Está en la página 1de 7

LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL ¿CASO PERDIDO O

GANADO?
Por: Victhorjoshua

Me encuentro sentado esperando en la sala de emergencias de un


hospital, esperando noticias sobre mi abuelo y ya es cerca de la media
noche, me es curioso pensar que esta es la oportunidad de escribir lo que
hace años pensé como una idea muy retorica y sin forma, que no le di
importancia publicar como muchas otras, pero en fin, todo lo traigo en la
cabeza desde hace años y llego la hora de sacarlo.

No se si es prudente decirle a usted que va a invertir una parte de su


tiempo en leer esta especie de ensayo que tal vez no lo llevara a nada, pero
usted podría ser el indicado para llevar una de las tareas mas grandes
dentro del pensamiento del ser humano, al contar con los recursos
necesarios tanto tecnológicos como humanos y la posición social para echar
a andar la tan deseada, famosa y revolcada idea de la “Inteligencia
Artificial”, que en lo personal espero no logren crear.

Hace unos minutos y apoyado en mi revista de relojes estaba pensando que


el hombre con su inteligencia, ingenio y su gran poder de razonamiento
siempre calculado todo lo que le rodea, y no es de asombrarse todos los
seres vivos lo hacen como mecanismo de defensa para sobrevivir, se
calcula todo porque uno de estos errores de mal calculo nos puede costar la
existencia.

Hágase una pregunta en este momento, si los seres vivos y todo lo que ha
existido en la naturaleza para sobrevivir lo calculan todo dentro de su
entorno, ¿una maquina que calcula?, ¿por que lo hace?, ¿como lo hace?
Acaso es la pauta para decir puede pensar o tal vez hasta ¿razonar? Ahora
bien si hay algo que es capaz de calcular las cosas para realizar una tarea
¿puede pensar? , bueno diría yo con un poco de razonamiento si calculamos
todo, por ejemplo el tiempo, lo medimos, para cualquier evento, antes de
eso lo hacemos para nuestra conveniencia. ¿Porque? , bueno digo yo
“calculo mi tiempo y lo mido con mi reloj” pero si no tengo con que medirlo
por no traer mi reloj, digo “mmm, ¿Cómo cuanto tiempo ya paso? Y cada
uno de nosotros tiene una manera muy peculiar de hacerlo, sabe calcular su
tiempo desde pequeños, estamos calculando nuestras vidas con o sin reloj.

¿Y una maquina calcula las cosas? Más bien se le asignaron los métodos de
como hacerlo por medio de las matemáticas, ¿pero esto que tiene que ver
con la inteligencia artificial? Se acaba de preguntar usted en este instante
¿a que me va a llevar seguir leyendo esto? Si bien nos estamos alejando del
tema principal, y ¡bingo! usted acaba de hacer algo que una supuesta A.I no
puede hacer hoy en día. Dijo y ¿a que me lleva seguir leyendo esto? Fíjese
bien, calculo de manera natural cuanto tiempo le llevaría leer el texto, sin
saber el resto de su contenido, si le ayudaría para algún objetivo en
particular, y determino si era bueno o malo seguir y todo lo realizo sin
terminar de leer dicho texto, no necesito escanear las palabras, en
segundos, analizarlas por mas de 10 procesadores y determinar si sirve el
contenido, no, usted no lo necesito. ¿Sabe porque? Por que especulo sobre
emplear su tiempo en algo mas productivo, especulo sobre que podría hacer
en los próximos cuarenta minutos, dos horas, otro día u otra ocasión que
tenga el suficiente tiempo para leerlo, eso amigo mío no lo hace una
supuesta A.I. no puede, pregúntele al ingeniero japonés mas experto de la
materia, dígale “oye ¿tu robot puede formarse un criterio propio de lo que le
conviene al el mismo? ” ojo ingeniero, no te preguntaron el criterio tuyo, ni
el de tu compañía, ni tampoco si tu programación es capaz de hacerlo.

