Está en la página 1de 15

r^ííS'

LA G O
'^m

CONSTANTIiNO I, EXREY DE GRECIA


NUMERO 1 0 6 4 0 l CÉNTIMOS
<

^
LA GUERRA
= ILUSTRADA ^ =
DIRECTOB

AUGUSTO RIERA

LA SITUACIÓN En el discurso aparece repetida muchas veces la pala-


bra resislir. l^arece, en suma, que de eso se trata. Creen
En otra sección de este cuaderno pueden ver los lec- los gobernantes alemanes que resistiendo tenazmenle y
tores el discurso pronunciado por el nuevo canciller del sin desmayos acabarán por aniquilar las fuerzas de sus
Imperio alemán. adversarios. Cuentan con el concurso del tiempo, que así
Los que esperaban nuevas proposiciones de paz, se han gasta la piedra como quebranta la voluntad. Esperan que
quedado con las ganas. Ha dicho el canciller que Alema- el tiempo deshaga la tremenda coalición formada contra
nia no puede ofrecer otra vez lo que le fué rechazado. Pero su patria. Que flaquee o que se canse una de las naciones
afirma que Lal actitud no es obstáculo para hacer la paz, que pelean contra Alemania, y de ésta será la victoria. Lo
puesto que Alemania la desea; sólo que las proposiciones ocurrido en l^usia es sintomático. En poco ha estado que
han de venir dé los aliados. Y siempre que éstos renun- la revolución no trajera aparejada una paz que hubiese
cien a sus propósitos de conquistas y de aplastamiento, sido un rudo golpe para las naciones de la Inteligencia.
se les escuchará con agrado. Hasta que ocurra tal cosa, ¿No puede repetirse el caso y más acentuado?
Alemania debe permanecer a la expectativa, resistir. El cálculo de los políticos alemanes es bueno a condi-
Por lo que toca a las reformas interiores, no se ha mos- ción de que esa resistencia que predican pueda obtenerse,
trado tampoco muy explícito el señor Aíichaelis. Verdad con tal que acontecimientos imprevistos no den al traste
es que tiene tiempo por delante antes de empezar la obra con la voluntad de resistir.
de democratización que piden los socialistas. Es evidente que por primera vez desde que empezó la

Salón-comedor económico establecido exclusivamente para loa soldados por una sociedad americana en la estación del Este de París
(Fot. Central News)
1562 LA GUERRA ILUSTRADA

Euinas del pueblo de Feuohy, recientemente conquistado por los ingleses (Fot. Central News)

