Está en la página 1de 318

Hugo Chávez.

La construcción del Socialismo del siglo XXI:


Discursos del Comandante Supresmo ante la Asamblea Nacional (1999-
2012)

Tomo 2 (2001-2004), Caracas, 2013

© Dirección de investigación y publicaciones de la Escuela


de Formación Integral de la Asamblea Nacional “Dr. Carlos
Escarrá Malavé” (Eficem)
Omar Vázquez Heredia - Director general

© Fundación Fondo Editorial de la Asamblea Nacional


“Willian Lara”
Farith Fraija Norwood - Presidente

COORDINACIÓN
Karen Quintero Franquiz - Directora de investigación
y publicaciones de la Eficem
Carlos Manuel Duque - Fundación Fondo Editorial de la
Asamblea Nacional “Willian Lara”

EQUIPO DE INVESTIGACIÓN
José Betancourt
Maoly Morales
Carlos Rengel
Yorluis Guzmán

CONCEPTO DE LA PUBLICACIÓN
Omar Vázquez Heredia - Director general de la Eficem
José Betancourt - Investigador responsable

CUIDADO DE LA EDICIÓN
Jacqueline Montes - Publicaciones Eficem
Juanibal Reyes - Carlos Alberto Zambrano Rodríguez
Armando Rodríguez Hernández
Fundación Fondo Editorial de la Asamblea Nacional
“Willian Lara”

CORRECCIÓN
Joel Rojas - Fundación Fondo Editorial de la Asamblea
Nacional “Willian Lara”

CONCEPTO GRÁFICO
Aarón Mundo - Fundación Fondo Editorial de la Asamblea
Nacional “Willian Lara”

Depósito legal No lf 786-2013-320-26-97


ISBN 978-980-7603-02-7
ÍNDICE

Presentación  XI

Estudio introductorio
Lucha hegemónica  XV

ESTE PROCESO REVOLUCIONARIO VENEZOLANO VA A


CONTINUAR SIENDO PACÍFICO Y DEMOCRÁTICO…
Discurso ante la Asamblea Nacional
(Memoria y cuenta, 2001) 1

...EN VENEZUELA NUNCA UNA CONSTITUCIÓN


HABÍA SIDO TAN SENTIDA Y TAN DEFENDIDA COMO
UNA CONQUISTA POPULAR, VERDADERA CONQUISTA
POPULAR TRAS MUCHOS AÑOS DE LUCHA Y DE
SACRIFICIOS, de nuevo, una vez más, su propia
revolución
Discurso ante la Asamblea Nacional (Memoria y cuenta, 2002) 87
EL GOBIERNO RESPETARÁ LA DECISIÓN QUE
TOME EL CONSEJO NACIONAL ELECTORAL
Discurso ante la Asamblea Nacional
(Memoria y cuenta, 2003) 127

EL único gobierno que garantiza la


estabilidad, la paz y la buena marcha de
venezuela, es este Gobierno bolivariano
Discurso con motivo del Reconocimiento de la Asamblea
Nacional a la decisión soberana del pueblo venezolano en
el referendo revocatorio presidencial, 2004
203

CRONOLOGÍA225
Reconocimiento

En el marco de valores fundamentales


para la Revolución Bolivariana como la
justicia y la cooperación, consideramos
pertinente reconocer que la presente
investigación sólo fue posible gracias al
abnegado y valioso trabajo desarrollado
por el servicio de taquigrafía adscrito a
la Secretaría de la Asamblea Nacional,
el cual con una eficiencia notable
registró para la historia de Venezuela
piezas discursivas tan importantes
como las ofrecidas por el Presidente de
la República, Hugo Chávez en el Poder
Legislativo Nacional.
PRESENTACIÓN

La Venezuela bolivariana, esta que surgió de la lucha desarrollada


por nuestro pueblo en los últimos 25 años, no puede ser comprendi-
da sin analizar con la profundidad necesaria el discurso y la acción
del Comandante Supremo, Hugo Chávez. Un hombre que desde su
temprana edad, en los tiempos que con honor y orgullo patrio tran-
sitaba los pasillos de la gloriosa Academia Militar y los cuarteles de
la República, hasta los últimos años, siempre colocó toda su energía,
inteligencia y vida a la disposición de los más grandes anhelos de la
Patria del Libertador Simón Bolívar.
El legado del Comandante Chávez condensa el amor, la alegría y
el espíritu combativo del pueblo venezolano, por ello creemos que
entre las necesidades más importantes de la Revolución Bolivariana
se halla estudiar con detenimiento sus discursos y acciones, no como
un simple motivo académico sino para comprender cómo un hombre
se convierte en un pueblo; logrando que todos y todas digamos con la

XI
fuerza que nos exige el combate por la defensa de la Independencia
de la Patria: ¡Yo soy Chávez! ¡Todos unidos somos Chávez!
Desde la Asamblea Nacional hemos decidido publicar todas las
piezas discursivas desarrolladas por el Comandante Supremo en el
seno del Poder Legislativo Nacional, empezando con aquel histórico
discurso pronunciado el 2 de febrero de 1999 cuando asumió la Jefa-
tura del Estado, juramentándose ante la “moribunda Constitución”
de la IV República; terminando con el último discurso expresado
el 5 de julio del año 2012 con motivo de la conmemoración del 201
Aniversario de la gesta heroica en la que nuestros libertadores y
libertadoras firmaron el Acta de la Independencia.
En estos cuatro tomos publicamos treinta y dos discursos, en los
que se refleja la historia viva de la Venezuela Bolivariana. Encontra-
mos articulados de forma armónica, atributos extraordinarios del
Comandante Chávez; como su carácter, oratoria, liderazgo, carisma
y conocimiento; todo aquello que le permitió con mucha facilidad
disertar sobre temas que podían parecer diferentes pero que se en-
contraban engranados: los problemas estructurales heredados de
la IV República, la necesidad de organizar una nueva sociedad y
una democracia que sirvan al pueblo, la unidad latinoamericana y
la pertinencia de un mundo multipolar, los peligros que enfrenta el
país ante las acciones de una derecha oligárquica y desalmada que
no quiere y nunca va a querer el bienestar de nuestro pueblo, entre
otros.
Entonces, consideramos que la presente publicación se consti-
tuye en una necesaria labor de documentar el verbo de un hombre,
que por sus méritos es parte –por siempre y para siempre– de la
historia de la Patria Bolivariana. Un líder-pueblo que todos y to-
das debemos leer, para nunca olvidarnos que día a día se requiere
nuestro máximo esfuerzo en la lucha por el bien más preciado que

XII
conquistamos en estos 14 años de Revolución: la Independencia y la
Soberanía Nacional.

¡INDEPENDENCIA Y PATRIA SOCIALISTA!


¡VIVIREMOS Y VENCEREMOS!
¡VIVA EL COMANDANTE CHÁVEZ!

Diosdado Cabello Rondón


Presidente de la Asamblea Nacional
Palacio Federal Legislativo, abril de 2013

XIII
XIV
ESTUDIO INTRODUCTORIO
Lucha hegemónica (2001-2004)

Los discursos del Comandante Supremo Hugo Chávez ante la


Asamblea Nacional durante el período 2001-2004, en su condición
de Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, estuvieron
enfocados a concientizar, alertar y llamar la atención nacional e in-
ternacional sobre las acciones reaccionarias desarrolladas por el
bloque de poder contrarrevolucionario para detener (constitucional
e inconstitucionalmente) el proceso político que se había iniciado el
2 de febrero de 1999; intentando someter al pueblo venezolano a un
retroceso en sus logros sociales y políticos.
Al estudiar tan complejo período histórico en Venezuela,
retumban en nuestra mente las palabras visionarias de Simón
Bolívar en el Manifiesto de Cartagena (15 de diciembre de 1812), con las
cuales el Libertador señaló las causas que condujeron a la pérdida
de la I República en Venezuela, al tiempo que advierte las constantes
conspiraciones a las que en el futuro sería sometida la lucha por
XV
la Independencia, producto de los intereses de facciones internas y
externas contrarias a la misma:

Los códigos que consultaban nuestros magistrados no eran los


que podían enseñarles la ciencia práctica del gobierno, sino los
que han formado ciertos buenos visionarios que, imaginándose
repúblicas aéreas, han procurado alcanzar la perfección políti-
ca, presuponiendo la perfectibilidad del linaje humano. Por ma-
nera que tuvimos filósofos por jefes; filantropía por legislación,
dialéctica por táctica, y sofistas por soldados. Con semejante
subversión de principios y de cosas, el orden social se resintió
extremadamente conmovido, y desde luego corrió el Estado a
pasos agigantados a una disolución universal, que bien pronto
se vio realizada […] La doctrina que apoyaba esta conducta tenía
su origen en las máximas filantrópicas de algunos escritores
que defienden la no residencia de facultad en nadie, para privar
de la vida a un hombre, aun en el caso de haber delinquido este,
en el delito de lesa patria. Al abrigo de esta piadosa doctrina, a
cada conspiración sucedía un perdón, y a cada perdón sucedía
otra conspiración que se volvía a perdonar: porque los gobier-
nos liberales deben distinguirse por la clemencia. ¡Clemencia
criminal, que contribuyó más que nada a derribar la máquina,
que todavía no habíamos enteramente concluido!1

El período 2002-2004 estuvo marcado por diversas conspiraciones


desplegadas por el bloque de poder contrarrevolucionario en
las cuales se intentó constantemente cuestionar la autoridad
y legitimidad del Presidente Hugo Chávez, mediante acciones

1. Simón Bolívar, Manifiesto de Cartagena (Cartagena de Indias, 15 de diciembre de 1812). En: Romero, José Luís; Romero,
Luís Alberto (Compiladores) Pensamiento político de la emancipación, tomo I (1790-1825), pp. 131-132.

XVI
desestabilizadoras que condujeron a muerte, sabotaje económico
y a un permanente terrorismo mediático a fin de doblegar al
pueblo venezolano, quien se mantuvo firme en defensa no solo de
la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, sino del
líder de la Revolución: el Comandante Hugo Rafael Chávez Frías.

I.- La reorganización opositora venezolana:


nuevos dirigentes y nuevos protagonistas de los mismos
intereses oligárquicos
Las victorias obtenidas por el Comandante Supremo Hugo
Chávez en los procesos electorales de 1998, 1999 y 2000 terminaron
de evidenciar la debacle del bipartidismo venezolano derivado del
Pacto de Punto Fijo, fortaleciendo las condiciones políticas e insti-
tucionales necesarias para avanzar en las transformaciones proyec-
tadas en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.
En ese marco se inició un impulso a la democracia participativa y
protagónica mediante el fortalecimiento de los movimientos de base
organizados en Comités de Tierra Urbanos2, Círculos Bolivarianos,
Cooperativas y las Mesas Técnicas de Agua, Electricidad, Seguridad,
Contraloría Social, entre otros, que surgieron en la lucha popular
entre los años 2000 al 2002. Mientras, desde el Gobierno Nacional
se avanzaba en los cambios económicos antineoliberales necesarios
para recuperar parte de los ingresos del Estado provenientes de la
renta petrolera; esto, a fin de crear las condiciones materiales para
concretar, con el invalorable apoyo de la Revolución Cubana, un
conjunto de políticas orientadas a lograr la inclusión social, es decir,
las misiones sociales promovidas entre 2003-2004.

2. El 4 de febrero de 2002 el Presidente Hugo Chávez firmó el Decreto N° 1.666 referente a la “Regularización de Tenencia
de la Tierra Urbana” en asentamientos populares, la cual fue publicada en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de
Venezuela N° 37.378. En referencia a los mecanismos que aplicarán las comunidades para mejorar la calidad de vida en
las barriadas se establece: “Con tal propósito, en cada barrio y urbanización popular se organizarán los Comités de Tierra
Urbana. Estos Comités podrán organizarse en tantas comisiones de trabajo como se considere necesario”.

XVII
Entonces, las transformaciones estimuladas por la Revolución
Bolivariana, entendida como un proyecto nacional emergente,
promovió que los sectores de la elite venezolana –los cuales seña-
laremos como “firmantes indirectos”3 del Pacto de Punto Fijo– se
constituyeran en un bloque de poder contrarrevolucionario con la
finalidad de enfrentar al Presidente Hugo Chávez; intentando así
frustrar el proyecto político enmarcado en la Carta Magna de 1999.
Dicho bloque de poder contrarrevolucionario se encontraba inte-
grado por sectores sociales tales como las transnacionales y em-
presas de la gran burguesía, la dirigencia eclesiástica venezolana,
la elite sindical nacional, la alta gerencia de Petróleos de Venezuela
S.A. (Pdvsa), las empresas de comunicación y sectores reacciona-
rios de la Fuerza Armada Nacional.
La publicación de los 49 decretos con rango, valor y fuerza de ley,
por parte del Ejecutivo Nacional en 20014, fue el detonante que ter-
minó de desencadenar que los factores opuestos al Presidente Hugo
Chávez iniciaran un proceso de desestabilización con el objeto de
crear las condiciones propicias para dos hechos interrelacionados
aunque distantes temporalmente de carácter destituyentes: el golpe
de Estado del 11 de abril y el sabotaje patronal a la economía nacional
iniciado el 2 de diciembre de 2002 y culminado el 2 de febrero de
2003, acontecimientos que le generaron a la República pérdidas mil
millonarias en el corto y mediano plazo.

3. Al señalar a firmantes indirectos del Pacto de Punto Fijo de 1958, nos referimos a la Jerarquía de la Iglesia católica,
empresarios, académicos, sectores sindicales, gremios y sectores de la Fuerza Armada Nacional, acorde a lo señalado en
el primer párrafo del acuerdo tripartito que reseñaba: “Los partidos Acción Democrática, Social Cristiano Copei y Unión
Republicana Democrática, previa detenida y ponderada consideración de todos los elementos que integran la realidad
histórica nacional y la problemática electoral del país, y ante la responsabilidad de orientar la opinión pública para la
consolidación de los principios democráticos, han llegado a un pleno acuerdo de unidad y cooperación sobre las bases y
mediante las consideraciones siguientes […]”.
4. (Nota del Editor): Los 49 decretos con rango, valor y fuerza de ley (Ley Habilitante) promulgados por el Ejecutivo Nacional
en 2001, según aprobación de la Asamblea Nacional de la República Bolivariana de Venezuela del día 7 de noviembre de
2000, publicada en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela N° 37.076 del día 13 de noviembre de 2000,
están nombrados al final de esta nota introductoria, en la parte referida a los anexos, en el anexo marcado con la letra “A”.

XVIII
Para comprender mejor este período de estudio, es menester
invocar los conceptos de hegemonía y lucha hegemónica en tanto
coadyuven al análisis de la historia política venezolana contem-
poránea desde el año 2001, que aún hoy se mantiene con distintas
variantes a las reflejadas en el período temprano de la Revolución
Bolivariana. Diversos intelectuales han desarrollado sus trabajos
teóricos empleando con diferentes matices la categoría hegemonía,
entre ellos el militante comunista italiano Antonio Gramsci. Dicho
revolucionario define por hegemonía la capacidad que tiene una cla-
se social o fracción de la misma para lograr que su preponderancia
no solo descanse en la dominación producto de la coerción propia
de los aparatos represivos, sino que buscando la estabilización de
la misma incorpore en correspondencia con su dirección intelec-
tual y moral el consentimiento de la sociedad en su conjunto; esto,
porque sus intereses particulares son asumidos como los intereses
generales de la totalidad social5. En ese marco denominamos lucha
hegemónica el período de tiempo coyuntural en el cual se intensifica
la disputa histórica no resuelta entre dos bloques de poder que tie-
nen intereses materiales y culturales antagónicos o contradictorios,
por lo tanto intentan mediante la universalización de sus proyectos
nacionales particulares direccionar a la sociedad en su conjunto.
Partiendo de este contexto reseñado, en el presente estudio in-
troductorio caracterizaremos a continuación la lucha hegemónica
desarrollada en el lapso temporal entre los años 2001-2004, para ello
analizaremos la disputa política, económica, cultural y militar entre
el bloque de poder revolucionario dirigido por el Comandante Hugo
Chávez, el cual se enmarcaba y enmarca en la Revolución Boliva-
riana, frente al bloque de poder contrarrevolucionario, compuesto

5. Mabel Rey Thwaites, “El Estado Ampliado en el Pensamiento Gramsciano”. En: Estado y marxismo. Un siglo y medio de
debates, Buenos Aires, Argentina, Prometeo Libros, 2007.

XIX
por los sectores sociales hegemónicos en la IV República, los cuales
intentaban recuperar el control del Gobierno Nacional con la finali-
dad de imponer su proyecto neoliberal en la nación.
Una vez señaladas las categorías teóricas que permiten com-
prender la dinámica política venezolana en este período de estudio,
podremos contextualizar que el fin de la hegemonía encarnada en
el Pacto de Punto Fijo implicó, en los sectores contrarrevoluciona-
rios, la necesidad de concretar un nuevo acuerdo que les permitiera
actuar coordinadamente para recuperar el Gobierno Nacional. Sin
embargo, a diferencia del pacto suscrito en 1958 por los partidos po-
líticos representantes de las clases dominantes, en la actualidad, las
corporaciones gremiales patronales como la Federación de Cáma-
ras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fede-
cámaras), la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV) y la
Conferencia Episcopal serían las protagonistas en la firma del con-
venio, con lo cual suplantan a los partidos tradicionales del puntofi-
jismo (Acción Democrática y Copei) ante el desprestigio acumulado
en su devenir histórico.
Esta situación que supuso la pérdida de convocatoria por parte
de los partidos políticos tradicionales venezolanos en la última dé-
cada del siglo XX, promueve que la llamada “Sociedad Civil”6 –in-
tegrada por las corporaciones gremiales patronales– asuma el rol
preponderante de la alianza contrarrevolucionaria en el proceso de
lucha hegemónica delimitado temporalmente en los párrafos ante-
riores. Así, el documento Bases para un acuerdo democrático7, firmado
el 5 de marzo de 2002, estuvo dirigido a coordinar las acciones anti-
democráticas y anticonstitucionales de la derecha venezolana para

6. El movimiento opositor venezolano se autodenomina con esta categoría en contraposición al “pueblo” y de esa forma
dividir a la población en dos sectores.
7. El referido acuerdo fue suscrito por Pedro Carmona Estanga (Fedecámaras), Carlos Ortega (CTV) y Luis Ugalde
(Conferencia Episcopal).

XX
enfrentar a la Revolución Bolivariana, la cual –como ya dijimos– se
encontraba materializada en la Constitución de la República Boli-
variana de Venezuela y en el Comandante Hugo Chávez, su líder
histórico.
En este sentido, la alianza contrarrevolucionaria termina de con-
solidar su estrategia desestabilizadora en correspondencia con el
documento referido, definiendo como sus actores a las denomina-
das corporaciones gremiales patronales firmantes: Fedecámaras,
CTV y Luis Ugalde; así como a otros sujetos políticos: la Federación
Nacional de Ganaderos de Venezuela (Fedenaga), la alta gerencia de
Pdvsa, altos oficiales reaccionarios de la Fuerza Armada Nacional
y las empresas de comunicación. Estos factores, integrantes de la
alianza referida, serán analizados para puntualizar cómo se confi-
guran y posicionan en la lucha hegemónica que se desarrolló en el
período 2002-20048.
Para estudiar el papel del sector empresarial en Venezuela du-
rante el período 2002-2004 es necesario analizar las relaciones ini-
ciales entre el Comandante Hugo Chávez y el gremio empresarial
venezolano: ante el crecimiento progresivo en las encuestas del can-
didato presidencial Hugo Chávez en el año 1998, algunos empresa-
rios decidieron efectuar una agenda paralela al combate directo9
al abanderado del Movimiento V República10. Para ello iniciaron
un proceso de acercamiento, el cual intentaba persuadirlo mediante
una mezcla de presiones directas o indirectas para que desistiera de

8. Alan Woods, La Revolución Bolivariana. Un análisis marxista, Madrid, Fundación Federico Engels, p. 122.
9. Desde su primera aparición pública el 4 de febrero de 1992, el Comandante Hugo Chávez fue objeto de una despiadada
campaña de ataques y descrédito desarrollada por el bloque de poder contrarrevolucionario, compuesto, entre otros, por
el empresariado nacional.
10. El Movimiento V República tuvo su antecedente inmediato en el Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200)
y fue la organización política partidista fundada en 1997 por el Comándate Hugo Chávez Frías, mediante el cual se
consolida la Revolución Bolivariana por la vía electoral, constituyendo el partido político venezolano que obtuvo mayor
cantidad de votos en los procesos electorales que van desde 1998 al 2007, momento en el cual se integra al Partido
Socialista Unido de Venezuela.

XXI
las transformaciones profundas que se proponía concretar refun-
dando la República. Esto se suponía que les permitiría recuperar
el control político del país a partir de un cambio gubernamental, el
cual implicaba desplazar a los desprestigiados puntofijistas por un
nuevo títere del empresariado.
La referida estrategia fracasó –entre otras cosas– debido a que con
la toma de posesión del Comandante Hugo Chávez, como Presidente
Constitucional de la República de Venezuela, el 2 de febrero de 1999,
se intensificaron las políticas tributarias del Estado venezolano con la
finalidad de aumentar sus ingresos, lo que posteriormente garantizó
recursos para la materialización de programas de inversión produc-
tiva y social a fin de recuperar la desmantelada economía nacional.
Entre las primeras medidas estuvo el fortalecimiento del Servicio
Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat), lo que
originó que una cantidad importante de empresas desembolsaran
cuantiosas cifras de dinero en pago de multas e intereses de mora,
no solo en la Hacienda Pública Nacional, sino en el pago del Instituto
Venezolana del Seguro Social (IVSS) y del Instituto Nacional de Capa-
citación y Educación Socialista (Inces).
El 15 de enero 2001, en su mensaje ante la Asamblea Nacional,
el Presidente Hugo Chávez llamó nuevamente la atención sobre la
obligación que tenían los empresarios de pagar los impuestos, evi-
denciando que la Revolución Bolivariana combatiría los privilegios
tributarios disfrutados históricamente por los sectores burgueses
de la sociedad. Esto continuaba aumentando la posición reaccio-
naria de Fedecámaras y sus agremiados, los cuales rechazaban al
Gobierno Bolivariano porque lo consideraban una amenaza a sus
intereses económicos y sociales que para ellos eran intocables.

Bueno, pero me llamaba Trino Alcides Díaz, superintendente


del SENIAT; incluso, en algunas partes le dije: mira, no creo
XXII
esto. Me dijo: “Presidente, son datos preliminares, ahora se está
investigando”. ¡Caramba! Es difícil creer que empresas de re-
nombre –es lo que dicen las computadoras– y de mucho peso
hayan pagado impuestos, en un año, de quinientos mil bolíva-
res. Sí, ¡quinientos mil bolívares!11 […] Está estipulado y quie-
ro recordarlo: No es ninguna amenaza para nadie. Ayer lo dije
en el programa Aló, Presidente y ya salió alguien diciendo que
estoy amenazando. No estoy amenazando a nadie, solo estoy
haciendo un llamado; pero, es verdad, está escrito y como dijo
Jesús: “No solo de pan vive el hombre”. Está escrito: “El que no
pague impuesto está cometiendo un delito...”. No existía en Ve-
nezuela, y puede ir a prisión. ¡Sea quien sea! ¡No hay intocables
en Venezuela, sea dueño de lo que sea! Qué nos importa a no-
sotros que sea dueño de una cadena de periódicos. Porque esa
es una cosa que antes se utilizaba: Ah, tú me cobras impuestos,
toma lo tuyo.12

Por lo tanto, con el inicio de aplicación de medidas económicas al-


ternativas a las neoliberales por parte del Comandante Hugo Chávez,
Fedecámaras se integró activamente a la alianza contrarrevolucio-
naria debido a la renovación del rol esencial del Estado en la planifi-
cación económica, situación que implicó profundas reformas fisca-
les y legales promovidas, las cuales generaban cambios significativos
en el modelo económico imperante, perdiendo la clase empresarial
los privilegios que había disfrutado en el proyecto nacional, pri-
mero de corte desarrollista y, después, neoliberal del puntofijismo.

11. Es importante señalar que la unidad monetaria que señala el Presidente Hugo Chávez es previa al Decreto con Rango,
Valor y Fuerza de Ley de Reconversión Monetaria aprobada por el Ejecutivo Nacional el 6 de marzo de 2007 y publicada
en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela N° 38.638 de fecha 6 de marzo de 2007; por lo tanto, dicha
cantidad expuesta no puede señalarse como 500.000 bolívares fuertes.
12. Hugo Chávez Frías. Mensaje ante la Asamblea Nacional. Caracas, 15 de enero de 2001.

XXIII
Asimismo, las medidas adoptadas por el Presidente Hugo Chávez,
en el marco de las 49 leyes habilitantes aprobadas en noviembre del
año 2001, buscando mejorar las condiciones materiales y culturales
de las clases populares y su inclusión social plena, se proponían
combatir el fenómeno de la monopolización de la economía nacio-
nal e implementar una más justa distribución de la riqueza nacional
en aras de garantizar la mayor suma de felicidad al pueblo.
De esta manera, la Revolución Bolivariana se contraponía al mo-
delo neoliberal propio de la última fase del proyecto nacional pun-
tofijista13, el cual transformaba la funcionalidad del Estado, convir-
tiéndolo en una instancia que creaba mejores condiciones para los
negocios de los empresarios y su intervención en la economía14. Por
ello, el empresariado nacional:

[…] era investido de una superioridad manifiesta, por su inde-


pendencia y por la conciencia de que solo el esfuerzo individual
hacía posible la acción económica racional. Para los embriones
del yuppy la figura del empresario era un nuevo modelo social
a seguir. Este se estaría convirtiendo para ciertas capas de la
población –ejecutivos de las empresas transnacionales, altos
funcionarios del equipo de gobierno y jóvenes empresarios– en
un medio de expresión del Yo. Frente a una concepción social
del Estado […] De cualquier manera, se avanzaba en un campo
de profundas redefiniciones del papel del Estado con un énfasis
hacia la exigencia de un Estado neoliberal, no interventor, con

13. El neoliberalismo en Venezuela tiene como hitos fundamentales los programas de ajuste macroeconómicos que
implementaron los gobiernos de Carlos Andrés Pérez (el denominado Gran Viraje) y de Rafael Caldera (la mal llamada
Agenda Venezuela).
14. Para sustentar esta exposición podemos observar los trabajos realizados por Friedrich Hayek, Milton Friedman (impulsor
de las teorías neoliberales de la Escuela de Economía de la Universidad de Chicago), Robert Nozick, entre otros, quienes
exponían que el Estado debía reducirse a su más mínima expresión, limitando sus funciones a mediar en los conflictos
entre la clase económica dominante y los sectores sociales dominados.

XXIV
una reducción significativa de su injerencia en la actividad eco-
nómica. La radical despolitización de la vida colectiva es acen-
tuada por la resignificación y miniaturización del espacio de lo
público.15

La reacción antagónica del empresariado venezolano organizado


alrededor de Fedecámaras, ante las justas medidas que adoptaba
el Ejecutivo Nacional para transformar la economía nacional, fue
constituirse en parte esencial de la alianza contrarrevolucionaria
eligiendo como dirigente al referido gremio patronal a un
personaje como Pedro Carmona Estanga, con poca relevancia en
las actividades empresariales, pero el cual mantenía importantes
vínculos políticos por su pasada militancia en Acción Democrática.
Lo dicho ocurre en las elecciones desarrolladas el 28 de julio de
2001 con la finalidad de seleccionar entre sus agremiados a la Junta
Directiva de Fedecámaras, en la cual eligen como Vicepresidente al
empresario de origen español, Juan Fernández.
Además de Fedecámaras, entre las corporaciones gremiales
patronales que reconfiguraron la alianza contrarrevolucionaria y
desplazaron a los partidos políticos que fungieron como principales
defensores del proyecto neoliberal del puntofijismo, se encontraba la
CTV. Esta Confederación, anteriormente mencionada, fue fundada
en 1947, y representó en sus inicios a la clase trabajadora nacional,
luchando por sus derechos y obligando al empresariado y Estado
venezolano a ceder ante un conjunto de reivindicaciones sociales.
Tras el golpe de Estado del 24 de noviembre de 1948, la CTV es
disuelta por la Junta Militar de Gobierno, pasando sus dirigentes a la

15. Miguel Ángel Contreras Natera, Ciudadanía, Estado y democracia en la era neoliberal: dilemas y desafíos para la sociedad
venezolana, Daniel Mato (Coord.), Políticas de Ciudadanía y Sociedad Civil en tiempos de globalización, Caracas,
Universidad Central de Venezuela, Facultad de Ciencias Económicas y Sociales, 2004, p. 120.

XXV
clandestinidad con roles importantes en la Junta Patriótica; instancia
de unificación de las organizaciones partidistas y gremiales que
enfrentaban a la dictadura militar del general Marcos Pérez Jiménez.
La misma fue fundada en 1957 por iniciativa del Partido Comunista
de Venezuela (PCV), siendo su principal vocero Fabricio Ojeda, un
periodista que para ese momento histórico era militante de la ala
revolucionaria de la Unión Republicana Democrática (URD).
En el marco de las luchas desarrolladas en el país ante el rum-
bo subordinado al imperialismo que asume el gobierno represivo
de Rómulo Betancourt (1959-1964), la dirigencia sindical de Acción
Democrática (AD) logra el control de la CTV y de los principales
sindicatos del país, entre ellos el de los trabajadores petroleros16; re-
duciendo la incidencia sindical de dirigentes comunistas, los cuales
se encontraban presos, en la clandestinidad o combatiendo en las
filas guerrilleras asentadas en las montañas venezolanas. Durante
el período de la hegemonía puntofijista, la CTV se constituyó en una
organización que no defendía los intereses de clase de los trabaja-
dores y trabajadoras, sino que apoyaba las medidas adoptadas por
los patronos públicos y privados en contra del pueblo trabajador
venezolano. Prueba de ello es la firma del acuerdo tripartito entre
CTV, Fedecámaras y el Ejecutivo Nacional, representado por el tris-
temente célebre Teodoro Petkoff en 199717, en la mal llamada “Agen-
da Venezuela”, la que despojó a la clase trabajadora de conquistas
reivindicativas obtenidas tras largos años de lucha como el cálculo
retroactivo de las prestaciones sociales.

16. Desde su fundación en 1936, con la organización de los sindicatos petroleros por parte del PCV, los sindicatos de la
referida industria venezolana han sido importantes para los partidos políticos de Venezuela debido a la relevancia
nacional de las actividades productivas petroleras. Es recurrente observar en la historia política venezolana del siglo
XX cómo los trabajadores petroleros han sido factor determinante en la conducción de luchas políticas y sindicales en
Venezuela.
17. Es importante señalar que entre los documentos que sustentan los convenios suscritos por la Comisión Tripartita está la
Ley Orgánica del Sistema de Seguridad Social Integral, sancionada por el Congreso Nacional y publicada en Gaceta Oficial
Extraordinaria N° 5.199 de fecha 30 de diciembre de 1997.

XXVI
Las acciones de la CTV en la actualidad, contra el Presidente
Hugo Chávez, surgían con la finalidad de proteger los intereses po-
líticos y materiales del sector sindical puntofijista, los cuales desea-
ban mantener a la organización gremial como un apéndice del Buro
Sindical de Acción Democrática. Durante la Asamblea Nacional
Constituyente (ANC) diversos gremios de trabajadores y trabajado-
ras acusaron a la dirigencia sindical adeca de corrupta y desapegada
de los intereses de clase obrera, reclamándole a la ANC una revisión
exhaustiva de los retrocesos a los derechos laborales que supuso el
antes mencionado convenio tripartito de carácter neoliberal estruc-
turado en el año 1997. El 3 de diciembre de 2000, en el marco de las
elecciones a los miembros de las juntas parroquiales y concejos mu-
nicipales, se realizó el referendo para consultar a la población sobre
la reestructuración de la CTV, resultando victoriosa la opción que
proponía cambios en el organismo y convocar elecciones entre los
trabajadores para nombrar a la nueva junta directiva de la central
sindical venezolana. Lo cual agudizó el conflicto entre los factores
sindicales contrarrevolucionarios y el Gobierno Nacional.
Las elecciones para designar a las autoridades de la CTV se reali-
zaron el 25 de octubre de 2001, resultando vencedor Carlos Ortega18,
dirigente de la Federación de Trabajadores Petroleros de Venezuela
y miembro del partido Acción Democrática, derrotando a Aristóbu-
lo Istúriz19, el candidato de la Revolución Bolivariana. Así, la CTV se
constituía en parte esencial de la alianza contrarrevolucionaria bajo

18. Carlos Ortega Carvajal (San Cristóbal, 1945), desde joven trabajó en la industria petrolera nacional, su militancia en el
partido Acción Democrática le permitió ser electo en 1994 como dirigente del sindicato petrolero nacional Fedepetrol,
cargo que ocuparía hasta 2001 cuando fue electo Presidente de la CTV.
19. Aristóbulo Isturiz Almeida (Curiepe, estado Miranda 1946). Profesor y dirigente político sindical revolucionario. Fue
diputado a la Asamblea Nacional, Alcalde del Municipio Libertador (1993-1996), ministro de educación del Gobierno
Bolivariano y actual gobernador del estado Anzoátegui electo en las recientes elecciones regionales del 2012. Militó en
partidos políticos populares como Patria Para Todos hasta el año 2007, cuando se incorpora a las filas del PSUV, donde
asume cargos de dirección importantes. Fue un factor importante en la restitución del Comandante Presidente Hugo
Chávez Frías una vez fracasado el golpe de Estado de abril del 2002.

XXVII
la dirección de Carlos Ortega. Por ello, como parte de las corpora-
ciones gremiales patronales fue un actor relevante en el proceso de
lucha hegemónica desplegado en el período 2002-2004.
Asimismo, consideramos importante, para identificar los inte-
grantes de la alianza contrarrevolucionaria, situar en la misma a
las empresas de comunicación, las cuales lograron constituirse en
cuasipartidos políticos que conducían sectores sociales opuestos al
Gobierno Bolivariano, los cuales actuaban de forma independiente
y ajena al partidismo, autodenominándose “Sociedad Civil”; com-
puesta por parte de la pequeña burguesía y de los trabajadores pro-
fesionalizados. Así, los dueños de las empresas de comunicación,
tanto prensa escrita como audiovisual (televisión y radio), promo-
vieron desde sus programas una campaña propagandística de te-
rrorismo mediático mediante ataques y mentiras en contra de la
Revolución Bolivariana, creando condiciones psíquicas y emocio-
nales necesarias para la desestabilización a partir de un conjunto de
afirmaciones falsas sobre el Comandante Hugo Chávez, tales como
su supuesta condición de dictador, de incapaz intelectualmente, de
títere de Fidel Castro y hasta de enfermo psiquiátrico20.
Las empresas de comunicación no solo atacaban a la Revolución
Bolivariana y a su líder el Presidente Hugo Chávez, además, se es-
tigmatizaba a la inmensa mayoría del pueblo que participaba y res-
paldaba el proyecto nacional bolivariano, calificándolos de lumpen,
marginales, borregos, hordas y otros adjetivos que buscaban desle-
gitimar y desvalorizar el carácter democrático y popular del proce-
so político en curso, proyectándolo como ajeno a la cultura política
venezolana. Así, las empresas de comunicación como actores sig-
nificativos de la alianza contrarrevolucionaria difundían, a partir

20. Cuando analizamos el mensaje desarrollado por las empresas de comunicación para atacar y deslegitimar al Comandante
Hugo Chávez en el período de lucha hegemónica, así como en el transcurso de todo su gobierno, evidenciamos la
repetición de las mismas mentiras y manipulaciones para atacar al actual Presidente chavista Nicolás Maduro.

XXVIII
de sus “programas informativos”, una “realidad” a dos niveles que
tenía objetivos paralelos: a lo interno, generar en la población la
deslegitimación del Presidente Hugo Chávez como causante del caos
nacional y, a nivel internacional, mostrar que Venezuela estaba a las
puertas de una guerra civil causada por la Revolución Bolivariana y
“sus políticas erradas”. En la conspiración internacional, el gobier-
no de los EE.UU. jugó un rol determinante mediante las constantes
declaraciones de los voceros del Departamento de Estado, quienes
señalaban al Presidente Hugo Chávez como “desestabilizador regio-
nal”; esta matriz buscaba, por todos los medios, aislar a Venezuela y
lograr una intervención internacional.
Es importante señalar que la arremetida mediática contra el Pre-
sidente Hugo Chávez fue también de la prensa internacional corpo-
rativista, con el fin de fabricar una opinión pública internacional
que consintiera una salida violenta y antidemocrática de la Revolu-
ción Bolivariana.
Lo dicho anteriormente se explica de forma detallada en el li-
bro Dictadura Mediática en Venezuela del intelectual venezolano Luis
Britto García, en el cual desarrolla una investigación de las caracte-
rísticas concretas de las empresas de comunicación en el período de
lucha hegemónica en el país. Dicho escritor reflexiona:

¿Qué mueve a una importante fracción de los medios a querer


suplantar a los partidos políticos? En Venezuela la actividad más
productiva es la industria petrolera, bajo control estatal desde
1976. El éxito de los principales grupos económicos privados
depende de su capacidad de influir en el Estado. Hasta 1983 esta
influencia se ejerce esencialmente mediante dos operadores: los
partidos políticos y los medios. Los grupos económicos hacen
multimillonarios aportes a las campañas electorales y son

XXIX
retribuidos con contratos públicos. Los medios apoyan a deter-
minados partidos y son recompensados con curules parlamen-
tarias, concesiones de telecomunicaciones y avisos oficiales.

Asimismo, recordemos cómo el propio líder histórico de la


Revolución Bolivariana alertaba sobre la participación de las
empresas de comunicación en las acciones desestabilizadoras y
golpistas desarrolladas por la alianza contrarrevolucionaria en el
período 2002-2004, sosteniendo en la presentación de su memoria y
cuenta del año 2002, en el Palacio Legislativo Nacional, lo siguiente:

[…] el golpe petrolero de diciembre, golpe económico con rami-


ficaciones mediáticas, por supuesto, porque sin el apoyo de los
medios de comunicación, sobre todo de los “Cuatro jinetes del
Apocalipsis”, el golpe de abril no hubiese sido posible como fue,
ni el golpe de diciembre tampoco hubiese sido posible.

A la actividad contrarrevolucionaria de las empresas de comu-


nicación se sumaron, de forma activa, Organizaciones no Guber-
namentales en Venezuela (ONG). Las mismas, desde sus inicios, se
perfilaron como una estructura ajena al Estado; obtenían financia-
miento internacional proveniente de instituciones adscritas a las
estrategias de intervención e imposición imperial de los Estados
Unidos tales como el Instituto Republicano Internacional (IRI), la
Fundación Nacional para la Democracia y la Agencia de los Estados
Unidos para el Desarrollo Internacional (NED y Usaid, por su si-
glas en ingles). Entre ellas podemos puntualizar a Primero Justicia,
que nace como una ONG supuestamente dirigida a la superación
de los problemas del sistema de justicia del país; pero, como era de
esperarse, termina convirtiéndose en uno de los partidos políticos

XXX
de la derecha local21. Las ONG venezolanas en su mayoría surgen
en correspondencia con el proceso neoliberal de privatización de
lo público, encontrándose integradas por jóvenes provenientes de
familias de la gran y mediana burguesía así como por trabajado-
res profesionalizados con una autoidentidad de clase burguesa; por
ello, tenían entre sus principales objetivos desarrollar parte de la
política social compensatoria necesaria para desmovilizar los suje-
tos sociales que se venían organizando para luchar por la reducción
de la inversión del Estado neoliberal en derechos humanos como
educación, salud, vivienda, trabajo, entre otros.
Las ONG, en el período concreto de investigación del presente es-
tudio introductorio, adoptaron unas características concretas como
instancias de representación de la llamada “sociedad civil”, en con-
traposición del Movimiento Revolucionario Bolivariano liderado
por el Comandante Hugo Chávez, quien en sus discursos y acciones
promovió el surgimiento y fortalecimiento de distintas formas de
organización popular y social como espacios de expresión de esa
soberanía popular intransferible que estipula la Carta Magna del
año 1999.
En este sentido, entre las ONG que, entendiéndose como parte de
la autodenominada “sociedad civil”, se constituyeron en sujetos polí-
ticos centrales de la alianza contrarrevolucionaria tenemos a Gente
de Petróleo y Súmate. La primera, integrada por la alta y media ge-
rencia de Pdvsa, quienes identificaban a la Revolución Bolivariana
del Presidente Hugo Chávez como enemiga de sus intereses porque la
misma proyectaba recuperar el control de los recursos generados por
la principal empresa estatal; por ello, bajo la consigna de la defensa
de la “meritocracia” emprendieron acciones contrarrevolucionarias,

21. Eva Golinger, El Código Chávez. Descifrando la intervención de los Estados Unidos en Venezuela, Caracas, Venezuela, Fondo
Editorial Questión, 2005, p. 69.

XXXI
intentando desestabilizar al Gobierno constitucional y legítimo de
Venezuela. Entre ellas el paro patronal petrolero, el cual generó a la
Patria pérdidas económicas por más de 14.000 millones de dólares.
Por su parte, Súmate, organizada en el año 2002 por María Corina
Machado22 con recursos provenientes de instituciones relacionadas
con el gobierno de los Estados Unidos, mantuvo como principal ob-
jetivo cuestionar el sistema electoral venezolano para obturar una
salida democrática y electoral a la lucha hegemónica entre la Revo-
lución Bolivariana y el proyecto nacional neoliberal de la alianza
contrarrevolucionaria.
Igualmente, cabe destacar que entre los sujetos políticos que
componían la alianza contrarrevolucionaria estaba la rancia jerar-
quía de la Iglesia católica de Venezuela, la cual se encontraba re-
presentada mediante tres actores relacionados: el cardenal Antonio
Ignacio Velasco23, el Rector de la Universidad Católica Andrés Bello,
Luis Ugalde24, y la vocería de la Conferencia Episcopal Venezolana
(CEV).
La jerarquía católica en todo el período de lucha hegemónica de-
sarrolló una campaña de ataques a la Revolución Bolivariana, de-
nunciando que ella había divido al país con su discurso violento, el
cual acababa con la paz social. La participación de la referida orga-
nización religiosa fue tan protagónica que su máximo representante,

22. Maria Corina Machado (Caracas, 1967). Hija del empresario Enrique Machado Zuloaga, fundadora de la Asociación
Civil Súmate (fundada en el 2002), responsable de la conspiración antidemocrática y anticonstitucional emprendida
contra la Revolución Bolivariana y el liderazgo nacional e internacional del Comandante Supremo Hugo Chávez Frías,
cuyas acciones han estado directamente relacionadas y dirigidas por el Departamento de Estado norteamericano,
especialmente durante la gestión del nefasto presidente George W Busch. Actualmente ejerce el cargo de diputada a la
Asamblea Nacional por el estado Miranda.
23. Ignacio Velasco García (Portuguesa, 1929-2003). Cardenal venezolano, Arzobispo de Caracas. Estuvo directamente
relacionado con los hechos golpistas del 11 de abril del 2002 en Venezuela durante la juramentación del gobierno de
facto del breve Pedro Carmona Estanga (11-13 de abril de 2002).
24. Sacerdote jesuita nacido el 2 de diciembre de 1938 en el País Vasco (Reino de España), entre sus estudios tiene una
licenciatura en Filosofía y Teología así como un Doctorado en Historia. Desde inicios de la Revolución Bolivariana se
constituye en uno de los principales voceros contrarrevolucionarios de la Iglesia católica.

XXXII
el mencionado cardenal Antonio Ignacio Velasco, estuvo involu-
crado directamente en el proceso de usurpación de la Presidencia
de la República por parte de Pedro Carmona Estanga, firmando
el decreto en el cual se violentaba la Constitución Bolivariana
como parte del golpe de Estado que, en abril de 2002, sufrió el
Comandante Hugo Chávez, el cual posteriormente analizaremos
en profundidad 25.
La alianza contrarrevolucionaria re-compone a las fuerzas opo-
sitoras a la Revolución Bolivariana y termina su estructuración a
través de la incorporación de miembros de alto rango de la Fuerza
Armada Nacional (FAN). Los mismos, en su mayoría graduados en
la Academia Militar de Venezuela antes que la promoción “Simón
Bolívar II”, de la cual egresó el Comandante Hugo Chávez; mante-
nían una tensión generacional y política con el líder de la Revolución
Bolivariana. La participación en el proceso de desestabilización de
los referidos oficiales de la FAN comienza públicamente mediante
su aparición en las empresas de comunicación del país como voce-
ros de un supuesto sector castrense, el cual desconocía al Presidente
de la República. Esta situación acontecía no solo por el hecho que
los militares son un factor esencial en los golpes de Estado, sino por
la condición de militar del Comandante Hugo Chávez quien, siendo
un oficial egresado en los primeros lugares de la Academia Militar y
con una reconocida carrera castrense. El hecho de que el Presiden-
te Chávez fuese desconocido por sus compañeros de armas en su
rango constitucional de Comandante en Jefe de la Fuerza Armada
Nacional implicaba dos cosas importantes: primero, promover en
la población el desconocimiento de la legítima y autoridad del Pre-
sidente de la República; segundo, incentivar la desobediencia entre
los integrantes de la Fuerza Armada Nacional ante la figura (política

25. Ernesto Villegas, Abril, Golpe Adentro, Caracas, Ediciones Correo del Orinoco, 2009. p. 92.

XXXIII
y militar) del Comandante Hugo Chávez al exponer que el mismo
había traicionado el deber de todo militar en lo que se refiere a la
defensa de la Patria y de la Constitución de la República Bolivariana
de Venezuela, permitiendo supuestamente la presencia de insurgen-
tes colombianos en territorio nacional y la llamada cubanización
del país.26
Sin embargo, la inmensa mayoría de la FAN se mantuvo leal al
pueblo venezolano y a su líder el Comandante Hugo Chávez, este
posicionamiento político debe rastrearse mediante el análisis del
origen popular de los integrantes de la oficialidad castrense vene-
zolana27. Algo bastante distinto a los cursos de oficiales de otros
países latinoamericanos y caribeños en los cuales sus integrantes
provienen de la elite social y económica de dichos países, por ello,
a partir de su capacidad represiva se constituyeron, al menos en el
siglo XX, en garantes de los intereses de las clases oligárquicas de
la región. A diferencia del caso venezolano, es común ver en las pro-
mociones de las escuelas de oficiales a jóvenes que provienen de las
clases populares, los cuales, guiados por el bolivarianismo, pueden
asumir responsabilidades de dirección de la ahora Fuerza Armada
Nacional Bolivariana (FANB). Un caso que debemos resaltar es el

26. Entre las alocuciones dadas por algunos oficiales a los medios de comunicación, fenómeno catalogado por dichas
empresas de comunicación como “goteo militar”, tenemos las ofrecidas por el contralmirante Carlos Molina Tamayo,
quien cumplía funciones como embajador de Venezuela en Grecia, ofrecidas el 18 de febrero de 2002, donde desconocía
el mandato de Hugo Chávez por considerar que este “había violado la Constitución Nacional”: “Basándome en la
Constitución vigente, la cual permite a todo ciudadano expresarse libremente en Venezuela y sin más intención que
cumplir con lo que dicta mi conciencia, amparado conforme a los artículos 57, 58, 61 y 350 de esta Constitución y su
Preámbulo que me exigen la búsqueda del bienestar y sosiego de la sociedad en democracia, ratifico mi compromiso
como venezolano de contribuir al mejoramiento del país construyendo una mejor sociedad sin prejuicios, odios ni
divisiones […] En consecuencia, considero imprescindible, cumpliendo con el mandato constitucional y con la patria a
la cual juré defender, solicitar de todos los sectores de la sociedad que se unan a esta gesta de recuperación de la
libertad y dignidad nacional que, impulsada espontáneamente por sus más diversos sectores, exige el establecimiento
de un verdadero sistema democrático […] Rechazo la permanente actitud del Presidente Chávez de dividir al pueblo
venezolano”. Declaraciones del Contralmirante Carlos Molina Tamayo. Caracas, 18 de febrero de 2002. En: Bracamonte,
Leonardo (Coordinador) Venezuela 1999-2005. Memorias de una Revolución, pp. 512-513.
27. Fabricio Ojeda, Luchar hasta Vencer. La Guerra del Pueblo y otros documentos. Fondo Editorial de la Asamblea Nacional
Willian Lara, Caracas, p. 13.

XXXIV
de la mencionada Promoción “Simón Bolívar II” (1975), allí se podía
observar a oficiales de origen popular que provenían de diversas
regiones del país.
Entonces, concluyendo el presente apartado, podemos sostener
que la alianza contrarrevolucionaria intentaba restablecer el proyec-
to nacional neoliberal derrotado electoralmente por el Comandante
Hugo Chávez en las elecciones presidenciales del 6 de diciembre de
1998, y tenía componentes que surgían de las corporaciones gremia-
les de las clases oligárquicas como los grandes empresarios (Fedecá-
maras), el sindicalismo de carácter patronal (CTV), los latifundistas
(Fedenaga), así como de factores de poder claves como las empresas
de comunicación, la Iglesia católica, las ONG con financiamiento ex-
tranjero y sectores reaccionarios de la FAN.

II.- La reconquista del poder a cualquier costo:


golpe de Estado y sabotaje a la economía nacional
(abril 2002-enero 2003)
La propuesta revolucionaria impulsada por el Presidente Hugo
Chávez, al asumir el Gobierno Nacional, el 2 de febrero de 1999,
promovió que la alianza contrarrevolucionaria iniciara la prepara-
ción de acciones que condujeran a su derrocamiento, al menos de
forma circunstancial, entre los días 11, 12 y 13 de abril de 2002. Esto,
para restablecer el proyecto nacional neoliberal propio de las clases
hegemónicas del puntofijismo. Lo cual evidencia que las acciones
ejercidas por las corporaciones gremiales patronales (Fedecámaras,
Fedenaga, CTV y la Conferencia Episcopal) desde el 10 de diciem-
bre de 2001, con la primera convocatoria del primer intento de paro
patronal, fueron planificadas con antelación28, teniendo a los 49 de-
cretos con valor, fuerza y rango de ley (promulgados en noviembre

28. Luís Bilbao, Revolución en Venezuela, Caracas, Fundación Editorial El perro y la rana, 2007, p. 98.

XXXV
de 2001) como el factor detonante que desembocó para desconocer
la primera Magistratura Nacional del Comandante Hugo Chávez y
preparar las condiciones para el golpe de Estado29.
La alianza contrarrevolucionaria que suscribió en marzo de 2002
las Bases para un acuerdo democrático emprendió, desde el año 2001,
las acciones finales con miras a derrocar el Gobierno del Presidente
Hugo Chávez; proponiéndose dicha organización un gobierno de
facto que acabara con los logros políticos y sociales del pueblo des-
de 1999.
Las declaraciones de algunos oficiales del Alto Mando de la Fuer-
za Armada Nacional30, sumado a las acciones emprendidas por la
alta gerencia de Pdvsa, quienes rechazaban la designación de la
nueva junta directiva liderada por el Dr. Gastón Parra Luzardo31;
ocasionaron que el Ejecutivo Nacional tomara medidas inmediatas
a fin de paralizar la conspiración que ya estaba en marcha, entre
ellas la desincorporación de los militares disidentes y el despido de
la alta gerencia de Pdvsa, anuncios realizados directamente por el
Presidente Hugo Chávez durante el programa Aló Presidente N° 101
desde el Palacio de Miraflores, realizado el día 7 de abril de 2002.

29. Los líderes de la oposición, desde que el Presidente Chávez llegó al poder, rechazaron todas las medidas que aplicó el
Comandante Presidente, prueba de ello son las tensas sesiones en la Asamblea Nacional donde la facción opositora
rechazó las distintas medidas adoptadas desde el Ejecutivo Nacional. La promulgación de las 49 leyes habilitantes en
el 2001 fueron duramente criticadas por los sectores opositores; es necesario recordar las imágenes del presidente de
Fedenaga para el año 2001, José Luis Betancourt, al romper la Gaceta Oficial N° 37.323 del 13 de noviembre de 2001, que
contenía la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario, aprobada por el Presidente Hugo Chávez en Consejo de Ministros el 9 de
noviembre de 2001.
30. Antes de los acontecimientos del 11 de abril de 2002, los pronunciamientos militares eran realizados por oficiales con
el grado de coronel, capitán de navío, generales y almirantes, donde la mayoría de ellos ocupaban puestos importantes
de comando dentro de la institución castrense. Posteriormente, durante la toma de la Plaza Altamira en Caracas, se
diversificó la presencia de militares, estando presentes algunos oficiales, suboficiales, tropa profesional y alistada de los
4 componentes de la FANB.
31. Gastón Parra Luzardo (9 de diciembre de 1933-14 de diciembre de 2008). Académico venezolano, su designación como
presidente de Pdvsa por Hugo Chávez generó el conflicto con la elite gerencial de la empresa petrolera.

XXXVI
El 7 de abril de 2002, el Presidente Chávez anunció el despido de
siete gerentes de Pdvsa, el retiro forzoso de doce gerentes y la
remoción de sus cargos de otros cinco. Los trabajadores fueron
enviados a sus casas al probarse la pésima administración de la
industria, la malversación de las finanzas y el ejercicio de una
política diferente a la del Gobierno de Chávez. Como Pdvsa era
una compañía estatal, el Ejecutivo tenía plena autoridad para
tomar decisiones sobre sus operaciones y sus empleados. Esta
decisión desencadenó una protesta inmediata de la oposición.
La CTV llamó a una “huelga general” a partir del 9 de abril, apo-
yada también por Fedecámaras. Los trabajadores despedidos
de Pdvsa pidieron una huelga indefinida.32

Estas acciones en defensa de la democracia realizadas por el Go-


bierno Bolivariano fueron tergiversadas, constituyéndose en parte
de la “retórica” empleada para intentar legitimar la movilización
de los factores contrarrevolucionarios del 11 de Abril, la cual, como
parte del plan golpista, fue desviada de su destino final para recon-
ducirla hasta el centro de Caracas, con el objetivo de generar un
escenario de enfrentamiento con la concentración popular que ya
se encontraba en los alrededores del Palacio de Miraflores en apoyo
al Presidente Hugo Chávez.
Un factor determinante para la concreción del golpe de Estado
fue la manipulación desarrollada por las empresas de comunica-
ción de los hechos de violencia generados por los golpistas que, a
través de la Policía Metropolitana 33 (PM) y un grupo de francoti-
radores, realizaron un conjunto de asesinatos en la Avenida Baralt,
Puente Llaguno y alrededores del Palacio de Miraflores, intentando

32. Eva Gollinger, El Código Chávez, descifrando la Intervención de Estados Unidos en Venezuela, op. cit., p. 75.
33. La PM se encontraba adscrita a la Alcaldía Metropolitana dirigida por el alcalde golpista Alfredo Peña, la misma era
dirigida por funcionarios policiales golpistas: Iván Simonovis, Henry Vivas y Lázaro Forero.

XXXVII
responsabilizar a militantes bolivarianos que se defendían de los dis-
paros, y denunciándolos como los supuestos “pistoleros de Llaguno”.
Ante el escenario de caos creado por la tergiversación de los hechos
de violencia por las empresas de comunicación, el Presidente Hugo
Chávez se dirige a la nación mediante un mensaje que convoca al dialo-
go y a la tolerancia, intentando desmovilizar los planes de los golpistas,
desmintiendo los rumores de la posible activación del “Plan Ávila”34 y
recordando a los manifestantes de oposición que la Constitución de la
República Bolivariana de Venezuela establece los mecanismos demo-
cráticos para revocar el mandato al Presidente de la República:

Bueno, lo que está ocurriendo en el día de hoy y en el día de


ayer, lo que ha ocurrido en estas últimas horas, es una demos-
tración más del grado tal de tolerancia que tiene este gobierno
que tengo la honra de dirigir por voluntad de la mayoría de
los venezolanos. No hubo nunca antes aquí un gobierno tan
tolerante como este. Tan tolerante, tan dispuesto a dialogar, a
oír, a rectificar cuando haya que rectificar, por supuesto, pero
también a tomar decisiones. A tomar decisiones para orientar
la vida del país en función del interés, no de minorías, sean
privilegiadas o no, no de un individuo o de un pequeño grupo
de individuos que defienden sus privilegios y que olvidaron
que para vivir en comunidad es necesario respetar los dere-
chos de los demás, y todos tenemos derechos, está escrito en
las tablas de Dios y en las tablas de los hombres, el derecho
a la vida, el derecho a la educación, el derecho a la salud, el
derecho al trabajo, el derecho a vivir con dignidad.35

34. El “Plan Ávila” se denomina al plan de operaciones de la Fuerza Armada Nacional para la protección de la ciudad de
Caracas en caso de conmoción interna.
35. “Ellos piensan que van a llegar aquí a sacar a Chávez”. Alocución del Presidente Chávez la tarde del 11 de abril de 2002.
Caracas, 11 de abril de 2002 en: Bracamonte, Leonardo (Coordinador), Venezuela 1999-2005 Memoria de una revolución, p 726.

XXXVIII
La alocución del Presidente Hugo Chávez, realizada en cadena
nacional, fue saboteada por las empresas de comunicación,
dividiendo la pantalla y transmitiendo –simultáneamente a la
cadena presidencial– el mensaje de los militares comprometidos en
el golpe de Estado, en un video grabado con antelación por quienes
sustentaban su plan a causa del enfrentamiento que se daba en
las calles del centro de Caracas; adelantando cifras de muertos y
heridos cuando aún no se habían registrado. Las empresas de
comunicación se proponían convertir, a partir de la distorsión de los
acontecimientos, al Presidente Hugo Chávez en el responsable de la
masacre efectuada por los golpistas en Puente Llaguno, para lograr
que parte del pueblo trabajador venezolano, desinformado, avalara
las acciones antidemocráticas de la alianza contrarrevolucionaria.
Como parte de la conspiración los líderes golpistas, anunciaron
a los corresponsales internacionales, radicados en la ciudad de Ca-
racas, los sucesos que se producirían entre el 10 y el 11 de abril
de 2002. Así, Otto Neustald, meses después de los acontecimientos
analizados, quien era para ese momento periodista de la televisora
internacional CNN en español, señaló en rueda de prensa ante los
medios nacionales la forma como él y otros periodistas fueron aler-
tados por los conspiradores: que el Presidente Hugo Chávez sería
derrocado el 11 de abril de 2002. Expuso que las declaraciones de
los militares golpistas, anunciando la muerte de civiles en los alre-
dedores del Palacio de Miraflores, se realizaron mucho antes de que
comenzara la masacre desarrollada por la PM y los francotiradores
en las adyacencias de Puente Llaguno y avenida Baralt.
La rueda de prensa ofrecida por Otto Neustald se realizó el
10 de septiembre de 2002, a causa de la publicación de un video
donde él y su esposa Gladys Rodríguez, periodista de la empresa
de la comunicación involucrada en el golpe de Estado, Globovisión,

XXXIX
ofrecieron en los espacios de la Universidad Bicentenaria de Aragua
en julio de 2002, detalles de los acontecimientos sucedidos en
Venezuela entre el 9 y el 11 de abril de 2002. El video de la conferencia
de Neustald y Rodríguez fue transmitido por el canal Venezolana de
Televisión.

[…] yo estuve con ellos [los militares golpistas] dos horas antes
que el presidente Chávez comience a hablar [en cadena nacio-
nal], yo vi exactamente todo lo que ocurrió ahí y yo me com-
prometí con el vicealmirante Ramírez Pérez en que yo sacaba
al aire ese video.
El ensayo que se grabó fue el vídeo que salió al aire y el que se
repartió por todas partes. Yo le entregué una copia de ese vídeo
a una agencia internacional de noticias y así se pudo transmitir,
y lo hice porque en ese momento la vida de todos los que es-
tábamos ahí, cuando cortaron las señales de televisión, corría
peligro. Cortaron las señales de televisión porque nosotros es-
tábamos transmitiendo en ese momento el mensaje que estaban
dando los diez militares que se pronuncian en contra del Presi-
dente Chávez hacia (las antenas ubicadas en) el Ávila.
Un canal de televisión nos prestó una microondas que estuvo
ahí, y comenzamos a transmitir las señales hacia el Ávila, por-
que teníamos ya el respaldo del vídeo y lo tenía en mi poder,
para que si llegaba en algún momento algún tipo de organismo
de seguridad, o sea, se confiscase la cámara que estaba transmi-
tiendo, y no en el vídeo que tenemos, y así salí yo en una moto
acompañado de mi camarógrafo y fuimos a transmitir el vídeo.
Cuando en este momento no había señales de comunicación, yo
me acordé de que había una antena en un lugar de la ciudad
que el Gobierno estaba yo seguro que no conocía, y desde ahí

XL
transmití en vivo durante lo que quedaba de tarde y noche, y
cumplí con mi compromiso con ellos. […] No tengo que expli-
carlo, recibí la llamada, es totalmente cierto. Así como la recibí
yo, vimos que Jorge Olavarría dijo que a él también le habían
dicho que se iba a romper el hilo constitucional y que le lleva-
ron una copia del decreto, mucha gente más también lo hizo. Yo
fui a un medio de comunicación a avisarles de lo que me acaban
de informar, yo lo notifiqué en ese momento; yo trabajaba para
CNN, yo lo notifiqué a mi Mesa de Asignaciones, el día 11 lo
volví a notificar y traté de avisarles a todas las personas que po-
dían a hacer algo en ese momento […] Además, cuántas veces no
recibimos montones de denuncias o de datos que nos dan que
no podemos confirmar sino hasta que ocurren.36

En este sentido, empleando la capacidad de difusión de las em-


presas de comunicación, se emplearon un conjunto de declaraciones
de algunos integrantes del gabinete ministerial para el 11 de abril
del 2002, los cuales estaban comprometidos de antemano con el gol-
pe de Estado tales como Luis Camacho Kairuz (Viceministro de Se-
guridad Ciudadana), Manuel Antonio Rosendo (Jefe del Comando
Unificado de la Fuerza Armada Nacional), así como Luis Miquile-
na37. Ellos intentaban evidenciar un supuesto colapso del Gobierno
Bolivariano, el cual se suponía que, en medio de la intensificación
del conflicto, perdía el respaldo hasta de altos cargos del equipo
gubernamental.

36. Rueda de prensa del periodista Otto Neustald, periodista de CNN, durante los acontecimientos del 11 de abril de 2002,
realizada el 10 de septiembre de 2002 ante medios nacionales e internacionales. [en línea] <http://www.analitica.com/
bitblioteca/venezuela/neustald_rueda_prensa.asp> [Consulta: 18 de febrero de 2013].
37. Luís Miquilena fue uno de los políticos cercanos al Presidente Hugo Chávez, participó activamente en el golpe de Estado
de 2002..

XLI
Asimismo, entre los primeros objetivos de los golpistas estuvo
construir una matriz de opinión la cual intentaba presentar al golpe
de Estado como una transición gubernamental que acontecía por-
que el Comandante Hugo Chávez había renunciado sin coacción al-
guna a la Presidencia de la República. Como prueba de ello se lee en
la noche del 11 de Abril de 2002 un falso comunicado atribuyéndole
al Presidente Hugo Chávez la autoría del mismo, donde renunciaba
al cargo de Presidente de la República y removía a todo el Consejo
de Ministros.
La falsa renuncia presentada por las empresas de comunicación
creó las condiciones para que los militares comprometidos en el gol-
pe de Estado secuestraran al Presidente Hugo Chávez, dirigiéndolo
a la sede del Ministerio de la Defensa, ubicado en el Fuerte Tiuna
de la ciudad de Caracas. El Comandante Hugo Chávez, en entrevista
con Marta Harnecker, analizó los aspectos que envolvieron los he-
chos del golpe de Estado de abril de 2002 y cómo un sector del Alto
Mando de la FAN, aliado con sectores económicos y políticos de la
clase dominante, contribuyeron a la manipulación de los hechos a lo
interno de la institución castrense:

Los realmente golpistas, que estaban planificando eso hacía


tiempo y que se sumaron a la operación de manipulación y de
apoyo al golpe, no pasan del 20% y quizá estoy siendo exage-
rado. Y si tú analizas a casi todos, uno por uno, conseguirás
entender sus razones. Algunas son políticas, otras económicas.
Algunos por falta de comprensión del proceso político. Otros
influidos por esa campaña persistente que si el comunismo, que
si la guerrilla colombiana, que si las milicias populares boliva-
rianas, que si el plan para debilitar la Fuerza Armada, etcétera.
Algunos confundidos, otros comprometidos con eso.

XLII
De casi 100 generales, ese grupito no pasa de 20, aun cuando
muchos aparecieron en el video. Ese que leyó el comunicado
sí estaba en la conspiración, pero la mayoría de los demás esta-
ban allí porque fueron llamados, los manipularon, les dijeron:
“El Presidente mandó a matar gente, vean las imágenes, y ahora
quiere que nosotros salgamos a la calle a seguir matando gen-
te. Él mismo ha dicho que maldito es el soldado que dirija las
armas contra su pueblo –frase de Bolívar–, así es que nosotros
no vamos a obedecer eso, vamos a pronunciarnos institucional-
mente”. Y muchos cayeron en ese juego, en esa trampa, en esa
manipulación.38

El 12 de abril de 2002 los sectores golpistas realizan un acto de


reconocimiento del nuevo régimen dictatorial, a la cabeza del golpe
del gobierno de facto estaban representantes de los grandes intere-
ses económicos de la burguesía venezolana. En este caso, avalados
por los dirigentes de los partidos políticos, quienes acudieron a la
autojuramentación del usurpador Pedro Carmona Estanga como
Presidente de Facto de la República de Venezuela. Entre los firman-
tes39 del decreto del 12 de abril observaremos a representantes del
alto clero, ONG, empresarios, académicos y un sector de la Fuerza
Armada Nacional involucrado en el golpe.
En los 11 artículos del decreto de conformación del gobierno de fac-
to, se desconocerán las estructuras, el orden jurídico y la voluntad del
pueblo trabajador venezolano estipulada en la Carta Magna de 1999:

38. Marta Harnecker, Hugo Chávez Frías un hombre, un Pueblo. Entrevista de Marta Harnecker, pp. 50-51. [en línea]. < http://
www.rebelion. org/docs/97068.pdf> [Consultado, 20 de enero de 2013].
39. Nota del editor: el autor del Estudio Introductorio ha colocado en este lugar los firmantes del decreto de disolución de los
poderes públicos, firmado el 12 de abril de 2002, no obstante, para una mayor claridad de los referentes, colocamos la
lista completa de firmantes en los anexos (ver anexo B)..

XLIII
El pueblo de Venezuela fiel a su tradición republicana, a su
lucha por la independencia, la paz y la libertad, representado
por los diversos sectores organizados de la sociedad democrá-
tica nacional, con el respaldo de la Fuerza Armada unida en
un acto patriótico de reafirmación y recuperación de la institu-
cionalidad democrática para restablecer el hilo constitucional
y haciendo uso de su legítimo derecho a desconocer cualquier
régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, prin-
cipios garantías democráticas, consagrado en el artículo 350 de
la Constitución del 30 de diciembre de 1999. […] Decretamos:
Constituir un Gobierno de transición democrática y unidad na-
cional de la siguiente forma y bajo los siguientes lineamientos:
Artículo 1. Se designa al ciudadano Pedro Carmona Estanga,
venezolano, mayor de edad, con C.I. N° 1.262.556, presidente de
la República de Venezuela, quien asume en este acto y de forma
inmediata la jefatura del Estado y del Ejecutivo Nacional por el
período establecido en este mismo Decreto. […] Artículo 2. Se
reestablece el nombre de República de Venezuela, con el cual
continuará identificándose nuestra patria desde este mismo
instante. Artículo 3. Se suspenden de sus cargos a los diputa-
dos principales y suplentes a la Asamblea Nacional. […] Artículo
8. Se decreta la reorganización de los poderes públicos a los
efectos de recuperar su autonomía e independencia y asegurar
una transición pacífica y democrática, a cuyo efecto se desti-
tuyen de sus cargos ilegítimamente ocupados al presidente y
demás magistrados del Tribunal Supremo de Justicia, así como
al Fiscal General de la República, al Contralor General de la
República, al Defensor del Pueblo y a los miembros del Consejo
Nacional Electoral. El Presidente de la República en Consejo de
Ministros, previa consulta con el Consejo Consultivo, designa-

XLIV
rá a la brevedad posible a los ciudadanos que ejercerán transi-
toriamente esos poderes públicos. Artículo 9. Se suspende la
vigencia de los 49 decretos con fuerza de ley, dictados de acuer-
do con la Ley Habilitante de fecha 13 de noviembre de 2000. El
Presidente de la República instalará una comisión revisora de
dichos decretos-leyes, integrada por representantes de los di-
versos sectores de la sociedad […]40.

