Está en la página 1de 10

EMBAJADA DE MOROS Y CRISTIANOS

EN EL CAMPELLO

EMBAJADA MORA
Toque de atención de las trompetas de guerra por la banda de música. El centinela
valenciano está en la torre.

CENTINELA CRISTIANO
¡Los moros han anclado en el puerto! ¡Han llegado los piratas!. Habitantes de El
Campello, ciudadanos de toda condición: debemos hacer frente al enemigo que en
nombre de falsas promesas pondrá nuestro pueblo en peligro. ¡Venid orgullosos a
hacer frente!

(Los festeros del bando cristiano gritan: ¡Fuera los moros, fuera, al mar!)

(El embajador moro se aproxima, acompañado de su bando, después de otro toque
de atención de trompetas de guerra que rompen los gritos de los cristianos)

EMBAJADOR MORO
El salado poniente junta a la brava gente de esta mar, heroica de tantos triunfos de
costa a costa sometida por el sable llevado por manos de sangre y vela. Hoy vemos
el provecho en la isla de tierra rica y tranquila sueño difícil que otras naves pagaron
con crecida fe. Ley de mar es: hoy libres, mañana esclavos sino cadáveres.

(Hace una pausa y avanza unos pasos hacia la torre)

El tesoro capital que tarda ya se ganará con la memoria y la audaz estela forjada con
el hierro de Barba-roja.

¡Oh tierras y tanta promesa! ¡Salud a la antigua palmera!

Recogeremos la fruta de oro con el estandarte de media luna que bien honra todo
cabdil de Tánger en la tierra turca. Que somos amigos de corazón salado y dulce
aroma de odaliscas con los ojos de jazmín encendidos, que por ellas cumplimos
tales deseos.

(El embajador se acerca más a la torre, donde permanece el centinela valenciano)

Ya veo vencida la torre por el fuego que han llorado las armas con la luz de miles de
batallas que han afamado a la luna. Cuando se nos pide una tregua, poseyendo

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
unas manos ensangrentadas la soga del cuello hemos puesto en el vasto y
atemorizado pueblo. ¡Vengan las poderosas perlas! Y el que ha sido castillo de
astucia tendrá un buen rival en nosotros; afilados por el sol de la guerra se crece
más el color moro y todos miden su cuello en la horca. ¡Por Alá, el más grande, que
me inspire! Hoy es mía su voz, Él dirigirá nuestra fuerza como nos ha dado coraje
siempre en todo el dominio de tierras o mares donde llega el viento. No hemos ido
nunca a pique, por las razones de mar vamos donde nuestras naves gobiernan y
dicen cual es la ley.

(Hacia el centinela valenciano dice:)

¡Ah de la torre!

CENTINELA CRISTIANO
Alto ¿Quién me llama?

EMBAJADOR MORO
Hombres de la mar dispuestos a razonar; conocidos de oriente a occidente como
seguidores del Dragut y tan gloriosos como Salah Rais.

CENTINELA CRISTIANO
Tal es Alí como Camalí… ¿Qué intenciones os traen aquí?

EMBAJADOR MORO
Saludar a vuestros gobernantes y parlamentar como lo hacen los caballeros.
Anunciadme.

CENTINELA CRISTIANO
Ya veo vuestra intención: Boca que traga odio no puede lanzar miel.

EMBAJADOR MORO
¡Centinela! Cumplid con vuestra obligación y no hablemos más: Quien no escucha
razones escuchará el bastón.

CENTINELA CRISTIANO
Eso es decirle a uno poco y bien dicho… Aquí llega nuestro embajador.

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
EMBAJADOR CRISTIANO
Que la cruz os ampare, mensajero, si requerís nuestra paz. Bienvenidos a los
dominios de El Campello

EMBAJADOR MORO
En el nombre sagrado de Alá, el Dios Misericordioso, adalid de nuestra flota, paz y
salud os deseo, buena fortuna y honores.

EMBAJADOR CRISTIANO
Explicad la causa que os ha traído aquí.

EMABAJADOR MORO
El Afán venturoso nos navega donde la lluvia es generosa y se hermana con reinos
cuando los pueblos rompen las fronteras y aceptan nuestra petición de torre, puertos,
palacios y huertos. A ofreceros vengo la armada: vigorosas galeras, maderas,
galeotes y hombres expertos acostumbrados a luchas fatales donde han defendido
coronas fieles a nuestra causa. Somos habitantes de este mar que une griegos,
catalanes, beréberes, francos o napolitanos, gente marina con fortuna abrigados por
nuestro escudo. Somos navegantes acostumbrados a cambiar, aceptad nuestro
intercambio: os ofrecemos una armada que guía el Mediterráneo, os pedimos
pródigo botín, consideradlo el arancel que pagan los prudentes. Ya hemos tenido
tratos con otros, hermanos son de tierras vecinas: Oropesa, Castellón, Cullera,
Peñíscola, Palma, Valencia, han aceptado un fuero sensato. Vuestra es ahora la
palabra que de buen juicio llevada bien velará por vuestra casa.

EMABAJADOR CRISTIANO
Crudas palabras no me halagan en vuestra embajada: hábiles propuestas y engaños
no doblegarán El Campello.

Continuáis siendo gente tozuda que malvivís de la gatería, tenéis el cuchillo convicto
de delitos que esperan castigo. Os he visto en la osadía del noble soldado que no
sois. Templa la mar vuestra lengua de melindres que no convencen. Si cansados
estáis de galera y abordajes peligrosos, aquí encontraréis paz y tierras, un Reino
honesto que se gobierna, con Valencia soberana, fiel a los fueros del gran Rey
Jaume. Tenemos trabajo, buenas costumbres que acogen a todo forastero y un bello
idioma que nos canta y el entendimiento espabila. Somos personas honestas bien
avenidas en la paz y no toleramos golfos ni cábilas de mal asiento.

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
No veáis en mi parlamento ni rumor ni cobardía, sabremos cortar las manos hostiles
que quieren confiscarnos el orden. Ceder, ni un ápice queremos delante de
propósitos de vileza, porque el mal entra por libras y, dolorido, sale por onzas.

En Valencia, nuestra patria, nos han prometido muchos ballesteros, soldados a
caballo y víveres; no asustan nunca saetas, ni calaveras ni argucias, son flechas de
agua contra torres de renovada esperanza. Tanto nos conforta que nos anima por
gaviotas en el cielo escrita. A intercambio de tal escarnio, resistencia valerosa firme y
segura como la tea: esto es consejo de prudencia.

EMBAJADOR MORO
Dudo de si es conveniente mostrar tanta abundancia de orgullo, tenéis el Reino
dividido, bien claveteado por las envidias y sacudido por el contrabando. La quema
de nuestros sables llagó La Vila, Calpe, Jávea… la noticia asustó, el peligro lo tenéis
cerca. Siempre hay traidores que cambiarán el golpe de hoz hacia la seductora mar,
pero, si queréis guerra, ¡venga!. Propicio siempre a las peleas. Pondremos el destino
en juego. Esperadnos con cruces o lanzas, que traemos el fuego en los dientes.
¡Pueblo de insensatos pecadores! Hay que volver a pensarse el resultado que
todavía puede evitarse; El trágico fin de los tozudos por un mal consejo vendidos.

EMBAJADOR CRISTIANO
Hay quien lame con la boca y se muerde la cola. Tales son vuestras amenazas, pero
¿Qué haréis de la flota? ¿Son soldados, hambrientos sicarios? Carniceros vendidos
a precio pactado.

¿Qué casta de gente es esa? ¿Qué cerebro guía gente tan ciega? Pensar
convendría mejor, a pacificar nuestro mar; el mar para los pescadores, la tierra para
hombres de bondad probada que se hermanan por el oficio en trabajos de tierra y
mar. Labradores, marineros, carpintero, todos han de luchar como un puño. En el
Fabraquer y en el Ramellat, y en todo paraje campellero defenderemos nuestra ley.

EMBAJADOR MORO
La presunción os traicionará y pronto encontraréis la pena en el escenario menos
pensado, sino probáis antes el sable que de odio y encendida sangre enjuagará
vuestros labios que tentan demasiado temerarios nuestra rueda de fortuna. Ya que
preferís honrar recuerdos inútiles de almogávar; ¡Morid, pobres desventurados!
Trompas de guerra abrirán la alta llama e los buenos moros, que doblegan sino
trituran vuestra vana ilusión. Pagaréis mujeres y doncellas y adolescentes y jóvenes
que serán carne de subastas en las ciudades más afamadas. ¿Pacto o cadenas?,
¡Decidid!.

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
EMBAJADOR CRISTIANO
Ningún linaje de campelleros ha llevado cuerda en el cuello, y no hemos de serlo
nosotros. Confiamos en nuestras fuerzas y tenemos la clara creencia de que del
Vinalopó al Júcar acudirán soldados a tiempo. Izad las velas y bogad al paraíso del
que cantáis, que no queremos desarraigados ni tramposos mercaderes de hombres
regados por el vino, el oro y el odio. Si no tomáis a bueno mi consejo, encontraréis el
fuego y el acero; esta es la última palabra, pues quien recoge el bandolero dentro de
poco tiempo no tiene granero.

EMBAJADOR MORO
Ciertamente sois atrevidos y sabremos hacéroslo pagar; Por el cielo que guía los
moros que besaréis pronto el polvo.

EMBAJADOR CRISTIANO
¿Qué esperáis? Apresurad a las tropas, nos defenderemos a pié y a caballo.

EMBAJADOR MORO
Si no lo habéis hecho ya, encomendaos a Dios.

EMBAJADOR CRISTIANO
Diciéndolo tú, como si lo dijera la chata de Finestrat. No nos acobarda la chusma.
(El embajador moro se dirige hacia su bando, desenvaina el sable y lo levanta
amenazador)

EMBAJADOR MORO
¡Hermanos en Alá!
¡Hermanos del mar!
¡Soldados, a las armas!
¡Que conozcan la malicia del turco, la torre será nuestra!

EMBAJADOR CRISTIANO
Virgen de los Desamparados, socorred a la gente oprimida,
¡Viva la Madre de Dios!
¡Viva el pueblo valenciano!
¡Viva El Campello!

(La banda de música toca el himno conveniente, hay una lucha a espada entre
capitanes y embajadores de uno y otro bando, o bien se van disparando)

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
EMBAJADA CRISTIANA
El embajador valenciano acompañado por su bando se acerca al castillo; llamada de
atención de las trompetas; el centinela está en el castillo, ocupado por el bando
moro.)

EMBAJADOR CRISTIANO
Ayer cayeron mis valientes, que en lucha a cara o cruz el alma dieron a Dios y el
cuerpo a mal contendiente. Cubiertos por nubes de ceniza hemos visto nuestra rica
tierra, la agradecida madre mar de siempre y la casa donde nacimos.

¡Campelleros que todavía vibráis! ¡La esperanza en el puño llevaremos siempre!

La altiva palmera que llora y la tristeza deshecha llama venida de esta mar de
envidias, habrá de ser el testigo de nuestra lucha segura, que contra toda duda y
pena en el jardín perdido dará paz y justicia para los ingratos. Seremos persistentes
como las olas cortando día y noche la playa; Seremos tempestad que corroe toda
dureza en la roca con tal de abrir puertas al mar. Así, la noche del fracaso en que
sólo murmuran infamias se volverá fuego marcial y reverdecerá el almendro sobre
este pedregal árido al que más nos arraigamos, tan abrazados como el esparto a la
tierra que conoce íntimamente.

¡Cansados habitantes de El Campello! Arriba el corazón, adelante el acero, no es
ningún Hércules el turco, y el gran rugido de las armas es el himno con el que
venceremos bien en el mar o bien en la arena. Esa es la fe y la llama que dejaremos
a los hijos de los hijos.

Herederos de sangre valenciana venimos a redimir la afrenta que quiere ahora
arrodillarnos delante de tal bando que devasta todo cielo y tierra. No debemos temer
caer esclavos, ni tampoco compadecernos acobardados, porque el socorro seremos
nosotros y el brazo de la Madre de Dios dirigiendo el clamor que resuena en el
Vincle, en la Condomina, en Alicante, encendida de furia, en el Xarco y Benimagrell,
donde nos uniremos todos para tirar al moro al mar; lejos siempre de nuestro lado el
extorsionador y el pirata que quiere gobernar con malicia,

(El embajador valenciano se aproxima al pie del castillo, delante mismo del centinela
moro)

¡Centinela!

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
CENTINELA MORO
¿Quién vive?

EMBAJADOR CRISTIANO
Valencia, patria mía.

CENTINELA MORO
¿Qué pretendéis?
¿Qué intenciones os traen?

EMBAJADOR CRISTIANO
No te extrañes, vencedor, y llama a tu embajador para que tenga a bien escucharme.
(El centinela hace una señal con el brazo, sale el embajador moro.)

EMBAJADOR MORO
Que Alá os guarde, y os consuele.

EMBAJADOR CRISTIANO
Buenos días os dé Dios, y que siga siempre de nuestro lado, delante del peligro,
delante de la injusticia…

EMBAJADOR MORO
Mucho me extrañan vuestras maneras, ¿A qué interés responde vuestra visita?
Sois altivo de venir aquí, pero haced uso de la palabra y acabaremos cuanto antes,
que muchas razones acortan el día.

EMBAJADOR CRISTIANO
No te rogaré que te contentes con la gloria conseguida por el camino hecho en la
batalla, ya que te veo alardear con orgullo y dominas mi alcázar que a tus seguidores
da cobijo; gusto que te alabe y desapruebe porque m pueblo no se conforma ni
escasamente cederá nunca el suelo que habéis apocado en el mal tiempo de la
flaqueza.

Hemos acabado, sí, peor con el ánimo bien alto y los pies puestos en tierra, No hay
río que no tenga salida ni valiente que no se empeñe cuando siente tanto amor por lo

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
que pierde. La herida no consentida enferma a mi pueblo, que no encuentra día de
reposo ni amparo donde poder calmarse delante de tanta ruina y pérdida.

Nosotros, que honor sentimos, volveremos a la mísera vida e izaremos nuestras
barras de rojo y amarillo para siempre nobles en el castillo que tomáis injustamente,
por bien que con sabida fama fruto de un ejército de mala historia por todo el mundo
muy cantada. Pero llegará el día en que dejaréis mi patria, puede ser que sólo eso os
salve, que se vayan todos los piratas a la tierra que los hizo nacer, a los barcos
donde se hicieron hombres bajo el recuerdo de Barba-roja.

Ahora es buen momento para partir fuera de nuestros lindes, o reconsiderar el fuero
que otras gentes siempre han visto bien. Eso o el encuentro sangriento al cual
llevará la codicia como al fin de tu gloria.

La llamarada de los soldados está bien fuerte y decidida: hacer frente a la vida todo
derecho y no vivir jamás arrodillado. El desprecio al miedo es claro y claro es el afán
de mi pueblo. Decidle eso a vuestro caudillo. Así son los valencianos, y mil peligros o
amenazas no menguarán nunca El Campello, no podréis hacernos dar marcha atrás;
pensad de nuevo, por tanto, qué haréis.

EMBAJADOR MORO
Ha, ha, ha, ha. (Sonríe)
Sentimientos muy francos los vuestros, aguerridas intenciones, quimeras de gloria
vacía, porque es la razón de las armas quien nos ha ceñido la corona sobre la villa
disputada, donde hoy se embellecen palmeras y ricos limoneros para nosotros,
singulares soberanos y amos que enamorados de El Campello no proyectamos
abandonarlo ni perderlo por vana amenaza; orgullo nos da la victoria, y deberéis
siempre vasallaje a los nombres de Dragut y Salah Rais.

Buen consejo os conviene todavía si no queréis más desastres: curad las llagas que
tenéis con paciencia de santo, invocad piedad profética y el cuerpo encontrará
reposo. El pueblo deshecho que traéis arrastra el amargo dolor de haber perdido su
blasón y carne de la propia carne que ahora dobla la espalda y hace fácil la batalla.
De lejos hemos venido a Iberia y ha hecho falta hacerse a la mar. Además,
tendremos seguro otro triunfo si hay seguras dos vueltas, ya que medir vuestro
antojo no amainará a los moros; si en una ocasión, con creces, vencimos de sobra,
¿No os desharemos otra vez?. No queráis ser el ganador y soñar con vieja gloria que
vale más perder que más perder. Prudencia siempre es amiga y retirada enemiga.
Levantad el campamento y haceros a la idea de debéis admitir la nueva ley, eso es
por mucho que os cueste, aunque no os convenga.

EMBAJADOR CRISTIANO
La única respuesta posible es limpiar con sangre la ofensa y con más sangre y a
muerte, si es necesario, y por el salvamento de la villa que en manos como las

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
vuestras, Dios sabe dónde nos llevará la miseria. Sabéis que por bien sentado que
estéis, jamás debéis decir que no podéis caer.

El fuego, escupido por las armas que mancharon cal y arena ya nunca abrirán más
heridas sobre hombres ni tierra preparada. No conoceréis vasallaje ni poder sobre
campelleros; desde el límite de Guardamar a Salses existe la alerta de negar el paso
a velas de lienzo requemado, tal como veo que acabaréis ahora. Hemos encendido
ya nuestro nervio, que no es ningún antojo ni grito, sino la dignidad de un pueblo que
recuperará la plaza a la cual no hemos nunca abdicado

EMBAJADOR MORO
Hablar sin sentido es fácil, también subir a torres irreales, pero el batacazo puede ser
instructivo, y, además, la tercera piedra; todo por probar el amargo baladre (árbol
autóctono) y querer coger la zarzamora. La mar bramante ha de sofocar vuestro
ánimo exaltado y sino mi guardia os llevará al ocaso del tiempo. La última noche de
los valientes, los que tan sólo creen serlo pero nunca han podido demostrarlo.
Marineros expertos y soldados enfurecidos os esperan para defender el provecho de
la piratería osada. A los valencianos de la cruz les toca ya calar las velas, que más
vale ser cabeza de sardina que no cola de besugo.

EMBAJADOR CRISTIANO
Bien sé yo que lo pagaréis y pronto será, pro ventura; besaréis la tierra embarrada
por la sangre de vuestros sicarios.

Desde aquí no hay cansancio cuando hay que deshacerse de un mal sueño oído en
una caracola que deseaba espantaros. Preparad espadas y flechas, que la pólvora
está mojada, la vuestra, de tanta mentira: fantasías y embajadas no son más que
otros alardes, nunca se sabe si es grande el nabo hasta que se ha descubierto la
cabeza. Encomandaos al profeta y hacedle los ritos sectarios que acostumbráis a
hacer siempre, porque hoy el llanto será largo para enjuagarlo entre fajas o cubrirlo
con el sombrero. Tenemos la confianza alta, ya nos llegan los refuerzos de
Muchamiel y Cabrafic, Busot y lomas de Xixí, y los lamentos se vuelven grito a la
guerra y la revuelta.

EMBAJADOR MORO
Si queréis guerra, la tendréis, si queréis sangre, la probaréis, si queréis hizar la
bandera será como vuestra mortaja, si queréis quitarnos la plaza no veréis más el
nacimiento del sol. Somos y seremos los soberanos por encima de cualquier
monarca, príncipe sultán o califa. Coraje no faltará con tal de cortaros el paso y
anegaros la lengua que ya cansa y me marea de oiros cuentos quemados. Id
directamente a morir, ya caísteis y el cuerpo pesa, admirad el último sol de hoy si es

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net
que preferís el encuentro, y ceñíos bien la espada que encontraréis piedra de
mármol empapada de viveza mora que evitará deshacer la historia.

EMBAJADOR CRISTIANO
Quien cae y se levanta no ha caído; y nosotros ni hemos caído ni pedimos ninguna
lástima. Bien verdadera es la fuerza y bien verdadero es el ánimo, como segura es
ya la ayuda de los que derrocaron a Al-Azrak, los alcoyanos, entre más valencianos
que pronto tendréis delante.

EMBAJADOR MORO
Soldados y guardias descalzos, ni uno ni mil, no asustan. Venid todos, venid muchos
que todos lo pagaréis caro.

EMBAJADOR CRISTIANO
Esperadnos con cañones, con hondas o con espadas, ya hablaremos de
arrogancia…

EMBAJADOR MORO
Veo que pronto será, y me alegro… ya me cansan tantas razones, el mar os limpiará
las lágrimas.

EMBAJADOR CRISTIANO
¡Por la Virgen de los Desamparados!
¡Campelleros que bien la queréis: Ánimo y a la carga!

EMBAJADOR MORO
Os esperamos. Volveremos a ser vencedores. ¡Hermanos turcos y moros
granadinos, bereberes y morisma de corazón valeroso, que las armas respondan!

(La banda de música toca el himno conveniente, hay una lucha a espada entre
capitanes y embajadores de uno y otro bando, o bien se van disparando).

Tourist Info El Campello
San Bartolomé,103 Esq. Ruperto Chapí. – 03560- El Campello (Alicante)
Tel. 965 63 46 06 Fax. 965 63 35 48
campello@touristinfo.net

Intereses relacionados