guerra, se han manifestado en Alemania signos ciertos soldados de línea y los cosacos avancen hacia Dolina con-
ele descontento y desconfianza. Los socialistas y el centro siste en llamar a esos soldados hacia Petrogrado. Y, ni
católico, que al iniciarse las hostilidades se mostraban torpes ni perezosos, se aseguran el apoyo de unos miles
conformes con la invasión de Grecia y el castigo de Ser- de obreros descontentos y el de algunos regimientos que
via y las anexiones en Oriente y Occidente, han variado de están indisciplinados desde los primeros días de la revo-
tono y piden una paz inmediata. No será seguramente lución, y se lanzan a la cahe pretendiendo derribar al go-
porque en el fondo de su corazón no deseen aplastar a bierno, que decretó la ofensiva, y disolver el Soviet, que
Francia y desmembrar a Rusia,, ni porque comprendan asintió a ella. Frente al gobierno se levantan algunos jefes
que una paz sin vencidos ni vencedores es preferible a populares; frente a la asamblea de obreros y soldados se
una paz germánica que acarrearía nuevas guerras. Nada constituye una asamblea revolucionaria que se reúne en
de eso. Quien tuvo, siempre retuvo. Pero advierten que el palacio de Táurida. Ciérranse fábricas y talleres; son
una paz inmediata puede evitar muchos padecimientos.y saqueados almacenes y tiendas; muchos soldados hacen
quizá futuras catástrofes. Deben pensar que, al ün y al causa común con los revolucionarios; la gente pacífica—•
cabo, Alemania ha podido evitar los horrores de la inva- no pacifista — se encierra en sus casas, y hay colisiones
sión y que, prosiguiendo la pelea se exponen a perder mu- sangrientas en distintos puntos de la ciudad.
cho y a no ganar nada. Los amotinados exigen l;i dimisión del Gobierno. El
Según las trazas no quiere el gobierno adelantai' ])or tal príncipe Lvov se aviene a dimitir; pero no quiere que
camino. Piensa que puede continuar haciendo frente a Rusia quede en manos de los extremistas, y antes de reti-
sus adversarios, señala el fracaso evidente de la ofensiva rarse del poder manda que las tropas adictas al gobierno
anglo-francesa y decide esperar arma al brazo que sus salgan a la calle y repriman los desmanes de los obreros y
contrarios se confiesen vencidos o exhaustos. soldados. El general Polovtzev, gobernador de la capital,
Esto es lo que se desprende del discurso del canciller. ordena las disposiciones adecuadas, y al cabo de unas
Puede, pues, preverse que, en plazo más o menos corto, horas se ha resliblecido la normalidad. Pero, a conse-
se reproducirá el confiicto que ha hecho dimitir al señor cuencia de ¡as colisiones repetidas y sangrientas, quedan
Bethmann. Gobierno y socialistas no están ya de acuerdo. tendidos en las calles 103 muertos y 846 heridos.
Huyen los jefes revolucionarios, huyen los soldados y
MOTINES EN PETROGRADO marinos que desde Cronstadt habían acudido a l^etrogra-
do, y cuando ya se ha restablecido el orden, dimite el Go-
Lenín, líovonalev, Nertzin y demás pacifistas a todo bierno, y líerensky, el organizador de la ofensiva, a quien
trapo han querido probar por medio de una atrevida para- se quiso asesinar hace pocos días, es nombrado primei'
doja el amor que sienten porta tranquilidad y por la paz. ministro, sin que por eso deje el ministerio de la Gueri'n.
Al ver que la ofensiva emprendida contra los austro- Las detenciones hechas son numerosas. Los rebeldes
alemanes en Galitzia llevaba trazas de ocasionar disgustos que ocupaban la fortaleza de Pedro, y Pablo y el barrio de
a los enemigos de Rusia, piensan que el mejor medio para Vasili-Ostrov, se han sometido al gobierno. En el palacio
evitar hecatombes en. la frontera es producir motines en de la bailarina Kareziska, evacuado por los revoluciona-
la capital; que el método más eficaz para impedir que los rios, han sido encontradas grandes cantidades de armas y
LA GUERRA ILUSTRADA 15G3

