Está en la página 1de 26

Introducción.

Constando de dos capítulos el presente trabajo comprende en el primero de ellos, un

análisis de las circunstancias a nivel urbano, social y religioso que propiciaron el origen de

la Parroquia de la Tercera Orden.

Comenzando por explicar la ubicación espacial y delimitación del pueblo de San

Francisco Totimehuacán, el cual, mantiene cierta analogía con el municipio de San Pedro

Cholula al ser conformado por barrios que operan a través de un sistema de mayordomías.

Mencionando antecedentes históricos que dieron origen al pueblo de San Francisco

Totimehuacán, desde el establecimiento de las tribus preclásicas Ulmecas-Xicalancas en el

territorio Totimehuacano incluyendo el paso de tribus prehispánicas como los Toltecas,

Teo-Chichimecas y los guerreros de Tepeaca que asolaron catastróficamente al Señorio

totimehuacano.

Menciona la llegada de los españoles y la fundación como tal del pueblo de San

Francisco Totimehuacán, así como el crecimiento que este tuvo durante el periodo colonial.

Posterior a ello se indican los antecedentes religiosos que propiciaron la construcción de la

Parroquia de la Tercera Orden. En el capítulo II se aborda el análisis de la Parroquia,

mencionando características de su atrio; elementos arquitectónicos como las cúpulas,

bóvedas y ornamentación; distribución de la Parroquia; características arquitectónicas de su

fachada principal y de su fachada oeste. Finaliza con una conclusión y bibliografía.

Introduce Arq. Pedro Martínez Bret, maestrante del posgrado en Arquitectura con Especialidad
en Conservación del Patrimonio Edificado de la Facultad de Arquitectura de la Benemérita
Universidad Autónoma de Puebla.

1
Capitulo I. Análisis del contexto urbano de la Parroquia de la Tercera Orden en el
pueblo de San Francisco Totimehuacán.

I.I. Ubicación y delimitación del pueblo de San Francisco Totimehuacán1.

De acuerdo a la Dirección de Catastro de la Tesorería Municipal del H. Ayuntamiento de Puebla

(2017), el pueblo de San Francisco Totimehuacán se ubica en el sureste de la Ciudad de Puebla,

iniciando en la intersección del Boulevard Carlos Camacho Espíritu (o Boulevard Valsequillo)

con la Avenida 24 sur (o José María Lafragua); colindando al norte con el Periférico Ecológico,

al noreste con el conjunto habitacional “La Guadalupana”; encuentra su límite al lado este con la

Calle Libertad intersectando con el Boulevard Carlos Camacho Espíritu; por la parte sureste

colinda con la colonia “Santa Catarina”; al sur presenta su límite casi colindando con el rio

Alseseca; al lado suroeste presenta su colindancia con el cerro del “Chiquihuite” (ver imagen 1).

Imagen 1. Delimitación del poblado de San Francisco Totimehuacán. Fuente: H.


Ayuntamiento de Puebla, Tesorería Municipal.

1
Es importante señalar conforme a Mulhare (2001:29) que los términos Totimehuacán o pueblo de San
Francisco Totimehuacán son referentes únicamente a la cabecera de la Junta Auxiliar de San Francisco
Totimehuacán, sobre la que se realiza el análisis en el presente trabajo.

2
Es así que los limites comprendidos en Totimehuacán son determinados por sus

características físicas (geográficas), políticas y también socio-religiosas a partir de sus

barrios2 (Mulhare, 2001:30).

Imagen 2. Plano que muestra la delimitación de la estructura barrial en Totimehuacán. Fuente: Elaboración
propia.

Las coordenadas geográficas del pueblo de San Francisco Totimehuacán corresponden a los

18 grados y 54 minutos de latitud norte con 98 grados y 11 minutos de longitud oeste en el

Meridiano de Greenwich con una altitud de 2110 metros sobre nivel del mar (Rivero, 1961:7).

2
Mulhare (2001:30) menciona que al centro del pueblo se encuentran los barrios de Santa Catarina, La
Asunción y San Miguel; mientras que en la periferia al centro del pueblo se encuentran los barrios de San
Juan, Santa Clara, Los Reyes y Guadalupe Tlatelpan. Conformando así la estructura interna del pueblo de
Totimehuacán (Ver imagen 2).

