Está en la página 1de 8

LA FUNCIÓN SOCIAL DE LA RADIO Y LA TELEVISIÓN EN MÉXICO EN 2008

Por. Soraya Cerda

A lo largo de los años, la radio y la televisión han contado con un elevado grado de
confiabilidad y presencia entre los mexicanos. No hay día en que personas de todas
las edades y niveles socioeconómicos, con la finalidad de informarse, entretenerse o
simplemente para acompañarse durante sus actividades cotidianas, dejen de prender
sus aparatos de radio y de televisión para escuchar o ver los programas que a través
de ellos se transmiten.

Conscientes de lo anterior y en respuesta al mandato de Ley previsto en los artículos


4° y 5° de la Ley Federal de Radio y Televisión, la función social de la radiodifusión
se ha materializado de forma cotidiana a través del entretenimiento, la información,
las expresiones culturales y educativas que se difunden a diario en el territorio
nacional. Adicionalmente, los industriales de la radio y televisión contribuyen con
campañas y programas gratuitos de asistencia social coadyuvando al Gobierno
Federal, los Gobiernos Estatales y municipales, así como fundaciones y asociaciones
sin fines de lucro.

Es así que esta Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión, integrada por
más de 1,600 emisoras de radio y televisión con cobertura en el 99% del territorio
nacional, se ha ganado un distintivo entre la población por ser una industria cercana a
la gente, conoce sus necesidades y responde de inmediato en la búsqueda de
soluciones, misma que a través de los años se ha dado a la tarea de ayudar, no en
abstracto, sino con beneficios concretos, desde el mensaje más sencillo:
recuperación de cosas perdidas, donación de sangre, el desplegado de múltiples
campañas de apoyo en contingencias ambientales a nivel nacional; de ayuda a
damnificados en México y en diversos países, y en la prevención de enfermedades y
el impulso a la salud.

En cuanto a la forma en que se llevan a cabo estas campañas, también hay un


extenso abanico de acciones involucradas, desde la transmisión de spots o
programas informativos -en los que la respuesta del auditorio es uno de los
parámetros de éxito- hasta la organización de eventos masivos, talleres,
conferencias, acopio y distribución de productos, patrocinio y distribución de material
didáctico, etc.

Cada Estación de Radio y Televisión conoce su localidad y sus necesidades


particulares y desarrollan de manera conjunta con las autoridades correspondientes
los programas y campañas que permitan la solución, el desarrollo y bienestar de la
Sociedad, de manera comprometida y efectiva, como muestra podemos mencionar:

Salud

La Industria Trabaja de manera conjunta con las autoridades Correspondientes y


Asociaciones a la prevención y Tratamiento de enfermedades, como el Cáncer de
Mamá, Neumococo o Adicciones -en la cual la Radiodifusión junto con el Consejo
Nacional contra las Adicciones (CONADIC) realizan un programa de Comunicación
que va más allá del spot, que incluye la capacitación de nuestros locutores y
conductores, para una eficaz orientación sobre este problema-. Además de
programas completos como “Vive sin Drogas”; así como la recaudación de insumos
como la Sangre, en los bancos de Sangre de la Cruz Roja y también la recaudación
económica para esta misma y el “Teletón”.

Educación

Ante el calentamiento global de nuestro planeta, nuestra Industria ha tenido una


campaña permanente de educación ambiental en la conservación de nuestros
recursos naturales, el cuidado del agua, la reforestación, la prevención de incendios,
la conservación de especies como las tortugas, separación de basura y el uso
moderado de energía.

La capacitación y orientación están presentes en diversas campañas y programas de


nuestras frecuencias siempre buscando la superación personal, como “Hoy con
Mariano”, el programa de Fernanda Familiar, etc.

Una persona no estaría completa sino desarrolla sus valores, y la sociedad necesita
de ellos para seguir progresando, por eso la importancia que adquieren estos en
nuestra Industria, y los vemos en diversas campañas y programas como la de
“Valores” que versa sobre el slogan “Tienes el valor o te vale”.
Protección Civil

Los desastres naturales han sido una constante a lo largo y ancho del país, su
oportuna detección y la rápida información sobre los mismos ha servido para alertar,
prevenir y proteger a la población de sus alcances y efectos. Es así, que convencidos
de la necesidad de informar con rapidez, la industria de la radio y la televisión no ha
dudado en abrir sus cámaras y micrófonos para dar a conocer puntualmente sobre
las situaciones de alerta, lo cual ha redundado en el salvamento de muchas vidas.

La prevención de accidentes también se difunde para evitarlos tanto en casa como en


el trabajo, en la calle y especialmente en los periodos vacacionales en carreteras,
como es la campaña “Más vale prevenir”.

Recaudación y Unión

La credibilidad que nuestra Industria tiene es un lazo muy fuerte y cercano que se ha
construido a lo largo del tiempo y por siempre dar respuesta a los planteamientos que
la sociedad nos hace, esto nos permite lograr una unión de la población en la
recaudación de fondos económicos y materiales para las diversas necesidades como
son los desastres naturales, las campañas de la Cruz Roja, “El Km del Juguete”, “El
Mochilón”, Teletón, y personas en situaciones especiales “Dale vida a Mariana”.

