Está en la página 1de 4

UNMSM. EPMH.

ÉTICA 2017 II

LA ARGUMENTACIÓN EN ÉTICA EN SALUD. LAS FALACIAS

1. ¿Qué es argumentar? Y ¿Por qué argumentar?

Argumentar o razonar es una actividad que consiste en dar razones a favor o en contra de una determinada tesis
que se trata de sostener o de refutar. Esa actividad puede ser muy compleja y consistir en un número muy
elevado de argumentos (de razones parciales), conectadas entre sí de muy variadas formas.

El contexto de la argumentación la hallamos en las distintas épocas, para nuestro caso las épocas médicas, y en
las diferentes sociedades. Así el razonamiento paternalista es diferente del basado en respeto a la autonomía.
Vemos un ejemplo:

Silogismo médico tradicional Silogismo médico actual
La neumonía se trata con penicilina La neumonía se trata con penicilina
Pedro tiene neumonía Pedro tiene neumonía
Pedro quiere [o no] tratar su neumonía

Pedro debe ser tratado con penicilina Pedro se trata [o no] con penicilina

Y es que por el respeto a la autonomía es el paciente consciente de sus actos, dueño de voluntad y
adecuadamente informado, es quien decide.

EJEMPLO DE ARGUMENTACION SOBRE LA INFLUENCIA DE LA EPOCA. La escritora Munro, en Amistad de
Juventud, escribió sobre un personaje que argumenta sobre las inhibiciones y las libertades en la conducta
sexual según la época en que se vive. Dice: “Mi madre había crecido en un tiempo y en un lugar en los que el
sexo era una oscura empresa para las mujeres. Que se podía morir a causa de él. Así que honraba la decencia, la
gazmoñería, la frigidez que podían protegerla a una. Y yo crecí sintiendo horror por esa misma protección, por la
elegante tiranía que a mí me parecía que se extendía a todas las áreas de la vida… Yo era partidaria de las
palabrotas y de la ruptura; me atormentaba el pensamiento de la falta de consideración y de la dominación de
un hombre. Lo curioso es que las ideas de mi madre estaban en consonancia con algunos conceptos progresistas
de su época, y las mías se hacían eco de los conceptos preferidos en mis tiempos… Es como si las tendencias que
parecen más profundamente arraigadas en nuestra mente, las más personales y singulares, hubieran entrado
como esporas en el viento predominante, buscando un lugar apropiado donde aterrizar…”.

Así como la circunstancia de la época influye en las ideas y decisiones, existen otros aspectos externos a la razón
de una persona, que también pueden influirla. Al respecto el bioeticista Miguel Kotow plantea que los juicios de
valor no pueden aspirar a reconocimiento unánime. La “universalidad” de la ética es una aspiración incumplible.
Las éticas aplicadas no sólo emanan de determinadas perspectivas culturales, además deben ser aplicables a
situaciones contextuales variadas: deliberar sobre eutanasia, dice, es muy diferente en Alemania que en Bélgica.
El nivel educativo es muy influyente a favor de la autonomía de la persona. Una persona con poco nivel
educativo está en riesgo de no protegerse debidamente ante las influencias interpersonales y sociales.

2. Argumentación y falacias

Un objeto de especial interés en el estudio de las argumentaciones lo constituyen las falacias, esto es, aquellos
argumentos que parecen razones, pero que no lo son. Las falacias pueden clasificarse desde varias perspectivas.