El golpe de Estado del 11 de abril de 2002 generó, a nivel inter-


nacional, diversas reacciones. Los gobiernos de Estados Unidos, Co-
lombia y España reconocieron al régimen de facto; otras naciones,
en cambio, mostraron sus reservas o rechazaron tajantemente la
ruptura del hilo constitucional en Venezuela, como Cuba. A nivel
nacional, desde el 12 de abril, el pueblo trabajador mostró su recha-
zo al desconocimiento del orden constitucional en Venezuela y al
derrocamiento del Presidente legítimo Hugo Chávez, quien se en-
contraba secuestrado en la base naval de Turiamo y posteriormente
trasladado a isla de La Orchila.
La respuesta popular fue, en parte, espontánea e inmediata,
pero también promovida por las organizaciones revolucionarias.
Multitudes de venezolanos se concentraron en las instalaciones
militares, Palacio de Miraflores y calles de todo el país exigiendo
el retorno del Presidente y respeto a la voluntad popular que
había llevado al Comandante Hugo Chávez al Gobierno Nacional.
Internamente, en el recién instalado gobierno de facto, el
enfrentamiento entre diversas fracciones que deseaban obtener
prebendas gubernamentales, así como la incapacidad de dar
respuesta al reclamo popular, precipitó la caída del régimen

40. Decreto de disolución de los Poderes Públicos (fragmentos). Caracas, 12 de abril de 2002 en: Bracamonte, Leonardo
(Coordinador), Venezuela: 1999-2005. Memorias de una revolución, pp. 523-530.

XLV
liderado por Pedro Carmona Estanga, quien fue detenido en la sede
del Ministerio de la Defensa.
Para reflexionar sobre los acontecimientos sucedidos entre el
11 y el 14 de Abril es fundamental, en primera instancia, analizar
la participación popular sin descartar el papel que desempeñaron:
la institución castrense, los partidos políticos, la Iglesia y los
medios de comunicación. En la historia política venezolana el
pueblo trabajador ha tenido una activa participación, siendo
parte esencial en los grandes cambios políticos y sociales que han
permitido la conquista de la libertad y la democracia. En el proceso
independentista nacional, Guerra Federal y en los sucesos del 14 de
febrero de 1936, 23 de enero de 1958, 27 y 28 de febrero de 1989, 4 de
Febrero de 1992 es común ver la presencia de hombres y mujeres que
definen a un pueblo combatiente, luchador y emancipador.
En los sucesos del 12 al 14 de abril vemos nuevamente al pueblo
trabajador como protagonista, teniendo como objetivo la defensa de
la Revolución Bolivariana, el cual, conjuntamente con la mayoría de
la Fuerza Armada Nacional, fueron al rescate del Presidente Hugo
Chávez Frías y la restitución del hilo constitucional.
La nota escrita por el Comandante Chávez desde Turiamo fue
parte en el proceso de movilización cívico-militar que restituiría la
institucionalidad democrática en Venezuela, desmontando las falsas
informaciones transmitidas por las empresas de comunicación:

Turiamo, 13 de abril de 2002, a las 14:45 Hrs.


Al pueblo venezolano... (y a quien pueda interesar).
Yo, Hugo Chávez Frías, venezolano, Presidente de la República
Bolivariana de Venezuela, declaro: “No he renunciado al poder
legítimo que el pueblo venezolano me dio”.
¡¡¡Para siempre!!!

XLVI
[Firma]
Hugo Chávez F.41

La restitución del hilo constitucional y la llegada del Presidente


Hugo Chávez Frías al Palacio de Miraflores en la madrugada del 14
de abril de 2002, demostraron al mundo que en Venezuela, efectiva-
mente, se llevaba a cabo un proceso revolucionario. El Comandante
Hugo Chávez, en sus primeras declaraciones ante el país la madru-
gada del 14 de abril, expuso los verdaderos valores y fundamentos
políticos del movimiento popular que había elegido democrática-
mente una alternativa política al puntofijismo.
En sus primeras declaraciones el Comandante Hugo Chávez llamó
a todos los sectores del país a reflexionar sobre los acontecimientos
del 11 de abril de 2002, convocando al diálogo y tendiendo la mano
a los factores políticos, sociales y económicos que lo derrocaron;
es importante observar estas declaraciones y diferenciarlas con las
ofrecidas por los representantes del régimen puntofijista el 4 de
febrero de 1992, donde exclamaron ante el país, la frase “¡Muerte a
los Golpistas!:

Yo, hablando del pueblo, debo decir que... a ustedes, que lo que
ha ocurrido en Venezuela en estas últimas horas es en verdad
inédito en el mundo. El pueblo venezolano y sus verdaderos
soldados, el pueblo venezolano y su Fuerza Armada... esos sol-
dados del pueblo han escrito... y esto no es grandilocuencia, es
una verdad, es una nueva página y ¡qué gran página para la
historia venezolana y de América Latina! Y también pudiera ser
del mundo, ejemplo de un pueblo que ha despertado definiti-

41. “No he renunciado al poder…” Carta del Presidente Chávez desde Turiamo. En: Bracamonte, Leonardo (Coordinador),
Venezuela 1999-2005. Memoria de una revolución, p. 742.

XLVII
vamente, de un pueblo que ha reconocido y asumido sus de-
rechos, sus obligaciones, de una Fuerza Armada cuya esencia,
cuyo corazón estructural, cuyos oficiales, suboficiales, tropas
están conscientes de su responsabilidad histórica y no se han
dejado confundir ni manipular ni engañar y ha brotado desde
el fondo de la situación, desde el fondo de un alma, de un cuer-
po, ha brotado esa fuerza que ha restituido la legitimidad y la
Constitución de la República Bolivariana de Venezuela […] Yo
así lo digo a nombre del Gobierno revolucionario y bolivariano,
pacífico y democrático, no vengo con ninguna carga de odio ni
de rencor contra nadie, absolutamente, no cabe en mi corazón
ni el odio ni el rencor. Pero claro que tenemos que tomar deci-
siones y ajustar muchas cosas […]42.

El llamado al diálogo por parte del Presidente Hugo Chávez fue


supuestamente aceptado inicialmente por los golpistas que lo de-
rrocaron en abril de 2002. En los hechos, el Gobierno Bolivariano
cumplió con la palabra empeñada de respetar a todos los sectores
del país, de no impulsar persecuciones contra sus más férreos opo-
sitores. En cambio, la alianza contrarrevolucionaria continuaba
conspirando, defenestrando el diálogo convocado por el Presidente
Hugo Chávez, por ello, posteriormente, se materializa el sabotaje
petrolero de diciembre del año 2002.
La sentencia del Tribunal Supremo de Justicia del 14 de agosto de
200243, a favor de los generales y almirantes partícipes en la conspi-
ración del 11 de abril de ese mismo año, implicó la impunidad a los

42. “Vamos a reflexionar…”. Palabras del Presidente Hugo Chávez la madrugada del 14 de abril del 2002. En: Bracamonte,
Leonardo (Coordinador), Venezuela 1999-2005. Memoria de una revolución, pp.743-745.
43. La decisión que sobreseía la causa de los generales y almirantes golpistas del 11 de abril de 2002, fue anulada mediante
sentencia Nº 233, del 11 de marzo de 2005 de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, en ponencia del
Magistrado Francisco Antonio Carrasquero López.

XLVIII
conspiradores, por lo tanto creó condiciones; las cuales propiciaban
nuevamente acciones golpistas contra el Presidente Hugo Chávez.
La decisión de la Sala Plena Accidental, en ponencia del Magistrado
Franklin Arrieche Gutiérrez, expone que los generales y almirantes,
partícipes en los hechos del 11 de abril de 2002, actuaron “apegados
a la Carta Magna” y que en ningún momento hubo golpe de Estado,
sino un “vacío de poder”44. La publicación de esta sentencia permi-
tía a los simpatizantes del régimen de facto utilizar esta decisión
judicial para continuar gestando cualquier acción que condujera a
la salida del Comandante Hugo Chávez del Gobierno Nacional:

En virtud de las consideraciones expuestas, el Tribunal Supre-


mo de Justicia, en Sala Plena Accidental, administrando Justi-
cia, en nombre de la República Bolivariana de Venezuela y por
autoridad de la Ley, de acuerdo con el numeral 3 del artículo 266
de la Constitución Nacional y con los artículos 377, 379 y 381 del
Código Orgánico Procesal Penal, pasa a dictar los siguientes
pronunciamientos: 1) Declara que no hay mérito para el enjui-
ciamiento […] 2) Decreta el Sobreseimiento según el Artículo
378 del Código Orgánico Procesal Penal; y 3) como consecuen-
cia de lo anterior se ordena la suspensión de las medidas de
cautela decretadas en esta causa.45

El sobreseimiento al juicio de los militares incursos en los sucesos


del 11 de abril abrió las puertas a una nueva conspiración, la cual esta-
ría orquestada a conducir el país al caos mediante la paralización de

44. Hablar de “Vacío de poder” es desconocer que la Constitución de 1999 establece una serie de pasos institucionales que
deben seguirse ante la renuncia del Presidente de la República y todo su tren ministerial. Por lo tanto el concepto “Vacío
de Poder” reconocería que, en efecto, hubo un golpe de Estado.
45. Sentencia del Tribunal Supremo de Justicia que absuelve a los militares implicados en el golpe de Estado del 11 de abril
de 2002. En: Bracamonte, Leonardo (Coordinador), Venezuela 1999-2005. Memoria de una revolución, p. 579.

XLIX
las actividades en las empresas privadas y en la industria petrolera
venezolana. El esquema seguido por los conspiradores entre el 9 y
11 de abril de 2002 se repite, siendo los militares golpistas quienes
ahora, desde la Plaza Altamira de Caracas y declarando ese lugar
como “territorio liberado”, inician las acciones antidemocráticas
tras la lectura de un manifiesto en que se exige la renuncia del Pre-
sidente Hugo Chávez y “proceder, de inmediato, a la relegitimación
de los poderes públicos”:

Por lo tanto, reiteramos, la Fuerza Armada Nacional es demo-


crática y repudia un golpe de Estado o un autogolpe por parte
del Gobierno Nacional. Y declaramos: Que para dar respuesta
a las exigencias de la sociedad democrática, de la cual también
formamos parte, que masivamente exige la renuncia inmediata
del Presidente de la República y la relegitimación de los pode-
res públicos en los términos constitucionales, para dar cumpli-
miento a lo establecido en la Constitución que nos obliga a ser
garantes del orden interno, de la defensa de las instituciones y
de la paz social y para evitar que continúe la constante violación
a la Constitución, leyes y demás normas de la República, par-
ticularmente las arbitrariedades que amenazan con la destruc-
ción de la Fuerza Armada Nacional.46

El pronunciamiento de los militares en la Plaza Francia de Alta-


mira, sumado al sabotaje económico iniciado con el paro nacional
del 2 de diciembre de 2002, ocasionaron un hecho único en la histo-
ria política venezolana donde las corporaciones gremiales, partes de
la alianza contrarrevolucionaria, promueven acciones para destruir

46. Pronunciamiento de los militares implicados en el Golpe de Estado del 11 de abril de 2002, en la Plaza Francia de
Altamira, Caracas. En: Bracamonte, Leonardo, Venezuela 1999-2005. Memoria de una revolución, p. 815.

L
económicamente a la República. Durante dos meses (2 de diciembre
2002 - 3 de febrero 2003) el pueblo trabajador estuvo sometido, las
24 horas del día, a una campaña de las empresas de comunicación
en la que se incita a la desestabilización del Gobierno Bolivariano,
sumando el desabastecimiento de alimentos y la paralización en la
comercialización de combustibles líquidos y gaseosos.
En medio del caos impulsado por la alianza contrarrevoluciona-
ria con el paro nacional de carácter patronal, el pueblo trabajador
venezolano se mantuvo en plena defensa de la Revolución Bolivaria-
na y la Carta Magna de 1999, por lo tanto, junto al Gobierno Boliva-
riano concreto jornadas especiales donde se distribuían alimentos
y combustibles, mientras países amigos fueron claves para resistir
al proceso de saboteo, desabastecimiento, gasolina y gas doméstico.
Ante las acciones golpistas de la alianza contrarrevolucionaria,
el Presidente Hugo Chávez, en su mensaje ante la Asamblea Nacio-
nal, realizado el 17 de enero de 2003, analizó la situación nacional
producto del sabotaje petrolero, evidenciando que esta lucha era
contra las viejas estructuras políticas que contraatacaban al modelo
democrático participativo y protagónico instaurado desde 1999. El
Comandante Hugo Chávez llamó a la resistencia e insurgencia po-
pular para defender la Patria de las ambiciones internas y externas
que deseaban hundirla nuevamente al período oscuro del proyecto
colonialista y neoliberal del puntofijismo:

Nos asiste, compatriotas, el derecho a rebelarnos contra las de-


terminaciones absolutistas de lo económico impuestas por el
neoliberalismo salvaje, y buscar otros caminos en pos de la feli-
cidad social. A estos grupos privilegiados, que han concebido y
realizado una monstruosidad tan incalificable como el sabotaje
petrolero, podemos entenderles en su rapacidad siniestra a

LI
través de esta sagaz reflexión de Gabriel Jackson47 en su libro
La República Española y la Guerra Civil. No hay clase de seres
humanos más crueles que una clase dominante amenazada,
que se cree una élite natural desde el punto de vista histórico,
económico y cultural, y que se siente desafiada por una masa
obstinada que ya no reconoce sus privilegios […] Se trata sí,
de unos seres humanos cuya crueldad les ha hecho declarar
un bloqueo interno y desencadenar una escalada terrorista
contra su propio país sin que les importe para nada las con-
secuencias que sus semejantes tengan que padecer. Su he-
gemonía histórica, económica y cultural se basó siempre en
razones extranacionales. Nunca tuvieron un real sentido de
pertenencia, aunque usen una bandera que les queda grande,
con el único objeto de manipular, y un verdadero sentimiento
de patria en el corazón. Y lo que decía Jackson para España
es hoy verdad para Venezuela: Esos grupos privilegiados se
sienten desafiados o amenazada su lógica dominación, no por
una masa obstinada sino por un pueblo cada vez más orga-
nizado, que participa y protagoniza para tener cada vez más
patria libre y compartida, buena y bonita, latiendo bajo sus
pies y bajo los de las próximas generaciones.48

La conjunción de la alianza Pueblo, Gobierno y Fuerza Armada


Nacional, derrotaron el sabotaje económico de diciembre 2002-fe-
brero 2003; sin embargo, los daños sufridos por la República a
causa de este sabotaje se estima en miles de millones de dólares

47. Gabriel Jackson (1921). Historiador estadounidense, es referencia internacional en el estudio de la historia política de
España durante la Guerra Civil (1936-1939).
48. “…en Venezuela nunca una Constitución había sido tan sentida y tan defendida como una conquista popular, verdadera
conquista popular tras muchos años de lucha y de sacrificios”, “Discurso de Hugo Chávez Frías ante la Asamblea
Nacional”. (Memoria y cuenta). Caracas, 17 de enero de 2003.

LII
si tomamos en consideración las pérdidas económicas que tuvo
Pdvsa al no comercializar crudo durante dos meses y la paraliza-
ción del parque industrial del país como consecuencia del paro
patronal.

III.- La solución a la crisis política venezolana:


mediación internacional y profundización
de la democracia participativa
y protagónica (2003-2004)
La situación de conflicto en Venezuela que se agudizó a
raíz del golpe de Estado, de abril de 2002, provocó la atención
internacional de un grupo de países que ofrecieron su apoyo
para acompañar el proceso de negociación en aras de encontrar
una solución constitucional al conflicto creado por la alianza
contrarrevolucionaria. En este contexto el Gobierno Bolivariano
liderado por el Presidente Hugo Chávez convoca a la oposición a un
proceso de diálogo nacional.49

Anuncio […] convocar a unas mesas redondas de diálogo na-


cional. Hago un llamado a todos los sectores del país, a esas
mesas redondas de diálogo nacional, que comenzará con la
instalación esta semana, el 18 de abril. Esta semana viene el 19
de Abril, buen día para levantar de nuevo con vigor, como siem-
pre, esas banderas de la patria, y esas fechas que como la de
hoy pasarán a la historia republicana […] Los que no estén de
acuerdo con nuestras políticas, con nuestras decisiones, dígan-
lo, pero lealmente, honestamente, para ir buscando el mayor

49. La oposición, durante el período 2002-2003, quebrantó los acuerdos iniciales que habían alcanzado los representantes
del Gobierno Nacional, la llamada “coordinadora democrática” y la Organización de los Estados Americanos al convocar
arbitrariamente a un paro nacional con dos fines: 1) Provocar un golpe de Estado contra el Presidente Hugo Chávez y 2)
Obligar a la OEA a ceder ante las ambiciones opositoras.

LIII
consenso posible, porque el objetivo tiene que ser el mismo para
todos –con nuestras diferencias–, la Patria, la Venezuela que es
de todos.50

No obstante, la convocatoria a paro nacional y sabotaje económico,


por parte de Fedecámaras y la CTV en diciembre de ese año, interrumpió
el proceso de diálogo alentado por el Presidente Hugo Chávez. Tras
el fracaso del paro (el 2 de febrero de 2003 y la reanudación de la
actividades de Pdvsa) se reactiva el diálogo en unas mesas de negociación
coordinadas por César Gaviria, en su condición de Secretario General
de la Organización de Estados Americanos (OEA), con la participación
del Centro Carter y el Programa de las Naciones Unidas para el
Desarrollo (PNUD), y la Coordinadora Democrática por la alianza
contrarrevolucionaria como contraparte del Gobierno Bolivariano.
Paralelamente a la negociación de las mesas de diálogo, la oposición
centró sus argumentos en el debate público sobre la activación del
artículo 350 de la Constitución, que hace referencia a desconocer todo
gobierno que contraríe los principios democráticos. En ese sentido, ante
la manipulación y distorsión del artículo 350 de la CRBV por parte de
los dirigentes opositores, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) emitió
una interpretación constitucional donde se exponían las características
filosófico-jurídicas de dicho artículo. El Tribunal, en ponencia del
Magistrado Iván Rincón Urdaneta, Presidente de la Sala Constitucional,
interpretó dicho artículo exponiendo que la desobediencia civil no podía
ser usada discrecionalmente por un grupo político y social.

[…] El desconocimiento al cual alude el artículo 350, implica la


no aceptación de cualquier régimen, legislación o autoridad que

50. “Vamos a Reflexionar”, palabras del Presidente Hugo Chávez en la madrugada del 14 de Abril de 2002. En Bracamonte,
Leonardo (Coordinador), Memorias de una Revolución, Venezuela 1999-2005, pp. 751-752.

LIV
se derive del ejercicio del poder constituyente originario cuando
el resultado de la labor de la Asamblea Constituyente contraríe
los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los
derechos humanos. Este “desconocer” al cual refiere dicha dis-
posición, puede manifestarse constitucionalmente mediante los
diversos mecanismos para la participación ciudadana contenidos
en la Carta Fundamental, en particular los de naturaleza políti-
ca, preceptuados en el artículo 70, a saber: “la elección de cargos
públicos, el referendo, la consulta popular, la revocación del man-
dato, las iniciativas legislativa, constitucional y constituyente, el
cabildo abierto y la asamblea de ciudadanos y ciudadanas”.
Lo que sí considera imprescindible esta Sala, en función de
los argumentos expuestos supra, es precisar el sentido de esta
modalidad de resistencia democrática, en congruencia con el
texto Constitucional considerado en su integridad, a fin de
que su interpretación aislada no conduzca a conclusiones pe-
ligrosas para la estabilidad política e institucional del país,
ni para propiciar la anarquía. A tal respecto, esta Sala aclara
que el argumento del artículo 350 para justificar el “descono-
cimiento” a los órganos del poder público democráticamente
electos, de conformidad con el ordenamiento constitucional
vigente, es igualmente impertinente. Se ha pretendido utili-
zar esta disposición como justificación del “derecho de resis-
tencia” o “derecho de rebelión” contra un gobierno violatorio
de los derechos humanos o del régimen democrático, cuando
su sola ubicación en el texto Constitucional indica que ese no
es el sentido que el constituyente asigna a esta disposición.51

51. Interpretación constitucional del Artículo 350 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, en ponencia del
Magistrado Iván Rincón Urdaneta. Tribunal Supremo de Justicia. Caracas, 22 de enero de 2003. [en línea]. <http://www.
tsj.gov.ve/decisiones/scon/enero/interpretaciónhtm> [Consulta: 20 de febrero de 2013].

LV
La interpretación del Artículo 350 de la CRBV por parte del Tri-
bunal Supremo de Justicia estableció los principios en los cuales
la alianza contrarrevolucionaria podía hacer uso de su derecho al
referendo revocatorio sin romper el hilo constitucional. Así quedó
establecido entre los numerales del acuerdo firmado entre el Go-
bierno Bolivariano y la oposición de derecha el 29 de mayo de 2003,
en el cual ambas partes se comprometían a respetar el contenido de
la Carta Magna y reconocer los mecanismos que ella establece para
solucionar pacíficamente las diferencias políticas.
En los numerales del acuerdo suscrito entre Gobierno Nacional
y Coordinadora Democrática el 29 de mayo de 2003, además del res-
peto a la Constitución Nacional, se destacan los siguientes
1. “…consolidar en nuestra sociedad el pluralismo contenido en
la Constitución…”: Con ello se obligaba a los medios priva-
dos de comunicación social a no promover la división ni la
polarización, causantes de los sucesos que desembocaron en
el Golpe de Estado del 11 de abril de 2002. El análisis parte
sobre dejar claramente diferenciado “libertad de expresión”
y el uso indiscriminado de los medios de comunicación como
agentes partidistas.
2. “…adhesión a los principios consagrados en la Carta Demo-
crática Interamericana”. Con esto se reconoce a la democracia
participativa y protagónica como único medio para garantizar
el régimen democrático moderno.
3. “Coincidimos plenamente en que el monopolio del uso de la
fuerza por parte del Estado, a través de la Fuerza Armada Na-
cional, y policías metropolitanas, estadales y municipales”.
Aspecto importante al analizar los hechos del 11 de abril de
2002 y los surgidos a raíz del sabotaje petrolero, donde de-
terminadas autoridades regionales y municipales utilizaron

LVI
a sus cuerpos policiales como grupos de choque para en-
frentar al Gobierno Nacional; igualmente, establece princi-
pios rectores en lo que a relación civiles-militares se refiere,
evitando que la institución castrense se convierta en árbitro
supremo de la República.
4. “Las partes, en cumplimiento del objetivo establecido en la
Síntesis Operativa para buscar acuerdos con el fin de con-
tribuir a la solución de la crisis del país por la vía electoral”.
Con este enunciado los representantes de la Coordinadora
Democrática se comprometían a reconocer los lapsos esta-
blecidos por los artículos 70 y 72 de la Carta Magna de 1999
para convocar a referendo revocatorio el mandato presiden-
cial, comprometiéndose a respetar al árbitro electoral y los
resultados que este emita.

La concreción del Referendo Revocatorio el 15 de agosto de 2004,


con la victoria del Comandante Presidente Hugo Chávez con el 59%
de los votos, mostró al mundo que Venezuela vivía un proceso de
profunda transformación y que el pueblo venezolano había logrado
proteger el interés de la patria al derrotar las intenciones de las cla-
ses oligárquicas, quienes dentro y fuera de Venezuela buscaron en
todo momento romper el hilo constitucional52.
Las cooperación entre la Revolución Bolivariana y la hermana
República de Cuba permitieron desarrollar, desde 2004, una serie
de programas sociales tendientes a combatir la pobreza, permitien-
do a Venezuela alcanzar los “Objetivos de Desarrollo del Milenio”
(Metas del Milenio) propuestas por la Organización de las Naciones
Unidas en el año 2000, referentes a erradicación del hambre, ga-
rantizar la inclusión social, enseñanza primaria universal, reducir

52. Alberto Aranguibel, Reflexiones Chavistas, Caracas, Fundación Editorial El perro y la rana, 2007, p. 102.

LVII
la mortalidad infantil, mejorar la salud materna, efectuar jornadas
para el combate del VIH, paludismo y otras enfermedades, así como
garantizar la conservación del medio ambiente.
En los primeros años del Gobierno Bolivariano, el Presidente
Hugo Chávez impulsó una serie de programas sociales que inicia-
ron un proceso que tiene como objetivo lograr materializar los de-
rechos sociales del pueblo venezolano, saldando la inmensa deuda
histórica acumulada por el puntofijismo. Los programas sociales,
mejor conocidos como “Misiones Sociales”53, permitieron al Go-
bierno venezolano hacer una redistribución más justa de la renta
petrolera, orientándola a satisfacer las necesidades de las clases po-
pulares en Venezuela. Las misiones sociales fueron sectorizadas en
educación, salud, alimentación, trabajo y en las reivindicaciones de
nuestras comunidades indígenas.
Los primeros programas sociales impulsados por el Gobierno
Nacional con apoyo de los movimientos populares son
• Misión Robinson, creada por decreto N° 2.434 de fecha 30 de
mayo de 2003.
• Universidad Bolivariana de Venezuela, creada por decreto
N° 2.517 de fecha 18 de julio de 2003.
• Misión Sucre creada por decreto N° 2.601 de fecha 8 de sep-
tiembre de 2003.
• Misión Ribas, creada por decreto N° 2.656 de fecha 16 de oc-
tubre de 2003.
• Misión Barrio Adentro, creada por decreto N° 2.745 de fecha
14 de diciembre de 2003.
• Misión Vuelvan Caras, creada por decreto N° 2.898 de fecha
28 de abril de 2004.

53. Luciano Severo Wexell, Economía venezolana (1899-2008). La Lucha por el Petróleo y la Emancipación, Caracas, Fundación
Editorial El perro y la rana, 2009, p. 257.

LVIII
• Misión Guaicaipuro, cread por decreto N° 3.040 de fecha 3 de
agosto de 2004.
• Nota: todas estas misiones se realizan en cooperación inter-
nacional con la hermana República de Cuba, que junto al Go-
bierno venezolano ha extendido estos programas a los pue-
blos de América Latina.

Así, el 14 de diciembre de 2004 los Gobiernos de Venezuela y


Cuba firman una declaración conjunta que significará un paso im-
portante en el inicio del proceso de integración latinoamericana
en el marco de la construcción de un sistema mundial multipolar.
Venezuela será protagonista en la conformación de una alternativa
opuesta al Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA) que se
constituirá en la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra
América (ALBA). La consolidación de la Revolución Bolivariana en
Venezuela exhortó a otros pueblos de América Latina a reivindicar
los valores de la unidad y la solidaridad en defensa de los intereses
de la Patria grande, retomando el legado de nuestros libertadores
desde hace 200 años, quienes pregonaban la necesidad de construir
en América Latina un proyecto político soberano que garantizara la
independencia, tal como lo expresara el Libertador Simón Bolívar
en su discurso ante el Congreso Anfictiónico de Panamá (1826) so-
bre la importancia de la unidad latinoamericana frente al imperia-
lismo norteamericano.

IV.- La Lucha Hegemónica y su re-intensificación


En el período que comprende este 2do Tomo de la colección de
Discursos del Comandante Supremo Hugo Chávez ante la Asam-
blea Nacional (2002-2004), se evidencia la lucha por la hegemonía
entre dos bloques de poder con proyectos nacionales antagónicos,

LIX
un conjunto de relaciones de fuerza en conflicto que expresan la
disputa por la dirección de la sociedad venezolana. Estos dos blo-
ques se conforman:
• por un lado las fuerzas neoliberales del viejo régimen pun-
tofijista; representantes serviles de los intereses de la gran
burguesía nacional y trasnacional,
• y por el otro las fuerzas de un nuevo movimiento cívico-
militar bolivariano representante de los intereses del pueblo
venezolano.

Esta pugna se intensificó durante los años 2002-2004, en donde


la alianza contrarrevolucionaria activó todos los mecanismos para
acabar, mediante acciones violentas y antidemocráticas, con la
Revolución Bolivariana, la cual fue elegida por el pueblo trabajador
y consagrada en la nueva Constitución de la República Bolivariana
de Venezuela, refrendada por voto popular en el año 1999. Los
conflictos que se vivieron en esos años terminaron reconfigurando
la realidad política nacional, evidenciando la derrota de la alianza
contrarrevolucionaria y la hegemonía de las fuerzas populares,
democráticas y bolivarianas.
Las acciones de saboteo y conspiración permanentes de la
oposición en los años 2002 y 2003, lejos de debilitar al Gobierno
Bolivariano, permitieron fortalecer en las bases populares los
principios del proceso revolucionario que se ratificó con la victoria
electoral del Comandante Supremo Hugo Chávez en el referendo
revocatorio convocado por la oposición en el año 2004, el cual
culminó siendo aprobatorio. Así fue como el bloque de poder
popular pudo consolidar la dirección política en la conducción de
la sociedad venezolana, y el proyecto político bolivariano avanzó,
obteniendo nuevas victorias en el espacio político-electoral como

LX
fueron las elecciones regionales, municipales y parlamentarias de
2004 y 2005.
Es preciso dar cuenta, que aunque la alianza contrarrevolucio-
naria ha resuelto utilizar la vía electoral, ocasionalmente, como es-
trategia de lucha política, al mismo tiempo insiste en utilizar me-
canismos antidemocráticos para dar fin al proyecto revolucionario
y restaurar el poder del Estado al servicio de los intereses de las
clases oligárquicas. Así, a pesar de presentarse a procesos electora-
les, continúan desconociendo los resultados de los mismos, desarro-
llando acciones desestabilizadoras para intentar desgastar el apoyo
popular del Gobierno Bolivariano tales como acaparamiento, paro
patronal de universidades, guarimbas, saboteo eléctrico, especula-
ción, terrorismo mediático, entre otras.
Entonces, debemos resaltar que en la actualidad la lucha hege-
mónica vuelve a intensificarse a partir de la desaparición física del
Comandante Supremo Hugo Chávez; la alianza contrarrevolucio-
naria, conformada por la burguesía y sus aliados históricos serviles
al imperialismo vuelven a generar una campaña de manipulación y
desestabilización. Ante esta realidad el bloque de poder democrá-
tico, antiimperialista y antineoliberal, conformado por el pueblo
trabajador y la Fuerza Armada Nacional Bolivariana debe fortale-
cerse en la unidad de lo programático y orgánico, respaldando al
Presidente de la República Nicolás Maduro en la lucha inquebranta-
ble por la construcción de la Patria Independiente y Socialista que
son los objetivos históricos del Comandante Supremo Hugo Chávez.

Equipo de investigación - Eficem

LXI
ANEXOS

A) Los 49 decretos con rango, valor y fuerza de ley (Ley


Habilitante) promulgados por el Ejecutivo Nacional en 2001
• Ley de Tierras y Desarrollo Rural,
• Ley Orgánica de Espacios Acuáticos e Insulares,
• Ley General de Puertos,
• Ley Especial de Asociaciones Cooperativas,
• Ley Orgánica de Hidrocarburos,
• Ley de Creación, Estímulo, Promoción y Desarrollo del Sistema
Microfinanciero,
• Ley de Aviación Civil,
• Ley de Transformación del Sector Bancario,
• Ley de Mensajes de Datos y Firmas Electrónicas,
• Ley Orgánica de Ciencia, Tecnología e Innovación,
• Ley de Transformación del Fondo de Inversiones de Venezuela en el
Banco de Desarrollo Económico y Social de Venezuela,
• Reforma de la Ley de Función Pública de la Estadística,
• Ley de Zonas Especiales de Desarrollo Sustentable (Zedes),
• Ley del Sistema de Transporte Ferroviario Nacional,
• Ley de Reforma Parcial de la Ley de Fondafa,
• Ley Orgánica de Identificación,
• Ley de Coordinación de la Seguridad Ciudadana,
• Ley de Reforma Parcial a la Ley del Banco de Comercio Exterior,
• Ley de Zonas Costeras,
• Ley de Fondos y Sociedades de Capital de Riesgo,
• Ley de Armonización y Coordinación de competencias de los Poderes
Públicos Municipal y Nacional para la prestación de los servicios de
distribución de gas con fines domésticos y de electricidad,
• Ley de Reforma de la Ley de Créditos para el Sector Agrícola,

LXIII
• Ley de Comercio Marítimo,
• Ley General de Marina y Actividades Conexas,
• Ley de Cajas de Ahorro y Fondos de Ahorro,
• Ley del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y
Criminalísticas,
• Ley de Contrato de Seguros,
• Ley del Fondo Único Social,
• Ley de Seguros y Reaseguros,
• Ley de Tránsito y Transporte Terrestre,
• Ley para la Promoción y Desarrollo de la Pequeña y Mediana
Industria,
• Ley de Fortalecimiento del Sector Asegurador,
• Ley Orgánica del Turismo,
• Ley Orgánica de Planificación,
• Ley de Pesca y Acuicultura,
• Ley de la Procuraduría General de la República,
• Ley de Reforma Parcial de la Ley General de Bancos y otras
Instituciones Financieras,
• Ley de Bomberos y Bomberas,
• Ley del Fondo de Crédito Industrial,
• Ley de Reforma Parcial a la Ley del Impuesto Sobre la Renta
(Reformada luego en la AN),
• Ley de Registro Público y del Notariado,
• Ley del Estatuto de la Función Pública,
• Ley de la Organización Nacional de Protección Civil y Administración
de Desastres,
• Ley que crea el Fondo de Inversión para la Estabilización
Macroeconómica,
• Reforma Parcial del Estatuto Orgánico del Desarrollo de Guayana,
• Ley de Procedimiento Marítimo,

LXIV
• Ley de Licitaciones,
• Reforma a la Ley sobre Adscripción de Institutos Autónomos,
Fundaciones y Asociaciones a los Órganos de la Administración
Central,
• Ley Estímulo para el Fortalecimiento Patrimonial y la Racionalización
de los Gastos de Transformación en el Sector Bancario.

B) Firmantes del Decreto de Carmona


Manuel Rosales, Asdrúbal Pulido Salvatierra,
Pedro Enrique Piñate Bermúdez, Vladimir Castellanos,
Germán Barreto H., José Rafael Berroterán Esculpi,
Aquiles José Rojas Salazar, José Castro M.,
Hugo Rodríguez Rausseo, Luis R. Contreras Laguado,
Laura Rivero, Alexis Rodríguez,
Nelson Albornoz, Alicia Sepúlveda,
Jesús Nicolás de Fino Montes, Michel Biondi,
Óscar Francisco Mora Endara, Pedro J. Mantellini, J.R.
Chacón Mogollón, Miguel Antonio Hernández,
Eduardo Arturo Gámez Quintero, Luis Gerardo Ascanio Estévez,
Giusepe Grunfio, Miguel Ambrosio E.,
Héctor Sabatella, Roberto Marrero,
Flavio Passano Mauri, Asnaldo Antonio Vásquez Rivas,
Óscar Eduardo Moratino, Hugo Aranguren Quintero,
Douglas León Natera, Ely López Quijada,
Jesús López Planchart, Porfirio Tamayo,
Víctor Sequeda, Juan Carlos Zapata,
Rómulo Otaso Pérez, Julio Lesa Arreaza,
Roberto Henríquez, María C. de Huizi,
Cristín Nicolás Núñez, Heidi Andreína Flores Palacios,
Ibraín García Carmona, Miguel Mónaco Gómez,

LXV
Alfredo Chaparro, Pablo César Marín,
William Chávez, Iván Morales Valles,
Adolfo Pastrano Matute, Rubén Darío Bustillos,
Américo Martín, Martha de Briceño,
Giovani Otaviani Vera, Eldar Levi Pascal,
Antonio Isaac Pardo Guilarte, Rafael Ojeda Henríquez,
Nelson Dagama Suárez, Alfredo Fernández Gallardo,
Carlos Fernández Gallardo, Eliseo Sarmiento Pérez,
Luis Rafael Hernández, Varela Ramos,
Édgar Linares Machado, Gerson Rabanales,
Gloria Janeth Istifano, Roberto Campos Silva,
Miguel Alejandro Alfonzo Ruiz, Miguel Angel Luna,
Gabriela Domínguez, Orlando Mangliani,
Víctor Manuel Dálamo, Nelson José Mendoza P.,
Heidi Engelberg, José Ramón Chourio,
Alfredo G. Dominisio, Adalberto Jiménez,
José Gregorio Correa, Miguel Valle Herrera,
José Javier Martínez, Juan Carlos Arreaza,
Pedro Palomino, José Santiago Romero,
Yeikok Abadi, Rubén Flores Martínez,
Alida Lasar de Medina, Ricardo Álvarez Uzcátegui,
Noel Álvarez Camargo, Roberto Campos Silva,
Rafael Méndez Díaz, Bernardo Corredor Ramírez,
Francisco Márquez Velasco, Alfredo Ortega Rubio,
Fernando Albán, Fiderela Fórmica,
Abelardo Pinedo, Maximiliano Magil,
Edgar Villarroel, María Eugenia Chacón Moreno,
Ana Patricia Laya, Andrea Daza Tapia,
Rafael Luis y Clavier, Carlos Redondo Morazani,
Rodolfo León Nobel, José Rafael Márquez Avendaño,

LXVI
Carlos de Seda Rojas, Emilio Peñaranda Pita,
Roger Guillén Castro, Arturo Calderón,
José Martínez Franco, Vilma Petrach,
Gregorio Rojas Salazar, Marcos Acosta,
Hugo Arrioja, Guillermo Velutini,
José Gregorio Vásquez, Néstor González González,
Félix Aranguren, Sergio Omar Calderón,
Juan Moreno Gómez, Vilma Hernández,
Ramón Alvarez Viso, Juan Carlos Barroso,
Angel Prato, Miguel Méndez Fabiani,
Luis Gerardo Ventura, Jame Eisleiman,
Silvino José Bustillos, Eduardo José Cabrera,
Sammy Jesús Landaeta Millán, José Valentín Liscano Coronado,
Brionet Michel, Carmen América Oropeza,
Mireya Valderrama, Eduardo Marín,
Marcos Torres, Rubén Piña Zaa,
Ibeth de Bustillos, Eduardo Galavis Añez,
Pedro Rafael Betancourt, José Gabriel Izaguirre Duque,
Alfonso Albornoz Niño, Julio César Pasarelo Golding,
Remo Alejandro P. Golding, Rafael Varela Gómez,
María Corina Machado, Antonio Nicolás Briceño Brown,
Roberto Mendoza L., José De Sousa,
G/D Rafael A. Montero Rebete, Gretel González Penzo,
Abraham Pulido Méndez, Marcos Oviedo,
José Rodríguez, Luis Reyes,
Elías Bittar Escalona, Luis E. González del C. Y.,
Andrés Rojas Cubero, José Martli Saqui,
Carlos Alberto Guevara Solano, Pedro Luis Ravelo,
José Ángel Urbina, Luis González del Castillo,
Alejandro Peña Esclusa, Carlos Redondo Morazani,

LXVII
César Camejo Blanco, Ernesto Amado Villasmil,
Yaniret Suárez Mujica, Alberto José Fernández Arribillaga,
Alejandro Goiticoa Ramírez, Betty de Martínez,
Nelson Morales Caraballo, Gerardo Omaña,
Alexis Garrido Soto, Andrés Rojas,
Iván Sanoja Martínez, Juan Enrique Aister,
Gustavo L. Velásquez, Fidias Marcano,
Francisco Martínez G., María Alejandra García Gómez,
Félix Francisco Figuera Valdés, Ubilerma de Jesús Brito Useche,
María Rodríguez Ramos, Richard David Figueras,
Jesús Francisco Figueras, Corina de Machado,
Luis Morales Parada, Miguel Ardanas,
Carlos Salvatore Mariscalco, Oswaldo Cocne,
Luis Manrique, Carlos Julio Ostos,
Gisela Gómez Sucre, Andrea Gabriela Gómez,
Vicente Dávila Arreaza, Rodolfo Lovera Pérez,
Daniel Fernández, Alfredo Rangel Mata,
Margarita Rodríguez B., Jhonny José Barrios,
Carlos Enrique Quintero, Laura Carolina García Gómez,
Ricardo García Enríquez, Haydée Deus,
María Cristina Parra, Mimí Yaneth Aseti,
Sixto Díaz Miranda, Pedro Francisco Arroyo,
Alberto Blasini, Enrique Yéspica Alvarado,
José del Carmen Montilla, José Alberto Zambrano G.,
Michael Gogarizan, Herminio Fuenmayor,
Reinaldo Casanova, Hugo Hernández Raffali,
Néstor Col, Gonzalo de Guruceaga,
Sergio R. Sucre, Rafael Arreaza Padilla,
Luis Miguel Fajardo, Rafael Castellanos,
Pedro José Figueras, Luis Rafael Fajardo,

LXVIII
Pedro Rojas Villafaña, Marcial Lara Ortega,
Jesús A. Cabezas Castro, Isidro Díaz Infante,
César Ramírez Morales, Armando León,
Ciro Belloso, Rubén Barboza,
Rafael García P., Rodríguez Meijaró Iturbe,
Diofante Torrealba, Marianela Mata B.,
Marianela Dorante de Aguiar, Alberto Mariño,
José A. Ciriliano, Mario Tepedino,
Juan Andrés Sosa B., Luis E. Servando,
Pedro Perdomo Alberto, Víctor Ruido Medina,
Javier Muñoz León, Gonzalo Mendoza,
Darío Bander Fontúrbel, Félix Pérez Avilés,
David Meneses Jesús María, Felipe Brillembourg,
José Antonio Navarro Evia, Lourdes Alcalá de García,
Vilma Martínez, Weles Sacarías,
Alberto Quirós, Juan Pablo Borregales Delgado,
J.M. Magro O., Juan Antonio Goliat,
Rafael A. Jimones Márquez, Gilberto Carrasquero
Araujo Jesús, A. Jiménez Galvis,
Enrique José Cedeño, Víctor José García,
Manuel A. Pulido, Rodolfo Jesús María Ponce,
David López Henríquez, Valentina Leseur,
Maye Primera Garcés, Ingrid Gómez,
Víctor Hernández Dépori, Armando E. Cuello Adrianza,
Alexis Martínez, Carlos Cadavieco,
Alvaro Caballero Fonseca, José Rodríguez,
Víctor Mendoza, Jesús Alberto Fernández J.,
Mario Caputo Cesarani, Rafael Orlando Chacón Prada,
Gustavo Nagen, Edecio Brito,
Leopoldo López Gil, Rafael Mendoza Rivera,

LXIX
Nancy Figueroa Yánez, Dolores Piña de Nieto,
Héctor Otilio Pujol, Josefina Quintero Sanabria,
Richard Toquer Loero, Carlos Rodríguez Matosa,
Alba Teresa Parra, Rosaura Aguiar Aranguren,
Miguel Angel Castillo, Ismael Jiménez Velásquez,
Manuel Mendoza Villarreal, Castor González,
José Antonio Gil Yépez, Marcel Carballo,
Germán Barreto, María del Amparo Parejo,
Jaime Manso Manso, Alicia Taormina Parra,
Ramón Rodríguez, Francisco Alvarado Ordóñez,
Octavio Delamo, Rafael Antonio Ramones Montero,
Yuly Penet, Miguel Enrique Corso Corso,
Fernández Galíndez Díaz, Simón Uscanga Lovera,
Alfredo Larrazábal, Guillermo Colimodio,
Gonzalo Colimodio, Félix Duarte,
Alfonso Riera, Juan Luis Rico Chayet,
Rodolfo Rabanales, Gloria Pacífico de Bustillos,
Guillermo Alcalá Prada, Vicente Brito,
Alicia Uzcátegui de Zambrano, Luis Antonio Molina,
Gonzalo Pérez Hernández, Pedro Jesús Castro Torrealba,
Gonzalo Medina Valery, Víctor Escobar,
Carmen Gedel, Thaís de Gibs,
Alberto Gibs Gil, Nicole Michele Moreli,
Blas Antonio García Núñez, Carlos Grimaldi,
Miguel Pupio Pizani, Rubén Ortiz Córdoba,
Luz García, Sergio Contreras,
Osleida Arévalo Montilla, Jorge Paparoni M.,
Luis Horacio Vivas Peña, Elio Andrés Delamo Chacón,
Andrés González Herrera, Julio César Cabrera,
Francisco Briceño, Escales Díaz Aguiar,

LXX
José D. Bravo, Ana Karina González,
Jorge Hung, Osías Senior,
Edgar Monserrate, Belkis Yépez,
Ángel Irigoyen, Carlos Enrique Gutiérrez,
José Vicente Carrasqueño.

LXXI
FUENTES
Fuentes documentales primarias
Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela. Cara-
cas, Imprenta Nacional.

Fuentes bibliográficas
Alan Woods, La Revolución Bolivariana. Un análisis marxista. Madrid,
Fundación Federico Engels, 2005.
Alberto Aranguibel, Reflexiones Chavistas. Caracas, Fundación Edito-
rial El perro y la rana, 2007.
Ernesto Villegas, Abril, Golpe Adentro. Caracas, Ediciones Correo del
Orinoco, 2009.
Eva Golinger, El Código Chávez. Descifrando la intervención de los Es-
tados Unidos en Venezuela. Caracas, Venezuela, Fondo Editorial
Questión, 2005.
José Luís Romero, Luís Alberto Romero, Pensamiento político de la
emancipación, tomo I (1790-1825). Caracas, Fundación Biblioteca
Ayacucho, 2011.
Luis Bilbao, Revolución en Venezuela. Caracas, Fundación Editorial El
perro y la rana, 2007.
José Urquijo, El movimiento obrero de Venezuela. Caracas, Universidad
Católica Andrés Bello, 2004.
Luciano Severo Wexell, Economía venezolana (1899-2008). La Lucha por
el Petróleo y la Emancipación. Caracas, Fundación Editorial El pe-
rro y la rana, 2009.
Mabel Rey Thwateis (Compiladora), “El Estado Ampliado en el Pen-
samiento Gramsciano”, En: Estado y marxismo. Un siglo y medio de
debates. Buenos Aires, Argentina, Prometeo Libros, 2007.
Miguel Ángel Natera Contreras, Ciudadanía, Estado y democracia en
la era neoliberal: dilemas y desafíos para la sociedad venezolana, en:

LXXII
Daniel Mato (Coord.), Políticas de Ciudadanía y Sociedad Civil en
tiempos de globalización, Caracas, Universidad Central de Vene-
zuela, Facultad de Ciencias Económicas y Sociales, 2004.

Fuentes documentales digitales


Leonardo Bracamonte, Venezuela 1999-2005. Memoria de una revolu-
ción, Caracas, Dirección de Investigación y Asesoría Histórica de
la Asamblea Nacional de la República Bolivariana de Venezuela.
2005.
Interpretación constitucional del Artículo 350 de la Constitución
de la República Bolivariana de Venezuela, en ponencia del Ma-
gistrado Iván Rincón Urdaneta. Tribunal Supremo de Justicia.
Caracas, 22 de enero de 2003. [en línea] <http://www.tsj.gov.ve/
decisiones/scon/enero/interpretacin.htm> [Consulta: 20 de fe-
brero de 2013].
Luis Britto García, La dictadura mediática en Venezuela. Investigación
de unos medios por encima de toda sospecha, Caracas, Ediciones Co-
rreo del Orinoco, 2012, p. 581.
Marta Harnecker, “Hugo Chávez Frías un hombre, un Pueblo”. [en
línea] <http:// www.rebelion. org/docs/97068.pdf> [Consulta: 20
de enero de 2013].
Rueda de prensa del periodista Otto Neustald, periodista de CNN
durante los acontecimientos del 11 de abril de 2002, realizada el
10 de septiembre de 2002 ante medios nacionales e internaciona-
les. [en línea] <http://www.analitica.com/ bitblioteca/venezuela/
neustald_rueda_prensa.asp> [Consultado, 18 de febrero de 2013].

Fuentes hemerográficas digitales


Renate Mayntz, “El Estado y la sociedad civil en la gobernanza mo-
derna”. Documento presentado en el VI Congreso Internacional

LXXIII
del CLAD sobre la Reforma del Estado y de la Administración
Pública, celebrado en Buenos Aires, Argentina, del 5 al 9 de no-
viembre de 2001. Traducido del inglés por Marie Gamondes-Tu-
lian. Título original: “The State and civil society in modern gover-
nance”. En: Revista CLAD Reforma y Democracia. No. 21 (Oct. 2001).
Caracas. Documento en línea http://ensayoes.com/tw_files/31/d-
30889/7z-docs/14.pdf. Consultado el 15 de febrero de 2013.
Rosa E Ortiz, “Caracterización de las Organizaciones No Guber-
namentales: El caso de los municipios Maracaibo y San Francis-
co”. En: Revista Venezolana de Gerencia v.10 n.32 Maracaibo dic. 2005.
Documento en línea http://www.scielo.org.ve/ scielo.php?pid=
S1315-99842005000400007&script=sci_arttext. Consultado el día
21 de febrero de 2013.

LXXIV
2001 2004

ESTE PROCESO REVOLUCIONARIO


VENEZOLANO VA A CONTINUAR SIENDO
PACÍFICO Y DEMOCRÁTICO…

Discurso ante la Asamblea Nacional


(Memoria y cuenta, 2001)
Palacio Federal Legislativo, Caracas, 15 de enero de 2002

Ciudadano Willian Lara, presidente, y demás diputados y diputadas a


la Asamblea Nacional. Ciudadano Iván Rincón Urdaneta, presidente
del Tribunal Supremo de Justicia. Ciudadano Isaías Rodríguez, Fis-
cal General de la República. Ciudadano Roberto Ruiz, presidente del
Consejo Nacional Electoral. Ciudadano Germán Mundaraín, Defen-
sor del Pueblo. Ciudadano Clodosbaldo Russián, Contralor General
de la República. Ciudadanos diputados y diputadas a los parlamentos
Latinoamericano, Andino, Amazónico e Indígena. Ciudadana Adina
Bastidas, Vicepresidenta Ejecutiva de la República. Demás miembros,
ministros y ministras del Gabinete Ejecutivo. Excelentísimo y reveren-
dísimo nuncio apostólico, André Dupuy, decano del Cuerpo Diplomá-
tico. Señores embajadores, embajadoras, encargados y encargadas de
negocios acreditados en nuestro país. Excelentísimo monseñor Fran-
cisco Javier Monterrey, vicario general de la Arquidiócesis de Caracas.
Demás representantes de la Iglesia católica venezolana. Ciudadanos

3
gobernadores, gobernadoras, alcaldes. Ciudadanos rectores de las
universidades nacionales. Presidentes y directores de las academias
nacionales. Ciudadano general en jefe Lucas Rincón Romero, ins-
pector general de la Fuerza Armada. Demás oficiales, generales y
almirantes integrantes del Alto Mando Militar. Ciudadanos presi-
dentes, directores de institutos autónomos y empresas del Estado.
Distinguidas personalidades invitadas especialmente a esta sesión,
tanto de Venezuela como de otras partes del mundo. Señores pe-
riodistas, camarógrafos, fotógrafos. Pueblo de Venezuela, amigos
todos, amigas todas.
Acudo nuevamente, por segunda vez, a esta Sala, a este espacio
donde sesiona la Asamblea Nacional de la República con el fin, por
segunda ocasión, repito, de dar el Mensaje, como manda la Cons-
titución Nacional, a la Asamblea, y a través de la Asamblea al país,
acerca de los aspectos políticos, los aspectos económicos, los aspec-
tos sociales, los aspectos administrativos de la gestión del Gobierno
del año 2001, que acaba de concluir.
Muchísimas cosas pudiéramos decir aquí. Voy a tratar de pre-
cisar elementos, sobre todo de carácter estratégico, y abundar tam-
bién para alimentarlos con algunos detalles que creo son útiles para
la mejor comprensión de esta exposición.
Encomiendo mis palabras al todopoderoso para que, en primer
lugar, salgan como deben salir; de las profundidades de un alma
que no está movida sino por un sentimiento profundo de amor por
un pueblo y de compromiso por un país y que de esa misma manera
puedan llegar con claridad y ser interpretadas, como aspiro, por las
mayorías nacionales y por los representantes aquí reunidos y allá
expectantes, de los diversos sectores del país y también del mundo.
Vaya nuestro saludo especial a los pueblos del mundo aquí repre-
sentados por ustedes, señores embajadores.

4 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Y debo comenzar por allí, ya que saliendo para acá estuve con-
versando con nuestro embajador en Bogotá, señor Roy Chaderton,
y anoche con el presidente Pastrana. Debo comenzar a nombre de
nuestro pueblo y de la comunidad internacional –¿por qué no de-
cirlo también?– manifestando nuestro sentimiento de beneplácito
por el acuerdo al que se llegó ayer en Colombia. Ojalá que ese dina-
mismo que se desató en los últimos días, en las últimas horas des-
de Naciones Unidas, comenzando por su propio secretario general,
señor Kofi Annan, su enviado especial a Colombia, y presidentes de
varios países de América y del mundo, la Iglesia católica, los países
observadores y participantes en las mesas de paz en Colombia, ojalá
que eso sea un buen signo de que este tiempo que comienza sea un
tiempo de paz, que no sea un tiempo de guerra. Pido a Dios porque
así sea.
Pues bien, estaba recordando también algunas cosas de algunas
lecturas sobre Montesquieu1 en El espíritu de las leyes2, y por aquí
quiero comenzar a enfocar este mensaje. Montesquieu –todos lo
sabemos, solo voy a recordarlo– en El espíritu de las leyes decía que
estas, las leyes, “deben ser una relación o un conjunto de relaciones
necesarias, y además deben ser derivadas esas relaciones de la na-
turaleza de las cosas”. Son las cosas y su naturaleza las que deben
orientar el espíritu y la letra de las leyes, es necesario, a mi entender,
que siempre tengamos esto presente. Y además, pudiéramos este
concepto de Montesquieu enlazarlo con el concepto bolivariano
aquel que creo he repetido aquí en varias ocasiones.

1. Charles Louis de Secondat, barón de Montesquieu, (La Brède, Burdeos, 1689 – París, 1755). Historiador, sociólogo, filósofo
y político francés; reconocido como uno de los más grandes teóricos políticos de todos los tiempos. Su obra El espíritu de
las leyes es uno de los libros más importantes de la Ilustración.
2. En El espíritu de las leyes (publicado por primera vez en 1748), Montesquieu elaboró una teoría sociológica del gobierno
y del derecho, mostrando que la estructura de ambos depende de las condiciones en las que vive cada pueblo; en
consecuencia, para crear un sistema político estable había que tener en cuenta el desarrollo económico del país, sus
costumbres y tradiciones, e incluso los determinantes geográficos y climáticos. La obra analiza las características del
Estado y cómo las leyes son instrumentos para su legitimidad.

TOMO 2 > 5

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Aquel concepto que Bolívar ya lanza en su Manifiesto de Cartage-
na en 1812, cuando le dice a los habitantes, a los gobiernos y a las
3

instituciones de la Nueva Granada, que no sigan el ejemplo malo de


Venezuela para que puedan evitar que se les venga abajo la República.
Fueron las causas. Aquel documento recogió las causas de la caída de
la I República. Esas causas creo que se han conservado en el tiempo y
si leemos el documento de Cartagena pudiéramos extrapolar casi 200
años, pudiéramos lanzar una línea de proyección de casi dos siglos, y
casi todas esas causas que llevaron a la caída de la I República, fueron
las mismas que llevaron a la caída de la II República, y fueron las mis-
mas que llevaron a la caída de la III República, y fueron las mismas
que llevaron a la caída de la IV República, y nosotros hoy debemos
tenerlas bien claras para luchar contra ellas, para minimizarlas, para
erradicarlas, son causas históricas del desastre de 200 años que pesa
sobre nuestro pueblo.
Bolívar decía, entre otras cosas, alertaba: “Cuidado con las Repú-
blicas aéreas, una República en el aire”4, y precisamente ahí es donde
creo que es útil y conveniente enlazar la idea de Montesquieu con la
idea de Bolívar, porque cuando Montesquieu señala a las leyes como
esa relación necesaria, como ese engranaje necesario derivado de la
naturaleza de las cosas, uno también pudiera decir derivado del espí-
ritu y la naturaleza de los hombres, de los seres humanos junto a las
cosas.
Cuando un país es incapaz de construir esas relaciones entre la
naturaleza de las cosas, entre la naturaleza de los humanos y la idea, el
sueño o la abstracción; cuando un país es incapaz de derivar en leyes
inexorables, y uso otra expresión de Bolívar, que pidió a lo largo de

3. Simón Bolívar, Manifiesto de Cartagena, 15 de diciembre de 1812. Es un manifiesto donde el Libertador expone las causas
de la caída de la I República (1811-1812) y propone al Congreso de Nueva Granada la realización de una campaña militar
para liberar a Venezuela.
4. Simón Bolívar, “Manifiesto de Cartagena”, Doctrina del Libertador. Caracas, Biblioteca Ayacucho, 3ra Edición, 2009, p.11.

6 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


esos años leyes inexorables; desde Angostura hasta el último mensa-
je dramático que lanzó en la Convención de Ocaña, siempre lo dijo:
“legisladores, para tener Repúblicas necesitamos leyes inexorables”;
es decir, que se cumpla con la inexorabilidad del paso del tiempo, del
paso de los minutos, o que se cumplan esas leyes recogidas de la natu-
raleza de las cosas y de los hombres, y del tiempo y de la geografía, y
de la historia y del sentimiento colectivo, esas leyes deben cumplirse
como se cumple la ley de la gravitación universal, por ejemplo; de ma-
nera inexorable.
Solo así, lo digo hoy trayendo estas reflexiones de entrada. Solo
así, construyendo leyes basadas, alimentadas por esa naturaleza de
las cosas cotidianas y de los seres humanos podremos ir construyen-
do una República verdadera e ir eliminando el riesgo de continuar
haciendo repúblicas aéreas, tareas en las que tenemos casi 200 años.
Una República que esté enraizada en una realidad, para transformarla
por supuesto; porque es imprescindible la transformación plena de la
realidad venezolana, proceso que ya ha comenzado a dar unos prime-
ros pasos, pero que tiene un largo camino por recorrer, rodeado de
muchas incertidumbres, amenazas e incomprensiones, pero necesario
proceso.
Este año 2001 –es la primera idea que voy a dejar aquí, amigos y
amigas, compatriotas todos, señoras y señores, creo que desde el pun-
to de vista político es uno de los logros, no del Gobierno, el Gobierno
solamente ha hecho una parte, es un logro del colectivo– que concluyó,
hemos dado pasos importantísimos en la dirección de construir una
República que de verdad esté conectada con el espíritu y la naturaleza
de las cosas, el clamor y el ambiente nacional, el espíritu nacional y los
deseos y las necesidades de la mayoría de los venezolanos y las vene-
zolanas. Más adelante seguramente volveré sobre este concepto con
elementos concretos.

TOMO 2 > 7

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


La construcción de las leyes es la construcción de la República.
Hacer o impulsar un proceso de cambios revolucionarios, valga decir
transformaciones estructurales en paz y en democracia como lo he-
mos venido haciendo, y estamos sólidamente dispuestos a continuar
haciéndolo de esa manera sin caer en provocaciones; y más allá de
las perturbaciones y las coyunturas, nuestra voluntad sigue y seguirá
siendo cada día más firme. Este proceso de cambios, de transformacio-
nes estructurales, este proceso revolucionario venezolano va a conti-
nuar siendo pacífico y democrático.
Ahora, las leyes –y agreguémosle el carácter de inexorable, ese
carácter bolivariano; agreguémosle el carácter de la derivación de la
naturaleza de las cosas de Montesquieu– son el único instrumento po-
sible, como un bisturí, para llevar adelante la transformación pacífica,
no hay otro. Solo leyes inexorables nos pueden permitir transformar
la realidad venezolana en paz y en democracia, es el bisturí para con-
seguir las curas que bien necesita la República.
Así que este año, en lo político, Venezuela ha dado varios pasos
importantes en esa dirección. Claro, inevitables las perturbaciones.
Rousseau, creo que era el que decía que habría que ser Dios para ha-
cer leyes que satisfagan a todos, porque hay sectores, hay intereses,
hay corrientes que presionan y que tratan de lograr la mayor cantidad
de beneficios, de aspectos positivos para sí mismos o para su grupo,
para su sector, sea cual sea, y entonces es cuando vienen los conflictos
dentro de los seres humanos y esto tiene siglos, y es cuando hace falta
un Estado que regule y solucione los conflictos y establezca el punto de
equilibrio, que le ponga el fiel a la balanza para evitar que se desaten
las pasiones y que –como alertaba también Simón Bolívar– la sociedad
se convierta en una lucha cuerpo a cuerpo por la sobrevivencia.
En ese sentido, Venezuela está saliendo de la situación en la que
habíamos caído, en la cual el país se había convertido en eso, en una

8 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


especie de selva donde cada quien ante la falta de un Estado, ante la falta
de un Gobierno, ante la falta de una Constitución verdadera, ante la falta
de unas leyes inexorables y derivadas de la naturaleza de las cosas y
ante la falta de instituciones sólidas, a lo que recurría la mayoría de los
venezolanos era a la lucha cuerpo a cuerpo por la sobrevivencia.
Estamos saliendo de una situación de salvajismo, de una situación a
la que pudiéramos llamar el darwinismo social, la sobrevivencia del más
fuerte; y hemos centrado ahora el 2002 a una situación donde hay una
Constitución que ha comenzado a cumplirse y unas leyes que se derivan
de ella, que nacen de su espíritu y de su letra y que nos van a permitir
armar la estructura de la República para que la misma sea de verdad el
norte que guíe la transformación pacífica y democrática de Venezuela.
Por otra parte, pudiéramos decir también que en el año 2001
Venezuela reafirmó la ideología que orienta este proyecto que está
en marcha. No estamos importando ideologías –aunque respetamos
cualquier tipo de ideología que circunde el mundo–. Estamos res-
catando nuestra propia ideología, hemos dado pasos importantes,
nuestro pueblo así lo percibe; la ideología bolivariana humanista es
la que impulsa el proyecto revolucionario venezolano.
Es una ideología enraizada en lo más profundo del alma popular
venezolana y esa, en mi criterio, señor presidente, vicepresidentes, di-
putados y diputadas, es una de las fortalezas más grandes que este
pueblo tiene hoy día, se siente creador de su propia idea y la ha co-
menzado a percibir a fondo, ya no es extraño mirar como veíamos
en El Tocuyo, por ejemplo, hace unos días atrás; el domingo, allá en el
Central Azucarero Pío Tamayo, el cual hemos rescatado de la muerte.
Ha resucitado el Central Azucarero porque había sido privatizado y
luego muerto y sepultado.
Ahora, con una acción del Gobierno nacional, el Gobierno estadal,
y el Banco Industrial de Venezuela, instrumento del Gobierno para el
pueblo, y con la participación de los trabajadores de El Tocuyo, de los
TOMO 2 > 9

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


cañicultores de El Tocuyo, la ayuda importantísima que nos ha pres-
tado en ese sentido el pueblo cubano y su gobierno que agradecemos
muchísimo, ha resucitado el Central Azucarero Pío Tamayo.
Ahora no es raro oír, mirar por todas partes, de manera espontánea,
a los niños recitando pensamientos bolivarianos; recogiendo y hasta
diciendo de memoria y con una entonación maravillosa como la niña
de Catia, aquella noche multitudinaria que nos dio una lección, una
niña de 9 años, se paró y recitó, pero con un sentimiento profundo, uno
de los preceptos bolivarianos fundamentales útiles para el día de hoy.
No es extraño mirar cómo nacen espontáneamente movimientos
que levantan la bandera de Simón Bolívar por todas partes. Reciente-
mente, otro ejemplo: un grupo de ganaderos, de productores del cam-
po, algunos de ellos eran directivos de alguna agrupación de ganade-
ros y como no quisieron ir al paro aquel convocado, los expulsaron de
esa federación. Y son productores importantes, de mucha tradición.
Pues, ahora nos han sorprendido gratamente con una carta dirigida a
la Vicepresidenta manifestando que han organizado la Fuerza Boliva-
riana de los Productores Ganaderos de Venezuela.
De manera que estos son algunos pequeños ejemplos para graficar
lo que estoy diciendo. Se está consolidando en Venezuela; se ha reafir-
mado en el 2001. En Venezuela se ha extendido mucho más a diversos
ámbitos; movimientos indígenas bolivarianos, por allá en Barranco y
Opal, en las costas del Capanaparo, donde lo que había antes era muer-
te y desolación y ahora hay un pueblo indígena cuiba y yaruro, feliz
porque tienen sus viviendas y están sembrando caña de azúcar, maíz,
parchita y yuca, y están criando gallinas, pavos y chivos, etcétera.
Allá están en el Capanaparo –vámonos pa’lla adentro–, por allá
anda en labios de los cuibas, en su lengua, el nombre de Simón Bolí-
var, en los niños de las escuelas bolivarianas nacen por todos lados las
sociedades infantiles bolivarianas.