de explosivos. Ha sido desarmada la guardia de obreros Durante su largo reinado, Guillermo-Ü ha encarnado
Humada «guardia roja». En cambio, escaparon los princi- la versatilidad y la duda. Jamás siguió hasta el fin un ca-
pales jefes de la insurrección. mino. Jamás expuso de un modo claro y ñrme sus propó-
El resultado de ésta es convertir a Kei-ensky, jefe del sitos y sus deseos. Tan pronto predicaba la guerra como
nuevo gobierno, y apoyado por el congreso de soldados y ensalzaba la paz. Amenazaba a quien momentos antes
obreros, en un dictador. ¿Sabrá sostenerse en el alto pues- halagara, reñía a quien acababa de premiar. Nunca se po-
to con tanta rapidez y audacia alcanzado? día, fundar una esperanza en sus palabras. Se contradecía
de tal modo que en una ocasión el antecesor de Bethmann
Hollweg tuvo que llamarle al orden y rogarle que contu-
LA CRISIS ALEMANA viera el raudal caudaloso de su palabra. Tan pronto
hablaba de tener seca la pólvora y afiladas las bayonetas,
La dimisión del canciller alemán y de varios muiis- como de las ventajas de una paz eterna. ¿Fué GuiUermo 11
tros, consecuencia directa de las encontradas tendencias quien desencadenó la guerra? Creemos que no. Más bien
políticas que manifiestan los partidos, pone de manifiesto parece que fué el partido militar, acaudillado por el
que la unanimidad que reinaba en Alemania al principiar Kronprinz, el que le impuso la lucha contra Europa. Desde
la gaierra lia desaparecido. Únicamente reaparecería en el principio de las hostilidades se notó en las operaciones
caso de obtener una victoria militar completa como la emprendidas la misma vacilación que aparece siempre en
soñaron y como ya no la esperan los junkers. la conducta y en las palabras del Kaiser, vacilación que
Contra los deseos de éstos, Guülermo II acaba de pro- delata talento, pero que no es gran cualidad para un con-
meter la igualdad de voto en Prusia. En cambio, contra los ductor de pueblos.
demócratas nombra al señor Michaelis canciller del Im- ¿Fué Bethmann un simple renector de las voluntades
perio. Michaelis es partidario de la guerra a toda costa^ imperiales? Por razón de las afmida.des que con su propia
aunque no lo dice, como Bethmann era partidario de una naturaleza advertía ¿le eligió el Kaiser como portavoz y
guerra atenuada, aunque jamás lo confesara. como segundo? El caso es que el dimitido canciller no sabía
Veremos si el nuevo canciller se decide a declarar sus jamás a qué carta quedarse. Como el rucio de Buridán, ha
prop('>silos ante el Reichstag, o si continuará la conducta muerto de hambre entre dos haces de alfalfa. La.duda
ambigua, la actitud dudosa de su antecesor. acabó con él. Hindenburg, que no duda, continúa en su
Si se pronuncia en un sentido o en otro con franqueza puesto; von Capelle permanece en el suyo. Lo cual de-
y energía, se podrá asegurar que la crisis producida por muestra que se puede y se gobierna y se domina i)or la fe,
los parlamentarios ha cambiado de un modo radical la ])or la voluntad, por la perseverancia. La duda es exce-
l)olítica seguida hasta ahora por Alemania. Casi se podría lente para las especulaciones espirituales, pero es desas-
apostar que a la voluntad sieínpre fluctuante de Guiher- trosa para la acción.
ino II ha sucedido otra voluntad mucho más enérgica. ¿Dudará'el nuevo canciller, señor Michaelis? Dentro de
¿Será la del Kronprinz? ¿Será la resultante de las dos poco ha de saberse. Los que empiezan a dudar son los ale-
voluntades de Hindenburg y su aUer ego? manes.

EatLido actual de las típicas y suntuosas casas de una plaza de Arras que, como las demás de la población, han suírido un prolongado bombardeo
(Fot, Central News)
1564 LA GUERRA ILUSTRADA

Puentecillo construido por los ingleses sobre una amplia, trinchera que ha poco fué de los alemanes
(fot. Central News)

Abrigo refugio que bao desalojado loa alemanes ante el avance y empuje de laa fuerzas británicas del freutft do Francia
(Fot. Central Newi)
LA GUERRA ILUSTRADA 15G5

'f^í^- Ü;«.:..'..-.ÍÍ*);'•'•/•• ;»*(4'

Soldados australianos ocupando un puesto avanzado de la linea alemana (Fot C. Bicart)

Otro refugio de la línea de fuego, que han abandonado las tropas alemanas ante el bombardeo incesante de la artillería inglesa
(Fot. Central News)
Sañoscfe/>gi/emyc/s¿

89ños<íeM/c)c/eJkenke^^

M A R N O R T E

Senos deBroec/ers

Ferrocarriles
Carreteras del Estado
id Provinciales
Caminos vecinales
Canales
Zona inundable
ESCALA E« KILÓMETROS

