque un número tan concreto de "Más de 36". Si
preguntaran por que las almas necesitan haber cometido atroces pecados, es porque
las almas de los pecadores tienen un gran poder.

Aprendí 100 años atrás que entre más terrible era el criminal que encontraba, más
fuerte era su forma zombie----- Las almas de los pecados tienen un gran poder.

He pensado que es probablemente el poder desear "Ir al cielo" "Quiero ir al cielo"---


- Ese sentimiento "Quiero ser feliz" posiblemente suben la etapa del alma en sí.

En cierto día, un joven el cual gané como subordinado, Noriaki Kakyoin, tenía la
teoría de que aquel que pierde el conflicto es aquel que es malo. Pero sentía que
adversamente, porque alguien es malo, porque alguien tiene el alma manchada, por
eso tenía un mayor deseo de victoria. Eso significa querer ir al cielo---- Para ir al
cielo y ser feliz, el deseo de ser un verdadero vencedor. Como sea, con eso siente
que he avanzado por así decirlo.

He enfrentado al cielo y seguí adelante---- Lo que ahora es crucial es asegurarme


que nadie averigüe esto.

Enya y sus seguidores por supuesto, al igual que los hermanos D'Arby.
8
Lo maté envenenándolo.

Es lamentable que la sensación de asesinar a alguien se ha vuelto débil para mí, pero
no es nada más que un mero sentimiento de auto-satisfacción sin sentido. No mato
porque desee sentir algo en respuesta.

No maté a mi padre como resultado de alguna emoción como “ira” o


“resentimiento”. Y ciertamente no lo hice para hacerme sentir “regocijado”.

Simplemente me hice cargo de él.

Sí, hacerse cargo. Una expresión adecuada.

Como hacer las labores del hogar.

Hice lo que tenía que hacer. No había necesidad de emociones superfluas.

Lo que era crucial era asegurar que este acto no creara ningún problema en mi vida.
No había nada más importante para mí que la vida que iba a llevar.

“La vida que iba llevar”. Pensándolo ahora como un ser al que no le es posible vivir
como un humano, es algo atrozmente irónico… Pero a pesar de todo, esa fue la
razón por la que lo envenené.

Probablemente debido a su forma de beber, mi padre se sentía enfermo en ese


tiempo y tenía que permanecer en cama… y yo galantemente preparaba su medicina.
Atendía a todas y cada una de sus necesidades.

Solamente que reemplazaba su medicina con veneno.

Un hijo devoto, algo raro para aquél pueblo... En otras palabras, algo típico para el
hijo de esa tonta mujer… cuidando arduamente de su padre, pero a pesar de sus
esfuerzos, el padre moría debido a su enfermedad.

Era todo un escenario.

Por supuesto, no podía permitirme ningún error en cuanto a qué veneno usar. Tenía
que estar seguro de que fuera un veneno que no fuera fácilmente detectable… Uno
que no dejara evidencias.

No importaba si lo hacía gradualmente, podía tardar meses.


De esa manera sería fácil adaptarse si un escenario inesperado ocurriera… Y por esa
misma razón regulaba cuidadosamente la cantidad de veneno utilizada. Algunas
veces lo mezclaba con harina ordinaria. Tenía que tomarme mi tiempo y matarlo
gradualmente.

Tuve mucha suerte.

En una ciudad cercana, aún más oscura que aquella en la que vivía… En un lugar
llamado Ogre Street, escuché que había un hombre chino que manejaba
cuestionables medicinas orientales. Si utilizaba una medicina secreta, de un país
poco conocido para la medicina occidental, sería capaz de matar a mi padre sin dejar
evidencia alguna o la posibilidad de problemas futuros.

Cuando llegué a esa conclusión yo, Dio, me sentí aliviado.

Simplemente alcanzando ese objetivo, me sentía salvado de algún modo. Usar esta
frase, quizás es porque estoy escribiendo en esta libreta, quizás es meramente
resultado del sentimentalismo, pero…

Tuve la sensación de que “podría ir al cielo.”

"Dio, no importa lo que suceda, vive de manera noble y orgullosa. Si lo haces,


seguramente podrás ir al cielo".

Si aprendí bien las enseñanzas de mi madre, las enseñanzas que hace mucho deseché
como si fuera basura, volvieron completamente a la vida.