1

mítines y discusiones políticas. un óvulo no es un PE no viable. Falacia Pragmática Es el caso de la pendiente resbaladiza. pero es una posibilidad. Círculo vicioso. Es claro que la insuficiencia circulatoria cerebral puede afectar el nivel cognitivo al nivel de deterioro clasificable como enfermedad. en un singular momento. El ámbito de la investigación tiene un lugar.C. nihilista. Mario no es Carlos. con PE no viables) y no una simple condición suficiente. la Tierra no es Marte por tanto la Tierra no es un planeta. Será una excepción.Una clasificación propone distinguirlas en falacias formales. no está permitido investigar con óvulos”. Lo más habitual es confundirla sucesión temporal con la relación causa efecto. cuando alguien solo consigue comunicarse con la agresión verbal. Carlos es el caso necesario que tiene la propiedad que el predicado menciona. Ejemplo: Luego de un accidente grave un conocido del accidentado dijo que éste siempre fue descuidado de su propia seguridad y que el accidente demostraba que esta afirmación era cierta. pero pudiera ser que la causa del accidente principalmente recaiga. pero cabe tener en cuenta que dicho ámbito tiene otras opciones.. Falacia Material Las falacias materiales son aquellas en las que las premisas son inapropiadas porque lo que se dice en ellas no es pertinente respecto a la conclusión. según infrinjan alguna de las reglas de la buena argumentación características de cada una de esas concepciones. algo que podemos imaginar que a nadie en su momento sensato se le ocurriría sostener. en una maniobra grave de un chofer que no durmió bien y que ya lleva más cuatro horas al volante. Argumento ad hominem L. Hubiera sido diferente que la premisa hubiera sido afirmada así: “Toda investigación biomédica consiste en investigar con pre-embriones”. inculta. argumentaciones. como sí lo sería este ejemplo: “Carlos es el menor de mis hermanos. por ejemplo. Afirmaciones o insinuaciones tales como que la persona es ignorante. Algunos ejemplos de este tipo de falacias son: a. materiales y pragmáticas. Falacia de la causa falsa. en algunos países. Silva en La Investigación Biomédica y sus Laberintos dice de esta falacia: Consiste en atacar las reflexiones de otro mediante el intento de desacreditar a quien las expone y procurar por esta vía que los demás desestimen sus puntos de vista. charlatán. (Condición Suficiente y Condición Necesaria) Falacia Formal Caso de una falacia de tipo formal: “Está permitido investigar con pre-embriones (PE) no viables. sin embargo una persona con tal problema clínico puede expresar. b. Tiene lugar cuando las premisas presuponen la conclusión que se pretende demostrar. etc. Por ejemplo “Hemos decidido que el espectáculo sea autorizado para mayores de 14. pero para evitar que los jóvenes de 12 engañen a los controladores. algo de mucha lucidez. Veamos eso. solo abaratan los argumentos de quien los usa cuya precariedad de argumentos se pone de manifiesto. por lo tanto. orate. Cuando se afirma Marte es un planeta se está dando un ejemplo suficiente de planeta y no un caso necesario. Otro ejemplo: “Marte es un planeta. en casos extremos. Consiste en situar erróneamente la causa de un fenómeno en algo aparentemente relacionado con él. luego Mario no es el menor de mis hermanos”. sería mejor subir la edad 2 . para dicha investigación. no agregan nada. El error consiste aquí en haber interpretado que en la premisa se establece que algo es condición necesaria para otra cosa (que sólo se puede investigar. analfabeto. en el contexto del uso de las técnicas de reproducción humana asistida. Las supersticiones están fundamentadas en este tipo de falacia. Pueda ser que sea este el caso. c. Este tipo de discusión es muy frecuente en diversos ámbitos de la vida: debates.

se está adaptando a esta nueva realidad. Como dice Krebs.30. “Es más. cuando se masificó la imprenta. a adquirir sus creencias en condiciones distintas a las que teníamos nosotros. En realidad el problema es el mal control al ingreso del espectáculo y no la edad del ciudadano. debemos ver qué está pasando y cómo estas nuevas generaciones se van a orientar en un mundo en que las categorías que nosotros conocíamos ya no existen. 3. Los niños están aprendiendo a pensar con los nuevos medios. la psicóloga social Ziva Kunda habló de la existencia un “razonamiento motivado”. Krebs dice que “Es un hecho que está exacerbado en nuestra época. A mí me parece que desde la filosofía.000 veces (julio 2017). también se comenzaron a difundir panfletos que tenían el mismo efecto que tienen hoy las noticias en las redes. Texto basado en El País (Madrid) y El Comercio (Perú). tanto individual como colectiva. aunque sin guion. El prestigioso diccionario inglés de Oxford ha distinguido en 2016 con el título honorífico de palabra del año a la palabra original en inglés. según la Real Academia Española. pues resulta inmune a cualquier evidencia que demuestre su falsedad. debido a la plasticidad neuronal. refiere "a toda información o aseveración que no se basa en hechos objetivos. El filósofo y profesor Victor J. habrá de decirse. ya no lo es para ellos. En ambos casos. a procesar los datos de otra manera. Por eso la Real Academia Española ha decidido incorporarlo al Diccionario. En inglés se empleó por vez primera post-truth en 1992 (lo hizo el dramaturgo serbio-estadounidense Steve Texich en un artículo publicado en la revista The Nation). Eso nos haría llegar no a conclusiones verdaderas sino solo a aquellas que nos satisface escuchar. Este uso del prefijo pos. creencias o deseos del público". Desde entonces hasta aquí. “chisme”. en su libro El prisionero de las 21. en una construcción de conciencia. Por eso no importa cuántas mentiras diga un político si nosotros simplemente queremos creerle. El fenómeno de posverdad El término “posverdad” pobló durante los últimos años las cadenas de radio y televisión. un proceso cognitivo basado más en nuestras emociones que en nuestro propio raciocinio. “falsedad” o “manipulación”. La palabra se incorporará el próximo diciembre y lo hará como sustantivo. post-truth. dice. publicado en 2003. por el contrario. por ejemplo. los demagogos reinan”. Los defensores de la posverdad aseguran que esta es diferente a la clásica mentira del pasado. entre los siglos XVI y XVII. del mismo modo que “la era posindustrial” no define la época en la que ya dejaron de existir industrias. y en español se atribuye la primera mención documentada al escritor Luis Verdú. se denota que lo mencionado en la raíz ha dejado de ejercer un papel fundamental. pero que no es definitivamente nuevo”. 3 . El término “posverdad” ha venido reflejando que aquello que las personas sienten ante un estímulo. y las neurociencias están demostrando ya cómo el cerebro.necesaria de 14 a 18”. en vez de contar una tragedia. En opinión de los lingüistas El creciente uso de la palabra es una señal de que en la actualidad "lo real no consiste en algo ontológicamente sólido y unívoco. “cuando no hay educación. y no “la era posverdad”. Tal vez muchos hispanohablantes no lo han pronunciado aún. El nuevo término se suma al campo semántico que ya habitaban voces como “mentira”.no implica que vivamos un momento en el que la verdad ha desaparecido. Agrega que nosotros hemos inventado un nuevo mundo. Posverdad. y ha encontrado sin mayor problema una traducción impecable al español. pero darían idea de que no viven en este mundo si asegurasen no haberlo oído nunca. sus sensaciones subjetivas. La diferencia entre verdad y falsedad que para nosotros era tan evidente. de pensar y de relacionarse en la era digital”. su uso no ha dejado de crecer en ambos idiomas. Por tanto. sino. En la década del noventa. “La posverdad es solo un síntoma de una transformación generacional en la forma de ver. “la era de la posverdad”. sus emociones respecto de una idea o de un líder. priman en las decisiones que toman y son más importantes para ellos que la verdad misma. porque la gente comenzó a adquirir sus creencias de manera distinta a como lo había hecho antes”. visitó todas las rotativas y Google responde que en su seno se ha reproducido 516. que es el virtual. sino que apela a las emociones.