Acabamos de tocar un segundo tema, ¿que nos conviene?

Bueno esto no es una guerra en contra de los robots o la I.A. solo estamos
haciendo un ejercicio mental del ¿porque podemos pensar? ¿Que hacemos
para poder pensar? Vaya ¿que nos impulsa?

No quiero retroceder hasta la teoría del big-bang para explicar como llego el
hombre a razonar, a pensar o del ¿como surgió el hombre pensante? Vamos
a ver aquí en este momento sin retroceder al pasado o analizar no se
cuantos cadáveres de nuestros ancestros para darnos la idea del ¿porque la
necesidad del pensar? Cada vez que hacemos una tarea hay dos métodos o
dos formas de realizarla, dice el hombre:” la quieres por la fácil o la difícil”,
incluso para crear en este momento la A.I. todos desearíamos tener el
camino fácil, pero no la tenemos. La diferencia entre el camino fácil y el
difícil todos ya la sabemos, pero recordémosla la diferencia entre el camino
fácil y el difícil es que el fácil es porque ya sabemos como realizarlo, alguna
vez ya lo realizamos, lo hemos aplicado, leímos el manual y le entendimos
vaya lo hemos aplicado y funciono. La difícil es porque a veces no tenemos
ni la más mínima idea de como hacerlo y primero debemos aprender a
realizarla, escucho bien aprender.

Ahí vamos otra vez a molestar a los robots, dicen en la actualidad los robots
son capaces de aprender nuevas tareas, “que bien” digo yo, que hagan las
labores domesticas y todo ello, y hasta ensamblar un avión con lujo de
detalles, perfecto, pregunta ¿alguien le enseño o dedujo que era un avión,
o lo dedujo solo? Como quien dice lo hizo por el camino fácil ¿no? Igual un
mono hubiera hecho lo mismo si su función primaria fuera tener la habilidad
para ensamblar aviones en su cerebro de mono, pero el mono no hace esto
porque su función primaria es su supervivencia igual que nosotros desde
hace 100,000 años o mas.

Ya llevamos un rato aquí y la I.A. ¿Qué, para cuando? Se volvió a preguntar


por segunda ocasión, para algunos ya es como la quinta, bueno sabemos
que retenemos la información, por el uso de aprendizaje, lo realizamos para
podernos crear una manera fácil de realizar las tareas, según el robot
ensamblador de aviones es la mejor opción.
Pero nosotros fuimos quienes le enseñaron al robot como hacer el avión, y
una ventaja es que llevamos mucho tiempo evolucionando, y eso fue un
proceso que a veces resumimos en pocas palabras, “es que el hombre fue
adquiriendo esa inteligencia durante toda esa evolución”, y aquí hay una
nueva pregunta que incluso le haría a Dios en este preciso momento “Dios
¿Cómo hago para que mi robot pueda hacer lo siguiente? Lo voy a enlistar
para no perdernos, digo a lo mejor nos hace el milagro y se nos olvida que
pedirle.

¿Como hacer que el robot, razone por si solo?

¿Qué motivo le doy al robot para que razone?

¿Y como puedo hacer que mi robot evolucione tan rápido?

Antes de seguir aclaro una cosa, repito robot y lo relaciono con la I.A.
porque durante años el hombre quiere hacer una maquina con la imagen y
semejanza suya para hacer sus tareas mas fácil. Pero la I.A. no es
necesariamente propia de un robot y ya aclarado esto en este punto, le
pregunto algo.

¿Que tanta inteligencia necesita para que su robot funcione? La suficiente


para que su robot solo sea capaz de pasear al perro o ¿toda la que necesite
el robot?

Aclaro, la necesaria para que haga lo que yo le diga y haga mi vida mas
fácil, pero ¿y si el robot evoluciona y al final quiere lo mismo que yo?, ¿otro
robot para hacerle la vida mas fácil? Porque se supone que por eso estamos
evolucionando, buscamos una vida más cómoda y fácil de llevar.

