Está en la página 1de 3
FILOSOFIAS DE PLANEACION ‘A medida que lbs planificadores han adquirido mayor conciencia de! proceso en que se encuentran ‘comprometidos, ciertas actitudes, conceptos y filosofias, o lo que pudiera llamarse estrategias de la planeacién, se han vuelto visibles para los estudiosos de estos procesos. Han resultado tres formas dominantes. Aqui se presentan en una forma “pura’ aunque sera obvio que la mayor parte de los planes contienen detemminada mezcia de ellas. Sin embargo, en gran parte de los casos, la laneacién se encuentra dominada por uno de estos tres puntos de vista, que llamaremos Satisfaciente, Optimo y Adaptativo. Estos nombres no son los mas adecuados, porque sus ‘connotaciones son vagas y ambiguas. Desgraciadamente, no he podido encontrar mejores. No tengo pues, ninguna objecién para substituiros por otros nombres. El mas comtin —el Satisfaciente— se trata al principio: y el menos frecuente —el Adaptativo—, al final Satisfaciente “Satisfaciente” es un término afortunado que acuftara Herbert A. Simon, para designar los esfuerzos. por alcanzar cierto nivel de satisiaccién, pero no necesariamente de excederlo. Satistacer es hacer algo “bastante bien” pero no necesariamente “lo mejor que se pueda’. El nivel de realizacién que define “satisfaccién’ es el que busca establecer quien toma la decision La planeacién satisfaciente comienza con la declaracién de jos objetivos y metas que se juzguen a la vez factibles y deseables. La atribucién de estas propiedades a los objetivos y metas usualmente, se basa en el consenso entre los planificadores. Los otjetivos y las metas suelen formulartas los planficadores satisfacientes, ya sea en términos de medidas de rendimiento cominmente usadas (por ejemplo: ganancias, utiidades o interés sobre inversiones) 0, en términos cualitativos (por ejemplo, buenas relaciones laborales). En un extremo el planificador satisfaciente parece operar sobre el principio de que si uno no puede medir lo que quiere, deberia, o bien desear lo que puede medir, o no tratar de medir. Por ejemplo, para la mayor patte de los ejecutivos, el objetivo de la publicidad es aumentar las ventas| Sin embargo, el incremento de las ventas causado por la publicidad es dificil (aunque no imposible) de medir. El recuerdo de los ‘mensajes, el niimero de “impresiones” que hacen, o cambios en las “actitudes” producidos por ellos ‘son aparentemente mas faciles de medir. De alli que el planificador de mercaco satisfaciente tiende a fijar los objetivos de la publicidad en términos de recuerdos, impresiones y actitudes, mas bien que en términes del incremento de ventas. Es muy comin que el planificador satisfaciente fje solamente unas pocas metas; por ejemplo, incrementar las ganancas en un 10% cada afto 0 su participacién en el mercado en un 5%. Normaimente no Se preocupa por proporconar un medio de arbitrar los confictos que podrian surgir entre tales metas; por ejemplo, si una participacién especffica en el mercado y el aumento de las ganancias no pudieran obtenerse simuitineamente a corto plazo, no es probable que el plan ‘satisfactor provea a la administracién de una base para determinar las formas de transaccién entre las dos. El planificador de este tipo normalmente fija ante todo los objetivos y las metas. Ya no se busca establecerias “tan altas” como sea posible, sino solamente “suficientemente altas”; solo tendra que revisarlas si resultan inaccesibles. En cuanto se fjan los objetivos y las metas, busca sélo un medio ceptable y factible para alcanzarios; tampoco debe ser necesariamente el mejor medio posible. Planeacién éptima En este segundo tipo de planeacién se hace un esfuerzo por hacer las cosas no s6lo suficientemente bien, sino por hacerlas lo mejor posible. Este enfoque “¢Optimo” de la planeacién ha podido hacerse principalmente gracias al desarrollo y a la aplicacion de los modelos matematicos de los sistemas para los cuales se planea. Para quienes no estén famillarizados con tales modelos, les sera muy titi luna breve exposicion de su origen, naturaleza y uso. Modelos y optimizacién. La experimentacion es una parte esencial de la ciencia. Pero los sistemas (como el solar, organizativos o qubemnamentales) no pueden llevarse a los laboratorios ni es posible practicar en ellos experimentos totales en su ambiente natural. Por tanto, dado que la ‘experimentacién es necesaria para conocer y controtar mejor tales sistemas, y que los experimentos no pueden realizarse directamente, éstos deben efectuarse sobre algo distinio a los sistemas objetos de estudio. Desde luego que si tales experimentos han de producir algin conocimiento al sistema, deben realizarse sobre algo que se asemeje al sistema estudiado. Los modelos son la representacién de los sistemas que se utlizan para este propésito. Pueden ser representaciones fisicas (como son los modelos de aviones en los ttineles aerodindmicos 0 los modelos de buques