CLASIFICACION • Clasificación histológica • • Primer grado (epidérmica): epidermis Segundo grado (dérmica): epidermis y dermis  segundo grado superficial

: epidermis y dermis papilar  segundo grado profundo: epidermis y dermis reticular

 Tercer grado (subdérmica) : hipodermis Tabla I. Quemaduras de segundo grado Quemaduras de tercer grado Dérmica superficial Dérmica profunda Causa –Líquidos calientes –Líquidos calientes –Llama –Fogonazos o –Fogonazos o llamas –Escaldadura por inmersión llamas –Exposición –Electricidad de alto voltaje –Exposición breve a prolongada a –Exposición a sustancias sustancias químicas sustancias químicas químicas concentradas diluidas diluidas –Objetos calientes Color Rosado Rosado o rojo Rojo oscuro o –Blanco perlado o brillante blanco amarillento carbonizado moteado –Transparente o como parche Superficie Seca o –Tamaño variable; –Ampollas menores, –Seca con epidermis no pequeñas ampollas grandes a veces rotas viable adherente vesículas –Exudado –Ligeramente –Vasos trombosados abundante húmeda Sensación Dolorosa Dolorosa –Disminución de la –Anestesia sensación al – Sensación de presión pinchazo profunda – Sensación de presión profunda intacta Textura Suave, con Engrosada por Edema moderado No elástica y correosa edema mínimo edema, pero con menor y posterior flexible elasticidad exfoliación superficial Cicatrizaci 2-3 días 5-21 días >3 semanas Ninguna; requiere injertos ón Clasificación etiológica • Escaldadura • Llama • Sólido caliente • Eléctrica (por paso de corriente, a diferencia de la producida por flash eléctrico, que es por llama) • Química Esta clasificación tiene también su importancia, dado que algunos grupos (como las quemaduras químicas y las eléctricas) se comportan de manera específica y merecen una vigilancia especial. FISIOPATOLOGIA DE LA QUEMADURA Quemaduras de primer grado –Sol –Fogonazo menor

se acentúa considerablemente con la renimación con líquidos. según la ley de Starling-. para su correcto tratamiento deben comprenderse bien los mecanismos que se desencadenan y de esa forma poder actuar en consecuencia. Con todo. El tejido vecino suele presentar. la formación de edema en los tejidos. la microcirculación se ve afectada por el efecto de diversos mediadores de la inflamación (prostaglandinas. aunque no suele tener repercusión clínica en ausencia de inhalación y con una reanimación adecuada. aunque a un ritmo más lento y en menor volumen. obteniéndose respuestas parcialmente correctoras del edema postquemadura. entre las 18 y 24 horas. Pero el paso masivo de líquido del compartimento intravascular al intersticial se debe también a otros factores: • Alteración de la integridad de la microcirculación. Las pérdidas proteicas son proporcionales al tamaño de la lesión. Por lo general. y la disminución de la ATPasa de la membrana -debida a la pérdida de volumen intravascular y consecuente isquemia tisularprovocan una alteración en el potencial de membrana de la célula y la hinchazón de la célula debida a la entrada de sodio y de agua desde el espacio extracelular. tromboxano. anti-H2. a su vez. . zonas de estasis e hiperemia. En la figura 2 se resume la acción de los principales mediadores que actúan en la quemadura. Este efecto es. Se han ensayado tratamientos con antagonistas de algunos de estos mediadores (como el ibuprofeno7. anti-H1. además. así como los efectos que produce a distancia. Por ello. Alteraciones hemodinámicas Una quemadura cutánea se manifiesta. leucotrienos) que se activan o generan en el tejido lesionado. produciéndose la extravasación de líquido desde el compartimento intravascular hacia el intersticio. Además. también se pierde líquido -sin proteínashacia tejidos sanos lejanos a la lesión. ya sean sanos o quemados. • Alteración de la membrana celular. Este fenómeno es especialmente evidente en el músculo y dura de 24 a 36 horas. como una necrosis de coagulación. sino también de proteínas. en el caso de quemaduras grandes ésto ocurre más tarde. si bien.. En general.). como los ácidos grasos libres liberados después de la lesión. Además del daño físico directo por efecto del calor.. desde el punto de vista anatomo-patológico. con trombosis microvascular en las áreas más profundas del daño. serotonina. De este modo.La lesión por quemadura rompe la homeostasis del organismo más que ningún otro tipo de traumatismo. catecolaminas. Este hecho se debe a la hipoproteinemia secundaria -que rompe el equilibrio de presión osmótica a ambos lados de la membrana capilar. varía según la solución utilizada. Estos mediadores contribuyen a determinar la gravedad y evolución de la lesión local. afectando prácticamente a todos los órganos de la economía. como veremos más adelante. Estas áreas de necrosis incompleta reciben el riego de una microcirculación dañada y puede evitarse en ellas la progresión del daño por medio de una reanimación adecuada. En cambio. La necrosis por quemadura da lugar a una pérdida de la integridad capilar. responsable de la formación de edema pulmonar. histamina. Esta pérdida de la integridad microvascular conduce no sólo a la extravasación de líquido desde el plasma hacia el intersticio. con la consiguiente formación de edema. la formación de edema en una quemadura pequeña alcanza su máximo nivel entre las 8 y 12 horas posteriores a la lesión. los beneficios no están lo suficientemente demostrados. la composición del líquido acumulado en el intersticio se asemeja estrechamente a la del plasma en su contenido de proteínas y electrolitos. kininas. porque la hipovolemia sistémica retrasa la extravasación de líquido. La presencia de factores circulantes.