3
I.II. Antecedentes históricos del pueblo de San Francisco Totimehuacán.

El origen del territorio Totimehuacano de acuerdo a Rivero Carvallo (1961:45) se remonta a un

periodo prehistórico, en el cual el lugar fue habitado por tribus consideradas Pre-Cerámicas, las

cuales se estiman con antigüedad a los 24000 años A.C. Posterior a estas tribus se ubica la

llegada de tribus de periodo Pre-clásico, los Ulmecas-Xicalancas, quienes provenían de la parte

Oriente del país (Tabasco) ubicándose en zonas aledañas a la Malinche (Delgadillo et al.,

1984:16).

Ellos habitaron en esa entonces la ciudadela de “Totomehuacán” ubicada al norte del pueblo

en la zona arqueológica del Tepacayotl, conformada por tres templos: “Tepalcáyotl”,

“Tepalcayucan” y “Ahuatepec” (ver imagen 1), funcionando en conjunto como centro

ceremonial adorador de Quetzalcóatl (Delgadillo et al., 1984:16).

Alrededor del siglo IV se establecieron los Toltecas provenientes de Tula, quienes

dispersando a los Ulmecas-Xicalancas terminaron por fusionarse con ellos manteniendo su

ocupación en los territorios a la periferia de la Malinche. Durante el periodo Tolteca se ubicaron

al lado este, oeste y sur del zócalo de Totimehuacán tres teocallis dedicados al sol a la luna y a

Quetzalcóatl3 (ver imagen 3).

3
Delgadillo et al., 1984:16

4
Imagen 3. Plano de ubicación de teocalis prehispánicos. Fuente: Elaboración propia en base a Delgadillo.

Posterior al dominio tolteca llegan al sitio tribus Teo-Chichimecas quienes sometieron a los

Ulmecas y sus aliados gobernando hasta que finalmente en 1480, guerreros de Tepeaca, por

órdenes de sus aliados los Mexicas asolaron el territorio Totimehuacano exterminando a casi

toda la población que en esa entonces se estimaba era de entre 12000 a 14000 habitantes,

dejando solo 65 jefes de familia que en total conformaban alrededor de 650 habitantes4.

4
Esto según lo narrado por el Doctor en Economía Herón Garcia Martínez en el Tercer Festival de
Equinoccio de Primavera, Totimehuacán 2017.

5
I.III La fundación del pueblo de San Francisco Totimehuacán.

El libro de Totimehuacán: su historia y vida actual5, indica que soldados de Cortés junto con

tlaxcaltecas sitiaron al señorío de Totimehuacán alrededor de 1520 apoderándose del territorio de

manera pacífica. En esa entonces se encontraba Totimehuacán bajo el gobierno del rey Malaca

quien desde 1483 gobernaba la región y quien a la conquista española cedió parte del territorio

para la edificación de inmuebles civiles y religiosos (Delgadillo et al., 1984:17), sin embargo,

conforme a la información recopilada por la investigadora Mulhare mediante un relato

tradicional en la población de Totimehuacán, los primeros visitantes en llegar al lugar según

fueron los frailes franciscanos, los cuales le otorgaron el nombre de San Francisco Totimehuacán

de acuerdo a su Santo Patrono: San Francisco de Asís.

El crecimiento del poblado de San Francisco Totimehuacán se realizó en un principio

alrededor del conjunto conventual franciscano, posteriormente se fue ubicando a los alrededores

de las capillas en cada uno de los barrios (Delgadillo et al., 1984:18). La traza urbana en el

pueblo de San Francisco Totimehuacán es reticular, partiendo desde el centro, siendo más

precisos desde su zócalo, en donde se encontraban los solares asignados a los conquistadores

encargados del sistema de encomiendas, quedando asentada sobre la periferia, la población

indígena (Delgadillo et al., 1984:18).

El único plano antiguo en el cual se puede apreciar la traza del pueblo de San Francisco

Totimehuacán con mejor detalle ha sido la “Carta topográfica General de los Alrededores de

Puebla”, un plano topográfico que data de 1884 (ver imagen 4).

5
Mulhare 2001:75

6
Imagen 4. Traza urbana de Totimehuacán desde 1884. Fuente: Mapoteca, Casa de las Bóvedas, Benemérita
Universidad Autónoma de Puebla.