A la vez, sentí que el matar a mi padre, envenenarlo, era como una buena obra para
el beneficio de llegar al cielo.

Me parecía que matar a mi padre era el acto más noble y orgulloso que podría lograr.

¿Parecía?

No, estaba convencido.

Si mataba a mi padre, sería capaz de ir al cielo.

Creía que sería feliz y mi vida sería agradable de ahora en adelante. Estaba seguro
de que sería capaz de recuperar todo lo que había perdido, todo lo que me había sido
quitado… Pensando detenidamente en ello, que equivocado estaba.

No era nada más que el principio.

El principio del cuento elegante de mi vida… Nada más que el comienzo de esa
historia de la cual, aún ahora, no puedo ver el final.
9
Al ser la persona leyendo mis memorias, así como mi “amigo aún no encontrado”, tú,
cuya identidad todavía no conozco, te hago una pregunta. ¿Recuerdas cuantas
rebanadas de pan has comido en tu vida?

Yo no.

Para poder preservar este cuerpo inmortal, el número de vidas que he tenido que
“comer” es incontable. No es que alguna vez haya intentado contarlas en primer
lugar.

Afortunadamente, la sangre de jóvenes mujeres restaura mi cuerpo más


eficientemente, por lo tanto la mayor cantidad de vidas que han sido sacrificadas
para mí han sido de aquel tipo. Aunque no puedo decir si esta afirmación es cierta.

Por supuesto que ningún humano sabe cuántas rebanadas de pan ha comido… Pero
yo recuerdo el sabor de la primera.

Mi primer rebanada de pan.

La primer vida que tomé.

Dario Brando… mi padre.

Verdaderamente era un pedazo de pan bastante insípido.

En términos modernos, era como comer poliestireno.

Matar a alguien en secreto por medio de un veneno oriental no te daba una sensación
de autorrealización. Incluso aunque mi padre murió, realmente no sentí ninguna
satisfacción.

No existió ni la más mínima sensación de logro.

Todo lo que sentí fue una pizca de duda

“¿Realmente era necesario matarlo?”

“¿De verdad era una necesidad para mí, Dio, ensuciarse las manos?”

Fue lo único que sentí.

Fue en vano.
Con todo lo que bebía, no hubiera vivido mucho más tiempo si sólo lo dejaba a su
suerte. Su cuerpo se había deteriorado al grado que necesitaba tomar medicinas
diariamente. Aún si no me las hubiera arreglado para hacerlo ingerir veneno,
simplemente al no darle su medicina… No ganar dinero para comprar su medicina
podría haber sido suficiente.

¡Olvida la medicina, ve a traer licor! Me decía.

Si sólo le hubiera hecho caso, ¿habría muerto en unos pocos años?... ¿Por qué no
solo intenté aguantar un poco más?

Quizás elegí matarlo porque vi “alivio” en ello. Tal vez eso era todo. Sin importar
cuán insípido fuera un asesinato, quizás simplemente quería terminar la vida de mi
padre con mis propias manos.

Tal vez creía que al hacerlo, obtendría un boleto de ida al cielo… si ese era el caso,
al final, sentí que era mi labor hacerlo. Y encaré la tarea de matar a mi padre.

Pero todo lo que obtuve fue un vacío.

Él simplemente murió. Como un insecto.

El efecto de esa milagrosa droga oriental fue destacable… Ni un día menos al que
había predicho, mi padre murió.

Nadie sospechó de mí.

Ni siquiera mi padre sospechó.

Había ejecutado un crimen perfecto sin la menor equivocación…lo fue al grado al


que podía llegar a esa conclusión con total confianza.

Comí el pan.

Pero no me sentí para nada satisfecho.

Probé algo sin sabor. Me vi obligado a probarlo.

Por más de diez años, fui constantemente robado por mi padre, y aún así, seguía con
hambre. Continué hambriento.

Si tuviera que definirlo de algún modo, la impresión que matar a mi padre me dio
fue “Estoy hambriento”.
10
Utilizando las habilidades Stand de hermanos D’Arby, seguramente podré obtener
las almas de 36 personas en un abrir y cerrar de ojos. Incluso más de 36. Intenté
ponerlos a prueba, pero cuando se trata de apuestas y juegos de habilidad, parece
que sólo hay muy pocos que puedan derrotar a esos dos hermanos. Yo, Dio, puedo
dar fe de ello.