aumento en los requerimientos nutricionales. • Alteraciones metabólicas Tras la quemadura. El aumento de presión osmótica en el tejido quemado parece deberse a una gran extravasación de sodio desde el compartimento plasmático. la contracción contínua del volumen intravascular. el organismo responde con una serie de alteraciones hormonales que comienzan con un aumento de las catecolaminas e incluyen el descenso de la insulina y el aumento del glucagón. La cuarta parte de los quemados hospitalizados desarrolla alguna complicación respiratoria y de ellos casi el 50% fallece por esta causa. Ello favorece igualmente una protección frente a las úlceras de estrés20. la hormona del crecimiento y los mediadores de la inflamación de los que hablamos en el apartado 2.• Aumento de presión osmótica en el tejido quemado. Las consecuencias metabólicas de todo ello se resumen en: • • aumento importante del gasto metabólico. Este factor sí parece ser el responsable de la persistencia de un gasto cardíaco reducido tras la normalización de la tensión arterial (T. el aumento de la resistencia a la insulina hace que su aporte vaya preferentemente a los tejidos periféricos. Alteraciones respiratorias La insuficiencia respiratoria es la causa más frecuente de muerte durante los primeros días posteriores a la quemadura.A. se mantiene prácticamente dentro de los niveles normales al inicio de la lesión. que genera hiponatremia. reduciendo de este modo la incidencia de infecciones5. Pasadas las primeras 24 horas se normaliza la permeabilidad al paso de proteínas. la ACTH.) y la diuresis. Con el objetivo de disminuir el hipermetabolismo y ayudar a preservar la integridad de la mucosa intestinal. se ha recomendado el inicio precoz de la nutrición enteral en el paciente quemado.A. La glucosa es el principal nutriente de los tejidos quemados y de las células encargadas de la cicatrización. Se pueden afectar todos los niveles del tracto respiratorio: • vías aéreas superiores (laringe): por acción directa del calor e irritantes químicos producidos en la combustión. el cortisol. origina hipotensión. De ahí la importancia del aporte de grandes concentraciones de sodio en la reanimación.1. Aunque la T. disminución del riego periférico y acidosis metabólica a medida que se establece el shock por quemadura. Se produce la movilización de las reservas de glucosa y aumenta la neoglucogénesis a partir de las proteínas y las grasas. por lo que los coloides administrados en este periodo permanecerán normalmente en la circulación.y un gasto cardíaco disminuido -al parecer más por la hipovolemia que a causa de un factor depresor del miocardio generado tal vez por la quemadura. Estas tres alteraciones provocan una inestabilidad hemodinámica -por reducción notable y precoz del volumen plasmático y un aumento en la resistencia vascular periférica. disminución del gasto cardíaco. Pese a incrementarse súbitamente sus niveles plásmaticos tras la lesión. muy rápida y masiva en quemados con más del 20-25% de superficie corporal quemada -SCQ-. .