Esto refuerza el hecho de que probablemente desde su fundación, Totimehuacán ha

mantenido casi en su totalidad, una traza reticulada acorde a la topografía del sitio y a las

nociones del trazado urbano de ciudades renacentistas europeas implementado por españoles,

aprovechándose de la simetría que mantenían las urbes prehispánicas por lo que desde la

fundación del pueblo, el poder cívico, religioso y el servicio de abasto quedó asentado en el

centro del poblado, característica muy destacable de la planeación urbana tanto en el periodo

prehispánico como en el periodo colonial (ver imagen 5).

7
Imagen 5. Se puede observar que la ubicación de los inmuebles indicados en el plano, se efectuó alrededor del
zócalo. Fuente: Elaboración Propia.

También es importante mencionar que desde la fundación del lugar, la población

indígena debió de haber residido en la periferia aislada de la población española conforme

lo marcaban las ordenanzas de Luis Felipe II, quizá ellos acudían al centro del poblado para

abastecerse de productos en el mercado y para asistir a misas y catecismo en el conjunto

franciscano. A pesar de que la mayoría de la población indígena hablaba náhuatl, los frailes

franciscanos no tenían problema alguno en predicar en náhuatl (Mulhare, 2001:84).

8
En el proceso de evangelización del país, fueron introducidas como parte de las

tradiciones católicas españolas las cofradías6, como una organización socio-cultural

evolucionada, las cofradías poseían estructuras administrativas desarrolladas que les


7
permitían fungir incluso como “instituciones de crédito” pero que además continuaron

consolidando el proceso de evangelización en el país rescatando el sentido comunitario que

tenían los indígenas arruinado por los efectos de la conquista.

I.IV. Antecedentes históricos de la Parroquia de la Tercera Orden.

A inicios del siglo XVII el pueblo de San Francisco Totimehuacán correspondía al

Obispado eclesiástico de Tlaxcala según cita Mulhare (2001:84) a Marín (1962:68).

Totimehuacán poseía una cofradía de los Hermanos Terceros Franciscanos, conocida mejor

como “de la Tercera Orden” (Mulhare, 2001:85). Fue esta cofradía la que construyó la

Parroquia de la Tercera Orden8 ubicada al sur del zócalo (ver imagen 6).

Rivero (1961:136) indica que esta organización inició en la Angelópolis gracias a Fray

Sebastian de Porras en el año de 1614.

6
Se entiende por cofradía a una asociación devota autorizada con fines piadosos. Fuente:
http://www.wordreference.com/definicion/cofrad%C3%ADa
7
Información extraída de http://cdigital.uv.mx/handle/123456789/7975
8
Se desconoce la fecha exacta de su edificación, sin embargo, el Catalogo Nacional de Monumentos
Históricos Inmuebles (INAH, 2014) indica que la Parroquia de la Tercera Orden del pueblo de San Francisco
Totimehuacán corresponde al siglo XVIII, mismo siglo en el cual Rivero (1961:136) y Mulhare (2001:85)
afirman la secularización del inmueble.

9
Imagen 6. Al sur del zócalo se aprecia la ubicación de la Parroquia de la Tercera Ordene. Fuente: Elaboración propia en
base a Rivero Carballo.

En un inicio, los frailes franciscanos del convento ignoraron la presencia de la Parroquia

y continuaron con su labor de impartir misas y catecismo a la sociedad totimehuacana,

cayendo en una competencia con el párroco, sin embargo, con el transcurrir del tiempo

optaron por centrar su labor a la formación de nuevos frailes dejando a un lado sus

actividades evangelizadoras y para el año de 1667 el convento funcionó como seminario

teológico según lo señala Mulhare (2001:85-86) de acuerdo a Vera y Zuria (1929:228).

Debido a circunstancias como el sismo de 1862 que afectó fuertemente al conjunto

conventual así como al abandono del mismo por los frailes franciscanos en 1868 a raíz de la

promulgación de las Leyes de Reforma es que la Parroquia de la Tercera Orden tomó el

10
resguardo de la biblioteca franciscana y de algunos bienes muebles del templo franciscano

como figuras de santos, pinturas y altares que se trasladaron a la Parroquia como lo

menciona Mulhare (2001:94) conforme a Rivero (1961:83-122).