MAPA DEL SECTOR LOMBARTZIDE-PURNES-DIXMUDE

Frente de batalla del día 20 de Julio de 1917


LA GUERRA ILUSTRADA

..t ; | f - V ^ . i i Í9m .J.-' f - |

SECCIÓN DE AKTI^IíEIÍíA CANADIEJSrSr CAfíG..^vDO MUNICIONES PARA MARCHAR Dg NUEVO A LA LINEA DE FUECtO (Fot. (Jentral N^ws)
LA GÜERUA ILUSTÍIADA 1569
»Lo que todos queremos no es sino constituir una nueva Alemania,
DOCUMENTOS HISTÓRICOS fuerte y grande, pero no una Alemania que intente dominar por el terror
al mundo, como dicen sus enemigos, sino u n a Alemania moralmente puri-
flcada y que tema a Dios, libre y poderosa; ésta; es la Asamblea que nos-
otros amamos y por la cual nuestros hermanos dan su sangre y su vida.
Esta es l a Alemania que todos queremos y que constituiremos al fin,
DISCURSO DEL NUEVO CANCILLER ALEMÁN a pesar de todos nuestros enemigos.
)>Hemos de tener constantemente ante los ojos los grandes aconteci-
He aquí un amplio exlraclo del que el señor Michaelis mientos que hace tres años se vienen desarrollando, y que fijados quedan
pronunció en el Reichstag el 19 de Julio: en la Historia, demostrando que fuimos forzados a hacer la guerra. Los
armamentos de Eusia y su movilización secreta eran un gran peligro p a r a
«Empezó diciendo el canciller (jue Alemania no había querido la gue- Alemania, y hubiera sido un suicidio político tomar parte en u n a confe-
r r a por espíritu de conquista, y que no la prolongará ni un día más en rencia internacional, mientras hubiera continuado aquella movilización.
cuanto pueda llegar a una paz honrosa. Lo que el país quiere es ver llegar Aunque los hombres de Estado ingleses sabían, como así resulta del libro
lo más pronto posible esta paz; pero no puede hoy Alemania ofrecer de azul inglés, que la movilización rusa había de conducir a una guerra con
nuevo una paz que una vez le fué ya rechazada. Alemania, no dirigieron ni una sola palabra de sana advertencia a Rusias
«Las fronteras del Imperio alemán han de qviedar para siempre ga- a propósito de sus preparativos militares.
rantidas y. garantidas también han de ser de un modo pleno las necesi- »Por el contrario; mi predecesor en este cargo, en las instrucciones que
dades vitales del Imperio, lo mismo en la tierra que en el mar. La paz el día 29 de Jitlio de 1914 enviaba al embajador de Alemania en Viena, le

Centinela avanzado de caballería alemana provisto de la careta contra los gases asfixiantes

que venga ha de constituir una sólida base para asentar la reconcilia- encargaba comunicar al gobierno austro-húngaro que cumpliríamos nos-
ción de todos los pueblos. Es necesario evitar que la liga militar que han otros con nviestros deberes de aliados, pero que nos resistíamos a dejarnos
formado los enemigos de Alemania se convierta en u n a liga económica. arrastrar por Austria en u n a guerra universal, pues no había escuchado
«Podemos alcanzar nuestro objetivo—dijo el canciller—sin salimos de nuestros consejos. No son éstas ciertamente palabras de un hombre que
los límites de la resolución presentada por la mayoría del Eeichstag, tal quiere la guerra, sino más bien las palabras de un hombre que combate
como yo la entiendo. Si nuestros enemigos desean entrar en negocia^ por la paz y que combatió por ella hasta el último extremo.
ciones, el pueblo alemán, todo entero, así como también su ejército y sus •. «El avance del ejército ruso obligó a Alemania a requerir la espada,
jefes, de acuerdo con aquella declaración, se muestra tinánime para pre- pues y a no nos quedaba entonces elección posible; esto que es verdad en
guntar a nuestros adversarios aquello que tengan a bien decirnos. En cuanto a la guerra en general, lo es también en cuanto a las armas que
o3e caso tomaremos parte en negociaciones encaminadas a la. paz como hemos debido emplear, especialmente en cuanto al ai-ma de la guerra
gente que está dispuesta a obrar con toda lealtad; hasta que no llegue submarina. Rechazamos la acusación de que esta guerra submarina sea
ese momento esperemos tranquilos y pacientemente. contraria al derecho de gentes y los derechos de la humanidad; Ingla-
»En cuanto a las cuestiones de orden interior, creo necesario que se t e r r a nos puso dicíia arma en la mano por medio de su bloqueo marí-
llegue a un contacto más íntimo entre los grandes partidos y el gobierno. timo, en absoluto contrario al derecho de gentes, interrumpiendo todo
Estoy dispuesto, mientras sea posible y sin perjuicio de los fundamentos comercio neutral con Alemania y proclamando la guerra por el
constitucionales del Imperio, a hacer todo lo posible para estrechar y hambre.
hacer más eficaz esa colaboración, y así, a fin de aumentar la confianza "Nuestra esperanza de que los Estados Unidos, al frente de todos los
entre el Parlamento y el gobierno, creo conveniente que sean llamados demás neutrales, haría imposible aquella ilegalidad inglesa, fué vana, y
a- las funciones del país hombres que a sus cualidades personales uñan después de la última tentativa hecha por Alemania para no verse obli-
la confianza que en ellos tengan puesta los grandes partidos populares. gada a medidas extremas, tentativa qvie fracasó también, Alemania tenía
Naturalmente que esto es posible sólo en el caso de que no se intente í e s - ' ya el derecho de hacer uso del último medio que le quedaba, impuesto
tringir el derecho que tiene constitucionalmente el gobierno imperial de por la necesidad y con el leal propósito de abreviar la duración de la gue-
dirigir por sí la política interior del país; no estoy dispuesto a dejarme rra. La guerra submarina h a dado el resultado que se esperaba de ella
arrebatar ni u n a parte siquiera de mis derechos directores. y aun más. Intormacionea inexactas de lo que se decía en las sesiones B&-
- 1570 LA GUERRA ILUSTRADA