Por ello. si bien no es un reflejo exacto del flujo renal total. parénquima pulmonar en lesiones con inhalación de humo: debido a sustancias tóxicas y reacción a distancia del calor y a mediadores de la inflamación. Alteraciones hematológicas La quemadura afecta a las tres series: • Serie roja:  hemólisis intravascular (por efecto directo del calor).  Serie blanca: leucocitosis con neutrofilia. a partir de la segunda semana: suele ser de tipo renal y debida generalmente a fármacos nefrotóxicos o a sepsis. La insuficiencia renal en el quemado puede aparecer de dos formas6: • • durante las primeras horas o días: suele ser de tipo prerrenal. al parecer medida por el tromboxano A. predispone a la infección pulmonar. la diuresis es el índice accesible más seguro para vigilar la reanimación. causado por el efecto de mediadores de la inflamación que. cuya intensidad depende de la extensión y gravedad de la lesión (generalmente afecta a un 9% de eritrocitos. La distensibilidad pulmonar disminuye en las primeras 24 horas.. apareciendo posteriormente un cambio en la actividad del surfactante (el mismo que ocurre en el Síndrome de Distres Respiratorio del Adulto). Los dos efectos anteriores (contrapuestos entre sí) hacen que la cantidad de hematíes se conserve proporcionalmente en la sangre.  Plaquetas:  trombocitopenia en los primeros días. sobre todo en las primeras 24 horas (momento en que puede alcanzar el 70%). También se altera el cociente ventilación/perfusión. por déficit de flujo. sin que este aumento de viscosidad parezca asociarse a una mayor incidencia de trombosis. • Alteraciones inmunológicas . como corresponde a una respuesta inflamatoria ante una agresión. La resucitación con líquidos sólo normaliza el flujo sanguíneo renal tras el restablecimiento del riego al resto de órganos.• • • vías aéreas inferiores (traquea y bronquios): por el contenido gaseoso y las partículas del aire inspirado. • Alteraciones renales La causa principal de insuficiencia renal aguda en el paciente quemado es la hipoperfusión renal. pasada una semana (por sobreestimulación medular). lo que provoca una broncoconstricción generalizada. la mortalidad asociada a la insuficiencia renal aguda en pacientes quemados persiste en torno al 80%. No suele aparecer si se realiza una reanimación adecuada y precoz. parénquima pulmonar sin inhalación de humo: aparece un edema pulmonar.  aumento del hematocrito. aunque no suele provocar síntomas. pero puede alcanzar hasta el 40%).  trombocitosis. A pesar de la hemodiálisis y de las nuevas técnicas de depuración extrarrenal– como la HAVC o hemofiltración arteriovenosa contínua y sus variantes– . por secuestro en la zona quemada.

• aportar la menor cantidad de volumen de fluido necesario para mantener una adecuada perfusión de los órganos. cara . • evitar las soluciones que contengan dextrosa en adultos y niños mayores. El parámetro no invasivo que mejor refleja la perfusión de los órganos es la diuresis. • reponer las pérdidas de sodio plasmático. Una excepción son los niños . • pérdida de proteínas. Quemado moderado Quemado mayor En líneas generales. etc. ésta sigue siendo la primera causa de muerte pasados los primeros días post-quemadura. tanto por alteración de la barrera endotelial. Las causas se resumen en: • alteración de las barreras mecánicas. REANIMACION DEL QUEMADO GRAVE Antes de entrar en la reanimación del paciente quemado. Quemado menor 15% SCQ o menos de primer o segundo grado en el adulto 10% SCQ o menos de primer o segundo grado en el niño 2% SCQ o menos de tercer grado en niño o adulto que no incluya ojos. • alteración de los sistemas de defensa humoral y celular. manos o pies Trastornos por inhalación Quemaduras eléctricas Lesiones por quemaduras complicadas que incluyan traumatismos craneales u otros traumas mayores Pacientes de riesgo por condiciones médicas previas como ACVs. los objetivos de la reanimación son: • restituir la pérdida de líquido secuestrado en el tejido quemado y. cara o genitales >25% SCQ de segundo grado en adulto >20% SCQ de segundo grado en niño >10% SCQ de tercer grado en adulto o niño Toda quemadura que incluya ojos.5-1 ml/kg/h en adultos (más de 1 ml/kg/h si la quemadura es eléctrica) y 1 ml/kg/h en niños (para niños menores de 30 kg). cáncer. como las mucosas (respiratoria e intestinal). desórdenes psiquiátricos. EPOC. Los factores de gravedad del paciente quemado incluyen la extensión. ya que supondrían un aporte total excesivo y perjudicial de la misma. orejas. orejas. tanto la piel. ya que parece claro que el edema es acentuado por los líquidos usados en la reanimación. diabetes. en menor medida. Es fundamental. la profundidad y la localización de la quemadura. orejas. el inicio precoz de la reanimación. en el sano. genitales. cara o genitales 15%-25% SCQ de segundo grado en adulto 10%-20% SCQ de segundo grado en niño 2%-10% SCQ de tercer grado en niño o adulto que no incluya ojos. revisaremos previamente los grados de severidad de una quemadura (tabla 2). incluyendo aquellas necesarias para la función inmunológica. en cualquier caso. Tabla II. así como la edad y la presenacia de enfermedades o lesiones asociadas. como por déficit de síntesis. producidas por el paso de éste hacia los tejidos quemados y hacia el espacio intracelular. que se considera aceptable cuando alcanza un mínimo de 0.A pesar de todos los esfuerzos empleados en la lucha contra la infección.