De 1924 a 1928 las capillas de los barrios y la Parroquia de Totimehuacán

permanecieron cerradas debido a la represión religiosa ejercida por el entonces presidente

de la república Plutarco Elías Calles, sin embargo fue también en 1928 que se abolió dicha

represión y nuevamente estos edificios religiosos reanudaron sus funciones (Mulhare,

2001:103). En el presente tanto las capillas barriales como la Parroquia de la Tercera Orden

siguen manteniendo su función original de carácter religioso.

Imagen 7. Comienzo del viacrucis de semana santa 2017,


partiendo desde el atrio de la Parroquia de la Tercera Orden.
Fuente dela imagen: Autoría propia.

Imagen 8. Recorrido del viacrucis de semana santa 2017, al


fondo de aprecia la capilla del barrio de San Miguel asi como el
cerro de Santa Clara o Chiquihuite. Fuente dela imagen: Autoría
propia.

11
Capitulo II. Análisis arquitectónico de la Parroquia de la Tercera Orden.

II.I El atrio.

El atrio de la Parroquia de la Tercera Orden al igual que la mayoría de los atrios de los

templos religiosos, tuvo en un principio la función de cementerio como parte de una

tradición funeraria de las órdenes mendicantes que iniciaron el proceso de evangelización

en el país desde el siglo XVI9. El atrio de parroquial poseía grandes dimensiones su acceso

se definía por tres grandes arcos de medio punto, los cuales hacían referencia a la Santísima

Trinidad, encontrándose a más de treinta metros de distancia respecto a la fachada de la

Parroquia (Rivero, 1961:136). Con el paso del tiempo los basamentos de los arcos fueron

deteriorándose hasta llegar al grado de poderse derrumbar.

Ante esa situación se demolieron los arcos y se consolidaron los basamentos, se colocó

una reja de hierro y en uno de los basamentos una placa hecha en mármol de Tecali con el

grabado de la siguiente leyenda: “Este Portón se estrenó día 3 de Mayo de 1927. Costeado

por el Mayordomo Eulalio González” (Rivero 1961: 136).

Posiblemente en el año de 1936 el atrio se redujo en sus dimensiones y se modificaron el

portón y los basamentos mencionados por Rivero Carballo ya que una placa metálica con

un grabado que dice: “ESTOS PORTONES FUERON DONADOS POR EL BARRIO DE

LA ASUNCION Y MAYORDOMIA DE SAN FRANCISCO DE ASIS. FDN HNOS.

HEDZ. 4-X-1936” testifica dicho suceso en el presente (ver imagen 9).

9
Fuente de información extraída de http://ciudadanosenred.com.mx/de-los-atrios-a-los-cementerios/

12
Imagen 9. Acceso al atrio de la Parroquia de la Tercera Orden. Fuente de la imagen: Autoría propia.

II.II La planta arquitectónica.

Su distribución es de cruz latina, posee las dimensiones de 50.94mts de ancho por 59.13mts

de largo, convertidas a varas castellanas10 dan el resultado de 60 varas con dos pies de

ancho por 70 varas con dos pies de largo. La planta arquitectónica de la Parroquia de la

Tercera Orden se conforma por cuatro naves que se intersectan, cada una con bóveda de

cañón corrido, cada una de las tres intersecciones sostiene un tambor sobre el que se apoya

una cúpula respectivamente (ver imagen 10).

10
La unidad de medida por medio de la vara castellana era empleada en España y Portugal desde antes de
su llegada al continente americano. En 1521 Hernán Cortés establece en México el empleo de la vara
castellana como el sistema oficial de medición y en 1536 el virrey Don Antonio de Mendoza implementa una
ordenanza indicando que la unidad de medida fundamental es la vara de la castellana del Marco de Burgos
(Rocha, 2013:68).

13
50,94

59,13

N
01 5 10 mts

Escala gráfica

Imagen 10. Planta arquitectónica de la Parroquia de la Tercera Orden, la


acotación se considera en metros. Fuente: Elaboración propia en base a Rivero
Carballo.

II.II. Características de los elementos arquitectónicos (cúpulas, bóvedas y


ornamentación).