Soldados turcos haciendo pequeñas compras en una plaza del mercado de Damasco

cretas, hizo que se exageraran las esperanzas que una parte del público «No3 tiene sin gran cuidado el estado de espíritu de los países de la
puso en la guerra submarina. Yo puedo afirmar que la guerra submarina Entente, que confían en la causa de la intervención de los Estados Unidos
es lo que debe ser y que cada día perjudica más y dificulta la vida eco- de América.
nómica de Inglaterra, de manera que no podrá por mucho tiempo seguir «Puede calcularse qué tonelaje se necesita aún para aprovisionar a tal
combatiendo, como hoy lo hace, y que sentirá cada día con mayor fuerza ejército sin perturbar más la economía de guerra de estos países. Nues-
la necesidad de la paz. Nosotros podemos esperar confiados el resultado tros éxitos anteriores demuestran que gracias a nuestra flota y especial-
de la obra que están realizando nuestras Talientes tripulaciones de los mente a nuestros submarinos, dominaremos también la situación. Tene-
submarinos. Quiero aprovechar este momento, en que hablo desde una mos de ello la más firme seguridad.
t a n a l t a tribuna como ésta, gue inmerecidamente ocupo, p a r a enviar «Nosotros y nuestros aliados podemos, pues, esperar con tranquilidad
a todos nuestros ejércitos de mar y tierra el saludo cordialísimo del el curso ulterior de los acontecimientos militares. Sin embargo, en todos
país. Lo que han hecho esto» ejércitos bajo el mando de nuestros gran- los corazones flota una pregunta: ¿cuánto tiempo durará todavía la gue-
des jefes, durante estos tres años de guerra, es cosa verdaderamente inau- rra? Con esto llego a la cuestión más interesante p a r a todos nosotros,
dita en la historia universal; nuestro agradecimiento es infinito, como punto capital de las discusiones de hoy.
lo es también p a r a nuestros valientes aliados; esta confraternidad de los «Alemania no quiso la guerra y no persiguió acrecentar su poder por
ejércitos, que h a sido sellada y puesta a prueba en el curso de las más la violencia. Por esto no continuará un solo día la guerra encaminada a
cruentas batallas, no podrá ya romperse nunca. Alemania será fiel a sus hacer conquistas por la violencia, cuando pueda obtener una paz honrosa.
alianzas y observará fielmente sus tratados. Lo que queremos en primer término es hacer la paz, como gentes que se
»Todos los informes que recibe nuestro Eotado Mayor sobre la situa- batieron victoriosamente.
ción militar con altamente satisfactorios. En el Oeste, las grandes ofen- «La generación actual y las que todavía tienen que venir deben con-
sivas francesa e inglesa de esta última primavera, han fracasado por servar a través de los siglos el recuerdo de la fuerza extraordinaria y del
completo y loa contraataques de nuestras tropas demuestran que su fuer- espíritu de sacrificio de que han dado pruebas nuestro pueblo y nuestro
za quedó intacta y que su pericia militar es superior a la del enemigo. ejército. De este pueblo de 70 millones que al lado de nuestros fieles alia-
En el Oriente, los disturbios interiores ocurridos en Elisia impidieron la dos se defiende contra una masa de enemigos cuatro veces más numerosa.,
realización del ataque en aquel frente, y sólo mucho tiempo después, esti- deteniéndola con las armas en la mano más allá de la frontera de nues-
mulados los soldados rusos por noticias inexactas y excitaciones que pro- tro país.