Acaba de conocer el primer conflicto o cuestionamiento de ¿debemos hacer


que un robot piense? , acaba de levantar una persona que sabe demasiado
en el tema de robots y cita algo que seguramente ya conoce “Las tres leyes
de la robótica, ya sabe un robot no debe dañar a un ser humano… “y así va,
y estamos de acuerdo, ¡que levante la mano el ser humano que quiera ser
destruido por un robot!, bueno todos los que estamos cuerdos no lo hicimos.
Pero ese es un dilema, porque acaba de descubrir la primera piedra en el
zapato del robot, eso es un motivo para que el robot no pueda razonar, por
lo siguiente, si esa es su función primaria y no la de su propia supervivencia
(caso muy crónico para un ser vivo) ¿como va a poder evolucionar?, peor
aun ¿como va a razonar si el mismo esta segundo plano? No podría alcanzar
una I.A. y de hacerlo y poder razonar el mismo robot ¿No razonaría esas tres
leyes más de una vez?

Y acaba de descubrir el segundo punto del porque o no debemos crear la


I.A., a ver un caso que todo mundo conoce, pero antes tengamos en cuenta
las tres leyes de la robótica y esto voy a citar también es parte del tema y
es un mal para toda la vida, “los hackers”, un hacker como es bien sabido,
casi todo lo puede y hay personas que no sabiendo mucho hacen igual de
daño que los hackers, se roban los correos, clonan programas, se meten en
las redes, tiran el Facebook y todo eso, para su beneficio, porque alguien les
pago y el caso es el mismo lo hacen como método de su supervivencia
natural. Pero si una persona con un video tutorial en Youtube hace tanto
daño ¿que haría una I.A. con una súper mega interface conectada al
internet, estando en red con quien sabe cuantas inteligencias más
compartiendo las bases de datos del mundo?

Creo que esta película ya la vimos y sabemos como acaba, pero no seamos
alarmistas, se fija estamos calculando el daño o beneficios de manera
individual, y de una manera muy distinta, algunos dirán incluso “de aquí a
que pasa eso ya ni existo, así para que preocuparse”.

¿Cuantas posibilidades desarrollo en su mente? Sabe hay un dato del que


no hemos contemplado y ya entrados en el tema hablaremos de un detalle
técnico esencial para crear la inteligencia artificial, pero antes repito
nuevamente, usted realizo no se cuantos cálculos de manera independiente
de las consecuencias que nos puede traer un error al no saber el camino
fácil de como crear la I.A. ¿Puede darme el número del cálculo, que cada
persona que realizo en su mente al saber las consecuencias?

No pudo ¿verdad?, ¿bueno una fácil, sabe la diferencia entre el uno y el


cero?, si usted dice pues uno, déjeme decirle que esta mal, la respuesta es
infinito, por una razón, cambiemos el contexto de la pregunta, ¿sabe
cuantas veces puede dividir un circulo?, ¡ha verdad! esa es la respuesta,
pero le cambio la pregunta por otra que no sea de matemáticas. ¿Cuántas
respuestas posibles existen entre si y no?

El detalle técnico del que le hablaba es uno que al humano le ha costado


mucho sufrimiento, vidas humanas, guerras y todas las variantes que
existen, ¿ya se dio cuenta de cual?, es que nosotros no solo sabemos decir
si y no, en binario seria uno y cero. Desde hace tiempo el hombre al buscar
como su vida llena de comodidades y placeres constantemente lucha por
sus ideales, y estos tienen una variable que podemos comparar con el
infinito. Dirá un matemático astuto, “ha pero el infinito si puede ser parte de
una variante dentro de una programación,” es cierto pero ese infinito a que
nos lleva ¿a una ecuación que no tiene fin? El humano ha desarrollado tanto
sus variantes dentro de su entorno que las ha llevado incluso a niveles que
atraviesan este mundo, o este plano astral dicen los expertos en esa
materia, ¿y todo eso para que? Ya lo hemos dicho, para su supervivencia
incluso después de la muerte.