10 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


En las culturas populares a los niños les encanta ahora vestirse, no
disfrazarse; vestirse de Bolívar y hablar como Bolívar y leer sus tex-
tos. Es decir, estamos resembrando la ideología originaria de nuestro
pueblo, una de las más profundas e impactantes que nacieron en este
Continente.
De modo que ese es un logro, repito, no del Gobierno. El Gobierno
hace lo que puede, apoya, pero es un logro del pueblo, del país, y yo
invito a todos los venezolanos y venezolanas, hoy desde esta Tribuna,
a que revisemos eso, a todos sin excepción. Y que nos sintamos orgu-
llosos de ser venezolanos y de haber sido capaces de resucitar como
el ave fénix dentro de las cenizas de la desmoralización colectiva y de
tener hoy la bandera bolivariana en alto. ¡Qué gloria para este pueblo!
Por otra parte, no es menos importante también que resalte aquí
hoy lo que ya decía hace unos minutos, pero quiero resaltarlo: es que
este proceso de manera concreta ya ha cumplido o va a cumplir pronto
de unos días tres años. Tres años de haber llegado al Gobierno y de
haber comenzado a ocupar espacios, todos legítimos dentro de las ins-
tituciones de la nueva República como la Asamblea Nacional, gober-
naciones, alcaldías y otros muchos espacios. Y a pesar de todo lo que
aquí se ha dicho, y a pesar de todas las perturbaciones, y a pesar de los
errores cometidos por todos donde me incluyo, porque yo lo que soy
es un ser humano, no tengo nada especial que no tengan ustedes, todos
hemos cometido errores; y aprovecho para reafirmar la disposición de
siempre, debe animarnos –y a mí en lo particular– a revisar errores y a
corregir errores, sobre todo más allá de lo individual, los errores colec-
tivos, pero más allá de errores de provocaciones, de inconsecuencias,
de perturbaciones.
El 2001 fue otro año más en donde se ha reafirmado la paz en
Venezuela, donde se ha reafirmado la democracia en Venezuela, aquí
no hay ningún preso político, por ejemplo, como los hubo en otros

TOMO 2 > 11

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


tiempos; aquí no se cerró ningún medio de comunicación social, aquí
no se mandó a recoger como hace pocos años hacían, ediciones com-
pletas de alguna revista o algún medio de comunicación social.
Por más que alguien pueda decir que aquí se censura, que aquí se
persigue, no hay ni una sola prueba objetiva al respecto, ni la habrá.
No hay en Venezuela, más allá de algunos hechos puntuales que han
ocurrido, algunos de ellos dolorosos. Por ejemplo, ahorita estamos in-
vestigando varias muertes de dirigentes campesinos en el estado Zulia,
que nos tiene preocupados, y en Mérida también.
Antier en El Tocuyo conversé unos minutos con la viuda de un joven
dirigente campesino de los estados Zulia y Mérida, de esa zona del Sur
del Lago de Maracaibo, y su pequeñita hija, y me dijo la viuda llorando:
“mire Presidente, llegaron a la casa, lo llamaron, él salió y ahí delante
de nosotros lo mataron”. Por supuesto que he dado instrucciones a la
Disip, a la Guardia Nacional, a la Cicpc, y todo eso se está investigando
y estamos reforzando la seguridad, sobre todo en esas zonas donde se
ha atropellado tanto a los campesinos.
Cuando aquí había gobiernos que ordenaban: “disparen primero y
averigüen después”, este Gobierno no ha ordenado ni una sola acción
represiva contra sector alguno, todo lo contrario, se ha opuesto a accio-
nes represivas conducidas en otros espacios que no son del Gobierno
Nacional. Todo lo contrario, a través de la Fuerza Armada, el ministro
de la Defensa, el General en Jefe, los comandantes de componentes,
los gobernadores, hemos intervenido incluso cuerpos policiales, como
el caso del estado Portuguesa, donde había un grupo muy viejo de ex-
terminio, tuve que dar la orden en coordinación con la gobernadora
a la Guardia Nacional para intervenir aquel comando policial en la
madrugada, y sacar de allí presos aquel grupo de policías, alguno de
los cuales están acusados de asesinatos. Y se consiguieron documentos
y evidencias, no me corresponde a mí juzgar, ahí está el Poder Judicial

12 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


al que respeto profundamente, mi mano y nuestra mano ejecutiva llega
hasta los límites impuestos por la Constitución, pero están a la orden
del Poder Judicial, pero ejecutivamente tuvimos que hacerlo. Y en otros
estados hemos tenido que intervenir también cuerpos policiales que
desde hace mucho tiempo fueron penetrados por verdaderas mafias
de narcotraficantes, de asesinos, de atracadores; esa una de las cosas,
por eso es que hablo del bisturí de las leyes para extirpar los tumores
que por todos lados le sembraron a la República y que la llevaron al
borde del sepulcro de donde ha comenzado a salir.
Pues se ha ratificado en el 2001 que esta Revolución sigue avanzan-
do en paz y en democracia, más allá de esos hechos, algunos de los que
ya he referido y que están en investigación. Nadie puede decir que aquí
hay algún muerto –¡Dios nos libre!– de algún movimiento opositor al
Gobierno por causas políticas, algún herido; que se haya atropellado a
alguien, esto en justicia hay que reconocerlo y debemos hacerlo todos.
Y es un reconocimiento que quiero hacer a todos, a todos, no solo
al Gobierno Nacional ¡No! A los gobiernos regionales; quiero hacer
este reconocimiento a los líderes sociales, a los partidos políticos, a
todos sin excepción, y les hago un llamado a que hagamos todo lo que
tengamos que hacer para que esto continúe ratificándose, para que
Venezuela sea ejemplo al mundo de cómo se construye o cómo se re-
construye un país en medio de tantas perturbaciones y dificultades,
pero en paz y en democracia. Pidamos a Dios, además, que nos ilumi-
ne para que eso continúe siendo así en el 2002 y en todos los años que
nos queda de tránsito en esta vida.
Por otra parte, debo decir que el Gobierno ha asumido en el 2001
con bastante firmeza el mandato de los preceptos constitucionales, ya
lo he dicho, pero ahora entro en los detalles. Ustedes aprobaron hace
más de un año nuestra solicitud de habilitación legislativa y el Gobierno,
recuerdo que en los primeros meses nos criticaban mucho y siempre

TOMO 2 > 13

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


oíamos la crítica, siempre la oímos, pero nos decían muchos, que el Go-
bierno no ha hecho ninguna ley, que han pasado tres meses y no han
hecho sino dos leyes. ¡Claro, es que estábamos trabajando a fondo!
Se trata, como ya lo he dicho, de revisar primero que nada el condi-
cionante de todas las leyes, que está aquí, en la Constitución Nacional.
Todas las leyes que se hicieron por habilitantes, las que se hagan algu-
na otra vez, más adelante en otra habilitante que pudiéramos solicitar
otra vez, en cualquier momento, según lo prevé la Constitución, o por
recursos extraordinarios; pero fundamentalmente en este Cuerpo Le-
gislativo, donde ustedes todos los días están debatiendo, no se olviden,
es un consejo, es una recomendación que les doy, independientemente
de los intereses que ustedes, señores diputados y diputadas, puedan re-
presentar; intereses políticos, intereses económicos a veces, que tocan
y presionan; no importa que vengan todas las presiones, pero mantén-
ganse ustedes firmes en lo individual, en lo colectivo, en función del
condicionante de todas las leyes, el espíritu de las leyes, la letra de las
leyes. ¿Por qué y para qué las leyes? Y eso fue lo que el Gobierno que
dirijo asumió.
Quiero aquí una vez más, como ya lo he hecho en varias ocasiones,
“honor a quien honor merece”, rendir honor a la Vicepresidenta Adi-
na Bastidas. Y a través de ella y por extensión, a todos los ministros,
ministras, la Procuradora y todos los equipos de asesores, voluntarios
y tanta gente de diversas corrientes, de diversos sectores económicos,
políticos, intelectuales, juristas tanto del país como de otros países que
cooperaron, que ayudaron de múltiples maneras, muchos con la críti-
ca, muchos con el alerta a tiempo al proceso de la elaboración y de la
puesta en vigencia de las Leyes Habilitantes. Aquí me traje una Ley
Orgánica de Hidrocarburos.
Recuerdo, en el caso de esta Ley de Hidrocarburos, por ejemplo,
el punto de la regalía. A mí llegaron inversionistas internacionales,

14 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


representantes de algunos países que tienen inversiones aquí en Ve-
nezuela desde hace tiempo, en petróleo, energía, y me plantearon su
crítica y su recomendación de flexibilizar el mecanismo de la regalía
y así se hizo, solo para citar un ejemplo de cómo nosotros oímos, es-
tudiamos una diversidad de propuestas y de ideas. ¡Claro! No todas
pudieron ser llevadas a leyes, habría que ser Dios para hacer leyes
que satisfagan a todos; y ni Dios, porque hay leyes de Dios que no
satisfacen algunos sectores, a los asesinos, por ejemplo, a los ladrones,
las leyes de Dios no le gustan a ellos, creo que ni Dios, ni Moisés y sus
tablas, pudo hacer leyes que a todos satisficieran.
Entonces, lo que sí es importante y lo debo decir también, señor
presidente, señores diputados y diputadas, si ustedes por solicitud
de algún venezolano, venezolana, o de algún sector del país, deciden
modificar estas Leyes Habilitantes, algunas de ellas, algún artículo,
ustedes tienen la legitimidad y la potestad para hacerlo; pero al Go-
bierno le correspondió hacerlo de manera legítima, con todo el poder
constitucional, y por delegación de la Asamblea Nacional en un plazo
determinado, y cumplimos.
Hicimos 49 leyes, a promedio de una por semana, y muchas de ellas
leyes álgidas, porque tocan la médula de la estructura socioeconómica
del país que hay que transformar. ¿Quién pudiera decir que está con-
forme con la estructura socioeconómica que Venezuela tiene? Pudiera
ser que alguien lo dijera, pero yo estoy seguro de que estaría total-
mente fuera de la verdad, hay que transformar la economía, hay que
transformar el modelo económico, hay que transformar el modelo so-
cial bajo la visión bolivariana, humanista, que aquí está recogida en el
espíritu y en la letra de esta magna Ley de la República. Lo que hemos
hecho en el año 2001 desde el Gobierno, con el apoyo de la mayoría de
la Asamblea Nacional y de la mayoría de nuestro pueblo, es continuar
construyendo esas relaciones con la realidad, con el espíritu y con el

TOMO 2 > 15

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


sentimiento, con el clamor de las mayorías. Ahí está, más allá de las
críticas –bienvenida siempre, de diversos sectores del país, en torno
de estas leyes– y de las acciones que tomaron, que siguen tomando
y seguro seguirán tomando, más allá está el apoyo de las mayorías.
Los campesinos, por ejemplo, esos millones de seres que han sido
explotados y marginados durante muchísimo tiempo, ahora están
estudiando y conociendo sus leyes; organizándose desde los más pe-
queños productores, o los que no tienen tierras, desde los margina-
dos hasta los medianos productores, porque ya se han venido dando
cuenta que algunos protestaban sin conocer la ley, o malinterpretán-
dola, o a lo mejor oyendo malas interpretaciones de otros que se las
contaban. Me he conseguido con más de un productor, incluso con
grandes ganaderos, agricultores que todos los años siembran 10 mil
hectáreas de maíz, de sorgo, o tienen 5 mil hectáreas con ganado,
hacen queso, leche; y trabajan, tienen las manos callosas de trabajar,
más de uno me ha dicho: “Chávez, a mí me engañaron; ahora que
estoy leyendo la ley e interpretándola bien, bueno, aquí estoy, vamos
a trabajar”.
¿Cuál es el objetivo? Transformar a Venezuela en una mediana
potencia agrícola en el continente y nosotros podemos serlo, ese es
el objetivo. ¡Esa es la meta! No estamos aquí para atropellar a na-
die, sino para cumplir con un mandato, lo mismo ha pasado con los
pescadores, con la Ley de Pesca y Acuacultura, me decían, este es un
informe extraoficial, pero alguien me hacía llegar solo un mensaje de
los pescadores artesanales.
Me dicen que en los últimos dos meses se ha duplicado la captura
de peces para la alimentación de los venezolanos producto de la en-
trada en vigencia de la Ley de Pesca y Acuacultura. Allá está el gober-
nador del estado Nueva Esparta, Alexis Navarro, quien es pescador
afamado. ¿Heydra es pescador también? Creo que tienen un barco

16 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


entre los dos. Bueno, perdón, quise seguir el chiste, Heydra, no se
vaya a sentir usted aludido. Todo mi respeto a usted, señor diputado.
Es un informe que me ha llegado así, hay que pedir las cifras por-
que, óiganme, anoche junto al ministro Giordani casi no dormimos
revisando cifras, documentos y gráficos, creo que tienen una pantalla
por ahí donde van a proyectar algunas cifras y a lo mejor no abundo
tanto aquí, no quiero cansarlos hasta las 6 de la tarde, pero sí hay de-
masiada información. Cada ministerio envía sus cifras, que si las vi-
viendas, cuántos kilómetros de carreteras, cuánta inversión se hizo en
esto y en aquello, etcétera, ya veremos algunas cifras que me parecen
importantes.
Pero le decía anoche a Giordani que esa es una de las cosas que te-
nemos que afinar en el Gobierno, todos los ministros, la Vicepresidenta,
todos, y recomiendo que lo hagamos desde aquí, ustedes en la Asamblea
Nacional tienen que precisar también, todos tenemos que afinar con el
alicate de cada uno, afinar y ajustar los mecanismos de seguimiento y de
cumplimiento de metas. Porque, por ejemplo, sería el primero en que si
se me demuestra que la entrada en vigencia de la Ley de Pesca, cuando
se lleve a la práctica, porque a veces uno tiene un plan y cree que es la
maravilla del siglo, a veces uno lo pone en vigencia, no; que “le voy a lan-
zar una recta a este bateador porque lo voy a ponchar”, y pum, jonrón,
bueno, hay que lanzarle una curva, me equivoqué.
Si a mí se me demuestra, o al país, entre ellos a mí, que la entrada en
vigencia de la Ley de Pesca, por ejemplo, va a desbancar o está desban-
cando a los pescadores venezolanos, hay que detenerla. Ahí sí habría
que detenerla, pero no porque alguien venga y diga que no, no vamos
a aplicarla. Vamos a probarla, estamos en una fase de prueba.
Si la Ley Orgánica de Hidrocarburos, que es esta que tengo aquí
se demuestra en un plazo perentorio –los que critican algunos cono-
cedores de la materia y algunos sectores de oposición– que con esta

TOMO 2 > 17

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


ley se alejan las inversiones en petróleo, yo sería el primero en solici-
tarle a ustedes y decirles: Miren, nos equivocamos, vamos a reformar
esto, esto y esto. Seríamos los primeros en hacerlo. Nosotros estamos
seguros de que no, pero bueno la realidad indicará cuando entre ya
en práctica concreta el instrumento jurídico.
Con esto estaba graficando un poco este logro de que el Gobierno
asumió con firmeza en el 2001, a nadie le puede quedar duda, su tarea
de desarrollar a través de las leyes los principios constitucionales.
Con una firmeza a prueba de todas las presiones y de todos los chan-
tajes que se pusieron en marcha.
Un compromiso tenemos y un compromiso hemos cumplido.
Por otra parte, y por último en el orden político-estratégico, diga-
mos, desde mi punto de vista y el enfoque que le doy a este mensaje,
creo que otro gran paso además del ideológico, además del avance
en paz y en democracia, además del desarrollo de los preceptos cons-
titucionales a través de leyes derivadas de la naturaleza de las co-
sas, además este año como ustedes lo saben, señor presidente de la
Asamblea Nacional, señores diputados y diputadas, por primera vez
y por mandato constitucional también, el Gobierno trabajó muy duro
aplicando métodos de planificación lo más abiertos posible, aplicando
una planificación democrática de consultas, de discusión, aprobamos
los lineamientos fundamentales del Plan Nacional de Desarrollo Eco-
nómico y Social. El Proyecto Nacional para el período 2001-2007.
Y por primera vez vinimos a explicarlo acá como lo hicimos, lo
entregamos a la Asamblea Nacional donde fue debatido y aprobado.
Es decir, por primera vez en nuestra historia, Venezuela cuenta hoy
con un proyecto nacional que ya toca el mediano plazo, el hacia dónde
vamos.
El mediano y apuntando al largo plazo y fue elaborado desde el Go-
bierno –repito– como manda la Constitución y aprobado en la Asamblea

18 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Nacional, y ahí se recoge también el proyecto constitucional. Ahí está
la proyección económica señalada en la Constitución; ahí está el com-
promiso y el plan estratégico para que construyamos una democracia
bolivariana como la hemos llamado. La democracia más que represen-
tativa, participativa y protagónica, y ese es otro paso que creo hemos
venido dando.
Venezuela en lo político es un debate interno y sobre todo externo.
Cuando digo externo me refiero al continente americano todo. Hay
un debate que Venezuela ha llevado al Continente: Al seno de la OEA,
a las reuniones de los presidentes en los diversos mecanismos de in-
tegración y de debates, a las reuniones del ALCA, a las reuniones del
Mercosur, de la Comunidad Andina de Naciones, de la Asociación de
Estados del Caribe, incluso de las Naciones Unidas.
Venezuela ha colocado en el tapete un tema político de impacto
fenomenal y ha sido asumido en varios espacios. Se ha retomado la
discusión acerca de la democracia. ¿Qué democracia es la que ne-
cesitamos o necesitan nuestros pueblos? Una democracia formal,
acartonada, hueca, sin contenido social, o una democracia además
de representativa, participativa; donde los pueblos participen en la
toma de decisiones.
El Central Azucarero “Pío Tamayo”, ahora que lo visitamos des-
pués de 10 meses y hemos visto sus campos sembrados, y hemos visto
cómo está creciendo la caña, y hemos visto cómo están refinando ya en
un ciento por ciento de su capacidad, y hemos visto los campesinos, los
pequeños y los medianos productores de caña felices, organizados. El
Tocuyo ha retomado vida y suena el Tamunangue otra vez y las cancio-
nes del pueblo y la alegría y la esperanza, entonces uno dice, ¡ah, cómo
fue que llegamos a eso!
Ahí estaba el Padre Calles, cura de El Tocuyo. Ese padre se fue a la
calle, monseñor; usted debe saber ese cuento, estoy seguro de que lo

TOMO 2 > 19

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


sabe. Un cura con el pueblo; una noche me llamaron de El Tocuyo hace
dos años y me informaron que en El Tocuyo se alzaron, que tomaron
las calles, que “no dejan entrar a nadie y no dejan salir a nadie”.
Creo que Luis Reyes Reyes aún no era gobernador. Lo cierto es que
represión no, ¿que si la Guardia Nacional?, bueno sí, “vayan, pero en
actitud vigilante”, ¿la policía de Lara?, “en actitud vigilante, no que-
remos un ‘tocuyazo’ allá, no queremos muerte, no queremos sangre;
vamos a oír a esa gente para saber qué es lo que quieren, por qué se
alzaron y por qué el cura está al frente y por qué están todos los cam-
pesinos en las calles y pusieron unos tractores y unos implementos
agrícolas”. ¡Ah, por el central azucarero! ¡Claro, les habían robado el
alma! Ustedes saben, todos aquí debemos saberlo; El Tocuyo es la se-
gunda ciudad, en antigüedad, que se fundó en Venezuela. Y nació la
cañicultura en Venezuela, ahí en El Tocuyo, y eso estaba arrasado. ¡Ah,
el neoliberalismo, la mano invisible aquella! “¡No, eso todo lo arregla!”.
Entonces, “como el Gobierno no tenía dinero para invertir”... Sí
tenía, era mentira, sí tenía; en los bancos, el Estado, los recursos del
Estado y los recursos privados!; han podido buscar otra manera, pero
no, eso lo privatizaron: “no hay recursos, vamos a venderlo”. ¡Lo ven-
dieron y algunos empresarios seguramente se equivocaron, a lo mejor
tenían un plan, lo dejaron abandonado, creo que no se metieron allá
como tiene que meterse un empresario verdadero; a hablar con la gen-
te, a buscar inversiones. Lo fueron abandonando y cerró sus puertas el
Central de El Tocuyo.
Pues, por eso fue que tomaron el pueblo; en vez de mandar un cuer-
po represivo entonces se puso en marcha un mecanismo de liderazgo
social y una serie de contactos con los sectores privados que eran due-
ños de ese central. No querían salir de él, pero tienen una deuda, un
mono más grande que King Kong con el Banco Industrial, entonces
tuve que decirles: “Bueno, ustedes o lavan o prestan la batea, pero allá

20 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


está ese pueblo”; y por fin de esa manera se logró un modelo de coges-
tión, una inyección, el Banco Industrial asumió la responsabilidad, la
deuda, una inversión del gobierno regional, ya lo dije; cogestión técni-
ca, y ahí está.
Ese es un modelo o es un ejemplo, un caso para estudio; de cómo la
democracia participativa es el camino de reivindicación de los grandí-
simos problemas que tiene nuestro pueblo.
Bien, entonces el Proyecto Nacional está aprobado y hago un lla-
mado a todos los sectores del país, es un proyecto que ya no solo es
del Gobierno; es nacional, aprobado por la Asamblea Nacional, y todos
estamos obligados: tenemos la obligación el deber de conocerlo; pido
que se haga una mayor difusión de ese proyecto y llamo a los sectores
privados y a todas la instituciones del Estado, y a la población en gene-
ral, a que luchemos para que ese Proyecto sea un éxito en lo político,
en lo social, en lo económico, en lo territorial y en lo internacional; que
son los cinco grandes ejes que como todos sabemos, lo orientan.
Voy a comenzar ahora… Vamos a mirar un poco algunos elementos
o factores, como dice la Constitución, para este informe o este mensa-
je. Vamos a enfocarnos al sector económico. Qué pasó en el año 2001
en cuanto a economía se refiere, y voy a hacer unos trazados funda-
mentales:
Logros económicos del 2001… El primero que voy a mencionar y
es muy importante: Crecimiento de la producción reduciendo la in-
flación en un marco mundial recesivo, lo cual le da mayor mérito al
crecimiento económico venezolano en el 2001, y además reduciendo
la inflación.
Por otra parte una defensa, no diría todavía que exitosa, creo que
es muy temprano para decir que exitosa, pero tenemos mucha fe en
que va a ser exitosa. Una defensa, rodilla en tierra, de los precios del
petróleo; una gestión, una diplomacia de defensa de los precios justos,

TOMO 2 > 21

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


señores del mundo. Ese es el aporte que Venezuela da al mundo y así
lo hemos explicado.
Este año 2001 lo explicamos a muchos líderes de muchos países
del mundo, Venezuela no aspira a un incremento inusitado de los pre-
cios del petróleo, a 30, a 40 dólares, no. Pero tampoco es justo que los
precios del petróleo se vengan de nuevo abajo como estaban hace 3
años; en 7 u 8 dólares el barril. No, ese es un petróleo casi regalado a
ese precio. Queremos recuperar la banda justa entre 22 y 28 dólares el
barril. Esa fue una política muy vigorosa de este año 2001.
También hay que resaltar este año cómo se recuperó de manera
exitosa –salió de allá del fondo de la tierra donde estaba– uno de los
sectores de la economía que genera mayor empleo y dinamiza la eco-
nomía, como es el sector de la construcción y la infraestructura. Ya
vamos a ver algunas cifras.
Continuó el crecimiento, sólido y sostenido, de las telecomuni-
caciones, un área económica y social, científica y técnica que abre
espacios incalculables hacia el futuro. Por otra parte se fortaleció
la inversión extranjera directa y las exportaciones no petroleras; se
logró un incremento productivo en el sector eléctrico y minero; se
continuó financiando, con mayor ímpetu la producción y se logró un
grupo importante de adelantos tecnológicos.
Vamos a ver algunas láminas: El Producto Interno Bruto real tri-
mestral. Es posible que ustedes puedan ver esa lámina en alguna pan-
talla que no veo, pero es muy importante y pido a todos los sectores
del país evaluar esto con objetividad, estos son signos importantes de
la recuperación real de la economía venezolana.
Ustedes pueden ver los últimos siete trimestres, a partir del primer
trimestre del año 2000, sin incluir el último del 2001, que aún no ha
sido definitivamente evaluado –cualquier cifra que haya por ahí es
provisional, no es definitiva; creo que en un mes y medio o dos meses

22 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


podrá el Banco Central tener la cifra definitiva del último trimestre
2001. Pero los últimos siete trimestres, hasta el tercero del 2001, en
promedio, la economía venezolana creció en 3,14%. Siete trimestres
consecutivos de crecimiento. Y este crecimiento, hay que decirlo, es el
más alto de América Latina.
Hay que decir también que el crecimiento de las actividades no
petroleras, cosa muy importante, porque no olvidemos que nosotros
necesitamos en un mediano plazo desprendernos de esa dependen-
cia, pero tan fuerte que tenemos, del precio y del volumen de la ex-
portación petrolera. La dependencia petrolera, el modelo del siglo XX
que fracasó, esto tenemos que transformarlo. Entonces, cuando nos
damos cuenta de que las actividades no petroleras crecieron a una
tasa de 3,8% por encima del promedio, esto indica que hay una fuerte
recuperación de las actividades productivas internas.
Por otra parte, el Producto Interno Bruto per cápita aumentó en
1,2% en el 2001. Es importante lo que voy a decir, el incremento del
PIB per cápita ha estado por encima del crecimiento de la población.
Esto es muy importante, porque la única forma, o una de las formas
en que vayamos recuperando poco a poco el equilibrio y sobre todo
el nivel de vida de toda nuestra población, no de una minoría ni de
algún sector: de toda nuestra población.
Por otra parte, el PIB privado; y le mando desde aquí un saludo a
los sectores privados del país, para invitarlos una vez más a que asu-
mamos en el marco de la Constitución y en el marco de las leyes de la
República, el compromiso conjunto de sacar el país adelante, de gene-
rar riqueza, de generar un modelo de acumulación de capital privado
nacional, de echar adelante la economía, metiendo todos el hombro,
la mente y el esfuerzo mayor que podamos hacer, sin importar las
diferencias de enfoques. ¡Bueno, pero es que la Constitución, ahí está
el marco, es lo que nos permite trabajar juntos, respetando nuestras

TOMO 2 > 23

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


diferencias! La Constitución es la norma fundamental que orienta la
existencia del Estado y la sociedad.
Pues, el PIB privado –recuerden que es 3,14%– ha crecido en pro-
medio en esos siete trimestres 4,8%; muy por encima del promedio.
Es el sector privado nacional lo que está creciendo verdaderamente,
mucho más que el sector público. Este año 2001 el crecimiento del
sector público petrolero fue negativo. ¡Claro, tenía que serlo! ¿No cayó
el precio del petróleo, y no tuvimos que recortar la producción en
más de 300 mil barriles diarios? Entonces, no es el petróleo y el sector
petrolero lo que está creciendo en el 2001; creció la economía privada,
no petrolera fundamentalmente. Esos son algunos detalles.
Tenemos ahí alguna otra lámina con el promedio del 4,8% de la
economía del Producto Interno Bruto real, privado, trimestral. Si sa-
camos el promedio de los últimos cuatro trimestres, cosa importante
la matemática, creo que fue Pitágoras el que escribió que Dios habla
a través de las matemáticas, y los grandes filósofos fueron grandes
matemáticos; claro, que hay que tener cuidado y mucha ética en el
manejo de la matemática. Sin la ética nada se puede manejar, hasta
para manejar una bicicleta hace falta ética.
Bueno, la matemática, los últimos cuatro trimestres el Producto
Interno Bruto real privado creció en un promedio de 5,6%. El último
año, digámoslo, sumando los cuatro últimos trimestres, sin incluir,
repito, el último trimestre del año 2001 cuyas cifras oficiales aún no
existen; están trabajándose en el Banco Central de Venezuela.
Hay otra lámina que me preparó el equipo que ha trabajado estos
últimos días con nosotros en esto. Ahí están algunas comparaciones,
dicen que son odiosas, pero créanme, señores embajadores, que esto
lo hacemos con espíritu solo constructivo. Nosotros queremos que
todo el mundo crezca, ojalá por igual. Ojalá que todos crezcamos
por igual por encima del 5%, del 6%, y hacia allá debería marchar el

24 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


mundo para lograr la justicia y consecuentemente la paz. Pero en
una tabla comparativa del crecimiento económico del 2001, Venezue-
la, comparemos allí con el Reino Unido, la Comunidad Europea, la
OCDE, los Estados Unidos, América Latina y el Japón, que lamenta-
blemente se vino abajo el año 2001 y su crecimiento fue negativo. En
verdad, nuestro crecimiento es uno de los más altos del mundo este
año que ha terminado.
Lo que le da mayor valor a este crecimiento, entre otras cosas,
como ya lo dije, es que es un crecimiento abatiendo al mismo tiempo
la inflación. Continuó Venezuela en el 2001 dominando ese diablo,
suelto como andaba, que es la inflación. Hay una tabla histórica, la
inflación de este año 2001 terminó en 12,3%, la más baja en 16 años.
Ustedes pueden ver en la lámina como después del Viernes Negro,
a los pocos años, la inflación se disparó en 1987 y de ahí no bajaba, en
el año 1998 estaba casi en 30%. El primer año de nuestro Gobierno ter-
minó en 20% y así fue bajando, 12,5% y 12,3% en el 2001. Y tenemos que
seguir haciendo un esfuerzo muy grande, y el Gobierno está dispuesto
a seguirlo haciendo, sobre todo en el orden fiscal para darle sustenta-
bilidad al gasto público para mantener el dominio fiscal. Pero hay que
hacer un llamado a todos los ámbitos de la administración nacional,
más allá del Gobierno, a todas las instituciones, para disciplinar el gas-
to, para elevar la eficiencia del gasto, para reducir el gasto ineficiente,
el gasto inútil, que todavía hay mucha tela que cortar en ese sentido.
Pues bien, así que esta tasa de inflación es la del año 2001, 17,7 pun-
tos por debajo a la registrada en 1998. Ustedes pueden ver la tabla, lo
cual implica –y esto es lo más importante del abatimiento de la infla-
ción– que muchas familias comienzan a salir de una situación deses-
perante de miseria y de pobreza. Si tomáramos como cierto algún dato
estadístico que llegó a mis manos, de que por cada punto, según un
registro histórico –claro que esto debe tener muchas otras variables,

TOMO 2 > 25

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


esto es un dato– por cada punto de disminución de la inflación salen
de la pobreza 18.500 familias. Es un dato histórico en Venezuela. Por
cada punto de disminución de la inflación, si consideramos 5 personas
por familia, serían 92.500 personas por cada punto que baja la inflación.
Dado que la inflación bajó de 30% en 1998 a 12,3% en el 2001, esto es 17,7
puntos; salieron de la pobreza, según estos datos estadísticos, 1.637.250
personas, solo por la reducción de la inflación.
Ayer estaba viendo, salió en un diario –creo que fue en El Universal–
un dato del que luego mandé a pedir más informes detallados –y agra-
dezco al diario El Universal, porque no tenía eso en mis registros, mandé
por él y anoche me llegó la información más detallada. Se incrementó
en 10% el consumo de alimentos en el 2001, especialmente lácteos.
¿Qué significa esto? ¿Qué es lo que significa eso? Por eso le tengo
que hacer un llamado a los apocalípticos que andan diciendo por to-
dos lados, y a veces uno se asombra al ver cómo gente, que uno sabe
que tiene mucha preparación académica, cómo dicen cosas. Leo mu-
cho lo que escriben y lo que dicen, quiero decirles eso. Leo mucho,
para nutrirme de críticas, de ofensas y de todo, aunque las ofensas
no me hacen daño. No. Ni me harán, esas las echo a un lado, y trato
de extraer las críticas, las críticas que uno siempre trata de buscar-
le –por más piquete que traigan– lo positivo. Entonces hay algunos
economistas, reconocidos en Venezuela, que en los días finales del año
2001 tomaron los medios y escribieron y dijeron, que fue un desastre
el año 2001, que creció la pobreza. ¡Es mentira! ¡Es mentira! Yo sería el
primero en reconocerlo aquí, si eso fuera verdad, porque entre otras
cosas, vendría a decir aquí: “Nos equivocamos, y es importantísimo
cambiar el rumbo ahora mismo”.
Sería uno de los primeros como capitán del barco, que tendría que
reconocerlo, y buscar otro rumbo, buscar otra dirección; pero no, la
pobreza ha disminuido en Venezuela, reconocido por la Organización

26 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


de las Naciones Unidas, por instituciones serias del mundo. El Progra-
ma de Naciones Unidas para el Desarrollo, por ejemplo, dice en sus
estudios, tanto los que ya han concluido como los avanzados, que hay
que ponerle cuidado a Venezuela, porque en Venezuela algo está ocu-
rriendo en cuanto a los derechos humanos fundamentales, que son la
alimentación, la salud, la vida, la educación, son los derechos humanos
de todos los días los que garantizan la vida y felicidad a un pueblo.
Es verdad eso, la pobreza en Venezuela, y hago un llamado a quie-
nes se niegan obstinadamente a reconocerlo, que lo reconozcan no por
Chávez, ¡por Dios!, no por el Gobierno; por el país, porque eso lo que
significa es que estamos levantándonos de abajo, estamos saliendo de
los infiernos y eso es bueno que lo sepa el país con la verdad, para
elevar aún más la fortaleza, la autoestima, el sentimiento colectivo, la
certeza, como diría Walt Whitman. Aquí nosotros y nuestro misterio y
nuestros dolores y nuestras contradicciones, pero aquí, nosotros segu-
ros, con la más segura de las certidumbres de que saldremos adelante.
La pobreza ha comenzado a ceder, la pobreza es un monstruo; la mi-
seria es asesina, mata niños de hambre, mata niños de enfermedades,
mata, lleva a la tumba a mucha gente, lleva a la desesperación a mucha
gente, lleva a la cárcel a mucha gente; las cárceles de Venezuela, por
ejemplo, son reductos de pobres y de miserables. Allí están pagando
sus penas, pero estudiemos las causas de por qué la mayoría está allí.
La pobreza ha comenzado a ceder. En este caso, una de las causas
es la inflación. La clase media, por ejemplo, es uno de los sectores más
beneficiados con el descenso de la inflación. Poco a poco la clase me-
dia venezolana va a recuperar su poder adquisitivo. Yo pertenezco a la
clase media; aquí la mayoría pertenecemos a la clase media, y recuerdo
cuando recibí mi título de Licenciado en Ciencias y Artes Militares, y
uno se graduaba y ganaba mil bolívares –creo que era el sueldo en 1975.
Con dos sueldos uno compraba un carrito, y no un cacharro, compré

TOMO 2 > 27

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


un carrito usado, un Volkswagen era el mío, pero ese Volkswagen cómo
corría y se movía rápido, hasta una sirena tenía, bueno con dos sueldos
lo compré. Ahora, qué muchacho recién graduado, de qué profesión,
puede comprar un vehículo con dos sueldos, o una casita, una pequeña
vivienda más o menos cómoda, eso se perdió aquí. ¿Y saben cuándo?
Después del Viernes Negro5, ahí está en la lámina, vean la inflación:
81% en el 89, llegó a 103% la inflación en el año 1996. Eso fue, eso des-
moronó sobre todo a la clase media venezolana, que se proletarizó, se
vino abajo, casi que desapareció nuestra clase media.
Tengo la idea que Venezuela podrá ser un país de una gran clase
media, de una sólida y fuerte clase media, dentro de unos años la ma-
yoría de los venezolanos debemos estar ubicados en el sector medio de
la población, desde el punto de vista socioeconómico.
Bueno, ahí está alguna otra tabla de la inflación anual promedio,
cifras ya conocidas. El Producto Interno Bruto real de la construcción;
otro de los logros. Estoy desarrollando, como ustedes, inteligentemen-
te que son, se han dado cuenta a través de algunas láminas, ustedes
pueden ver y espero que todos vean, de todos modos vamos a publicar
esto en un manual para que ustedes lo puedan debatir, vean ustedes
la construcción como cayó, venía cayendo desde el 98, vean ustedes la
caída desde el segundo trimestre del 98 que estaba en 12,9 y se vino
abajo como una avalancha, -7,7% en el 98, tercer trimestre; y cuando
llegamos al Gobierno, fue el primer trimestre del 99, la caída estaba ya
en 14,8% y por supuesto, que no podíamos detener aquella avalancha
y se vino a -24,1% incluso.
Luego vino una recuperación y desde entonces comenzó a crecer.
Luego se vino abajo de nuevo en el primer trimestre del 2000, se

5. Como “Viernes Negro” se calificó históricamente al día viernes 18 de febrero de 1983, día en que la moneda nacional, el
bolívar, sufrió una fuerte devaluación frente al dólar. Los acontecimientos que sucedieron al Viernes Negro generaron el
aumento de la pobreza, de la inflación, y originaron una crisis económica, política y social que impulsó los acontecimientos
del 27 de febrero de 1989, y las insurrecciones militares del 4 de febrero y del 27 de noviembre de 1992.

28 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


recuperó en el segundo trimestre del 2000. ¡Claro que tenía que re-
cuperarse! ¿Cuántos de nosotros hemos invertido en obras públicas?
En alguna ocasión, tomando una expresión creo que de Galbraith o
de Keynes, hablé del big push, el Estado tiene que ser el big push, en
especial del sector de la construcción, y empezamos a inyectar recur-
sos en viviendas, carreteras, autopistas, recuerdo una lista de lo que
llamábamos el “cementerio de obras públicas”. ¿Cuántas eran? Como
quinientas. Cementerios por todos lados. Hicimos un inventario nacio-
nal, hicimos un acuerdo con la banca, unos bonos especiales se vendie-
ron y en eso colaboró la banca privada, y empezamos a dar algunos en
concesión, otros por licitaciones; y comenzó poco a poco el repunte de
la construcción.
Bueno, vean ustedes cómo se comportó el sector de la construcción
en el primer trimestre del año 2001, creció 13,1. En el segundo trimestre
9,9; en el tercero 14,4 y estoy seguro que seguirá creciendo la construc-
ción en Venezuela; una caída de 26 en el 99. Esta actividad no solo ge-
nera un importante número de empleos, sino que cumple un propósito
social, mediante la construcción de viviendas, infraestructura de salud,
de educación, de protección del medio ambiente, caminos vecinales,
vías de penetración, etcétera.
Ahí tenemos en el informe una tabla del Producto Interno Bruto
real, por actividad económica. En primer lugar, la construcción, y quie-
ro hacer un reconocimiento a los sectores de la construcción, tanto al
público como al privado, en Venezuela; los que han estado trabajando
en este ámbito. En segundo lugar, las telecomunicaciones. En tercer
lugar –todas esas actividades crecieron, ahí están las ponderaciones–
transporte y almacenamiento también creció. Comercio, las institucio-
nes financieras, la manufactura, la electricidad y agua, la minería, los
bienes inmuebles, los servicios comunitarios sociales, el petróleo, cuyo
crecimiento ustedes pueden ver, fue negativo, lo mismo que los servi-
cios globales; y el resto de la economía creció, y un consolidado del que
TOMO 2 > 29

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


ya les he hablado, en fin; un crecimiento económico con disminución
de la inflación en un ambiente mundial de recesión, especialmente des-
pués del 11 de septiembre.
Los precios petroleros y su defensa. Podemos ver también en una
tabla cómo los precios petroleros en el año 2000 se movieron en una
banda, después subieron bastante en el 99; sin embargo, siguiendo la
propuesta de Venezuela, la OPEP y otros países no OPEP, acordamos
mantener los precios en la banda, y los precios venían portándose bien.
El comportamiento era excelente en el 2001 hasta el 11 de septiembre.
Veníamos en la banda, el precio del petróleo venezolano en el 2001, has-
ta el 11 de septiembre, estaba en 22,5 aproximadamente. Se vinieron
abajo y terminó el precio –en el promedio del año– en 20,3, por allí,
producto de aquel abominable hecho que todos recordamos con mucho
dolor, de Nueva York, de Washington, y el terror y la disminución del
consumo en muchas partes del mundo, especialmente en los Estados
Unidos de Norteamérica.
Pues bien, sin embargo fue muy criticado, y siempre trato de enten-
der las razones de quienes me critican, a algunos es que les hago falta,
a lo mejor. Pudiera ser que les hago falta, entonces me voy. Sí recuerdo,
que se me criticó mucho porque no comuniqué a la Asamblea, y que
habría violado la Constitución. En verdad no, jamás lo hubiera hecho,
debo ser uno de los primeros en dar el ejemplo, de cumplir de manera
inexorable con la Constitución y las leyes.
Recuerdo aquel viaje que estuvo incluso en cuestión, porque des-
pués del 11 de septiembre todas las brújulas se soltaron y no sabíamos
si los jefes de Estado, con los que ya habíamos coordinado desde co-
mienzos de año los contactos de alto interés nacional para Venezuela,
iban a hacer cambios de agenda, etcétera, que si venía la guerra, que si
no venía la guerra y, sin embargo, decidimos hacer el viaje por eso. Alto
interés nacional, y era un viaje limitado a Europa. Sin embargo, sobre

30 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


la marcha y evaluando la situación, olfateando las cosas, mirando los
indicadores diarios de cómo el petróleo amenazaba y cómo amenazaba
otra cosa mucho más grave: una guerra de precios estaba casi que ex-
plotaba, una guerra no de bombas, sí, de bombas petroleras, de pozos
petroleros, casi que nos vamos al escenario de guerra de precios, fue
cuando decidimos soberanamente, porque ustedes saben que la Cons-
titución dice que ustedes me autorizan para salir del país, pero uno
puede cambiar en el camino la ruta y desviarse a otro país, a detenerse
un día más.
Recuerdo que me enfermé en Francia, estuve un día paralizado allá
en un hospital militar. Nada grave. Una gripe y un abuso del tiempo y
de los compromisos.
Entonces, de ahí nos fuimos a Argelia, primero, a Libia, y después
decidimos irnos a Ryad, Teherán, Moscú, Canadá, Ottawa y Guanajua-
to, pero fueron unos días de debates. Fuimos a la sede de la OPEP, nos
reunimos en París con la Agencia Internacional de Energía, oímos ex-
pectativas, oímos a muchos técnicos, en el avión un trabajo incansable
con el ministro de Energía y Minas. Si no hubiese habido el acuerdo, la
otra cara de la moneda era la guerra de precios. Si todos los países de
la OPEP y los no OPEP soltamos los chorros, plena capacidad, tengan
la seguridad –eso está escrito en las tablas, la historia lo dice– que el
precio hubiera llegado otra vez a 7, cuidado si a 5 dólares el barril de
petróleo.
Con esas tablas nos fuimos a hablar con reyes, príncipes, presiden-
tes, jefes de Estado, y asumimos de nuevo el liderazgo porque había
mucha incertidumbre. Había gente que no quería ni reunirse. Estába-
mos, hay que recordarlo, a pocos días después del 11 de septiembre.
Había gente que estaba todavía evaluando la cosa política, la cosa mi-
litar: “No, que no podemos reunirnos, que después”. Y empezamos
nosotros a presionar por esas reuniones de coordinación que al final

TOMO 2 > 31

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


fueron haciéndose; y por primera vez, y esto hay que decirlo sin falsa
modestia, sin el papel de Venezuela no hubiese sido posible el histórico
acuerdo de la OPEP, y por primera vez con los grandes países que no
son de la OPEP: Rusia, México, Omán, Noruega y otros países. Es la
primera vez que hay un acuerdo de este nivel: OPEP y no OPEP.
Y ha entrado en vigencia la reducción de dos millones diarios de
barriles de producción, cosa que ha comenzado. Este gráfico que están
ustedes viendo ahí seguramente no está actualizado hasta el día de
hoy, ha caído el precio porque se está moviendo buscando la estabi-
lidad en la banda. Pudiéramos decir que dimos un salto. Estábamos
en trece. Recuerden que nosotros estábamos en trece dólares el barril
hace mes y medio aproximadamente. Hemos comenzado a movernos,
y al día de hoy el promedio del barril de petróleo de este año, el vene-
zolano, está en 16,8 o 16,9, por ahí está. Casi 17, ayer estaba en 17, hoy
cayó levemente.
Bueno, estamos apenas a dólar y medio por debajo del punto de
referencia con el cual elaboramos el Presupuesto Nacional. Eso es muy
importante para nosotros, y estoy seguro de que lo lograremos; por lo
menos, para mí, ese es el peor escenario. El petróleo venezolano este
año debe estar cerca del punto básico de 18,5 dólares el barril. Con eso
nos conformamos. Si fuera un poquito más arriba, mejor.
Bien, nuevas inversiones extranjeras directas. También uno ve por
ahí y oye a economistas, a analistas que dicen que se fueron las inver-
siones, que no quiere nadie invertir en Venezuela. ¡Mentira! Hay que
decirlo: ¡Eso es mentira! Hay que ver en el 2001 cuántas inversiones
llegaron y cuántos acuerdos que son de preinversión y de gran peso
que hicimos. Pero allí está una tabla, ahí está reflejado cómo en el 2001
las inversiones extranjeras directas llegaron a 986 millones de dólares,
sobre todo en los sectores de la industria manufacturera, transporte
y comunicaciones, totalizaron el 90% de ese gran total. Se incrementó,
viene de 652 millones en el año 2000, a 986 millones en el año 2001.
32 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Las exportaciones no petroleras también se incrementaron y lle-
garon a 5 mil 346 millones de dólares, cifras preliminares del Banco
Central de Venezuela. Necesario es destacar el desempeño de las ex-
portaciones privadas, las cuales experimentaron un incremento de 325
millones de dólares con relación al año 2000. Para situárselas, repito la
cifra: Las exportaciones privadas, no petroleras, se ubicaron en 5 mil
200 millones de dólares en el año 2001.
Esta cifra que viene aquí es impresionante. Se ha batido récord en
las ventas de vehículos en el año 2001 en Venezuela, y especialmente el
vehículo familiar es el que lleva la punta de vanguardia. Ahí podemos
ver cómo se viene moviendo el mercado de vehículos. Y esto es otro
reflejo: ¿Quiénes son los que mayormente adquieren vehículos de este
tipo? ¡La clase media! Fundamentalmente la clase media. Esta es otra
evidencia, otro dato incuestionable, esto no lo hizo el Gobierno, esto
nos llegó de la Cámara Privada Automotriz. Son los datos de ellos.
Entonces, ahí está, vean ustedes cómo se batió récord histórico. En
ningún año se había llegado a vender en Venezuela 216 mil 977 vehícu-
los. Ahí está la distribución, los ensamblados en Venezuela. Esa es otra
cosa importante. Se están incrementando los vehículos ensamblados
en Venezuela de manera importante. También creció la importación
de terceros países, y la importación de la Subregión Andina. Esto es un
dato muy importante. Esto significa recuperación económica, recupe-
ración del poder adquisitivo, sencillamente. Esto es incuestionable, y
por eso llamo a la reflexión a los que dicen que se acabó el país, que se
está hundiendo. ¡No! ¡Es mentira! El país está saliendo adelante.
En energía y minas, además de la Ley Orgánica de Hidrocarburos,
es muy importante que en el año 2001 se otorgaron las licencias para
gas libre: Seis licencias, por primera vez. Recuerden que en el año 2000
hicimos la Ley de Hidrocarburos Gaseosos, para abrir ese negocio a la
inversión privada. Eso no existía aquí, estaba reservado al Estado, y es

TOMO 2 > 33

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


irracional eso. Nosotros somos antineoliberales, pero somos también
realistas. Ni tan calvo ni con dos pelucas.
Y quién ha dicho aquí que las inversiones privadas son del neo-
liberalismo. ¡No! Depende de cómo se apliquen, y depende de cuál
sea el modelo. Toda la vida, desde que salió La Petrolia, los paisanos
nuestros de Barinas tuvieron que ir –el hijo del General Pulido, quien
fundó allá La Petrolia, en el Táchira, en el año 1878 creo que era– a los
Estados Unidos y trajeron unas inversiones y unas maquinarias para
explotar petróleo. Producían seis barriles diarios, pero los refinaban
ahí mismo, en La Alquitrana, y exportaban refinados a Colombia. Fue
una empresa bien integrada, por eso la hemos tomado como modelo.
El primero de enero fuimos allá a promulgar la nueva Ley Orgánica
de Hidrocarburos, porque es la internalización petrolera. Sacaban el
petróleo, lo procesaban, lo comercializaban, y lo exportaban. Una em-
presa integrada aquella de La Petrolia.
Se incrementó el valor de la producción minera este año. Venezuela
es un país minero no solo por el petróleo, aquí lo sabemos todos, y
cuánto interés hay en el mundo. Desde Canadá, pasando por los Es-
tados Unidos, hasta la India y muchos países de América Latina; han
venido aquí misiones de todo tipo, porque saben que este es un país
minero. Se han incrementado las inversiones y el valor de la produc-
ción minera creció en 22,8% y su correspondiente recaudación fiscal.
Se me había olvidado decirles que además del gas, pasé por alto un
punto. Esto también es histórico. La firma a finales de año que hicimos
con China, la National Petroleum Corporation de China, para cons-
truir un nuevo módulo de orimulsión. Este es un producto al que le
hemos dado mucha publicidad, y que es punta de lanza de la presencia
de Venezuela en muchos países del mundo, en Europa sobre todo, en
Asia, también en Norteamérica. En Canadá están consumiendo mucho
la orimulsión y están pidiendo más. Lamentablemente en los Estados

34 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Unidos, esperamos que eso se solucione, una decisión de un poder lo-
cal impide, bloquea la entrada de la orimulsión a los Estados Unidos.
Pero en Canadá están pidiendo más orimulsión porque ya han hecho
pruebas, están transformando viejas plantas que trabajaron con fuel-
oil, que son además muy contaminantes, y la orimulsión es mucho más
barata, y ha pasado todas las pruebas económicas, de rendimiento, de
potencia, y las pruebas ecológicas, que necesario es que las elevemos
como bandera en el mundo para conservar el ambiente y la vida no
solo de nosotros, sino sobre todo de las futuras generaciones. Es man-
dato también de nuestra Constitución Bolivariana.
Así que queremos agradecer muchísimo a todos los países que este
año 2001 han continuado invirtiendo en Venezuela, y les ruego a todos
los embajadores y embajadoras, encargados de negocios, que le hagan
llegar nuestro agradecimiento de parte de todos nosotros, de nuestro
pueblo, por su fe y credibilidad en Venezuela.
Y díganles a todos los inversionistas, desde Cuba hasta Rusia, Chi-
na, Brasil, Suramérica, Centroamérica, República Dominicana, Ma-
lasia, Francia, Italia, Portugal, todos los países, díganles que el que
quiera venir a invertir que venga, que este es uno de los países más
sólidos –y cada día será más sólido– de todo el Continente americano.
Se logró una elevación importante de la generación térmica. Uste-
des saben que tenemos un problema energético que estamos atendien-
do con cuidado, y hemos estado haciendo una campaña publicitaria:
“Apague la luz. Apáguela antes que ella se apague sola”. Y me sumo a
esa campaña que el Ministerio de Energía y Minas ha estado lanzando
y trabajando muy duro.
Pero una de las causas del problema es que aquí se había olvidado
o no se le había invertido dinero suficiente a las plantas de generación
térmica, estábamos dependiendo solo del Guri. ¡Ah, bueno! Como te-
nemos al Guri, se olvidó Planta Centro, que de no sé cuántas turbinas,

TOMO 2 > 35

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


creo que de 5 que tiene, estaban funcionando 2. Muchas otras plantas,
pequeñas y medianas, estaban semiabandonadas.
Resulta que hemos tenido un año muy seco, el año 2001 fue un año
seco –aquí tenemos los índices pluviométricos. Hoy estaba lloviendo y
ojalá que este año 2002 sea distinto, que no sea tan seco, que llueva en
la cantidad necesaria. Pero en verdad los niveles de agua de la represa
de El Guri y otras en Venezuela, han llegado a su mínimo en muchos
años. En muchos años, en más de una década; lo que, por supuesto, nos
tiene preocupados pero también ocupados.
Tenemos varios meses trabajando en planes para el sector de la ge-
neración eléctrica y, entonces, elevamos en 37.800 Gigavatios/hora la ca-
pacidad de generación térmica del país. Fue un incremento del 50%. Ha
funcionado el plan, falta mucho todavía, pero está funcionando. Estas
son inversiones, recuperación de plantas.
La interconexión eléctrica, otro logro de este año en el sector de ener-
gía y minas. Hicimos un acuerdo con Colombia para importar desde allá
250 Megavatios, y con Brasil hemos concluido la línea de interconexión
eléctrica hacia el norte de ese hermano país.
Estamos tratando ya la economía real, sectores reales de la economía.
Desde la Corporación Venezolana de Guayana se han logrado dar pasos
muy importantes, uno de ellos: se inició la construcción, el 5 de febrero
de 2001, del segundo puente sobre el río Orinoco. ¡Veintidós años de es-
pera por ese puente! Se inició la construcción y ese puente se construirá
en unos cuatro años, aproximadamente; su longitud será de 3.180 me-
tros y un ancho de 22,8 metros; cuatro canales vehiculares y una trocha
ferroviaria. Inversión: 480 millones de dólares, 96 millones de aporte
nacional y 384 millones del Banco Do Brasil. Muchas gracias también a
los hermanos del Brasil por la confianza y el apoyo a Venezuela.
¡Bueno! Ya están trabajando allí 360 profesionales, técnicos, ad-
ministrativos y obreros calificados y no calificados. Debo decirles

36 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


que la obra, al día de hoy, cuenta con un adelanto de seis meses
con respecto al cronograma inicial. ¡Arrancó a todo vapor! Se dio
inicio a las excavaciones y la fundación de las pilas de ese tremendo
puente que haremos allí, el cual va a ser muy importante para la
interconexión vial entre los estados Anzoátegui, Bolívar, Monagas,
y facilitará el intercambio comercial con el norte del Brasil hacia el
Caribe, etcétera.
Por otra parte, se reactivó el Fondo Regional Guayana, después
de cuatro años de inactividad. Tuvimos que hacer alguna reforma
de sus estatutos, eso fue producto de la privatización de algunas
empresas del Estado. Es un fondo que ahora tiene 78 millones de
dólares y hasta la fecha, después de haberlos movilizado, se han
aprobado 29 proyectos de pequeñas y medianas empresas para los
estados Amazonas, Bolívar, Delta Amacuro y Anzoátegui. Allí se
van a generar empleos –unos 393 empleos directos y 800 indirectos–
con una asignación de 1.050 millones de bolívares en créditos de ese
Fondo Regional Guayana, que estaba prácticamente congelado.
El sistema de transmisión eléctrica, ya lo dije, se terminó hacia
el Brasil y allá estuvimos inaugurándolo. Continuó la construcción,
se actualizó –esto es muy importante– y se recuperaron once meses
de retraso que tenía la construcción de la Central Hidroeléctrica de
Caruachi. Ahí había un retardo que se recuperó, además de recupe-
rar una paz laboral que nunca había existido.
Se reactivó la Línea 1 de CVG-Alcasa, que tenía cuatro años pa-
ralizada. El rearranque se ejecutó con 40 celdas y actualmente se
encuentran 70 celdas operativas. Se invirtieron allí 5,4 millones de
dólares financiados con recursos propios de la Corporación Venezo-
lana de Guayana. Esto permitirá agregar 24 mil toneladas de mine-
ral a la producción total de la CVG-Alcasa, y contribuirá a alcanzar
el punto de equilibrio.

TOMO 2 > 37

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Se firmó un acuerdo para la realización de las pruebas de garan-
tía del proceso de la planta de concentración piloto de la CVG y la
Ferrominera del Orinoco, que tenía nueve años de retraso.
Es impresionante lo que nos va a permitir este acuerdo. Se van
a invertir 223 millones de dólares. Ganó la licitación un consorcio
canadiense-español: Metchem Felguera, que va a financiar la cons-
trucción de la planta comercial. Es un financiamiento preaprobado
que nos permitirá que la planta tenga una capacidad para producir
8 millones de toneladas de concentrado de mineral de hierro al año.
Garantiza la vida de la CVG-Ferrominera por más de 40 años. Este
contrato tenía nueve años en espera. ¡Nadie quería invertir aquí, eso
sí es la verdad! Aquí nadie quería invertir. Venían, veían y se iban
cuando analizaban la situación del país y que aquí no había leyes, no
había Gobierno, no había capacidad del Estado para asegurar la paz
laboral. ¡Ahora no! Con todos los problemas que seguimos teniendo,
aquí hay un Gobierno, hay un Estado, hay una Constitución nueva,
hay unas leyes, hay un país y una economía que ya hemos visto cómo
anda.
¡Miren esto! Este acuerdo va a elevar las reservas probadas de
mineral de hierro, están estimadas a 14.600 millones de toneladas,
una de las más grandes del Continente y contribuirá, por supuesto, a
la reactivación de la economía.
Ustedes saben que el mineral de hierro venezolano y la industria
del hierro en Venezuela es una de las más competitivas del mundo,
igual que la del aluminio, por una serie de condiciones geográficas,
como la cercanía al Orinoco, transporte barato, la cercanía al At-
lántico, la energía cercana y barata, mano de obra capacitada, una
infraestructura instalada ahí, en todo lo que es la zona de Matanzas.
Se culminó el estudio de factibilidad de la planta de pulpa y de pa-
pel. Aquí llegará el día en que nosotros no importaremos una hoja de

38 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


papel, porque aquí podremos producir y exportar todo el papel que
podamos. Ya se concluyó el estudio presentado a la CVG y hay em-
presarios y representantes del Gobierno finlandés, que han venido
trabajando en este proyecto para procesar 300 mil toneladas anuales
de pulpa mecánica, y para producir 300 mil toneladas anuales de
papel para periódicos y revistas.
A los señores empresarios, dueños de los medios de comunica-
ción, les doy esta buena noticia: no van a tener que importar papel, se
lo vamos a vender más barato para que puedan publicar más y hacer
más revistas. Sí. ¡Vean ustedes cómo es la democracia!
Aquí hubo una época en la cual, desde Miraflores no había dóla-
res para que compraran papel y casi se ahorcaban, pues. Ejemplos
hay y muchos. Ahora nosotros, al revés, vamos a producir más papel
para vendérselo más barato, para que les rinda la cosa.
¡Miren, esto que viene aquí también es muy importante! La demo-
cracia no puede ser solo política, tiene que ser plena: La democracia
social, la democracia económica. Entonces, este año 2001, se firma-
ron allá en Guayana 58 contratos de arrendamiento de áreas mineras
a pequeños empresarios en El Callao; 275 hectáreas en total, destina-
das a organizar la pequeña minería. Las áreas cedidas cuentan con
reservas probadas de mineral, lo cual disminuye el riesgo potencial
de los pequeños mineros y la producción asciende a 590 kilos de oro
al año. ¿Inversión? 2.650 millones de bolívares financiados por el
Fondo Regional Guayana para los pequeños mineros. Se van a ge-
nerar 2.430 empleos directos con estos 58 contratos que se lograron.
Se logró la ampliación de la capacidad de producción de CVG-
Bauxilum. Este fue un acuerdo estratégico, el cual echa por el suelo
esa tesis de que la única forma de atraer inversiones internaciona-
les era privatizando las empresas del Estado. ¡No, no es así! Vayan
ustedes por el Asia, por Europa, a ver si eso es verdad. Aquí es que

TOMO 2 > 39

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


nos tenían ese cuento todos los días: “No, la única forma de atraer
inversiones es privatizando. ¡Privaticemos!”. Y, además, la desregula-
ción laboral, la flexibilización laboral. Eliminaron aquí las prestacio-
nes, eliminaron de todo con el cuento de que iban a incrementarse los
salarios y el empleo. ¡Mentira! ¡Una gran mentira!
El Papa lo ha dicho una y mil veces, oigamos al Papa Juan Pablo II;
que el neoliberalismo es salvaje y tenemos que erradicarlo de la faz de
la Tierra, definitivamente, porque eso nos lleva hasta el infierno. ¡Es
salvaje!
Desde aquí hacemos llegar nuestro saludo y solidaridad profunda,
bolivariana, al pueblo argentino, al pueblo de San Martín, a su gobier-
no y a sus instituciones. Pero leamos los discursos del presidente de
Argentina, Duhalde, quien ha dicho una gran verdad: “Argentina está
fundida”. Así lo dijo. ¡Eso da tristeza!
¿Cuál es el soplete con el que fundieron a Argentina, una de las
naciones más grandes, de mayor raigambre social y productiva en este
Continente? ¡El neoliberalismo!

Respeto tu criterio, pero creo que a Argentina la fundió el neolibe-


ralismo
¡Ojalá pudiéramos discutirlo un día! Te invito a que lo discutamos
con un buen café. Sería bueno [responde a algunas personas que le
dirigen frases en desacuerdo con lo que él está diciendo].

Yo no soy peronista, yo soy bolivariano, pero voy a caer en la ten-


tación de hacer un comentario y no quiero abusar de que tengo el
micrófono, quiero que lo podamos discutir. Pero en verdad, más allá
de Perón, Bolívar lo decía en Angostura, algo así como esto: “¿Atri-
buírseme a mí todo el bien o todo el mal de la República? ¡No, si yo
soy apenas una débil paja arrastrada por el huracán revolucionario!”.

40 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


En verdad, creo que ningún hombre tiene tanto poder, ni bue-
no ni malo, para acabar con un país o para levantar un país. ¡Son
procesos históricos! Claro, los hombres individuales –creo que era
Marx, el que decía: “El hombre hace la historia, pero dentro de las
condiciones que la historia le impone”. Ese es un debate muy viejo,
el papel del hombre individual en la historia. Triste de aquellos que
crean que ellos son predestinados o que pueden hacer la historia.
No, la historia no la hace ningún hombre en particular, la hacemos
en colectivo, pero con limitaciones del momento que se vive, de la
geografía, de la cultura, las tradiciones, en un marco. Creo que Marx
tenía razón en eso.
Bueno, pero lo que estaba comentando es que se amplió la ca-
pacidad de producción de la CVG-Bauxilum. Un acuerdo comercial
con la empresa francesa Pechiney. Agradezco muchísimo también a
Francia, a su presidente Jacques Chirac, a sus empresarios.
Francia, en estos últimos dos años, ha más que duplicado sus in-
versiones en Venezuela, y siguen llegando empresarios franceses a
Venezuela, en todas, o en muchas de las áreas de la inversión. Pero
recuerdo cómo se hizo este acuerdo; ustedes saben que aquí hubo
intento de vender en bloque el aluminio venezolano, de privatizarlo,
con esa excusa de: “¡No, es la única manera, hay que privatizarlo!”.
Casi lo regalan.
Esa fue una de las cosas que le ocurrió a la Argentina, que privati-
zaron casi todo. ¡Casi todo! ¿Bueno, y el Estado? Ah, no, porque era el
cuento ese, neoliberal, de que el Estado tiene que sacar sus manos de
la economía y que el Estado no podía ni siquiera regular. Según los
neoliberales el Estado no debería existir. ¿Las constituciones? “No,
para qué”. Si el Estado no debe regular es que no debe haber ninguna
Constitución. Nadie regula nada. ¡La mano invisible del mercado!
Esa es la mano del diablo.

TOMO 2 > 41

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Entonces, aquí tenían ese mismo cuento. Nosotros dijimos al mun-
do, una vez llegados al Gobierno: No vamos a privatizar el aluminio.
El hierro, bueno, ya lo habían privatizado y ahora estamos haciendo
esfuerzos para que eso marche bien en todo lo que es Sidor.
Hemos estado cooperando con ellos, hasta inyectando capitales,
solucionando conflictos con los trabajadores, ahora recientemente he
recibido una carta de este muchacho, Machuca, que parece que está
cogiendo buen camino, desde aquí felicito a Machuca y a todos los
trabajadores de Sidor.
Sí, claro, ante los últimos acontecimientos. Miren yo, de verdad, con
todo mi respeto, quiero agradecerle a los que organizaron el paro del
10 de diciembre, ¡qué bueno ese paro! Positivo, cómo ha ayudado a de-
finir cosas, una de esas es este asunto de algunos grupos de trabajado-
res que ahora han visto más clara la situación. Aquella foto levantada
de dos señores, ja, ja; para la historia pues. Cómo aclara eso a mucha
gente que estaba quizás confundida, bueno. Pero vuelvo aquí para no
caer en la provocación.
Entonces, el acuerdo comercial con la empresa Pechiney, nosotros
hemos pasado de 1,6 millones de toneladas anuales de alúmina a más
de 2,2 millones de toneladas anuales. Este proyecto, conjuntamente
con la reactivación de la línea 1 de CVG-Alcasa, del que ya hablé, re-
vierte el proceso de desinversión del sector aluminio desde el falli-
do intento de privatización. ¿Saben cómo estamos pagando una parte
de la inversión de la empresa francesa? Con la misma alúmina. Ellos
aceptaron en el acuerdo; como se incrementó la producción de alúmi-
na, con esa misma alúmina estamos pagando parte de la inversión en
dólares que ellos comenzaron a hacer, y van a continuar haciéndose
acuerdos estratégicos.
Se instaló una planta piloto de extracción de galio en CVG-Bau-
xilum, una alianza estratégica con Sumitomo-Chemical y Marubeni,

42 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


generación de empleo, producción de 20 toneladas anuales. Y se culmi-
nó –y esta es una excelente noticia– producto de una serie de viajes que
hicimos por el mundo, recuerdo en Irán cuando fuimos a una gran
siderúrgica en Isfahán, una bella ciudad, muy antigua, tiene como dos
mil y tantos años, y en la antigua Persia se decía “el que no conoce Is-
fahán no conoce la mitad del mundo”. Allá fuimos a parar un día y eso
está en el medio de un desierto y hay flores y árboles y plantas, muy
bello aquel valle de Isfahán. Pues ahí hay una gran siderúrgica, entre
otras que visitamos en otros países de Europa y del Asia.
Y conociendo nuestra realidad, las riquezas que tenemos y el poten-
cial y la competitividad y las ventajas de nuestro mineral de hierro, es
que se ha culminado el estudio de prefactibilidad para la instalación
de una nueva siderúrgica en Venezuela. Eso se hizo con la empresa
Danieli, es un proyecto de gran envergadura, pero está concluido el
estudio de prefactibilidad. Se reactivó la mina Sosa Méndez en El Ca-
llao, contrato de trabajo con la empresa china Changdon Group, de
nuevo los hermanos de China invirtiendo en Venezuela, en este caso
13 millones de dólares, y reactivamos esa mina que había permanecido
inactiva por muchos años, pero muchísimo tiempo.
Bueno, lo demás son otros logros en la gestión laboral, son logros
muy importantes, una paz laboral aceptable que permite el trabajo,
reconocimiento de los derechos de los trabajadores, esa es otra cosa,
que los trabajadores no pueden ser explotados. En una ocasión hubo
un conflicto por allá con unas empresas, hubo un paro y fuimos a ins-
peccionar, la ministra del Trabajo, el presidente de la Corporación, y
determinaron que se había matado un trabajador por falta de normas
de seguridad. Se desprendió de no sé dónde, y se metieron allá aba-
jo donde los trabajadores comían y aquello era como cualquier cosa,
menos un comedor de gente; no les daban agua fría, una agua calien-
te, unas condiciones de trabajo sumamente duras, violatorias de los

TOMO 2 > 43

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


derechos humanos; ahí también se ha logrado un buen trabajo porque
no se trata solo de elevar la producción de aluminio y de hierro a costa
de la vida y de la salud de los trabajadores. Los trabajadores son más
importantes que el oro, que el hierro y que el aluminio, porque es el
capital humano, es lo más importante que tenemos los venezolanos.
Bueno, esto por algunos sectores de Guayana, de la CVG.
Otro aspecto importante, señor presidente, señores diputados, dipu-
tadas, embajadores, amigos todos. Este año que terminó, también, fue
otra de las benditas leyes habilitantes, la Ley del Sistema Microfinan-
ciero. Miren, ya se están dando en Venezuela, y esto aquí nunca había
ocurrido, créditos –van a ustedes a pensar– sin intereses. Ya hay gente
en Venezuela que está recibiendo créditos sin intereses. Esta idea, sé
que algunos me han dicho de todo. A mí me nació esa idea allá, fue en
Arabia Saudita, conversando con el rey y hablando de cómo financian
y enterándose uno de las cosas del mundo. Bueno, me dijeron que ellos
allá dan crédito sin intereses porque, bueno, así lo manda su religión,
ellos no cobran, eso para ellos es usura y es pecado. Yo dije, bueno allá
no puedo imponerle esto a la banca privada, van a decir que soy el dia-
blo, pero sí estábamos pensando ya en las leyes de la microfinanza y ahí
se dejó establecido, sobre todo para los más pobres, esa gente que recibe
un crédito de 500 mil bolívares, un millón de bolívares. En verdad son
500 mil bolivitas, pues, que cada bolivita para ellos puede ser la vida y
que tienen que pagar una cuota mensual, entonces se ha abierto, y eso
quedó a criterio y evaluación de los entes financieros.
El sistema financiero público comenzó a funcionar, vean ustedes
cómo ha crecido, producto entre otras cosas de la Ley de Microfinan-
zas. Este año el crecimiento ha sido desde que llegamos al Gobier-
no, de 220% en los montos otorgados, pero este año 2001 llegamos a
520 mil 11 millones de bolívares, y el incremento en cuanto a bene-
ficiarios fue mayor. Es la distribución equitativa, es la democracia

44 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


económica, la democratización del capital. El Banco Industrial, por
ejemplo, ese estaba concentrado en muy pocas manos, más del 80%
de los créditos del Banco Industrial, cuando llegamos al Gobierno,
se concentraban en un pequeño sector del país, muchos de los cuales
no pagaban o les daban créditos concesionales, a unos intereses bas-
tante bajos, regalando el dinero de los venezolanos.
Pues bien, se está democratizando el crédito para cooperativas,
para ayudas económicas, etcétera. Por aquí tenía un dato. Este año
creamos, producto de otra de las benditas 49, el Banco de Desarrollo
Económico y Social, eso no existía. El Fondo de Inversiones de Vene-
zuela, que era un instrumento neoliberal, porque todo lo que iba a
ser privatizado iba para allá, era como el “privatizoducto”, algo así.
“¿Quiere vender algo? Métalo en el Fondo de Inversiones”, ahí estaba
Dianca, ahí estaba el Puerto de La Guaira, ahí estaba de todo. Bueno,
ahora no, y ese dinero no podía utilizarse para el crédito para el desa-
rrollo, no, era un dinero solo para pagar deudas o para cualquier otra
cosa. Ahora ese Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social na-
ció y ha contribuido al incremento en este 700%. Por ejemplo, el ciuda-
dano Javier Ginestra recibió un crédito –para poner un ejemplo, cada
una de estas cifras tiene rostros por detrás. Más allá hay rostros, hay
seres humanos que reciben créditos, me he conseguido mucha gente
que me dice: “¡No! Yo tenía 40 años trabajando en esto, primer crédito
que me dan”– un crédito por 4 millones.
A la Naviera Rassi, este fue uno de los créditos más importantes
que dio el banco, 4 millones de dólares. Esto no es ningún micro-
crédito, esto sí tiene intereses. A la Naviera Rassi, ¿para qué? Para
financiar el ferry que cubriera la ruta turística Paraguaná-Aruba y
Curazao. Este es un crédito que se dio este año, del Banco Industrial
de Venezuela. El ciudadano Rubén González recibió un crédito para
una pequeña y mediana industria por 300 millones de dólares, para

TOMO 2 > 45

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


la empresa Digital Print, y así. Créditos de 9 millones de dólares para
Carlos Aquia, Gabriel Ruiz Leyva. Un conjunto de créditos pequeños
y medianos que han contribuido a disminuir el desempleo y a incre-
mentar la producción económica y, sobre todo, la democratización del
capital.
Las microfinanzas. El Banco de la Mujer que comenzó también este
año, eso nació el año 2001. El Banco de la Mujer nació el 2001 y nació
caminando y logrando éxitos notables. El Banco de la Mujer dio 1.036
créditos el 2001 por un total de 452,5 millones de bolívares y el Banco
del Pueblo, que había caído prisionero de la vieja Ley de Bancos, por-
que el Banco del Pueblo nació en el marco de las viejas leyes y estaba
prisionero por la Ley de Bancos, luego este año fue liberado por la
nueva Ley de Bancos y la nueva Ley de Microfinanzas y este año sí es
verdad que el Banco del Pueblo pudo lograr cumplir sus metas, dio
6.665 créditos, con una inversión de 9.700 millones de bolívares.
Por otra parte, este año, en cuanto al apoyo o logros económicos en
el sector agrícola, se redujo la situación de inseguridad alimentaria.
Este año se ejecutaron un conjunto de programas, como por ejemplo el
llamado “Todo a mil”, dirigido a las clases populares. Cortes de carne
de primera, en presentaciones que oscilaban entre 340 y 350 gramos
y empaques de costilla de res, cuyo peso variaba entre los 450 y 500
gramos, pensando en los más necesitados, este fue un programa que
comenzó en el año 2001 y va a continuar en este año 2002.
“El Combo Pabellón”. Otro programa, bueno, dirigido a los secto-
res populares, una dieta balanceada, dirigido a través del sistema del
Proal, de alimentos. El Plan Agroalimentario Nacional se ha elaborado
para impulsarlo con mayor firmeza en el 2002. Programa de Atención
a la Mujer Embarazada y a la Madre en Período de Lactancia. Son pro-
gramas que este año se lanzaron, algunos de ellos, no quiero abundar
en todos los detalles que aquí existen.