La destreza del hermano mayor, Daniel J. D’Arby, es particularmente formidable…


Él es un verdadero apostador. En cuanto a al hermano más joven, su habilidad es
obviamente menos refinada, debido a su edad, pero su Stand…”Atem”, no puede
solamente remover el alma de aquellos a los que derrota, sino que al parecer también
puede leer el “color” de esas almas.

Su Stand tiene la capacidad de medir la “temperatura de las almas”.

Interesante. Si sus talentos son pulidos bajo mi tutela, podría convertirse en alguien
formidable… Ultimadamente, el más fuerte de los D’Arby es el hermano más
experimentado, el mayor, pero creo que no sería una pérdida de tiempo mejorar la
habilidad del más joven como reserva.

Desafortunadamente, cuando investigué a fondo a los parientes de sangre de los


hermanos D’Arby… Sus padres y sus primos… Hallé que no tenían ninguna
cualidad particularmente inusual en absoluto. Meros humanos ordinarios.

Aunque podría ser demasiado pronto sacar esta conclusión, creo que sería benéfico
asumir por ahora que sólo estos dos hermanos poseen Stands con la habilidad de
“manipular almas”. De esa manera me veré propenso a valorarlos más.

No tengo necesidad de manipularlos con un “implante de carne”.

O más bien, simplemente no lo intentaré.

Ese es un plan que ideé por sugerencia de Enya. Son cosas bastante convenientes
para manipular humanos, pero… a diferencia de los zombies, los cuales son creados
a partir de la absorción de su sangre, es una magnífica técnica que permite a la
victima convertirse en mi subordinado mientras conserva su sentido de
razonamiento e inteligencia. Pero son como las agujas de la máscara de piedra,
debido al efecto en el cerebro, en otras palabras, involucran una conexión directa
con la mente, tienen la debilidad de disminuir el poder del Stand de la víctima y su
habilidad al usarlo.
Los subordinados que gané utilizando “implantes de carne”, tales como Jean-Pierre
Polnareff y Noriaki Kakyoin eran usuarios Stand estupendos, pero debido a que usé
los “implantes” en ellos, es indiscutible que sus poderes Stand se redujeron.

Todavía son usuarios Stand considerablemente útiles a pesar de todo. Es un error


que cabe dentro de los límites aceptables… Tales errores no se pueden evitar en el
camino que para encontrar una “forma de ir al cielo”.

Más de 36 almas… si utilizo los poderes de los D’Arby, podría conseguirlas en un


santiamén.

El problema reside en encontrar a los pecadores apropiados, más de 36 de ellos…


Este mundo se ha vuelto bastante más pacífico comparado a como era hace un siglo.
Hay menos pecadores en él. Incluso los más perversos se han vuelto racionales.

Así como tengo que buscar a mi “amigo aún no encontrado”, simultáneamente tengo
que hallar a estos pecadores… Entre todos los aliados que he juntado, hay asesinos
que podrían ser llamados pecadores… Hombres como Devo con su Stand “Ebony
Devil” y Alessi con su “Sethan”. Peor aún con ellos, siento que no he conseguido
ninguno.

Lo que me recuerda, debo escribir las palabras clave.

Las 14 palabras clave para llegar al Cielo.

Estas son contraseñas, al igual que palabras clave literalmente… Palabras que
servirán como una llave para abrir las puertas del Cielo.

“Escalera en Espiral”.

“Escarabajo Rinoceronte”.

“Pueblo Fantasma”.

“Tarta de Higo”.

“Escarabajo Rinoceronte”.

“Vía Dolorosa”.

“Escarabajo Rinoceronte”.

“Singularidad”.

“Giotto”.
“Ángel”.

“Hortensia”.

“Escarabajo Rinoceronte”.

“Singularidad”.

“Emperador Secreto”.

Estas “14 palabras” son lo que se necesita.

Y para que yo no olvide estas palabras, las tallaré en mi Stand mismo.

Aunque realmente no hay razón alguna para preocuparse… honestamente no tengo


miedo de olvidarlas. Es por eso que son contraseñas. Las palabras por sí mismas no
tienen ningún significado importante. No son más que las letras de una canción de
cuna que mi madre me cantara para dormirme cuando era un infante.

O quizás sean las palabras delirantes de la canción de cuna para alcanzar el Cielo.