Cívicas

La identidad Mexicana es parte de nuestra programación donde se desarrolla el


amor por nuestra patria, así como el desarrollo de valores como es la unión, y el
reconocimiento de nuestras Instituciones, como las Fuerzas Armadas de nuestro
país, que se entregan a salvaguardar la seguridad de todos los mexicanos.

La base de nuestra sociedad es la familia y concientes de esto se ha desarrollado en


conjunto con otras asociaciones “El día de la familia”, dándole impulso a la
convivencia, el estrechamiento de los lazos familiares, para que posteriormente se
traduzca en una fuerte unión de los mexicanos. Como ejemplo tenemos las
campañas “México Unido”, “Tolerancia en Oaxaca”, el propio “Día de la familia”, y las
campañas de promoción del voto.

Sectores de la población menos favorecidos y minorías

Los mexicanos con capacidades diferentes tienen nuestro apoyo y solidaridad a


través de diferentes campañas y programas, que para las necesidades especificas
tienen, y se atienden con asociaciones como APAC, y TELETÓN.

Los grupos minoritarios también están presentes en nuestra atención y se desarrollan


programas específicos para ellos, como la estación Radio Yóol Iik que transmite en
lengua Maya en Mérida, Yucatán; o campañas como la “Jornada de operaciones de
Labio Leporino y Paladar Hendido”, en San luis Potosí que se transmitió en Español y
Náhuatl.

Nuestra preocupación también se dirige hacia nuestros hermanos migrantes, con


campañas de prevención, conscientizándolos de los riesgos, así como brindándoles
orientación cuando ya están del otro lado de la frontera, manteniéndolos en contacto
con su gente y sus raíces, fomentando su identidad Mexicana, en colaboración con
estaciones en los Estados Unidos. Es el caso de programas como “Al otro lado”,
“Paisano”, etc.

Turismo y Cultura

En nuestra Industria la promoción de Actividades turísticas se desarrolla apoyando


con campañas los diversos Estados de nuestra República, y dentro de estos mismos,
se promocionan los sitios de interés cultural y de belleza natural.

La invitación a recorrer los diferentes espacios culturales como museos, exposiciones


y monumentos históricos, se dan día a día en nuestros programas.

Programas hablados
Estos programas cada día están más presentes en nuestras barras de programación,
y surgen como la necesidad de la población a ser atendidos en sus diversas
inquietudes. A través de ellos se puede encontrar la orientación para la solución de
muchos problemas cotidianos, como la recolección de basura, la falta de agua, las
injusticias, los abusos y la corrupción, hasta temas más complejos como las
adicciones, la comunicación en la familia, educación de los padres, etc.

Asimismo, durante este año se creó el primer Padrón Nacional de Campañas y


Programas Sociales, el cual consiste en recopilar todo aquel programa o campaña de
Servicio Social, adicional al tiempo de Estado y Fiscal que la Industria pone a
disposición de la sociedad. A la Fecha se han recabado más de 420 registros,
número que siendo sólo una muestra, apenas refleja una pequeña parte de la ardua
labor que se realiza todos los días en las estaciones de radio y canales de televisión
en el país.

Como se puede apreciar, es enorme el esfuerzo que diariamente realiza la


radiodifusión en México para contribuir con el desarrollo y bienestar de la población,
por lo que sin presumirlo y muchas veces pasando desapercibida, no en el mensaje
que se difunde, pero sí en la ayuda que desinteresadamente proporcionan, las
estaciones concesionadas de radio y televisión a lo largo y ancho del territorio
mexicano cumplen con la función social que les ha sido encomendada.

No conforme con lo anterior, conscientes de que los contenidos que se transmiten a


través de la radio y la televisión son una referencia importante que incide en la forma
de actuar, de pensar, de conocer y de comprender la realidad, al ser fuentes de
información sobre su entorno y el mundo; y que los mismos son instrumentos de
comunicación que influyen en la educación, la formación de opiniones y de la
temática de la crítica social, así como en sus preferencias y opciones de
entretenimiento, los industriales de la radio y la televisión han tenido cuidado de los
materiales que transmiten a sus audiencias.
Para lo anterior, la Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión,
organización que agrupa y representa los intereses de la industria de la radiodifusión
del país, creó en el año 2000 el Consejo de Autorregulación.

Éste está conformado, además de gente de la industria, con representantes de


diferentes organizaciones tales como: la Asociación a Favor de lo Mejor, el Consejo
de la Comunicación, el Consejo Nacional de Autorregulación y Ética Publicitaria y la
Asociación Nacional de Universidades e Institutos de Educación Superior.

