Está en la página 1de 2

IUSNATURALISMO - HUMANISMO

El Iusnaturalismo o Derecho Natural es una teoría ética y jurídica que defiende la existencia de
derechos del hombre fundados o determinados en la naturaleza humana, universales, anteriores y
superiores (o independientes) al ordenamiento jurídico positivo y al Derecho fundado en la
costumbre o Derecho consuetudinario.
Doctrina que defiende la existencia de derechos naturales inalienables (como el derecho a la vida,
a la libertad y a la propiedad) que son anteriores a las normas jurídicas positivas (las establecidas
por los seres humanos) y a las que éstas deben someterse, sirviéndoles de fundamento y de
modelo.

Estos derechos son inmutables y eternos, contrariamente a las leyes humanas que pueden
cambiar de una comunidad a otra y de tiempo en tiempo.

Las leyes humanas que se encargan de regular los asuntos más elevados o importantes de la
comunidad deben estar de acuerdo con los principios del derecho natural.
Iusnaturalismo
Clasificación
Las principales discrepancias entre iusnaturalistas surgen respecto del origen de los principios
morales que forman el derecho natural. Así distingue dos formas básicas de las "teorías
iusnaturalistas tradicionales":
Iusnaturalismo teológico
Iusnaturalismo racionalista
Iusnaturalismo Clásico

Aristóteles distingue entre la justicia legal o convencional y la justicia natural. Esta última hace
referencia a aquello que en todo lugar tiene la misma fuerza y no existe porque la gente piense
esto o aquello.

Tomás de Aquino parte de la idea de ley divina: Dios ha establecido una legislación eterna para el
mundo natural y el mundo humano, y eso es lo que conocemos como ley natural.

Iusnaturalismo Moderno
La obra de Hugo Grocio constituye el hito que marca la separación entre el Iusnaturalismo clásico
y el Iusnaturalismo moderno.

Para él el hombre es social por naturaleza, por lo que las normas de convivencia que hay en la
sociedad son naturales e inherentes al ser humano, y constituyen objeto de derecho positivo.
Estas normas, por el hecho de ser naturales, ni se pueden cambiar, ni se pueden discutir.
Sus representantes más notables son los filósofos tomistas, quienes creen que el origen del
derecho natural es Dios y que las leyes positivas deben derivarse del mismo.
Iusnaturalismo racionalista
Afirma la existencia de un derecho natural basado en la razón, que es independiente de la
existencia o no de Dios.
Una de las razones de pensar de esta manera es la ruptura de la unidad religiosa, que dio lugar a
diferentes interpretaciones de la ley natural.
El fundamento del derecho natural no se encontrará ya en Dios sino en la razón.
Roma creadora de un Imperio fue incapaz de hacer una filosofía propia, viviendo en ese aspecto
del legado de Grecia.

El pensamiento romano se forja con las aportaciones de casi todos los sistemas filosóficos helenos,
aunque la doctrina que más aceptación tuvo fue la estoica era la corriente de mayor vigencia en el
momento que comienza el auge romano, matizada con inserciones de otras direcciones.

Pocos autores del paganismo pueden merecer mejor que Cicerón el calificativo de Iusnaturalista,
siendo constante en él la apelación a la naturaleza como fundamento del derecho. Sus referencias
a la ley natural son incesantes, unas veces con ciertas implicaciones Divinas, otras veces con
expresa alusión a la naturaleza, o a la naturaleza de las cosas.

Iusnaturalismo en Roma
Movimiento intelectual desarrollado en Europa durante los siglos xiv y xv que, rompiendo las
tradiciones escolásticas medievales y exaltando en su totalidad las cualidades propias de la
naturaleza humana, pretendía descubrir al hombre y dar un sentido racional a la vida tomando
como maestros a los clásicos griegos y latinos, cuyas obras redescubrió y estudió.

Iushumanismo

Podemos entender por ''humanismo jurídico'' al fenómeno cultural del humanismo proyectado en
el estudio y la enseñanza del derecho, muy especialmente del derecho romano. Al impacto del
humanismo en la ciencia del derecho se le conoce como mos gallicus que, en oposición al mos
italicus, es la forma en que los franceses estudiaron y entendieron el derecho romano. El mos
gallicus se sitúa dentro del movimiento de revisión científica de la cultura de la antigüedad a
través de los textos, propia del humanismo. Su auge tiene lugar en el siglo XVI, aunque se proyecta
en algunos autores hasta el siglo XVII.
El humanismo, como cultura abierta y dinámica, buscó en el pasado grecolatino el saber que
podría liberar en el hombre todas sus posibilidades intelectuales y creativas. Los humanistas se
dieron a la tarea de buscar textos antiguos y de crear métodos nuevos que permitieran
comprender la cultura antigua desde una perspectiva histórica. Fue en Italia donde inició este
movimiento cultural, y fueron los italianos quienes empezaron a desarrollar métodos filológicos,
históricos y lógicos nuevos.
Humanismo Juridico