Y al mismo tiempo, son un réquiem.


11
Mi padre no me dejo nada.

Esto es natural, ya que mi padre no tuvo ni un centavo a su nombre.

Él tenía deudas, pero es una situación que podría llegar a manejar. Incluso con las
deudas de mi pordiosero padre eran miserables… Bueno, supongo que no podrías
esperar a que alguien fuese lo suficientemente estúpido para prestarle dinero a mi
padre.

Desde luego, mientras ese hombre no dejo legado alguno, a las puertas de la muerte,
el me señalo cierto "camino".

El me dio cierta "información".

Podrías llamarlo de cierta forma, una herencia, entonces supongo que podría ser mía.

Alguien podría decir que esa fue la única cosa que me dio ese hombre que nunca
hizo nada sino robar… Al final de sus días, ese hombre, Dario Brando, fue de ser un
"sustractor" a ser un "donador".

Eso me hizo infeliz.

Aplastantemente infeliz.

Convirtiéndose justo cuando la cortina caía para cerrar su vida, parecía posible para
mí que ese hombre, ese hombre al cual no podrías describir como algo menos que
una sabandija, pudo haber ido al cielo. Esa idea hizo que mi piel se erizara. Sabia la
posibilidad era muy baja, pero…fue algo inaguantable.

La idea de que al final, el sintiera simpatía por el hijo al que abusó de manera
implacable hizo que mi cuerpo convulsionara por sí mismo.

No creo que mi madre haya ido al cielo, pero pienso que mi padre si pudo haberlo
hecho.

"Si él lo hizo..." Pensé

"Si él lo hizo, yo podría ser capaz de ir al cielo… Podría reunirme con él allá y así
podría matar a ese hombre una vez más"

Eso era lo que pensaba.


Desde luego, fue solo ese momento en el cual pensé eso…Llámalo un impulso
salvaje. Como estoy ahora, no me tiento ciegamente por el camino para llegar al
cielo con tales impulsos menores.

Aunque si me encuentro con mi padre en mi larga búsqueda de ese destino, desde


luego lo matare... Simplemente como una oportunidad más. No he puesto mis ojos
en el cielo por el solo hecho de tener tales impulsos irracionales.

Busco el cielo para la humanidad, sí, la próxima etapa de la evolución de la


humanidad. Lo hago para llegar a nuevas alturas.

Al igual que cuando me puse la máscara de piedra y me convertí en un vampiro.

Al igual que cuando usé el "Arco y Flecha" para convertirme en un usuario Stand…
Deseoso de plantear la próxima fase.

Para convertirme en un verdadero ganador.

"Dio! Ven aquí un momento. Tengo algo que contarte”.

"No tengo mucho tiempo... Sabes a qué me refiero, ¿verdad?”

"Me voy a morir pronto”.

"La única preocupación que tendré después de mi muerte se trata de ti, mi único
hijo... ¿Puedes oírme, Dio?”

"Cuando yo muera, ¡lleva esta carta y ve a la casa de la persona a la que está


dirigida!”

"Este tipo está en deuda conmigo...... estoy seguro de que va a cuidar de ti”.

"¡Probablemente te hará ir a la escuela, también!”

"Este tipo me debe un favor”.

"¡Dio! ¡Cuando yo muera, ve a la casa Joestar! ¡Tienes una buena cabeza sobre tus
hombros! ¡Conviértete en el hombre más rico que haya existido! "

Él era un pésimo padre.

Le llamo padre, pero no pienso en él como un padre.

Pero esa "herencia" que mi padre me dejó… decidí tomar esa inesperada "herencia"
con gratitud… Yo era más que capaz de vivir por mi cuenta, pero yo iba a usar todo
lo que tenía disponible.
Sentí que mi vida fue finalmente comenzaba de verdad.

Sí, eso era.

Al "tomar" a mi padre, mi vida comenzó finalmente.

La conexión entre la familia Brando y la familia Joestar había comenzado 12 años


antes, pero para mí, personalmente, se podría decir que mi conexión con la familia
Joestar había comenzado en ese momento.

Para no despertar sospechas, me tomé el tiempo para celebrar un funeral de mi padre.


Lo que es más, incluso lloré en ese funeral. Yo era un hijo devoto hasta el final.
12
Ha ocurrido algo ligeramente problemático.