La bóveda de cañón corrido de la nave principal tiene un diámetro de once metros según lo

indica Rivero (1961:137), recorriendo toda la nave, empezando por el coro hasta finalizar

en el ábside de la parroquia. La nave principal se divide en seis tramos por medio de cinco

arcos fajones de medio punto, elaborados en sillares de piedra, los cuales se apoyan en sus

arranques de ménsulas también de piedra tallada con detalles de roleos y vegetación que

bien delatan el estilo barroco indígena en el inmueble. Al centro de la parroquia antes de

llegar al ábside, la bóveda se divide por cuatro arcos torales de medio punto que sostienen

14
al tambor ochavado sobre el cual se desplanta la cúpula principal la cual es de gajos con

lucarnas en cada una de sus caras. La unión del tambor con los arcos torales forman cuatro

pechinas de las cuales las dos pechinas que apuntan al ábside en el sur, tienen en relieve de

argamasa las figuras del Arcángel San Miguel al lado oeste y el Arcángel San Gabriel al

lado este (ver imagen 11).

A
1

Cúpula principal, se aprecian las figuras de los arcángeles San Miguel


(izquierda) y San Gabriel (derecha), con un marcado diseño barroco
A´ indocristiano.

2
3 2

Nave principal, pueden apreciarse al


fono el coro y los arcos fajones en la
Corte A-A´ bóveda, los retablos en el lado del
Ménsulas labradas en una piedra, en evangelio, de estilo barroco se
ellas también se puede apreciar un ubicaban originalmente en el templo
diseño barroco indocristiano. del conjunto conventual.

Imagen 11. Lamina ilustrativa de la cúpula, nave principal y arcos fajones. Fuente: Elaboración propia.

Externamente la cúpula se encuentra forrada con petatillo de ladrillo, muy común en en

construcciones coloniales barrocas y se remata con una linternilla (Rivero 1961:137).

15
Por otro lado, la cúpula de la nave al lado este de la parroquia también es de gajos con

ventanas abocinadas en cuatro caras; al interior se observan dos pilastras por cada lado de

la cúpula rematadas por una cornisa que recorre el perímetro interior del tambor mismo que

forma junto con los arcos torales que lo sujetan cuatro pechinas sin ningún tipo de

ornamentación. En su exterior, la cúpula también se encuentra forrada por petatillo de

ladrillo y rematada por una linternilla (ver imagen 12).

1
B B´

Se puede apreciar la forma ochavada de la cúpula de gajos en la nave este


de la parroquia, se observan también las pilastras en cada uno de sus lados
junto con dos cornisamentos que recorren el contorno interno de la cúpula
y del tambor las cuatro pechinas se presentan lisas.

Corte B-B’ Por el exterior el recubrimiento con petatillo de ladrillo, así como los
pináculos, merlones y linternillas que rematan a las cúpulas denotan
un claro estilo barroco en el inmueble.

Imagen 12. Lamina ilustrativa de la cúpula de la nave al lado este. Fuente: Elaboración propia.

La cúpula de la nave oeste de la parroquia difiere de las otras dos ya que es de media

naranja con lucarnas en cuatro de sus caras y que al igual que la principal, se conforman por

dos jambas con un dintel rematado por un triángulo y pináculos. Esta cúpula también está

16
cubierta por petatillo de ladrillo y es rematada por una linternilla ochavada con merlones

(caso similar en las linternillas de las otras dos cúpulas, ver imagen 13).

C C´

El tambor es circundado en el perímetro interno por un cornisamento al


igual que su contraparte en el lado este de la parroquia, las cuatro pechinas
se muestran lisas también.

Corte C-C´

Se observa en la imagen el recubrimiento en petatillo de ladrillo y las


lucarnas de la cúpula del lado oeste, presenta la peculiaridad de contar
también con cuatro contrafuertes.

Imagen 13. Lamina ilustrativa de la cúpula de la nave al lado oeste. Fuente: Elaboración propia.

17
II.III. La fachada principal.

Ubicada al norte de la Parroquia (imagen 14), fue construida en un periodo posterior al del

templo en general (Rivero, 1961:139) se compone de tres cuerpos; en el primer cuerpo se

ubican por ambos extremos dos columnas salomónicas, el primer tercio de sus fustes

muestra un diseño en zigzag, en los intercolumnios se observan por la parte superior dos

pequeños nichos con arco polibolado rematados por una concha marina tallada en relieve,

por la parte inferior también se ubican dos nichos también con arco polibolado. Al centro

del primer cuerpo se encuentra el acceso a la parroquia formado por dos pilares que

sostienen un arco de medio punto conformado por dovelas de piedra tallada con detalles de

ornamentación vegetal, la clave sobresale por tener un diseño diferente.