46 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Reactivación, transformación y dinamización de las cadenas
agroproductivas. Entró en vigencia la Ley de Pesca y Acuacultura;
con este fin se suscribió un convenio entre la Asociación Venezolana
de Industriales del Café y la Corporación de Abastecimiento Agríco-
la. Se reactivó la cadena algodón-textil-confección, incluso le dimos
un apoyo especial a los productores de algodón. Comenzó la reac-
tivación de la cadena de cacao. Se rescataron 300 mil toneladas de
capacidad nacional de almacenamiento de cereales que estaban des-
cuidados o abandonados. Se otorgaron 448 mil millones de bolívares
en créditos agrícolas a través de la banca privada y se aprobaron 77
mil millones a través de Fondafa.
Desde hace mucho tiempo no se hacía concreto aquí un programa
de abastecimiento de maquinarias agrícolas, pues gracias también a
la colaboración del gobierno de China, este año recibimos un impor-
tante lote de tractores y maquinarias agrícolas que ya fueron distri-
buidas a muchos productores de todo el país.
Beneficiarios en el Programa de Maquinaria Agrícola: 1.063 bene-
ficiarios.
¿Cuánto se ha invertido en esto? 22 mil 200 millones de bolívares,
incluyendo maquinaria de los Estados Unidos a través del Eximbank,
maquinaria china y maquinaria brasilera. De estos tres países: de
Brasil 511, de China 543, y 9 de los Estados Unidos. Por primera vez
en Venezuela se implanta un programa masivo de mecanización del
campo.
El financiamiento se incrementó para el arroz. Estos son financia-
mientos de carácter social, más que todo, a los pequeños productores
que aquí casi no había. Para el arroz se financiaron 423 pequeños
productores, para un total de 5.800 millones de bolívares.
La caña de azúcar mucho más, 20 mil millones de bolívares a
1.411 productores. El café, 5.718 productores. En total, de arroz,
caña de azúcar, café, cacao, palma africana –este año hubo bastante
TOMO 2 > 47

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


financiamiento a la palma africana–, el algodón y la pesca artesanal;
en total fueron 12.250 beneficiados, para 82.400 hectáreas y un total en
bolívares de 71.809 millones. Esto es esencial, esto forma parte de los
planes: maquinarias, financiamiento y la asistencia técnica respectiva.
La soya, traigo este ejemplo que es uno de los más resaltantes. El in-
cremento de la soya, en cuanto a la producción, entre el 2000 y el 2001
fue de 254% en cantidad de hectáreas. De 1.691 en el 2000 a 6.000 en el
2001, y está previsto que en el 2002 se incremente a 12 mil hectáreas,
un incremento del 100%. Venezuela tiene un gran potencial para esto.
Tuvimos una disminución en la producción de la caña de azúcar,
carne, arroz, maíz y cereales, sobre todo nos hizo mucho daño el año
seco al que ya me he referido. La pluviosidad del año 2001 disminu-
yó aproximadamente un 20%, tal como lo confirman los informes
meteorológicos. Esperamos que este año sea mejor, de todos modos,
dada esta situación natural, hemos tomado algunas medidas preven-
tivas, hemos decretado una emergencia, por ejemplo, en el estado
Guárico, y hemos estado tomando acciones e inyectando algunas in-
versiones para rescatar algunos pozos, trabajando con mecanismos
alternativos previendo situaciones que pudieran tornarse difíciles.
En ciencia y tecnología, sobre todo quiero resaltar lo de los info-
centros, este es otro logro importante que contribuye al desarrollo
social y económico. En total se incrementó el acceso a la internet en
Venezuela, este año 2001, en 47%. En total fue 83%, pero debido o mo-
tivado a los infocentros, fue un 47%.
Por acá tenemos el total de infocentros que tenemos ya en el país.
240 infocentros se instalaron en Venezuela en el 2001. Y esto es muy
importante para la educación, la ciencia, la técnica, la economía. Se
invirtieron allí 17.353 millones de bolívares, y esto incluye regiones
tan apartadas como el Alto Orinoco, en La Esmeralda, allá fuimos a
inaugurar uno de estos 240 infocentros.

48 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Yo quiero hacerle un reconocimiento a todos los ministros porque
sé que han trabajado muchísimo este año para lograr las metas que
nos impusimos el año 2001 y este año, pues, habrá que trabajar mucho
más duro, con mayor rigor metodológico, con mayor eficiencia para
incrementar las metas en función de los intereses de nuestro pueblo.
¡Bueno! He ahí algunos elementos del aspecto económico. Pero
quiero recapitular reafirmando lo importante que ha sido el año 2001,
porque se ha consolidado un crecimiento económico, abatiendo la in-
flación y, sobre todo, tomando en cuenta el contexto de recesión que
azotó al mundo, especialmente en los últimos meses; lo demás son de-
talles que recogen la importancia y la calidad y algunas de las políticas
que activamos para el crecimiento económico y también el crecimien-
to social.
En cuanto a lo social, la situación también ha sido de logros muy
importantes el año 2001. La educación, por ejemplo. En la educación,
si vemos la tabla, podemos darnos cuenta de algo que es vital para un
país: el presupuesto destinado a la educación. El año 2001 llegó al 7%
del Producto Interno Bruto, ya en el año 2000 estábamos en 6%, pero
en el 98 el porcentaje estaba por debajo del 3%. Es decir, que hemos
más que duplicado el presupuesto dirigido a la educación, y en el 2001
continuó fortaleciéndose llegando hasta el 7%.
Logros importantes, grosso modo, las Escuelas Bolivarianas; la re-
ducción de la deserción escolar; comenzó el proyecto de las Escuelas
Técnicas Robinsonianas; continuó la instalación de los Centros Boli-
varianos de Informática y Telemática, proyecto que se inició el 2001;
incrementos salariales para los maestros, para los profesores; presta-
ciones sociales atrasadas que comenzaron a reconocerse. Por ejemplo,
ahí pueden ver ustedes lo de las escuelas bolivarianas.
Comenzamos el año 2000 con 559 escuelas bolivarianas, pero este
año 2001 dimos un salto a 2.229 escuelas bolivarianas, lo cual nos llena

TOMO 2 > 49

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


de alegría y significa que el proyecto es un proyecto bandera, estraté-
gico para el futuro del país.
Yo no sé si está por aquí. Me dijeron que iba a venir hoy Chris-
tian Urbina, un niño de 8 años. Por allá está. ¡Hola, Christian! Mira
cómo anda de elegante con una corbata azul. ¿Quién es Christian
Urbina? Tiene 8 años y él regresó a la escuela. Christian está en pri-
mer grado, pero él no estaba en la escuela, y ahora está en la escuela
Antonio Ornés, aquí en San José, en Caracas. ¿Allí estás estudiando,
verdad? ¡Bueno, sigue adelante!, no te vayas a ir de nuevo de la escue-
la, porque la escuela es como tu vida, es el futuro para ti y para tu
generación. ¡Que Dios te bendiga! Christian Urbina. Detrás de cada
cifra hay miles de rostros, millones.
En verdad que en educación hemos dado un salto impresionante
hacia adelante. Un millón 300 mil niños es el incremento de la ma-
trícula escolar en estos tres años de revolución. Es impresionante.
Un millón 300 mil niños. ¡Claro! Vuelvo con el asunto del neolibera-
lismo salvaje, aquí prácticamente se había privatizado la educación
y eso afecta desde el preescolar hasta la educación universitaria.
Como ya comenzaron las especulaciones, ratifico lo que dije hace
unos días, me voy de Miraflores. No se alegren mucho algunos. Me
voy de Miraflores, y eso va a ser una universidad. Hemos decidido
convertir el Palacio de Miraflores en una universidad, y eso va a ser
este año.
Hay muchos jóvenes, sobre todo en las clases bajas, los pobres,
que llegan al bachillerato y por allá se quedan. No. Queremos hacer
una universidad popular. Todas son populares, pero esta va a ser
más, y bolivariana, porque va a orientar la educación hacia lo que
decía Bolívar: “Las naciones marchan hacia la grandeza con el paso
de la educación”. Y eso va a ser el núcleo original de esa universidad.
Pero aspiramos una universidad que abra las puertas a los jóvenes,

50 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


y que tengan comedor, que tengan áreas deportivas, que tengan ca-
lidad de la educación. Es para garantizar el cumplimiento de los
derechos humanos, en este caso la educación, consagrada en esta
Constitución.
Escuelas bolivarianas. Hay unas escuelas bolivarianas que se han
destacado, y unos alumnos que se han destacado: como Wilmary Na-
vas. La felicito, ella es del municipio Mariara, tiene 7 años, es una niña
extraordinaria que se ha destacado en el año 2001 en las escuelas bo-
livarianas; en el estado Sucre, Wilson José Wetter. Era un niño de la
calle, ahora es uno de los más destacados en la Escuela Bolivariana
“Cruz de la Unión”, en Sucre. En Falcón, la niña María Elisa Paz, de
la Escuela Bolivariana “Simón Rodríguez”, destacadísima en primer
grado. En Vargas, Randi Mata, de 10 años, y así muchos más. Aquí está,
nosotros estamos haciendo una evaluación de cuáles son los niños más
destacados, pues hay que premiarlos a través de becas, reconocimien-
tos especiales. Y además, también hay que felicitar a los directores y a
los maestros y maestras de las escuelas bolivarianas.
Este año 2001 además ocurrió algo importante, y es que ya hemos
comenzado a inaugurar escuelas bolivarianas totalmente nuevas; por-
que el proceso comenzó con el acondicionamiento y ampliación de
viejas escuelas, de viejas instalaciones, refaccionadas, ampliadas. Hoy
es el Día del Maestro. Vamos a felicitar a todos los maestros y maestras
de Venezuela desde aquí. 15 de enero, y vamos a llenarnos del espíritu
de los maestros verdaderos, el maestro que fue Jesús y que sigue sien-
do Jesús, el gran maestro, Jesús de Nazareth, el buen maestro, el que
enseña, y no solo con la palabra sino que da el ejemplo, el maestro, el
humilde, el que se desprende por sus alumnos, el que trata de elevar
no solo el conocimiento, digamos académico, sino además la espiritua-
lidad de sus alumnos, llenémonos pues del espíritu del verdadero y del
gran maestro. Felicitaciones a los maestros en su día.

TOMO 2 > 51

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Y en este caso especial, a las escuelas bolivarianas, que se han dota-
do. Ya comenzamos a inaugurar, creo que mañana vamos a inaugurar
una –o pasado mañana– por aquí en los Valles del Tuy, en Santa Lucía,
una escuela bolivariana totalmente nueva, con sus espacios para el de-
porte, para la cultura, salones amplios, espaciosos, con buena ilumina-
ción, buena ventilación, dotadas con una cocina, con un comedor o con
pupitres que son al mismo tiempo unas mesas donde los niños pueden
desayunar, almuerzan y meriendan luego, antes de irse a la casa. Esto es
una bendición. Tenemos que cuidarlas muchísimo. Yo estoy seguro de
que Aristóbulo Istúriz va a continuar esa gran labor de Héctor Navarro
al frente de las escuelas bolivarianas, para seguir potenciándolas.
Por cierto, que no he dicho quién va a ser el nuevo ministro de la
Secretaría. Rafael Vargas va a ser el nuevo ministro de la Secretaría
de la Presidencia, en sustitución de Diosdado Cabello, quien, como ya
anuncié, va a ser el Vicepresidente.
¡Bueno! También el programa de alfabetización siguió funcionando
este año. 82 mil venezolanos en el 2001 salieron de la situación terrible
y oscura del analfabetismo. Y el plan, pues, va a continuar. Nosotros
tenemos el plan, y llamo a toda Venezuela para que se sume a este plan,
a este esfuerzo. En el año 2005 no debe haber analfabetas en Venezue-
la. Yo quiero felicitar a todos los que están trabajando en este proyecto
que es hermoso. En el 2005 no debe haber analfabetas en Venezuela.
Este año fue de 82 mil el número de alfabetizados.
Comenzó también el proyecto de las Escuelas Técnicas Robinsonia-
nas. Ustedes saben que aquí las escuelas técnicas las habían práctica-
mente desaparecido. Las que no fueron cerradas.
Las Escuelas Técnicas Robinsonianas fue un proyecto que comen-
zó este año después de varias décadas de abandono, recuperando la
educación técnica, y le hemos dado el nombre de Robinson por Simón
Rodríguez, ustedes saben.

52 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Simón Rodríguez, a mis amigos los embajadores y embajadoras les
recomiendo una novela extraordinaria que escribió ese venezolano
ilustre, que en paz descanse, don Arturo Uslar Pietri, La Isla de Robin-
son se llama, ¡qué tremenda novela!, sobre la vida del Robinson ameri-
cano que no fue otro que Simón Rodríguez, bueno, por eso le dimos el
nombre “Escuelas Técnicas Robinsonianas” porque Simón Rodríguez,
ustedes saben que le daba una gran importancia a la educación téc-
nica, él decía entre otras cosas, en sus escritos por allá en 1848: “A los
niños hay que enseñarlos a trabajar la tierra, los metales y la madera
para que sean creativos y creadores”. “Si queremos República forme-
mos hombres republicanos”, también decía.
Estas escuelas técnicas van a ser para eso, para elevar la capacidad
técnica de nuestros jóvenes. Hemos dotado este año 15 escuelas técni-
cas, industriales, comerciales y agropecuarias con una tecnología de lo
mejor; alta tecnología. Estuvimos inaugurando la de aquí de la región
capital, la de San Martín, y ahí están los muchachos de la clase media,
la clase baja, la clase popular, manejando computadoras y sistemas de
última tecnología.
Quiero agradecer aquí al rey de España, su excelencia Juan Carlos
de Borbón; y al presidente de España, José María Aznar, por la colabo-
ración que el gobierno español nos ha dado a través de un crédito para
equipar estas escuelas técnicas robinsonianas.
Bueno, hay licitaciones otorgadas para la dotación de otras 60 es-
cuelas técnicas. Está la dotación contratada, ahí aparece el gráfico: 60
que son para este año 2002 y la Ley Paraguas por 100 millones de dó-
lares que nos permitirá recuperar 327 escuelas técnicas existentes y
convertirlas en escuelas robinsonianas.
Esa va a ser otra dirección estratégica de la educación venezolana.
La evolución salarial de los docentes, ahí en la gráfica pueden revi-
sarla. En verdad, una educación de calidad se logra con la participación

TOMO 2 > 53

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


entusiasta de docentes bien atendidos, esta es una deuda histórica, acu-
mulada de muchísimos años.
Yo soy hijo de maestros, y uno vivió la pobreza de los maestros, la
gran mayoría; unos salarios deprimidos, pero sumamente deprimidos.
Nosotros estamos conscientes de ello y creo en verdad que este ha sido
el gobierno que más ha reconocido este problema y más acciones ha
tomado al respecto, entre todos los gobiernos de las últimas décadas.
La elevación sustancial de los salarios de los educadores ha alcan-
zado en estos tres años un total que se ubica entre 114% –como ven a
la derecha para los licenciados docentes VI en una banda, un rango–,
hasta un 116% en el caso de los técnicos superiores docentes y licencia-
dos. Además en las escuelas bolivarianas los docentes reciben una bo-
nificación mensual que equivale a un incremento de 60% de su salario,
porque ellos trabajan mucho más que los otros, trabajan mucho más
porque tienen que quedarse todo el día y se les exige mucho más en
las escuelas bolivarianas.
En prestaciones sociales, desde 1999 hemos venido cancelando
prestaciones sociales que se adeudaban a los docentes desde 1992, he-
mos cancelado 15 mil 990 casos y se adeudan hasta la fecha menos
de 3 mil casos. Se está procediendo a la jubilación en este momento
de 3.200 docentes con fecha 1º de enero de 2002 que ya cumplieron
con sus requisitos, y su jubilación estaba retardada. Esto lo seguimos
acelerando.
Las normas de homologación en la educación superior, ahí también
hemos estado reconociendo y dando beneficios, reconociendo dere-
chos y obligaciones a los profesionales de la educación superior en Ve-
nezuela, el incremento de los salarios es uno, igual que en el caso de
los maestros.
Cumplimiento de las normas de homologación, la dotación de áreas
críticas para diferentes instituciones y políticas implementadas para la

54 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


atención de estudiantes de menores recursos. Ahí está una tabla donde
se recoge la evolución salarial de los docentes en educación superior.
El instructor recibió desde el 98 para acá un incremento de 253%, estoy
recogiendo los tres años, pero ustedes pueden ver en la tabla el incre-
mento del último año 2001.
Y para los titulares de 216%, esto que está aquí es en millones de
bolívares, es decir, un profesor titular pasó a percibir ahora en el 2001
un salario de 1.861.700 bolívares, un salario ya más o menos adecuado
para un profesor titular. Titular es el que está ahí a dedicación exclu-
siva, el último grado, el de mayor nivel, después de muchos años, ese
es como un general en jefe casi, un general de división por lo menos,
gracias por aclarármelo porque tenía la duda.
Bueno, entonces allí también, y debo decirle a los maestros, a las
maestras, a los profesores universitarios, que este Gobierno continua-
rá con ese mismo ánimo y con esa misma intención y, al mismo tiem-
po, a los gobernadores y alcaldes también le pedimos que atendamos
en conjunto este problema que es muy grave.
Por allá, en un estado que visité hace poco, me informaban que
tenían un paro de maestros desde noviembre, en Barinas; por allá en
Lara también creo que había un paro, en Cojedes. Bueno, a los gober-
nadores siempre los atendemos y muchas veces son deudas acumu-
ladas durante mucho tiempo y no es justo, en mi criterio, que a un
gobernador se le pida que pague las deudas de 8 años, de 5 años, de
una vez “y si no vamos a paro”. No, yo creo que eso no es justo, con el
ánimo que hay en Venezuela, con el ánimo que hay en los niños, creo
que de los revolucionarios de Venezuela los más, los más, los niños ve-
nezolanos, cómo andan esos muchachitos animados por todas partes,
cantando, aprendiendo, participando.
Entonces no es justo que estemos parando la educación por deu-
das, nosotros tenemos el compromiso y en la medida en que vayamos

TOMO 2 > 55

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


fortaleciendo los ingresos al fisco, los impuestos. Los impuestos, ahí
está el problema, no es que solo es el petróleo. ¡No! ¿que el petróleo
cayó? Bueno, ya va: y ¿si no hubiera petróleo en Venezuela? ¿Entonces
qué? ¿Cerramos el país? No, aquí lo que pasa es que durante mucho
tiempo los grandes capitalistas, la gran mayoría, bueno, se acostum-
braron a no pagar impuestos y eso ocurrió a todos los niveles, ¡a to-
dos los niveles! Yo lo viví en más de una ocasión, gente que inventaba
una factura, gente que inventaba que se enfermó su esposa, gente
que colocaba más carga familiar de lo que le correspondía para no
pagar impuestos, más bien para que le debieran, para que le devol-
vieran. Esa es parte de la degeneración moral, producto del modelo
que nos tenían y del mal ejemplo que nos dieron. Bueno, vamos a
reivindicarnos, vamos a pagar los impuestos.
En ese sentido, mientras más fortalezcamos el fisco nacional ma-
yor posibilidad tendremos de esa redistribución justa del ingreso
nacional.
Bueno, la educación superior también, se abrió un proyecto de
becas que favoreció a un número importante de muchachos, dota-
ción de autobuses a universidades, 15 centros de computación se ins-
talaron, 516 becas en un nuevo programa y dotación de bibliotecas,
también importante para el estudio y el desarrollo.
En verdad, este año fue muy bueno para el deporte, con todas las
dificultades presupuestarias, inmensas dificultades presupuestarias,
retardos en la llegada de los recursos, etcétera, complicaciones ad-
ministrativas. Sin embargo, en el deporte: este año la masificación
deportiva avanzó por la vía de los municipios de manera importante,
un programa de masificación en 110 municipios, por la vía de las
ONG (organizaciones no gubernamentales). 150 ONG se apoyaron
este año en esa vía tan importante de la masificación del deporte.

56 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


El próximo sábado 19 los invito a todos a hacer deporte, Venezuela
en movimiento, vamos; en bicicleta, a trotar, hay algunos que esta-
mos un poco gordos y tenemos que ponernos en la línea.
El deporte queremos masificarlo por todas partes –sin alusiones
personales. Alto rendimiento, igual ahí hubo una política de recupe-
ración del deporte de alto rendimiento, de subsidios, de apoyos en el
marco de los Juegos Bolivarianos, para esos juegos se invirtieron 8 mil
millones de bolívares, tanto la preparación, aclimatación, dotación
y participación de nuestros atletas, fueron 584 atletas a los Decimo-
cuartos Juegos Deportivos Bolivarianos y ustedes saben el resultado,
Venezuela obtuvo más medallas de oro que todos los demás países
competidores juntos, con todo el respeto de nuestros hermanos paí-
ses bolivarianos, pero ese es un éxito y un relanzamiento de la cali-
dad del deporte venezolano.
También se ejecutaron 35 obras, un total de 385 millones de bolí-
vares en la recuperación de instalaciones deportivas y en la sobre-
marcha se inyectaron 8.440 millones de bolívares en 74 obras de
recuperación de instalaciones deportivas.
En verdad que los Juegos Bolivarianos fueron un asunto histórico,
la mejor figuración colectiva de toda la historia venezolana en com-
petencia deportiva internacional alguna.
Bueno, además se rompieron marcas en esos juegos bolivarianos,
vamos a recordarlo. Esto es bueno, para motivar a nuestra juventud
y para llamar a todo el país a que apoyemos más al deporte, todos. Y
ahora este año tenemos que comenzar con firmeza el área de trabajo
del deporte escolar que aparece en la Constitución. Miren nuestros
muchachos allá en Ecuador, los Bolivarianos, allá se rompieron 126
récords bolivarianos, de esos 126, 96 fueron rotos por venezolanos.
En verdad, una destacadísima actuación de nuestros muchachos.
Por otra parte, los Juegos Deportivos Nacionales que se hicie-
ron en el estado Lara este año fueron, objetivamente hablando, los
TOMO 2 > 57

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


mejores Juegos Deportivos Nacionales de toda la historia deportiva
venezolana. Ahí se rompieron 129 récords nacionales y participaron
en las mejores condiciones de equipamiento, instalaciones de las me-
jores, no solo del país, sino del Continente, muchas de ellas construi-
das totalmente nuevas, se invirtieron 7 mil millones de bolívares en
la recuperación de instalaciones deportivas adicionales, además de
las construidas. Ahí se rompieron, repito, 129 récords nacionales de
deporte.
Bueno. Además, en la cultura también avanzamos en los Centros
Culturales Comunitarios, se concluyeron totalmente nuevos. Yo les
invito a que algún día vayan por allá. Unos centros culturales comu-
nitarios –con espacios culturales comunitarios– en Aragua, allá estu-
vimos inaugurándolos. En San Sebastián de los Reyes, un tremendo
Centro Cultural Comunitario, en Aragua, en Guárico y en Yaracuy se
concluyeron este año, y están en construcción los de Táchira, Falcón,
Barinas, Apure, Miranda y Caracas. Allí estuvimos inaugurando al-
gunos de ellos.
El Programa de Cultura en las Escuelas Bolivarianas también
atendió 320 escuelas en todo el país, incluyendo la dotación de im-
plementos para el desarrollo de la cultura. Se completó la adquisi-
ción de equipos para 11 emisoras comunitarias; está es otra cosa muy
importante, ha comenzado un proceso que pudiéramos llamarlo de
democratización de los medios de comunicación. Es decir, en base a
la nueva Constitución y las leyes, están naciendo muchas iniciativas
por todas partes de estaciones y medios comunitarios de televisión y
radio, fundamentalmente, y el Gobierno ha asumido el apoyo a mu-
chas de esas iniciativas porque es una obligación. Pongo por ejemplo
la Televisora Comunitaria de Catia, que atiende a una gran población
y que está manejada y dirigida por los habitantes, sobre todo gente
muy joven de esa populosa parroquia Sucre.

58 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Pues bien, por otra parte, en cuanto a la salud. En salud también
este año fue de importantes logros y avances dentro del proyecto
revolucionario. Reducción de la mortalidad y la morbilidad, un año
más. Continúa reduciéndose la mortalidad infantil. Vacunación, esto
tiene mucha relación. Atención integral a la mujer embarazada, aten-
ción al recién nacido, atención quirúrgica en el caso de cardiopatías
congénitas. Esto en verdad es un compromiso ético del Gobierno,
son los derechos sociales, los derechos humanos, es la vida. A veces
se manipula mucho con el asunto de los derechos humanos. Los de-
rechos humanos es un asunto de todos los días y abarca, en primera
instancia, el derecho a la vida; ese es el derecho humano más impor-
tante, es sagrado ese derecho humano a la vida, y tiene que ver con
todos o muchos de estos detalles.
Vean ustedes esa tabla en cuanto a los niños. La mortalidad infantil.
En 1998 –vean cómo va descendiendo la mortalidad infantil– llegó a
10.721 niños que murieron antes de cumplir un año, por cada 100.000
nacidos vivos; así es que se mide, como sabemos, la mortalidad infantil.
En el 99 bajó a 19,1. Me puse a sacar cuentas aquí, a llevar esto a la
realidad, y resulta que esa reducción de 10.700 a 10.100, significó que
ahí se salvaron 613 niños, es decir, dejaron de morirse por esas causas
613 niños en el año 1999. Y para el 2000 se redujo aún más, el salto hacia
abajo fue mucho más, un salto hacia la vida, llegó a 17,8, lo cual signi-
ficó que dejaron de morirse 459 niños por esas causas el año 2000, y el
2001 bajó a 17, bajando en 0,8; 380 niños que se salvaron, según estas
estadísticas.
Si nosotros sumamos el año 99, 2000 y 2001, eso da un total de
1.452 niños que dejaron de pasar a engrosar esas cifras de los niños
que se mueren antes de cumplir un año, por enfermedades, diarrea,
etc. Si aplicamos aún más la matemática, entonces concluimos que
cada día –desde que comenzó esta revolución y con la aplicación de

TOMO 2 > 59

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


una serie de políticas de salud, de vacuna, atención a la mujer em-
barazada, atención al recién nacido etcétera,– hemos salvado de la
muerte a 1,3 niños venezolanos, por cada día de todos los días que
han transcurrido en estos tres años de Revolución.
Ahí vemos otra tabla de cómo se incrementó la inversión en la ad-
quisición y aplicación de vacunas: 300% en el 2000 y 37,5% en el 2001.
Atención a mujeres embarazadas: vean cómo ha subido desde el 99,
se incrementó de 23% a 27,2% en el 2000, y subió en el 2001. Atención
a mujeres embarazadas, y esta es una de las medidas que nos permite
prever y salvar de la muerte a muchos niños, vean cómo saltó en el
2001, se incrementó en 51,8 la atención a mujeres embarazas.
Cardiopatías congénitas. Esto también es un salto muy importan-
te y constituye una de las preocupaciones más graves que tenemos.
En una ocasión yo visitaba un hospital y cuando les preguntaba me
informaban; que si los quirófanos malos, que estaban contamina-
dos. “¿Y cuántos niños operan aquí al año?”. Me dijo una doctora:
“bueno, no pasamos de 80 al año”. “¿Y cuántos hay en la lista espe-
rando?”: “800 acumulados”. Muchos niños se morían, se murieron
esperando la operacioncita del corazoncito que les nacía con algún
defecto. ¡Cuántos se murieron y que pudieron ser un niño hoy como
tú, o un joven como muchos! ¡Cuántos dejaron de vivir en treinta, en
cuarenta, en ochenta años! Este es uno de los logros más resaltan-
tes, y quiero ponerlo en el primer lugar, porque lo económico es un
instrumento, lo económico es un medio, el fin es el ser humano, el
fin es la vida del ser humano y estamos tocando ese punto: la vida,
la alimentación, la salud, el estudio, la escuela, el desarrollo humano
integral, el agua potable, la vacuna, etc.
Entonces, se incrementó de manera importante este año el número
de intervenidos. 700 intervenciones se hicieron este año a niños con
cardiopatías congénitas, un salto impresionante; y para esto quiero

60 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


agradecer a clínicas privadas, a hospitales, médicos, voluntarios que
han colaborado, muchos de ellos. Para lograr este fin se equiparon
cinco centros de cirugía cardiovascular infantil y se suministraron
insumos quirúrgicos para niños y niñas, logrando intervenirse 700
niños y niñas con una inversión de 6.100 millones de bolívares y un
aumento de la capacidad instalada; además de eso vamos a construir
un centro nuevo de cardiopatías por allá, en unos terrenos que eran
de Fogade, están ubicados en Montalbán. Ahí vamos a construir un
centro que sea modelo para Venezuela y para abrirlo al mundo y co-
laborar con los países que necesiten este tipo de apoyo.
Se incrementó la atención a los pacientes del VIH, sida; se incre-
mentó el control de la diabetes, atendido por el Ministerio, y con
acceso a medicamentos. El Programa Oncológico. Vean ustedes esto,
detengámonos un segundo ahí. Además del sida, además de la diabe-
tes, vean ustedes los enfermos con cáncer y la atención, vean el salto.
En el 98, ahí está en el último trimestre: 262; el 99, el 2000 y en
el 2001 ahí están: 5.510 pacientes a los que se les suministran medi-
camentos antineoplásicos. El incremento es de 111,56%. Esta gente
estaba prácticamente a su suerte, como muchos que tienen sida, o
tenían sida.
El dengue. Tuvimos un importante y peligroso repunte del den-
gue este año; lo combatimos duro, ahí hubo un acuerdo nacional y
un trabajo de todos; en todo el país estuvimos trabajando civiles, mi-
litares, alcaldes, gobernadores, ministros, la Presidencia de la Repú-
blica, ustedes colaboraron también aquí. Bueno, no hubo necesidad
de declarar la emergencia como algunos pedían, y vean ustedes que
vencimos la epidemia y la reducción de muertes por dengue, a pesar
de que se incrementaron los casos, mucho más que en el 97 y 98. Tu-
vimos una reducción de 90% de mortalidad por dengue en este año.
Durante la epidemia del 2001, 13 muertes tuvimos, muy lamentables

TOMO 2 > 61

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


todas, pero esto indica una capacidad de respuesta aun en una con-
dición de epidemia.
El control de la malaria. La malaria bajó en 23,7% en el 2001. Bue-
no, se rehabilitaron físicamente y se equiparon numerosos ambula-
torios en todo el país, se dotaron hospitales. Ahí ayudó mucho la
sobremarcha, una atención gratuita de emergencia, la revolución. La
atención gratuita de emergencia es muy importante, porque ustedes
recuerdan que aquí se cobraba. ¡Todavía! Yo hago un llamado a to-
dos los diputados, las diputadas, gobernadores, alcaldes, todos los
jefes de guarnición, que estemos pendientes de que no cobren en las
emergencias en los hospitales, eso era una política que aquí estaba
ya aceptada como si fuera normal; pues eso se eliminó. Claro que
para ello hemos tenido que dotar hospitales, mejorar las condiciones,
y seguiremos haciéndolo, porque aún hay mucho por hacer en este
sentido.
Los médicos también recibieron un incremento salarial impor-
tante. Los médicos rurales, tomando desde el año 1999 hasta hoy,
hasta el 2001, han recibido un incremento del 39%; en el 2001 se incre-
mentó hasta 501.000 bolívares y los médicos residentes hasta 541.000
bolívares, un incremento del 39%.
Del personal no médico, que tenía unos salarios sumamente de-
primidos. El salario de enfermeras, de bioanalistas, odontólogos,
farmacéuticos, dietistas, se incrementó en el 2001 en un 60%, reco-
nocimiento a su esfuerzo y a su trabajo. Ahí está la cantidad de am-
bulatorios rehabilitados; 22,2% de ambulatorios de todo el país se
rehabilitaron en el año 2001 y quedan todavía 3.615 por rehabilitar,
que estaban totalmente abandonados, casi totalmente abandonados.
Por otra parte, se incrementó o se incrementaron las redes de
promoción de la calidad de vida. Esto es muy importante: la organi-
zación social, comunitaria. Atención a niños menores de 7 años, en

62 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


hogares y multihogares, ese programa continúo; orquestas y coros
infantiles y juveniles. Atención a los discapacitados, hubo un incre-
mento también allí, atención a los adultos mayores, a los niños de la
calle, comunidades organizadas, atención a la mujer.
Quiero resaltar de manera especial la atención; cómo se incrementó
la atención directa, humanitaria, y es un ejemplo para el mundo, me
refiero a las comunidades indígenas de Venezuela; de manera especial
me quiero referir a ello. He tenido la dicha de participar en algunos de
tantos eventos, resultado de tanto esfuerzo, de tanta gente. Las orques-
tas infantiles y juveniles se incrementaron a 109.000 en el año 2001,
pasaron de 73 en el 99 a 109.729.
Se hizo un esfuerzo también este año, y hay algunos registros po-
sitivos especialmente en los últimos meses del año 2001, en cuanto a
los delitos registrados en Venezuela, tasa por cada 100 mil habitantes.
En este año tomé una decisión que no había tomado en los meses
o años anteriores por diversas razones, pero ante la evolución, ante
el incremento de los delitos, de los asesinatos, de los homicidios en
Venezuela y otros males, pues, decidí incorporar de manera masiva a
la Guardia Nacional de Venezuela junto con las policías en el combate
contra el delito, y es así como hoy están en la calle miles de oficiales,
suboficiales y efectivos de la Guardia Nacional de Venezuela contri-
buyendo con las policías, con las comunidades en la lucha contra ese
flagelo, que aquí está demostrado.
Hay un estudio maravilloso que tengo en mis manos, un libro que
se publicó y donde se demuestra cómo, así como los males económicos
del país se dispararon después del Viernes Negro: la inflación, el em-
pobrecimiento, el desempleo, etcétera, después del Caracazo6 –de ahí
en adelante– comenzaron a incrementarse de manera extraordinaria

6. Como “Caracazo” se señala a las jornadas de insurrección popular acaecidas entre el 27 de febrero y el 2 de marzo
de 1989 en las principales ciudades de Venezuela, como respuesta del pueblo al “paquete” de medidas económicas
impopulares aplicado por Carlos Andrés Pérez en su segundo mandato.

TOMO 2 > 63

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


los delitos en Venezuela. Está demostrado en estudios serios que se
han elaborado.
Ahora hay que revertir ¿pero por qué? Ahí vuelvo a insistir en mi
discurso que alguna vez –o algunas veces– ha sido catalogado por algu-
nos críticos como “una incitación al delito”. ¡No, por Dios, eso no es así!
Lo que pasa es que hay que desnudar las verdades, la causa del
delito es una causa social. No creo en esas tesis que dicen que los ne-
gros tienden más al delito que los blancos, por ejemplo. ¡Mentira! En
algunos países todavía tenemos discriminación racial horrorosa. Que
nosotros los negros tenemos más tendencia, o que nosotros los indios,
o que nosotros los pobres. Ahí está el “lumpen”, ahí están los “pata en
el suelo”, es decir, ahí es que están los delincuentes, a veces sí ¿pero por
qué? A veces la situación de pobreza, de miseria, el desespero lleva a
mucha gente a caer en el delito.
Esa es una realidad incuestionable, esto es científico, es una ley
inexorable, una ley natural pudiera uno decir, como la velocidad de
la luz, ¿cuánto es? 300 mil kilómetros por segundo, creo que es, algo
así. Ahí está una tabla, claro que aquí estoy consciente que en el tema
del delito, la seguridad ciudadana, hay mucho que hacer todavía y el
Gobierno manifiesta su máxima voluntad en continuar trabajando
conjuntamente con todos los entes del Estado, los entes de la socie-
dad, los medios de comunicación que pueden hacer mucho al respecto,
orientando más a la comunidad, llamando a la reflexión, sobre todo
buscando justicia, administrando justicia, “hagamos triunfar la justi-
cia y triunfará la libertad”, decía Simón Bolívar.
Se fortalecieron órganos de seguridad ciudadana, el Plan Bolívar
2001 siguió dando resultados extraordinarios este año. Ahí están las ci-
fras, no voy a entrar en muchos detalles por razón de tiempo, pero debo
decir que el Plan Bolívar 2001 este año entró a una nueva fase. Una fase
más estructural y que tiene que ver también con la soberanía del país.

64 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Hemos comenzado a organizar la reserva, los reservistas, ya más de
diez mil, están organizados en unidades de reservistas, pero unidades
productivas y se les dio un período de capacitación, de adiestramiento
productivo y ahora estamos entrando ya en la fase de darles microcré-
ditos o créditos, o tierras, implementos y recursos para que ellos salgan
de la situación en que estaban. No puede ser que la reserva militar del
país en más de un 80% desempleada y empobrecida.
Eso atenta contra la seguridad, la soberanía y la capacidad de defen-
sa del país. Así que hemos comenzado a organizar a estos jóvenes y a
incorporarlos en este Plan Bolívar 2001 de las unidades cívico-militares
de producción.
Aquellos que por ahí dicen, de vez en cuando, que si eso es un plan
oscuro para crear milicias, que Fidel Castro dio la orden. Por favor,
déjense de chistes, lo que queremos es sacar a esos muchachos de la
pobreza. Yo fui comandante de tropas y daba tristeza cada vez que se
iban los muchachos a la pobreza, a dónde, al desempleo.
La pobreza, los hijos de “Mamá Pancha” como decía Alí Primera,
estamos organizándolos y ustedes vieran cómo cambia su ánimo, su
espíritu y cómo se reincorporan al equipo y al trabajo.
Y, por supuesto, también les damos instrucción militar porque está
en la Ley Militar –eso tampoco se hacía aquí. Quiero resaltar tam-
bién el papel que la Fuerza Armada Venezolana ha jugado este año
en función de su incorporación al desarrollo del país, a la soberanía,
a la seguridad y a la defensa, y les hago un llamado a los que andan
por ahí soñando, quizás es que no se dan cuenta de que aquí no hay
un Pinochet. ¡No! Olvídense de eso, aquí hay unos señores generales,
almirantes y oficiales que están allí, conscientes.
Ellos saben, ¿pero no van a saber lo que aquí pasó durante tantos
años? Y ahora viven una realidad difícil pero nueva, esperanzadora,
y se han sumado, y creo que eso es un reconocimiento que en jus-

TOMO 2 > 65

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


ticia hay que hacerle a los militares venezolanos, que pasamos por
tantas perturbaciones y ahí están firmes apoyando la Constitución,
las leyes, la voluntad del soberano, y yo como soldado que soy y
además Comandante en Jefe, estoy absolutamente seguro de que la
Fuerza Armada de allí no se va a salir, todo lo contrario contaremos
los venezolanos y eso es una dicha, es una fortaleza.
Nosotros no tenemos una Fuerza Armada ideologizada, más allá de
la ideología que una Constitución y una institución tiene. No tenemos
una Fuerza Armada formada para la represión, para el asesinato, para
el atropello. Todo lo contrario, una Fuerza Armada formada bajo los
principios de las leyes del respeto, de la vida, de la paz, del desarrollo.
Saludo especial en este día a mis hermanos de la Fuerza Armada de
Venezuela.
Adelante, siempre adelante, y ojalá los que se han dedicado en los
últimos meses a la tarea permanente de estar tratando de agitar el
mundo militar ojalá que dejen quietos a los militares y a la institución
armada.
El que tenga alguna queja, alguna denuncia contra algún militar,
igualito, aquí no hay diferencia entre militares y civiles. Si se demues-
tra que algún militar o cualquier funcionario ha cometido algún hecho
doloso, pues se le aplicará la ley; pero más allá de estar aprovechando
cualquier cosa para tratar de alebrestar, de agitar las aguas militares
de la República, pues no es nada positivo para nadie en Venezuela. No
lo van a lograr, pero qué bueno sería que algunos que se dedican a esto
todos los días, se dediquen a otra cosa, porque van a perder su tiempo.
Tenemos una sólida institución militar en Venezuela, gracias a Dios y
gracias a nuestra historia.
Bien, hablando de la Fuerza Armada, este año se realizaron
los Primeros Juegos Deportivos Nacionales Militares. Se retomó,
eso se había perdido, los Juegos Interfuerzas, aquellos en los que

66 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


tanto participábamos, se habían perdido; se recuperaron y se trans-
formaron en los Primeros Juegos Deportivos Nacionales Militares,
ahí el Ejército obtuvo un triunfo resonante. ¡Felicitaciones! Y hemos
dado instrucciones para que se modifique el esquema de los juegos
para que haya más igualdad, porque en verdad el Ejército tiene mu-
cha más gente y mayor posibilidad, por lo que he dado instrucciones
para que los próximos juegos sean no por fuerza, ni por componen-
tes, sino por regiones militares.
La Fuerza Aérea, por ejemplo, tiene una menor cantidad de fun-
cionarios, de oficiales, de tropas, de suboficiales, y siempre anda en
desventaja en ese sentido.
Al mismo tiempo se realizaron los XXIII Juegos Deportivos Inte-
rinstitutos Militares, los IV Juegos Deportivos Bolivarianos de Equita-
ción, en junio 2001, se activó el arma de Inteligencia en el año 2001 y se
reactivó el servicio de Policía Militar que también había desaparecido.
Ahí afuera ustedes ven a los muchachos de la Policía Militar, además
bien entrenados, bien adiestrados y ahí están entre el turbión de gente
moviéndose como le decía yo a uno de ellos ahorita, a un cabo segundo
de la Policía Militar, allí rodeado de gente y empujado por la gente, y
el casco casi se le caía, le dije: Bueno, siéntete feliz porque andas como
pez en el agua, porque el pueblo es el agua para el soldado, para nave-
gar en él vivo, unido siempre.
Bueno, el Ejército este año 2001 y toda la Fuerza Armada, en este
caso el Ejército, realizó veintiún ejercicios conjuntos y combinados.
Esa crítica que por ahí ha salido, no es cierta.
Me refiero a aquello de que por el Plan Bolívar –que es un plan hu-
manitario sin precedentes en Venezuela y va a continuar funcionando,
claro que iremos adaptándolo a las nuevas realidades– algunos han
dicho, quizá por falta de información o por cualquier otra cosa, que es
que los militares han olvidado sus funciones para salir por ahí a estar
pintando escuelas o atendiendo niños. Atender niños es una cosa muy
TOMO 2 > 67

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


importante, y si lo hace un soldado, imagínense el ejemplo que está dan-
do un soldado, en vez de salir a dispararle a un niño lo está atendiendo.
Pero además de eso, los militares venezolanos han recuperado el
nivel de entrenamiento, de adiestramiento, que se había debilitado mu-
chísimo, sobre todo después de aquel día, del cual pronto conmemo-
raremos 10 años; 4 de Febrero. Dieron órdenes, no los militares sino
desde el mando político, de que no entrenaran mucho, que no salieran
mucho, que trancaran con unos buenos candados y con buenas llaves
los fusiles en los parques, que los tanques no se movieran. ¡Cuidado
con los tanques, que no salgan!
Eso afectó, además de otras razones presupuestarias y muchas otras,
pero hemos recuperado el nivel de entrenamiento, veintiún ejercicios
conjuntos hizo el Ejército y combinados con los otros componentes de
la Fuerza Armada.
La Fuerza Aérea realizó dos operaciones de tiros aire-aire, con
aviones F-16 y F-5; una operación conjunta hizo la Fuerza Aérea con
la Armada; una operación combinada con la Fuerza Aérea del Brasil,
entrenamiento de búsqueda, rescate e interceptación de vuelos ilícitos.
Además se inició un programa social de mucha importancia, de vivien-
das para los militares; se efectúo mantenimiento mayor a los aviones
OV-10 Bronco y C-130. Se inició el Centro Integrado de Mantenimiento
Aeronáutico; se recuperaron las instalaciones de la Escuela de Aviación
Militar y fueron ampliadas. Se ejecutaron ejercicios en la Armada, la
Marina, operaciones relámpagos: “Aló Balajau”, “Salamandra”, “Qui-
gua”, “Open Ice” y “Ventri”.
La Armada también incrementó su entrenamiento, lo mismo que
el Buque Escuela “Simón Bolívar” realizó el crucero de instrucción al
exterior. Ingresó este año por primera vez un grupo numeroso de mu-
chachas venezolanas a las escuelas militares de Venezuela y eso es muy
importante.

68 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Por otra parte, también en el sector militar, este año se ha recupe-
rado la figura que había sido eliminada de hecho, no de derecho, de
un general en jefe. Contamos con un general en jefe en la persona de
este ilustre caballero, el General en Jefe Lucas Rincón Romero.
Y este año, para romper con una tradición, y siempre se decía que
es que no estábamos maduros para tener un ministro de Defensa
Civil, estamos tan maduros que ahí está José Vicente Rangel que es
maduro, de ministro de Defensa civil, después de muchos años. Y
además, cumpliendo con un trabajo extraordinario de equipo.
Se especuló mucho, se dijo, y se sigue diciendo a veces, pero ahí lo
que hay es trabajo, trabajo y más trabajo. Incrementada la eficiencia,
la moral, la mística, desde los teatros de operaciones hasta cualquiera
de las guarniciones del país. Los oficiales y las tropas trabajando hacia
dentro de la institución y pendientes de sus responsabilidades en el de-
sarrollo del país.
La Guardia Nacional también incrementó su labor en función del
orden público, y sobre todo junto a la Armada en la lucha contra el nar-
cotráfico. Tuvimos éxitos notables en el año 2001. En total, de cocaína
se incautaron 2.973 kilos. Igualmente en la marihuana se incrementó la
incautación.
En la Marina se activó la Segunda Brigada de la Infantería de Mari-
na. Esto es muy importante para la operatividad de la Marina de Guerra
venezolana, y además se mudó el Regimiento de Reemplazo de Carú-
pano, estaba en el centro de la ciudad, y esto forma parte de un plan
estratégico, esto es apenas el comienzo.
Hay muchas unidades militares que están en el centro de las ciuda-
des –todavía el viejo esquema “Gomero”– viejas instalaciones que ya no
aguantan más, con problemas de aguas negras, de aguas blancas, de se-
guridad, de instalaciones, problemas de todo tipo. Un ejemplo, el Cuar-
tel Páez, donde servimos nosotros algunos años, eso ya no aguanta más.

TOMO 2 > 69

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Bueno, si no aguantaba cuando estábamos ahí en 1990, 91, 92, hoy, 10
años después, imagínense cómo estará. Así que es un plan estratégico.
En la medida de la disponibilidad de recursos iremos sacando
esas unidades militares del centro de las ciudades hacia las afueras,
construyendo instalaciones modernas. ¡Y qué bueno, en el Cuartel
Páez puede funcionar un museo, una escuela! Y allá en la parte de
atrás, donde está el campo para trotar, puede hacerse otro conjun-
to habitacional como el que hicimos en Montaña Fresca, que eran
terrenos también militares pero tragados ya por la ciudad, allá en
Maracay. Bueno, pero ya la Marina comenzó.
También hubo mantenimiento a los sistemas de aire acondiciona-
do y los motores de las fragatas misilísticas de los transportes “Ca-
pana”. Se inició el mantenimiento de las fragatas y vamos a hacer un
tiro pronto. Hicimos la planificación para disparar un misil, vamos a
poner algún blanco por ahí, allá en el mar.
Se efectuó mantenimiento mayor a los motores de los patrulleros
que también estaban con muchas dificultades y llegó un nuevo barco,
un buque de transporte que se llama “Ciudad Bolívar”. El T-81 es un bu-
que logístico que lo vamos a utilizar mucho, así como los aviones C-130.
Ustedes saben, señores embajadores, que nosotros no estamos
pensando en ninguna guerra, no, solo necesitamos incrementar
nuestra capacidad operativa, y sobre todo pensando siempre en la
utilización para el desarrollo nacional de todos estos implementos
que se hacen para la guerra, pero tienen mucho de ellos doble uso.
Los aviones “Hércules” por ejemplo, son los caballitos de batalla
de las rutas aéreas sociales y para carga de personal y de equipa-
miento, de comida, de medicina, en verdad son unos caballos de bata-
lla ¡Qué buenos son esos aviones “Hércules”! Incluso tenemos planes
para adquirir algunos aviones “Hércules” adicionales usados para
ampliar nuestra capacidad de transporte.

70 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Este buque logístico, que es un buque que puede transportar mu-
chas toneladas de gasoil, de agua, de alimentos, es para el reabas-
tecimiento en altamar de una Armada, lo vamos a utilizar para el
comercio, para irnos por el Caribe a vender combustible, comida,
a venderles bien barato a nuestros hermanos del Caribe, y cuando
haya que regalar, pues regalaremos, dotando o donando cuando
haya necesidad como este año lo hemos hecho con algunos pueblos
hermanos del Caribe, de Centroamérica y de otras partes del mundo.
Bueno, así que la Fuerza Armada continuó su incremento. Tam-
bién un plan social de créditos, de viviendas, para elevar el nivel
socioeconómico de los militares, un asunto que también es muy im-
portante.
La lucha contra la corrupción. Hay una crítica que leo y percibo,
que no hemos hecho nada contra la corrupción porque no hay pre-
sos. Tengo la lista, esta es una sola, de todos los casos que en el 2001
he ordenado investigar o intervenir. Ahora, más allá de investigar, de
aportar las pruebas, de enviar o remitir los casos a los órganos juris-
diccionales, pues más allá no es responsabilidad directa del Poder
Ejecutivo. Sí es una responsabilidad de todos continuar fortalecien-
do y saneando, sobre todo el Poder Judicial, que ha dado pasos muy
importantes, ya oíamos a su presidente –aquí presente– el doctor
Iván Rincón, a quien reconozco el esfuerzo y los pasos importantes
que se han dado.
Esto que decía el doctor Rincón en su mensaje al país, su ren-
dición de cuentas, que se están seleccionando jueces por concurso
público. Ese es un gran paso adelante. Eso significa que se van a
acabar definitivamente aquellas mafias, aquellas llamadas “tribus”
judiciales, que se enquistaron en el Poder Judicial y lo expropiaron,
lo domaron y lo neutralizaron, y esa es una de las principales razo-
nes de la impunidad en el caso de la corrupción.

TOMO 2 > 71

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Lo mismo, estoy consciente, así lo he reconocido públicamente y
hago un llamado para que potenciemos al Poder Ciudadano, espe-
cialmente a la Fiscalía General de la República. El Fiscal lo ha dicho,
todavía está amarrado por una vieja ley. Hay que modificar la Ley de
la Fiscalía, y eso corresponderá este año al Poder Legislativo.
Hay que incrementar la asignación de recursos. Me decía que fal-
tan mil fiscales para poder cumplir con su trabajo. Que hay mucha
gente allí que tiene años y que poco hace, algunas veces perturban
el trabajo. Sin embargo, voy a citar solo algunos casos producto de
denuncias que llegan, a veces por los medios de comunicación, o de
otras muchas maneras.
Este año ordené la intervención del Setra, por ejemplo, el Servicio
de Transporte Terrestre. Y ahí se consiguió cualquier cantidad de
cosas, porque es que la corrupción se vino perfeccionando y tecnifi-
cando en los últimos años. Como había y hubo una total impunidad
que no debe continuar, porque la impunidad es la madre de la co-
rrupción. Ahí, una de las cosas que descubrimos en el Setra, es que
tenían un sistema informático paralelo en apartamentos, en casas, y
allí se metió la Disip a fondo, se intervino el Setra, especialmente la
División de Registro Vehicular, y hay un fiscal designado en el caso,
una investigación en marcha. Ese es uno de los casos, y es una de las
instituciones donde la corrupción se fue metiendo a fondo.
También hubo una orden para intervenir este año a la Aduana
Marítima de La Guaira, por ejemplo. Ahí también hay una serie de
imputados, hay una investigación. El Tribunal 41 de Primera Instan-
cia tiene esto en sus manos, y hay un fiscal 71 del Ministerio Público
que está al frente investigando este caso.
Luego, por orden del Poder Ejecutivo, se intervino la Aduana Aé-
rea de Maiquetía. Evasión de impuestos, el tipo de delito o supuesto
delito. Actualmente se encuentra en proceso de investigación policial.

72 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Aquí tengo los nombres, pero ustedes entenderán que no puedo decir
los nombres de los imputados. Hay un fiscal 71 encargado del caso.
Corrupción o supuesta corrupción en Inparques. Desvío de fon-
dos, pues hay un fiscal que fue designado y hay una investigación
policial.
Irregularidades nuevas, viejas, en un oncológico. Fiscal e investiga-
ción policial. Firmas, una falsificación de firmas en una Unidad Coor-
dinadora del Ministerio de Educación denunciada desde el mismo
Ministerio, pues eso está actualmente también en investigación policial.
En el Centro Simón Bolívar, una administración anterior, hay una
denuncia que se ordenó investigar. También una denuncia anterior
de cuando se remodeló el Palacio de Justicia. Una serie de investi-
gaciones que tocan a ex gobernadores, ex alcaldes, gobernadores,
alcaldes, que están procesándose.
Pido una mayor voluntad, que todos incrementemos la voluntad y
la rapidez y la eficiencia en la lucha contra ese morbo de la corrupción
que se extendió por todas partes de Venezuela.
La corrupción se disfraza de muchas maneras. Tenemos que ha-
cernos cada uno de nosotros un examen hacia dentro. Un examen,
porque hay muchas formas. La corrupción no es solo robar, eso es
gravísimo estar robando, haciendo acuerdos, falsificando firmas.
Les confieso, no sé si lo dije hace poco, el año pasado, pero hace
meses atrás, me di cuenta de que por recomendaciones de alguien,
cada vez que salía del país, mandaban a hacer unos trajes. No me había
dado cuenta de aquello. ¡Ah! Pero alguien decía, no, que si es invierno,
tú sabes; corbata. ¡No! Mandé a devolverlos, porque me dio pena.
Un día, lo confieso, un día de esos en que uno quizás no está tan
apurado, porque generalmente alguien me saca el traje y me lo pone
ahí, y me visto rápido y me peino cuando puedo y me voy. Pero casi
nunca abro el escaparate, un día lo abrí, me dio pena, se los juro que

TOMO 2 > 73

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


me dio pena, de la cantidad de trajes que vi ahí. Y empecé a investigar
¡Ah, costumbres viejas! No, no, que es una costumbre.
Empecé a preguntar y a sembrar consciencia. ¿Cuánto vale cada
traje de esos? ¿Quién lo paga? ¿Con qué dinero se paga? Así que, ese
pequeño detalle, que lo confieso aquí, quiero decirlo para ilustrar
hasta dónde puede llegar la corrupción, el despilfarro. Hay demasia-
da pobreza en Venezuela para estar despilfarrando. O el funcionario
público, que de repente vivía en una pequeña casita por allá, y resulta
que cuando está en funciones, viene alguien y le ofrece una casa...
¡No, me la regalaron! ¿Me la regalaron?
Yo no tengo vivienda propia, y les juro que no tendré vivienda pro-
pia, pensaré en tener una vivienda propia después que salga del Pala-
cio de Miraflores, o después que salga del Gobierno. Mientras tanto,
no me interesa para nada, ni vivienda ni carro propio ni un pedazo
de tierra. Tengo un pedacito de tierra por aquí cerca de Caracas, que
me costó como que 4 millones de bolívares. Ahí lo compré, un buen
negocio con otro compañero del Ejército que se fue de baja, y entre los
dos compramos un pedacito de tierra de 40 x 20, porque quería hacer
una casa ahí. Nunca conseguí el dinero. Debe estar bien enmontado.
A lo mejor me aplican ahora la Ley de Tierras. Está ociosa, y si me la
aplican, que se lo lleven, a lo mejor alguien necesita más que yo ese
pedacito de tierra.
Entonces, eso tiene que ser una norma de todo presidente, de todo
ministro, de todo diputado, de todo funcionario público. No acepto
regalos de nadie, ni prebendas, ni beneficio de ningún tipo. Decía
Bolívar: “Moriré como nací, desnudo”. El que quiera meterse a hacer
negocios, no puede venir aquí a hacer función pública. Tiene que irse
por otro lado a buscar otros espacios.
El que quiera hacerse rico. Es válido que alguien quiera tener mu-
cho dinero, eso es válido, nunca lo he condenado. Yo nunca lo tendré,

74 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


porque nadie me mueve en esa dirección, por tanto nunca lo tendré.
Pero si a alguien le mueve eso, que quiere vivir así, muy bien. Hay
gente que se justifica, porque no soy enemigo de los ricos. No, pero
no me gusta la riqueza. Jesús lo dijo: “Más fácil será que un camello
entre por el ojo de una aguja, a que un rico entre al reino de los cielos”.
Ahora, si alguien quiere ser rico debe irse para otro lado a hacer
negocios, a buscar el dinero, pero no puede ser diputado ni diputada,
ni presidente, ni gobernador, ni ministro, ni nada de eso, ni jefe de una
oficina. No. El que venga aquí viene a servir a los demás, a jurar que se
va a cumplir esta Constitución y a luchar por el desvalido, a luchar por
la mujer, por el hombre, por los niños, a levantar la economía, pensar
en leyes para generar justicia. Para eso es que venimos aquí.
Hago un llamado a todos, a todos, a los que tienen más tiempo en
funciones y a los que tenemos menos tiempo, pero es necesario elevar
el nivel de la moral revolucionaria, de la moral venezolanista, del sen-
timiento, de la búsqueda. Pues bien, en todo caso, el Gobierno seguirá
investigando, haciendo, buscando y colaborando, como tiene que ser
en todos los niveles, en la lucha contra este morbo de la corrupción.
Pero aquí tenemos una lista. Los seguros sociales, por ejemplo, los
hemos intervenido hace poco, la Disip allanó el Seguro Social, lo mis-
mo la Defensa Civil, una denuncia de la que el ministro Miquilena me
llevó la Cuenta, y le dije: “aprobado inmediatamente, no lo piense dos
veces”. Que si unas facturas, que no sé qué más, que algo que no está
claro. Bueno, vamos a investigarlo, sea quien sea y donde quiera que
esté. No hay intocables aquí en cuanto a la corrupción se refiere. Na-
die, absolutamente nadie, puede considerarse intocable, civil o militar,
sea quien sea, del nivel que sea, ahí tenemos que fortalecernos porque
ese es un fardo que traemos a rastra, ese es un fardo que traemos a
cuesta, y las cosas viejas, esos virus, tratan siempre de permanecer en
el cuerpo, de mantenerse, establecen sus mecanismos de defensa, de

TOMO 2 > 75

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


autodefensa, de propagación, son y se convierten en una amenaza para
todo proyecto como este de sanear al país en todos sus espacios.
El Seguro Social. Vean la junta interventora, el ministro Rafael Var-
gas, por cierto, es uno de ellos. ¿Qué hemos descubierto en el Segu-
ro Social? Una lista larga de personas, bueno, muchos ya murieron,
y otras personas con cédulas falsas cobran y han venido cobrando,
algunos desde hace años, diez años, cobrando pensiones, bonificacio-
nes. ¿Cuánto me dijiste que era el ahorro mensual? Siete millardos
mensuales nos estamos ahorrando, vean ustedes. Una Escuela Boliva-
riana se construye con 80 millones de bolívares. Por corrupción y estos
pagos y estas trácalas en el Seguro Social, mensualmente nos estamos
ahorrando, y eso desde hace unos meses para acá, todavía falta por me-
ter a fondo el bisturí, 7 mil millones de bolívares, y ahí hay comprome-
tidos funcionarios, cédulas falsas, identificación. Es una madeja que se
metió por todas partes; tomemos consciencia de eso y luchemos desde
nuestra alma contra ese vicio, porque en verdad que es algo bestial y
salvaje. Aquí se llegó a invertir la situación en Venezuela. Aquí se llegó
a decir –y eso no puede seguir siendo así– que un funcionario público
que llegaba pobre a un cargo, si se iba pobre del cargo era un pen… –no
voy a decir la palabra.
Una vez la dijo Uslar, si la dijo Uslar la puedo decir: era un pendejo,
pues. “¡Ah, este llegó a una función pública y era un pobre o era de la
clase media, y se fue, y sigue siendo de la clase media o sigue siendo
pobre, este es un pendejo, este no es vivo!”. Aquí nos invadió el vivis-
mo, los vivos. No, hay que ser vivo para otra cosa, hay que sentir la
vida para darla por los demás, para eso tiene que ser la vida, hay que
recuperar el ser vivo para los venezolanos. Seamos vivos de verdad,
despleguemos toda nuestra inteligencia, nuestra fuerza corporal y mo-
ral para tener un gran país como el que nosotros merecemos, como
el que merecen nuestros hijos. Para eso sí hay que ser vivos, pero hay

76 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


que invertir aquellos antivalores y convertirlos de nuevo en valores
fundamentales de una sociedad que brille por su moral, que brille por
sus luces, como decía Bolívar, no podemos rendirnos ante eso. Apres-
témonos a la batalla a muerte contra ese vicio tenebroso y terrible que
se metió por todos lados y que se disfraza de mil maneras.
Un maestro que no va a trabajar; eso es corrupción. Un profesor
que no va a trabajar o que llega a las 10 de la mañana y le corresponde
evaluar a los muchachos a las 7 de la mañana y no llegó a tiempo; eso es
corrupción. Hay muchas maneras. Hacer trajes en exceso, más allá de
lo necesario, para un Presidente; eso es corrupción. Este año anuncio
otra medida que tomamos, y que nadie se había atrevido a tomarla y la
hicimos en el Ejecutivo, para ello recibimos la asesoría de la Contralo-
ría General de la República y del Contralor en persona, es que modifi-
camos el Reglamento de la Ley Orgánica de Contraloría para reducir
el gasto secreto y lo redujimos en un 80%; aquel gasto que se escondía
detrás de unos reglamentos y unas leyes. Eso se acabó. Aquí era secre-
to la comida de la tropa, aquí era secreto la comida de los policías, los
uniformes militares; eso era secreto. Eso no puede ser secreto; detrás
de eso se escondía la corrupción.
Solo reformar ese Reglamento redujo el gasto secreto en casi 80%.
Debe ser secreto solo lo que debe ser secreto. Las operaciones de inte-
ligencia, eso sí es secreto. Las operaciones militares en sí mismas, esos
son secretos; pero comprar un lote de repuestos para unos aviones o
unos tanques de guerra o unas pistolas, eso no puede ser secreto y dejó
de ser secreto. Eso ocurrió en el año 2001 y es un aporte del Ejecutivo
Nacional a la lucha contra el morbo de la corrupción, pero la lucha es
de todos, es una lucha moral, es una guerra moral la que tenemos que
dar. Bien, perdí mi reloj, por aquí debe estar. ¿No puede ser, son las
tres ya? Entonces vamos terminando. En el ámbito político ya señalé lo
más importante, voy a pasar directo a lo internacional entonces.

TOMO 2 > 77

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Lo internacional, para concluir, hermanas y hermanos, amigos
todos, diputados, diputadas, señor presidente. En lo internacional
ustedes saben que humildemente lo que queremos es ser como manda
la Constitución: Soberanos. Este año hemos reafirmado esto, hemos
reafirmado nuestra posición en el escenario internacional como país
soberano, en la búsqueda de la paz. La paz. Por eso comenzaba, y
quiero hacer un reconocimiento al embajador Chaderton, esta maña-
na se lo dije, anoche estuve conversando con el secretario general de
Naciones Unidas, señor Kofi Annan, y me hacía el reconocimiento de
las gestiones y el papel fundamental que el embajador venezolano Roy
Chaderton jugó, junto a los demás embajadores de los países amigos
de Colombia, de la Mesa de Paz, y el enviado especial de Naciones Uni-
das para lograr el acuerdo que se logró y que hay que salvarlo, hay que
trabajarlo ahora porque se detuvo la amenaza de una guerra abierta
en Colombia, que sería terrible para todos nosotros. Pero se abrió un
compás de mucho trabajo. Venezuela seguirá allí, no importa que di-
gan algunos lo que digan. A mí, en verdad, ya no me importa. Que si
“Chávez tiene un acuerdo con la guerrilla colombiana”, que siempre
meten a Fidel ahí también, que si “Bin Laden está escondido en Fuerte
Tiuna”. No, no me importa ya; en verdad no me importa, primero me
preocupaba, pero ya no me importa porque estoy seguro de que la ma-
yoría no cree en esos cuentos, estoy seguro que ningún gobierno del
mundo, serio como son los gobiernos del mundo, cree en todo esto que
se está diciendo, y la evidencia es cierta, la evidencia confirma esto.
Venezuela hoy tiene relaciones con casi todos los países del mundo
y no nos importa su ideología política ni su forma de gobierno inter-
na, cada país es soberano para dársela, nos importa es la democracia
internacional, las relaciones de cooperación y de paz, la lucha contra
el terrorismo, contra el narcotráfico, en los cuales hemos tenido parti-
cipación importante.