Quien comete una falacia infringe alguna de las reglas que rigen el juego de la argumentación racional. Hay que preguntarse también por las premisas de las que se parte.a quien dirigir los argumentos con esperanza de éxito. 2. da apoyo a multitudinarias y efervescentes expresiones. 4 . Las falacias.sobre un asunto. están equivocados y sólo uno. 3. Una falacia expresada en grupos sociales. sencillamente. Pero ésta no es una situación muy frecuente. 7. al mismo tiempo. Como siempre ocurre en materia de argumentación. consejos y reflexiones para enfrentar a las falacias (De Manuel Atienza) 1. con el propósito de ser original sino de formular con precisión lo que muchos han pensado -o podrían haber pensado. 5. Sin embargo. mucho más fiable a la hora de detectar el error que de conducirnos a la verdad. o casi todos. Decálogo de reglas. especialmente en los asuntos públicos. Pero no pocas veces es el primer paso en el camino de la solución. Pero siempre -al menos. o muy pocos. ciertos indicios de que un argumento es falaz. los malos argumentos que parecen buenos. Existen ocasiones en que todos. simplemente. Hay públicos ansiosos alguna posverdad y la reciben con algarabía. Refutar un argumento no suele equivaler a resolver el problema que lo generó. Hay. normalmente. están en lo cierto. Para combatirlas con éxito (una consecuencia de lo anterior) no basta con revisar si los pasos de una argumentación (las inferencias) son o no aceptables. por ejemplo.no pueden hacerse desaparecer. envuelven en ocasiones errores lógicos en sentido estricto.Posverdad y falacia. Puesto que no es difícil cometer falacias. Pero siempre habrá gente en posición de imparcialidad -los lectores de un periódico. también en esta guerra el combatiente necesita tener "moral de victoria": ha de pensar que en condiciones normales los buenos argumentos derrotan a los malos (que a veces parecen buenos). Quien combate contra las falacias ha de hacerlo sin ninguna esperanza en una victoria final. la victoria es para quien resulta más persuasivo. naturalmente. aceptada por muchos sin interesarse en que de veras no corresponde a los hechos ni a lo racional y. Los argumentos falaces no son los que van en contra de nuestros intereses o los que. y ello legitima (si la infracción es de suficiente gravedad) que se le combata. El más importante es que "choque" contra nuestro sentido común. 6. es también una posverdad. Persuadir al oponente está. pues. La guerra contra las falacias no ha de librarse. a golpe de argumento.presuponen alguna concepción inaceptable en materia moral o política. 9. 10. hay que ser muy cauto a la hora de identificarlas. más allá de lo humanamente alcanzable. en redes. no nos gustan. 8. siempre que son peligrosas. 4. 4. pues lo que las genera -los "intereses siniestros".