Por la parte superior del arco se ubican de cada lado ángeles de cuerpo completo

sujetando guirnaldas entre sus manos (Rivero 1961:139). El primer cuerpo es rematado por

un cornisamento que va de extremo a extremo y el cual marca también la división entre el

primer y segundo cuerpo.

Imagen 14. Referencia de ubicación de la fachada principal de la Parroquia de la Tercera Orden. Fuente: Elaboración propia.

18
En el segundo cuerpo se aprecian dos pilastras en ambos extremos, estas siguen la

misma alineación que las columnas salomónicas del primer cuerpo y sobresalen de los dos

cornisamentos en los que están enmarcadas, presentan basa, fuste y capitel con un diseño

liso. Al centro del segundo cuerpo se encuentra la ventana coral, con un diseño rectangular

y abocinamiento, tiene la peculiaridad de que en vez de tener un vitral posee una delgada

placa de mármol de Tecali que permite el paso de la luz al interior. Por debajo de la ventana

coral se encuentra conformada por 48 mosaicos de talavera la figura del Arcangel San

Miguel empuñando su espada en actitud de victoria, a sus pies se encuentra derrotado el

Enemigo, debajo de la imagen se aprecia la leyenda “A devoción de Don Juan Bernardo

Regidor Mayor de este pueblo de Sn. Francisco Totomehuacan, costó dies pesos año de

1797”. Por arriba de la ventana coral se encuentra una línea que atraviesa de extremo a

extremo el segundo cuerpo de la portada y se compone por 54 mosaicos de talavera, los

cuales forman la leyenda en latín “Sanctus Deus Sanctus Fortys Sanctus Inmortalys

Miserere Nobys” (Santo Dios, Santo Fuerte, Santo Inmortal, Ten piedad de Nosotros)

(Rivero 1961: 139-141).

Se observa también que el segundo cuerpo está recubierto de petatillo de ladrillo con

azulejos de talavera en posición romboidal, característica destacada del estilo barroco

talaveresco.

En el tercer cuerpo conocido también como imafronte, se distingue al centro una

hornacina con dos pilastras a los lados y arco aperaltado en cuyo interior se encuentra una

figura de piedra tallada de San Francisco de Asís sujetando en su mano una esfera, presenta

deterioro ya que le falta la mano derecha. En la parte superior de la hornacina se distingue

19
un arco de forma elíptica, por el lado derecho, si se ve de frente, se aprecia que el arco

pierde su curvatura; finalmente el imafronte es rematado por tres pináculos.

La torre campanario en el lado este de la fachada se compone también por tres cuerpos;

en el primero se observa solamente un vano abocinado sin ninguna ornamentación más que

un cornisamento hecho en ladrillo que remata su parte superior y lo divide del segundo

cuerpo. En el segundo cuerpo se distinguen tres pilastras tableradas al frente y una más por

ambos costados de la torre, la parte superior del segundo cuerpo es rematada por un

cornisamento de mayores dimensiones al de la parte inferior.

Finalmente se encuentra el tercer cuerpo correspondiente al campanario, el cual presenta

una planta octagonal desplantando una columna lisa por cada uno de sus vértices, las caras

norte, sur, este y oeste son las que conforman un pasaje intersectado, tanto la cara norte

como este poseen una campana al igual que en el centro del pasaje. La parte superior del

tercer cuerpo muestra en su contorno un cornisamento también a base de ladrillo, arriba de

este se aprecia un merlón en cada vértice, al centro sobresale una cúpula de gajos también

con lucarnas en cuatro de sus caras las cuales son rematadas por un triángulo; la cúpula es

rematada por un cupulín y una cruz de hierro, en conjunto el tercer cuerpo de la torre

denota también un claro estilo barroco.

II.IV. Fachada oeste: La puerta porciúncula.

Sin ningún tipo de recubrimiento en el costado oeste se puede apreciar entre dos

contrafuertes, la portada que adorna a la puerta porciúncula de la parroquia (ver imagen

20
15). Deja apreciar una transición entre el estilo plateresco y el inicio del barroco; se

conforma de tres cuerpos al igual que la portada principal de la parroquia.

Imagen 15. Referencia de ubicación de la fachada oeste (puerta porciuncula) de la Parroquia de la Tercera Orden. Fuente:
Elaboración propia.