Dicho Consejo tiene como objetivo promover el reconocimiento y la observancia de


una serie de principios éticos y cívicos, orientados a ofrecer mayor calidad en los
contenidos de los programas que se transmiten por la radio y la televisión, de tal
modo que, sin menoscabo de la libertad de expresión y la diversidad contribuye a la
divulgación y aprecio de los valores éticos y cívicos de la sociedad mexicana.

Gracias a la labor del Consejo y al compromiso social y cultural que tienen los
concesionarios de las estaciones de radio y de televisión, a petición de sus
integrantes, durante el 2007 salieron del aire 11 programas y se modificaron otros 6
cuya calidad de contenidos no cumplían con los estándares de calidad que la
audiencia demanda.

En conclusión, la industria de la radiodifusión tiene un fuerte y decidido compromiso


social con su país, el cual desarrolla con gran dedicación, y para el que aporta todos
sus recursos humanos y materiales. Es así que en la CIRT estamos convencidos que
el Estado Mexicano garantizará siempre en materia de radio y televisión los
mecanismos para generar las oportunidades para competir, expresarnos,
comunicarnos con libertad, informar con oportunidad, educar, entretener
responsablemente y más importante seguir ayudando a aquellos que por su
condición de vulnerabilidad más lo necesitan.

RESUMEN
En los últimos años, tanto la radio como la televisión se han diversificado, como fiel
reflejo de la evolución de la sociedad, sin la radiodifusión no puede comprenderse a la
sociedad contemporánea. Su presencia en todos los ámbitos de la vida social, desde la
familia hasta las más complejas instituciones, hace indispensable su análisis y
valoración.

A lo largo de los años, dichos medios masivos de comunicación han contado con un
elevado grado de confiabilidad y presencia entre los mexicanos. No hay día en que
personas de todas las edades y niveles socioeconómicos, con la finalidad de
informarse, entretenerse o simplemente para acompañarse durante sus actividades
cotidianas, dejen de prender sus aparatos de radio y de televisión para escuchar o ver
los programas que a través de ellos se transmiten.

Es así, que la radiodifusión mexicana cumple un importante papel, difundiendo


permanentemente mensajes de interés para nuestras vidas y se ha convertido en un
factor de promoción para el desarrollo social y económico de nuestro país, impulsando
la participación ciudadana en el proceso de democratización de las instituciones locales
y nacionales.

La Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión, integrada por más de 1,600


emisoras de radio y televisión con cobertura en el 99% del territorio nacional, se ha
ganado un distintivo entre la población por ser una industria cercana a la gente, misma
que a través de los años se ha dado a la tarea de ayudar, no en abstracto, sino con
beneficios concretos, como el desplegado de múltiples campañas de apoyo en
contingencias ambientales; de ayuda a damnificados en México y en diversos países y
en la prevención de enfermedades y el impulso a la salud.

Asimismo, se ha apoyado a los sectores más vulnerables de la población destinando


recursos a mejorar la calidad de vida de miles de mexicanos tales como trasplantes de
cornea y de riñón; la entrega de cerca de 8,500 auxiliares auditivos, así como de becas,
aulas, libros, artículos escolares y computadoras con lo que se ha beneficiado a más de
700,000 estudiantes en toda la República Mexicana.
Tan sólo en 2007, se han apoyado 420 campañas de manera gratuita con 27 millones
de impactos en radio y un millón y medio en televisión, lo que significa 10 veces más de
lo transmitido en spots políticos en la pasada campaña electoral.

Además, esta industria conocedora de la influencia que su programación tiene sobre su


audiencia, ha estado pendiente siempre de los contenidos de sus programas, por lo que
todos los días ejerce un estrecho control sobre los mismos, esto es, verifica que el
lenguaje que se utiliza sea el apropiado para cada tipo de audiencia; que la
programación influya positivamente en el desarrollo de la niñez y de la juventud
mexicana y que ésta ayude a elevar el nivel cultural de todos los ciudadanos.

Así, se creó en el año 2000 el Consejo de Autorregulación de la CIRT, el cual esta


conformado, además de gente de la industria, con representantes de diferentes
organizaciones, el cual tiene como objetivo promover el reconocimiento y la
observancia de principios éticos y cívicos, orientados a ofrecer mayor calidad en los
contenidos de los programas que se transmiten por la radio y la televisión. Gracias, no
sólo, a la labor que el mismo desempeña sino también al compromiso social y cultural
que tienen los concesionarios de las estaciones de radio y de televisión, a petición de
sus integrantes, durante el 2007 salieron del aire 11 programas y se modificaron otros 6
cuya calidad de contenidos no cumplían con los estándares de calidad que la audiencia
demanda.

Para terminar, es importante comentar, que es ardua la labor social a que lo largo y
ancho del país realiza la industria de la radio y la televisión, por lo que los integrantes
de la CIRT, hay el convencimiento de que el Estado Mexicano garantizará siempre en
materia de radio y televisión los mecanismos para generar las oportunidades para
competir, expresarnos, comunicarnos con libertad, informar con oportunidad, educar,
entretener responsablemente y más importante seguir ayudando a aquellos que por su
condición de vulnerabilidad más lo necesitan.