En pocas palabras no hay programaciones que se puedan realizar en la


actualidad que le digan a un programa, las variantes para tu supervivencia
deberás llevarlas mas allá de tu propia existencia. ¡Que loco no!, pero con lo
que hay entre unos y ceros muy difícilmente se dará un no se…o un tal
vez…o quien sabe…o lo peor, que un día me responda mi robot a esta
pregunta ¿ya sacaste a pasear al perro? Y el diga: “que lo haga el mismo,
que me importa tu perro”
Imagínense que van a meterse a revisar su mail y les diga el servidor de la
pagina, “tú contraseña te la borre, estaba muy ridículo tu Nick, vuélvela a
crear” y que el ordenador por cuenta propia me diga cosas que el
programador jamás le enseño, suena muy fantasioso decir esto, pero
estamos analizando lo que es una verdadera inteligencia artificial, no
estamos discutiendo programaciones, ni las inteligencias simuladas o
programadas para resolver variantes que uno vaya realizando, en pocas
palabras siguen sin crearla, solo nos muestran simulaciones diseñadas para
un entorno y grupo especifico de gente.

Acaba de conocer la diferencia entre el cerebro humano y el cerebro de una


maquina, usted puede pensar gracias a que no tenemos un limite dentro de
nuestros pensamientos, y sabemos la diferencia entre el uno y el cero, y
una maquina todavía no sabe y por lo tanto no sabe especular solo
responde dentro de lo que tiene.

Pero hablando de mas cuestiones técnicas hay otro problema a enfrentar,


es que el hombre después de mucho tiempo de haber medido y calculado
todo llego a una conclusión, que le era mas fácil calcularlo todo si lo volvía
digital. Le explico rápido en que consiste esto, todo lo que le rodea es
análogo, no es digital, las mediciones análogas entre un numero y otro
existe un numero infinito de variantes, y en el digital solo hay estos dos uno
y cero, ¿a que le sonó eso? Y si reflexionamos un poco, resulta que nuestro
pensamiento no es de tipo digital sino mas bien es análogo, le doy un
ejemplo, uno muy trillado, el amar, no podría ser digital se imagina cuantas
relaciones se resolverían en el acto, presione si para amar, presione no
para odiar, presione espera para indiferencia, y ya se imagino todas las
demás variantes, no necesito decirlas. Todo ese entorno de variantes nos
ayuda a formarnos un criterio, que esta respaldado por experiencias, datos,
consejos, y todas las herramientas que le ayudan a tomar una decisión a
nuestro cerebro.

Sabe el simple hecho de decir llueve es una variante de nuestro


pensamiento humano, fíjese bien, una persona dice “llueve”, otro dice “no,
solo chispea”, ¿como puedes saber con que cantidad de lluvia se crea la
diferencia entre llover y chispear?, ¿la cantidad de agua que cae?, ¿la
dirección del viento, y la velocidad con la que cae el agua? En resumen eso
no es nada digital y es solo una parte de nuestro pensamiento, que esta
ligada a nuestra inteligencia.

Bueno porque no empezamos por ahí dirá usted en este instante, que
llevamos un buen rato y hasta este punto solo se le ocurre decirme que
nuestros pensamientos son análogos, y no son digitales y todo eso nos da
una capacidad de razonamiento hasta el infinito.

Pero efectivamente usted acaba de resolver parte del problema con su


razonamiento y seguramente dirá “pues fabríquenle un cerebro análogo al
robot”, si fácil porque no empezamos por ahí, pero desgraciadamente esto
trae muchos problemas.
Hablando ya de manera técnica, pero diciéndolo de la manera mas simple,
le explicare que problemas enfrenta, y no podríamos esperar a que fuera
fácil recuerde que estamos en el método mas difícil, porque no existe,
estamos tratando de darnos una idea de como podríamos crear un
inteligencia artificial.