C. la reposición de las pérdidas diarias de líquidos que se producen a través de la quemadura.5gr Lactato+12.8 ml/kg/%SCQ. debido a que en ese primer periodo está alterada la permeabilidad capilar al paso de proteínas en los tejidos quemados (en el resto de la economía sólo se altera la permeabilidad para el paso de líquidos). todas ellas con una base más o menos aceptable. Los resultados en el tratamiento de los pacientes .000 x m2 SCQ (resultado en cc/h). a fin de ajustar el tratamiento a las necesidades del mismo durante su evolución.pequeños.35 x 10. Para un niño la pauta de reanimación debe ser más precisa que para un adulto con una quemadura similar. se afirma que ninguna de las pautas en uso cumple los criterios científicos de medicina basada en la evidencia16. a partir de ese momento. La resucitación finaliza cuando cesa la formación de edema. estimadas según la siguiente ecuación: 0. en servicios de Cirugía Plástica o Unidades de Quemados. Ello diferencia a quienes usan coloides durante las primeras 24 horas de quienes no lo hacen.5gr albúmina la 5000ml/m2SCQ + 2000ml/m2SCQ Primeras albúmina Segundas albúmina 24h:Ringer 24h:Ringer Lactato+12. Resucitación en niños. los niños presentan un reserva fisiológica global menor.) es todavía hoy en día un tema controvertido. La necesidad media de fluidos para niños en las primeras 24 horas es de 5. Cumplido ese plazo.5gr Pauta de Unidad Galvestone 3750ml/m2SCQ + 1500ml/m2SCQ • • TRATAMIENTO MEDICO DEL QUEMADO NO EXTENSO Criterios de tratamiento ambulatorio Los pacientes quemados pueden ser tratados hospitalariamente. De hecho. cuyos depósitos de glucógeno son muy escasos y requieren un aporte extra de hidratos de carbono. se restablece de nuevo la barrera que impide el paso de proteínas. lo cual ocurre generalmente entre las 24 y 48 horas post-quemadura. Tabla IV. Muchas fórmulas distinguen claramente entre la reanimación del paciente quemado durante las primeras 24 horas y la de las siguientes. No puede olvidarse. Es importante resaltar que las diferentes fórmulas son simplemente guías para iniciar la reanimación. Además. en un estudio reciente. El tipo de líquido de reposición utilizado en la reanimación del quemado extenso (más del 20% de S. Existen diferentes pautas de resucitación.Q. Las pautas de reanimación descritas para niños se resumen en la siguiente tabla. que ha sufrido numerosas modificaciones a lo largo de los años. siendo lo fundamental la monitorización del paciente. Fórmulas para estimar las necesidades de fluidos en quemados pediátricos Pauta de Unidad Cincinnati la 4ml x kg x %SCQ + 1500ml x Primeras 8h: Ringer m2SCQ Lactato+50mgNaHCO3 Segundas 8h: RingerLactato Terceras 8h: RingerLactato+12. o de forma ambulatoria. sin que ninguna de ellas haya demostrado ventajas e inconvenientes suficientes para desbancar al resto.