en tanques para remolcar, representaciones graficas (como son diagramas y graficas), o representaciones simbélicas (como son las ecuaciones matemaiticas). Se le llama simulacién a un experiment realizado sobre el modelo de un sistema. Sin embargo, cuando se usan los modelos simbdlicos, a veces es posible determinar cuales serian los. resultados de un experimento sin realizario, por r de procesos deductivos (por ejemplo: analisis matematicos). Frecuentemente esto puede ahorrar mucho tiempo y esfuerzo y proporcionar resultados ain mas precisos que los que pueden obtenerse por medio de la simulacién. El uso de los modelos simbélicos es esencial en la metodologia de la investigacién de operaciones. Estos modelos varian grandemente en tamafio, condicion y complejidad; pero, dado que todos trabajan el pro ceso de toma de decisiones, todos tienen la misma estructura fundamental. Generalmente, un modelo de decisiones tiene dos partes: una funcién objetiva y un conjunto de una 0. mas restricciones. Los esfuerzos (aun los infructuosos), por desarrollar planes verdaderamente dptimos casi siempre producen un subproducto valioso, una comprensién mas profunda del sistema para el cual se planea. Por des gracia, esta comprensién no siempre se comunica de manera efectiva a los ejecutivos afectados. El optimizador trata de: a) minimizar los recursos que se necesitan para obtener un nivel especifico de rendimiento b) maximizar el rendimiento que se puede conseguir con recursos disponibles (0 que se espera que lo sean) 0, ©) tener el mejor equilibrio entre los costos (recursos consumidos) y los beneficios (resultados) | Adaotatve ‘A este tipo de planeacién se le llama algunas veces, planeacién innovadora. Todavia no es la mas usual porque atin no hemos desarrollado un concepto claro y absoluto de ella, ni una metodologia sistematizada para realizaria. Consecuentemente, es mas bien una aspiracién que una realizacién. A pesar de ello, los planes de este tipo se pueden disefiar en las organizaciones en un grado mucho ‘mas ampli de lo que pudiera uno pensar porlas practicas actuales. La planeacién Adaptatva tiene tres pilares que le sirven de plata forma: 1. Se basa en la creencia de que el valor principal de la planeacién no descansa en los planes que se producen, sino en el proceso de producirlos. En efecto, el lema del planificador adaptativo es “el Proceso es nuestro producto mas importante" Por tanto, Sostiene que la importancia de la planeacién para los ejecutivos reside en su participacién en el proceso, no en su consumo de ese producto. A partir de esto se deduce que la planeacién efectiva no puede hacerse para una organizacién, sino ‘que debe hacerse porlos ejecutivos que estan al frente de una empresa Este punto de vista se refleja bien en la siguiente observacién que hiciera Eric Tiist (1968, p. 26): “Michel Crozier... que est realizando un estudio sociolégico de la toma de decisions dal plan V,, ha demostrado que ei efecto mas importante de la planeacién francesa no consiste tanto en haber lo ‘grado éxito, sino en el aprencizaie social ocasionado en las innumerables comisiones que tomaron parte en el disefio,realizacion y re visién del plan.” 2. Gran parte de la necesidad actual de planeacién obedece a Ia falta de administracién y contioles, eieciives. El hombre produce la mayor parte de los embrollos que la planeacién trata de eliminar 0 ‘vtar. De alli que ol principal objetivo de la planeacién dobiora ser la proyeccién de una orgarizacién yy un sistema de administracién que minimice Ia futura necesidad de la planeacién retrospectiva — esto es. la planeacién encaminada a corregir las deficiencias producidas por decisiones hechas anteriomente— y logrario reduciendo las posibilidades de que ocurran tales deficencias. El objetivo rno es eiminar la planeacén prospeciva: la planeacion que se dirige a crear un futuro deseado, 3. Nuestro conocimiento del futuro se puede clasificar en tres tipos. = Certidumbre, = Ineartidumbre = Ignoranea, Cada uno de ellos requiere un tipo distinto de planeacién; compromiso, contingencia y sensibilidad. a] Ante todo, hay ciertos aspectos del futuro sobre los que se puede tener una certeza virtual. Hay algunos cambios futuros que pueden ser virtualmente inevitables y hay algunos “invariables’ que también tienen ese caracter, es decir, algunos aspectos de! medio ecolégico que permanecerén ‘stables. Por mencionar algunes ejemplos trviales, el porcentaje de varones y mujeres en la ppoblacion tal vez no se mocifique, pero el niimero de personas de 21 afios puede cambiar para 1980, No obstante, esta cartidad puede estimarse con certa certeza. Los aspect lava mens sauce del futuro pueden ser difcles de identiicar, pues puede requenrse bastante invest Gescubns, A menudo son ebvos cuando se\ven retospectivamants; por ejerplo, solo ahora se festa haciendo obvio que habra una gran demanda de medidores de contaminantes del aire y del agua.