Sobre el primer cuerpo en cada uno de los extremos se observan dos columnas sobre una

basa tablerada, característico del estilo plateresco, al centro como tal, se encuentra la puerta

porciúncula, en su parte superior se aprecia una archivolta de medio punto, en la clave se

nota un trabajo re roleos en piedra tallada, el primero cuerpo se remata con un friso

denticulado y cornisamento en su parte superior, separando así el primer cuerpo del

segundo. Por su parte, el segundo cuerpo con un sencillo estilo, presenta dos pináculos en

los extremos los cuales son rematados por una borla o perla isabelina denotando esa

transición entre el plateresco y barroco que se mencionó al principio.

Al centro se ubica una hornacina enmarcada por dos pilastras lisas y un arco de medio

punto, al fondo tallada sobre el muro, se observa una concha marina; el segundo cuerpo

21
concluye en su parte superior por un pequeño cornisamento que divide a este respecto del

tercer cuerpo o imafronte.

El imafronte de forma trapezoidal es enmarcado por una moldura a base de ladrillo

mostrando solo al centro en la parte inferior una cruz tallada en piedra.

Imagen 16. Fachada principal de la Parroquia de la Tercera Orden. Fuente de la imagen: Autoría propia.

22
Imagen 17. Puerta porciuncula de la Parroquia de la Tercera Orden. Fuente de la imagen: Autoría propia.

II.V. Algunas otras características no mencionadas anteriormente.

Es importante mencionar también que el edificio cuenta con 10 contrafuertes distribuidos

de manera vertical en cinco por cada costado de la nave principal, cada uno corresponde a

cada arco fajón inscrito en el intradós de la bóveda de la nave principal.

23
Por otro lado, resulta conveniente mencionar las características del altar principal el cual

de acuerdo a Rivero (1961:145) se conforma por tres aras, una frontal y dos al fono del

atrio dando lugar a un “ciprés”. La cúpula de dicho altar se sujeta por medio de seis

columnas corintias, al frente de la cúpula se observa un vano en forma de rosetón, al centro

se encuentra una figura de Jesucristo.

Cada una de las columnas es rematada por una figura de un ángel de cuerpo completo

mientras que la cúpula se remata por una escultura de San Francisco de Asis.

Imagen 18. Contrafuertes costado oeste de la Imagen 19. Altar principal. Fuente de la imagen:
Parroquia. Fuente de la imagen: Autoría propia. Autoría propia.

24
Conclusión.

A través del estudio de la historia y cultura de los pueblos, civilizaciones y países se podrán

comprender y realizar mejor las lecturas y análisis arquitectónicos sobre los monumentos

del pasado.

Sin embargo, realizar los análisis arquitectónicos, muchas veces pueden complicarse debido

a la superposición de diversos acabados (como enlucidos o pintura); implementación de

elementos arquitectónicos o ampliaciones hechas en periodos posteriores al de la

edificación del inmueble, pudiendo corresponder a un estilo diferente al originario en el

inmueble.

Es importante mencionar que al comprender mejor las características de un edificio antiguo

a través de la historia, el contexto urbano, social y religioso bajo el cual fue edificado

permitirá obtener criterios más precisos para saber cómo conservar y proteger el patrimonio

edificado.

25
Bibliografía
Carvallo, J. R. (1961). Totimehuacán, convento y templos franciscanos. Puebla.

García Martinez, H. (2017). Tercer Festival de Equinoccio de Primavera Tepalcayotl 2017.


Speech, San Francisco Totimehuacán.

geográfico-exploradora, C. (1884). Carta topográfica general de los alrededores de Puebla.


Puebla, Puebla, México: Secretaría de Estado y del Despacho de Guerra y Marina.

H. Ayuntamiento de Puebla, T. M. (Marzo de 2017). Plano de Localización. Puebla,


Puebla, México.

Martínez, R. R. (2013). La vara. Boletín de Monumentos Históricos INAH, 64-79.

Torre, E. M. (2001). Totimehuacán:su historia y vida actual. Puebla: H. Ayuntamiento de


Puebla 1999-2002.

Victor Manuel Delgadillo Polanco, M. C. (1984). Tesis profesional "Centro histórico, San
Francisco Totimehuacán". Puebla: Universidad Autónoma de Puebla.

Fuentes

WordReference. (7 de Mayo de 2017). WordReference.com Online Language Dictionaries.


Obtenido de http://www.wordreference.com/definicion/cofrad%C3%ADa

26