78 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Venezuela ha recibido el reconocimiento de organismos internacio-
nales. Venezuela ha contribuido en el apoyo a operaciones humanita-
rias en varias partes del mundo, cumpliendo con nuestros principios
bolivarianos de hermandad y solidaridad. Venezuela ha reforzado sus
relaciones con la fachada caribeña. Ustedes saben que en el año 2001
en Venezuela hubo un conjunto de reuniones de mucha importancia.
Una de ellas fue a mitad de año, la XIII Reunión del Consejo Presi-
dencial Andino. Eso fue, como recordamos, en el estado Carabobo, en
Valencia, una reunión de mucha importancia, buscando el fortaleci-
miento de la Comunidad Andina de Naciones, tan azotada por crisis
políticas, militares, económicas, etc., pero Venezuela es un país líder
allí en la Comunidad Andina de Naciones y trabaja con todos nuestros
países hermanos para potenciar esa alianza a la que vemos como el
epicentro de la idea bolivariana de la integración de Suramérica.
También en Venezuela ocurrió este año la I Cumbre Presidencial
del Grupo de los Tres: México, Colombia y Venezuela. Eso nunca se ha-
bía hecho, la convocamos, y aquí estuvo Vicente Fox y Andrés Pastrana
en esta Cumbre Presidencial buscando el fortalecimiento de estas ins-
tancias, que estuvieron muy debilitadas, pero sumamente debilitadas.
Hemos pasado a un nivel superior, hay que trabajar mucho en eso,
pero hemos salido al menos de la situación en la que estábamos. Vene-
zuela, además, fue sede de la III Cumbre de Jefes de Estado y de Go-
bierno de la Asociación de Estados del Caribe, en la isla de Margarita,
en el estado Nueva Esparta. Tres cumbres presidenciales de mucha
importancia –estas que he mencionado– en Venezuela.
Venezuela amplió el Acuerdo Energético Petrolero de Caracas con
un conjunto de países hermanos de América Latina, del Caribe. Asis-
tió a las sesiones de la Organización de Estados Americanos, a la Or-
ganización de las Naciones Unidas; estuvimos presentes en diversos
foros mundiales llevando siempre la voz de nuestra política exterior,

TOMO 2 > 79

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


y llevando la voz de nuestra Revolución: La visión bolivariana y hu-
manista.
Venezuela diversificó sus relaciones este año. Este año, por ejemplo,
tuvimos la presencia en Venezuela, por primera vez en la historia, de un
presidente chino, nuestro amigo y hermano Yan Zeming, y nunca olvi-
daremos su visita. Lo mismo estuvo con nosotros, por primera vez en la
historia, un primer ministro ruso, nuestro amigo Mijail Kasianov, nunca
olvidaremos su visita. Y este año, seguramente, tendremos en Venezue-
la a otros mandatarios de mucha importancia en el mundo, tanto de la
América Latina y el Caribe como del mundo entero.
Venezuela, este año que pasó, fortaleció las relaciones a nivel estra-
tégico con muchos países, pero quiero resaltar tres países del mundo:
China, Rusia y Francia. Hemos consolidado una relación del más alto
nivel político, social y económico con estos tres países: China, Rusia y
Francia. Esto es de importancia vital para Venezuela.
En contra de lo que algunos aún se atreven a decir; que Venezuela
se está quedando sola en el mundo. No, por Dios, Venezuela estaba casi
sola en el mundo hace tres años. Hoy Venezuela ha asumido posiciones
de liderazgo y Venezuela, hoy, es respetada en todas las instancias inter-
nacionales, en todo el mundo. Venezuela –por ejemplo– en la OPEP ha
adoptado una posición de liderazgo. Recientemente estuvimos en Nueva
York asumiendo la presidencia del Grupo de los 77.
Bueno, precisamente, esa es la situación, esos grupos estaban ahí
como relegados, con poca estima por sí mismos. Igual pasaba con la
OPEP, no valía medio, no valía un barril de petróleo, ni se reunían, ni se
convocaban, los jefes de Estado ausentes.
Lo mismo estamos haciendo con el Grupo de los 15. Hemos comen-
zado a gestionar, a colocar temas en el mundo del Grupo de los 15, y a
hablar con los presidentes de manera directa, y preparándonos estamos
para la Cumbre del G-15 que será aquí en Caracas, Dios mediante, a

80 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


mediados de año, en el mes de julio tendremos aquí seguramente a la
mayoría de los presidentes de estos países tan importantes del Grupo
de los 15.
También el Grupo de los 77 verá una acción muy dinámica este año
bajo la presidencia de Venezuela, porque es una diplomacia directa,
al más alto nivel. Lo he venido planteando en los últimos meses. Lo
decíamos en Nueva York otra vez. Hay que retomar la política, porque
es que después de la caída del Muro de Berlín y de la Unión Soviética,
entonces se impuso en el mundo la tesis esta del neoliberalismo y de
que el mercado, y entonces los Estados tienen que replegarse, y por
tanto, si los Estados tenían que replegarse, los jefes de Estado prácti-
camente eran como una figura, a ser tomados en cuenta solo para los
actos protocolares y para dar los grandes discursos. ¡No! Se impone
ahora la revancha de la política. Viene la revancha de la gran política.
Se necesitan verdaderos políticos en el mundo; se necesitan verdade-
ros estadistas en el mundo; se necesitan verdaderos líderes mundiales,
porque el mundo está atravesando por situaciones muy peligrosas y
muy riesgosas. Por eso Venezuela impone su ritmo en estos organis-
mos internacionales rumbo a un mundo de paz, de democracia, rum-
bo a un mundo de respeto, que no sea el mundo de la guerra sino el
mundo de la paz.
Y delante de ustedes, señores embajadores, su excelencia nuncio
apostólico de su Santidad, pedimos aquí por eso, por respeto a todos
los pueblos del mundo, por respeto a la soberanía de todos los pueblos
del mundo, por respeto a la democracia mundial, por respeto a las
leyes internacionales, por respeto a las Naciones Unidas y sus decisio-
nes, por respeto a las instancias, por respeto al ser humano.
Creo que es momento de que retomemos con fuerza compromisos
asumidos. Por ejemplo, en la Cumbre del Milenio nos comprometimos
los jefes de Estado de todo el mundo a reducir a la mitad la pobreza en
el mundo para el año 2015. Y resulta que hay que preguntarse, cuando
TOMO 2 > 81

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


ha pasado año y medio de la Cumbre del Milenio, ¿qué hemos hecho
para cumplir con ese compromiso? ¿Es que acaso vamos a cumplirlo
en el marco de los modelos económicos que hoy imperan en el mun-
do? Veamos el caso de Argentina. ¿Es que acaso vamos a lograrlo
incrementando el gasto en armamentos, incrementando gastos que
no se justifican para reducir, por ejemplo, el apoyo internacional o la
cooperación internacional, o los recursos dirigidos a la producción
de alimentos? ¿Es que acaso vamos a lograrlo de esa manera? ¡Sa-
bemos que no! Es necesario que tomemos grandes decisiones en el
mundo; y para tomar grandes decisiones siempre hace falta la gran
política, los líderes, los Estados, las instituciones. Por eso abogamos
desde Venezuela, por un mundo que cada día sea más igualitario y
más justo, por tanto, pacífico.
Finalmente, informo lo siguiente: No voy a hablar ahora del 2002,
no me corresponde hoy, ya lo hablaremos, seguramente haremos al-
gunas cadenitas por ahí en los próximos días, para informar los pla-
nes del 2002, y estoy seguro de que este año será muy bueno, bonito,
duro, pero bonito, así como el 2001 ha sido un año que me ha permi-
tido recoger logros, producto de tantos esfuerzos donde la Asamblea
Nacional, por supuesto, también tiene su aporte, y asimismo todo el
país. Estos no son logros solo del Gobierno; el Gobierno depende del
pueblo, de las instituciones y de la cooperación de todos. El Gobierno
Nacional es la confluencia de muchas políticas, de muchas ideas y
de muchas responsabilidades. Así que estos logros importantes se
deben al esfuerzo de muchos, al esfuerzo de todos. Los errores los
asumimos, y somos los responsables de esos errores.
Ahora, este año será de consolidación, este año que pasó fue de
definiciones. Hubo grandes definiciones en lo político, en lo econó-
mico, en lo social, en lo internacional. Hemos definido una serie de
situaciones. Había mucha incertidumbre en esas situaciones. Hemos

82 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


disminuido las incertidumbres, y este año, estoy seguro, y así pido a
Dios, que sea un año de consolidaciones en lo político, en lo social,
en lo económico, en lo territorial, en lo internacional; sin embargo,
sabemos que tendremos dificultades importantes y es necesario co-
menzar a enfrentarlas desde temprano.
En ese sentido, después de discutir con el Gabinete Económico
desde el mes de diciembre, y ahora estos primeros días de enero, he-
mos decidido enviar a la Asamblea Nacional, como enviaremos en las
próximas horas, una solicitud de reforma, una propuesta de reforma
del Impuesto al Valor Agregado, de reducir la base de exenciones y
además, posiblemente, de establecer una sobretasa al consumo sun-
tuario. Eso lo estamos revisando y ajustando, y aspiramos este año,
por ese concepto, recaudar 365.974 millones de bolívares adicionales,
y que no están en el presupuesto. Lo mismo, ya ustedes aprobaron
aquí, cosa que reconocemos, uno de los más grandes logros de la
Asamblea Nacional en el año 2001, la reforma de la Ley de Impuesto
Sobre la Renta, que va a permitir en nuestros cálculos una recauda-
ción incrementada de 78.500 millones de bolívares en este año 2002.
Esos impactos se verán más que todo en el año 2003.
También la ley que aprobamos el año pasado, la Ley sobre el Ré-
gimen de Facilidades para el Pago de Obligaciones Tributarias; el co-
bro a los que deben. Esa ley fue aprobada en la Asamblea Nacional
porque el Gobierno no estaba habilitado para ello, pero la enviamos
acá y la trabajamos juntos. Esa ley nos permitió el cobro, saquen una
cuenta ustedes señores embajadores, de impuestos atrasados. Esa ley
nos permitió recaudar 427 mil millones de bolívares, solo en esos po-
cos meses del 2001, y estimamos que en el año 2002 nos va a permitir
recaudar unos 790 mil millones de bolívares. Cifras estimadas. Es
que la deuda es gigantesca, especialmente de grandes contribuyentes
que no pagaban impuestos, además de que los evadían.

TOMO 2 > 83

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Mañana vamos a hacer un acto en la Aduana de La Guaira. Allí
vamos a firmar una serie de convenios para comenzar a aplicar aho-
ra sí, en firme, porque ya estábamos haciendo el proyecto piloto y
se ha concluido, ahora vamos a firmar el Proyecto Sidunea, y aspi-
ramos que al final de este año tengamos ya totalmente automatiza-
das las seis más grandes aduanas de Venezuela, por donde pasa más
o menos un 80% de los bienes que se exportan y que se importan,
y allí lo que se ha evadido, ¡miren!, sobrepasa el ingreso petrolero
venezolano del siglo. Son los estimados que tenemos. Es horroroso
cómo a Venezuela la convirtieron en un puerto libre, contrabando va
y contrabando viene. Eso se va a acabar con la automatización que ya
comenzó con la Aduana de La Guaira.
También vamos a firmar una carta de intención con el gobierno
de la República Popular China, porque ellos nos van a ayudar, van a
cooperar con nosotros en el equipamiento. Hay unos camiones muy
buenos que tienen los chinos. Estuve viendo uno allí, el modelo. Un
camión que carga un equipo, por supuesto portátil, de rayos equis, es
como un peaje ambulante, electrónico. Así que tú lo puedes colocar
como una alcabala móvil de manera imprevista. En cualquier sitio
paras el camión y en diez o quince minutos instalas tu equipo, se
mueve algo, y en una carretera o una autopista todo camión que pase
será revisado por rayos equis, por ejemplo. Ese es uno de los equipos
que han desarrollado muchos países. Los chinos nos han ofrecido
su cooperación y allá fueron nuestros funcionarios, a mirar cómo
funciona, y han ido a muchos países. Así que vamos a modernizar
las aduanas y a tener todo un sistema de resguardo en las mismas, y
aspiramos en el año 2002 una recaudación de 495 mil millones, pro-
ducto de la modernización de las aduanas.
Otras leyes tributarias y proyectos del Seniat, estamos elaboran-
do un conjunto de medidas para-arancelarias que vamos a aplicar

84 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2001-2002 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


porque estamos obligados a proteger nuestra industria nacional, por
ejemplo, del contrabando. Mañana vamos a juramentar la Comisión
Anticontrabando en el mismo acto que haremos en la Aduana de La
Guaira.
Además de eso, también tenemos el proyecto listo para la aplicación
este año del Impuesto al Débito Bancario a 0,75% por un año. Aún
no hemos terminado los cálculos, cuánto estimamos en recaudación,
pero así lo vamos a solicitar y ya tenemos el proyecto elaborado. Esto
para darle mayor consistencia a las cuentas públicas y al ingreso fiscal
para continuar distribuyendo los ingresos por petróleo, por exporta-
ciones, por impuestos, por aduanas, etcétera, para continuar aplicando
la visión bolivariana de la justicia social, y aquello que decía el Padre
Libertador en Angostura: “El mejor sistema de gobierno es aquel que
le proporciona a su pueblo la mayor suma de felicidad posible”.
Se me quedaron algunas cosas: las viviendas, el transporte, los fe-
rrocarriles, las carreteras, las autopistas, etcétera, pero como ya pasé
eso no voy a volver atrás porque sería como dos horas más, porque hay
muchas cosas que hicimos. De todos modos voy a entregar al señor
presidente de la Asamblea Nacional, este libro donde se recoge una
serie de gráficos, de información, acerca de la gestión del Gobierno
Bolivariano en este año que ha terminado.
Venezuela construye su camino. 2001, año de definiciones para
grandes logros. Y este año 2001, nos permitió entrar al 2002 con la vis-
ta puesta en el horizonte, con mucho optimismo, con mucho espíritu
y, finalmente, repito mi llamado al país: por encima de las diferencias,
por encima de las coyunturas hay un país que espera por nosotros,
vamos por él a construirlo en paz y en democracia.
Muchísimas gracias, compatriotas todos; muchísimas gracias, her-
manas y hermanos.

TOMO 2 > 85

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


2001 2004

...EN VENEZUELA NUNCA UNA


CONSTITUCIÓN HABÍA SIDO TAN SENTIDA
Y TAN DEFENDIDA COMO UNA CONQUISTA
POPULAR, VERDADERA CONQUISTA
POPULAR TRAS MUCHOS AÑOS DE LUCHA Y
DE SACRIFICIOS

Discurso ante la Asamblea Nacional


(Memoria y cuenta, 2002)
Palacio Federal Legislativo, Caracas, 17 de enero de 2003

Ciudadano diputado Francisco Ameliach, presidente de la Asamblea


Nacional, y demás diputados y diputadas de este Cuerpo Legisla-
tivo. Ciudadano Iván Rincón Urdaneta, presidente del Tribunal
Supremo de Justicia. Ciudadano Clodosbaldo Russián, Contralor
General de la República y presidente del Consejo Moral Republi-
cano. Ciudadano Isaías Rodríguez, Fiscal General de la República.
Ciudadano Germán Mundaraín, Defensor del Pueblo. Ciudadano
José Vicente Rangel, Vicepresidente Ejecutivo de la República, y
demás integrantes del Gabinete Ejecutivo. Señores ministros, mi-
nistras. Procuradora. Excelentísimos señores embajadores, emba-
jadoras, honorables encargados de negocios y representantes de
organismos internacionales acreditados en Venezuela. Honorables
diputados del Parlamento de Colombia quienes nos honran con su
visita, Antonio Navarro Wolf y Gustavo Petro. Demás amigos y com-
patriotas de esta gran Patria bolivariana. Ciudadanos gobernadores

89
de estado, alcaldes de municipios. Ciudadano vicealmirante Jorge
Sierralta Zavarce, inspector general de la Fuerza Armada Nacional.
Ciudadanos comandantes generales del Ejército, de la Armada, de
la Aviación, de la Guardia Nacional y demás integrantes del Alto
Mando Militar. Ciudadanos presidentes y directores de institutos
autónomos y empresas del Estado. Distinguidos invitados especia-
les. Señores periodistas, fotógrafos, camarógrafos, amigos y amigas
todos. Pueblo de Venezuela, señoras y señores.
Acudo hoy pues, una vez más, en cumplimiento del mandato cons-
titucional, a rendir este mensaje no solo a la Asamblea Nacional sino
a toda la Nación, acerca del desenvolvimiento general en lo político,
en lo económico, en lo social de la República, de la Nación entera du-
rante ese año tan difícil, durante ese año 2002, que quedará grabado
como muchos otros años en la historia republicana.
Año sublime, lo habíamos dicho. En el 2001 dijimos: el año 2002 será
un año de profundización y de consolidación de la Revolución Boliva-
riana, y sin duda que lo ha sido, ha sido un año de batallas y un año de
victorias para nuestro pueblo, para nuestra República, para nuestras
instituciones, para nuestra Patria.
Venimos apenas llegando de la ciudad de Nueva York donde estába-
mos, como ustedes saben, haciendo entrega de la presidencia del Grupo
de los 77 más China, al Reino de Marruecos, y antes habíamos estado
en la transmisión de mando presidencial de la hermana República del
Ecuador, un viaje muy relampagueante pero muy intenso, y le traigo el
saludo a Venezuela, a nuestro pueblo, del nuevo presidente del Ecuador,
Lucio Gutiérrez, y de todo ese pueblo ecuatoriano que levanta hoy más
que nunca, con vigor y con coraje, las banderas de la igualdad y de la
libertad.
Cuando uno recorre las calles de la América Latina puede palpar
muy de cerca una realidad que nadie puede negar: los pueblos de este

90 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Continente, oprimidos y dominados durante siglos, se levantan de nue-
vo y ya nada ni nadie podrá callarlos, buscando caminos de redención,
buscando caminos de justicia, buscando caminos de dignidad. “Vientos
del pueblo me llevan/ vientos del pueblo me arrastran/ me esparcen el
corazón/ y me aventan la garganta”, así escribió en 1937 ese gran poeta
revolucionario, mártir de España y del mundo, llamado Miguel Her-
nández7, en elogio y en defensa de la causa del pueblo español, al que el
fascismo de ayer, que es el mismo de hoy y el de siempre, le quitó con
el terrible costo humano y social de una guerra civil que significó un
millón de muertos durante largos, larguísimos años, el derecho a vivir
en paz y democracia, con justicia.
La más justa de las causas fue traicionada por la artera acción faccio-
sa de los propios y la abierta complicidad bélica de los extraños, y esto
mismo es lo que intenta reeditarse en Venezuela aquí y ahora. Son estos
poderosos y legendarios vientos, los vientos de la causa popular que
vienen desde tan lejos en el tiempo y son de hoy los que están hacién-
dose sentir en Venezuela y convirtiéndose en invencibles, en vientos de
victoria, a pesar de todas las adversidades y contra todos los obstáculos.
Son los vientos eternos del pueblo de Bolívar los que en este día
esparcen el corazón y aventan la garganta de este venezolano que
reivindica con orgullo su condición de primer servidor de sus com-
patriotas. Son estos vientos que me llevaron y arrastraron hasta
aquí, los mismos que salvaron a la República Bolivariana en abril y
restablecieron el hilo constitucional. Hilo constitucional, sí, porque
en Venezuela nunca una Constitución había sido tan sentida y tan de-
fendida como una conquista popular, verdadera conquista popular
tras muchos años de lucha y de sacrificios.

7. Miguel Hernández (1910 – 1942). Dramaturgo y poeta español, adscrito a la Generación del 27; fue simpatizante de la
causa republicana española durante la Guerra Civil de ese país (1936-1937). Se destacó por la hondura y autenticidad
de sus versos, reflejo de su compromiso social y político. Los versos citados dan inicio a “Vientos del pueblo me llevan”,
tercer poema del libro Viento del pueblo (1936-1937).

TOMO 2 > 91

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Recuerdo en este momento unas palabras que me brotaron del
corazón mientras conversaba con un oficial en mi breve período de
cautiverio en Turiamo: Yo no soy yo, es un pueblo. Esta conversación que
conoce todo el país, porque fue grabada, se realizó cuando mi destino
personal era completamente incierto, mi condición era la de un Presi-
dente prisionero, pero nunca vaciló mi fe en el Pueblo y la convicción
en la justicia y la verdad del camino que habíamos recorrido hasta el
día del golpe de Estado, hasta ese terrible y luctuoso 11 de abril, hasta
ese día en el que un grupo de facciosos civiles y militares le metió una
emboscada sangrienta a Venezuela.
“Yo no soy yo, es un pueblo”. Digo estas palabras ante ustedes, seño-
res asambleístas, diputados y diputadas, amigas y amigos todos, y ante
mis compatriotas, con la convicción y la firmeza de quien pronuncia
un juramento, de quien selló y vuelve a sellar un compromiso sagrado.
Hoy, los venezolanos de buena voluntad saben que hay un Presidente
que lucha tenazmente por el pueblo y no un títere al servicio de los
intereses de los grupos privilegiados. Y no un títere al servicio de esa
oligarquía apátrida, sin razón y sin bandera. De allí su odio, de allí la
descarga cotidiana de todas las infamias posibles habidas y por haber
a través de unos dispositivos mediáticos que hace tiempo dejaron de
informar para dedicarse única y exclusivamente a tergiversar, mani-
pular y direccionar la información contra la República Bolivariana y
contra el pueblo venezolano.
Esta es la verdadera naturaleza de la confrontación interna que
hoy estamos viviendo y de nuestra posición en ella. No vamos a ceder
un palmo de terreno en lo que se refiere a los principios de justicia,
igualdad y equidad que guían el proyecto bolivariano, porque hacerlo
equivaldría a traicionar nuevamente al pueblo más traicionado en la
historia de Nuestra América. Ni una traición más para su causa sagra-
da y para su anhelo y esperanza de justicia.

92 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Este pueblo, el venezolano, cuántas traiciones ha sufrido a lo largo
de su tormentosa historia; este pueblo, el venezolano, vio con dolor,
manipulado en parte, maniatado en parte, reprimido en buena parte,
cómo echaron de esta tierra, expulsaron al Padre Libertador de medio
Continente; cómo la oligarquía histórica expulsó a Bolívar de Vene-
zuela llamándolo tirano. A él, que había dado toda su vida por libertar
a estos pueblos de trescientos años de esclavitud; a él, precisamente,
lo llamaron tirano y lo echaron de su propia Patria. Este pueblo, el
venezolano, y también otros pueblos hermanos del Continente, como
el granadino, vieron y lloraron la traición aquella de Berruecos y sin-
tieron el dolor de ver cómo se iban las esperanzas asesinadas en Be-
rruecos y traicionadas en Santa Marta.
La expresión de Bolívar que estábamos recordando, por cierto, en
el Palacio de Carondelet hace menos de 48 horas con el soldado patrio-
ta que acaba de asumir la presidencia del Ecuador; recordando a los
Padres Libertadores, y recordando la expresión de Bolívar cuando le
comunicaron: “Han matado al General Sucre”. Bolívar, que ya estaba
muerto en vida, exclamó: “Han matado al Abel de Colombia. Dios, si
tienes justicia en tus manos, lanza un rayo sobre el monstruo”. Traicio-
nados estos pueblos. ¡Ni una traición más para el pueblo venezolano!
Por eso nuestra posición firme, como ya lo he dicho, de que no va-
mos a ceder un palmo de terreno en lo que se refiere a los principios de
justicia, de igualdad y de equidad que estamos llevando adelante con
el proyecto constitucional venezolano. Sí y mil veces sí la justicia en-
tendida como la reina de las virtudes republicanas. Según la expresión
del Libertador, es el centro de todos nuestros trabajos; la justicia, la
reina de todas las virtudes republicanas, es el centro de todos nuestros
desvelos, de toda nuestra devoción.
En función de ella, de su consecución definitiva, se hicieron 49 le-
yes habilitantes. Su concepción, redacción y aplicación representaron

TOMO 2 > 93

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


y representan un paso al frente en dirección contraria a los dictados
de un falso ídolo contemporáneo: el dogma neoliberal. En verdad, el
orden económico neoliberal impuesto a escala planetaria ha hecho
del mundo un lugar caracterizado no solo por su crueldad e insegu-
ridad, tal y como lo profetizó George Orwell en su novela 19848, sino
también por su vaciedad y su absoluta falta de contenido humano.
Nosotros ni hemos querido ni hemos buscado esta confrontación.
Es la necesidad de hacer justicia y la urgencia de redistribuir la ri-
queza nacional la que nos hace rechazar un esquema económico ge-
nerador de exclusión, y nos hace enfrentar a quienes lo defienden: los
grupos privilegiados. Y pretenden restaurarlo a cualquier precio y a
costa de nuestra soberanía, porque es la mejor forma de restaurar su
excluyente sistema de intereses, prebendas y privilegios.
Nos asiste, compatriotas, el derecho a rebelarnos contra las de-
terminaciones absolutistas de lo económico impuesta por el neolibe-
ralismo salvaje y buscar otros caminos en pos de la felicidad social.
A estos grupos privilegiados, que han concebido y realizado una
monstruosidad tan incalificable como el sabotaje petrolero, podemos
entenderles en su rapacidad siniestra a través de esta sagaz reflexión
de Gabriel Jackson9 en su libro La República Española y la Guerra Civil.
“No hay clase de seres humanos más crueles que una clase dominan-
te amenazada, que se cree una élite natural desde el punto de vista
histórico, económico y cultural, y que se siente desafiada por una
masa obstinada que ya no reconoce sus privilegios”.

8. George Orwell, seudónimo de Eric Arthur Blair (1903 – 1950). Escritor y periodista; nació en la India durante el período
colonial británico en la nación surasiática. Sus obras, catalogadas como sátiras distópicas, reflejaron sus posiciones
políticas y morales, pues subrayaron la lucha del hombre contra las reglas sociales establecidas por el poder político.
Sus títulos más populares son Rebelión en la granja (1945) y 1984 (1949), ficciones en las que describió un nuevo tipo
de sociedad controlada totalitariamente por métodos burocráticos y políticos. Ambas se enmarcan en el género de la
literatura antiutópica o de sátira de las instituciones.
9. Gabriel Jackson (1921). Historiador estadounidense; es referencia internacional en el estudio de la historia política de
España durante la Guerra Civil (1936-1939).

94 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Debo decir en razón de justicia, que a estos grupos privilegiados
les queda demasiado grande el término “élite”. Pero al leer estas
palabras me pregunto, y les pregunto: ¿no son acaso las distintas y
horrorosas manifestaciones de una crueldad ilimitada las que he-
mos tenido que enfrentar bajo el disfraz de un paro cívico? Sé que
hago una pregunta tautológica porque ella misma contiene su pro-
pia respuesta.
Se trata sí, de unos seres humanos cuya crueldad les ha hecho
declarar un bloqueo interno y desencadenar una escalada terrorista
contra su propio país, sin que les importen para nada las consecuen-
cias que sus semejantes tengan que padecer. Su hegemonía histórica,
económica y cultural se basó siempre en razones extranacionales.
Nunca tuvieron un real sentido de pertenencia, aunque usen una
bandera que les queda grande, con el único objeto de manipular,
ni un verdadero sentimiento de Patria en el corazón. Y lo que decía
Jackson para España es hoy verdad para Venezuela: esos grupos pri-
vilegiados se sienten desafiados o amenazada su lógica dominación,
no por una masa obstinada sino por un pueblo cada vez más orga-
nizado, que participa y protagoniza para tener cada vez más Patria
libre y compartida, buena y bonita, latiendo bajo sus pies y bajo los
de las próximas generaciones.
Es tiempo de formular una pregunta necesaria después de estas
reflexiones iniciales, las cuales fueron expuestas en estas últimas 48
horas ante mandatarios del Continente, allá en Quito, y ante nume-
rosos representantes de las naciones del mundo, ayer en Naciones
Unidas, desde el secretario general y un grupo de representantes
y de embajadores de varios países de América, Europa, de Asia, de
África y de Oceanía, y luego ante decenas de periodistas del mundo
entero. Hasta las dos de la madrugada estuvimos dando entrevistas
a cadenas de televisión, diarios y revistas del mundo, explicando y

TOMO 2 > 95

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


diciéndole al mundo que es muy conveniente que el mundo no se deje
manipular ni engañar acerca de lo que aquí está ocurriendo, porque la
campaña mediática es tan intensa, el bombardeo manipulador es tan
intenso, sobre todo a través de “los cuatro jinetes del Apocalipsis”10, que
cualquier mente, por más lúcida y alerta que sea, pudiera ser sorpren-
dida en su buena fe.
Se habla y se dice en el mundo que en Venezuela hay una huelga.
Pues, en Venezuela no hay ninguna huelga. Se habla y se dice por el
mundo que en Venezuela hay un paro cívico. Pues, en Venezuela no hay
ningún paro cívico. Aquí en Venezuela lo que hay es un Estado legítimo,
es un gobierno democrático, junto a un pueblo enfrentando a estas co-
rrientes fascistas, terroristas y golpistas que están atentando contra la
República y contra todas las instituciones del Estado, y que ya el 11 de
abril cuando nos lanzaron aquella emboscada sangrienta, demostraron
claramente al mundo qué es lo que se esconde detrás de sus caretas de
“paro cívico”. El más crudo y puro fascismo es lo que está en Venezuela
enfrentándose hoy.
Reflexionábamos, por ejemplo, señores embajadores y embajadoras
y representantes del mundo, algo ayer en Nueva York, que quiero com-
partir con ustedes y con todos los gobiernos del mundo. Venezuela tiene
muchos amigos en el mundo afortunadamente. Si se trata de conformar
un grupo de países amigos de Venezuela se quedaría pequeña esta sala,
se quedaría pequeño este hemiciclo para alojar a esos representantes de
esos gobiernos amigos de Venezuela.
Desde las islas del Caribe hasta las tierras más lejanas del Asia, cru-
zando el Medio Oriente, desde Norteamérica hasta el Cono Sur, desde
Oceanía hasta los pueblos del África Subsahariana, Venezuela cuenta
con amigos de verdad.

10. Radio Caracas Televisión (RCTV), Venevisión, Televen y Globovisión.

96 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Desde grandes países, en territorio y en población, como la China,
por ejemplo, o la Rusia o la Francia, hasta países de los más pobres del
mundo, que son grandes también, por supuesto, porque no hacemos
diferencia entre grandes y pequeños, porque son grandes en esperan-
za, en amor y en hermandad, como Jamaica, como Cuba, como Tri-
nidad y Tobago, como Malasia. Venezuela cuenta, afortunadamente,
con muchísimos amigos en el mundo, y estoy hablando solo del nivel
de gobiernos. Si vamos a hablar de nivel de pueblos, no cabrían en el
valle de Caracas los pueblos del planeta que son amigos de Venezuela
y hermanos del pueblo venezolano.
Puedo decir, con certeza de haberlo visto, con la certeza de ha-
berlo sentido, que el pueblo venezolano hoy cuenta con centenares
de millones, y si digo miles de millones, tampoco estoy exagerando,
con miles de millones de ciudadanos de este planeta que son amigos
de Venezuela y que sienten un amor por el pueblo venezolano, y que
sienten no solo un amor, sino una fe y una esperanza en las luchas
inmensas que el pueblo venezolano está dando en este momento de
nuestra historia.
Así que cuando se habla de conformar un grupo de países amigos
de Venezuela, nos parece maravillosa la idea; pudiéramos conformar un
grupo de países amigos de Venezuela en cada continente, por ejemplo.
Y cuando se habla de convocar a los pueblos, pues pudiéramos
convocar a Caracas a los indios de este continente, por ejemplo, y ven-
drían por ¡miles! a manifestar su solidaridad con este pueblo.
Y pudiéramos convocar a parlamentarios de este continente, y ven-
drían por ¡centenares!
Y pudiéramos convocar a campesinos de este continente, y ven-
drían por ¡cientos de miles!
Y pudiéramos convocar a obreros y trabajadores, y vendrían por
¡columnas interminables!

TOMO 2 > 97

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Y pudiéramos convocar a estudiantes universitarios, a jóvenes y
hasta a niños a Venezuela, y vendrían por ¡cientos de miles a mani-
festarle su amor y su apoyo al pueblo de Bolívar!
Porque todos ellos, más allá de las manipulaciones mediáticas;
verdaderamente, cuando uno ve las manifestaciones de afecto y de
amor, que no son para mí sino para todo el pueblo venezolano y
para el esfuerzo y el sacrificio que aquí estamos haciendo, en todas
partes del planeta, cuando uno ve aquello y sabe al mismo tiempo
que aquellos pueblos están siendo bombardeados de manera incle-
mente por una campaña salvaje, mediática, manipuladora y desin-
formadora, entonces uno dice: ¡Verdaderamente que la voz del pue-
blo es la voz de Dios!
Verdaderamente que los pueblos son sabios. Verdaderamente Bo-
lívar tenía razón cuando decía: “Creo más en los consejos del pueblo
que en los consejos de los sabios”, porque el pueblo es sabio. Más allá
de la oscuridad y las tormentas, el pueblo oye el clamor de las verdades
y reconoce dónde está la verdad y dónde está la mentira y la manipula-
ción. No se puede engañar a tantos durante tanto tiempo.
Así que cuando se habla de un grupo de países amigos de Vene-
zuela, el país abre los brazos al mundo y no acepta restricción a los
amigos de Venezuela.
Cualquier intento de restringir la conformación de un grupo de
países amigos pudiera ser interpretado de cualquier otra manera, y
Venezuela y este Gobierno legítimo, democrático y soberano, además
para aceptar la conformación de un grupo de países amigos que de
verdad quieran ayudar, como muchos quieren en el mundo, pues tie-
ne que exigir al grupo en su totalidad y a cada uno de sus integrantes,
una primera condición principista, sagrada: ese grupo que se confor-
me y cada uno de los países que lo vayan a integrar debe comenzar
por reconocer que aquí en Venezuela hay un Gobierno legítimo, hay

98 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


un Gobierno democrático que presido, elegido por un pueblo libre.
Venezuela no es ni será un país tutelado por nadie. Venezuela es y
será para siempre un país libre y soberano que se da sus propias leyes
y soluciona sus propios problemas; su propio pueblo tiene los mecanis-
mos para solucionarlos.
Por otra parte, compatriotas todos, un grupo de países que quiera
ayudar a Venezuela, debe hacer un gran esfuerzo, cada país, por en-
tender muy bien lo que pasa en Venezuela; porque imaginémonos un
grupo de médicos que quiera ayudar a una persona por teléfono, y sin
conocer muy bien el mal que le aqueja, en vez de sanarlo pudiera termi-
nar de llevarlo a la tumba.
Entonces, no se trata de precipitaciones por conformar un grupo res-
tringido a un pequeño número de países. ¡No, de ninguna manera!
Se trata, además, de que cada país que de buena voluntad quiera
ayudar a Venezuela, quiera facilitar en ella el diálogo entre los factores
políticos, económicos, sociales, etcétera, debe también reconocer que
aquí en Venezuela no es que hay dos fuerzas enfrentadas que tengan
el mismo nivel de legitimidad, ¡no! Aquí hay un Gobierno democráti-
co; aquí hay una República democrática enfrentando a unos fascistas;
enfrentando a unos terroristas; enfrentando a unos golpistas, y la es-
trategia para mí es muy sencilla, y no solo por Venezuela sino por las
democracias de este Continente.
Allí estaba el presidente Lucio Gutiérrez dando su discurso antier, en
Quito, y dijo, entre otras cosas: “El Ecuador o cambia o morimos en el
intento. Es la hora del cambio en el Ecuador”. Y Luiz Inácio Lula Da Silva
hace apenas diecisiete días dijo algo parecido en Brasilia: “El cambio en
Brasil va a ser profundo”. “Transformación de estructuras”, ha dicho
Lula desde ese inmenso y hermano país.
Significará esto, entonces, que cuando Lula Da Silva y su gobierno
comience a tomar decisiones que él a bien sabrá tomar para comenzar

TOMO 2 > 99

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


a buscar la meta de la justicia, para comenzar a buscar ese camino que
lo lleve a sentirse feliz, como él lo ha dicho: “El día que cada brasileiro o
que cada brasileira coma, por lo menos… Así lo dijo; “seré feliz el día que
todos los brasileños coman, que ningún niño brasileño pase hambre”.
Eso es lo que estamos haciendo aquí en Venezuela, y no solo que
coman, sino que vivan; que tengan educación de calidad todos, sin
excepción; que tengan salud integral todos sin excepción; que ten-
gan viviendas dignas todos sin excepción. ¡Qué largo es este cami-
no! Pero dijo Argimiro: “¡Ese es el camino!”.
Cada día los pueblos de la América latinocaribeña se irán conven-
ciendo más: ¡No hay otro camino que la Revolución! Para nosotros
no hay otro camino que la Revolución. Una revolución apropiada
a nuestras condiciones. No se trata de estar importando modelos.
¡No! ¡Eso ya pasó! Debemos dejarlo atrás. ¡Se trata de rescatar las
raíces originarias del proyecto inicial de estas tierras y de estos pue-
blos que recorrió estos continentes o estos países, hace doscientos
años! ¡Ahí están nuestras raíces!
Se trata, como decía Luiz Inácio Lula Da Silva, de mirar hacia el
Brasil por dentro, o como decía Lucio Gutiérrez, de mirar hacia el
Ecuador por dentro, o como dice este servidor: ¡De mirar a Venezuela
por dentro, hasta las propias raíces, y descubrir allí los enigmas de
nuestro futuro y los caminos de nuestra dignidad!
Pero no hay otros caminos que la Revolución. Ya ese no es ningún
dilema para nosotros; el dilema para nosotros hoy es –o uno de los
varios dilemas de la fórmula dilemática– cómo hacer la Revolución:
pacíficamente y en democracia o por los caminos muchos más tor-
mentosos de la violencia. Preferimos este.
Pero que sepan quienes se oponen como serpientes venenosas a
este camino, que en el fondo es un solo camino, que no tenemos
planes de retroceso, que no tenemos ni siquiera planes de derrota,

100 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


esa palabra no existe para nosotros, que estamos animados por la
consigna de José Félix Ribas: “No podemos optar entre vencer o mo-
rir...”, para nosotros obligatorio es vencer porque se trata de la vida
de un pueblo.
Nosotros preferimos este camino y lucharemos por él con toda la
fuerza de nuestra existencia como pueblo. Así que estas reflexiones
estoy seguro que nuestros amigos embajadores sabrán transmitirlas
cada uno y cada una, seguramente hoy mismo, a sus respectivos go-
biernos, todos amigos de Venezuela. Pero aquí hay un Gobierno que
exige ser reconocido como el único Gobierno que hay en Venezuela.
No estamos, para nada, en la era de los procónsules aquellos que
eran enviados a tratar de imponer normas o a estar por encima de
los gobiernos de los países. De ninguna manera. De todos modos,
les informo algo a los venezolanos y a las venezolanas: Como este
tema es de tanta importancia y urgencia, yo, a pesar de todas las
tareas que tengo que atender aquí, al terminar este mensaje salgo a
Brasilia a reunirme con el presidente Lula, esta noche y mañana por
la mañana, para continuar afinando la idea, que Brasil bien ha asu-
mido, de conformar un grupo de países amigos de Venezuela. Es de-
cir, amigos del pueblo de Venezuela; amigos de las instituciones de
Venezuela; amigos de la democracia de Venezuela. No se trata, pero
para nada, de que aquí se vaya –repito– a colocar a Venezuela como
un escenario donde están confrontándose dos fuerzas de igual legi-
timidad o de igual magnitud. Con el golpismo, con el terrorismo y
con el fascismo ni se dialoga ni se negocia; se les derrota.
Yo, al respecto, agrego lo siguiente como idea y como llamado a
los venezolanos y a las venezolanas. Esto que voy a decir habíamos
quedado en manejarlo con privacidad, pero como Teodoro escribió
un editorial en su periódico Tal Cual, y otros también salieron ha-
blando de una reunión, no tengo por qué esconderlo de ninguna

TOMO 2 > 101

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


manera. Solo que algunas cosas a uno se le pide que sean en privado
y hay que manejarlas en privado, con cuidado, en primer lugar.
Conversé hace algunas noches con el doctor Teodoro Petkoff,
como lo hemos hecho varias veces, aun con las diferencias de apre-
ciación que tenemos sobre el mundo de hoy, de la Venezuela de hoy.
Pero es grato sentarse a conversar con un venezolano, a discutir y a
decirnos Teodoro y Hugo, sin ningún tipo de diferencias. Con ideas;
no con perolas o con piedras en la mano. Con ideas.
También en esa reunión estuvo el presidente del partido Copei,
el doctor Eduardo Fernández, y debo decir que me dio gusto es-
trecharle su mano y conocerlo personalmente. Y estuvimos varias
horas dialogando. Allí estaba el Vicepresidente y dos obispos de la
Iglesia católica, además de otras personas que hicieron el papel de
intermediarios. Y recuerdo que uno de los reclamos que hizo el Vi-
cepresidente Rangel a este sector de la oposición, y al cual me sumo,
no como un reclamo sino más bien como un pedido, es que nosotros
necesitamos una oposición; que el país necesita una dirigencia seria
de oposición; que necesitamos una dirigencia racional de oposición.
Pues ojalá –les decíamos– que ustedes tengan el coraje, la fuerza y el
liderazgo para reasumir la dirección de esa oposición, en el marco
de la Constitución y de las leyes, y que vayamos a discutir proyectos
e ideas.
El socialcristianismo: vamos a discutir cuál es el proyecto del so-
cialcristianismo para Venezuela. Explíquenlo al pueblo. Explíquen-
lo al país. La socialdemocracia: vamos a discutir cuál es la idea de
los socialdemócratas de Venezuela y cuál es el proyecto que tienen
para que se lo expliquen al país. Y allí oíamos críticas; oíamos ideas;
respondíamos preguntas. Y al final de la reunión, después de varias
horas, nos quedó ese agradable sabor de haber dialogado con inteli-
gencia con un grupo de venezolanos a los que respetamos sus ideas,

102 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


sus enfoques y sus orientaciones. Ojalá se levante una oposición
democrática en Venezuela. El país la necesita.
Me preguntaban: “¿Usted está de acuerdo con una enmienda
constitucional?”. Les dije: “Depende”.
“¿Está usted de acuerdo con una enmienda constitucional para
recortar su período?”. Les dije: “no, no estoy de acuerdo, pero uste-
des pueden intentarlo, eso está en la Constitución. Ustedes pueden
elaborar un proyecto de enmienda para recortar el período a dos
años –si es que alguien piensa que un período de dos años es viable
para un país– o a cuatro o a cinco. Ustedes pueden recoger firmas
en las calles, dice la Constitución, y pueden llevar eso a un referendo
nacional”.
Si al pueblo venezolano le preguntan por la vía de un referendo,
como lo señala la Constitución y siguiendo los pasos estrictamente
señalados por esta Carta Magna; si mañana o pasado mañana el
pueblo dice, por mayoría legítima, cristalina, con un Poder Electoral
que sea de verdad un árbitro y no eso que hoy tenemos allí como
Consejo Nacional Electoral, un verdadero Poder Electoral relegiti-
mado, como ordena la Constitución y la Ley que ustedes aprobaron,
señores diputados y diputadas. Si en el marco estricto de la Consti-
tución y las leyes, mañana o pasado mañana el pueblo venezolano
dijera por mayoría, sí a la solicitud de un recorte de los períodos
constitucionales, pues inmediatamente yo asumiría, disciplinado, el
mandato de la mayoría del pueblo venezolano.
Ahora, una oposición racional, verdaderamente democrática,
debería estar aceptando las reglas del juego, trabajando en esa di-
rección o en otras, pero no trancando las carreteras ni tratando de
ahogar al pueblo venezolano, de ahorcarlo o de rendirlo por hambre
como si fuese un ejército invasor en nuestro propio territorio. Una
oposición así deja de ser oposición; una oposición así deja de ser

TOMO 2 > 103

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


política; una oposición así, o más bien unos venezolanos que actúen
así no merecen otro calificativo que ¡traidores a su propia Patria!
Así que abogamos por ese diálogo con una oposición que de ver-
dad demuestre una actitud racional y democrática; pero con golpistas,
fascistas y terroristas no hay diálogo posible. Un grupo de países
amigos, por ejemplo, pudiera cumplir una extraordinaria labor
ayudando a Venezuela en ese sentido, pero si algún país o grupo
de países, equivocando el diagnóstico, pretende darle un recono-
cimiento y una legitimidad que no tiene este grupo de terroristas,
golpistas y fascistas, pues, así no me ayudes compadre. Una ayuda
así no la necesitamos porque sería el ejemplo del médico a distan-
cia, con un teléfono recetando a alguien que tenga un dolor. Por
más buena intención que tuviere el médico, a lo mejor termina lle-
vando a la tumba a su buen amigo. Claridad necesitamos. Paciencia
necesitamos.
Aquí no se trata de cuál es la solución ya. No, aquí no hay solucio-
nes ya. Aquí hay que comenzar reconociendo que en Venezuela hay
un proceso de cambios estructurales profundos; que en Venezuela
estamos en el medio de una crisis, sí. Pero esa crisis no comenzó en
diciembre del año 2002; esa crisis no comenzó el 11 de abril del año
2002; esa crisis comenzó yo no sé cuándo, hace muchísimo tiempo; y
esa crisis ha tenido suficientes evidencias objetivas para el que quie-
ra reconocerlas, como El Caracazo y centenares de hechos que han
llenado de tragedia, de dolor y de sangre los caminos de Venezuela.
Esa crisis pudiera enfocarse con aquel concepto o aquella visión
gramsciana, de Antonio Gramsci, cuando escribía: “Una crisis, una
verdadera crisis, ocurre cuando hay algo que está muriendo y no ha
terminado de morir y, al mismo tiempo, hay algo que está naciendo

104 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


y tampoco ha terminado de nacer”11. Ahí hay una crisis histórica,
profunda; Venezuela está en una crisis gramsciana. Está muriendo
una época, está muriendo un tiempo y por ahí andan los fantasmas
y los coletazos del tiempo que se va y que no volverá. ¡No puede
volver!
Una de las cosas que aquí no puede volver son aquellos tiempos
de los pactos de las cúpulas. En alguna parte se me ha dicho que
para darle salida a la crisis venezolana yo debería ceder. ¿Más?, digo
yo. ¿Más? Creo que hemos cedido lo suficiente, que estamos, no en
la misma situación porque se trataba aquella de una situación ab-
solutamente defensiva, la de los rusos en Volgogrado o Leningrado,
ante el ataque de los alemanes, de la Alemania nazi. Era otra la si-
tuación de aquellos heroicos soldados combatientes de aquel pueblo

11. Véase: Antonio Gramsci, “bloque histórico”. A Gramsci se le conoce principalmente por la elaboración del concepto de
hegemonía y bloque hegemónico, así como por el énfasis que puso en el estudio de los aspectos culturales de la sociedad
(la llamada “superestructura”, en la metáfora de Marx como elemento desde el cual se podía realizar una acción política
y como una de las formas de crear y reproducir la hegemonía […] Gramsci atribuyó un papel central al agenciamiento
infraestructura (base real de la sociedad, que incluye fuerzas de producción y relaciones sociales de producción) /
superestructura (“ideología”, constituida por las instituciones, sistemas de ideas, doctrinas y creencias de una sociedad),
a partir del concepto de “bloque hegemónico”[…] el poder de las clases dominantes sobre el proletariado y todas las
clases sometidas en el modo de producción capitalista […] está dado fundamentalmente por la “hegemonía” cultural
que las clases dominantes logran ejercer sobre las clases sometidas, a través del control del sistema educativo, de las
instituciones religiosas y de los medios de comunicación. A través de estos medios, las clases dominantes “educan” a
los dominados para que estos vivan su sometimiento y la supremacía de las primeras como algo natural y conveniente,
inhibiendo así su potencialidad revolucionaria […] Se conforma así un “bloque hegemónico” que amalgama a todas las
clases sociales en torno a un proyecto burgués […] La hegemonía es, por lo tanto, el ejercicio de las funciones de dirección
intelectual y moral unida a aquella del dominio del poder político […] El problema para Gramsci está en comprender cómo
puede el proletariado o en general una clase dominada, subalterna, volverse clase dirigente y ejercitar el poder político,
o convertirse en una clase hegemónica. La crisis de la hegemonía se manifiesta cuando, aunque manteniendo el propio
dominio, las clases sociales políticamente dominantes no logran más ser dirigentes de todas las clases sociales, o sea
no logran resolver los problemas de toda la colectividad e imponer a toda la sociedad la propia compleja concepción
del mundo. La clase social subalterna, si logra indicar concretas soluciones a los problemas dejados irresueltos, se
vuelve dirigente, e incrementando su propia cosmovisión también a otros estratos sociales, crea un nuevo bloque social,
volviéndose hegemónico. El momento revolucionario aparece inicialmente, según Gramsci, a nivel de superestructura,
en sentido marxista, es decir, político, cultural, ideal, moral, pero traspasa a la sociedad en su complejidad, embistiendo
hasta su estructura económica, o sea embistiendo a todo el bloque histórico, término que para Gramsci indica el
conglomerado de la estructura y de la superestructura, las relaciones sociales de producción y sus reflejos ideológicos.
[en línea]. <http://javierportilla.blogspot.com/2011/03/antonio-gramsci-y-la-nocion-de-bloque.html>. [Consulta: 26 de
abril de 2013].

TOMO 2 > 105

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


heroico de Leningrado. Sin embargo, tomando la expresión como
válida para nosotros, después de haber cedido y cedido y cedido, a
nombre de la democracia y de la Constitución, pudiéramos decir,
como gritaban en Leningrado los combatientes de Rusia: “Detrás
tenemos el Volga”.
No hay tierra para nosotros detrás del Volga; un poco así estamos
nosotros. Pero en algunas partes, seguramente por falta de tener
un diagnóstico completo y profundo de nuestra situación, a mí se
me dice: “¿Por qué usted no cede, Presidente?, ¿por qué usted no da
una demostración?”. “Y pregunto: ¿y en qué cree usted que deba
ceder más?” “Bueno, ¿por qué usted no convoca a elecciones ade-
lantadas?”, “¿yo? ¿Convertirme en un tirano? Me lo está pidiendo
usted”. Nadie en Venezuela puede convocar a elecciones adelantadas
porque eso no está en la Constitución. Sería darle un golpe de Esta-
do a la Constitución.
Bueno, algunos otros dicen: “¿Y por qué usted, entonces, no acep-
ta una enmienda constitucional?”. Claro, con la idea aquella de que
en una mesa, cinco personas o seis personas, como aquí ocurría y
ocurrió durante mucho tiempo cuando imperaba el pacto aquel de
Punto Fijo, cuando cuatro o cinco personas, sin consultar con nadie,
decidían por un pueblo y le imponían las decisiones. Algunos creen
que eso es reeditable en Venezuela. ¡No! Yo le digo a la oposición, o a
cualquier otra persona que esté evaluando la situación venezolana,
que aporte ideas, que bienvenidas serán.
¿Una enmienda constitucional, una reforma constitucional? Pero
por supuesto que es posible, pero no es el Gobierno el que la va a
impulsar, sería la oposición la que la impulsaría, la que lucharía por
ella y nosotros trataríamos de evitar que ocurra. Pero finalmente, y
eso es lo sublime, no es una mesa la que va a tomar un acuerdo, es un
pueblo el que va a decir sí o no al final de los finales.

106 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Ahora, después de todas estas reflexiones acerca del momento
que estamos viviendo, esas mismas reflexiones me permiten afirmar
hoy ante la República toda, ante la Nación y ante el mundo, que cier-
tamente el año 2002 fue un año de profundización del proceso de
cambios que está señalado en nuestra Constitución. Fue un año de
grandes estremecimientos: Abril, emboscada sangrienta, terrible, do-
lor y muerte y luto para la Nación. Golpe de Estado.
Considero que si nosotros hiciéramos un estudio histórico com-
parativo de los golpes de Estado que en esta América han sido y en
este mundo han ocurrido, pudiera ser difícil conseguir un caso pa-
recido al venezolano. Pudiera ser difícil conseguir un caso en el cual
un grupo de personas confabuladas contra un Estado, contra un Go-
bierno y contra una República, hubiesen tenido tanto poder, econó-
mico en primer lugar, miles de millones, no de bolívares; de dólares,
a la orden de los golpistas.
Medios de televisión, los que queráis, a la orden del golpismo. Me-
dios tecnológicos, satélites, microondas, antenas repetidoras, las que
quieran y donde las quieran. Una parte de la élite militar. Bueno, no
cabían los generales y almirantes golpistas en un salón, aquello pa-
recía un batallón de generales y de almirantes. Y otros muchos apo-
yos concentrados de sectores con mucho peso económico, mediático,
planificadores de alto rango; planes que fueron considerados casi
perfectos como el que aquí se desató en abril de 2002, y arremetieron
con todo aquello. Sin embargo, en menos de cuarenta y ocho horas
su poderoso plan, casi perfecto, fue pulverizado por un pueblo y por
la Fuerza Armada Venezolana.
Y eso trajo resultados, por supuesto, dolorosos para el país. Por
una parte, nosotros no queríamos que eso ocurriera, hicimos mu-
chas cosas para tratar de evitar que aquello ocurriera, hasta donde
pudimos y supimos hicimos, pero esta oligarquía irracional lanzó su

TOMO 2 > 107

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


emboscada y prácticamente no teníamos un plan de respuesta. Debo
decir que hoy sí lo tenemos.
Y a pesar de que no teníamos un plan de respuesta inmediata,
ese plan fue surgiendo cada segundo, cada minuto, de la angustia de
los venezolanos y las venezolanas. Pero además de las consecuen-
cias dolorosas que trajo aquella emboscada sangrienta, también trajo
otras consecuencias o resultados fortalecedores. Uno de ellos que, de
manera genérica, global, pudimos comprobar todos –tanto nuestros
adversarios como nosotros mismos– es la verdadera fuerza de nues-
tro pueblo. ¡Qué pueblo tan grande tenemos! Ahí anda en la calle y es
imbatible, nadie podrá con él, ese pueblo es invencible, ha resucitado
dentro de la fosa de la historia. Si alguien tenía dudas, ahí está la
demostración, incluso matemática.
Nunca tuve dudas, en verdad. Creo que por algún segundo en
aquellas horas de angustia, pero por algún segundo fugaz, para lue-
go de morir por un segundo, como me sentí muerto por un segundo,
reviví rápidamente, y decir: “No, qué va, esto no ha terminado Hugo,
allá hay un pueblo”. Y déjenme decirles que yo estaba completamen-
te seguro de que íbamos a volver, solo que jamás me imaginé que fue-
se tan rápido como un relámpago. ¡Qué rápido es ese pueblo, además!
¡Qué rápido se organizó ese pueblo! ¡Qué rápido se organizaron
los militares patriotas y constitucionalistas, y qué rápido se entreco-
nectaron además, pueblo y soldados!
Debo rendir tributo, inmenso tributo, a ese pueblo, y jurar una vez
más que por ese pueblo estamos dispuestos a rendir la vida una y mil
veces, porque ese pueblo lo merece.
Y debo rendir tributo desde lo más profundo de mi corazón,
igualmente, a los soldados de la Patria, a los hombres y mujeres que
llevan, no solo en su cuerpo, sino en su consciencia, el mandato de
Simón Bolívar, el creador de estas repúblicas.

108 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


¡Qué rápido comenzaron los soldados de la Patria a reponerse del
golpe y de la sorpresa, y a elaborar planes de rescate de la dignidad,
operación rescate de la dignidad! Desde los generales, muchos genera-
les y almirantes que asumieron con coraje su responsabilidad en aquel
momento supremo, como este grupo insigne de generales y almirantes
que hoy nos acompañan, ellos forman el Alto Mando Militar de la Re-
pública. Para ustedes el reconocimiento de la Nación, de la República,
del pueblo y de la historia grande de este país y de este Continente.
Yo, doble orgullo llevo en el corazón: el de ser un hombre del pueblo
y el de ser un soldado del pueblo. Así que el golpe de abril trajo conse-
cuencias, lamentables y dolorosas, por una parte; pero, provechosas,
por otra parte.
Además de esa respuesta inmediata; rápida como un rayo, cívico-
militar; fue una rebelión cívico-militar; pero como bien lo dice ese do-
cumento para la historia que fue elaborado en Maracay, bajo la guía
del general de división Julio García Montoya, Operación Rescate de la
Dignidad, las armas: la razón, la palabra y la Constitución.
Con esas armas se hizo una rebelión. Esa sí fue la aplicación exacta
y estricta del artículo 350 de la Constitución de la República Bolivaria-
na de Venezuela, no la interpretación sesgada y terrorista que algunos
interesados ahora quieren darle.
Y a veces dan hasta lástima, porque van a otras partes del mundo
a tratar de explicar sus teorías y terminan todos enredados porque no
tienen razón. Sencillamente, porque no tienen razón.
Cómo explicar la sinrazón. Cómo enfrentar la verdad contra la
mentira, burda y escueta. No hay forma de tapar el Sol con los medios.
Pero, profundizando en el análisis de ese 2002 y de esa primera ba-
talla de abril y de sus consecuencias fortalecedoras, baste mencionar,
por ejemplo, cómo se ha incrementado después de aquella fecha el
nivel de la organización popular.

TOMO 2 > 109

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Han surgido nuevos movimientos por todas partes; la mayoría de
ellos si no son ya multitudinarios amenazan con ser multitudinarios.
Ha surgido, por ejemplo, con una fuerza indómita la Federación Bo-
livariana de Estudiantes. Hacía mucho tiempo que no sonaba eso en
Venezuela, porque aquí el movimiento estudiantil había sido frag-
mentado en pedazos y había degenerado en la capucha, la quema y
la piedra. Ahora no. Ahora andan los muchachos en los liceos, en las
universidades y no solo en Venezuela, también fuera del país.
Ayer en las Naciones Unidas veo a una muchacha y me saluda y le
pregunto: ¿Tú de dónde eres?, y me dice: “Presidente, yo soy venezo-
lana y soy de la Federación Bolivariana de Estudiantes, y andamos
reuniéndonos aquí con unos estudiantes de los Estados Unidos; ex-
plicándoles lo que allá está ocurriendo y trayendo folletos”, y andan
por todas las universidades y liceos de Venezuela. Es una organiza-
ción que ya podemos considerarla multitudinaria.
Ha nacido la Clase Media en Positivo, que si no es multitudina-
ria, se está convirtiendo en multitudinaria, pero con organización.
La clase media respondiendo desde su propia alma ante la mentira
fraguada una y mil veces por la campaña mediática de que la clase
media, como un todo, es enemiga o adversaria de este proceso cons-
titucional de cambios revolucionarios.
Me han invitado al estado Vargas, se instala la Clase Media en
Positivo de Vargas; claro que ojalá llegue a tiempo desde Brasilia
mañana por la tarde para estar con ustedes un rato allá.
Los deportistas. “El Morocho” Hernández sale por allí ahora con
su mano zurda otra vez. “Morochito” Rodríguez, Pompeyo Davali-
llo, han salido a dar la cara por la verdad esas glorias del deporte
venezolano.
Ha nacido en estos meses como una respuesta a la oligarquía y
su pretensión de continuar manipulando, dominando y utilizando

110 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


en contra del país a las instituciones económicas o a los gremios
privados de la economía, revelándose.
Se instaló, en esta Caracas Bolivariana, la Federación Bolivariana
de Ganaderos y de Productores. Y debo decirles que es una organi-
zación nacional y ahí están desde grandes productores de ganado
hasta los pequeños productores y agricultores, organizados en una
Federación Bolivariana de Ganaderos que ya no obedece los manda-
tos terroristas de aquellos otros dirigentes, que cuando se aprobó la
Ley de Tierras la quemaron o la rompieron en acto público.
Y debo decirles que esa Federación Bolivariana de Ganaderos ha
hecho y ha cumplido una labor extraordinaria en estas últimas se-
manas, porque ustedes saben que los fascistas, ya lo he dicho, han
tratado de negarle al pueblo hasta la comida, para rendirlo por ham-
bre. Y se negaban a abrir los mataderos y a llevar las reses y el ganado
al sacrificio y a la repartición de la carne; pues, entre otras, la Fede-
ración Bolivariana de Ganaderos ha asumido esa responsabilidad, y
junto con la Fuerza Armada y gobernadores y alcaldes de la Patria y
organizaciones populares y organizaciones sociales, han evitado o
han impedido que se cumplan los nefastos planes de los fascistas, de
los golpistas y de los terroristas.
Ha surgido un caudal de movimientos; se ha incrementado no
solo en lo físico, aunque los mismos que dicen que el mejor canal de
televisión de Venezuela –Venezolana de Televisión– solo lo ve 2% de
la gente, los mismos que dicen eso, dicen que yo estoy por un 10%;
cuando más un 15% de aceptación. ¡Bueno, que se crean sus propias
mentiras, verdad! Pero se ha incrementado en Venezuela no solo la
masa; no solo el grado de organización de esa masa sino que se ha
elevado hasta el infinito el grado de consciencia de nuestro pueblo,
de nuestros jóvenes, de nuestros trabajadores, de nuestros obreros,
de nuestros campesinos.

TOMO 2 > 111

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


¡Consciencia! ¡El pueblo venezolano cada día tiene un grado su-
perior de consciencia, y lo demuestra a diario! Esta operación de
sabotaje de diciembre, por ejemplo, donde la acción fascista causó
y sigue causando problemas de abastecimiento, que el Gobierno ha
enfrentado y seguirá enfrentando, no solo del combustible para los
vehículos sino también para el gas en las viviendas y alimentos, di-
versos renglones alimentarios.
Sin embargo, allá tengo, producto de encuestas hechas por todos
esos barrios, opiniones de la gente. ¿Qué dice la gente? La mayor
parte de la gente por allá en esos barrios de las clases populares, las
clases medias pobres, las clases que estuvieron marginadas durante
mucho tiempo, la mayoría de ellos dicen: Si tuviéramos que cocinar
con leña durante un año, si tuviéramos que cocinar con leña durante
5 años, cocinaremos con leña, ¡pero no volverán!
Es un grado superior de consciencia, o dicen otros: No tenemos
casi comida; tienen cerrados algunos locales; pero díganle a Chávez
que no nos van a obligar a saquear. Porque en algunos sitios la ope-
ración psicológica trata de incitar a que el pueblo se desespere y se
genere un caos sobre todo en la ciudad capital.
Y ejemplar lo que vi esta madrugada, llegando desde Maiquetía
subiendo hacia Palacio: largas colas de vehículos en las estaciones de
combustible y mucha gente ahí en sus vehículos. No sentí, al paso de
la caravana presidencial, ni un solo gesto de rechazo, todo lo contra-
rio, de apoyo y de brazos en alto con el puño cerrado.
Es ejemplar la paciencia de ese pueblo y, además, las colas bien
ordenaditas, no. ¡Derechitas!, y sin ningún tipo de represión; solo
hay unos guardias allí y unos soldados en los surtidores, pero la cola
larga. El pueblo paciente. Y la mayor parte de esas colas es la clase
media, la que han querido incitar, y no, ella está allí, clases medias,
sectores populares, clases medias bajas, aguantando y dando un

112 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


ejemplo supremo de consciencia, porque la consciencia lo hace a uno
libre aun en las mayores dificultades.
Mientras esperaba la llegada de la comisión de diputados que fue
por mí al Salón Tríptico, tomándome un café me puse a detallar el
cuadro de Tito Salas12 donde se recoge aquella escena del “Paso de
los Andes” y veía hombres casi desnudos sobre la roca helada hacia
Boyacá, hombres descalzos sobre los desfiladeros, y unas mujeres por
allá arriando no sé qué cosa, unos soldados con una lanza, los llaneros
cruzando la nieve, y unos negros –seguro de Barlovento– oteando el
paisaje helado de la montaña, y me imaginé, entonces: ahí está el pue-
blo. Bolívar a caballo con los ojos desorbitados, mirando el camino.
Si a ese cuadro le borráramos a los negros de Barlovento, si a ese
cuadro le borráramos a los llaneros del Apure o a los pardos de Cara-
cas o a los campesinos de manos gruesas de los llanos, o a los pescado-
res del Oriente que cruzaron esas montañas, si le borráramos todo eso,
habría que borrar también a Bolívar; porque Bolívar sin ese pueblo
solamente hubiese sido el coronel Simón Bolívar. A lo mejor, como él
dijo un día, alcalde de San Mateo.
Fue ese pueblo el que lo llevó a la gloria, y ese pueblo que se rom-
pió el pecho cruzando los Andes y cruzando los llanos, y que batalló
durante 15 años en este Continente, desde las riberas calurosas del Ca-
ribe hasta allá; hasta las altas montañas del Potosí, y más allá todavía.
Ese pueblo fue traicionado, y ese pueblo está ahí afuera una vez más,
dispuesto a cruzar los Andes, librando una vez más su batalla, heroica
batalla. Por eso, desde mi corazón, mi reconocimiento supremo a ese
pueblo venezolano y a esos soldados venezolanos que no son otra cosa
que el pueblo en uniforme y armado, para garantizar los altos destinos
de la República.

12. Británico Antonio Salas Díaz “Tito Salas” (1887 – 1974). Pintor venezolano; su obra es referencia del arte nacional. Sus
obras son en su mayoría expuestas en la Casa Natal del Libertador Simón Bolívar, en Caracas, en ellas son representados,
acontecimientos y personajes excepcionales de la Guerra de Independencia.

TOMO 2 > 113

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Consecuencias del año 2002. En la Fuerza Armada, por ejemplo, des-
pués del golpe de Estado se inició un proceso de revisión institucional
a fondo, se inició un proceso de revisión a fondo. Yo, ustedes saben que,
como soldado y como Presidente, había respetado al pie de la letra los
rangos y las antigüedades jerárquicas de la Fuerza Armada; desafortuna-
damente un grupo numeroso de altos oficiales se comprometieron con la
oligarquía e hicieron lo que hicieron; desafortunadamente, incluso, nin-
guno ha sido capaz de decir: sí, soy responsable. Y eso quedará para la
historia militar de Venezuela y para la historia política de Venezuela.
Pero, producto de aquellos hechos, y siguiendo estrictamente los
procedimientos establecidos por las leyes y reglamentos militares,
hemos dado de baja a más de un centenar de altos oficiales, y les digo
que cada vez que firmo una baja no dejó de hacerlo con algún dolor,
pero esa reestructuración de la Fuerza Armada nos permite afirmar
que hoy, producto de ese año 2002, tenemos una Fuerza Armada for-
talecida, unificada en sus mandos y comprometida con esta Consti-
tución y con esta República.
Y la otra gran batalla del 2002 fue la de diciembre. Batalla en la
cual, por cierto, los militares venezolanos han demostrado con sufi-
ciente entereza, ante el país y ante el mundo, su compromiso con la
República, con la Constitución, con las leyes, con el pueblo, a dife-
rencia de lo que pensaban los planificadores del golpe petrolero de
diciembre. Ellos planificaron y creo que así como el golpe de abril
fue planificado hasta los más mínimos detalles técnicos, el golpe de
diciembre lo fue mucho más.
Contaban los golpistas con que este Gobierno no llegaba al
24 de diciembre, que habría lo que ellos llamaban “Navidad sin
Chávez”, porque “el plan ahora sí es perfecto” dijeron. Pero la
respuesta que la Nación ha dado ha sido una nueva prueba de
fuerza, de fuerza moral, de entereza, de aguante, de inteligencia

114 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


y de consciencia popular, social, institucional, militar, general. ¡Ni
en abril pudieron, ni en diciembre pudieron, ni nunca podrán!
Ahora, como resultado del golpe petrolero de diciembre, golpe
económico con ramificaciones mediáticas por supuesto, porque sin el
apoyo de los medios de comunicación, sobre todo de los “Cuatro jine-
tes del Apocalipsis”, el golpe de abril no hubiese sido posible como fue,
ni el golpe de diciembre tampoco hubiese sido posible.
Creo, así lo creo, lo adelanto incluso, que aquí nos quedan batallas
por delante. Ya a estas alturas estoy totalmente convencido, y preparé-
monos para ello, que la próxima gran batalla seguramente será la ba-
talla mediática. Esa batalla tenemos que darla; no se ha dado todavía.
Yo anoche, por ejemplo, le daba una entrevista a un periodista esta-
dounidense, muy inteligente, de una cadena de televisión que se llama
Fox. ¿Fue la última, no? Correcto, y él mostró incredulidad y le dije:
“Le voy a mandar el video” –tenemos que mandárselo–; porque él me
dice: “pero sobre lo que usted me está diciendo, ¿tiene pruebas?”. “Sí
tengo. Se las voy a enviar y ojalá usted las transmita por esta cadena
de televisión”.
Le estaba comentando, por ejemplo, la actitud de las “televisoras
del Apocalipsis” el día del golpe, pero lo que más le llamó la atención
fue lo que le estaba explicando de la propaganda subliminal, que
uno de los “cuatro jinetes del Apocalipsis” está lanzando sobre Vene-
zuela. En una película para niños y para jóvenes, de repente aparece
una extraña señal que a la velocidad del ojo no es perceptible.
Solo en cámara lenta, señores embajadores y embajadoras, es po-
sible detectar el laboratorio de guerra psicológica, y en cámara lenta
entonces está la verdad: propaganda contra el Gobierno, incitación
a la violencia, a la sangre y a la muerte. Laboratorios de terrorismo
son esos, pues vamos a enviarle todos esos videos, vamos a hacerlos
circular por el mundo, porque cuando uno explica esto, la gente de

TOMO 2 > 115

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


medios, periodistas de trayectoria, se quedan totalmente asombra-
dos, piensan que es imposible que eso ocurra.
Pues después del golpe de diciembre, entre otras cosas, además de
la nueva prueba a nuestro pueblo, a la consciencia popular y social,
a ese aguante de esperar con paciencia la bombonita del gas, y si no
llegó el gas a buscar un poquito de leña para cocinar, de esperar ho-
ras y horas en una cola “para ver si me venden un poco de gasolina,
y si no llega duermo aquí”, incluso 31 de diciembre.
Y si no se consigue harina precocida porque alguien decidió que
no iban a procesar el maíz, ¡bueno! entonces buscamos yuca, plátano
verde y topocho que es bastante sabroso, y tiene bastante fibra ade-
más. La yuca y el plátano verde son muy buenos y además no engor-
dan. Esa harina precocida es muy buena pero ustedes saben que en
exceso produce mucho tejido adiposo.
Pues bien, esa es la prueba de resistencia a un pueblo bombar-
deado, y, además, por diversos flancos. Ese bombardeo al cual han
sometido a nuestro pueblo yo lo he comparado en alguna parte con
el bombardeo atómico sobre Hiroshima y Nagasaki. Y creo que es
peor desde el punto de vista psicológico: todos los días, a toda hora.
Si la Refinería El Palito está siendo reactivada, como lo está siendo,
ya una parte está produciendo gasolina, y los trabajadores, los técni-
cos y los gerentes están haciendo las pruebas de prearranque y por
tanto quemando gasoil en las pruebas y, por supuesto, al quemar el
gasoil sale la columna de humo negro, entonces para los “jinetes del
Apocalipsis” eso no es la prueba de prearranque. No, para ellos es
que hubo un incendio en El Palito, y además murieron quemados al-
gunos trabajadores y hasta dan nombres de los muertos, que después
gozaban de buena salud, afectando familiares, madres, esposas, hi-
jos, y no solo eso, sino que comienzan a decir que ese humo es un gas
tóxico que va a envenenar a cientos de miles de personas en Puerto

116 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Cabello y en El Palito, y que hay que evacuar las poblaciones. ¿Qué es
eso, señores embajadores? ¿Cómo se llama eso?: ¡Terrorismo!
Me ha informado el ministro de Infraestructura, Diosdado Cabe-
llo, esta mañana, que ya están listos para abrir sendos procedimien-
tos administrativos contra dos canales de televisión.
Me preguntaba un periodista estadounidense anoche que si eso
podía ocurrir, que si aquí pudiera sancionarse a algún canal de te-
levisión, y le dije: Pero, por supuesto que sí. “¿Y no le teme que le
llamen tirano?”.
Dijo Bolívar un día: “Qué me importa o que nos importa que Espa-
ña venda a Bonaparte sus esclavos, si estamos dispuestos a ser libres”.
Así que preparémonos para las futuras batallas que habremos de
dar. Claro que todas esas batallas sabemos darlas con esta Consti-
tución en alto; y precisamente, para que impere la ley en Venezuela
debe establecerse un imperio, sí, el imperio de la Constitución y de
las leyes. Ese imperio es nuestro imperio.
En Venezuela nombraremos una reina, sí, porque aquí mandan
las mujeres, nombraremos una reina, no un rey. Y la reina es la que
decía Bolívar: “La justicia es la reina de todas las virtudes republica-
nas”. ¡Esa es nuestra reina! ¡La justicia! ¡La coronaremos!
Ahora voy a comenzar a leer el libro.
Ya yo rompí el formato este y no voy a abundar en detalles. Le
voy a entregar al presidente de la Asamblea Nacional, con copia por
supuesto, estos libros donde se recogen cosas extraordinarias, algu-
nas pequeñas, otras más grandes, modestas, pero aquí se recoge el
esfuerzo de un Gobierno que no se entregó, que no se entrega y que
no se entregará jamás.
Aquí se recogen cosas. Yo venía en el vuelo leyendo el libraco este
–me lo leí todito, se los garantizo–, y es un resumen de todos los in-
formes de gestión que cada uno de los ministros y las ministras, el

TOMO 2 > 117

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Vicepresidente, la Procuradora, el Alto Mando militar que me hicie-
ron llegar y que constituyen 20 o 40 libros. Muchas gracias, seño-
res ministros, muchas gracias señor Vicepresidente, muchas gracias
Procuradora, muchas gracias señores generales y almirantes y todos
los que con ustedes trabajan en todos los entes del Poder Ejecutivo,
porque el esfuerzo del 2002 para acercarnos a nuestras metas en lo
económico, en lo político, en lo social sobre todo, fueron esfuerzos
supremos. Y les hago un reconocimiento también, desde mi corazón,
a todos ustedes, miembros del Gabinete Ejecutivo.
El reto continúa. El proyecto de desarrollo integral 2001-2007
apenas está comenzando. Hemos luchado contra mil dificultades, las
económicas, una de las más grandes, y este año no será fácil tampo-
co, lo sabemos, pero ¿quién dijo que nosotros escogimos un camino
fácil? ¡Vengan a nosotros las dificultades, que venceremos todas las
dificultades, las naturales y las impuestas!
Pero en este Informe, ciudadano presidente, vicepresidentes, di-
putados y diputadas, se recoge el esfuerzo de 365 días sin descanso y
se recogen logros –necesario es reconocerlo– que el país no conoce,
por nuestras fallas comunicacionales que, sin embargo, estamos sol-
ventando y necesitamos continuar haciendo esfuerzos gigantescos
para que nuestro pueblo conozca y sepa cuáles son las líneas pro-
gramáticas del Gobierno revolucionario y los logros; cuáles fueron
las metas y cuáles son los logros que hemos obtenido, pero aquí hay
cosas sumamente motivantes, además de la visión estratégica de que
el año 2002 fue un año de victoria, de profundización del proyecto
revolucionario pacífico y democrático, de prueba de fuego. Hemos
pasado la prueba de fuego y varias pruebas de fuego.
Pero además de esa visión estratégica y general, el Gobierno pue-
de presentar al país un conjunto de logros en el orden social, por
ejemplo: en la salud, en la educación.