Para ser honestos, no es sólo ligeramente, y preferiría no llamarlo problemático si


pudiera, pero lo expresaré como “ligeramente problemático”.

No, tenía una inquietud sobre esa posibilidad desde hace tiempo, pero… He hecho
que mis subordinados lo investigaran y ahora mi suposición finalmente se ha hecho
realidad.

Existen descendientes con vida de la familia Joestar.

Y están al tanto de mi existencia.

He tenido una sensación de estar siendo “observado” durante algún tiempo… Al


principio creí que era mi imaginación, que me preocupaba sin razón alguna, para
decirlo sin rodeos, creí que estaba sufriendo de una paranoia que había arrastrado
conmigo de cien años atrás, pero ese no era el caso.

Estoy siendo observado.

No, para ser más preciso…estoy siendo “fotografiado”.

Por una habilidad conocida como “fotografía espiritual”.

Por una habilidad, obviamente, me refiero a una habilidad Stand.

De hecho, en adición a “The World”, poseo otro Stand… Enya me contó que su
nombre es “Hermit Purple”…

Podría parecer extraño hablar de mi Stand como si fuera el de alguien más, pero
hablando en el sentido estricto, este no es mi Stand. Es el Stand del hombre de cuyo
cuerpo me apoderé, Jonathan Joestar, al parecer.

Y también parece que el nieto de Jonathan Joestar posee un Stand que es idéntico, o
si no, bastante similar a este Stand.

Aquellos eventos de hace cien años…

Estaba debilitado… me había convertido en sólo una cabeza… Y si no hubiera


tomado el cuerpo de Jonathan Joestar, si no hubiera tenido la energía de este
hombre… aunque entonces haya sido muy poca, no hubiera sobrevivido los cien
años en el fondo del mar.
A pesar de todo, aunque desconozco las razones detrás de ello, parecería que este
cuerpo tiene cierta conexión con los descendientes de Jonathan, similares a los
vínculos entre padres e hijos.

El nieto de Jonathan.

Joseph Joestar.

Holly Kujo.

Jotaro Kujo.

Ellos están… a tanto de mi existencia.

Al obtener el cuerpo de Jonathan… y ser atravesado por el “Arco y la Flecha”, he


conseguido nuevos poderes… Stands, “The World”, y “Hermit Purple”.

Incluso estos Stands están teniendo efecto en los cuerpos de la descendencia de


Jonathan.

Fuerzas y limitaciones son ambos lados de una misma moneda… No se puede tener
una sin la otra.

¿Quizás debería ver esto como una bendición? Ellos viven actualmente en la tierra
natal de Noriaki Kakyoin, Japón me parece… En ese caso haré el primer
movimiento.

Aunque está considerablemente debilitado por el “implante de carne”, el Stand de


ese muchacho debería ser más que suficiente para hacerse cargo de ellos.

Debo exterminarlos.

La familia Joestar… debe ser eliminada.


13
Continuando desde ayer, cuando me di cuenta de que estaba siendo "observado",
nunca pensé por un instante que esa mirada pertenecía a uno de los descendientes de
Jonathan.

Pensé que al tomar el cuerpo de Jonathan, había borrado a la familia Joestar.....


Nunca tendría que pensar que ese linaje aun seguiría en esta era 100 años en el
futuro, el cual, para mí, parecía un mundo completamente diferente.

Erina Joestar….Anteriormente, Erina Pendelton.

Aunque no sé cómo, parece que ella, la mujer que se casó con Jonathan, sobrevivió
al hundimiento de la nave…Y agregado a eso, dio a luz al hijo de Jonathan.

Es una mujer con mucha voluntad.

En ese tiempo, esa mujer era una molestia constante en mis planes desde el
principio… Si no fuese por Erina, dudo mucho que Jonathan hubiera podido crecer
de la manera como lo hizo. Lejos de eso, el probablemente se hubiese convertido en
mi sabueso. Erina Pendelton… previno eso, brillantemente.

Si... De alguna forma, esa mujer era muy similar a mi madre.

Ella era noble, orgullosa, como una mujer santa… y por encima de todo, tonta.

Al amar a un hombre como Jonathan Joestar… No puedo sino asociar la imagen de


ella con la de mi torpe madre que amó a mi padre.

Aunque, de acuerdo de mis investigaciones, el hijo de Erina Joestar, un piloto


llamado George Joestar II, fue asesinado por uno de mis sirvientes... Irónicamente, o
quizás fue algo del destino.

No, quizás es una exageración para llamarlo algo del destino. Del gran número de
zombis que logre crear, no puedo pensar lo extraño que fue que el hijo de alguien
que me llevo a tal fin, terminaría siendo asesinado por uno de ellos… Así que quizás
ahí no habría nada de importancia sobre alguno de sus futuros descendientes.

Y puede que no necesariamente ellos tuvieran el coraje que Jonathan tenia…

Ellos pudieron ser sorpresivamente mimados en esta pacifica era, e incluso cobardes.
Pero uno nunca puede ser muy precavido... Y llámalo abuso si quieres, pero quisiera
arreglar las cosas de una vez y para siempre con la familia Joestar.

Mientras que aún no me acostumbro del todo al cuerpo de Jonathan, no puedo ir a


perseguirlos por mí mismo, pero... Pero he ordenado a Noriaki Kakyoin a que
extraiga la sangre de sus cuerpos y la traiga a mí.

Su sangre.

Estoy seguro que le hará bien a mi cuerpo.


14
Hablando de eso, ah… planeaba registrar esto en la segunda mitad de este diario,
pero este parece un momento propicio para hacerlo, de modo que lo escribiré antes
de lo planeado. Por supuesto nunca olvidaría escribirlo por algún descuido, pero yo,
Dio, estoy bastante acostumbrado a la insipidez de pasar por alto una buena
oportunidad.

Así como Jonathan Joestar tuvo un hijo… y muchos descendientes eventualmente,


después de que yo, Dio, desperté de mi letargo de un siglo y salí a la superficie,
antes y después de obtener un Stand, “hice” cierta cantidad de hijos.

No te alarmes. Yo, Dio, tengo hijos.

De entre las tantas jóvenes que me fueron ofrecidas como “comida”, había algunas
con, cómo decirlo… “potencial”, a quienes preñaba… Sin embargo, aunque pueda
sonar a que no estoy asumiendo la responsabilidad correspondiente, desconozco que
es lo que haya sucedido después.

Estoy escribiendo esto como si fuera un hecho irrefutable que tenga hijos, pero es
posible que esas mujeres los hayan abortado, no puedo estar seguro. También es
posible que una raza híbrida entre vampiros y humanos fuera imposible de gestarse,
y fueron desechados. Al igual que mi hermano o hermana menor.

Sin embargo, esto fue hecho con mi cuerpo aún sin adaptarse al de Jonathan… En
otras palabras, la química humana es fuerte, por lo tanto existe la gran posibilidad de
que hayan nacido como niños “humanos”.

Es posible que hayan nacido y crecido en algún lugar.

“Potencial”. Puesto más en claro, Fuerza malévola… Mientras más malvada la


mujer, mientras más llena de crueldad estuviera, mejor madre llegaría a ser.

Malhumorada, con mal genio, y fértil.

Sin refinamiento alguno, malhablada, y sin conocimiento alguno de modales.

Si la mujer era más de ese modo… mejor.

Es lo que yo pensé.

En otros términos, mientras más fueran lo opuesto de mi madre, mejores madres


serían… Así es como pensaba.
Que una madre era mejor no como una mujer santa, sino como una malvada. Fue así
como escogí esa clase de mujeres para ser aquellas que cargaran con mi estirpe.
Cuando semejantes mujeres se me presentaban, no me las comía. No tenía que
absorber su sangre o lavarles el cerebro; las dejaba ir.

Por supuesto, los sentimientos de querer tener hijos, formar una familia y cosas por
el estilo… Los sentimientos orientados a la familia son algo que no poseo para nada.

Después de crecer en esa alcantarilla de hogar, está claro que no tendría tales
sentimientos… Lo hice sólo porque era necesario. Solamente los “creé”.

Era una medida tomada con el propósito de ir al cielo… Mis hijos.

Esto es algo concerniente a los eventos de algunas décadas en el futuro, aunque para
mí algunas décadas no son nada. Estoy seguro de que esos hijos esparcidos por todo
el mundo me conducirán al cielo.

Lo que me preocupa es, si ellos no sólo heredaron mi sangre, sino que también la
sangre de Jonathan… cuya sangre resulta ser más prevaleciente y siempre altera el
resultado de las cosas.
15
A mi padre le desagradaban los nobles. Mi padre odiaba a los nobles. Uno diría que
los aborrecía…No, estarías equivocado si dijeras que él no lo hacía.

Los detestaba en verdad.

Sí. Para mi padre, los nobles eran un mal que debería ser odiado… La idea de que
mi padre reconociera algo más como malvado parecía totalmente gracioso, pero en
ese caso, ese hombre era un retrato de seriedad.

Para ese padre prodigio que tuve, ellos eran lo únicos que merecían la muerte en
serio. Pero podrías ponerlo como si odiase a los nobles.

El podría gritar como se creían importantes y lo ineptos que eran al sentirse así, y el
porqué de que nuestras vidas eran tan miserables era a causa de ellos. Ya que como
ellos nos explotaron, lo que ellos "tomaron" de nosotros, era la razón de nuestra
pobreza… Honestamente, lo pasaba diciendo muy seguido.

Pero como crecí con un padre así, tome esas "enseñanzas" suyas. No debió
sorprenderme, ya que no tuve una buena impresión de la familia Joestar desde afuera.

Los nobles fueron gente despreciada, incluso para mi padre.

No podrían ser buenas personas, pensé.

Y entonces conocí al heredero de los Joestar, el hijo, Jonathan Joestar, así confirme
mis sospechas.

Una confianza inquebrantable.

"¿Así que, eres Dio Brando?"

Cuando lo vi diciendo eso con una sonrisa en su rostro, lo supe de inmediato.

Intuitivamente, lo supe.

Estaba en lo correcto.

Este chico… Era un “heredero”.

No era un “donante”, ni un “receptor”.


Un "heredero"… Me enfurecí inmediatamente.

No, no me enfurecí. Me convertí en la furia misma.

En verdad sentí como hervía de la ira.

Por supuesto, en este punto, ya estaba planeando como usurpar la fortuna de la


familia Joestar. Pero estaba planeando también, permanecer calmado y mantener una
actitud observadora. Jonathan Joestar no era más que una presa para mí. Significaba
que no tenía expectativas para esa persona. Y yo al menos, no tenía intención de
actuar contra el de ninguna forma.

Tanto como Lord Joestar y su hijo, Jonathan Joestar, pretendí ser un joven obediente
y con buenos modales… Hay poco que decir sobre los planes que tenía desde hace
más de 100 años. Pero si hubiesen tenido éxito, mi plan de usurpar la fortuna de la
familia Joestar quizás hubiese resultado.

El crimen perfecto puede que haya sido realizado perfectamente.

No… Era seguro que tendría éxito.

Pero no fui capaz de hacerlo.

Sucumbí a las emociones. Y junto con esas emociones apasionadas, las descargue
contra la mascota de Jonathan… creo que su nombre era Danny… pateándolo muy
fuerte.

Tenía la intención de matarlo ahí y luego en verdad matar al perro… pero lo patee
muy, muy fuerte.

En respuesta de mis acciones, Jonathan se tornó furioso y gritón. Pero mentalmente,


yo quise estar así.

Él dijo que no me lo perdonaría, pero yo no podría perdonarlo.

Sí. Yo no podía perdonarlo.

Yo no podía perdonar su sonrisa.

Yo no podía perdonarlo por acercarse a mí.

Yo no podía perdonar su alegría.

Yo no podía perdonar su actitud amistosa.


Yo no podía perdonar a un niño rico y mimado que nunca conoció el sufrimiento en
su vida; que un hombre como el existiese en este mundo.

Él ni siquiera renuncio a las cosas que tenía.

El solo heredaría las cosas sin tomarlas de nadie. Y con eso, no podía perdonarlo
desde el fondo de mi corazón.

Sentí que tenía que golpearlo; tenía que hacerlo sentir dolor.

Sentí que mi misión era aplastar su cabeza bajo mi pie.

Aunque no tenía deseo de entender los sentimientos de mi padre, que en ese


momento sentí que en verdad entendía su odio por los nobles. El heredero de la
familia Joestar, Jonathan Joestar… Decidí que lo acabaría emocionalmente.

Ese fue por supuesto el propósito de heredar la fortuna de la familia Joestar, pero
pensándolo ahora, creo que tenía muchas razones para ello.

Tome la decisión.

De tomar todo de él, el heredero.