Y el primer problema es el siguiente, en la actualidad los procesadores que


funcionan en el formato digital se desarrollaron mas los últimos años, los
análogos los dejaron para medir frecuencias, para audio u otras aplicaciones
que necesariamente involucraban lo análogo para trasladarlo hacia lo
digital. Tenemos un atraso considerable en todo eso.

Otro problema, el procesador de una computadora tiene un núcleo que se


calienta de manera muy significativa, y al variar la temperatura unos grados
mas fuera de lo convencional automáticamente se pausa todo lo que estaba
siendo procesado, y eso que es digital, solo abriendo y cerrando circuitos o
transistores, ¿sabe cuantos tiene un procesador Pentium cuatro de Intel?
Bueno son entre ciento doce y ciento veinticinco millones de transistores,
imagínese el calor de un procesador análogo con más o menos la misma
cantidad.

De que material seria ese procesador análogo, o ya diciéndolo a grandes


rasgos ¿que material seria el adecuado para nuestro cerebro electrónico?,
¿y porque electrónico? , bueno ¿de que otra manera echaría a andar un
cerebro así?, y digo el nuestro trabaja así, con electricidad, no somos el gran
modelo a seguir pero no conociendo otro ¿que podemos hacer?

Y el otro tema más importante que el propio cerebro electrónico, que


programación debe llevar, porque que caso tendría tener el cerebro
adecuado y volver a meter la misma programación digital que todos
sabemos a donde nos va a llevar, o mas bien los limites que nuestra
inteligencia va a enfrentar nuevamente.

No creo que sea nada fácil de desarrollar, si con las programaciones que se
manejan para un robot estándar a veces están de muerte, ahora una que
incluya una de variantes que la misma programación o inteligencia deberá
de desarrollar por cuenta propia. Y no faltara el listo que diga en este
momento yo lo puedo hacer (claro cuando tengas el cerebro en donde
meterla). Eso no lo va a realizar una sola mente créanme, ni en una sola
generación ni en un solo país, es un desarrollo de los mas grandes que
podría enfrentar ser humano.

Y aquí viene el cuestionamiento más grande de todos antes que la misma


inteligencia artificial, vale la pena de verdad crearla, ¿usted confiaría en
alguien con un cerebro recién salido de la fabrica realice sus tareas
personales?, de ser así la única ventaja que tiene el robot es que contaría
con una interface en la cabeza que nosotros no poseemos, y tendría
“supongo” la habilidad de retener la información con solo darle enter, y
“supongo” ese cerebro estará diseñado así como la programación de
asimilar todo de manera muy rápida. ¿O su aprendizaje seria igual de lento
que el de un ser humano?, cuando el robot sea capaz de responderle “no
se…, tal vez…y llegue a esas conjeturas y no solo se remita a responder lo
que tiene programado le voy a creer a un ser humano que hizo a alguien a
imagen y semejanza suya y podremos gritar “¡Vive!, ¡vive!” O solo
presionara el botón de “on “.

En lo particular espero que todo eso pase cuando el humano tenga la


capacidad de tener la responsabilidad de resolver todos los problemas que
todo eso nos pueda traer, y que comprenda que el dar inteligencia a una
maquina la pone en un nivel muy elevado, ya que ella no morirá tan fácil
como nosotros, o que depende de muchos factores para vivir, y queda por
demás decirlo que entienda que la maquina algún día razone que los
humanos después de crearla, ahora solo le estorban.

Gracias por leer esta especie de ensayo, es una opinión muy personal puede
sacar sus propios puntos de vista, no afectamos a nadie con pensar en un
futuro con o sin I.A. después de todo, solo nos queda nuestra imaginación
que es infinita y no solo se resume a dos dígitos 1 y 0.

Dedicado a la memoria de mi abuelo Antonio Arellano Sánchez