Está en la página 1de 12

ARQUITECTO ALEJANDRO ARAVENA

ARQUITECTO ALEJANDRO ARAVENA [Escribir el nombre del autor]

[Escribir el nombre del autor]

RENDON, Sabrina.

2

RENDON, Sabrina. 2 ALEJANDRO ARAVENA Nació en 1967, arquitecto graduado en la Universidad Católica de Chile

ALEJANDRO ARAVENA

Nació en 1967, arquitecto graduado en la Universidad Católica de Chile, fundó Alejandro Aravena Architects en 1994. Fue profesor visitante en Harvard GSD (2000-05), siendo actualmente Elemental-Copec Professor en UC. Es miembro del Jurado del Premio Pritzker y fue nombrado International Fellow of the Royal Institute of British Architects.

Su obra profesional incluye centros de enseñanza, edificios institucionales, de empresas y públicos, museos, casas y viviendas.

Entre los premios que ha recibido se cuentan, entre otros, la Medalla de Arquitectura Erich Schelling 2006 (Alemania), el León de Plata 2008 en la Venice Architecture Biennale, el Premio Avonni a la Innovación 2009 y el Premio Marcus de Arquitectura.

Desde 2006 es Director Ejecutivo de ELEMENTAL S.A., una empresa que realiza proyectos sociales de infraestructura, transporte, espacio público y vivienda, en cooperación con la Universidad Católica de Chile y COPEC (Chilean Oil Company).

SOBRE SUS OBRAS:

Lo que ahora llama su "primer" edificio fue la facultad de matemáticas en la Universidad Católica de Santiago. Ganó algunos premios y una relación con la universidad que ha dado ya varios edificios, entre ellos más reconocible, el llamado Torres siamés de Aravena para el departamento de investigación digital.Pero fue cuando fue invitado a

RENDON, Sabrina.

3

enseñar en Harvard, en 2000, que Aravena decidió crear Elemental. Allí había conocido a su socio, Andrés Iacobelli, un ingeniero de transporte. Juntos, querían hacer algo sobre el estado de la vivienda social en Chile. No menos de 200 casas a la vez, con el presupuesto que ofrecía las políticas públicas.

TORRES SIAMESAS”

Arquitectos: Alejandro Aravena, Charles Murray, Alfonso Montero, Ricardo Torrejón.

Colaborador: Emilio de la Cerda.

Proyecto: 2003.

Construcción: 2005.

Localización: Campus San Joaquín Universidad Calica de Chile, Santiago, Chile.

Superficie construida: 5000 m2.

Se trata de un único edificio que parte del suelo con una volumetría de torre, presentando

en la parte superior un quiebre que genera la sensación de dos torres siamesas. El

volumen se parte en dos a partir del séptimo piso. Frontalmente, se lee como un único

volumen bicéfalo, pero en escorzo se distinguen dos torres verticales que comparten gran

parte de su cuerpo.

Se llegó a esta forma porque se contaba con una superficie reducida para una torre, de

5.000 m2, por lo que conseguir una proporción vertical resultaba imposible, aún

achicando las plantas.

Se logró así un edificio imponente pero a la vez amigable con el entorno, por la

disposición de su basamento, accesible mediante rampas.

La torre está cubierta por una doble piel, creando una cámara de aire ventilada que

funciona como aislante térmico. Se trata de una torre adentro de otra torre, de vidrio por

fuera y fibrocemento por dentro.

Espacio:

El edificio tiene nueve pisos, con dos subsuelos y dos construcciones anexas compuestas

por primer piso y subsuelo.

El basamento tiene dos plantas de altura y conforma la cubierta de los edificios anexos.

Se utiliza por arriba públicamente, accediendo mediante rampas. Toma la forma de

planos inclinados de madera, creando espacios estancos para relajarse al sol o a la

sombra de la torre, según la época del año.

RENDON, Sabrina.

4

Al ser el destino del edificio para estudio con computadoras, las salas se mantienen en penumbras para evitar el reflejo de la luz sobre las pantallas. Enterrando la placa de la torre se redujo la necesidad de aberturas al mínimo.

El espacio generado entre las dos torres, de nueve alturas, es considerado como una gran circulación pública, a modo de nexo del edificio.

La Fachada

La construcción de un edificio totalmente vidriado como requería el comitente se resolvió mediante el uso de una doble piel que aprovecha el efecto chimenea o cámara de aire ventilada que genera el espacio abierto entre ambas.

La doble piel se construyó con una capa exterior de cristal templado sostenida por una estructura de acero perimetral. La piel interior fue realizada en fibrocemento y vidrio. Esta piel interior se fija con anclajes a la estructura de hormigón armado del edificio.

Este tipo de ventilación evita el efecto invernadero sin el costo excesivo que significa utilizar una sola piel. Así se llegó a dividir las funciones que cumple una fachada (resistir a la intemperie, la lluvia, la contaminación, el envejecimiento, regular la luz y controlar las pérdidas y ganancias energéticas) utilizando una doble fachada, cada una cumpliendo parte de las funciones. La piel exterior de vidrio corriente, es muy mala para el control energético, pero excelente para resistir el polvo, la lluvia y el envejecimiento. Más adentro, el edificio de fibrocemento es muy malo para resistir a la intemperie, pero muy bueno desde el punto de vista térmico. Y entre ambos, el aire que circula por medio de convección evitando que el calor que se genera detrás de la primer fachada llegue al segundo edificio.

