Está en la página 1de 2

Resumen: “Producción de abono líquido acelerado con heces de alpaca, lactosuero

bovino y melaza de caña mediante fermentación homoláctica”

Introducción

Situándonos en el escenario actual del Perú, falta de seguridad alimentaria y cambio climatico,
nos vemos en la necesidad de implementar nuevas técnicas que contribuyan a no seguir
degradando el medio ambiente, que al contrario sea utilizado y de la misma forma retribuido.
La tesis “Producción de abono líquido acelerado con heces de alpaca, lactosuero bovino y
melaza de caña mediante fermentación homoláctica” nos ofrece una alternativa para
aprovechar la gran cantidad de camélidos (alpacas) y darle un mejor aprovechamiento a sus
heces para obtener combustibles y abono orgánico con un alto valor nutricional, por ello en esa
tesis se planteó la posibilidad de utilizarlo como biofermentos, para que incremente la
productividad y calidad de las cosechas y de manera paralela mejora el suelo (fertilidad y
microorganismos), además contribuiría al cuidado del medio ambiente ya que se utilizarían
menor cantidad de agro-químicos. Para realizar este trabajo de investigación de abonos líquidos
acelerados se utilizó B-Lac, que contribuirá aportando géneros de microorganismos que
producirán ácidos orgánicos, persevantes, vitaminas, antioxidantes, entre otros. Y para realizar
la fermentación homolactica (Solo se sintetiza ácido láctico) se usó la melaza y el lactosuero.
Aprovechando de la misma forma estos productos y así reducir el impacto ambiental generado
por su gran cantidad de desperdicios.

Lo que se analizó para determinar la calidad del biofermento fue: el pH, la conductividad
eléctrica y la densidad. También se calcularon los parámetros físico-químicos, a través de la
caracterización de los nutrientes (macro y micro) y metales pesados. Además la población
microbiana y finalmente la fitotoxicidad (a través del índice de germinación).

Resultados

 Respecto a las características organolépticas, el Alpa.biol presento un aroma ligero de


azúcar fermentada. El color fue de marrón oscuro que favorece la absorción de luz y
finalmente un sabor agridulce.
 Respecto a los caracteres físico-químicos el Alpa-biol presenta una elevada acidez, lo
que favorecerá la absorción de los nutrientes, a través de mejorar su solubilidad y su
posterior fijación.
 El contenido de nutrientes del Alpa-biol es superior al Biolac y a los parámetros que se
recomiendan, esto debido a la cantidad de microorganismos que son aportados por B-
Lac que dan como producto gran cantidad de materia orgánica. Además la relación C:N
se encuentra en el rango optimo que tienen que tener los biofermentantes.
 La cantidad de metales pesados resulto inferior a los parámetros de compost
establecidos por la Unión Europea, por lo que se clasifica al Alpa-biol como un abono de
Clase A.
 En el caso de la población microbiana se obtuvieron cantidades inferiores a los limites,
lo cual se interpretaría a como una ausencia de estas poblaciones en el Alpa-biol
(coliformes fecales, totales y E.Coli). Esto nos da a conocer el gran aporte de B-Lac ya
que disminuye la carga enteropatógena de las heces de alpaca, debido a la alta
competitividad de las bacterias que este nos provee y además como consecuencia un
pH muy acido, que impide el desarrollo de bacterias muy patógenas.
 Para la fitotoxicidad se tuvo que diluir el Alpa-biol para contrarrestar la elevada acidez y
salinidad respecto a los requerimientos del cultivo (lechuga) en el que se decidió probar
a través de la evaluación de la germinación. Obteniéndose que una dilución al 0.1% es
un valor correcto.

Conclusión

Al final del trabajo de investigación se escogió el mejor tratamiento, y este resulto el T9 (5% B-
Lac, 15% de M, 40% de heces de alpaca y 40% de lactosuero), debido a que se encontró un pH
en decadencia, esto significa con gran acidez, lo que le permitirá la producción en 5 días de un
abono liquido e inocuo, de alta calidad nutricional, con una adecuada caracterización
organoléptica y con mayor supervivencia del Alpa-biol, y para ello es necesario diluirlo al 0.1%
para atenuar los efectos fitotoxicos y estén dentro del rango permitido.