cedían de diversas partes, se lanzó el ejército ruso a su ofensiva actual, «Esto hace resaltar que ante todo el territorio de la patria es sagrado
cuyo objetivo eran la ciudad de L«mberg y los pozos petrolíferos de y que no podemos negociar con el adversario que reclame parte del terri-
Drohobisch, con el fin de contrabalancear los efectos de la guerra sub- torio del imperio. Si hacemos la paz, debemos antes obtener que las fron-
marina. teras del imperio se vean garantizadas p a r a siempre.
"Brussilov, al precio de sacrificios verdaderamente enormes, no ha «El gobierno opina que si loa enemigos quieren desistir de sus ideas de
logrado sino ligeras ventajas; no hace sino media hora que he recibido conquista y de sus proyectos de aniquilamiento, escucharemos lealmente,
de nuestro mariscal el siguiente despacho : «Provocado por una ofensiva y dispuestos a la paz, lo que tengan que decirnos. Hasta que esto suceda
«rusa, se ha librado hoy un fuerte combate, mandando personalmente las debemos resistir tranquilamente con paciencia y energía.
«tropas el príncipe Leopoldo de Baviera; las fuerzas alemanas, sostenidas «La época presente, desde el punto de vista de los víveres, es de las
«por los austro-húngaros, han forzado las posiciones rusas en las cercanías más duras que hayamos atravesado; el mes de Julio h a sido peor por la
«de Zloczow.» Así quedan anuladas las ventajas que había obtenido Bras- sequía que ha perjudicado las cosechas. Ha habido gran escasez de algu-
silov. Se ha obligado a Grecia a entrar en guerra contra nosotros, pero nas materias, pero puedo expresar la firme seguridad que dentro de poco
también en aquel frente, donde luchamos junto a los valientes búlgaros, la población podrá abastecerse de nuevo ampliamente.
resisten tenazmente nuestras tropas. «De la cosecha no puede decirse aún nada concreto, pero estoy seguro
«Italia no obtendrá, ni aun con una segunda batalla del Isonzo contra desde ahora de que la de cereales para pan será mejor de lo que se cree.
nuestros compañeros de armas austro-húngaros, lo que fué su pretexto : En muchos puntos la paja es corta, pero el grano es excelente. Tendré-
la posesión de Trieste. mos, como en 1915, una cosecha mediana.
«En el Cáucaso, Irak y Palestina se ha suspendido la lucha a causa «También esperamos que sea buena la cosecha de patatas. Si utilizamos
de la estación. Cuando se reanude, los enemigos encontrarán tropas arma- juiciosamente la producción de Rumania y otras regiones ocupadas sol-
das de nuevo y llenas de confianza. ventaremos la escasez de forrajes que sufriríamos sin ello.
LA GUERRA ILUSTRADA 1571
«Estos tres años de guerra demuestran que aun con malas cosechas contener la tempestad ni inteligencia que se atreva a pro-
como la de 1916. Alemania no puede morir de hambre.
»No podéis esperar que yo que asumí la« funciones de canciller hace
fetizar cómo ni cuándo terminará el espantable conflicto.
cinco días os hable hoy de un modo definitivo sobre las cuestiones de la Los dos partidos contrarios, temiendo cada cual por su
política interior pendientes. lado, han hecho desde la iniciación de la lucha cuanto pu-
)iEs evidente que adopto el punto de vista expresado en el decreto im- dieron a lin de extender su campo de devastación. Los Im-
perial del 11 de Julio sobre el sistema electoral de Prusia y que considero
útil y necesario que se establezca un contacto más estrecho entre los
perios centrales consiguieron que Turquía y Bulgaria se