Estructura

En términos constructivos, la torre central se divide en dos cuerpos: las losas y vigas se interrumpen en su parte central, funcionando en forma individual. Un tema a considerar en la zona de implantación es la estructura antisísmica. Con las actuales herramientas computacionales para el cálculo estructural, fue posible cumplir con los requerimientos antisísmicos apropiados para este proyecto. Los muros y pilares resistentes son absolutamente perpendiculares al suelo, y la falta de verticalidad de la torre es sólo aparente desde el punto de vista estructural. La forma oblicua se consigue mediante la

RENDON, Sabrina.

5

fachada, con una estructura metálica que se apoya en voladizos de hormigón armado a lo largo de las vigas de los marcos rígidos. Al darles diferentes longitudes a estos voladizos, se produce la forma oblicua final de las fachadas.

Materiales

Se usó hormigón armado para la estructura y revestimientos de cristal, fibrocemento y maderas nativas como coigüe y mañío. El basamento se recubrió con durmientes de ferrocarril.

A partir de la división del edificio en dos luego del séptimo piso, cada una de las partes fue construida usando perfiles de aluminio de distinto color.

en dos luego del séptimo piso, cada una de las partes fue construida usando perfiles de

Galería de fotos

RENDON, Sabrina.

6

Galería de fotos RENDON, Sabrina. 6

RENDON, Sabrina.

7

RENDON, Sabrina. 7
RENDON, Sabrina. 7

RENDON, Sabrina.

8

ELEMENTAL

Ubicación: Iquique, Tarapacá Region, Chile

Área: 3500.0 m2

Año Proyecto: 2004

La contribución de Elemental para el cañón de la vivienda social provenía de una cuestión casi imposible. En 2003 se le pidió Aravena para albergar a 100 familias en Iquique, una ciudad en el norte de Chile, con sólo de US$ 7500 por familia en subsidios del gobierno para comprar el terreno y construir las casas. "Probamos cada tipología única conocida en el mercado", dice. "Ninguno de ellos resuelto la cuestión." Las familias tenían suficiente dinero para comprar el sitio de la ciudad-centro o construir las casas, pero no ambos. "Es por eso que la vivienda social es de dos horas de distancia en las periferias", dice Aravena. "Ese es el drama de América Latina."

Lo primero que hicimos fue cambiar la manera de pensar el problema: en vez de diseñar

la mejor unidad posible de US$ 7500 y multiplicarla 100 veces, nos preguntamos cuál es

el mejor edificio de US$ 750.000 capaz de albergar 100 familias y sus respectivos

crecimientos.

Vimos que un edificio bloquea el crecimiento de las viviendas. Eso es cierto, salvo en el

primer y en el último piso; el primer piso siempre podrá crecer horizontalmente sobre el

suelo que tiene cerca y el último piso siempre podrá crecer verticalmente hacia el aire.Lo

que hicimos entonces fue hacer un edificio que tuviera sólo el primer y el último piso.

Este proyecto logró identificar un conjunto de variables de diseño arquitectónico que

permiten esperar que la vivienda se valorizará en el tiempo.

En primer lugar desarrollamos una tipología que nos permitió lograr una densidad lo

suficientemente alta para poder pagar por el terreno que estaba muy bien ubicado en la

ciudad, inmerso en la red de oportunidades que la ciudad ofrecía (trabajo, salud,

educación, transporte). La buena localización es clave para que la economía de cada

familia se conserve y para la valorización de cada propiedad.

RENDON, Sabrina.

9

En segundo lugar, decidimos introducir entre el espacio público (de las calles y pasajes) y

el privado (de cada casa), el espacio colectivo: una propiedad común pero de acceso

restringido, que permite dar lugar a las redes sociales, mecanismo clave para el éxito de

entornos frágiles.

Al reagrupar las 100 familias en 4 grupos menores de 20 familias cada uno, conseguimos

una escala urbana lo suficientemente pequeña como para permitir a los vecinos ponerse

de acuerdo, pero no tan pequeña que eliminase las redes sociales existentes.

En tercer lugar, dado que el 50% de los m2 de los conjuntos serán auto-construidos, este

edificio debía ser lo suficientemente poroso para que los crecimientos ocurrieran dentro

de su estructura. Por una parte queríamos enmarcar (más que controlar) la construcción

espontánea a fin de evitar el deterioro del entorno urbano en el tiempo y por otra parte

buscábamos hacerle más fácil el proceso de ampliación a cada familia.

Por último en vez de hacer una casa chica (en 30 m2 todo es chico), optamos por

proyectar una vivienda de clase media, de la cual podemos entregar por ahora (dados los

recursos disponibles), sólo una parte. En ese sentido, las partes difíciles de la casa

(baños, cocina, escaleras, y muros medianeros) están diseñados para el estado final

(una vez ampliado), es decir, para una vivienda de más de 70m2.

Dentro de un año, las estructuras de hormigón se habían convertido en un barrio característico de variados matices y estilos de ventanas, en el que las casas ganarían claramente valor con el tiempo en lugar de deteriorarse como tantos otros proyectos de vivienda pública - que es la vivienda social como una inversión y no como un gasto. La solución al problema de Iquique fue tan eficiente y pragmática que las variaciones se están aplicando ahora en otros 13 lugares en Chile y México. De hecho, es fácil imaginar el modelo de trabajo en cualquier país en desarrollo.

Galería de fotos

RENDON, Sabrina.

10

Galería de fotos RENDON, Sabrina. 10

RENDON, Sabrina.

12