118 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Hemos seguido avanzando en la consolidación de metas y objetivos.
Por ejemplo, para citar solo dos o tres elementos para graficar un poco:
Garantía de derechos a los pueblos indígenas. Ese es un proyecto vital
para la República en el cual el Gobierno tiene su compromiso empeña-
do a fondo.
Por ejemplo, en el área indígena fueron atendidos en el 2002 –a veces
no dice mucho sino cuando la relacionamos con cifras de los años ante-
riores– siendo mucho más claras en el área de salud integral de niños,
niñas, mujeres embarazadas, adultos y adultas mayores indígenas, en la
red de ambulatorios, unidades básicas de salud y casas comunitarias, y
esa cantidad es más del 100%, significa más del 100% de incremento en
relación con el año 2001, y antes de esos años la cifra era cercana a cero.
De manera que no había atención prácticamente al indígena en Ve-
nezuela, ahora esto es una política de Estado asumida con rigurosidad
por el Gobierno. Solo para mencionar un caso que es esencia del alma
nacional, la atención a nuestros indígenas en el año 2002, por ejemplo:
Comenzando el año, el 11 de enero, a través de un decreto Presidencial
fue creado el Ministerio de la Educación Superior y ese ministerio en
apenas un año de funcionamiento puede presentar metas logradas de
gran impacto en cuanto a algunos puntos, como por ejemplo la equidad
en el acceso y desempeño estudiantil.
Se incrementó la matrícula en los institutos universitarios de tec-
nología y colegios universitarios, solo en el 2002, en 19.783 nuevos estu-
diantes que no tenían acceso a la educación superior. Para mencionar
un detalle, en las universidades nacionales ingresaron 125.690 nuevos
bachilleres en pregrado y 9.975 en postgrado.
En cuanto a la calidad de la educación superior en el año 2002, por
ejemplo, ciudadano presidente, diputados y diputadas, logramos dotar
a 16 institutos universitarios tecnológicos y a 2 colegios universitarios
por un monto de 23.900 millones de bolívares. Dotarlos, reparar plantas

TOMO 2 > 119

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


físicas, talleres, laboratorios, centros informáticos, etcétera; trabajando
por la calidad de la educación.
Se avanzó muchísimo en el 2002 en algo que es fundamental para
el proyecto nacional como es la articulación entre el sistema educa-
tivo y el sistema de producción, en trabajo combinado y conjunto
con el Ministerio de Ciencia y Tecnología.
En el año 2002 se iniciaron con mucho ímpetu dos nuevos pro-
yectos en el área educativa: El Plan Simoncito –por primera vez hay
un plan y ya en marcha– dedicado a los niños de la primera edad,
entre 0 y 6 años, todo un proyecto de educación integral. Todos sa-
bemos la importancia que tiene la educación de los niños en esa
primera edad, es fundamental.
Por otra parte, arrancó este año el proyecto educativo de las
Escuelas Técnicas Robinsonianas, que aquí todos sabemos fueron
desmanteladas por allá por los años 70 con la excusa de que eran
centros de preparación subversiva. Pues, nosotros hoy estamos
reactivando las escuelas técnicas como parte esencial para apoyar
el desarrollo nacional.
Las Escuelas Bolivarianas continuaron incrementándose y ya es-
tán funcionando 2.679 en todo el país, y nos acercamos a la escuela
bolivariana 3.000 en las próximas semanas.
Seguimos trabajando en la activación de las Escuelas Bolivaria-
nas, las que atienden integralmente a más de medio millón de niños
y de jóvenes adolescentes venezolanos y en los niveles de preescolar
1 y 2, educación básica, en los sectores urbanos, rurales e indígenas,
y en el nivel de la educación especial. Estos son algunos elementos
de los inmensos esfuerzos que nosotros seguimos haciendo, sobre
todo en el área social.
En cuanto a lo económico, lo atendemos y lo atenderemos. Hemos
tenido, tenemos y seguiremos teniendo dificultades. Pero me gusta

120 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


mucho citar –y esto lo hago como un llamado a toda la Nación y a
todas las instituciones de la República y a todos los líderes, los diri-
gentes, los diputados, diputadas, gobernadores, alcaldes, ministros,
ministras y funcionarios– aquella frase de Federico el Grande13: “El
hombre y la mujer que pone el corazón en lo que hace, consigue
recursos donde los incapaces se dan por vencidos”.
Por más dificultades económicas que hayamos tenido, como las
hemos tenido, dificultades infinitas, aquejados por los vaivenes del
mercado petrolero, del golpismo, del terrorismo, de los golpes eco-
nómicos, de las conspiraciones, de la deuda externa, que se lleva
buena parte de nuestros ingresos; del manejo que le ha dado a Pdvsa
esta llamada tecnocracia y que le fueron quitando progresivamente
recursos al fisco nacional, que es una de las consecuencias positivas
también del 2002 y del golpe petrolero.
Ustedes saben que en Pdvsa llegó la hora de la reestructuración
a fondo, y a estas alturas han sido despedidos casi dos mil: gerentes,
desde la alta nómina mayor hasta técnicos medios, y estamos rees-
tructurando a fondo nuestra empresa petrolera.
Y por supuesto que esta reestructuración, que más que reestruc-
turación es la verdadera nacionalización de nuestra empresa petro-
lera, porque creo que nunca estuvo nacionalizada. No. Solo cambió
de dueño, en un acuerdo en contra de los intereses de la Nación.
Si en algún momento podemos hablar de nacionalización del pe-
tróleo, creo que es ahora cuando comenzó la verdadera nacionaliza-
ción de nuestra primera riqueza económica.
Y las consecuencias positivas después de los traumas que hemos
pasado y seguimos pasando, porque el daño que le han hecho a la
economía con el golpe petrolero, pues es importante; son varios miles

13. Federico II “El Grande”; (1712 – 1786). Rey de Prusia; durante su reinado logró convertir a Prusia en una potencia militar
al conquistar los territorios de sus vecinos, igualmente fue un gran reformista, siendo reconocido como uno de los más
grandes exponentes del despotismo ilustrado.

TOMO 2 > 121

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


de millones de dólares que hemos dejado de percibir y dejaremos de
percibir mientras recuperamos plenamente las operaciones de nues-
tra empresa y continuamos exportando al mundo el nivel de produc-
ción normal asignado en las cuotas de la OPEP.
Pero las consecuencias positivas las iremos recogiendo a lo lar-
go del camino, porque se acabó para siempre el manejo que hizo la
tecnocracia petrolera de Pdvsa en contra de los intereses de la Repú-
blica. Pdvsa se convirtió durante muchos años en un Estado dentro
del Estado. Se acabó el Estado dentro del Estado. Ahora Pdvsa está
allí subordinada absolutamente a la República y a los intereses de la
Nación venezolana.
Pues bien, señor presidente, señores diputados y diputadas, les
ruego revisen ustedes, con ojo crítico, además, para que nos hagan
las críticas correspondientes, las sugerencias, los aportes; pero les
ruego revisen con mucho cuidado los logros en lo social, en la sa-
lud, en la educación, que son elementos fundamentales de la vida de
nuestro pueblo.
Ayer lo decíamos allá en las Naciones Unidas: este Gobierno en-
frentando todos los obstáculos que ha enfrentado, presenta al mun-
do resultados para el análisis del mundo.
Se dice a través de la campaña mediática que la pobreza se ha
incrementado en Venezuela. Las cifras objetivas que recoge el pro-
grama de las Naciones Unidas para el Desarrollo, por ejemplo, dicen
lo contrario.
La reducción de la mortalidad infantil sigue su marcha. Hay ta-
blas, que les voy a dejar anexas a los informes, donde, por ejemplo,
se señala que el índice de desarrollo humano se incrementó nueva-
mente hasta 0,7694.
La esperanza de vida se incrementó nuevamente en Venezue-
la en una tendencia progresiva. El logro educativo también se ha

122 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


incrementando y continúa incrementándose. Donde, por supuesto,
vamos a tener seguramente un retroceso será en el nivel de ingreso,
producto de los golpes a la moneda, producto de la pérdida de valor
de la moneda; sin embargo, hemos estado trabajando también últi-
mamente con el Banco Central de Venezuela para tomar las medidas
y salvaguardar la moneda nacional, que ha sido bastante golpeada,
y no solo por las circunstancias naturales de las dificultades eco-
nómicas de América Latina y de Venezuela, sino también por estas
campañas desestabilizadoras que siempre tienen un impacto, a veces
terrible, en la economía.
Comienzo de año, la conspiración, el manejo mediático de la
situación fue generando aquella fuga de divisas que nos obligó a
tomar algunas medidas; se produjo la devaluación, se perdió la esta-
bilidad cambiaria que traíamos en los últimos casi cuatro años; las
reservas internacionales se fueron abajo; la fuga de capitales se in-
crementó. Todo eso producto no de dificultades naturales, no; todo
eso producto de la campaña mediática y del plan desestabilizador.
Después del golpe de Estado tomamos otras medidas, y ya para
el tercer trimestre el país comenzó a recuperarse, y el crecimiento
del PBI fue de más de 5% y las reservas internacionales comenzaron
a subir de nuevo y sobrepasaron los 15 mil millones de dólares, y el
bolívar comenzó a ganar terreno y se estabilizó incluso, muy por de-
bajo de lo que habíamos calculado a mitad de año, y las inversiones
comenzaron luego a remontar, y las exportaciones.
Ah, pero vino luego el golpe de diciembre. Todo este plan des-
estabilizador que apunta hacia lo económico y le hace mucho daño
a la economía; pero tengan seguridad, compatriotas, diputados, di-
putadas, pueblo de Venezuela, que este Gobierno y con el apoyo de
la Nación, seguirá enfrentando y solventando todas las dificultades
económicas que tengamos por delante.

TOMO 2 > 123

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Afortunadamente, Venezuela tiene una gran capacidad de respues-
ta. Afortunadamente, Venezuela tiene un gran potencial económico.
Ayer, en algunos pocos minutos en Nueva York, pues allá llegaron in-
versionistas interesados en el gas, en el petróleo, en la minería, en la
producción, a pesar de toda esa campaña.
Unos días después del golpe de abril estuve en Madrid, en la Cum-
bre Iberoamericana, y en una reunión con un grupo de inversionistas
de España y de Europa. Yo pensé que no iba a ir nadie, apenas habían
pasado dos semanas después del golpe y, sin embargo, la reunión estu-
vo repleta de inversionistas y a pesar de que veníamos saliendo de un
golpe de Estado, allí estuvieron ratificando su confianza en Venezuela,
y muchos han venido en estos meses a presentar planes, proyectos, a
buscar manera de cómo invertir en Venezuela.
Venezuela, afortunadamente, es uno de los países con mayor poten-
cial y riqueza en esta parte del mundo. El mundo lo sabe. Así que por
más dificultades que tengamos, nosotros seguiremos saliendo adelante.
Señor presidente, señores diputados y diputadas, aquí les dejo
pues este informe detallado de la gestión de mi gobierno en el año
2002, y les ratifico nuestro compromiso con los más supremos inte-
reses de la República.
Les ratifico nuestro compromiso con aquel juramento que aquí hi-
cimos un día, y otro día y creo que un tercer día también: dedicarnos
por entero a luchar para restablecer en Venezuela la justicia, la vida, la
dignidad. De ese camino no nos apartará nada ni nos apartará nadie.
Llamo, por encima de todas estas reflexiones, a todo el país; inclu-
so, no solo a quienes apoyan el proyecto bolivariano y revoluciona-
rio, llamo a todos los sectores racionales del país que, por supuesto,
somos la gran mayoría de los venezolanos, a que pongamos un gran
esfuerzo, porque no se trata solo de una tarea del Gobierno, es una
tarea de todos seguir impulsando a Venezuela; seguir llevando a

124 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2001-2002

1999-2000 2000-2001 2002-2003 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Venezuela, en este siglo, a situaciones de vida digna, de igualdad y
de justicia.
Ese esfuerzo o esa meta justifica y justificará todos nuestros esfuer-
zos. El año 2002 ha sido pues un año de pruebas supremas. Un año de
fortalecimiento notable. Un año de batallas y un año de victorias.
He dicho que el año 2003 es el quinto año de la Revolución. Es el
quinto año de este esfuerzo supremo para sacar a nuestra Patria del
abismo en el que había caído. Y como se dice en jerga popular y depor-
tiva: ¡No hay quinto malo!
El año 2003 será un año bueno, un año de mucha exigencia, sin
duda; pero igual un año donde continuaremos profundizando este
proceso de cambios imprescindibles para darle a Venezuela la paz que
tanto queremos y para contribuir con América y con el mundo en la
creación de un nuevo mundo de iguales donde vivamos todos como
hermanos, como dijo Cristo el Redentor: “Cuando estén juntos como
hermanos, como ecclesia, estaré con ustedes”.
Muchísimas gracias.

TOMO 2 > 125

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


2001 2004

EL GOBIERNO RESPETARÁ LA
DECISIÓN QUE TOME EL CONSEJO
NACIONAL ELECTORAL

Discurso ante la Asamblea Nacional


(Memoria y cuenta, 2003)
Palacio Federal Legislativo, Caracas, 15 de enero de 2004

Hoy, 15 de enero, volvemos a este hemiciclo a cumplir con el mandato


de la Constitución Bolivariana, y dar ante ustedes, señor Presidente,
honorables diputados, honorables diputadas, el Mensaje Anual de
comienzo de año, para rendir cuentas acerca de la gestión social,
la gestión económica, administrativa y general del Gobierno revo-
lucionario en el año que acaba de concluir, 2003. Año difícil aquel.
Inolvidable será el año 2003. Año que ha sido maestro, escuela, aula
y terreno para el aprendizaje permanente y el fortalecimiento de la
idea, del concepto y de la praxis transformadora.
Año de mucha importancia fue el 2003, no solo para Venezuela,
para la América Latina, para el Continente todo, y también en el
mundo ocurrieron hechos de mucha importancia.
Quiero invocar en este hemiciclo a un insigne maestro venezola-
no que por aquí pasó y que combatió las lides políticas del siglo XX,
y dejó asimismo un rastro o una huella de liderazgo, de búsqueda,

129
de caminos, de igualdad y de justicia. Me refiero al maestro Luis
Beltrán Prieto Figueroa.14
Y de manera general, vaya nuestro saludo, a nombre del Gobier-
no Bolivariano, a todos los maestros y a todas las maestras de Vene-
zuela, quienes hoy dan la batalla contra la oscuridad, quienes hoy
se han desplegado por los cuatro rincones de la Patria para batallar
junto a los niños de Venezuela, junto a los jóvenes de Venezuela, por
ese futuro luminoso que nos espera; porque no es otro el futuro de
la República sino un futuro grande y luminoso, siguiendo la máxi-
ma de Bolívar: “La educación, la educación. Las naciones marcharán
hacia su grandeza al mismo paso con que camine su educación”.
¡El año 2003! ¿Qué pasó en el año 2003? Claro que no se vayan us-
tedes a preocupar mucho, no voy a leer todo este informe que con la
invalorable colaboración del ciudadano Vicepresidente y el Consejo
de Ministros, hemos preparado.
Voy a entregar una copia al ciudadano Presidente y a todos uste-
des, para su revisión, su evaluación, su análisis, su crítica, y espera-
remos. Estoy seguro de que recibiremos pronto la crítica objetiva,
las recomendaciones, porque el Gobierno que me digno en presidir
está consciente de las enormes dificultades, y en ese sentido noso-
tros somos muy humildes para reconocer nuestros errores, y mani-
festamos siempre la voluntad de corregirlos; de enrumbar aquello
que no ha funcionado bien; de precisar, de ajustar, de perfilar mejor
las metas, los planes, los objetivos, las estrategias.
Un Gobierno como el nuestro, pues, ha tenido que enfrentar junto
a ustedes, honorables diputados y diputadas patriotas, diversas ad-
versidades, mucho más allá de las dificultades naturales, de las difi-
cultades heredadas del tiempo que se va; además, hemos tenido que

14. Luis Beltrán Prieto Figueroa (1902 – 1993). Educador venezolano; fue secretario de la Junta Revolucionaria de Gobierno
(1945-1948), ministro de Educación en 1948, durante el gobierno de Rómulo Gallegos, presidente del Congreso de la
República de Venezuela (1962-1967). Propuso un nuevo modelo educativo nacional: El estado docente.

130 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


enfrentar movimientos conspirativos, hemos tenido que enfrentar
corrientes terroristas, hemos tenido que enfrentar conspiraciones
tecnológicas, mediáticas, militares, nacionales y también internacio-
nales.
Sin embargo, ha concluido el año 2003, y ha concluido, como lo he
dicho desde las últimas semanas de diciembre, mucho mejor de lo
que habíamos previsto en los mejores escenarios que habíamos ve-
nido elaborando desde finales de 2002 y comienzo de 2003. Mucho
mejor, repito, de lo que habíamos pensado.
Sin embargo, quiero hacer, en primer lugar, algunas precisiones
generales, y luego sí voy a tocar algunos asuntos particulares que
me parecen de importancia especial, y además, para orientar las
futuras discusiones que ustedes van a dar en el seno de la Asamblea
Nacional. Y también al país. Todo ciudadano y toda ciudadana tiene
derecho a conocer el texto; así que lo debemos poner en circulación
por los más diversos medios posibles, para que todos los ciudada-
nos, para que todos los venezolanos y venezolanas se dediquen, oja-
lá, con objetividad a buscar aquí los elementos más importantes en
lo económico, en lo político, en lo social, en lo territorial, en lo inter-
nacional, de lo que desde el punto de vista del gobierno –y revisando
el panorama general, revisando los instrumentos de navegación– ha
sido el año 2003. Año del punto medio. Es importante decir esto.
El año 2003 fue mitad de gobierno, de este segundo Gobierno que
nació en el 2000 aun cuando todavía no termina de desarrollarse
una tesis por allí de que en abril habría concluido nuestro segundo
Gobierno, y que el nuevo período habría comenzado el 14 de abril.
Esa es una hipótesis que anda por ahí de algunos curiosos, pero en
todo caso el 2003 fue y marcó el punto medio de este período de
seis años, que no es cualquier período por supuesto, lo sabemos, es
entre otras muchas cosas, el primer Gobierno del siglo XXI y no solo

TOMO 2 > 131

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


el primer Gobierno del siglo XXI sino también el primer Gobierno
producto de la Asamblea Constituyente que, alentada por nuestro
pueblo, dio nacimiento a este proyecto nacional de largo aliento, de
largo plazo: El Proyecto Bolivariano.
Convertido en Constitución por obra y gracia de nuestro pueblo
y por el trabajo, por la constancia y por la consciencia de los cons-
tituyentes que con el apoyo de muchísimos equipos trabajaron en
su elaboración. Quiero aprovechar, como aquí hay un grupo nume-
roso de compatriotas constituyentes, de felicitarlos por el trabajo
que hicieron, que fue capaz de recoger la aspiración de las mayorías
nacionales, y ahora contenidas en este proyecto.
Estaba también recordando, que en alguna corriente de estudios
políticos se dice que es una constante el hecho de que un gobierno en
su punto medio casi siempre está en su punto más bajo de aceptación
popular, esa corriente utiliza una expresión popular para graficarlo,
muy venezolana por cierto, y que es un implemento artesanal que
tengo por allá guardado en una busaca, porque el 2021 me lo echo al
hombro y me voy a buscar la costa Arauca, la teoría del chinchorro.
Sí, la teoría del chinchorro dice que todo gobierno comienza como
en un extremo de un colgadero, y luego tal como el chinchorro, a la
mitad está rozando el suelo, y que si sobrevive al roce del suelo pu-
diera remontar la cuesta, no tanto el gobierno, no necesariamente el
gobierno, sino la situación general del país. Por cuanto, enmarcado
en el ciclo de las elecciones democráticas esta reflexión, pues des-
pués de la mitad del período se abre la expectativa de otro proceso
electoral que luego levanta las expectativas, y para aquellos que per-
dieron la fe, la esperanza en el gobierno enchinchorrado, se abren las
puertas del próximo proceso electoral y comienzan a surgir precan-
didatos y caravanas y banderas y canciones. Muchos analistas dicen
que nuestros pueblos, sobre todo en nuestra América, han venido así

132 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


en algunos países, de chinchorro en chinchorro, de expectativa en
expectativa, y que uno tras otro los gobiernos terminan defraudando
las esperanzas que de alguna manera contribuyeron a levantar.
Hay una buena novela que recomiendo, de un buen escritor y
buen pensador, chileno por cierto, y digo por cierto porque amamos
a Chile saben, desde aquí le envío un saludo muy bolivariano, muy
nerudista y muy allendista al pueblo heroico de Chile. Y aquí, a Ve-
nezuela, vinieron muchos chilenos, sobre todo en esa época nefasta
después que la oligarquía chilena con apoyo internacional y apoyo
de algunos medios de comunicación allá en Chile, lanzaron aque-
lla arremetida fascista contra el compañero Salvador Allende15, y se
instaló aquella tiranía que hizo una Constitución, pero no dejó de
ser una tiranía, no fue como esta Constitución hecha al calor de un
debate infinito.
Bueno, entonces aquel chileno a quien conocí no personalmente
pero sí lo he leído mucho desde hace años, Carlos Matus16, murió
aquí por cierto hace pocos años, profesor universitario, conocido
por muchos de ustedes estoy seguro, en la Universidad Central, en

15. Salvador Guillermo Allende Gossens (1908 – 1973). Médico cirujano y político socialista chileno; fue presidente del
senado de Chile (1966-1969) y presidente de Chile entre el 4 de noviembre de 1970 y el 11 de septiembre de 1973. Se
destacó como diputado, ministro de Salubridad del gobierno de Pedro Aguirre Cerda, y senador desde 1945 hasta 1970,
ejerciendo la presidencia de dicha cámara del Congreso entre 1966 y 1969. Fue candidato a la presidencia de la República
en cuatro oportunidades: en las elecciones de 1952 obtuvo un magro resultado, en 1958 alcanzó la segunda mayoría
relativa tras Jorge Alessandri, en 1964 obtuvo un 38% de los votos, que no le permitieron superar a Eduardo Frei Montalva
y, finalmente, en 1970 en una reñida elección a tres bandas, obtuvo la primera mayoría relativa de un 36,6%, siendo
ratificado por el Congreso Nacional. De ese modo, se convirtió en el primer presidente marxista en Occidente que accedió
al poder a través de elecciones generales en un Estado de Derecho. Allende fue asesinado el 11 de septiembre de 1973,
durante el golpe de Estado en su contra, perpetrado por un grupo de militares fascistas encabezados por el posterior
dictador Augusto Pinochet, bajo las directrices de prácticas injerencistas norteamericanas, en lo que se conoce como el
Operación Condor; un plan de coordinación entre cúpulas dictatoriales en el Cono Sur, en las décadas de los 70 y 80.
16. Carlos Tulio Matus Romo (1931 – 1998). Economista chileno. Durante el gobierno de Salvador Allende, fue ministro de
economía y presidente del Consejo de la Corporación de Fomento y Producción (CORFO). Tras el golpe de Estado que
derroca al presidente Allende, es encarcelado dos años (1973-1975) por la dictadura. A partir de octubre de 1975 se exilia
en Venezuela hasta su muerte. Es autor de los libros: Estrategia y plan (1972), Planificación de situaciones (1977), Bases
teóricas del presupuesto por programas (1978, en colaboración con Marcos Makón y Víctor Arrieche), Guía de análisis teórico
(1980), Planificación y gobierno (1987), El método PES: entrevista a Carlos Matus (1994), Reingeniería pública (1994), Sobre
la teoría de las macroorganizaciones (1994), Chimpancé, Maquiavello y Gandhi (1995), El líder sin Estado Mayor (1997), Los 3
cinturones de gobierno (1997), El método MAPP (1998), Teoría del juego social (publicación póstuma, 2000).

TOMO 2 > 133

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


el Zulia. Hizo escuela Carlos Matus, es más me atrevo a recomendarle
a todos los que aquí están ejerciendo funciones de gobierno, en cual-
quier nivel, señores alcaldes, alcaldesas, gobernadores, gobernadoras,
ministros, ministras, les recomiendo las lecturas de Carlos Matus.
Por ejemplo, hace poco he estado leyendo un libro que precisa
con mucho detalle, porque aquel hombre pensó y escribió mucho
cuando lo llevaron preso, detrás de los barrotes de la tiranía comen-
zó a escribir unos libros que aquí los concluyó y los profundizó.
Uno de ellos se llama El Líder sin Estado Mayor y tiene que ver, pre-
cisamente, con la oficina del gobernante, como funciona la oficina
de un gobernante en cualquier nivel, eso es aplicable al Alcalde de
Sabaneta que está por allá, Noel Zamudia, y también al presidente
de Sabaneta, en cualquier nivel, o al gobernador de Lara o al de
Vargas o a la oficina de cualquier ministro, de Salud, de Ambiente,
de Defensa.
Son buenos métodos sobre todo para incrementar la eficiencia de
la toma de decisiones, del flujo de las informaciones y del impacto
de esas decisiones sobre una realidad a transformar. Otro libro que
escribió Carlos Matus y que tiene que ver con el mismo tema, pero
ya novelado, es una novela que se llama precisamente Adiós, señor
presidente.
Adiós, señor presidente, comienza con una transmisión de mando
y un presidente que está recogiendo sus maletas porque entregó el
gobierno. Ese día está en Palacio buscando sus cosas y cuando sale
por la puerta de Palacio hay un niño pobre sentado a la puerta de
Palacio y es el único que lo saluda, más nadie lo saluda, nadie le
rinde honores, si acaso le dejaron un chofer, y el niño que se acos-
tumbró a ir allí a esperar ayuda porque era un niño de la calle, se
para y le dice: “Adiós, señor Presidente”. Es un poco la historia de las
democracias representativas de América Latina.

134 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Ahora, si fuese este nuestro Gobierno un gobierno más, la continua-
ción –Dios guarde para siempre a nosotros de los gobiernos que por
aquí pasaron en los últimos cuarenta años– pues yo estaría haciendo
maletas y estaríamos apenas a dos semanas de la entrega de gobierno,
solo que como lo dije aquí mismo aquel 2 de febrero hace cinco años,
desde el punto de vista político yo vine aquí traído por un pueblo, por
ustedes, compañeros, camaradas y compatriotas para poner el dedo
donde había que ponerlo, no para dejarme arrastrar por la inercia y
la comodidad. Si hubiese sido yo uno más de aquellos, seguramente
estaría haciendo maletas y preparando viaje para Europa o para Nor-
teamérica, quién sabe cuántos millones de dólares tendría en alguna
cuenta o algunas cuentas secretas y otras no secretas; quién sabe cuán-
tas miles de cabezas tendría ya en los llanos de Barinas a la orilla de un
buen río y en una buena sabana o en Guárico o en Apure, ¡qué importa!
Quién sabe cuántas playas privadas y yates tendría por allá en
Margarita o en cualquier isla del Caribe; quién sabe cuántos aparta-
mentos de lujo en Nueva York, en Washington o en París, donde yo
hubiese querido. Pero ustedes saben, compañeros, que yo no vine
aquí para eso, yo voy a aprovechar para repetir una frase de Simón
Bolívar, nuestro líder máximo y nuestro guía espiritual, moral, inte-
lectual y político: “Moriré como nací, desnudo, desnudo”.
Hago un llamado a todos quienes me acompañan y me siguen
y cumplen funciones de gobierno, esa debe ser nuestra consigna,
entregarnos por entero no importa cuántos dolores puedan que-
dar por allí regados, para eso vinimos aquí, para eso nos trajo un
pueblo aquí, no nos trajo para hacer o para repetir la novela Adiós,
señor Presidente. En ese sentido, yo muy humildemente así lo digo;
me siento, por ahora, satisfecho a pesar de que nunca estaré com-
placido o absolutamente contento por lo que hemos hecho, pero
nosotros hemos roto la teoría del chinchorro.

TOMO 2 > 135

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Hemos llegado a la mitad de un período y ahí hay un pueblo, cre-
yendo hoy más que ayer en este gobierno, en este proyecto, y en este
llamado. Fortalecido, crecido, el que quiera verlo que lo vea y el que
quiera oírlo que lo oiga. Un pueblo con una consciencia incremen-
tada, con un grado de unidad fortalecido, aun cuando falta mucho
camino por recorrer en esa dirección de la consciencia. Un pueblo
ideologizado.
Ahora mismo, cuando caminaba la media cuadra que he camina-
do ya varias veces en estos últimos cinco años antes de ser recibido
por nuestros compatriotas diputados, presidente y vicepresidente de la
Asamblea, un grupo de compatriotas saludaba y una señora me gritó:
“¡Chávez!” y yo volteo y ella solo me hace así: levantó la Constitución
Bolivariana; “¡Chávez!”.
Es un pueblo consciente, es un pueblo que se ha levantado, es un
pueblo que como ayer le comentaba a varios centenares de jóvenes estu-
diantes en La Habana, donde estuvimos el día de ayer e hicimos varios
eventos y varios encuentros.
Uno de ellos fue ir a saludar, junto al compañero Fidel Castro y
mis compañeros de delegación, a varios centenares de estudiantes
venezolanos que están en La Habana estudiando medicina, algunos
de ellos ya están en 5º año; pronto regresarán. Y me dijo una: “Estoy
ansiosa por regresar, Chávez; mándame al barrio más pobre. Voy
para Barrio Adentro, Chávez. No quiero trabajar en ninguna clínica
privada. ¡No! No me mandes a un hospital en una ciudad; quiero ir
a Barrio Adentro”.
Esa oleada de médicos y médicas y de estudiantes estaba allí con
una pasión infinita por lo que están viviendo esos muchachos y, so-
bre todo, por la consciencia que tienen del papel que están jugando
y, más aún, del papel que van a jugar en el proceso de dignificación
y liberación de nuestro pueblo. Ellos son los nuevos libertadores; las

136 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


nuevas libertadoras de un pueblo esclavizado durante muchos años
por la pobreza, la miseria y la exclusión.
Pues sí, ayer les comentaba estos temas y tópicos de la consciencia;
la consciencia de la unidad. Un nivel que hemos logrado, pero que no
es sino sólido como un piso, no es sólido como una platabanda sino que
es sólido como un piso, es solo un piso.
Debemos seguir, compatriotas venezolanos y venezolanas, incre-
mentando nuestro nivel de consciencia, nuestra fortaleza espiritual.
Un nuevo sentido de la solidaridad, una nueva ética, como también lo
decíamos anteayer en Monterrey, exige el mundo: La ética de la solidari-
dad, de la fraternidad, de la libertad con igualdad, porque bien decía el
Mariscal Sucre que libertad sin igualdad, no tendría sentido. Libertad
con igualdad, paz con justicia. ¿De qué sirve la paz con injusticia? No
es paz en verdad. Y la libertad sin igualdad tampoco es libertad, es la
tiranía de los más poderosos contra los más débiles. Esa es una verdad
de siglos.
Así que este año 2003, con estas reflexiones, le doy vuelta a esa idea
de un gobierno, de un pueblo, de una corriente política transformadora
que a la mitad del período conserva, y no solo conserva, sino que ha lo-
grado fortalecer la idea, el proyecto, la praxis y los espacios. Se rompió,
no se cumplió ni se cumplirá con nosotros la teoría del chinchorro. ¡No
nos enchinchorraremos jamás!
Ahora, el 2003 termina a todo vapor para Venezuela. El 2003 termina
–como decimos siempre– a paso de vencedores. El 2003 ha terminado
observando en Venezuela y desde Venezuela una ofensiva general. Es-
tamos en una ofensiva general y esa es una de las particularidades que
habrá que agradecerle siempre al año 2003.
El año 2003 y todas sus circunstancias, sobre todo las del pri-
mer semestre, nos permitieron retomar la ofensiva y lanzar un con-
traataque no solo en lo táctico sino en lo estratégico. Nosotros nos
hemos recuperado en el 2003 y hemos entrado al 2004 en ofensiva
TOMO 2 > 137

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


estratégica. Y como dije, precisamente a mediados del 2003, cuan-
do la ofensiva comenzó a moverse, cuando la caballería comenzó a
galopar y ya era inevitable nuestro contraataque victorioso, lo dije
y lo repito hoy: Llamo a todos a que hagamos todo lo que tengamos
que hacer para que nunca más perdamos la ofensiva. ¡Más nunca
las fuerzas bolivarianas de Venezuela deben pasar a la defensiva! De
aquí en adelante es una ofensiva larga en lo táctico, en lo estratégico,
en lo político, en lo económico, en lo social, en lo nacional, en lo in-
ternacional. ¡Ofensiva! ¡Ofensiva! ¡Avance! ¡Profundización!
Toda ofensiva, sin embargo, debe ser acompañada de una acción
de consolidación en la retaguardia. La historia enseña cómo Napo-
león17, por ejemplo, se lanzó en ofensiva larga hacia Moscú y se le
quebraron las retaguardias. O el caso nuestro: Bolívar, y esta no es
ninguna crítica, por supuesto, a Bolívar. Si lo fuera, lo fuera, pero
en este caso no lo es porque Bolívar tampoco fue perfecto, no es san
Simón Bolívar, solo fue un hombre que cometió también errores.
Pero no es más que una especulación la que he comenzado a hacer
pública; la he llevado durante varios años muy por aquí, por dentro.
Pero no sé por qué razón en alguna parte comencé a hacerla pública.
¿Qué hubiese pasado si Bolívar en vez de irse hacia el sur, hacia el
Ecuador, hacia el Perú, hacia Bolivia, se hubiese quedado aquí, entre
Venezuela y la Nueva Granada, entre Caracas y Bogotá? Porque no
es que se fue él solo, se llevó –a lo mejor, además lo necesitaba– y
nosotros siempre aplaudiremos esa acción bolivariana porque es
grande, es noble y libertadora.
Bolívar estaba en lo cierto cuando decía que había que echar el
último reducto español en América del Sur; y no solo en América del
Sur; en el Caribe. Todos sabemos que Bolívar estaba pensando ya en

17. Napoleón I Bonaparte (1769 – 1821). Emperador de Francia desde 1804 hasta 1815; fue un reformista político y su legado
jurídico (derecho napoleónico) es referencia internacional. La derrota francesa en la batalla de Waterloo (1815) precipitó
su caída como monarca y su encarcelamiento en la isla de Santa Elena, donde murió.

138 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


la liberación de Cuba, de Puerto Rico, de La Española, lo que hoy es
República Dominicana. Así que aquel hombre no tenía límites. Si el
tiempo le hubiese dado, a lo mejor hubiese comenzado a pensar en
la invasión de la Península Ibérica. Alguien escribió que pensaba en
siglos y miraba en continentes.
No podemos imaginarnos a un Bolívar alcalde de Caracas o gober-
nador de la provincia oriental. ¡No! Solo que fallaron muchos de sus
compañeros a la hora de consolidar la retaguardia; él se fue a la van-
guardia y se llevó a Sucre, de lo mejor. No se llevó a Urdaneta, porque
como Bolívar le escribió un día desde allá desde el Sur –Urdaneta era
el intendente del Zulia–: “general Urdaneta, usted tiene de todo me-
nos salud”. Y en verdad que Urdaneta fue muy enfermo desde joven.
No llegó a Carabobo, por una enfermedad muy grave. En 1821 salió
del Zulia con las tropas, pero tuvo que quedarse en Carora y luego se
quedó de presidente del Congreso de Colombia, y luego Bolívar lo en-
vió al Zulia para consolidar la Intendencia estratégica del Zulia, pero
no pudo ir, mucho menos pudo estar en Carabobo, no pudo estar en
Junín, no pudo estar en Boyacá, no pudo estar en Ayacucho. La salud
le robó parte de la gloria al general Rafael Urdaneta, aun cuando hoy
es ilimitada su gloria. Pero como soldado ha podido estar al lado de
Sucre en la pampa de la Quinua; ha podido comandar una división en
Carabobo. Pero fue grande Urdaneta.
Bolívar se llevó a Simón Rodríguez. Apenas se enteró de que Si-
món Rodríguez llegó por Bogotá mandó por él. Le mandó un nom-
bramiento encargándolo de la logística de una tropa que iba en unos
barcos de refuerzo allá, y allí se fue Simón Rodríguez. Lo nombra-
ron intendente de un batallón, y allá llegó y lo dejó de ministro de
Educación de Bolivia, la hermana, la hermosa Bolivia, la más que-
rida hija de Bolívar. Y Sucre se quedó allá de presidente. Incluso
se vino y los dejó allá. Y cuando vino aquí en los años 26 y 27 todo

TOMO 2 > 139

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


estaba perdido. Ya la oligarquía se había adueñado del poder, y no
solo se había adueñado sino que lo había desmoronado ante la opinión
pública. Y Cuando va a Bogotá tratan de matarlo y también le habían
hecho una campaña, una guerra sicológica que había alejado a muchos
colombianos, a muchos venezolanos del corazón de Bolívar. Confun-
dieron a aquel pueblo, como él mismo lo dice en su última proclama:
“Colombianos, mis enemigos abusaron de vuestra credulidad y holla-
ron lo que me es más sagrado: Mi reputación y mi amor a la libertad”18.
Y se fue y no quiso volver, y Urdaneta tomó el poder y tumban a Mos-
quera, lo tumba el pueblo, lo tumban los soldados de Bolívar que pe-
dían que volviera; ya él iba en el carromato de la muerte. “¡Vuelva, mi
General!”, le grita Urdaneta en no sé cuántas cartas desgarradoras.
“¡Vuelva y salve a la Patria!”. Y Bolívar: “¡no, vámonos de aquí, José, esta
gente no nos quiere!”. “¡Vuelva, mi General!”. “No vuelvo, me voy”. Y se
fue. “Estoy muerto en vida”, decía. Él vio cómo se desplomó su sueño,
señores embajadores y embajadoras. Pero también dijo una vez: “Mis
angustias vivirán en el futuro”. ¡Aquí las tenemos hoy con nosotros!
Por cierto, hablando de Bolivia, el primer puerto de Bolivia lo fundó
el Mariscal Sucre. Ustedes saben que Sucre –por aquí están los cuma-
neses– era ingeniero; él estudió ingeniería, estudió matemáticas. Fue
un muchacho muy estudioso, de familia pudiente de la Cumaná, la pri-
mogénita, y estuvo de edecán de Miranda a los 17 años. Ese muchacho
aprendió mucho; imagínate, con Miranda que era una gloria, era una
leyenda cuando vino aquí en 1811 y lo nombraron Generalísimo. Con
su cabello blanco uno se imagina a Miranda caminando por las calles
de Caracas y aquella juventud revolucionaria mira a Miranda, el líder.
Allá en la revolución de los Estados Unidos estuvo Miranda, por
cierto con unos soldados cubanos, porque a Miranda le mandaron los
españoles –era oficial español– a pelear en Cuba y entonces él se rebeló

18. Simón Bolívar, “Última proclama”. Doctrina del Libertador, Caracas, Biblioteca Ayacucho, 3ra Edición, 2009, p. 391.

140 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


contra el rey, se unió a los cubanos y apareció luego con un batallón
formado por cubanos y norteamericanos que en un tiempo estuvieron
juntos y en otro tiempo futuro estarán juntos y estaremos juntos tam-
bién; seguro, peleando por las mismas causas; peleando por la verda-
dera libertad y justicia de los pueblos. Y allá Miranda comandó tropas
cubanas y norteamericanas, también mexicanas y de otros países de
América Latina, de la América española. ¡Guerreros! Soldados que se
fueron a pelear, de América española, junto a Washington19 y los que
liberaron del imperio inglés a Norteamérica o a parte de la misma.
Miranda, pues. Ahí andaba Miranda, y Sucre a su lado, a los 16
años; era su edecán de campo. A Sucre, cuando lo designan presidente
de Bolivia, y nace la Bolivia. El primer nombre de Bolivia fue Bolívar.
Bolívar no quería que le pusieran su nombre, tuvo hasta unas discu-
siones por carta con Sucre, y este le dijo: “Es la opinión de la mayoría,
y el pueblo manda”. Y entonces el Congreso le dio el nombre de Bolivia
a aquella nueva República, y el Congreso del Perú reconoce una franja
de costa para Bolivia, la nueva República, y se fijan sus límites. Una
zona muy empobrecida aquella.
Y el Mariscal Sucre comienza a repartir tierra a los indios. Me ima-
gino, y Bolívar lo dice en carta, no es que uno se lo imagina, y Sucre
también lo dice en cartas y documentos de aquella época. Y me ima-
gino a Simón Rodríguez, qué no pensaría y qué no diría. Fue en esos
años en los que Simón Rodríguez escribió aquello de que la utopía de
Tomás Moro aquí dejará de ser utopía, aquí tiene su territorio en el
Nuevo Mundo, y estoy seguro que ellos pensaron en Bolivia como el
territorio medular de la nueva utopía.
Y fue Bolívar el que hizo el proyecto de Constitución invocando
el Poder Electoral; de ahí viene el Poder Electoral y la idea que fue

19. George Washington (1732 – 1799). Comandante en jefe del Ejército Continental de la Revolución de los Estados Unidos de
Norteamérica, presidente de la Convención Constitucional en 1787 y primer presidente entre 1789 y 1797.

TOMO 2 > 141

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


recogida aquí, señor presidente Carrasquero, el Poder Electoral, para
profundizar una democracia que más que representativa debe ser
participativa y protagónica. Democracias verdaderas, no democracias
de pantalla, democracias verdaderas necesitan nuestros pueblos.
Así que aquellos hombres y mujeres fundaron aquella República,
la orientaron y le dieron su costa de varios centenares de kilómetros,
del paralelo 22 al 25. Pueden ustedes buscar un mapa y pueden buscar
incluso la primera, no sé si la primera, no estoy seguro, pero sí sé que
fue la Constitución de Chile de 1830.
En 1830, en Chile, aprueban una Constitución, y esa Constitución
reconoce a Bolivia, y el límite con Bolivia era el desierto de Atacama;
es decir, toda esa costa de Atacama hacia arriba, hasta el límite con el
Perú, era de Bolivia. Yo ruego al pueblo chileno y a sus instituciones
–las instituciones del Estado chileno, que estoy seguro representan y
deben representar al pueblo chileno– que entiendan esto, que no reac-
cionen de una manera sobredimensionada ante el planteamiento del
tema, porque creo que es peor para Chile esa reacción.
Desconocer una verdad a la vista de todos. Está allí en la historia
escrita, en la geografía y en la memoria lejana y también cercana de
nuestros pueblos, en esta Sudamérica, sobre todo. Que se discuta el
tema es lo que nosotros pedimos y esta solicitud no lleva ninguna car-
ga personal.
Antonio Guzmán Blanco, hijo de Antonio Leocadio Guzmán, secre-
tario de Bolívar allá en el Sur. Precisamente, Antonio Guzmán Blanco
era Presidente de Venezuela cuando, en 1879, fuerzas armadas chilenas
tomaron por asalto aquellos litorales y arrebataron a Bolivia su mar.
Desde entonces no había terminado la llamada Guerra del Pacífi-
co , en la que después, también el Perú intervino. No había concluido
20

20. La Guerra del Pacífico (1879 – 1883), también conocida como la Guerra del Guano y el Salitre, fue un conflicto armado de
Chile contra Perú y Bolivia. Tras la victoria chilena en la guerra ocuparon el Litoral de Atacama, arrebatándole a Bolivia el
acceso al mar.

142 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


aún la guerra cuando Antonio Guzmán Blanco estaba protestando a
nombre del Gobierno de Venezuela y del pueblo de Venezuela aquella
acción. Desde entonces, desde 1881, desde que mi General Guzmán
Blanco levantó la voz a nombre de Venezuela, hasta hoy, Venezuela
tiene una sola posición ante la historia: Justicia para Bolivia. Incluso,
me atrevo a ofrecer, a nombre del pueblo venezolano, para el día en
que Bolivia vuelva a tener su costa, que Venezuela está dispuesta a
apoyar con todo el asfalto que haga falta para asfaltar una carretera,
hasta un puerto que se construya en el litoral boliviano.
Volvamos a 2003. El año 2003 ha concluido, como ya lo dije, com-
patriotas, en ofensiva, recuperación de espacios, recolocación de Ve-
nezuela con fuerza en el ámbito interno y en el externo.
La Cumbre de Monterrey, que ha concluido hace pocas horas, es
un ejemplo de ello; pero, ejemplo vertical, claro; porque ya a estas
alturas, después de haber participado en aquella reunión en dicha
ciudad del norte de México, después de haber intercambiado de ma-
nera directa, personal, en reuniones bilaterales, o fugaces, después
de haber oído discursos de jefes de Estado y jefes de Gobierno, des-
pués de haber participado en debates, después de haber leído nume-
rosos artículos de prensa, después de haber interactuado en diversos
ámbitos y espacios, hoy ya nadie que se precie de ser objetivo, de
tener dos ojos para ver, dos oídos para oír y dos manos para tocar
y un alma para sentir y una consciencia para asumir; nadie puede
decir hoy que no, que se está rumorando o que se está medio viendo
algún discurso disonante.
Eso se pudiera haber dicho hasta hace dos años, cuando, cierta-
mente, casi que el único discurso que realmente era disonante en esas
Cumbres, casi que el único era el discurso nuestro. Eran las propues-
tas nuestras. Una de ellas era la necesidad de revisar el modelo de
desarrollo que se nos impuso en el siglo XX. Una de esas propuestas,

TOMO 2 > 143

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


la necesidad de buscar otras alternativas al modelo neoliberal que
tanto daño le ha hecho a nuestros pueblos, a nuestros sistemas po-
líticos, a la vida de nuestra gente. “Las leyes –decía Montesquieu–
deben ser apropiadas a la naturaleza de la gente para la cual son
hechas, incluso al territorio donde van a imperar, a las culturas, a
las tradiciones”.
No hay modelos mágicos, no hay fórmulas mágicas válidas para
todos por igual. Quién puede afirmar, por ejemplo, en los países po-
derosos del mundo, que aquellos países se desarrollaron en el marco
del modelo neoliberal; absolutamente falso. La Europa, por ejemplo,
salió de las situaciones de estancamiento de siglos y fue perfilándo-
se hacia modelos superiores de desarrollo con modelos económicos
muy alejados del neoliberalismo. La Norteamérica igual. Hay que
revisar un poco la historia solamente. El modelo neoliberal no puede
ser el camino para nosotros.
Pues, esa voz nuestra sonaba casi que solitaria en esas Cumbres.
Yo propongo que esta digna Asamblea Nacional pudiera designar
una comisión de diputados y diputadas para analizar los discursos,
las actitudes de Monterrey, y desde nuestro Gobierno, doctor José
Vicente Rangel, también hacer un balance detallado de Monterrey,
y emitir, a través de diversos medios, a nuestro pueblo, conclusiones
de Monterrey 2004.
Ya no es un rumor. Ya no es una disonancia, una cuerda que suena
distinta. ¡No! Es que ya se pueden oír claramente dos tonos en la or-
questa, dos tonos. Quienes obstinadamente –y con todo mi respeto,
creo que sufriendo de lo que algunos han llamado ceguera situacio-
nal, o lo que dice Saramago en una de sus novelas, la ceguera blanca–
siguen empeñados en proponernos el camino al infierno.
Las cifras de la Cepal. Yo citaba algunas de ellas en los pocos mi-
nutos de mi intervención en Monterrey. En 1994 nació la propuesta

144 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


del ALCA para toda América, excepto Cuba. Le decía a Fidel ayer
que él tiene suerte de que no lo metieron ahí; aun cuando ya, yo
creo y así lo digo por primera vez, bueno, no, por segunda vez, lo
dije antenoche en Monterrey a un periodista inglés de la BBC que
me entrevistaba, y creo que también a CNN; pero en Venezuela es la
primera vez que lo voy a decir, y creo que habrá que decirlo; invito a
los latinoamericanos que quieran decirlo que lo digan: por qué Cuba
no está. A quién consultaron para excluir a Cuba. Qué bueno sería
que consultáramos a los pueblos de la América latinocaribeña y le
preguntáramos: ¿está usted de acuerdo en excluir a Cuba? ¿Sí o no?
Yo me atrevería incluso a recomendar que hagamos lo que digan
los pueblos desde el Uruguay, Argentina, Brasil, Chile, Colombia,
Ecuador, Perú, Venezuela, Granada, San Vicente, Trinidad y Tobago,
hasta Puerto Rico propongo también que le preguntemos para ver
qué dice el pueblo de Puerto Rico, porque Cuba es un pueblo latino-
americano.
Creo que es justo que comencemos a preguntarnos por qué Cuba
no está. Y que no nos quedemos callados cuando en ausencia de
Cuba se arremete contra ella. Transmita usted, señor embajador,
al presidente Fidel Castro y al pueblo cubano toda nuestra solida-
ridad. Entonces, esa Cumbre de Monterrey, sus aconteceres y sus
resultados indican, entre muchas otras cosas, que la posición que
Venezuela ha venido sosteniendo de manera firme y cada día más
firme y más clara desde 1999, a través de este Gobierno, en todas y
cada una de las Cumbres a las que me ha tocado asistir en represen-
tación de nuestro pueblo, desde las Cumbres del Caribe, las Cum-
bres de Mercosur, a donde hemos asistido algunas veces invitado,
las Cumbres de la Comunidad Andina, las Cumbres del Grupo de
los 15, las Cumbres de las Américas, todas, en todas las Cumbres la
posición nuestra ha sido la misma.

TOMO 2 > 145

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Ahora, en Monterrey, ni siquiera la nuestra podemos decir que es
la más sólidamente presentada. Qué discurso, por ejemplo –y ade-
más un discurso que es coherente con la práctica– dio para cerrar
la Cumbre e invitar a la próxima en Buenos Aires, el presidente ar-
gentino, nuestro amigo Néstor Kirchner. ¡Qué discurso! Colocando
el dedo en varias llagas.
El gobierno de los Estados Unidos, por ejemplo, se presenta a esa
Cumbre.
En América Latina, en algunos países, en algunos sectores ha-
bía expectativas acerca de algunas propuestas que para América
Latina, positivas para nuestros pueblos, pudiera haber traído a esta
Cumbre Extraordinaria el gobierno de los Estados Unidos.
El presidente Kirchner recogió seguramente algo de eso y en sus
palabras dijo, por ejemplo, recordando que los Estados Unidos y
los gobiernos de la época presentaron un proyecto y ayudaron con
muchos recursos, que no fue la inversión privada internacional, no
fue la ley del mercado la que aportó los recursos de miles de millo-
nes de dólares para la reconstrucción de Europa a través del Plan
Marshall. Con esto el presidente Kirchner, estoy seguro, estaba di-
ciendo que, qué bueno sería que el gobierno de los Estados Unidos
presentara algo así como un Plan Marshall para la América Latina.
Se habló, por ejemplo, del sida. El sida sigue, y lamentablemente
seguirá haciendo estragos en nuestros pueblos. Estoy seguro de que
esto seguirá incrementándose aquí y en nuestros pueblos herma-
nos, pero hasta ahora Venezuela es uno de los pocos países de Amé-
rica Latina donde le ofrecemos y proveemos tratamiento gratuito
totalmente, hasta ahora, a 80% de los enfermos de sida registrados, y
este año, señor ministro, como están ya previstos en el Presupuesto
los recursos y los planes, vamos a llegar al 100% de los registrados.
Atención plena y gratuita.

146 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


No había aquí hace cinco años registro alguno, no había, y por
tanto no había un céntimo de bolívar para tratamientos de sida. Solo
para quienes podían pagarlo, los demás se iban muriendo, la solu-
ción era la muerte, y además no solamente la muerte de ellos sino
la enfermedad propagándose; porque, como sabemos, mucha gen-
te puede adquirir el sida y no saberlo durante un tiempo, y ese es
uno de los factores potenciales más nefastos de esa enfermedad. La
prevención y la cura al 100% de los registrados y estamos además
llamando a los que padezcan de la enfermedad a que lo digan, a que
se registren. El incremento ha sido como de 200% en los últimos
tres años; no el incremento de la enfermedad, no, el incremento de
los registros, porque había mucha gente que sabiendo que porta
la enfermedad, estaba por ahí en silencio. Claro, porque tampoco
tenía expectativa de que lo atendieran y el tratamiento es bastante
costoso.
Pero en fin, un Fondo Humanitario Internacional, seguimos no-
sotros proponiendo; que se declare la América, sobre todo la Améri-
ca latinocaribeña, en emergencia y que actuemos en consecuencia.
Esas propuestas ya están teniendo eco en algunos gobiernos y en
algunos otros espacios del Continente.
Y por primera vez en años, en la Declaración de Monterrey, al
menos ha comenzado a recogerse la propuesta y ya aparece allí en
uno de sus párrafos la propuesta de Venezuela de la necesidad de
la creación de un Fondo Humanitario Internacional para atender la
emergencia social en estos nuestros pueblos: la salud, la educación,
el hambre, las enfermedades.
Ahora, cuando decimos esto de que ya se perfila claramente en
el horizonte del Continente americano una corriente alternativa al
neoliberalismo, una propuesta distinta, humanista, creo que si focali-
zamos la visión y nos acercamos al mapa, pudiéramos perfectamente

TOMO 2 > 147

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


decir que el epicentro de esta corriente podemos ubicarla en esta
Suramérica.
Y que en Suramérica ya claramente se ve, ya no es solo objeto de
especulaciones o un análisis prospectivo. Qué discurso nos dio Luiz
Inácio Lula da Silva en Monterrey. Lula ha señalado, primero, que el
modelo impuesto es un fracaso, y, segundo, llama a la conformación
de un nuevo modelo de desarrollo. Cómo criticó Kirchner el Fondo
Monetario Internacional y los organismos multilaterales. Señaló el
Presidente Kirchner que una de las grandes culpas del endeuda-
miento externo de nuestros países está precisamente en esos orga-
nismos internacionales, que prestaron y prestaron y prestaron sin
límites, y ahora pretenden cobrarle hasta el último centavo, muchas
veces con una presión propia de un asaltante de caminos, a nuestros
pueblos.
Argentina ha dicho “pagaremos hasta donde podamos pagar”,
y es una actitud digna. Vaya desde aquí nuestra solidaridad a esa
digna posición del presidente argentino, Néstor Kirchner.
Un nuevo cuadro está ya presente en el Continente, y en Suramé-
rica, me atrevo a repetirlo desde aquí, claramente se perfila un eje,
no el “eje del mal” que algunos dicen, un eje. Podemos graficar un
eje sobre Suramérica, más allá o más acá.
Suramérica toda está llena de corrientes que están renaciendo.
Por el Norte de Suramérica, por el Sur, por el Este y por el Oes-
te, movimientos indígenas, movimientos populares, movimientos
obreros, movimientos políticos de nuevo signo. Pero –repito– focali-
zando sobre el mapa la intensidad de esos movimientos y sobre todo
la fuerza que han adquirido, y sobre todo el perfil de los gobiernos,
pudiéramos graficar un eje que parte de Caracas, pasa por Brasilia
y llega hasta Buenos Aires. Allí hay algo para estudiar el que quiera
estudiar, el que quiera actuar. Al respecto, es muy positiva la noticia

148 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


que ha surgido de las reuniones de Monterrey, y así lo adelanto al
país, de una próxima reunión que sostendremos aquí en Venezuela,
Luiz Inácio Lula da Silva, Néstor Kirchner y este humilde servidor.
Así que todas aquellas voces de que Venezuela está aislada, de
que Venezuela se queda sola, de que Venezuela está excluida del
sistema interamericano, ahí tienen la más cruda y clara verdad. Hoy
más que nunca las posiciones de Venezuela son asumidas ya no solo
por otros gobiernos, y no me limito solo a Brasil y Argentina; he-
mos oído discursos y actitudes y diálogos que hemos sostenido, por
ejemplo, con el Presidente del Paraguay, Nicanor Duarte Frutos, a
quien hemos invitado a visitar Venezuela y nos ha dicho que busca-
rá tiempo para venir por acá, y otros liderazgos, no necesariamente
en el rango presidencial.
En el Caribe hay un liderazgo consolidado. Los pueblos herma-
nos del Caribe han logrado un estado sólido de unidad y hay líde-
res allí, hermanos y compañeros. Pronto también vendrá por acá el
primer ministro de Jamaica, Percival Patterson, un líder caribeño
y por cierto que desde aquí quiero enviar una vez más, pero desde
este escenario, al pueblo de Dominica y a los pueblos del Caribe,
sobre todo el Caribe oriental, nuestro más profundo sentimiento
de pesar por la muerte del primer ministro Pierre Charles. Para ese
hermano pueblo y la familia de este buen amigo que fue nuestro y
de Venezuela, todo nuestro sentimiento, y yo tengo toda la intención
de asistir el próximo sábado a Dominica a las exequias del primer
ministro, a representar a nuestro pueblo y sobre todo a llevar el
sentimiento de solidaridad a esos hermanos pueblos caribeños. Un
cuadro ha emergido, está allí, presente, ya no es suficiente decir que
otra América es posible, creo que ya podemos comenzar a decir:
Otra América está aquí, presente ya, asomó su rostro, y ya habla,
ya habla. Está naciendo después de un largo período de oscurana,

TOMO 2 > 149

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


saben, después de un largo período de dictaduras civiles y militares,
porque más de un gobierno que se llamó democrático han sido ver-
daderas tiranías en estos nuestros pueblos de América.
Así que una nueva América está presente, una nueva voz, que
no es nueva, es la misma voz de Bolívar, de Sucre21, de Artigas22, de
O´Higgins23, de San Martín24, de Pancho Villa25, de Zapata26, de San-
dino27, de Manuela Sáenz, de Simón Rodríguez, son ellos que vuel-
ven convertidos en pueblos, pero es la misma idea, la idea de la utopía

21. Antonio José de Sucre nació en Cumaná el 3 de febrero de 1795. Junto a Simón Bolívar luchó en las batallas de Boyacá
(1819) y Carabobo (1821). Asimismo, lideró a los patriotas en la batalla de Pichincha (1822). Estas victorias completaron
la independencia de Gran Colombia.
22. José Gervasio Artigas (Montevideo, 1764-Ibiray, cerca de Asunción, Paraguay, 1850). Político y militar uruguayo. En 1815
venció a las fuerzas centralistas, tomó Montevideo y organizó un gobierno federalista en Santa Fe. En 1856, a título
póstumo, el gobierno uruguayo lo declaró “fundador de la nacionalidad oriental. [en línea] <http://www.biografiasyvidas.
com /biografia/a/artigas.htm> [Consulta: 24 de julio de 2013].
23. Bernardo O´Higgins Riquelme es el padre de la patria chilena. Su presencia, como miembro y gobernante, fue crucial
en todo el proceso de emancipación chilena del dominio del imperio español, ya fuera luchando en las batallas de la
independencia o ejerciendo como primer Director Supremo de la naciente nación (28 de enero de 1823).
24. José Francisco de San Martín y Matorras es el principal héroe y prócer militar de la República Argentina; cuyas campañas
fueron decisivas para las independencias de Argentina, Chile y el Perú. Junto a Simón Bolívar es considerado Libertador
de Sudamérica.
25. José Doroteo Arango Arámbula (1878-1923), conocido por su apodo Francisco Villa fue uno de los principales jefes de la
Revolución Mexicana. En 1910 se unió al movimiento maderista para quitar del poder a Porfirio Díaz, primero a través de
su compadre Eleuterio Soto, y después mediante Abraham González operador político de Francisco I. Madero en el estado
de Chihuahua. Durante los combates demostró liderazgo y habilidades notables como estratega militar, su profundo
conocimiento de los territorios de Chihuahua, Coahuila y Durango le dieron ventaja en las batallas. [en línea] <http://
centaurodelnorte.com/biografia-francisco-villa-breve-corta/#ixzz2ZzkgQW2T> [Consulta: 24 de julio de 2013].
26. Emiliano Zapata (1879-1919). Líder revolucionario y reformador agrarista mexicano, nacido en Anenecuilco, estado de
Morelos. Campesino mestizo, en defensa de los derechos de su pueblo a las tierras, "la tierra es de quien la trabaja",
reclutó un ejército de peones, en buena parte indígenas de los pueblos y las haciendas de Morelos, y con el grito de guerra
"Tierra y Libertad", se unió en 1910 a la Revolución Mexicana de Francisco Ignacio Madero, cuyo objetivo era derrocar al
régimen de Porfirio Díaz. Zapata perdió la confianza en Madero, quien asumió la presidencia en 1911, y se declaró en
su contra, formulando su propio programa de reforma agraria (conocido con el nombre de Plan de Ayala), mediante el
que pretendía redistribuir la tierra entre los campesinos. Durante las presidencias del dictador Victoriano Huerta (1913-
1914) y del presidente constitucionalista Venustiano Carranza (1914-1920), Zapata siguió manteniendo sus actividades
guerrilleras en contra del gobierno, extendiendo su poder por todo el sur de México. Junto con Francisco (Pancho) Villa,
que había aceptado el Plan de Ayala, entró en la ciudad de México en 1914. Al año siguiente, Zapata se retiró a Morelos,
donde continuó defendiendo sus posiciones frente a las tropas constitucionalistas. En 1919 murió asesinado en una
emboscada organizada por un agente de Carranza, lo que causó una enérgica condena de la opinión pública y de gran
parte de los propios sectores constitucionalistas. [en línea]. <http://www.bibliotecas.tv/zapata/biografias/encarta.html>
[Consulta: 2 de mayo de 2013].
27. Augusto Nicolás Calderón Sandino (1893 –1934). Líder guerrillero nicaragüense que luchó contra la ocupación y la
intervención norteamericana hasta obligar a los Estados Unidos a retirar sus tropas de Nicaragua. Tras su asesinato a
manos del entonces jefe de la Guardia Nacional, Anastasio Somoza, Sandino se convirtió en el referente ideológico del
Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) y de la revolución promovida por este movimiento que, años más tarde,
acabaría con la dictadura somocista.

150 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


de Moro que está aquí, solo que debemos nosotros bajar el nivel de la
utopía y hacerla concreta, transformarla en eso, en la utopía concreta.
Aquí está una utopía concreta, no es un sueño imposible este pro-
yecto, es posible, es posible, y en América es posible otro proyecto, un
proyecto alternativo que nos saque de la corriente infernal que nos
ha venido arrastrando en los últimos siglos.
Estas cifras de la Cepal, las iba a citar. En América Latina, en el
año 94, había 201 millones de pobres, según la Cepal; hoy, diez años
después de la propuesta ALCA y la aplicación de las políticas neo-
liberales del Fondo Monetario Internacional en casi toda América
Latina, tenemos, según la Cepal, 227 millones de pobres. Es decir, 26
millones adicionales a los de hace diez años; es decir, 2,6 millones
de pobres por año; es decir, 5 pobres cada minuto; es una máquina
infernal de pobres y ahí no estamos contabilizando los que yacen
bajo la tierra, porque esos se van restando, pero se murieron de po-
breza, la gran mayoría, de enfermedades; ahí no estamos contabili-
zando a los miles y miles de niños que pudiendo ser hoy hombres
o mujeres ya, o jóvenes, están bajo la tierra porque murieron antes
de cumplir un año.
Detrás de esas cifras horrorosas de la mortalidad infantil, muchos
niños se mueren por falta de agua potable, por enfermedades que con
una pequeña gotita, una pequeña vacuna, se hubiese evitado y el niño
hubiese crecido, pero se convierten en angelitos y van a descansar
en la tierra mucho antes de comenzar a dar los primeros pasos. Los
condenados de la Tierra, dijo un día Frantz Fanon28, los condenados de
la Tierra. Bienaventurados los pobres, dijo Cristo, el Maestro de los

28 Frantz Fanon (1925 – 1961). Psiquiatra, filósofo y escritor nacido en Martinica. Es uno de los intelectuales que con mayor
precisión ha trabajado el tema de la colonización política, ideológica y cultural. Su presencia en la Revolución argelina fue
decisiva para corroborar en la práctica todo lo que del poder colonial había aprendido cuando cursaba sus estudios en
París. Los condenados de la tierra –ensayo prologado por Jean Paul Sartre– es su obra más emblemática, publicada tras
su muerte, en 1961. Para Fanon, la liberación nacional significaba mucho más que la independencia, ya que se constituía
en un proceso de autoliberación y reconocimiento.

