Está en la página 1de 2

SEGUNDA ENTREGA

El sector logístico está sometido a unas exigencias cada vez mayores. El


cliente actual pide precios más bajos, plazos más cortos y entregas directas. Los
operadores logísticos se adaptan al mercado mejorando la efectividad de sus
procesos.
Una de las vías que mejora sustancialmente la productividad de una empresa es
la introducción de tecnología, ya que permite agilizar procedimientos y gestionar
cada vez mayores volúmenes de paquetes en menor tiempo.
Las tecnologías que están ayudando a mejorar los resultados del sector, tanto por
la vía de la reducción de costes como por el lado del aumento de la productividad,
son la tecnología de identificación por radiofrecuencia, el sistema de
información geográfica, la introducción de vehículos eléctricos e híbridos,
el comercio electrónico y los almacenes automatizados. Veamos las
características de cada uno:

 Los sistemas de identificación por radiofrecuencia (RFID). Comienza a sustituir


el sistema de código de barras gracias a su mayor capacidad de gestionar
información porque permite identificar un artículo y recoger información que va
acumulando a lo largo de su transporte, lo que mejora su trazabilidad. Este sistema,
que tiene su origen en el campo militar, se compone de un chip en el que se puede
grabar información, y una antena de radiofrecuencia que se encarga de transmitir la
información a un sistema informático para proceder al tratamiento de los datos
recopilados.

 Los chips pueden recoger información individualizada, por ejemplo, por cada
palé, de manera que no es necesario abrir las cajas para saber el contenido, lo que
evita muchas horas de verificación de mercancía y poder realizar inventarios en
tiempo real.

 Aunque no es una tecnología novedosa, pues ya hay empresas que la utilizan desde
hace años, parece ser que el coste de las inversiones en radiofrecuencia comienzan
a ser cada vez más asequibles, lo que está haciendo que en los últimos años se
experimente un considerable aumento en la implantación de RFID en España.

 El sistema de información geográfica (SIG). Es una nueva tecnología


que recoge información de distintos puntos geográficos. La aplicación para el
mundo de la logística son sistemas que optimizan las rutas en función de los datos
recogidos por este sistema: poblaciones, carreteras, red fluvial, temperatura, altitud,
etcétera.

 Con la adaptación de otras tecnologías, como por ejemplo el GPS, se pueden


diseñar rutas comerciales optimizadas y coordinadas entre toda la flota de una
empresa de transporte.
 Vehículos híbridos y eléctricos. Reducen la emisión
de gases contaminantes y, por tanto, son respetuosos con el medio ambiente.
Además, son vehículos que se adaptan a las normas de gestión medioambiental
aceptadas internacionalmente y mejoran la imagen de la empresa por estar
socialmente bien considerados.

 El inconveniente de estos vehículos es su elevado coste,


una autonomía reducida y una red de recarga escasa. Aunque los avances que
se están haciendo en todas estas variables son muy positivas y los incrementos de
los rendimientos de estos vehículos crece de manera notable año tras año.

 El e-commerce. Está revolucionando el mundo de las compras. En lo que se


refiere a la logística está aumentando considerablemente el número de
envíos gracias a las compras a través de dispositivos móviles y compra on-
line. Muchas empresas logísticas están adaptando sus redes comerciales para
ofrecer el servicio on-line y aprovechar el aumento de clientes de este sector.

 Almacenes automatizados. Poseen una gran capacidad


logística y tiempos de respuesta muy reducidos gracias a la gestión automática
llevada a cabo por robots. La automatización puede ser parcial o total y permite la
mejor utilización del espacio logístico, porque es posible ubicar mercancía en
lugares que anteriormente eran inaccesibles para la maquinaria controlada por los
operarios. Así, se ha ganado en altura y en reducción del tamaño de los pasillos. La
inversión en este tipo de almacenes es muy alta, pero los estudios de rentabilidad
ofrecen retornos de la inversión positivos a medio plazo.

La tecnología en la logística tiene todavía mucho camino que recorrer, sobre


todo en empresas pequeñas que no pueden invertir grandes cantidades en este tipo
de proyectos, pero hay soluciones más asequibles como la tecnología móvil o la
radiofrecuencia que pueden mejorar los resultados a corto plazo.
https://retos-operaciones-logistica.eae.es/novedades-tecnologicas-aplicadas-a-la-logistica/