grandes partidos y el gobierno. pusieran a su lado. Francia, Rusia e Inglaterra lograron
«Estoy dispuesto a hacer todo cuanto pueda hacer más viva y eficaz que Italia renunciara a su neutralidad, que Rumania en-
esta colaboración, siempre bajo la garantía de que el carácter federal de trase en lucha, que los Estados Unidos, Cuba, Panamá y
la constitución del imperio será mantenido.
«Deseo también que las relaciones entre el Parlamento y el gobierno
Bolivia declararan la guerra a Alemania y que el Brasil y
sean más estrechas. Grecia rompieran las relaciones con Berlín. Ahora espe-
«Las provisiones serán suficientes si se toman rigurosamente las medi- ran que la Argentina imite la conducta de los brasileños.
das necesarias. En esto aventajamos a Inglaterra que está en muy mala si- No se han limilado a eso los esfuerzos de los beligeran-
tuación. La población de las ciudades ha de reconocer las dificultades en
que se hallan los agricultores durante la guerra. La población rural ha
tes. Los aliados preparan con tiempo la exclusión de los
de tener en cuenta la gran penuria de la industria en las grandes ciuda- alemanes de los mercados del mundo entero cuando ter-
des. Naturalmente todo esto es posible si unos reconocen las dificultades mine la guerra. A la que ahora arde en los campos de ba-
de otros. talla, seguií'á otra tan empeñada y cruel en los dominios
«No estoy dispuesto a dejarme quitar de las manos la dirección de los comerciales. Alemania, por su parte, hace todo lo posible
negocios del Estado. Navegamos por un mar alborotado, en aguas peligro-
sas, pero el faro brilla no muy lejos. No queremos aterrorizar al mundo con para herir a sus adversarios. En Rusia está realizando
las armas como los enemigos creen, sino que queremos una Alemania una obra formidable. Aprovechando los elementos revolu-
moralmente purificada, temiendo a Dios, la Alemania ñel, pacífica y po- cionarios y anarquistas ha conseguido que los polacos, los
tente, la Alemania qtie amamos todos y por la cual queremos sufrir y finlandeses y los ukranios exijan no ya su autonomía, sino
combatir. Por ella vierten la sangre nuestros hermanos, por ella mueren,
por esta Alemania son todos nuestros amores y nuestra voUmtad, mal su independencia. Y con ello resta fuerzas a su adversario
que pese a nuestros enemigos.» más temible y si termina su obra de disgregación conse-
guirá que Rusia quede dividida en varias naciones, que
EL ENIGMA podrán dominar y absorber poco a poco y sin excesivo
esfuerzo los gobiernos de Berlín y Viena.
No hay Edipo que adivine el misterio de la. guerra. Ein- Pero en el pecado llevan la penitencia. Si no obtienen
pi'endida por ambición por unos pocos liombres trastornó una victoria militar completa, aplastante, cosa que por
de tal modo la existencia de las naciones, cansó tanto daño, ahora no parece probable ni a los mismos alemanes, el
acarreó convulsiones populares tan profundas, subvirtió haber enseñado a los pueblos a reunirse según sus afini-
con tanta eficacia los sedimentos y las capas superficiales dades y simpatías, hará que al terminar el conflicto ar-
de las sociedades humanas, reveló con tanta claridad a las mado surjan varios conflictos étnicos. Si a los polacos ru-
greyes la iniquidad de los pastores, ha sido tan formidable sos desean los atemancs que se les dé la independencia,
el movimiento emprendido que no hay fuerza capaz de ¿con qué derecho retendrán Austria y Prusia a los polacos