TOMO 2 > 151

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


maestros, porque de ellos debe ser algún día, digo yo, el Reino de los
Cielos aquí en la Tierra, no más allá, aquí, el Reino de los Cielos es el
reino de la igualdad, de la libertad, de la justicia, ese debe ser el Reino
de Dios, pero aquí en la Tierra.
Bueno, un nuevo discurso y la propuesta que Venezuela ha venido
discutiendo desde hace años, y hasta ahora solo discutiendo y propo-
niendo en pequeños círculos y espacios. Ahora ya tomó cuerpo con-
tinental y ya en el Continente se habla de que hay un ALBA ante la
propuesta del ALCA, que para nosotros es inviable, y nosotros hemos
firmado la Declaración de Monterrey pero nos reservamos el párrafo
del ALCA porque no lo compartimos para nada, porque seguimos
diciendo que ese no es el camino. Un Área de Libre Comercio para
las Américas. ¿Cuál área de cuál libre comercio? Hemos dejado testi-
monio escrito de que el Gobierno venezolano no aprueba ese párrafo
porque no compartimos ni el concepto, ni la idea, ni la filosofía. En-
tonces hemos propuesto, y ya está corriendo y recorriendo univer-
sidades, fábricas, campos, pueblos, villas y ciudades una propuesta
alternativa. Hay un ALCA, pero hay un ALBA, Alternativa Bolivariana
para la América. Así termina el 2003 en avance, en ofensiva.
Venezuela, por otra parte, ha terminado el 2003 con un incremen-
to, pero notable, que se pudiera llevar a una tabla matemática en cuan-
to al reconocimiento de nuestro Gobierno por diversos organismos y
organizaciones internacionales. Ya buena parte de esos miles y cien-
tos de miles que representan a millones –representan en verdad a
millones, pero son cientos de miles–, en Monterrey hubo un número
bastante grande y, por cierto, los llaman de una manera muy fea. Le
pregunté a un periodista: ¿Por qué los llaman los globalifóbicos? ¡Qué
nombre tan feo le han puesto ustedes a esa gente, le dije yo. Globalifó-
bicos. ¿Quién le puso ese nombre? Le pregunté al periodista. No sé, lo
andan repitiendo por ahí, pero es parte de eso, de ir satanizando, des-
naturalizando. Les dije: Miren, esos son seres humanos, yo conozco
152 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


a algunos. Me preguntó un periodista: ¿No y que por allá lo estaban
llamando a usted y dijeron que usted iba a ir y no fue? Saben que me
hubiese gustado ir, solo que había un muro que nos rodeaba, se repi-
tió lo del muro de Québec, un muro que parece que ahora es de acero,
de hierro, según leí, no pude llegar a tocarlo.
Porque en Canadá hicieron un muro, en la Cumbre de las Amé-
ricas, y los miles y miles de personas que no están de acuerdo con
el modelo de la globalización y que se mueven ahora por todo el
mundo, rompieron el muro y pude verlo desde la parte alta, allá en la
habitación donde estábamos, y aquello se convirtió en una verdade-
ra batalla que amenazó incluso con provocar la suspensión del acto
inaugural de la Cumbre en Québec. En México, previendo estas co-
sas, entonces colocaron un muro como amurallado, y no los vimos,
pero yo sé que estaban por allá lejos.
Afortunadamente no hubo heridos, no hubo, mucho menos muer-
tos. Ya ha habido muertos en algunas de esas protestas, en fin, en la
mayor parte de esos movimientos. Ahí están, por ejemplo, los eco-
logistas. Los ecologistas, los que claman porque oigan las voces no
solo de ellos, sino de científicos que están alertando del peligro que
corremos, no nosotros tanto, las futuras generaciones. A lo mejor los
nietos de nuestros nietos, porque el planeta pudiéramos destruirlo.
No está escrito en ninguna parte que la Tierra es indestructible.
Por allá llegó un carrito al planeta Marte. Ojalá hicieran un co-
hete para mandar a alguna gente para allá, vale, para hacer una co-
lonia en Marte. Bueno, hay un carrito allá enviando unas fotos muy
claras, como las hemos visto, y yo tengo una hipótesis, a lo mejor el
carrito me ayuda.
En una ocasión dije –y lo repito– que para mí que allá en Marte
hubo vida, y agua, y mares, y ríos, y cascadas y gente, pero allá se-
guro que siguieron la tesis neoliberal, seguro que había un Fondo
Monetario Internacional. Seguro, yo tengo esa hipótesis. No tengo
TOMO 2 > 153

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


nada que lo pueda sustentar, es una hipótesis un poco audaz, pero
el carrito ese, ¿cómo es que se llama? El Spirit. Yo le pido cuando lo
veo por ahí: Spirit, ayúdame a conseguir el resto de algún documen-
to por allá de una deuda externa, ah, un dólar, el Fondo Monetario
Internacional, aunque sea algo de allá, algún día se verá.
Yo sí creo en serio que en Marte pudo haber habido vida, ¿por
qué no? Marte es muy parecido a la Tierra, dicen los científicos.
Todo lo que he leído, a mí me apasiona el tema de los astros y del
sistema interplanetario, y ahora le estoy pegando esa pasión a Ro-
sinés. Pero Marte tiene unas características parecidas a la Tierra y,
además, por qué vamos a ser los únicos, pues, en un Universo tan
grande; pero eso es un desierto por lo que se ve hasta ahora.
Ahora, si aquí seguimos como vamos, lo más seguro es que la
Tierra sea dentro de 10 mil años, no sé, otro Marte. Entre otras co-
sas, una de las más grandes amenazas: la destrucción de la capa de
ozono. Si esa capa de ozono sigue siendo destruida, va a llegar el día
en que el planeta se va a recalentar. ¡Es que ya se ha recalentado!
Todos estos cambios climáticos, tormentas misteriosas, huracanes
extraños y fenómenos naturales, crecimiento del nivel de los mares.
Ustedes ven, hoy es 15 de enero y está lloviznando, cuándo antes en
enero. Bueno, es que el planeta está demasiado caliente, está reca-
lentándose porque el Sol está pegando con más fuerza sobre la cor-
teza terrestre dado que hay un hueco en la capa de ozono, creo que
del tamaño de Canadá, por ahí leí, o de una región del Canadá. Por
ahí está el hueco que hasta ahora hay en la capa de ozono.
Si eso continúa abriéndose, llegará el día en que comenzarán a
incendiarse los bosques del calor y, bueno, la vida no podrá conti-
nuar, o los polos sufrirían el fenómeno del deshielo y los mares su-
birían quién sabe cuántos metros de altura y arrasarían con la vida
en el planeta. Habría que meterse a pez, pero luego igual, porque

154 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


cuando siga calentándose va a evaporar el agua y se va a secar el
planeta, pues. ¡Dios no lo quiera nunca!
Pero esos que llaman globalifóbicos andan en eso, tratando de
levantar consciencia; o ahí andan los latinos, que son maltratados
muchas veces, o los negros, o los indios, las mujeres, movimientos
sociales, movimientos de intelectuales, de pensadores, trabajadores,
estudiantes, campesinos sin tierras, etcétera. No son globalifóbicos,
son hermanos más bien, a los que hay que oír y atender. Ahora, en el
seno de la mayor parte de esos movimientos, no solo del Continente
americano, sino también de Europa, de Asia, de África, de todo el
mundo, ya hay consciencia de que el Gobierno de Venezuela es un
gobierno aliado de esos movimientos que luchan por salvar la Tierra
y por lograr la equidad y la justicia.
Eso no ocurría un año atrás, dos años atrás. Así que Venezuela, en el
ámbito internacional, termina el año 2003 y comienza el 2004 en ofen-
siva y en fortalecimiento. Venezuela ha clarificado su posición, la posi-
ción de Venezuela y el respeto al Gobierno venezolano. La legitimidad
de nuestro Gobierno ya no es cuestionada casi por nadie en el mundo.
En Monterrey, el presidente de los Estados Unidos dio una de-
claración mucho más inteligente que la que había dado unos días
antes su consejera. Más bien él debería ser consejero de ella, digo yo,
desde mi humilde posición. Pero dio unas declaraciones, aun cuan-
do las rechazamos, sin embargo, comparadas, como conveniente es
hacerlo con otros funcionarios de aquel gobierno, tienen grandes
contradicciones entre ellos mismos y es evidente que así es.
El Presidente de los Estados Unidos dijo en una rueda de prensa
con el presidente de México, que Fox y él continuarían trabajando
por garantizar la integridad del proceso del referendo revocatorio
en Venezuela. ¡Vaya usted a saber qué es eso de la integridad!
Sin embargo, no repitió –y eso es importante– lo que había dicho,
demostrando un grado de analfabetismo político bastante elevado,
TOMO 2 > 155

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


la consejera unos días antes cuando dijo que Chávez... Es lo mismo
que dicen aquí las corrientes fascistas de la oposición, es lo mismo
que dicen aquí los que andan a la caza de una nueva oportunidad
para lanzar un zarpazo sangriento, una emboscada a la Constitu-
ción, a las leyes y al pueblo venezolano, es lo que dicen los mismos
fascistas que lanzaron el golpe de Estado del 11 de abril y masacra-
ron a tanta gente y engañaron a otras más.
Es lo mismo que dicen las corrientes más radicales del terroris-
mo venezolano que hace un año paralizaron la industria petrolera
y le causaron un gravísimo daño a nuestro pueblo. Lo mismo lo re-
pitió la señora, diciendo: “Chávez ahora va a tener una oportunidad
para que nos demuestre si es demócrata o no lo es, si está apegado a
la democracia o no lo está y debe hacerlo permitiendo el referendo
revocatorio”. ¡Hummm! Vaya usted a ver qué tamaño absurdo, pues
hay que recordar, y yo quiero aquí recordarlo, que aquí en Vene-
zuela funcionan los Poderes de manera autónoma verdaderamente
y hay bastantes elementos para afirmarlo y sustentarlo de manera
objetiva.
No ocurre así en otros países donde hay democracias de aparato.
Hay países donde un partido controla a todos los Poderes. ¡Aquí los
hubo! Aquí uno, o a veces dos partidos controlaban entre ambos, y
en el fondo eran lo mismo, todos los Poderes, sin excepción. Hoy no,
yo sería incapaz, porque estoy apegado a la norma constitucional,
incapaz por el respeto que tengo a estos ciudadanos compatriotas
que están haciendo su esfuerzo creando un nuevo modelo de Esta-
do, nada fácil, por cierto, y que tienen la responsabilidad de condu-
cir otros Poderes del Estado.
Y en el caso del referendo revocatorio o del proceso, como dijo
el presidente Bush, él fue ahí inteligente, él habló del proceso del
referendo revocatorio, no es el presidente Fox ni es el presidente

156 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Bush ni es la OEA, a la que también metió en el asunto, los que van
a garantizar la integridad del proceso revocatorio en Venezuela. No.
Aquí hay instituciones. Este es un país soberano y hay un árbitro
electoral, representado aquí por el doctor Francisco Carrasquero.
Doctor Francisco Carrasquero, yo como Presidente de la Repú-
blica, como Jefe del Estado y como ciudadano, le garantizo a usted y
al Poder Electoral que usted dignamente preside, que mi gobierno,
que todos los factores políticos que me apoyan y que todo el pueblo
que me apoya, respetará la decisión que ustedes, soberano árbitro,
tomarán en los próximos días, en las próximas semanas. Sea cual
fuere la decisión.
Aquí nadie puede olvidar aquel día en que el Tribunal Supremo
de Justicia –sabemos las razones– con una quinta columna terroris-
ta y golpista allí incrustada, que logró neutralizar los esfuerzos infi-
nitos que hizo el señor Fiscal General de la República y el presidente
del Tribunal Supremo de manera autónoma, soberana y cumpliendo
su responsabilidad ante la Constitución, ante las leyes, ante un país
y ante un mundo, se dieron a la tarea de buscar las evidencias, ha-
cer un expediente respetando todos los derechos, consagrados en
la Constitución, a todos los fascistas, los golpistas, los terroristas,
a todas luces vistos por todos, por radio, prensa y televisión, respe-
tando al pie de la letra la norma y, sin embargo, la quinta columna
fascista que como cuña terrible actuó allí en el Tribunal Supremo
de Justicia, tomó aquella decisión aberrante, señores embajadores,
única en el mundo.
No hay precedentes, que yo sepa, en el mundo; un movimiento
golpista, unos golpistas que secuestran a un Presidente, se lo llevan
a una isla, y luego el máximo tribunal de ese país decide que aque-
llos señores no secuestraron al Presidente sino que lo custodiaron y
que estaban preñados de buenas intenciones.

TOMO 2 > 157

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Y sin embargo, así como Alberto Arvelo Torrealba en su gran
obra, el reto entre Florentino y el Diablo, habla o pone a uno de ellos
a hablar de beber arena en la noche más oscura, pues nosotros be-
bimos arena aquel día oscuro, tragamos arena y yo me vi hasta en la
dolorosa obligación, pero obligación al fin, de ordenar la protección,
con Fuerza Armada, de la instalación de la sede del máximo tribu-
nal, ante la furia que se desató en el alma y en el cuerpo del pueblo
venezolano.
Y cuando digo dolorosa no me refiero al hecho de proteger la
instalación sino que hubo que reprimir; incluso, creo que hasta Juan
Barreto tragó gas aquel día, y corrió muy duro; yo te vi corriendo,
Juan, no corriendo hacia atrás, ibas corriendo hacia adelante y tra-
gando mucho gas.
Pero más allá de esas anécdotas, esa es una realidad muy reciente,
nosotros confiamos plenamente en el Poder Electoral, en el Consejo
Nacional Electoral, estamos seguros que van a revisar, porque saben
la gran responsabilidad que en sus manos descansa ante un país,
ante un pueblo, y confiamos pues, en la decisión que van a tomar, y
sea cual fuere la respetaremos y actuaremos en consecuencia.
Espero y esperamos que la oposición haga lo propio; pero no, hay
algunos que andan amenazando, diciendo que sí, que ya es un frau-
de preparado y que Chávez con Carrasquero y con el CNE ya tienen
todo listo para desconocer las fabulosas firmas que ellos recogieron.
Eso fue lo que más o menos quiso decir la asesora de seguridad del
presidente de los Estados Unidos. Algo muy peligroso.
Afortunadamente, por las declaraciones del presidente Bush, uno
pudiera inferir que la Asesora fracasó en su asesoramiento, al menos
por ahora; porque la asesora incluso, cuando habló, contradijo nada
más y nada menos que al Canciller; es decir, al secretario de Estado. Es
más, uno puede pensar que salió a refutarlo; uno o dos días antes, el

158 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


secretario de Estado del gobierno de los Estados Unidos, ante una pre-
gunta, había dicho que en Venezuela habrá referendo si la oposición
recogió las firmas. ¡Elemental, querido Watson! Pero es una respuesta
que refleja y dice mucho. Uno pudiera pensar, por ejemplo, que en el
Departamento de Estado están claritos acerca de lo que aquí ocurrió y
no se atreven a decir sino eso, que es lo más elemental.
Que está aquí, pues, está aquí. Habrá referendo revocatorio si la
oposición hubiera recogido las firmas, lanzando ya la duda. Ah, pero
a los dos días llega la asesora y dice que no, que Chávez tendrá que
demostrar si está apegado a la democracia permitiendo el referendo;
tratando de tergiversar la situación, a sabiendas, porque estoy seguro
que lo sabe también, lo que aquí está ocurriendo y ha ocurrido.
Por cierto que aproveché, dadas estas declaraciones del presi-
dente de los Estados Unidos, para preguntarle al presidente Fox si
es que habían conversado ese tema en la reunión que habían tenido,
y que si es que México tenía algún plan de seguimiento para actuar
nosotros en consecuencia, si él tenía el interés de alguna informa-
ción adicional; pues, el presidente Fox delante de su equipo y de mi
equipo, me dijo: “Presidente, México respeta plenamente la sobera-
nía de Venezuela y las instituciones de Venezuela y las decisiones
que tomen las instituciones de Venezuela”.
Y unos minutos después, me topé con el secretario general de la
OEA, el doctor muy conocido por nosotros, don César Gaviria, en el
pasillo, allí, en el rebullicio que se arma a veces en el pasillo, veo que
viene y lo abordo: “doctor Gaviria, el presidente Bush ha dicho esto;
es que la OEA, dígame, para también saberlo y actuar en consecuen-
cia, tiene algún plan para hacer un seguimiento”, y todo esto y aque-
llo. Me dijo: “No, Presidente; no. Absolutamente no. Que se haga allá
lo que decida el Consejo Nacional Electoral, y la OEA apoyará lo que
decida el Consejo Nacional Electoral”. Sencillo. Elemental.

TOMO 2 > 159

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


En cambio, hace un año, año y medio, dos años, las fuerzas gol-
pistas y fascistas y sus aliados internacionales habían logrado co-
locarnos a la defensiva; se pretendió convertir a Venezuela en un
país tutelado; todo eso, nuestro pueblo y nuestro gobierno juntos lo
hemos derrotado, y hoy estamos aquí con credibilidad fortalecida,
con prestigio democrático en el mundo y con amistades bien sólidas
y con apoyos crecientes, a nivel de gobierno, a nivel de instituciones
y sobre todo a nivel de los pueblos de la América y del mundo.
A mí, por ejemplo, queridos amigos y amigas, me llamó tanto la
atención la visita de este grupo de ciudadanos y ciudadanas esta-
dounidenses que conforman el TransAfrica Forum y, sobre todo, su
nivel de consciencia. Y además, tomando en cuenta su nivel de capa-
cidad; académico, cultural, las declaraciones que han dado, con qué
coraje, con qué valentía, y como nos decía Bill Fletcher, Danny Glo-
ver y otros y otras de ellos, se fueron con un caudal de experiencias,
de conocimientos, de evidencias, y me dijo uno de ellos: “Vamos a los
Estados Unidos a decir la verdad porque nuestro pueblo está siendo
engañado”. El pueblo de los Estados Unidos está siendo engañado
por estas campañas mediáticas que circulan por buena parte de los
medios de comunicación internacional, y alimentado, por supuesto,
por la furia mediática, manipuladora, desde aquí, desde Venezuela.
Bueno, fíjense ustedes, allá fue una periodista. ¿Ustedes vieron eso
aquí? Yo, con mucho respeto, la traté como una a flor. Incluso ella esta-
ba a la puerta del hotel y cuando íbamos saliendo en la mañana, muy
apurados para la reunión, la veo y me hace una pregunta, pero había
muchos periodistas, y dije: “No, no puedo pararme, –porque general-
mente me paro allí y duro media hora y llego tarde allá– me voy, me
voy –me monté en el carro– adiós, luego hablamos”.
Luego, en la rueda de prensa que convocamos, porque había muchas
cosas que quedaron como sueltas, entonces en un análisis rápido que

160 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


hicimos en el hotel, Nicolás, Jesse, decidimos convocar una rueda de
prensa. “No, que van a venir veinte periodistas”, y llegaron como cien.
Bueno, y veo que está allí la periodista venezolana, y como veo que es
una compatriota y luego que hicieron un sorteo de preguntas y a ella
no le tocó, por mala suerte, yo me quedé pensando: “es una venezolana,
ella vino desde allá”, y en verdad lo hice con un gesto de solidaridad
venezolanista, porque la vi ahí con su microfonito en la mano, mirando
de reojo. Pensé: “cónchale, yo no me puedo ir de aquí sin responderle a
esta muchacha una pregunta”. Entonces le dije a la Teresita que diéra-
mos una ñapa, pero yo dije: “no, pero vamos a dar una ñapa y también
quiero responder las preguntas que trae la periodista venezolana de
Venevisión, que está allí”; “ah, bueno está bien”. Y le dimos el chance. Y
vean la pregunta que hizo, vean con qué me retribuyó.
Entonces ella pregunta –a ver si recuerdo más o menos la pregunta:
“mire, ¿en qué se basa usted para decir que hay un millón de firmas
ilegales o fraudulentas o en qué se basan sus seguidores para decirlo si
los observadores internacionales –vean por donde viene la curvita, pero
como yo aprendí a batear la curva y a lo que se aparezca a la zona de stri-
ke, yo saco el bate. Entonces: “… los observadores internacionales vieron
todo y dijeron que no había problemas?”, no hay novedad, pues. Bueno,
si eso fuera así para qué Consejo Electoral, pues, en primer lugar. Cuan-
do la vi a ella preguntando, con sus gestos, recordé el día de mi prisión
cuando estuve custodiado por unos señores “preñados de buenas in-
tenciones”. Ese día, gracias a un grupo de jóvenes oficiales a los que yo
tuve que frenar, porque en verdad desde la mañana del 12 de abril ya en
el Fuerte Tiuna había un grupo de oficiales dispuesto a rescatarme y a
usar las armas; batallones enteros. Y me llegó el mensaje allá y les dije:
“aguanten, vamos a aguantar”. Primero les dije: “asegúrense de que no
vayan a dispararle a la gente que salga a las calles, porque el pueblo debe
estar saliendo a las calles. Garanticen eso, primero que nada”.

TOMO 2 > 161

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Y luego me llevaron un televisor y entonces prendo y veo a esta mis-
ma periodista por ese canal entrevistando al señor aquel que fue Fis-
cal General, y es cuando le pregunta: “Mire, qué opina usted...”, pero la
misma expresión, ¿no? Ese rostro de tanto verlo en las películas, en los
videos, entonces le hago el comentario: “oye, pero veo tu rostro y recuer-
do el día aquel de mi custodia, de gente de ‘buenas intenciones’, cuando
le preguntó al ex Fiscal aquel qué había que hacer con el gobernador
del Táchira. “¿Cómo es posible, Ronald Blanco La Cruz no reconoce al
gobierno de transición que se ha instalado?”. Entonces fue cuando dijo
aquel gran señor de gran coraje: “hay que reducirlo por la fuerza y ha-
cerlo preso”. Esa era la democracia que se iba a instalar aquí. Esa era la
democracia que iban a instalar aquí. “hay que reducirlo por la fuerza y
hacerlo preso”, al gobernador.
“Me importa un comino –pensaría él– que sea gobernador y que fue
elegido por cientos de miles de tachirenses”. Desde aquí saludamos al
gobernador del Táchira, Ronald Blanco La Cruz, capitán y soldado
bolivariano.
Bueno, señor presidente, estoy aún en la parte internacional. No
quiero abusar en verdad de ustedes. Yo no voy a detallar todo esto, lo
dejo para que ustedes lo analicen, pero sí quería hacer una reflexión ge-
neral del momento que vivimos en América y de dónde está Venezuela
hoy en este Continente, en nuestro Continente, y más allá en el mundo.
Este año, además, el 2004, va a ser un año de ofensiva internacional para
nosotros. Qué ofensiva. Estamos preparando la Cumbre del Grupo de
los 15, un grupo de mucha importancia, una cumbre que no pudimos
hacer el 2002 por el Golpe y todo esto, ahora lo vamos a hacer este año
y hay un renovado interés de hacer esta Cumbre con nuestros colegas y
gobiernos del Grupo de los 15, que es uno de los grupos de mayor impor-
tancia, solo que estaba minimizado por el nuevo orden mundial, porque
este grupo del G-15 nació, precisamente, para solidificar la unión del

162 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Sur, las relaciones Sur-Sur y el diálogo Norte-Sur, y en estos cinco años
que han pasado, a las Cumbres del G-15 yo solo dejé de ir a una, a la que
asistió el entonces Vicepresidente Isaías Rodríguez, fue a El Cairo, yo
estaba de campaña presidencial para la reelección, y el Vicepresidente
entonces asistió a aquella Cumbre, pero a las demás, a todas he ido.
Pero el único presidente de América Latina que ha ido a esas cum-
bres he sido yo, y somos como seis países de América Latina, ahora el
presidente de Brasil y el presidente argentino se suman a esta Cum-
bre del G-15 para darle fuerza a la presencia de la América Latina y,
además, no solo la presencia de América Latina sino qué América
Latina. No es la América Latina sumisa al hegemonismo o al unilate-
ralismo o al neoliberalismo, es la América Latina que ha emergido la
que se hará presente en la Cumbre del G-15 y muchos otros colegas
del Continente, y grupos y representaciones de gobiernos del Asia, de
África y de esta América Latina.
Lo mismo que ha surgido la idea, por ejemplo, de ir preparando
en Venezuela una Cumbre Mundial de Movimientos Negros, pro-
puesta del TransAfrica Forum. Los movimientos negros que luchan
por la igualdad racial, contra la discriminación, están viendo en Ve-
nezuela un buen escenario para celebrar una cumbre, así como se
hizo la cumbre indígena. Este año 2004 haremos aquí el Congreso
Bolivariano de los Pueblos de América Latina. Ahí está Marelys Pé-
rez, quien está trabajando en ese proyecto. Eso lo haremos aquí.
¡Claro! Fíjense una cosa, qué coincidencia; en el año 2001, Ve-
nezuela, nuestro gobierno, nuestro país, había logrado colocarse a
nivel internacional con fuerza. Recordemos la Cumbre OPEP y las
posiciones en América Latina, las cercanías con Brasil también, es-
tuvimos muy cerca con el presidente Cardoso, y de repente, comien-
zan a circular por el Continente versiones que habían desaparecido
y ahora están comenzando a circular de nuevo: que si Chávez, aliado

TOMO 2 > 163

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


con Fidel, están apoyando movimientos desestabilizadores en Boli-
via, en Ecuador, en no sé dónde más. Los sembradores de cizaña, y
estoy seguro que le van a llevar o le llevarán, si ya no la han llevado,
a varios presidentes o asesores de presidentes, documentos, supues-
tas evidencias para ponerlos a dudar. Lograron ponerlos a dudar.
Recuerdo que un 17 de diciembre, creo que fue el del año 2000,
cuando había aquí una Cumbre Andina que no se pudo hacer por-
que ningún presidente iba a venir, así que la suspendimos. Dije, no
voy a hacer una cumbre con cancilleres –con todo el perdón de los
cancilleres–, no. ¿Y por qué no vinieron? Porque todos manifesta-
ron alguna razón, alguno dio una excusa, pero otro sí dijo: “No, yo
no voy allá porque Chávez está apoyando a los indígenas que me
quieren derrocar”. “Yo no voy allá porque Chávez está apoyando a
los militares aquí que me quieren derrocar”. Convencieron a algu-
nos presidentes de que aquello era cierto, les llevaron documentos,
fotos; todas, por supuesto, falsas, pero es la duda la que siembran, es
la cizaña que llega por varias vías y ponen a dudar a alguien. ¿Para
qué? Para alejarnos, para dividirnos. ¡Divide y reinarás! Para evitar
la consolidación de la unidad, la unidad, la unidad latinoamericana,
único camino para nuestra dignidad y para nuestra libertad. ¡Solo
unidos podemos ser libres! ¡Divididos seguiremos dominados cinco
mil años más! ¡Solo unidos podremos liberarnos! Y vaya este mi sa-
ludo y mi mensaje a través de ustedes, distinguidos embajadores, a
sus gobiernos y a sus pueblos, con todo nuestro afecto.
Ya comenzaron a surgir otra vez los rumores, las informacio-
nes, contrainformaciones, por eso lo dije en Monterrey: ¿Que Fidel
Castro y yo estamos desestabilizando gobiernos? ¿Que Fidel Castro
y yo tumbamos a De La Rúa? ¿Tumbamos a Mauad o tumbamos
a Sánchez de Lozada? No hay que ir muy lejos, no hay que hacer
mucho esfuerzo para determinar quién tumbó a De La Rúa, quién
tumbó a Sánchez de Lozada, quien tumbó a Yamil Mauad y quién
164 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


está dispuesto para seguir tumbando gobiernos en América Latina,
si aquí no cambiamos de verdad los modelos de la injusticia y de la
desigualdad. Es el modelo neoliberal el que ha derrocado gobiernos
y el que ha desestabilizado esta región. Esa es la verdad.
Ahora, en cuanto a la materia interna voy a pasearme brevemen-
te, señores diputados y diputadas, por algunos temas de importan-
cia. En primer lugar, no por ser el más importante sino que solo es
el orden de la exposición que me han preparado y que me ayuda a
hacer estas reflexiones: lo económico. Tiene mucha importancia, sin
duda, lo económico. Nosotros comenzamos el año en terapia inten-
siva, el 2003, con el terrible daño producto del sabotaje petrolero,
terminamos el año en franca recuperación económica, así que el
año 2003 ha sido un año, por una parte, de dificultades gigantes-
cas que no habíamos enfrentado en los tres años anteriores, pero al
mismo tiempo año de recuperación acelerada y de profundización
en el esfuerzo de transformación económica, porque a nosotros no
nos preocupan solo las variables macroeconómicas, ni siquiera es lo
que más nos preocupa en verdad. Nos preocupa, pero no es lo que
más nos preocupa, sería caer en la trampa del economicismo y del
neoliberalismo.
Decía a mis colegas en Monterrey que en Venezuela, para el que
quiera ver que vea y el que quiera oír que oiga, porque estábamos
hablando de crecimiento y equidad. Vieja consigna neoliberal. Re-
cuerdo que era uno de los lineamientos estratégicos de aquel “gran
viraje” que aquí vinieron a ofrecernos por allá por 1988 y 1989, y que
produjo entre otras cosas, el Caracazo y la tragedia de aquellos años.
El “gran viraje”, la primera línea estratégica era esa precisamente,
Carlos Andrés Pérez y su consigna: “El gran viraje. Crecimiento

TOMO 2 > 165

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


con equidad”. Eso huele fuertemente a los Chicago Boys29, Adams
Smith30, Ricardo, Milton Friedman31. Eso es crecimiento con equi-
dad. A ellos, quienes hablan de esa manera, les espanta la palabra
“igualdad” y buscaron otra, “equidad”, para maquillar a la muerte.
Crecimiento con equidad. ¿Será posible un crecimiento con gra-
dos aceptables de igualdad, de justicia –preguntamos nosotros– en
el marco del neoliberalismo? Es imposible, es absurdo, es una gran
farsa que hay que terminar de desenmascarar. El neoliberalismo ge-
nera desigualdad: riqueza para unas minorías y pobreza para unas
mayorías. Ahora, en lo económico, este año trajo para nosotros esa
gran dificultad, esa gigantesca complejidad del primer trimestre: la
caída del Producto Interno Bruto en el primer trimestre fue de -27,
¡una caída bestial! Es como un avión que vaya volando a 20 mil pies
y se venga como una piedra y llegue a 2 mil pies, casi a nivel del sue-
lo, casi el estrellamiento final. De -27.
Claro, la paralización no obedeció a razones meramente econó-
micas; la razón fue política y sobre todo, terrorista, desestabilizado-
ra y golpista. La paralización de Pdvsa significó esa vertiginosa caída,
o el peso mayor de esa vertiginosa caída. Ahora, en los trimestres
segundo, tercero y cuarto hubo una leve recuperación, pero la caída
fue bestial. Sin embargo, vamos a utilizar el término, aun cuando no

29. Como Chicagos boys se cataloga a la generación de economistas neoliberales formados en la Universidad de Chicago (EE.
UU.), pupilos de Milton Friedman y Arnold Harberger.
30. Adam Smith (1723-1790). Economista y filósofo escocés; es uno de los mayores expositores del sistema liberal. Una
investigación sobre la naturaleza y causas de la riqueza de las naciones, es su trabajo más difundido. Representa el primer
gran trabajo de economía política clásica y liberal. En ella se aplicaron a la economía, por vez primera, los principios de
investigación científica, en un intento de construir una ciencia independiente. Continuación del tema iniciado en su obra
filosófica Teoría de los sentimientos morales, y en base a la misma, intenta demostrar cómo el juego espontáneo del
egoísmo humano bastaría para aumentar la riqueza de las naciones, si los gobiernos dejasen hacer y no interviniesen
con medidas reflexivas. Smith supone el bienestar, la felicidad social, sostenida por el crecimiento económico impulsado
por la división del trabajo y la libre competencia. Estas ideas, que consideran al Estado y la solidaridad entre las
personas, fuera de las causas reales del bienestar social, sientan las bases del capitalismo moderno, hoy devenido en
neoliberalismo salvaje.
31. Milton Friedman (1912-2006). Economista estadounidense; fue uno de los mayores exponentes de la teoría neoliberal;
conocido por su apoyo a los mercados libres y la reducción del tamaño del gobierno. En 1976 fue galardonado con un
Premio Nobel de Economía.

166 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


es el que refleja mejor lo que hacemos y lo que buscamos, pero utili-
cemos el término equidad con esa caída espantosa en Venezuela. En
el 2003 creció la equidad, dimos saltos adelante, crecimos en el nivel
de justicia o en el nivel de igualdad. Matemáticamente esto se puede
comprobar de manera exacta.
Bolívar habló de la mayor suma de felicidad. La felicidad para no-
sotros se puede medir de muchas maneras, pero estamos hablando
de la felicidad de un pueblo en este caso. La felicidad, tomando las
mismas fórmulas de Bolívar, debe ser la combinación de la libertad
con la igualdad, de la paz con la justicia. Esa fórmula, al más alto
nivel, debe ser eso: el más alto grado de felicidad posible, señalado
por Bolívar como la gran meta en el Congreso de Angostura.
Bueno, estamos muy lejos de ese mayor nivel o mayor suma aspi-
rada y buscada. Sin embargo, ese año 2003, con todo el decrecimiento,
nosotros subimos en el grado de igualdad que estamos construyen-
do progresivamente. Dos ejemplos nada más puedo traer acá para
no extender la reflexión, pero se puede medir matemáticamente, de
múltiples maneras, en diversos niveles y en diversos frentes de la ba-
talla social y económica. Hasta el año 2002, estábamos en capacidad
de ofrecerle atención primaria, de salud preventiva y curativa a poco
más del 50% de nuestra población. Hemos terminado el año con una
capacidad instalada y desplegada en todo el territorio nacional, para
atender al 95% de la población, especialmente la más pobre, a través
de la Misión Barrio Adentro, con la valiosísima ayuda del gobierno
y del pueblo cubano.
Y no hizo falta para ello una inversión fabulosa de dinero. ¡No!
Primero que nada estamos demostrando, Cuba y Venezuela, con
este modelo de integración, como lo conversábamos hasta esta ma-
ñana con Fidel –porque tuvimos que bajarlo del avión, porque se
montó y no se quería bajar y dijimos: “bueno, cierren la puerta y

TOMO 2 > 167

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


vámonos”. Eran las 3:00 am cuando subió a saludar a las aeromozas
y a la tripulación– en La Habana, que lo que vamos logrando con
este esfuerzo de integración entre Cuba y Venezuela es perfilando
y dando ejemplo precisamente, del ALBA, la Alternativa Bolivaria-
na, eso es el ALBA. No se coloca por delante cuánto me vendes tú
y cuánto te vendo yo; se coloca por delante cuántas vidas vamos a
salvar, cuántos medicamentos tenemos disponibles, cuántos niños
van a estudiar.
Ayer en La Habana estábamos redondeando los últimos detalles
de una nueva fase de Barrio Adentro. Resulta que hasta ahora los
médicos cubanos y algunos médicos venezolanos que comienzan a
sumarse, y hago un llamado a los médicos venezolanos, a las médi-
cas venezolanas, a los odontólogos, porque estamos inyectando la
línea odontológica y vamos a empezar a reparar y arreglar la salud
bucal de nuestro pueblo en los sitios más pobres, a los niños de
los barrios, de los campos, los ancianos, hombres y mujeres, con
equipos muy modernos y odontólogos. Y hay una buena señal: en el
Zulia se han incorporado casi 200 odontólogos venezolanos a Barrio
Adentro. Felicito a ese grupo de odontólogos venezolanos, en este
caso a los zulianos, y llamo a los médicos y odontólogos venezolanos
a que sigan este ejemplo.
¡Ese es el ALBA, eso es lo nuevo! No es el materialismo, el “¿cuán-
to hay pa’ eso?”, el que “si no me pagas cinco millones mensuales no
voy”. ¡No! Tenemos que despojarnos del individualismo, del egoís-
mo, de la ambición rastrera, y poner por delante los supremos va-
lores del ser humano. Ese es el camino de la salvación de nuestros
pueblos, no hay otro: despojarnos de nosotros mismos, dar hasta
donde podamos por el otro, por la otra. Ese es el único camino a la
reivindicación del Cristo Redentor, del hombre, del homo sapiens, de
la mujer sapiens. ¡No hay otro! Convenzámonos, señores del mundo.

168 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


A nosotros, como generación, nos atropellaron muy duro, muy
feo en la mente; nos bombardearon y se fueron conformando férrea-
mente en millones de seres humanos, en el siglo XX, los antivalores,
el antihumanismo, el egoísmo: “primero yo en las puertas del cielo y
los demás al infierno”, se oía decir. “Ta’ barato, dame dos”, “con los
adecos se vive mejor, porque ellos roban pero dejan robar”. Dijo otro:
“la Constitución era como una dama –a la que nombro porque la he
admirado mucho, una gran actriz francesa, creo que es Sofía”. Sí, aquí
dijo un señor que estuvo de presidente, que la Constitución venezo-
lana era como –faltándole el respeto a aquella dama, lo cual me dolió
por la Constitución y por la dama– mil veces violada. ¡Qué tonto este!
Bueno, los antivalores: el egoísmo, el consumismo hacen estra-
gos, ¿saben?, siguen haciendo estragos. Uno conoce familias a las
que el Gobierno les paga tres meses de aguinaldo haciendo un es-
fuerzo sobrehumano, y más de la mitad de ese dinero lo dejan en
una tienda comprando juguetes, el más moderno, el de la muñeca
que da vueltas de carnero. Y si no es ese, el niño se siente mal, la
niña se siente mal porque la del vecino sí la consiguió. ¡No, chico!
Agarra a tu niña y aunque tenga cinco años comienza a explicarle
la verdad del mundo. Háblele como padre, como madre en vez de
dejarte llevar por las corrientes que a ti te sembraron de niño y
transmitírselas a ellos.
Esto es lo que estamos logrando en el modelo de integración
Cuba-Venezuela, que sí es para desestabilizar. Decíamos ayer en La
Habana: somos desestabilizadores Cuba y Venezuela; desestabiliza-
dores de la muerte; desestabilizadores de la injusticia, del hambre,
de las enfermedades, de la desigualdad. ¡Sí, somos desestabilizado-
res Cuba y Venezuela, Fidel y Chávez! Afortunadamente no somos
nosotros dos solos ni somos los dos únicos dos pueblos, cada día
somos más los desestabilizadores de la muerte.

TOMO 2 > 169

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Bueno, a pesar de esa caída económica bestial, sin embargo,
avanzamos en la salud y por primera vez tenemos hoy en Venezuela
el piso de lo que manda la Constitución: un sistema nacional públi-
co de salud. Pero este año continuaremos, estamos construyendo
clínicas populares. Pronto inauguraremos la primera aquí en Cara-
cas, que no tendrá nada que envidiarle a la mejor clínica privada de
cualquier parte de Venezuela, para atender gratuitamente a la po-
blación; y seguiremos construyendo módulos de atención primaria
en los barrios, en los pueblos del interior, y ambulatorios, fabrican-
do medicamentos aquí y comprando los que necesitemos en otras
partes del mundo.
Este año vamos a comenzar a vacunar con la pentavalente. Aquí
no se ha puesto nunca esta vacuna, que ataca al mismo tiempo cuatro
enfermedades... (Alguien lo interrumpe para decir que seis) ¿Seis?
Lo que pasa es que no se puede asociar directamente el nombre con
la cantidad de enfermedades, porque hay algunos valores que ata-
ca a dos enfermedades al mismo tiempo –me aprendí eso hace dos
días y ahora estoy dando clases aquí. De manera que son seis enfer-
medades, pero es Pentavalente; yo también pensaba que eran cinco
enfermedades, pero no son cinco valores que atacan a cinco enfer-
medades, en este caso son seis. Es un plan de vacunación masiva y
vamos a invertir ahí millones y millones de bolívares. No importa
cuántos millones haya que invertir allí. ¿Y esas vacunas vienen de
dónde? De Cuba; de allá van a venir las vacunas pentavalente.
La vacunación contra la hepatitis B. Aquí nunca se había vacu-
nado a los niños pobres contra la hepatitis B. ¿Cuántos murieron
chiquiticos porque no los vacunaron? Ahora nosotros estamos va-
cunando y estamos llegando casi al cien por cien, y este año vamos
a incrementar las campañas de vacunación.

170 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Ahora, miren, en lo económico el 2003, a pesar de la terrible co-
yuntura por la que pasamos, nos regaló algo: nos regaló a Pdvsa. Por
primera vez –no estoy exagerando, señores embajadores– en toda
nuestra historia, Pdvsa es de verdad de Venezuela.
Cuando ocurrió aquí aquella nacionalización chucuta, que fue
una farsa: la nacionalización petrolera y todo aquel boom publicita-
rio. Eso fue una farsa, fue un acuerdo de élites. No fue como lo que
sí hizo México en 1938; mi General Lázaro Cárdenas32 cuando real-
mente nacionalizó el petróleo mexicano. Aquí no, aquí fue un acuer-
do de élites y un acuerdo con las transnacionales que, entre otras
cosas, han debido cancelarnos la deuda ecológica. ¿Quién destrozó
el Lago de Maracaibo, por ejemplo? Las transnacionales petroleras.
Ah, ahora nosotros estamos cargando con el costo de salvar esa
masa de agua para los zulianos y para los venezolanos. Por cierto,
hace poco inauguramos el Sistema de Reutilización de Aguas Servi-
das que va a permitir continuar en la dirección de salvar el Lago de
Maracaibo de la tremenda contaminación que tiene por la industria
petrolera, por las aguas servidas que le han caído durante décadas.
Pero, quienes fundaron Pdvsa fueron los mismos empleados de
las transnacionales; venezolanos, pero empleados de las transnacio-
nales. Pagados por algunas transnacionales, no todas. Unas más,
unas menos. Así que se comenzó a conformar aquí un Estado dentro
del Estado. El Estado-Pdvsa y el Estado venezolano.

32. Lázaro Cárdenas del Río (1895-1970). Militar mexicano; como presidente de México (1934-1940) realizó importantes
reformas en el área agrícola y petrolera. Como hecho a destacar, el gobierno de Cárdenas expidió muchas leyes de
contenido social, construyó 12 presas y dejó en construcción otras 3. En el ámbito internacional, México apoyó a Etiopía
cuando fue invadida por Italia y pidió se le impusieran sanciones al agresor, pero como esto no ocurrió, el representante
mexicano se retiró de la asamblea de la Liga de Naciones en protesta. Al estallar la guerra civil en España, Cárdenas
autorizó la venta de armas al gobierno de la República y la apoyó firmemente; se recibieron a 500 niños españoles
víctimas de la guerra y después a muchas familias de refugiados republicanos, que en total fueron unos 40 mil.
Reanudó relaciones con China y abrió legación en Rumania. Se recibió como exiliado a León Trotsky y a otros europeos e
hispanoamericanos perseguidos políticos. México nunca tuvo relaciones con el Estado español jefaturado por Franco y le
dio asilo al gobierno republicano español en el exilio. Murió en la ciudad de México el 19 de octubre de 1970. Sus restos
reposan en el Monumento a la Revolución que él mandó construir aprovechando la vieja estructura de lo que iba a ser el
Palacio Legislativo.

TOMO 2 > 171

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Y así llegamos nosotros al Gobierno, hicimos algunos esfuerzos
pero no pudimos entrarle a esa colina, de ahí el Plan Colina y el
Grupo Colina. Funcionó el Plan Colina, porque un día yo me cansé
de pedir informes, de pedir cambios, de exigir explicaciones que
llegaban desfiguradas; uno terminaba, como digo yo, mareado, des-
pués de oír explicaciones de técnicos y tecnócratas. Detrás de la
tecnocracia lo que se escondía era la anarquía y el antinacionalismo
y los apátridas y la corrupción, sobre todo, desmedida, y el robo y el
saqueo a un pueblo detrás de la falsa figura de la nacionalización y
de Petróleos de Venezuela. ¡Mentira! ¡Nunca fue de Venezuela!
Ahora, este año 2003, con la embestida de aquella tecnocracia,
sacaron mal las cuentas y arremetieron contra el país. La resistencia
nuestra en varias líneas defensivas y, sobre todo, por estos días de
hace un año estábamos en contraataque, le aplicamos estrategias
zamoranas. Nosotros sabemos. Hay algunos que dicen que no se
puede dar ni un paso atrás, esa es una estrategia equivocada. No, a
veces hay que dar varios pasos atrás, pero para contraatacar y dar
40 pasos adelante.
Nosotros sí dimos varios pasos atrás; pero luego hemos dado no
sé cuántos centenares de pasos adelante en la recuperación de la
industria petrolera para todos los venezolanos. Hace un año estába-
mos en defensa, no llegamos hasta la última línea de defensa. Hay
una línea que se llama la última línea de defensa, donde sí es válido
eso de que ni un paso atrás, como los rusos allá en el Volga: “no hay
tierra para nosotros detrás del Volga. Aquí vencemos o morimos”.
Era su última línea de defensa.
A nosotros todavía, y así lo debo decir, nos quedaron en reserva
más de 20 líneas de resistencia hacia atrás, no hizo falta utilizarlas,
pero ahí están, por si acaso; sabemos cuáles son dentro de nuestros
planes estratégicos. Sabemos resistir, sabemos replegarnos y, sobre

172 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


todo, sabemos contraatacar. A mí me gusta, es el contraataque. Con-
traataque es el bueno, y ahí es que uno va sobre todo por los flancos.
La defensa no es muy buena y mucho menos la acción retrógrada,
tipo Zamora en Santa Inés.
Lo bueno que tiene la defensa y la acción retrógrada es que uno
la está haciendo a consciencia, esperando y planificando el contra-
ataque. Nosotros lanzamos el contraataque. Hoy no podemos decir
que tenemos controlada en un 100% la industria petrolera, porque
allí hay corrientes, hay reenquistamientos que estoy seguro de que
el ministro Rafael Ramírez y Alí Rodríguez Araque son los prime-
ros que saben que están ahí; les he encomendado que estén pendien-
tes todos los días, y una nueva gerencia que ahí está surgiendo y ha
surgido, sin duda, y sobre todo, la consciencia de los trabajadores,
algunos de los cuales fueron manipulados y los llevaron a abando-
nar sus puestos de trabajo a sabiendas de lo que iba a ocurrir.
La mayor parte de ellos se fue, y además saben los que están
adentro que si que trataran de hacerlo de nuevo, pues se irían tam-
bién, no van a poder con el esfuerzo de nosotros los patriotas.
Pero fíjense, la recuperación de Pdvsa apenas está comenzando
a tener impacto en el esfuerzo transformador; así que valió la pena
todo lo que ocurrió, menos las muertes, por supuesto. Aun cuando
nosotros no hubiésemos querido ese conflicto, sin embargo, parece
que era inevitable. ¿Que si perdimos diez o quince mil millones de
dólares? Ahora vamos a recuperarlos. De eso se trata la acción re-
trógrada. Tú cambias espacio por tiempo; vas cediendo recursos,
después recuperas tiempo y espacio y atacas en profundidad.
Resulta que ahora en Pdvsa tenemos una muchísima mayor ca-
pacidad para evaluar los negocios, los costos, los gastos; la llamada
internacionalización de Pdvsa, nefasta que ha sido para la Repúbli-
ca, y ahora hay que empezar a revertir y hemos comenzado este año

TOMO 2 > 173

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


con la propuesta de venta de un complejo de refinerías que tenemos,
es nuestro, por allá en la zona del Ruhr, en Alemania. Sí, es nuestro.
Legalmente es nuestro y la vamos a vender, pero no le da un centavo
de ganancia a Venezuela.
Entonces, para qué tenemos nosotros esa inversión allá. Si una
empresa tiene que moverse, sea privada o sea del Estado, con un
criterio de ganancia. ¿Yo voy a invertir un bolívar allá? Bueno, cuán-
to me voy a ganar por ese bolívar invertido. A menos que sea una
inversión social, cumpliendo la función social que la empresa debe
cumplir, como ahora sí lo está cumpliendo Pdvsa; pero en este caso
es una inversión para incrementar las operaciones y, por supuesto,
la ganancia. De qué nos sirve tener aquel complejo de refinerías.
Otra cosa que hemos estado descubriendo es que Pdvsa, sin
consultar con nadie –porque era una República, era un Estado– in-
vertía miles de millones de dólares al año comprando petróleo a
otros países. Comprando petróleo a otros países o a traders, en par-
te para revenderlo, actuando como intermediaria, y ganarse no sé
cuánto dinero. En parte, para suplir las refinerías que tenemos en
Norteamérica y también en el Caribe y aquellas en Europa; porque
cuando aquí la tecnocracia adquirió esas refinerías, lo hizo con el
fundamento principal de que era necesario tener ese gran número
de refinerías de nosotros, pero en el exterior, para garantizarnos el
mercado del crudo venezolano.
Supuestamente para refinar allá nuestro crudo. Eso es falso, fal-
so de toda falsedad. Baste pensar que Venezuela exporta crudos
desde hace 100 años aproximadamente, y durante la mayor parte de
ese tiempo no hizo falta tener refinerías en Alemania ni en Estados
Unidos para exportar el crudo, ni todos los países que exportan
crudo tienen refinerías en el exterior para garantizar su mercado,
es mentira.

174 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Pero resulta que ahora buena parte del crudo que se refina en
esa refinería en los últimos años ni siquiera era el crudo venezolano,
sino que era comprado a otros países. De todo eso estamos descu-
briendo, perforaciones de pozos que no se justificaron nunca. Aun a
sabiendas que no hacía falta perforar en una sabana de oriente o del
Zulia o de Barinas, pues los tecnócratas mandaban a perforar por-
que perforar un pozo de petróleo cuesta varios miles de millones
de bolívares, en algunos casos hasta 40 mil millones de bolívares un
pozo petrolero; ¡40 mil millones de bolívares!
¿Cuánto es el presupuesto de la Alcaldía de Sabaneta? Mucho
menos que eso. Ese es el presupuesto de varias alcaldías. Vean us-
tedes. Y entonces ellos con sus empresas relacionadas, empresas de
ellos mismos, de sus socios, se quedaban con la ganancia. Y, des-
pués: “no, no, aquí no había petróleo”. Aun cuando sabían que ahí
no había petróleo, por ejemplo.
¿Por qué ustedes creen que es posible que estemos lanzando no-
sotros y ahora incrementando más la Misión Róbinson, el plan de
becas de la Misión Sucre, el plan de becas de la Misión Ribas y todo
esto? Porque ahora nosotros contamos con mayor capacidad estra-
tégico-financiera para actuar sobre lo social, y buena parte de esos
recursos son ahorros de Pdvsa, que antes se iban a los bolsillos de la
tecnocracia y a las cuentas en el exterior de la tecnocracia petrolera
y de sus socios nacionales e internacionales.
Así que el impacto de la recuperación de Pdvsa, apenas lo esta-
mos sintiendo; pero va a ser un fuerte impacto; el cuidado que de-
bemos tener nosotros, señor Vicepresidente y ministro de Energía,
especialmente, es en la concentración del esfuerzo como lo estamos
teniendo, pero no perdamos la pulsión, la tensión hacia la meta,
como decía alguien.

TOMO 2 > 175

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Lo social. Cada bolívar que podamos ahorrar en Pdvsa, de unos
presupuestos generalmente inflados, de un nivel de costos y de gastos
exagerados, cada bolívar que ahí se recorte para ahorrarlo debemos
dirigirlo a la salud, debemos dirigirlo a la educación, debemos diri-
girlo a las viviendas, debemos dirigirlo a los créditos, a la pequeña y
la mediana industria, a la microempresa, y el impacto va a ser fuerte.
Bueno, así que a pesar de las alteraciones económicas, el 2003
nos dejó nada más y nada menos que la recuperación de Petróleos
de Venezuela y sus operaciones y el manejo de sus finanzas. Yo pue-
do decirles que ahora sí tengo capacidad de mando en Pdvsa, pero
antes no tenía absolutamente nada, y ¿saben cómo me sentía?, como
un verdadero miserable.
Bolivariano como soy, recordaba siempre aquello de Bolívar:
“llamarse jefe para no serlo es el colmo de la miseria”. Esa empresa
ahora es y será siempre verdaderamente de los venezolanos.
Otro elemento surgió el 2003 y también fue producto de la crisis.
La crisis en el idioma chino creo que se escribe wei ji, significa crisis
o riesgo, peligro y oportunidad. Toda crisis trae eso, por eso es que
las crisis muchas veces son necesarias, muchas veces son necesarias
e incluso hay que generarlas, midiéndolas, por supuesto. Lo de Pd-
vsa era necesario, aun cuando nosotros no es que no la generamos;
sí la generamos, porque cuando yo agarré el pito aquel en un “Aló,
Presidente” y empecé a botar gente, yo estaba provocando la crisis.
Cuando nombré a Gastón Parra Luzardo y aquella nueva Junta
Directiva, pues estábamos provocando la crisis, ellos respondieron
y se presentó el conflicto y aquí estamos hoy, era necesaria la crisis.
Claro que nos sorprendieron. Nos pusieron a pasar algún trabajo,
pero se probó la fortaleza de un pueblo, la fortaleza militar, la cons-
ciencia de la Fuerza Armada, la consciencia de un pueblo, y también
comprobamos algo; no era cierto como decían algunos que todos los

176 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


técnicos de Pdvsa estaban vendidos a la tecnocracia; ¡No! Un buen
número de técnicos se quedó allí y los que no pudieron quedarse
aquellos días por las presiones y las amenazas, retornaron pronto a
la empresa y ahí están, y sobre todo los trabajadores. ¡Qué grado de
consciencia de los trabajadores de Pdvsa!
Otro elemento, o mejor dicho, otro instrumento que surgió al
calor de la crisis, fue la Agenda Bolivariana para la Coyuntura, a la
que llamamos ABC. La crisis terrible nos obligó a diseñar un con-
junto de instrumentos en lo económico y en lo social, y fue así como
tomamos decisiones que han traído beneficios adicionales más allá
de lo que esperábamos en la coyuntura, y ahora algunas de esas
medidas tienden a incorporarse a lo estructural, a los planes estruc-
turales.
Por ejemplo, el control de cambio. Yo, debo decirlo, no tengo nin-
gún plan para suspender el control de cambio. Nada, se lo he dicho
al ministro de Finanzas y al Gabinete Económico, al ministro de
Planificación. ¿Que lo flexibilicemos?, ah, bueno, eso sí puede ser y
entonces iríamos midiendo porque lo que se aprieta se puede aflo-
jar, y lo que se afloja se puede volver a apretar.
Entonces, nosotros sí podemos flexibilizar un poco más allá, un
poco más acá, y sobre todo ahora pasar a una nueva etapa, como ya
lo estamos trabajando; utilizar el esquema del control de cambio
para impulsar con fuerza sectores estratégicos de la producción na-
cional. Aquellos sectores que estén ubicados como áreas estratégi-
cas o como proyectos bandera y que queramos incentivar, entonces
ese instrumento es apropiado para incidir sobre la estrategia.
Así tomamos la medida del control de cambio, y fíjense, un país
que estaba siendo saqueado en nuestras propias narices, con una
fuga de divisas que llegó hasta los 400 millones de dólares diarios y
las reservas internacionales iban en picada. Hoy día, ya estamos por

TOMO 2 > 177

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


encima de 21 mil millones de dólares en reservas internacionales,
un excedente.
Hemos estado calculando y haciendo estimaciones y compara-
ciones con países del continente y de otros continentes, y todo indica
que Venezuela con 15 mil millones de dólares en reservas interna-
cionales, estaría holgada, más que suficiente.
Ahora, surge una pregunta: ¿qué hacer con el excedente de re-
servas internacionales que hoy están, si tomamos lo anterior como
base, en el orden de 6 mil millones de dólares? ¿Será que lo más
conveniente para nuestro país es mantener esos 6 mil millones de
dólares en algunos bancos en Norteamérica o en Europa? ¿O será
que el país, dado el grado de subdesarrollo, de vulnerabilidades eco-
nómicas y sociales, de desempleo, de pobreza heredada de un siglo
de 200 años de soledad –citando a Gabriel García Márquez–, requie-
re esos recursos, podrá utilizar una parte de ellos para impulsar su
desarrollo?
¿Qué dice la ética, qué dice la lógica? Primero que nada no me
vayan a responder algunos con el dogma económico-técnico ¡No!
Yo no soy un técnico y respeto mucho los técnicos, yo soy un líder
político, y tengo un compromiso moral, primero que nada, con un
pueblo y un juramento hecho con un pueblo.
Y por otra parte, sabemos nosotros que las leyes deben ser ela-
boradas en función de las necesidades de un pueblo, de las particu-
laridades de un momento en la vida de los pueblos. Las leyes no son
invariables.
Señor presidente, señores diputados, si el marco legal actual en
esa materia impidiese la utilización de parte de ese excedente de
reservas internacionales, que es producto del esfuerzo de nuestros
trabajadores, que es producto del esfuerzo de la recuperación de la
producción petrolera, minera y agrícola, pero sobre todo la petrolera,

178 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


que es producto además de la decisión que tomamos de aplicar el
control de cambio, porque si nosotros no hubiésemos propuesto y
con la fuerza que lo hicimos, además, porque también se negaban,
sobre todo en el Banco Central de Venezuela, la mayoría se negaba,
o una buena parte se negaba a aceptar el control de cambio. Yo les
dije: “¿bueno, y qué vamos a hacer, vamos a esperar que el país se
hunda, que se lleven todas las reservas internacionales, todos los
dólares?”. Era parte del plan de los golpistas, rendirnos por saqueo,
por bloqueo, y entregarnos a los poderes transnacionales luego, que
estaban como zamuros revoloteando en torno a este nuestro país.
Por fin, casi que bajo amenaza de un decreto de emergencia
económica y medidas extraordinarias, pues logramos comenzar a
negociar lo del control de cambio, y gracias a la comprensión y coo-
peración del Banco Central de Venezuela tomamos la medida, pero
si no es así se hubiesen llevado todas las reservas internacionales.
Así que gracias a estas decisiones, y gracias a la Agenda Boliva-
riana para la Coyuntura, y gracias a la batalla petrolera, y gracias a
la Fuerza Armada y a los trabajadores, y a ustedes, señores diputa-
dos patriotas; al esfuerzo de muchos es que tenemos hoy ese nivel
de reservas internacionales.
Si el marco legal impidiera la utilización de ese excedente, yo
clamo a la soberana Asamblea Nacional que elabore un nuevo mar-
co legal, porque las reservas internaciones al ritmo que vamos, el
precio del petróleo ha subido en los últimos días y ya está por 33
dólares; recuerdo que estaba antier. No sé cómo estará el día de hoy,
aún no he visto la tabla, pero está por allí.
El promedio del año 2004, la cesta venezolana está por 28 dólares
el barril aproximadamente. No esperamos que se mantenga por allí,
señores embajadores, sobre todo los países más pequeños y más ne-
cesitados. No, ustedes saben que nosotros siempre hemos propuesto

TOMO 2 > 179

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


el equilibrio en el mercado, y lo que aspiramos es un precio justo
entre 22 y 28 dólares el barril.
El precio del petróleo del año 2003 terminó en 25,5. Ese es un
precio justo, y ese precio lo hemos logrado gracias al liderazgo nues-
tro en la OPEP y al liderazgo de la OPEP y a la cooperación de los
países no OPEP, como Rusia, Noruega, México, a quienes agrade-
cemos infinitamente, como se lo dije al presidente Fox en nuestra
conversación allá en Monterrey, y estamos comprometidos México,
Venezuela y también Noruega y Rusia, a continuar trabajando jun-
tos para que no se nos desplome el precio del petróleo.
Esos 25 dólares que hoy se están pagando por un barril de petró-
leo, equivalen a unos 10 dólares de los años 70 y en los 70 el barril
llegó a 34 dólares el barril, eso es una verdad, por la inflación inter-
nacional. Así que si aplicáramos una tabla, y así como casi todos los
artículos han subido de precio; todos, menos la materia prima que
producimos los países pobres y eso es parte de la injusticia del co-
mercio internacional y de las así llamadas leyes injustas del capita-
lismo mundial, porque nos venden un vehículo hoy a un precio vein-
te veces mayor al que uno lo podía comprar hace diez años atrás.
El primer carrito que yo tuve fue un Volkswagen y me costó 4 mil
bolívares y lo pagué con tres sueldos de subteniente y listo, lo pagué,
era usado. Si hoy nos venden un vehículo o la ropa, veinte veces por
encima, en cambio los precios del azúcar están por debajo, los pre-
cios del café están por debajo, más bien han decrecido; los precios
del hierro, del aluminio; la materia prima. ¿Y quién produce materia
prima, sobre todo, y la exporta? Nosotros, los subdesarrollados. Es
un nuevo imperialismo. Luego allá en los países desarrollados la
procesan y nos venden el carrito que lo hacen con nuestro alumini-
to, con nuestro hierrito, con nuestro plastiquito, todo eso es de aquí,
la mayor parte, una buena parte, no todo.

180 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Del petróleo sacan todo el plástico, los cauchos; del aluminio de
Guayana se llevan la materia prima y hacen los bloques, el motor, el
hierro, el cobre, las aleaciones, el latón, la latonería, el volante, las
luces, el vidrio y luego nos venden eso multiplicado por veinte, por
cuarenta. El comercio injusto.
Por eso es que nosotros tenemos que avanzar aquí en Venezuela
en la transformación del modelo económico, nosotros tenemos que
convertirnos en un país productor diversificado y, sobre todo, debe-
mos agregarle valor a nuestra materia prima; reducir la cantidad o
la proporción de materia prima que exportamos y agregarle valor,
procesarlo aquí en nuestro territorio o en territorios vecinos de paí-
ses hermanos de América Latina y del Caribe, dentro de la visión de
integración de Suramérica y el Caribe.
Pues, muy bien, surgió la Agenda Bolivariana para la Coyuntu-
ra en un concepto que es el concepto del desarrollo endógeno. Eso
también avanzó mucho en el año 2003. Y de manera particular voy a
citar, dentro de esa Agenda Bolivariana para la Coyuntura, algunos
ejemplos que fueron causantes de la recuperación económica a la
que me he referido, es decir; nosotros actuamos rápido y agradece-
mos la colaboración permanente que sobre todo ustedes, diputados
y diputadas del Bloque del Cambio, nos han dado para tomar deci-
siones con medidas económicas a tiempo.
Pero, por ejemplo, ¿cómo sacar al país de la fosa de la crisis eco-
nómica y del desempleo? Comenzamos por diseñar elementos es-
tratégicos, medidas estratégicas dentro de la Agenda Bolivariana
para la Coyuntura, el control de cambio fue uno. Les decía que con
el precio del petróleo las reservas internacionales este año van a
seguir subiendo. Van a seguir subiendo, no van a bajar. Antes baja-
ban porque venían algunos sectores de la oligarquía nacional y se
llevaban los dólares con el libre cambio, ahora no lo pueden hacer.

TOMO 2 > 181

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Así que esas reservas van a seguir subiendo, y bueno, y si llegamos a
30 mil millones de dólares ¿vamos a tener todo ese dinero guardado
en los bancos del mundo? ¿O vamos a utilizarlos para precisamente
hacer inversiones para darle valor agregado a la materia prima, para
levantar la agricultura, la producción agrícola y la agroindustria,
para procesar la materia prima y para comenzar a elevar el nivel del
modelo económico productivo?
No tenemos duda, nosotros los bolivarianos, acerca de cuál es la
decisión que hay que tomar. Por eso, si fuese necesario hacer inclu-
so ajustes en la Constitución, preparémonos para hacerlo. Pero es
totalmente absurdo que Venezuela tenga un caudal tan alto de reser-
vas internacionales, de miles de millones de dólares, guardados en
los bancos del Norte y nuestro pueblo aquí lleno de necesidades. No,
es el momento de hacerlo, no podemos esperar más allá del 2004,
todo indica que es ahora cuando hay que tomar decisiones como
éstas para dar un salto adelante en la transformación del modelo
económico. ¡Es ahora, no es mañana!
De todos modos quiero aclarar lo siguiente: la solicitud que no-
sotros hemos hecho al Banco Central de Venezuela para que cumpla
con uno de los mandatos de la Ley, no requiere modificar ni una sola
letra de esa Ley. Yo estoy hablando de otro tipo, como lo venía ha-
blando con Rodrigo en el helicóptero el otro día, por allá por el Zu-
lia. Es decir, no me estoy refiriendo, compatriotas, a lo que por ahí
llaman ahora, de manera despectiva, “el millardito”, “el millardito
de Chávez”. No, esa es otra cosa, esa es otra cosa. El Banco Central
de Venezuela, sin tocar las reservas internacionales, bien puede fi-
nanciar parte del plan de desarrollo agrícola ahora mismo sin cam-
biar ninguna ley. Eso lo puede hacer el Banco Central de Venezuela.
En mi criterio lo debe hacer el Banco Central de Venezuela. No es
dinero para el fisco nacional. Ellos se escudan –algunos de ellos se

182 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


escudan– diciendo que la Ley les prohíbe financiar al fisco nacional
o los gastos del Gobierno. ¡No son los gastos del Gobierno los que
va a financiar, no, son créditos! Así como el Banco Central de Vene-
zuela le presta a la banca privada no sé cuántos miles de millones de
bolívares todos los días –son operaciones que van y vienen–, o así
como el Banco Central de Venezuela coloca bonos y compra bonos,
recibe bonos, etcétera. Igual la Ley del Banco Central de Venezuela,
y es bueno que nuestro pueblo la conozca, hace falta un mayor es-
fuerzo de difusión de estos instrumentos.
El Banco Central de Venezuela está facultado por ley, incluso,
para recibir depósitos de cualquier ciudadano. Ah, pero no lo hacen.
El Banco Central de Venezuela está facultado por la ley para finan-
ciar planes especiales agrícolas, bien sea de agricultura vegetal –así
lo dice la Ley–, agricultura animal, agricultura forestal y pesquera,
que son los cuatro tipos de agricultura, para otorgarle crédito, no al
Gobierno, sino a los productores que son privados, sobre todo a los
pequeños y medianos, a las cooperativas para que puedan produ-
cir a tiempo. Estamos a tiempo, compatriotas, estamos en enero; el
verano pues; febrero, marzo. Tenemos por delante hasta tres meses
para trabajar duro, ojalá que nuestros compatriotas del Banco Cen-
tral de Venezuela entren en razón, porque yo creo que ellos se han
agarrado de una posición allí, dogmática, de la cual deben salir. Y
si no quieren salir, nosotros tenemos que hacerlos salir de esa po-
sición.
Es absolutamente inconcebible que se encierren en el dogma del
economicismo para negar algo que aparece en la Ley y que es una
necesidad del país. He dicho que incluso me reservo, a nombre del
Gobierno, el derecho que tenemos de acudir al Tribunal Supremo
de Justicia o a cualquier otra instancia, siempre, por supuesto, en
el marco de la Constitución. El doctor Diego Luis Castellanos... No

TOMO 2 > 183

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


tengo ningún plan para secuestrarlo ni nada de eso, respeto mucho
a Diego Luis Castellanos. El papá de él y mi abuelo fueron enemigos.
Sí, el papá de Diego Luis Castellanos fue un coronel gomecista lla-
mado Silvestre Castellanos y mi abuelo se llamaba Pedro Pérez Del-
gado, antigomecista, y más que antigomecista, nacionalista-castris-
ta. No de Fidel, aunque si hubiera conocido a Fidel fuera fidelista,
de Cipriano Castro. Pedro Pérez era castrista y Silvestre Castellanos
era gomecista, pero hasta los huesos, y un día yo le dije a Diego Luis
Castellanos, discutiendo en privado, discutiendo estas cosas: mira,
Diego Luis, si a mi abuelo le hubiesen permitido asaltar el cuartel
de Guasdualito, como él quería, en la Batalla de Periquera, tú no
hubieras nacido.
Sí, es verdad. En una ocasión la guerrilla revolucionaria de Pe-
dro Pérez Delgado unida con la de Alfredo Franco, Roberto Vargas
y Emilio Arévalo Cedeño, juntaron las fuerzas y se fueron sobre
Guasdualito, que era Periquera entonces, y rodearon a las fuerzas
de Gómez y mi abuelo quería quemar el cuartel. Él tenía por cos-
tumbre rodear y prenderle candela. Yo no llego a tanto, vean uste-
des. Entonces, lo hizo varias veces en Elorza, en San Fernando, y
eran las peleas a peinillas, ¿no? Eran peleas a machete. Entonces
Maisanta tenía todo listo para prenderle candela al cuartel y el que
estaba adentro comandando era Silvestre Castellanos. Era valiente
Silvestre Castellanos; en el libro de memorias que escribió se nota,
se nota que se tenían respeto los dos, eran enemigos, pero se respe-
taban.
Bueno, así que yo un día le dije a Diego Luis: “mira Diego Luis,
agradece, agradece que mi abuelo...”. Fue que el “tuerto· Vargas,
quien era el Comandante de las tropas revolucionarias, no lo per-
mitió y le ordenó a mi abuelo parar el ataque a Guasdualito y em-
pezar a conversar, porque aquellos y que se iban a entregar. En

184 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


esa conversadera llegan las tropas de Barinas, que mandó Febres
Cordero, llegan las tropas de Eustoquio Gómez, de San Cristóbal, y
entonces rodean a los revolucionarios y estos tienen que abandonar
el pueblo y la batalla que habían ganado la perdieron al final, tuvie-
ron que huir hacia Arauca y Pedro Pérez andaba buscando ese día
al “tuerto” Vargas, que era su jefe, para darle un tiro.
Bueno, eran los tiempos, tiempos de guerra pues, tiempos de
guerra. Así que Diego Luis, no tengo ningún plan como el de mi
abuelo, puedes estar tranquilo tú, y te respeto mucho, esto no es un
asunto personal, yo estoy defendiendo lo que creo y defendiendo,
sobre todo, los intereses de mi pueblo, la necesidad de que financie-
mos de manera extraordinaria.
El Gobierno apenas tiene en el presupuesto 0,5 billones, más o
menos, entre Fondafa, Banfoandes, Banco Industrial, los fondos re-
gionales de los gobernadores –que tienen algunos– no llegamos a
medio billón; si llegamos ahí. Es poquito para un salto agrícola sin
precedentes en la historia, que es lo que necesitamos. No, nosotros
no podemos seguir rogando al Cielo que llueva este año, o que la
semilla rinda un poco más, o que no haya los pájaros negros que se
comen el maíz, o que tengamos buena suerte y venga un milagro.
No, aquí no hay milagros en la agricultura, ni en la economía, no.
Pasaríamos 20 años en este tejemaneje.
Hemos hecho un esfuerzo muy grande trayendo tractores de
China, de Brasil, un esfuerzo tecnológico para apoyar a los sembra-
dores de papas por allá en Mucuchíes. Con todo lo que hemos podi-
do, pues, hemos entregado ya millones de hectáreas de tierra, pero
no tenemos el dinero suficiente para darles créditos a todos aquellos
productores que lo necesitan ahora, sobre todo para la producción
agrícola, ahora que vienen las lluvias en mayo.
Estamos en momentos, es el momento. Tenemos el dinero, no el
Gobierno. Ahora, eso no es gasto del Gobierno, yo no estoy pidiendo
TOMO 2 > 185

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


dinero al Banco Central para pagar sueldos, yo no estoy pidiendo
dinero para los gastos de la Asamblea Nacional, para el Presu-
puesto, no. Además, ese dinero será prestado, el Banco Central
lo va a recuperar, es un préstamo. ¡Por el amor de Dios, es un
préstamo!
El Directorio del Banco Central puede, incluso, decidir dar esos
préstamos, como debería hacerlo, a un interés muy por debajo de la
tasa a la que prestan los bancos privados; la tasa agrícola. Ellos pue-
den darlo hasta por 180 días, pero pueden tomarse medidas extraor-
dinarias porque allí hay una contradicción: la Ley dice que el Banco
Central podrá apoyar proyectos forestales. ¿Qué proyecto forestal
va a estar listo en 180 días? Ninguno, así que hay una contradicción
legal que bien puede requerir una modificación de la Ley o una acla-
ratoria del máximo Tribunal de Justicia.
Pero no podemos enredarnos en cuatro letras cuando hay un
país y una inmensa oportunidad de que este año sea el año de la
gran revolución económica venezolana, del salto adelante en lo eco-
nómico para no volver nunca atrás.
No podemos pararnos ante nada, solo, por supuesto, en el marco
de la Ley. Pero, repito: si hubiere que convocar a un referendo para
modificar algún artículo de la Constitución, preparémonos pues
para convocar a un pueblo, para que ese pueblo tome la decisión,
porque estamos en democracia y en democracia no manda Chávez,
ni manda el Banco Central, ni manda la Asamblea Nacional, en de-
mocracia manda el pueblo venezolano.
Cuando yo estoy hablando de la otra vía, de utilizar las reservas
internacionales, insisto, porque por ahí he visto declaraciones de
gente nuestra que, claro, dada la campaña mediática, se confunde, y
por ahí leí varias declaraciones y vi en televisión a alguien nuestro
haciendo una buena explicación, pero dando como un hecho que

186 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


la única forma de apoyar a la agricultura desde el Banco Central es
tocando las reservas internacionales. No es cierto. Para nada.
Las reservas internacionales, cuyo excedente está llegando hoy a
¡seis mil millones de dólares!, y pudiera llegar a mitad de año hasta
¡diez mil millones de dólares!, el excedente, ahí es cuando sí digo y
creo que sería necesario hacer una ley especial que pudiera llamar-
se una ley de utilización de excedentes de las reservas internaciona-
les, y pido a la Asamblea Nacional que comience a trabajar en esta
dirección.
Y pudiéramos, incluso, atacar por varios flancos, por aquí por la
Asamblea y por la calle; porque también pudiéramos aprobar eso
por vía de un referendo nacional. En todo caso, hago este plantea-
miento, porque este año debemos concentrar esfuerzos de planifica-
ción, supremo, máximo, esfuerzo de coordinación máximo, esfuerzo
científico-técnico máximo, esfuerzo de capacitación al máximo, es-
fuerzo financiero al máximo, esfuerzo en la lucha contra la desvia-
ción de recursos y la corrupción y la ineficacia, al máximo.
Haciendo eso, tengan ustedes la seguridad que el año que viene,
por estos días, cuando yo esté dándoles, Dios mediante, mi discurso
de rendición de cuentas, les diré, como estoy seguro que les voy a
decir, que el año 2004 fue el año de la gran revolución económica
venezolana, porque tiene que serlo; invoco al país nacional para que
lo sea.
Y no solo al sector público. Invito, invoco y llamo a todos los del
sector público: gobernadores, alcaldes, todas las corporaciones, em-
presas del Estado; llamo al sector privado nacional, llamo al sector
privado nacionalista, patriota, venezolanista, consciente, objetivo,
que lo tenemos y cada día más, por supuesto, porque esas tesis del
fascismo empresarial allí están derrotadas ya y para siempre, no
volverán. Entonces llamo a los empresarios.

TOMO 2 > 187

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Incluso, el año 2003 fue el año del nacimiento de las misiones
–y esa es otra grandeza del 2003. Nacieron las misiones, nació el
concepto de misión. El concepto de misión es un nuevo paradigma.
Lo que Fritjof Capra33 viene señalando desde hace 30 años. Hemos
roto, con el concepto y la praxis de las misiones, el viejo parcelismo,
el viejo paradigma cartesiano de dividir la realidad en parcelas para
entenderla y manejarla mejor. Mentira.
Hemos roto y hemos dejado atrás, bueno, estamos dejando atrás,
hemos resquebrado profundamente y estamos dejando atrás el viejo
y nefasto paradigma newtoniano; hemos dejado atrás ese fracciona-
miento de la realidad, y nació el concepto de las misiones que es ese
nuevo paradigma holístico, integral, del todo; el todo, sabemos, es
mucho más que la suma de las partes.
Entonces, aquí heredamos nosotros esa cultura fraccionaria y
fraccionante, destructiva y perversa, de que, por ejemplo, un minis-
terio tiene sus funciones y esa es su función y el de al lado tiene la
otra y no coordinan o no coordinaban o era muy difícil coordinar,
porque si los ministros, que siempre coordinan, y si no coordinan
yo los coordino; pero ellos coordinan y José Vicente los coordina.
Tenemos un grupo de ministros extraordinarios, yo los felicito,
compañeros y compañeras, compatriotas. Orgulloso me siento de
ustedes y de su trabajo.
Y aprovecho para aquí hacer un reconocimiento a mi general
Prieto, uno de mis maestros, quien entregará el Ministerio de la
Defensa en los próximos días. Le va a entregar el Ministerio de la
Defensa a uno de sus más avanzados alumnos –sobre todo en eso de
la unidad cívico-militar, mi general, que tanto hablábamos por allá
en los 80 y en los 90–, al general Garcías Carneiro, quien asumirá el
Ministerio de la Defensa en los próximos días.

33. Fritjof Capra (1939). Filósofo, físico y teórico de sistemas austríaco. Sus estudios sobre las implicancias filosóficas de la
física de partículas se reflejan en su obra más conocida El Tao de la Física.

188 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


Algunos oligarcas aquí pensaban que iban a conseguir un Pino-
chet en Venezuela. No hay Pinochets en Venezuela, aquí hay García
Carneiros.
Así que surgió el concepto de las misiones, y eso es en lo social.
Nosotros pudiéramos decir muchas cosas aquí y llegar hasta la me-
dianoche. Oye, Juan, por qué te ríes tanto.
Quiero sobre todo resaltar lo que hay que resaltar, luego los mi-
nistros vendrán uno por uno a entregar sus cuentas y sus detalles;
ustedes podrán interpelarlos, interrogarlos, etcétera; pero, desde el
punto de vista social, para mí, lo más relevante en la gestión de go-
bierno del año 2003, fue el surgimiento de ese nuevo paradigma que
tomó cuerpo y que ahora se llama Misión Róbinson, Misión Ribas,
Misión Sucre, Misión Mercal, Misión Barrio Adentro. Todas juntas.
Y eso, además, ha despertado lo que había que despertar. O, más
bien, lo que ya estaba despierto, pero con el trabajo segmentado y
sectorial, imposible captarlo; por un lado, andaban las políticas de
gobierno tradicionales y, por otro lado, andaba la ebullición popu-
lar. Las misiones le abren las puertas a la participación popular y
ahí hay un voluntariado que es un gigantesco ejército de voluntarios
que a veces ni cobran y están allí en las aulas de clases o andan por
allá llevando medicinas o andan de noche buscando enfermos o an-
dan dando clases en un aula, debajo de una choza allá en el territo-
rio indígena del Amazonas o del Apure. ¡Qué cosa tan maravillosa!
La misión ha potenciado lo que ya existía, pero esto lo ha elevado
a la N, la unidad cívico-militar; la integración del Gobierno nacional
con los gobiernos regionales y locales, con excepciones, por supues-
to, que estoy seguro que pronto, el 25 de julio, dejarán de ser ex-
cepciones, porque tendremos recuperados gobiernos regionales de
gran importancia que hoy están en manos de golpistas, terroristas
y saboteadores.

TOMO 2 > 189

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Desde luego, para mí eso es lo más importante desde el punto
de vista estratégico en lo social, y el impacto es fenomenal. Lo de
Barrio Adentro es que todavía nosotros no tenemos capacidad de
medir el impacto, hay que meterse barrio adentro y vivir ahí para
medirlo.
¡Cuántas vidas salvadas! La cifra pudiera parecer fría, pero hoy
nosotros estamos en capacidad, ya lo dije hace rato, de atender casi
en la puerta de su casa a 95% del pueblo venezolano. 95% de ese sec-
tor que antes era y estaba excluido, y fíjense ustedes las consecuen-
cias que van surgiendo.
Porque eso es así, como cuando uno va manejando un vehículo y
tiene un caucho un poco flojo, no. O tiene –cómo se llama, ya se me
ha olvidado un poco– desviado el tren delantero, no. Ah, bueno, está
bien, déjalo así. A los dos meses ya tienes todos los cauchos que se
te comieron, el carro empieza a temblar, se desequilibra todo, pues,
porque no arreglaste a tiempo. Igual pasa a lo inverso.
El hecho de que estemos atendiendo a 95%, llegaremos a ciento
por ciento en los próximos meses, y estábamos revisando anoche
con Fidel, además, el lote de medicamentos; eso es otra cosa, vamos
a pasar en los próximos meses, dijimos anoche, Germán, 55 a 103
–gracias señor Embajador. Es que él estaba anoche en la reunión.
De 55 medicamentos que hoy contiene el kit de cada médico, va-
mos a pasar a 103, incluyendo este medicamento, que es tan costoso,
para el tratamiento a los enfermos de la diabetes: la insulina. Y no
de una que hacían antes con no sé qué del cochino. No; de la mejor
insulina, de calidad.
O sea, vamos a ir perfeccionando Barrio Adentro. Ahora, con la
primera fase, que es lo que hemos podido avanzar hasta ahora, pero
vaya qué fase, entre otras cosas, una consecuencia, ha bajado de
manera significativa la afluencia a los hospitales. Claro, elemental, y

190 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


ahora los hospitales grandes están respirando un poco más, alivia-
dos, porque aquella avalancha de pobres adónde iban a correr con
un dolorcito aquí, con un golpe aquí, con un brazo no sé qué, con el
asma.
Ahí están los hospitales y aquello daba dolor, las emergencias,
todavía dan dolor y siempre darán dolor en los hospitales, pero era
deprimente la mayor parte de los hospitales abarrotados de gente,
en el suelo, algunos ahí quejándose de dolor. Ahora no, ahora está
Barrio Adentro y la mayor parte de ellos son atendidos en su casa.
Se les aplica –a lo mejor, la persona lo que necesita es un calmante–
una inyección, un antibiótico para parar una fiebre, una infección;
una pastillita.
Muchas veces, incluso, es la palabra de un médico lo que calma
a alguien que se puede desesperar porque a medianoche, por allá
arriba, con un dolor, a veces solo la mano de un médico y la palabra
de un médico y una pastillita y “trate usted de dormirse, arrópese”.
Muchas veces ese es el remedio, porque no es nada grave, solo un
dolor, un malestar, etcétera; hasta cosas más graves como un infarto,
un preinfarto, un dolor en el pecho.
Entonces los hospitales ahora van a tener más tiempo para cum-
plir la propia función de un hospital, pues, que es la atención más
especializada, la hospitalización; incluso, para convertirse en escue-
la, porque todo hospital debe ser también una escuela.
Ahora vamos a empezar a inaugurar esa fase intermedia entre
el núcleo primario del barrio y el gran hospital, que van a ser las
clínicas populares que van a tener también capacidad de hospitali-
zación, no todas, pero sí una buena parte de ellas, o sea, un sistema.
Lo hemos logrado, ¿en cuánto tiempo? No hemos terminado, pero lo
hemos instalado ya, una primera fase en menos de un año. Sí, desde
mitad de año. La Agenda Bolivariana para la Coyuntura nos obligó
a inventar, a activarnos y surgieron las misiones.
TOMO 2 > 191

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Ahora yo hoy anuncio otra misión: La Misión Vuelvan Caras. Va-
mos a rendirle tributo al general Páez. Al Páez de Las Queseras, a
ese Páez hay que admirarlo, por supuesto; fue un gran líder popular
en aquel tiempo y uno de los libertadores de Venezuela.
Esta Misión es la misma que hemos hablado como Negro Prime-
ro, pero María Cristina fue la culpable, ella me recomendó llamarla
Vuelvan Caras, me hizo un razonamiento y le dije: estoy de acuerdo
y se llamará entonces Vuelvan Caras.
Misión Vuelvan Caras. El nombre lo inventó María Cristina Igle-
sias, porque ella va a ser la presidenta de la Comisión Presidencial
de la Misión Vuelvan Caras. Y esa Misión, así, grosso modo, les voy
a decir, va a ser muy compleja, porque esa Misión nos va a permitir
no solo reducir el desempleo, que lo redujimos bastante en el 2003 y
ese es uno de los éxitos de la Agenda Bolivariana para la Coyuntura,
y con la reactivación económica, sobre todo en el último semestre,
el desempleo bajó más de 4 puntos, desde febrero del 2003 hasta di-
ciembre, pero todavía está muy alto, terminó en 15,4, eso significa 1
millón 800 mil desempleados aproximadamente, un poquito menos.
Bueno, la meta que nos hemos impuesto, María Cristina, es fabu-
losa, con la Misión Vuelvan Caras. Para diciembre de este año el des-
empleo debe bajar de ese 15 y tanto a 5, y lo vamos a lograr, lo vamos
a hacer. Estoy seguro que lo vamos a lograr, no tengo la menor duda,
lo vamos a lograr. Así que comenzaremos el 4 de febrero próximo,
día de rebelión, día de dignidad, día de Patria. Ese día arrancará la
Misión Vuelvan Caras, y hago un llamado a todos para concentrar
esfuerzos en esta Misión.
Esto no tiene que ver con los planes ordinarios que tiene, por
ejemplo, Diosdado. No. Aclaro eso porque el Ministerio de Infraes-
tructura recibe un presupuesto para construir tanta cantidad de
viviendas este año y eso genera tantos puestos de trabajo; no me

192 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


refiero a los puestos de trabajo que van a generar los planes de cons-
trucción de plantas de tratamiento de aguas servidas o de carrete-
ras, o los planes ordinarios aprobados en el Presupuesto, en turismo,
en agricultura, que son bastante ambiciosos. Pero más allá, es un es-
fuerzo extraordinario, así como Misión Robinson. Además de eso, el
esfuerzo extraordinario en la Misión Vuelvan Caras.
Ya hemos comenzado a aproximarnos al problema; hemos dicho,
por ejemplo, que ahí tenemos la Misión Robinson. Entre Robinson
I y Robinson II pronto vamos a ir llegando a dos millones de perso-
nas. Todos ellos son pobres, ahí no hay ni un solo rico estudiando,
todos son pobres, de los estratos más pobres de la población. La ma-
yor parte de ellos está en edad que llaman la edad económicamente
activa, y la mayor parte de ellos está desempleado. Bueno, vamos a
comenzar por allí. Vamos a diseñar programas de capacitación. La
primera etapa que comienza ahora en febrero va a ser capacitación,
y la capacitación tiene que ver, en primer lugar, con elementos teóri-
cos como, por ejemplo, la formación de las cooperativas o utilizando
los mismos televisores de la Misión Róbinson y la Misión Sucre,
vamos a hacer unos videos, por ejemplo, para enseñar cuál es la
técnica de la siembra de hortalizas o la siembra de caraotas o la cría
del pollo.
Cada aula de la Misión Robinson debe convertirse en una coope-
rativa, en una unidad de producción o en una unidad de manteni-
miento de calles, de caminos, el ornato. Nunca olvidaré la visita que
hice una vez a Teherán –bueno, varias veces. Teherán es una ciudad
bellísima y recorrimos varias calles y avenidas y hay flores por to-
dos lados, y las calles están limpias y tienen un sistema que por
gravedad recorre las calles y riega las plantas, al menos en el centro.
Bueno, restaurar. Aquí mismo, le dije al presidente Ameliach
cuando estábamos allá recibiendo honores en la puerta norte del

TOMO 2 > 193

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Capitolio, al frente, zona colonial. Todo el centro de Caracas. Uno ve
esos edificios con no sé cuántos cables que vienen pendiendo del te-
cho, unas paredes todas rotas; feo se ve eso; uno va por la Cuadra de
los Bolívar, allí donde nació el gran Simón, y eso está en muy mal es-
tado de mantenimiento, las casas coloniales, algunas incluso –hace
poco pasé por ahí y las vi– con monte en las viejas ventanas. No, va-
mos a restituir cada centímetro, cada milímetro de la vieja Caracas
y a ponerle a esas casas los techos rojos y a recuperar la belleza, y no
solo de Caracas, sino de Maracaibo y las ciudades y pueblos del país.
En fin, es un plan bastante ambicioso, pronto lo explicaremos
con detalles, pero el objetivo es ese, o uno de los objetivos es bajar el
desempleo y convertir ese desempleo en empleo productivo, empleo
útil, pero no solo eso, es que ese va a ser un elemento fundamental
de la transformación económica, de la transformación del modelo
económico, porque vamos a avanzar, sobre todo, con la figura de las
cooperativas. No hay solución si miramos este problema en el plano
meramente individual, la solución es colectiva, como dijo Cristo, el
Maestro de todos los maestros: “Cuando ustedes estén juntos y vi-
van como hermanos, estaré con ustedes. Mientras estén solos, uno
por uno, estará el diablo con ustedes, o con nosotros”.
Así que pronto nacerá entonces la Misión Vuelvan Caras dentro
de la Misión Cristo, porque la Misión Cristo es la misión de todas
las misiones, todas unidas, es la resultante de todo, y tengo fe en que
lo vamos a lograr, y ya lo anunciamos al mundo y ha salido por el
mundo todo esto a través de los medios de comunicación; en Europa
sobre todo, y aquí en América también, y en Norteamérica.
Hemos dicho que así como el 5 de julio de este año declararemos
a Venezuela área libre –no de comercio, no se equivoquen– de anal-
fabetismo, igual, en el 2021 declararemos a Venezuela, un poco antes
de que yo me eche el chinchorro al hombro y me vaya buscando la

194 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2002-2003

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2003-2004 2004-2005 2005-2006


costa Arauca, declararemos a Venezuela área libre de pobreza. No
habrá pobreza en Venezuela en el 2021. Estoy seguro de que lo va-
mos a lograr, pero para ello se requiere un trabajo infinito y que este
nuevo paradigma de la integración de todos, desde el plan integrado
hasta la acción integrada, de la voluntad elevada a la máxima poten-
cia, del amor elevado a la máxima potencia, todo eso hará falta. Pase
lo que pase y cueste lo que cueste. Ese es nuestro destino señalado
en esta Constitución.
Aquí hay muchas otras cosas, pero de verdad no voy a abusar
más de ustedes, ya he abusado un poco.
El 2003 fue un año difícil pero bueno. Aquí están las cifras, in-
cluso en lo macroeconómico, en lo social sobre todo, en lo político
igual. En lo político derrotamos la conspiración y las conspiracio-
nes, y terminó imponiéndose la divina Constitución Bolivariana, y
hoy estamos aquí, y lo que este año 2004 vamos a hacer, que va a ser
mucho en lo económico. Este salto económico. Incluso decía hace
poco en una reunión con ustedes, precisamente, los diputados del
Bloque del Cambio, que me parece que sería correcto absolutamen-
te plantearnos que el año 2004 debe ser un año en que hagamos
una revolución dentro de la Revolución, es decir, revolucionemos la
revolución. Incluso desde lo moral, la batalla contra el flagelo de la
corrupción tenemos que acentuarla por todas partes, porque es una
amenaza latente, se trata de viejos vicios muy arraigados, vicios y
malas costumbres y malas mañas.
Yo, por ejemplo, le encomendé a José Vicente, y estoy seguro
que en mi ausencia él trabaja mucho más, trabaja el doble cuando
no estoy, ya deben tenerlo listo así como me entregaron ya –aquí
está, miren– el Programa Agrícola Especial. Diego Luis, no vayas a
decir después que no te mandamos nada, porque ya lo entrega-
ron, ¿no? Ya se entregó al Banco Central el Programa Agrícola

TOMO 2 > 195

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Especial. Felicitaciones a José Vicente, a los ministros del Gabinete
Económico y, sobre todo, al ministro de Agricultura.
Miren, es que tenemos detectadas hasta escala 1:5.000 las tierras
disponibles, por ejemplo, para sembrar caraotas ahora mismo cuan-
do entren las lluvias para no tener que seguir importando miles
de toneladas de caraotas. Tenemos identificadas y coloreadas todas
las riberas del Orinoco que son apropiadas para sembrar algodón.
Tenemos un trabajo bastante bien hecho, y elaboramos este plan es-
pecial, aprobado en Consejo de Ministros, y una carta firmada por
el ministro de Agricultura, dirigida al presidente y demás miembros
del directorio del Banco Central, que dice así: “Tengo el agrado de
dirigirme a ustedes, a los fines de solicitar, de conformidad con los
artículos 51, 136 y 318 de la Constitución de la República Bolivariana
de Venezuela, que ese digno órgano tenga a bien prestar su colabo-
ración y apoyo en forma coordinada con el Ejecutivo Nacional en la
consecución del fin que está llamado a alcanzar el Estado en materia
de seguridad alimentaria –ese es un fin del Estado, no del Gobierno
nada más, es de todo un Estado, eso no es del Gobierno, es muy fácil
decir: `no, ese no es asunto mío´, es del Estado– siendo esta de interés
nacional y fundamental para el desarrollo económico y social de la
Nación, de acuerdo con los postulados constitucionales contenidos
en los artículos 305, 306 y 307”.
Aquí se envía el Programa Agrícola Especial de este año 2004,
para el cual, aquí al final dice: “...Con fundamento en lo anterior y
teniendo como norte la ejecución del referido Programa aprobado
en Consejo de Ministros, anexo a la presente, solicito a ustedes el
financiamiento de 1 billón 497 mil 354 millones 730 mil bolívares
–Diego Luis, toma nota: un billón cuatrocientos noventa y siete mil
trescientos cincuenta y cuatro millones setecientos treinta mil bolíva-
res, es decir, un billón punto cinco– destacando que la inversión total

196 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


necesaria para cumplir con el Programa Agrícola Especial 2004, al-
canza a la cantidad de 3 billones 800 mil millones de bolívares”.
Eso es lo que necesitamos entre todos, la banca privada también
debe cumplir con su obligación, y si no debe ser fuertemente castiga-
da, señor ministro de Finanzas, por la Superintendencia de Bancos,
porque la banca privada, algunos bancos eluden el compromiso y
está en la Ley que tienen que financiar la agricultura. Entre la banca
privada, el Banco Central de Venezuela, los bancos del Estado y los
recursos que podamos conseguir por allí, algunos créditos interna-
cionales para maquinarias sobre todo, lo que Pdvsa pueda aportar,
etcétera, nosotros tenemos que llegar este año a 3 billones 800 mil
millones. Lo que le estamos pidiendo al Banco Central es práctica-
mente 1,5 billones.
Ese dinero, todo, lo va a recuperar el Banco Central de Venezuela
y se van a ganar además los intereses. Es un crédito para sembrar
caraota, el pollo, el maíz amarillo, la soya, el sorgo, el arroz, etcéte-
ra. Esta es una parte. Lo de las reservas internacionales sería, sobre
todo, para la industria, porque la Ley le permite hasta aquí al Banco
Central de Venezuela: solo para la agricultura, para la seguridad
alimentaria.
Pero, por ejemplo, para rescatar los parques industriales de Ve-
nezuela, para impulsar el turismo, la pequeña y mediana industria,
la del calzado, el sector textil, la fábrica automotriz, la petroquími-
ca, el plástico, la minería, etcétera; para impulsar de manera firme,
sobre todo, a la pequeña y mediana industria que es la que más
genera empleo y le da valor agregado a la producción; ahí sí vamos a
necesitar las reservas internacionales, parte del excedente, ni siquie-
ra todo, sino parte del excedente y, por supuesto, solo con base en
programas y proyectos que sean bien estudiados, bien elaborados.

TOMO 2 > 197

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Fíjense, por ejemplo, el procesamiento del aluminio. Nosotros
vendemos mucho aluminio como materia prima y aquí hay una ca-
pacidad instalada, además técnica y profesional para exportarlo,
pero no en forma de barrotes, es muy barato en forma de barrotes.
¡No! Vamos a transformarlo en implementos de cocina y qué sé yo
en qué tantas otras cosas.
El acero –también hemos hablado con Cuba que tiene mucho
níquel, nosotros no tenemos aquí mucho; sí hay, pero pudiéramos
hacer incluso un acuerdo internacional, comenzando con lo que
hay aquí de níquel– inoxidable no lo producimos aquí y este no
es sino una aleación del acero con níquel. Ah, nosotros vendemos
el acero y luego importamos acero inoxidable a un precio dos y
hasta tres veces mayor que el acero; o el aluminio naval para hacer
barcos, desde lanchas voladoras, barcos para el turismo, embarca-
ciones deportivas, etcétera. Aluminio naval. Los barcos de guerra.
Ah no, aquí tenemos que importarlo solo porque nos faltan algunos
elementos para transformar el aluminio normal que producimos
aquí –por cierto, este año hemos batido récord de producción de
hierro y aluminio–, faltan algunos implementos y algunos equipos
para transformar ese aluminio en aluminio naval. Este es un ejem-
plo nada más de cómo solo así, aplicando inversiones –y a nosotros
ustedes saben que no nos van a venir del Fondo Monetario Inter-
nacional ni vamos a estar privatizando las empresas del Estado
para obtenerlas, ¡no!, esa es la trampa del neoliberalismo– porque
el dinero lo tenemos aquí, no necesitamos pedir prestado a nadie,
solo en este caso, utilizando parte de los excedentes de las reservas
internacionales.
Así que el año 2003 nos trajo todo esto, fue un año maestro, he-
mos aprendido de él y todavía tenemos que aprender mucho de él,
pero en cuanto al avance del Proyecto Bolivariano, sin duda que

198 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


el año 2003 nos ha permitido dar un salto adelante y profundizar
el cambio político, social, económico, moral y recolocar fortalecida
mucho más a Venezuela en el ámbito internacional.
Queridos amigos y amigas, señores diputados, señor presidente,
señores ministros, señor Vicepresidente, señores generales, señores
gobernadores y alcaldes, no nos queda otra cosa que continuar en la
misma dirección, fortaleciendo la transformación política. ¿Habrá
referendo? No sé. Lo dirá el Consejo Nacional Electoral después de
la revisión que ya están haciendo de las firmas entregadas para di-
versos tipos de referendo. ¿Habrá referendo presidencial? No sé. Si
lo hay, no tengo duda, les daríamos nocaut, no tengo ninguna duda.
¿Elecciones regionales? Estamos obligados y llamados a que el pue-
blo recupere el gobierno, porque no se trata de que Chávez gane el
gobierno, o tal candidato gane en tal estado, no. El pueblo debe recu-
perar los gobiernos regionales que ha perdido y que están en manos
de los enemigos del propio pueblo: Zulia, Carabobo, Miranda, An-
zoátegui, Bolívar, Monagas, Yaracuy, Apure. Tenemos que recuperar
allí el gobierno para el pueblo, es un mandato, es una obligación de
todo bolivariano, y para ello pido unidad de todos los factores de la
revolución, de todos los partidos y grupos políticos y sociales. ¡Uni-
dad, por encima de todo!
Al mismo tiempo, compatriotas, compañeros y camaradas, no
nos dejemos arrastrar por la vorágine electoral que a veces pudiera
convertirse en electorera. ¡No! Aprovechemos el escenario electoral
en que estamos entrando para fortalecer la ideología bolivariana, re-
volucionaria, robinsoniana, zamorana, nacionalista, venezolanista.
Fortalecer los grupos políticos, los partidos políticos, profundizar
la democracia interna, sanear, avanzar y fortalecer los movimientos
sociales, integrar todos los esfuerzos, aun para los grandes objetivos
que no son partidistas ni sectoriales, son los objetivos nacionales,

TOMO 2 > 199

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


los objetivos del pueblo. Ese es nuestro destino y nuestra tarea, ese
es nuestro trabajo, ese es nuestro rol en este momento que estamos
viviendo.
¿Elecciones el próximo año, a finales de año, las de los concejos
municipales? Ahí hay que meter mucho el ojo porque ahí es donde
la estructura del Estado está más en contacto, lo sabemos, directo
con la parroquia, con la esquina, con el barrio, con el campo. Hay
muchas fallas a ese nivel. Hay que fortalecer el nivel municipal y
parroquial de los gobiernos y sobre todo de los autogobiernos y de
los gobiernos populares. La democracia participativa. Es allí donde
hay mayores probabilidades y posibilidades de que el modelo demo-
crático vaya asumiendo firmemente el carácter participativo, mucho
más que representativo.
El año próximo, elecciones para esta Asamblea Nacional. Sí, y
estoy seguro que allí también saldremos fortalecidos. Y ahora están
pronto los referendos contra algunos diputados, ¿no? Bueno, espe-
remos que el señor árbitro decida. Es posible que eso ocurra y que
las fuerzas bolivarianas y revolucionarias fortalezcan su posición y
la recuperen aquí en la Asamblea Nacional, así como la capacidad
para elaborar las leyes necesarias para el desarrollo nacional. Estoy
seguro que esto va a ocurrir.
Por mi parte yo ya estoy lanzado, estoy de precandidato presi-
dencial para las elecciones presidenciales de diciembre de 2006 y
estoy seguro que ganaremos también esas elecciones. ¡Eso será pa-
sado mañana, pasado mañana!
Mientras tanto, compañeros compatriotas, señores embajado-
res, agradezco mucho su atención a estas palabras, a estas reflexio-
nes. Y vamos pues, el 2003 ahí quedó. Nunca lo olvidaremos, fue un
año duro, de enseñanza y, sobre todo, nos permitió, con su dureza
y sus enseñanzas, avanzar y profundizar. Y este 2004 será un año

200 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


extraordinario y maravilloso. ¡Vamos juntos, pues, a cabalgarlo!
Muchísimas gracias. Muy buenas tardes.

TOMO 2 > 201

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


1999 2001

EL ÚNICO GOBIERNO QUE GARANTIZA


LA ESTABILIDAD, LA PAZ Y LA BUENA
MARCHA DE VENEZUELA ES ESTE
GOBIERNO BOLIVARIANO

Discurso con motivo del Reconocimiento de la Asamblea


Nacional a la decisión soberana del pueblo venezolano
en el referendo revocatorio presidencial, 2004
Palacio Federal Legislativo, Caracas, 27 de agosto de 2004

Muchas gracias, señor presidente de la Asamblea Nacional, Fran-


cisco Ameliach. Vicepresidentes. Diputadas y diputados. Señor Vice-
presidente de la República. Señor Fiscal General. Señor Presidente
del Tribunal Supremo de Justicia. Señor presidente del Consejo Na-
cional Electoral. Excelentísimos señores embajadores, representan-
tes de los países de América y del mundo. Señores ministros. Miem-
bros del Alto Mando Militar. Procuradora. Compatriotas todos.
En primer lugar, quiero agradecer a usted, señor presidente, di-
putado Francisco Ameliach, a ustedes señores diputados y diputa-
das, este Acuerdo, este reconocimiento a la soberanía de nuestro
pueblo, que es el gran triunfador de todas estas jornadas y de todo
este tiempo. Ese pueblo que está allá afuera, ese pueblo que ya con-
siguió por los caminos –Rómulo Gallegos, cuando escribió aquella
hermosa frase, refiriéndose a la llanura venezolana; pero es Vene-
zuela, no es solo la llanura: “tierra de horizontes abiertos, donde una
raza buena ama, sufre y espera”.
205
Esa raza buena, ese pueblo bueno que ha amado durante tanto
tiempo, que ha sufrido durante tanto tiempo y que esperó durante
tanto tiempo.
Honor a quien honor merece. Así que reconozco ante el pueblo
venezolano y ante el país entero, este gesto de la Asamblea Nacional,
señor presidente y señores diputados y diputadas.
La ocasión es muy propicia para hacer algunas reflexiones. En
primer lugar, la doctora Margarita López Maya, como ella misma lo
ha dicho, ha salido de sus espacios, de sus bibliotecas, de sus archi-
vos, para aportar al país sus reflexiones, sus ideas, sus inquietudes
y a lo mejor también sus angustias.
Cuando oía a la doctora López Maya decir esto, recordaba que
muchos de nosotros hemos tenido también que hacer lo mismo. En
mi caso, era el cuartel, era una vida bonita la del cuartel: la tropa, el
toque de diana, el trote de la mañana, el terreno, el avión, el salto en
paracaídas, las maniobras de todos los años; esperando siempre el
5 de Julio para el desfile, el uniforme de gala, brillante; la familia, la
casita, el patio, la mujer y los hijos.
Y esta historia de la doctora López Maya, que me hizo recordar
cosas con un dejo de nostalgia siempre, es un poco la historia de casi
todos nosotros. Bolívar, doctora López Maya, lo graficó para siem-
pre en la piedra eterna de los tiempos, cuando dijo: “Cuando el cla-
rín de la Patria llama, hasta el llanto de la madre calla”. Y vaya que le
hace falta a la Patria que salgan de sus espacios queridos, privados,
profundos, venezolanos y venezolanas como la doctora Margarita
López Maya a decirnos todas las cosas que nos dijo hoy.
Ojalá que todos los venezolanos tengamos la capacidad de oír y,
más que oír, de impregnarnos con esas palabras convertidas en casi
un decálogo; un desafío más, y es un decálogo, nueve desafíos; yo
he anotado los nueve desafíos, pero le ruego, doctora, que me haga

206 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


llegar –le encomiendo a mis edecanes– una copia de ese maravilloso
discurso y sus reflexiones.
La doctora López Maya nos ha hablado a todos. No vino aquí con
un discurso complaciente. Y es que nosotros no queremos discur-
sos complacientes, para nada. Nosotros anhelamos discursos que
contengan, que vengan alimentados, primero, de buena fe, de buena
voluntad, que vengan alimentados de sabiduría, que vengan alimen-
tados de objetividad, que sean producto del análisis de una realidad,
del reconocimiento de elementos que configuran una realidad muy
diversa, ciertamente, pero realidad allí visible, cada día más visible.
La doctora López Maya habló de la historia reciente. Nos recor-
daba, por ejemplo, dos eventos, solo dos de cuántos eventos que lle-
naron de sangre, de dolor, al pueblo venezolano. El más resonante
de ellos, el más resonantemente trágico, quise decir, El Caracazo.
Fue como la gota de sangre que rebosó el vaso. Pero cuántas cosas
ocurrieron, cuántos pequeños caracazos se quedaron allá ocultos
en la penumbra, cuyo dolor y cuyo estremecimiento se quedó bajo
la tierra; hechos terribles de injusticia, de atropello, de muerte y de
dolor. El Caño Las Coloradas, Yumare, Cantaura, ¡y las calles de Ca-
racas y las calles de Maracay y las calles de Valencia y las calles de
los pueblos! ¡Estudiantes asesinados, campesinos asesinados, atro-
pellados! ¡Cuánta carga de dolor en esa historia!
Y lo decía este mediodía allá en la sede del Consejo Nacional
Electoral: qué simplismo cuando alguien dice que llegó Chávez y
dividió al país. ¡Vaya, qué simplismo! En algunos pudiera ser: ¡Vaya,
qué ignorancia! Y en otros casos: ¡Vaya, qué cinismo!
Al país lo partieron en pedazos hace bastante tiempo y este pro-
yecto, yo pido a Dios, en primer lugar, y pido a nosotros mismos y
a mí en primer lugar, capacidad, mayor esfuerzo, mayor dedicación
al estudio de la realidad, al reconocimiento de los factores determi-

TOMO 2 > 207

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


nantes de esa realidad, de las causas, de los efectos; pero sobre todo,
de las causas. Es un reto, desafío dice la doctora López Maya, un
desafío que debemos asumir con mayor rigor.
Me refiero al estudio de los fenómenos que vivimos y a una ac-
ción mucho más exitosa, mucho más eficaz para convencer a un nú-
mero importante de compatriotas, de hombres y de mujeres como
nosotros, que tienen su familia, sus hijos; tienen su pequeña pro-
piedad o su gran propiedad, se ríen, caminan como nosotros, son
capaces de amar, piensan; y que son muy parecidos a nosotros fí-
sicamente, espiritualmente y todavía siguen confundidos, creen en
Dios, creen en el ser humano, son capaces de emocionarse con un
poema, con un buen libro, una buena novela. Hay muchos, más o
menos con estas características, que aún están confundidos acer-
ca de nosotros y acerca de nuestro proyecto y de nuestras metas y
nuestros objetivos y nuestro esfuerzo supremo por darnos Patria,
no solo para nosotros, para ellos también. Allí debemos aceptar ese
desafío y no importa, no importa cuánta ofensa pueda venir de allá
para acá; no importa. Nunca debemos perder nosotros la paciencia
porque se siente con la moral y con la fuerza tremenda de la moral
y de la razón.
Por ejemplo, hay personas, hay venezolanos, hay venezolanas
que creen, pero lo creen de verdad, que como lo dice la doctora Ló-
pez Maya, que esta dirigencia opositora les va a garantizar su estabi-
lidad, sus propiedades, su modo de vida, y ellos no saben que están
terrible y peligrosamente equivocados. No se dan cuenta que, como
lo he dicho en varias ocasiones, aun a riesgo de ser malinterpretado,
pero no me importa. Aun a riesgo de que alguien pueda pensar que
yo me creo imprescindible, y por supuesto que no lo soy absoluta-
mente para nada, pero lo he dicho y creo que en este momento es
una verdad rigurosa, fuerte como una roca: El único Gobierno que

208 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


garantiza la estabilidad, la paz y la buena marcha de Venezuela es
este Gobierno Bolivariano.
Esto no será para siempre así, afortunadamente, créanme que yo,
si Dios quiere, y es el último sueño que me ha llegado, algún día debo
tener el pelo blanco, aspiro a tener el cabello blanco algún día, y sin
alusiones personales, y aspiro a que esa niña a la que ayer vi y con la
que hablé y dibujé y elevé un papagayo que después se nos cayó por
allá por una montaña, aspiro verla mujer y aspiro conocer sus hijos
y tener para ellos ratos en un chinchorro, en un campo, eso si Dios
quiere. Afortunadamente eso no será para siempre así, pero en este
momento cualquier otro gobierno que aquí llegue y trate de excluir
o de desconocer los derechos de esa mayoría que se ha pronunciado
una vez más, será barrido por esa mayoría.
¡Ya ocurrió, ya ocurrió! Ni siquiera estoy hablando de una hipó-
tesis. Ya ocurrió el 12 de abril de 2002, como dijo un presentador
de uno de los canales privados de televisión: “tenemos nuevo pre-
sidente”. Amaneció el país con un nuevo presidente y apoyado por
la potencia más grande del planeta. Y vaya con qué fuerza, fuerza
aparente, pero vaya qué coalición se armó allí. Bueno, y se instaló
aquel gobierno y a esta Asamblea la barrieron, y las gobernaciones
y alcaldías y los Poderes del Estado fueron eliminados de un pluma-
zo, y nosotros los líderes de este pueblo ni siquiera tuvimos oportu-
nidad de hablar con ese pueblo, no lo convocamos, ese pueblo tiene
las maneras de convocarse a sí mismo. Se convocó a sí mismo y salió
y barrió la dictadura.
Pero creo que como los procesos van madurando, ya la Venezue-
la de 2004 no es para nada la Venezuela de 2002. Han pasado cuántas
cosas en dos años; hay días que parecen un siglo y hay siglos que
parecen un día. Creo que en estos dos años han pasado bastantes
cosas, rematadas esas cosas, o como que coronadas más bien por la

TOMO 2 > 209

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


jornada histórica del pasado 15 de agosto, que es consecuencia de
un camino, de una serie de eventos nacionales e internacionales que
vinieron ocurriendo en estos dos años y un poco más. Creo que todo
lo que ha ocurrido puede permitirnos decir a nosotros hoy, lo que
estamos diciendo: Venezuela cambió para siempre.
Esto no tiene retorno. No hay retorno aquí. Armándonos con ese
sentimiento y con esa convicción es que debemos ser optimistas,
persistentes y pacientes para asumir el desafío de seguir convocan-
do al reencuentro, a la reconciliación, al diálogo constructivo; a to-
dos los sectores de la vida nacional, porque yo estoy absolutamente
seguro de que estos casi cuatro millones de venezolanos y venezola-
nas que votaron por el “Sí”, no han asumido la indigna posición de
casi todos los dirigentes de la llamada Coordinadora Democrática.
Si eso fuera así, estarían en las calles. Vean ustedes que eso es un
signo muy positivo. Hace dos noches convocaron a un cacerolazo
nacional, la medición que hicimos fue que tuvo impacto de 1% el
llamado cacerolazo. Han convocado a la resistencia, a la desobe-
diencia civil, a trancar calles, convocaron aquella madrugada del 16
de agosto. Han convocado a los militares a desconocer el resultado;
han convocado a asambleas de ciudadanos, y según los reportes de
información que tengo, esas asambleas no han pasado de 10 en todo
el país; y además las asambleas, las que han ocurrido, se están con-
virtiendo en un boomerang para esa falsa dirigencia, porque mucha
gente va a reclamar, mucha gente se ha dado cuenta del engaño una
vez más. No es la primera vez que los engañan. Les hicieron creer
que iban a ganar, les hicieron creer que estaban ganando el domin-
go al mediodía; el domingo en la tarde les vendieron mentiras, como
las mentiras del 11 de abril y cuántas otras más, o las mentiras del
sabotaje petrolero.

210 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


Aquel diciembre de 2002, cuando comenzamos a retomar ins-
talaciones petroleras, conseguimos muchas evidencias de que casi
toda la gente que abandonó su puesto de trabajo se fue convencida
de que en pocos días iban a regresar; algunos dejaron hasta imple-
mentos personales, agendas, pudiendo habérselas llevado; ropa en
habitaciones, se fueron porque les convencieron de que Chávez caía
el 10 de diciembre.
¡Cómo los han engañado! Pues ya es tiempo de que ese sector
de venezolanos despierte, como creo que está despertando; no le
vamos a pedir que anden con boinas rojas; no le vamos a pedir que
vengan a nuestros partidos, a nuestros movimientos sociales, o que
juren delante de la Constitución Bolivariana, o que vayan al Samán
de Güere a jurar. ¡No! ¿Que son socialdemócratas? ¡Bienvenidos, va-
mos a debatir sobre la socialdemocracia! ¿Que son socialcristianos?
¡Bienvenidos, vamos a debatir con altura las tesis del socialcristia-
nismo y a buscar elementos comunes con la tesis del bolivarianismo
revolucionario! Y evidentemente que conseguiremos, no una, mu-
chas ideas comunes, muchas áreas comunes para el debate, para el
trabajo, para el trabajo creador, transformador; estoy absolutamen-
te seguro.
Así, creo que en esta nueva etapa que ha comenzado, uno de los
eventos políticos de mayor importancia para el futuro de Venezuela
será la liberación de esos sectores de venezolanos que no compar-
ten nuestro proyecto político; la liberación de esas élites que los
han engañado, que los han manipulado y que, perdónenme, pero en
muchas ocasiones los han envenenado. Incluso, la biología dice que
un cuerpo se inmuniza cuando es inyectado de veneno en varias
ocasiones. Creo que eso pudiera estar ocurriendo a nivel del cuerpo
social de este grupo de compatriotas, de tanto veneno que le han
inyectado pudieran estar inmunizándose contra ese mismo veneno.

TOMO 2 > 211

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Ahora, ese hecho político, la liberación de ese grupo de vene-
zolanos, la ruptura de esas cadenas de dominación que han tejido
las élites, la dirigencia opositora y con las cuales han venido mani-
pulando a varios millones de compatriotas, hecho que ya dije, me
parece que será, va a ser, no es que sea todavía, uno de los hechos
políticos más positivos de esta nueva etapa que hemos entrado a
vivir. Ese hecho político, o mejor dicho, a la ocurrencia de ese hecho
político nosotros estamos obligados a contribuir, a aportar nuestro
esfuerzo. Los intelectuales venezolanos están obligados a aportar su
esfuerzo. Ojalá los medios de comunicación privados asuman tam-
bién el desafío y de buena manera contribuyan a que ese hecho polí-
tico ocurra y, que cuando vayamos a las elecciones presidenciales de
diciembre de 2006, ya ese hecho político se haya convertido en una
realidad positiva para el sistema democrático venezolano.
Nosotros necesitamos una oposición seria; solicitamos oposición
seria. Estoy seguro de que desde esos grupos de venezolanos irán
surgiendo nuevos dirigentes que no sean esas figuras fantasmagó-
ricas a las que usted se refería, doctora López Maya, porque cierta-
mente, sí son figuras fantasmagóricas algunos de ellos, y esto no tie-
ne que ver exactamente con la edad. No, hay algunos que son gente
joven, y sin embargo se parecen a Melquíades34, el gitano aquel de
Macondo, quien cien años después de muerto seguía apareciendo
en el cuarto del coronel Aureliano Buendía. Fantasma de otra épo-
ca, y le enseñó al biznieto del coronel la lectura de los pergaminos
aquellos que estaban finalmente escritos en sánscrito y que daban
las claves de la vida. ¡Hay figuras fantasmagóricas! Ahora, así como
en Macondo, un buen día el viejo fantasma de Melquíades se cansó
de estar en aquel cuarto y se fue difuminando y al final se lo llevó

34. 28. Personaje de la novela Cien años de soledad, del escritor colombiano, Gabriel García Márquez. Una de las obras más
importantes de la literatura latinoamericana y mundial.

212 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


el viento; igualito, estoy absolutamente seguro que el tiempo y el
viento seguirán llevándose las figuras fantasmagóricas de la vieja
política venezolana.
Comienza una nueva etapa, sin duda; pero no va a irse conforman-
do automáticamente, como sabemos. Ahora tenemos allí una gran
tarea que jugar, ratificados como hemos sido, o ratificado como ha
sido este camino por la mayoría de los venezolanos; ratificado el Pro-
yecto Bolivariano, como ha sido. Una de las más grandes tareas que
pido –asumamos, señor presidente y señores diputados y diputadas,
señores presidentes de los Poderes del Estado– es la profundización
del proceso de transformación, porque ese es el único camino a la
paz, a la estabilidad, al progreso integral, al desarrollo integral, al
cumplimiento de las supremas metas constitucionales, a las metas
del milenio señaladas por la Organización de las Naciones Unidas:
la transformación de las estructuras políticas, sociales, económicas
y morales. Hagamos todos un mayor esfuerzo, individual y colectivo,
para aligerar; primero para ajustar la visión, para precisar mejor el
acimut de la brújula y luego, para apurar el paso y redoblar la marcha.
Cuatro meses de 2004 nos quedan, doce meses de 2005, doce me-
ses de 2006 y diez días de 2007 para que concluya este período, que
es el primer período de Gobierno de la V República. Es el primer
período de Gobierno de esta Constitución, es el primero apenas.
Es el primer Gobierno, incluso, de este siglo, lo cual lo llena de un
profundo significado histórico, político, y un gran compromiso. El
compromiso no ha hecho sino crecer, ahora con lo que ha ocurrido
el 15 de agosto; el compromiso se ha elevado a la enésima potencia;
el compromiso con nuestro país, con nuestro pueblo; estamos mu-
cho más comprometidos que antes con ese pueblo.
La estructura jurídica, por ejemplo, señor presidente, ya que esta-
mos en la Casa de las Leyes, necesario es apurar el ritmo, continuar

TOMO 2 > 213

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


apurándolo y además tarea de todos, velar por el cumplimiento es-
tricto de las leyes, como decía Bolívar: “…Dadnos legisladores, leyes
inexorables…”35, que nos permitan continuar ensamblando la nueva
arquitectura jurídico-política del país; el marco, las columnas fun-
damentales, las instituciones del nuevo Estado social de derecho y
de justicia.
Pido que no olvidemos nunca aquella definición de Antonio
Gramsci, porque es eso; una crisis histórica ocurre, ciertamente,
cuando hay algo que está muriendo pero no termina de morir, se re-
siste a morir, y aun muriendo, se convierte a veces en figura fantas-
magórica y sigue apareciendo por ahí. Y hay algo que está naciendo,
y no ha terminado de nacer.
En estos próximos dos años y unos meses que nos quedan para
terminar este período, yo pido el mayor esfuerzo posible para que
nosotros terminemos de enterrar en paz los restos fantasmagóricos
de la IV República que aún quedan por allí. Y no solo nosotros, quie-
nes votamos por el “Sí”. No, quienes votamos por el “No”. Creo que
es el subconsciente que habla y que está dejando atrás en el pasado
el “Sí” y el “No”. Ya esa batalla pasó. Porque estaba pensando en los
que votaron por el Sí. En el fondo uno votó por el “Sí”, porque el
“No” nuestro fue un no afirmativo. Votamos por el Sí a esta Cons-
titución. La matemática lo dice: menos por menos da más. Lo que
nosotros hemos hecho es negar lo negativo, así que nuestro acto de
negación se convierte en un acto positivo y afirmativo. ¡Realmente
es así! Ahora, más por menos da menos. Los que afirman lo negativo
se convierten en negativos; pero yo estaba pensando en ellos y en
ellas que votaron por el “Sí”.

35. Simón Bolívar. “Mensaje a la Convención de Ocaña”, Doctrina del Libertador, Caracas, Biblioteca Ayacucho, 3ra Edición, 2009,
p. 317.

214 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


Nosotros debemos invitarlos a que vengan con nosotros. Eso no
es imposible, ¿saben? No es para nada imposible porque yo conoz-
co gente, y estoy seguro de que aquí todos o casi todos conocemos
personas que estuvieron opuestos a nosotros y algunos hasta radi-
calmente opuestos a nosotros y votaron por el “No”, o andan cerca
de nosotros preguntando, indagando, con una mente positiva ahora,
en torno a esta Constitución, a este proyecto. Como también hay
otros casos de personas que estuvieron con nosotros, casi siempre
enmascaradas o terminaron botando la máscara y están allí donde
están, pero ese es otro cuento y es otra historia.
No es imposible que un número importante de ciudadanos y ciu-
dadanas, de quienes votaron por el “Sí”, acepten nuestro llamado a
enterrar los restos fantasmagóricos de la IV República y a construir
este proyecto. Yo estoy seguro de que si ellos, o en el momento en
que ellas y ellos conozcan de verdad este proyecto, o comiencen a
conocerlo de verdad, igualmente comenzarán a reflexionar.
Hace poco conversé con un grupo de jóvenes que estuvieron en
la oposición y al final de una conversación de más de media hora me
dijo uno de ellos: “Presidente, nosotros pensábamos que con usted
no se podía ni hablar. Nos vamos con otras ideas, no crea que nos ha
convencido, pero nos vamos con otras ideas, vamos a pensar”. Claro
que aquí hay que recordar siempre, además de nuestros errores,
que debemos siempre saber asumirlos, el nefasto papel que ha juga-
do buena parte de los medios privados de comunicación.
Al respecto, señor presidente, el país reclama con urgencia la
aprobación de la Ley de Responsabilidad Social en Radio y Tele-
visión, porque nosotros estamos dispuestos, y estoy seguro de que
hay muchos sectores de la oposición política dispuestos también
a asumir el desafío del diálogo, del debate, del acercamiento, pero
cuán difícil es con los francotiradores de todos los días desde las

TOMO 2 > 215

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


televisoras privadas, las emisoras de radio privadas, los periódi-
cos, casi todos ellos, poco han cambiado. Yo estaba viendo ayer, por
ejemplo, “La Hojilla” en TV –hoy me perdí “La Hojilla”; creo que no
hubo “La Hojilla”; saboteamos “La Hojilla” hoy– y estaba viendo
un video de los tantos que allí presentan acerca de un programa
mañanero del canal 2. Un programa que como bien lo dijo el dipu-
tado Willian Lara cuando estuvo allí, es un programa pensado para
generar violencia.
Ese programa desde que comienza es violencia, la violencia ver-
bal y física, incluso. Y eso se transmite a un país. Ese programa
no es inocente, ni su formato, no, no. Pero Carlos Escarrá ayer dio
una clase y desarmó al entrevistador violento. Dio una clase y creo
que eso es lo que hay que hacer en programas como ese, no seguir
el jueguito ese de gritarse. No grites, déjame responderte, vamos a
conversar. Pero allí en ese programa el presentador recoge una tesis
que los medios de comunicación han comenzado a lanzar de distin-
tas maneras. Ahora andan diciendo –y este es un ataque a la Cons-
titución, es un ataque a las instituciones– que como la Constitución
dice que si la opción del “Sí” en este caso obtiene mayor cantidad de
votos de los que sacó el Presidente cuando fue elegido, está revoca-
do. Es decir, ahora están manejando esa tesis, desconociendo el es-
píritu de la Constitución y, además, el desarrollo constitucional que
con el mismo rango constitucional ha hecho la Sala Constitucional
del Tribunal Supremo de Justicia, en su oportunidad.
Bueno, creo que los que están defendiendo esta tesis ahora, son
herederos o seguidores de otros sistemas electorales en otros paí-
ses, en donde los que ganan las elecciones son los que sacan menos
votos. Eso ha pasado en otros países de este Continente, como lo
sabemos, el que sacó menos es el que ganó.
Ahora, señor presidente, señores diputados, diputadas, hombres

216 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


y mujeres de Venezuela, incluyendo a quienes votaron por el “Sí”: un
país serio, un Estado, no puede permitir la existencia de un canal
de televisión subversivo que todos los días esté lanzando mensajes
para subvertir el orden público, para debilitar las instituciones. Eso
no se puede permitir. En ningún país del mundo eso se puede per-
mitir, y ningún país del mundo lo permite. Así que ¡con qué urgencia
requiere el país, en esta nueva etapa, de la Ley de Responsabilidad
Social en Radio y Televisión! Programas de televisión todos los días
que han sido diseñados solo para arremeter contra las autoridades,
contra las instituciones. Dígame usted, la Fuerza Armada. Señor ge-
neral en jefe García Carneiro, transmítales mi admiración a todos
los soldados venezolanos y la admiración del pueblo venezolano.
Ese es uno de los temas a los que hay que entrarle. Claro, siempre
con la ley en alto, con la Constitución y las leyes en alto. Pero defi-
nitivamente, si nosotros queremos paz, si queremos reconciliación,
pues el papel de los medios de comunicación que se han prestado a
inyectar odio, que se han puesto al servicio de la subversión contra
el Estado, tiene que ser enfrentado con coraje y con decisión por
nosotros desde el Estado, desde todos los entes del Estado; no es un
problema solo del Poder Ejecutivo, es del Legislativo, es del Judicial,
es del Estado, es del Poder Ciudadano, es un problema de toda la
sociedad, incluyendo los que votaron por el “Sí”. Ese es uno de los
problemas medulares que debemos enfrentar, repito una vez más,
en esta nueva etapa.
La transformación de las estructuras jurídico-políticas, decía.
El fortalecimiento de las leyes, incluso nuestra Constitución va a
cumplir 5 años el próximo 15 de diciembre. Creo, señor presidente,
que es tiempo suficiente para, ¿por qué no?, pensar en una revisión
constitucional. Una buena revisión constitucional pudiera dar pie a
una enmienda o reforma de nuestra Constitución para fortalecerla.

TOMO 2 > 217

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


Desde la misma Constitución, necesario es revisar y fortalecer, y de
allí las leyes incluso, muchas de las que han sido aprobadas en estos
últimos cinco o seis años; la Ley de Tierras, por ejemplo. Yo clamo
por la revisión de la Ley de Tierras, una de las leyes habilitantes,
para poder avanzar en la tan necesaria revolución agraria. A la Ley
de Tierras, en mi criterio, y con todo el respeto lo digo, le dieron uno
o dos tiros en el ala. Creo que no se entendió, para poder entrarle
con esa Ley en alto. Irrespetando los derechos de todos, uno de los
más graves dramas que tenemos desde hace siglos, es una situa-
ción medieval la que tenemos todavía en los campos venezolanos;
grandes latifundios, señores feudales que se creen dueños hasta del
agua, de la tierra y del subsuelo y hasta de la gente que por allí habi-
ta o mal habita o pasa o mal pasa.
Doña Bárbara36 sigue viva en los llanos venezolanos. Míster Dan-
ger sigue vivo en los llanos de Venezuela y en los campos de Vene-
zuela. Esa es una ley que en nuestro criterio debe ser revisada y
fortalecida como generadora de las nuevas instituciones necesarias
para la transformación agraria. La estructura jurídica, la estructu-
ra política en el Gobierno, señor Vicepresidente, señores ministros,
ministras, Procuradora, pues también hemos entrado en una fase de
reflexión, de revisión.
Dentro de pocos días, por ejemplo, así lo anuncio por adelantado,
no pensaba anunciarlo hoy, pero lo hago, y ahora sí es definitivo,
vamos a crear el Ministerio de la Vivienda. Y vamos a conducir un
verdadero proceso, muy dinámico y revolucionario, con mucha

36. Novela de Rómulo Gallegos publicada en 1929. Esta se desarrolla en los llanos apureños, en haciendas cercanas al río
Arauca. Doña Bárbara, terrateniente severa, representa la barbarie en oposición a la “civilización” representada en el
personaje Santos Luzardo, terrateniente ilustrado. Se cree que una mujer llamada Pancha Vásquez fue quien inspiró al
personaje de Gallegos. El propio autor, que no la nombra, da testimonio de haber conocido en las afueras de San Fernando
de Apure, a quien le “presentara” la prefiguración de algunos de los personajes de la novela. Otro escritor, Andrés Eloy
Blanco, trabajó como abogado para Pancha Vásquez en 1920, cuando estuvo replegado al llano por la dictadura de Juan
Vicente Gómez. Diversos datos y testimonios la describen como morena, aindiada, chiquita, gorda y terrófaga. Parece que
era dueña de los hatos Menoreño y Mata de Totumo (Hato Peñalero).

218 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


participación popular para avanzar mucho más en la solución del
drama terrible de la vivienda, que azota no solo a los más pobres, a la
clase media también. Y ahí es donde convocamos a esa clase media.
Ese es un tema para hablarlo con la clase media, señores diputados,
señor presidente, ese es un tema, señores ministros, ministras, para
tender puentes a esa clase media que queremos ayudar, a esa clase
media profesional, a esos jóvenes de la clase media, que muchas ve-
ces difieren matrimonio porque no consiguen donde vivir, o muchas
veces se casan los muchachos y tienen que estar por ahí arrimados,
malviviendo. Ese es un drama histórico de siglos, de siglos. Y no solo
la vivienda individual, el hábitat; el mejoramiento de las condiciones
de hábitat en los barrios pobres, parte de la Misión Vivienda.
Otra decisión inaplazable para nosotros en el Gobierno, es la
articulación definitiva, en un solo ente, de todos los organismos fi-
nancieros públicos, absolutamente todos, para hacer más eficiente
el crédito. Todos, desde el Bandes que es el cañón más fuerte, hasta
el Fondo de Microfinanzas. No tengo el nombre todavía, Giordani,
pero es una especie de Ministerio del Poder Popular. Anota ese nom-
bre ahí que ha surgido aquí hoy: el Ministerio del Poder Popular,
porque se trata de la transformación socioeconómica –insisto– en
que nosotros pudiéramos cambiar todas las estructuras políticas y
jurídicas, pero si no lográramos la transformación socioeconómica
de las estructuras socioeconómicas, tendríamos que decir al final de
la vida, como dijo Bolívar: “Hemos arado en el mar”.
Ahí se nos tiene que ir la vida, en la elevación del nivel de vida de
nuestro pueblo, de los más pobres, de los pobres, de la clase media,
de los profesionales.
Así, que se trata de articular todos los elementos que configuran
la fórmula, la fórmula de lo que Bolívar llamó el más alto grado de
felicidad posible. No olvidemos ese lineamiento del Padre Liberta-

TOMO 2 > 219

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


dor, guía fundamental de la ideología bolivariana y revolucionaria
de hoy, el sistema de gobierno más perfecto. Angostura. Allá fue
en Angostura, el 15 de febrero de 1819: “El sistema de gobierno más
perfecto es aquel que le proporciona a su pueblo la mayor suma de
estabilidad política, la mayor suma de estabilidad social y la mayor
suma de felicidad posible”, la fórmula de la mayor suma de felicidad
posible.
Se trata de condensarla, articularla. Mucho mejor ahora en esta
nueva etapa, que nos compromete mucho más también con nuestro
pueblo. Se trata de una redistribución del poder, por eso es que ha-
blo del poder popular, darle forma concreta a una nueva institucio-
nalidad. El poder popular. ¿Qué es el poder popular? Eso tiene que
salir de la mera consigna. ¡Hay que darle poder a ese pueblo, poder
verdadero! El conocimiento, ahí vamos dándoselo, redistribuyendo
ese poder maravilloso del conocimiento.
Vamos también a fortalecer –mañana tenemos un desfile, están
todos invitados, allá en Los Próceres, el desfile de las Misiones– la
Misión Robinson, la I y la II. Vamos a fortalecer la Misión Ribas,
vamos a fortalecer la Misión Sucre, vamos a seguir ampliando y for-
taleciendo la Universidad Bolivariana y las universidades del país,
sobre todo para darles acceso a los pobres y a las clases populares,
a la clase media. La educación. Eso es parte del poder popular. Pero
no solo la educación por el saber, sino también la educación, de-
cía Simón Rodríguez, hay que aprender para emprender; educación
para el trabajo, y allí la Misión Vuelvan Caras. La Misión Vuelvan
Caras vamos a institucionalizarla. Y es allí donde hemos estado ma-
durando ideas acerca de la nueva institucionalidad que vamos a co-
menzar a fortalecer o a crear en esta nueva etapa.
El financiamiento para ese proyecto es fundamental. Hemos
venido cumpliéndolo, sí, pero es necesario direccionarlo mejor y

220 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


elevar su nivel de eficiencia. El financiamiento popular, la banca
popular. Ese proyecto apenas está naciendo, pero hay que darle ins-
titucionalidad, insisto.
La tierra. He dado instrucciones, señor Vicepresidente, para que
todos los entes del Estado nacional vuelvan a hacer el diagnóstico de
todo activo que esté por allí disponible; todo terreno, todo galpón,
toda maquinaria, vehículos, viviendas, edificios, que si de Fogade,
que si de Sudebán, que si del Banco Industrial, que si de Pdvsa. Hace
pocas noches me dijo uno de los muchachos de una de las filiales
de Pdvsa, que descubrieron allá en unas montañas de los Andes, un
sitio de esos que usaba la tecnocracia pedevésica para sus retiros
espirituales –ustedes me entienden lo que quiero decir– y donde
gastaron quién sabe cuántos millones de bolívares de ese dinero del
pueblo. Y le pregunté cuántas hectáreas tiene eso. Como veinticinco
hectáreas y unas instalaciones muy buenas. Le dije, eso es ideal,
mándame las fotos, porque me parece que es ideal para un núcleo
endógeno de desarrollo, para que vayan los pobres, las cooperativas
a trabajar allí, a sembrar, a crear o a hacer turismo, a la actividad
más indicada, más adecuada.
Así que tenemos que acelerar, doctor Rangel, señores ministros,
ministras, Procuradora, gobernadores aliados, Gobernadores revo-
lucionarios, alcaldes, Pdvsa, la CVG; tenemos que acelerar el proceso
de transferencia de activos al pueblo pobre, a los más necesitados.
Es un crimen que nosotros tengamos terrenos abandonados, gal-
pones, maquinarias abandonadas, y haya un pueblo por allí nece-
sitado; debemos transferirlo y debemos, de manera audaz, activar
modelos verdaderamente revolucionarios de gestión, la cogestión,
la autogestión, a través del cooperativismo, como manda nuestra
Constitución. Todo eso está escrito aquí, solo que ahora estamos
obligados a redoblar la marcha y hacer muchos mayores esfuerzos

TOMO 2 > 221

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


con mayor creatividad en estos dos años, cuatro meses, diez días de
enero y tres de este mes de agosto; son dos años, cuatro meses y tre-
ce días, hasta el diez de enero del año 2007, cuando, Dios mediante,
me cambiaré la banda de aquí y me la pondré para acá.
Voy a mandar a hacer –ustedes saben que esto tiene un cierre
mágico aquí para que no se ruede la banda–, voy a mandar a ponerle
el cierre mágico por aquí, para cruzarme otro por este lado, como
Pancho Villa. Bueno eso les digo, pero ustedes saben que eso será, si
Dios quiere y si el pueblo quiere, porque aquí, finalmente, el pueblo
es el que manda; y si no, no importa.
Rosinés me decía ayer que está feliz porque ganó el “No”. No la
había visto desde antes del 15, y me dio un abrazo infinito: “papá,
estoy feliz porque ganó el “No”. ¡Ganamos! Solo que yo no pude
votar. Y, ¿por qué no puedo votar?”. Me costó mucho explicarle, no
la convencí de por qué los niños no pueden votar.
A punto de una rebelión infantil estamos, porque los niños quie-
ren votar también; claro que hay que orientarlos bien, ¿no? Pero es
tan bueno que los niños estén despiertos, incluso al hecho político
y analicen. “Y ¿quién hizo esa ley?”, me pregunta Rosinés, porque
yo le dije que hay una ley. “Y, ¿quién hizo esa ley? Es la Ley de Dios
más bien”; yo estoy aquí por la Ley de Dios. Y me dejó totalmente
fuera de base. Luego me dijo: “papá, lo único malo es que no tienes
vacaciones”. Le dije, no, las vacaciones mías son por pedacitos, un
pedacito hoy, otro pedacito la semana que viene, y así vamos ha-
ciendo vacaciones. Y me dice ella: “bueno, pero es hasta el 2006 –ella
sabe que es hasta el 2006. Y luego agrega, “¡Ah!, pero a lo mejor tú
puedes seguir”. Le digo, “bueno, si Dios quiere, y si no, tendremos
más tiempo”. Y ella, en un gesto hermosísimo de sacrificio, hermoso,
me dice: “no importa, tú vas a seguir porque lo has hecho bien y lo
vas a hacer bien”. Así me dijo la Rosinés, y apenas tiene 7 años sin

222 > DISCURSOS DEL PRESIDENTE CHÁVEZ

2003-2004

1999-2000 2000-2001 2001-2002 2002-2003 2004-2005 2005-2006


cumplir.
En todo caso eso no es lo más importante, no es el destino indivi-
dual lo que importa aquí, de ninguno de nosotros. Lo que importa
sí, es el destino colectivo, el destino de la Patria. El pueblo nos ha
ratificado, la mayoría nos ha ratificado, el compromiso ha crecido,
crezcamos nosotros aún más, para estar a la altura del compromiso.
Muchas gracias, señor presidente, muchas gracias señores dipu-
tados.

TOMO 2 > 223

2006-2007 2007-2008 2008-2009 2009-2010 2010-2011 2011-2012 2012-2013


2001 2004

CRONOLOGÍA
Este libro se terminó de imprimir
durante
el mes de julio de 2013.
3.000 ejemplares
CARACAS - VENEZUELA