así como disponibilidad para acudir al hospital a fin de realizar las curas locales y revisiones necesarias. Una excepción son aquellas quemaduras cuya profundidad haga prever de entrada que requerirán intervención quirúrgica (sin olvidar que esta necesidad no es fácil de valorar en primera instancia). periné y articulaciones) que por su localización y función dificultarán la independencia del paciente. Estas situaciones exigirán el ingreso en un hospital. EPOC. 4. En los niños muy pequeños hay que considerar la posibilidad de malos tratos. siempre que hayan sido correctamente seleccionados para ello. alteraciones del ritmo cardíaco en las eléctricas o hipocalcemia severa en las producidas por ácido fluorhídrico. cara. que pueden precisar escarotomía. Los factores a considerar en la decisión de tratar a un paciente ambulatoriamente. Extensión: A mayor extensión de quemadura. 5) lesiones asociadas. etc. Localización de la quemadura: Hay zonas del cuerpo (manos. a pesar de la necesidad de tratamiento quirúrgico. peor pronóstico. Para realizar un cálculo más exacto. diabetes mellitus. Enfermedades previas: La existencia de enfermedades previas ensombrecen la evolución de la quemadura: insuficiencia renal. 3. por ejemplo. Existen casos en que. 3) profundidad de la misma. El cálculo aproximado del tanto por ciento de extensión corporal de una quemadura se hace de acuerdo a la “regla de los nueves” (con una variación para el caso de los menores) tal y como se expone en la fig. pies. uso de esteroides. • Profundidad: La profundidad de la quemadura tiene menor importancia a la hora de determinar la necesidad de cuidado hospitalario. son los siguientes: 1) edad del paciente. la distribución de las quemaduras hace que requieran actuaciones especiales. así como a aquellos que. hipertensión arterial. insuficiencia cardíaca congestiva. obesidad mórbida. . • Edad: Los pacientes menores de 5 años y los mayores de 60 tienen un riesgo aumentado de morbilidad y mortalidad tras sufrir una quemadura. 6) situación social.externos son generalmente buenos. Lesiones asociadas y etiología: Especialmente en las quemaduras eléctricas (por caída desde cierta altura) o en aquellas sufridas en accidentes de tráfico. se utilizan las gráficas de Lund-Browder. Las quemaduras químicas y las eléctricas pueden tener consecuencias graves como. los pacientes pueden ser seguidos ambulatoriamente e ingresar directamente para la intervención. 4) enfermedades previas. En otros casos. lógicamente acompañados de una buena dosis de sentido común. secuelas de alcoholismo. lo cual requeriría ingresarlos para su protección. como las quemaduras circunferenciales. Situación social: Los pacientes externos deben presentar unas condiciones sociales que permitan el cuidado e higiene correctos de la lesión. el paciente pueden haber sufrido alguna lesión grave asociada que agrave el pronóstico de la quemadura. 2) extensión de la quemadura. detalladas en la fig. estuvieran previamente deshidratados. por la causa que fuere. • Deberán ser ingresados todos aquellos pacientes que requieran fluidos intravenosos. lo cual comprende a aquellos adultos con SCQ > 20% y a los niños con SCQ > 10%. • • • • Tratamiento del quemado no extenso.

deberá irrigarse (no sumergirse) inmediatamente con abundante agua a chorro durante un periodo prolongado de tiempo. desde 20 minutos hasta 1 hora (a excepción de la quemadura por cal viva. si bien debe evitarse su uso en el caso de pacientes alérgicos a las sulfamidas o cuando se haya desarrollado resistencia bacteriana a su acción (un problema creciente en los hospitales). Si la quemadura es química. es el acetato de mafenida. Si la intensidad del dolor es leve. En caso de necesitar analgesia intravenosa. Hay tres agentes antimicrobianos tópicos de eficacia contrastada (sulfadiacina argéntica. Para procedimientos más dolorosos. 3) uso de agentes tópicos. habrá que recurrir a la dihidrocodeína oral de absorción lenta. hay que administrar bolos de MST oral (0. La reabsorción espontánea del fluido ocurriría pasada una semana. aunque cada uno de ellos tenga sus propias ventajas y desventajas. como los siguientes:  clorhexidina: aunque en determinadas formulaciones (con nitrato de plata. con potenciales efectos adversos14. como difosfonilato. Todas las quemaduras deben limpiarse cuidadosamente. fósforo blanco (que. Algunos defienden que deben dejarse intactas. que actúa contra la flora comensal de la piel.3 mgr/Kgr) 15-30 minutos antes.) tiene un espectro de acción similar a la sulfadiacina presenta el inconveniente de provocar dolor al aplicarla. 4) cobertura de la lesión. como estimular a los fibroblastos favoreciendo la contracción de la cicatriz24. hay que proceder al ingreso hospitalario.25 – 0.1 – 0. 