Está en la página 1de 3

1.2.

Fases I: Pre-producción de un proyecto artístico

La fase de Pre-producción o de Anteproyecto es la etapa previa a la creación o a la


ejecución de la obra, fase en la que debes recopilar las ideas previas del proyecto para
empezar a definirlo. Esta fase consiste en lo siguiente:

 Desarrollar ideas y mapas conceptuales


 Definir ideas y objetivos
 Seleccionar referentes
 Explorar aspectos gráficos, técnicas de simulación gráfica, materiales,
herramientas, etc...
 Incubación del proyecto: proceso de ideación, registro visual, descripción de las
ideas.

1.3. Fase II: Producción de un proyecto artístico

En esta segunda fase, Producción, convertirás tu objetivo en realidad explorando formas de


representación, materiales y técnicas, maquetando y ejecutando la obra.
• Objetivos Plásticos.
• Condicionamientos técnicos.
• Estudios de materiales y dispositivos (test)
• Organización de elementos: bocetos.
• Prototipos.
• Presupuestos.

1.4. Fase III: Postproducción de un proyecto artístico

Post-producción, es la fase que cierra el proyecto. Se concentará en concretar y organizar el


proceso de presentación en público de tu obra. Deberás hacer el balance de toda la actuación
anterior y extraer conclusiones.

Elabora un cronograma de actividades, para la ejecución del proyecto artístico.

Elaboración de fichas técnicas de las obras, texto explicativo, diseño del montaje, catálogo,
carteles, etc.

1. Cómo desarrollar un proyecto artístico

Seleccionando un método

La clave para desarrollar un buen proyecto artístico radica en hacer un buen cálculo de su
dimensión, ya que si el proyecto en cuestión presenta una óptima medida tendrá mayores
posibilidades de llevarse a cabo.
¿Cómo se dimensiona un proyecto? Aplicando un método que nos ayude a contestar
cuestiones fundamentales de planificación y desarrollo.

En las diapositivas a la izquierda puedes ver algunos ejemplos de metodologías utilizados por
creadores de diferentes ámbitos.

Por lo general, todo proyecto debe responder a las siguientes preguntas:

¿Qué vamos a hacer? Nombre del Proyecto: lo que se quiere hacer.

¿Por qué lo vamos a hacer? Fundamentación del proyecto: es el diagnóstico y por qué
elegimos ese problema para solucionar.

¿Para qué lo vamos a hacer? Objetivos del proyecto: qué lograría ese proyecto.

¿Dónde lo vamos a hacer? Espacio físico.

¿Cómo lo vamos a hacer? Listado de actividades para concretar el proyecto.

¿Quiénes lo vamos a hacer? Los responsables de las distintas actividades.

¿Cuándo lo vamos a hacer? El tiempo que se tardará en hacer el proyecto.

¿Qué necesitamos para hacer el proyecto? Listado de recursos y cantidad necesaria


(materiales, humanos; financieros)

¿Cuánto va a costar el proyecto? Presupuesto: precios de los recursos, según cantidad y


tiempo de utilización.

Una vez terminada la reflexión sobre las distintas alternativas de acción, habremos
determinado el diagnóstico y podremos pasar a las siguientes etapas para la formulación de
nuestro proyecto.

Los mapas de ideas, mapas heurísticos o mapas mentales existen


desde la época de los griegos. En la modernidad fue Tony Buzan,
consultor en educación y escritor, quien desarrolló e impulsó, a
principio de los años setenta el concepto de “mapas mentales” y de
“pensamiento irradiante”.
Sólo necesitas de una hoja de papel y rotuladores de colores o
puedes utilizar programas informáticos especializados en su creación
(ej: Mindmanager, Freemind, Mindomo, etc) los cuales simplifican la
tarea. En el contexto empresarial se han hecho imprescindibles pues
son fáciles de crear y modificar pudiéndose distribuir a través de un
archivo digital.

La Lluvia de ideas (Brainstorming), es una técnica de grupo para generar ideas originales en un
ambiente relajado. Esta herramienta fue creada en el año 1941, por Alex Osborne (especialista
en creatividad y publicidad) en los años 30 y publicada en 1963 en el libro "Applied
Imagination". La producción de ideas en grupo puede ser más efectiva que individualmente;
mediante este sistema se trata primero de generar las ideas y luego de evaluarlas.

1.2. Fases I: Pre-producción de un proyecto artístico

La fase de Pre-producción o de Anteproyecto es la


etapa previa a la creación o a la ejecución de la obra,
fase en la que debes recopilar las ideas previas del
proyecto para empezar a definirlo. Esta fase consiste
en lo siguiente:

 Desarrollar ideas y mapas conceptuales


 Definir ideas y objetivos
 Seleccionar referentes
 Explorar aspectos gráficos, técnicas de
simulación gráfica, materiales, herramientas,
etc...
 Incubación del proyecto: proceso de ideación,
registro visual, descripción de las ideas.