Fotógrafos militares alemanes explicando el funcionamiento de una máquina cinematográfica a unos turcos vecinos de Taiyins
1572 LA GUERRA ILUSTRADA

El oanoiller del Imperio alemán leyendo un proyecto de condiciones de paz a los miembros del Parlamento

que ahora tienen bajo su dominio? Si Varsovia vuelve a


ser capital de Polonia, ¿cómo impedir que Galilzia, Posna- HECHOS CULMINANTES
nla y Danlzig formen parle del nuevo reino? Si a las pro-
vincias bálticas se les aconseja ahora que sacudan el yus'o 16 de Julio. — Los agentes alemanes excitan a los rusos
ruso, ¿cómo evitar que se reconstituya el reino de S:in de las ciudades a que exijcín del gobierno una paz inme-
Wenceslao? ¿Qué razón dará Austria para no permitir diata.
que se reúnan en un solo haz las razas servias? ¿Con quó Los italianos toman unas trincheras auslriacas en el
derecho reLendrá Hungría a los transilvanos? Carso.
Guillermo Ferrero' prevé el' caso: aSea cual fuere el 17 de Julio. — Los rusos abandonan la orilla izquierda
curso de los aconteciniientos, es indudable que las razas del Lomvilza y la ciudad de Kalusz ba¡o la presión del ene-
oprimidas del Imperio auslro-húngaro no obedecerán ya migo. Gran actividad de la arlilleria en el frente de Riga.
ni a la dinastía de los Habsburgos ni a las dos razas pre- Los 7-umanos se apoderan de unos bosques al sur del
ponderantes : sólo se obedecerán a sí mismas.» Dniéster.
Los trastornos engendrados por los pueblos que tratan 18 de Julio. — Los rusos capturan 9,000 soldados y
de reconquistar su independencia, aumentan los males que 160 oficiales austro-alemanes en un largo combale que
la guerra produce y harán que muchos años después de sostuvieron cnire Lodziany y Krasiio. Dos divisiones ru-
terminar la descomunal pelea aun duren las convulsiones sas atacan en los Cárpatos m los austriacos.
de los países que'habrán tomado parte en ella. Los alemanes son rechazados por los franceses entre
La actitud adoptada por Alemania después de su crisis el bosque de Avocourt y la cola 304.
política demuestra que quiei'e pelear hasta el fin. Eso signi- 19 de Julio. — Los alonanes se apoderan de algunas
fica que la paz está lejana. Dice Hindenburg que en los trincheras entre Uurtebise y Craonne.
campos de batalla de Occidente han de decidirse los des- Sangrientos motines en Petrogrado, provocados por los
tinos del mundo. Quizá tenga razón; pero es evidente que pacifistas. Mueren 70 personas y quedan heridas más
esa decisión tardará en venir y que, por lo mismo, se dará de 800. Dimiten varios ministros., y acaba por imitarles el
tiempo a que llegue a Europa el ejército norteamericano. príncipe Lvov. Kerensky, ministro de la. Guerra, le sus-
Si esas batallas decisivas no se combaten muy pronto, será tituye en la Presidencia y conserva la cartera que tenia.
necesario prepararse para una nueva invernada en las 20 de Julio. — Los austro-alemanes inician una contra-
trincheras. Y cuando empiece la primavera de 1918 habrá ofensiva en Galitzia y obligan a retroceder a los rusos.
en Francia un ejército norteamericano y volarán por los Los norteamericanos han empezado a construir gran
aires los miles de aeroplanos que se están construyendo número de aeroplanos con destino al frente francés.
en los Estados Unidos. Pasan rápidos los meses y llegan El gobierno argentino exige inmediatta satisfacción del
lentas las victorias. Hasta que haya transcurrido mucho de Alemania. Se puede llegar a una ruptura de relaciones
tiempo la esfinge propondrá en vano que se descifre el si no se arregla en breve la, cuestión.
Continúa la contraofensiva alemana en Rusia.

E n el próximo n ú m e r o p u b l i c a r e m o s el retrato del teniente g e n e r a l MV. P. P u l t e n e y ; el mapa planlsférlco, con la Indioaoión


do las n a c i o n e s e n guerra y de l a s que h a n roto l a s r e l a c i o n e s diplomáticas con l o s I m p e r i o s centrales y s u s aliados
(doble página), e n colores, y retratos y grabados de actualidad e n n e g r o
HISTORIA DE L A S
NACIONES
5lS15ilSl51SlSl5lSMS

GRECIA
ÍBIcJOBRA TRADUCIDA DEL
I N G L É S POR G U I L L E R M O
D E B O L A D E R E S IBERN fcl

fi£S«0 POPULAR. CONCISA.ÜSíSiS®


PINTORESCA Y AUTORIZADA
RELACIÓN DE CADA UNA
DE LAS NACIONES DESDE
LOS TIEMPOS MAS REMOTOS
Sí2) HASTA NUESTROS DÍAS «S2>
ipL-nL-rinx-Rui icinu.-RL-rjL-iu.-n
K 130 H p 2,000 5
. ,|s jj DIBUJOS Y 5
CUADROS h
EN g
NEQRO p
¡¿TU.IU.TJnU.Tj
?SíS)5SíS'5S!g>ÍSíasS!2> CONTIENE LOS
MAS FAMOSOS CUADROS HISTÓRI-
COS DE ARTISTAS DE TODAS LAS
NACIONES 5SS<SíS®;!2!íS>i«:í3>>SáS
PUBLICACIÓN PERIÓDICA SEMANAL

M. SEGUÍ EDITOR

PÍDASE TA^' IiN'TEliESANTE OBRA EN TODOS J.OS KIOSCOS Y JJBIIERÍAS