5) elevación del área quemada. prende)/SO4Cu al 4% (que forma una película que evita su oxidación). suele ser suficiente el empleo de AINEs. en contacto con el oxígeno. como las curas. existen otras posibilidades de tratamiento tópico antimicrobiano. nitrato de plata y acetato de mafenida). Limpieza y desbridamiento de la quemadura. La mayoría de los pacientes ambulatorios requiere analgésicos.. siendo suficiente su administración por vía oral. 6) profilaxis antimicrobiana. • Control del dolor. El más utilizado es la sulfadiacina argéntica.. continuarán actuando localmente. De entre todos ellos el que más eficacia ha demostrado es la clorhexidina. 7) controlar el prurito. El de segunda elección. que no se debe lavar). Por ello. Si es moderada. 2) limpieza y desbridamiento de la quemadura. usando agua y un jabón antiséptico.Los objetivos son: 1) control del dolor. AAS o analgésicos menores. Existen antagonizantes específicos para algunas sustancias químicas productoras de quemaduras: ácido fluorhídrico/gluconato cálcico. El tratamiento de las ampollas es todavía controvertido. que. • . La manipulación de la quemadura durante las curas locales lo intensifica. Muchos pacientes requieren analgesia-sedación extra para dormir. Además de los tres agentes nombrados. El dolor es muy intenso inicialmente y se modera de forma espontánea pasadas unas horas. alegando la protección que ello supone para la zona quemada y la consiguiente disminución del dolor. Pero se ha demostrado que el fluido acumulado en la ampolla contiene mediadores de la inflamación.5 mgr/Kgr) 60 minutos antes de la cura o morfina subcutánea o intramuscular (0. • Agentes tópicos. fenol/agua y alcohol. 8) rehabilitación (en caso de ser precisa). en dichos casos. que se resumen en la tabla V. se aconseja el desbridamiento de la misma. si no se eliminan.

aunque parece segura su relación con la liberación de histamina por las células cebadas.  antibióticos tópicos (gentamicina. la infección de las zonas quemadas. antes de que ocurra una invasión bacteriana de la quemadura. Por este motivo. La periodicidad del cambio de vendaje en un paciente ambulatorio depende de que se usen o no agentes tópicos (considerando su vida media).... • Profilaxis antimicrobiana. sobre todo en determinadas circunstancias desfavorables. malestar general y cambios atípicos en el aspecto o evolución de la quemadura. Todos los pacientes quemados deben recibir profilaxis antitetánica. los fármacos más utilizados para combatirlo son los antihistamínicos. sobre los fibroblastos. polimixina.). mupirocina. algunos autores lo aconsejan. tiroidea. a pesar de lo cual. nunca deberá superar las 48 horas. metahemoglobinemia. . Si no han sido vacunados en los últimos 5 años. En cualquier caso. povidona yodada: a pesar de presentar una excelente eficacia desinfectante al ser aplicada sobre piel sana. nitrofurantoína. El vendaje (con vendas o malla) debe realizarse en condiciones adecuadas de esterilidad.  nitrato de cerio asociado a sulfadiacina argéntica: presenta una actividad antimicrobiana clínica similar a la sulfadiacina (superior in vitro) pero con menos complicaciones secundarias (alteraciones electrolíticas.. El prurito es una manifestación que genera gran molestia y puede interferir con todo lo anterior. proteger y aislar la quemadura del exterior y disminuir el dolor de la zona.). Por esta razón es muy importante la vigilancia periódica por si aparecen dichos signos: fiebre.. mantenerlas ligeramente sobre la altura del corazón. cuando estén en reposo. El uso de antibióticos profilácticos puede desencadenar la aparición de resistencias bacterianas -problema creciente en la actualidad-. Se recomienda realizar ejercicios con las áreas lesionadas y. etc. y cualquiera que sea el agente utilizado. En todo caso. Su intensidad es muy aguda inmediatamente después de la epitelización de las quemaduras. secundariamente. • Control del prurito. Éste es uno de los procedimientos más efectivos para reducir el edema y. El mecanismo que lo produce no está del todo aclarado. en la piel quemada han aparecido problemas secundarios a su absorción sistémica (toxicidad renal.. se les debe administrar toxoide y gammaglobulina antitetánica. de la cantidad de drenaje. • Cobertura de la quemadura. • Elevación del área quemada.): su uso se limita a los casos de infección por gérmenes concretos. debe aplicarse con prontitud. El uso de antibióticos sistémicos en pacientes ambulatorios no es necesario si no existen signos evidentes de infección. Deberá ser tal que cumpla los siguientes propósitos: absorber el fluido drenado por la lesión. ya que en los pacientes externos es muy importante descartar visualmente los posibles signos de infección cada 24-48 horas.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful