Está en la página 1de 2

SEMBLANZA DE “EL NAZARENO” DE D. W.

GRIFFITH Y EL JESÚS DE LA BIBLIA

“El Nazareno” (Intolerance, 1916) Jesús (Biblia)

D. W. Griffith, en su filme Intolerance (1916), centra Como reza el pasaje evangélico de las bodas de
la influencia benefactora de su adaptación crística “El Caná de Galilea (Jn 2, 1-12), el milagro de la
Nazareno” (Howard Gaye) en el antagonismo de este conversión del agua en vino, que obra Jesús en
último con los fariseos, quienes hacen el papel de beneficio de los anfitriones, se da en un primer
“entrometidos” de aquella época neotestamentaria. momento por la intercesión de su madre María,
Dicho énfasis relega a un plano periférico la quien reclama a su hijo la ausencia del preciado
trascendencia de María en dicho pasaje, lo cual se líquido (anticipándose al tiempo de su parusía) y
puede evidenciar en la ausencia de diálogos en los dispone la irrupción del prodigio con aquel “haced
escasos segundos en que aparece en escena. No lo que él os diga (Jn 2, 5) con el que extendía al
obstante, esta circunstancia se ve compensada por la resto de la humanidad el “Hágase en mí según tu
primacía que ostentan otras figuras femeninas del Palabra” (Lc 1, 38) mediante el cual Dios había
filme, tales como La Preciosidad y La Chica de la obrado y seguía obrando en ella. No hay alusión
Montaña, quienes arriesgan sus vidas para velar por la directa a los fariseos ni a ningún otro grupo que se
salvación de sus amados. entrometa o interponga en la economía de la
salvación.

Griffith (1916) pone directamente la alusión a “El Al referirse a los enviados de Juan el Bautista, el
Nazareno” como “glotón y bebedor, amigo de Espíritu Santo por mediación del evangelista San
publicanos y pecadores” (1:13:45) en boca de los Lucas expone el concepto que del “Hijo del
fariseos. No obstante, retrata cómo aquél, aunque hombre” se habían formado sus coetáneos; como un
reunido con algunos de los referidos personajes, “glotón y bebedor, amigo de gente de mala fama y
rechaza abiertamente las invitaciones a beber que éstos de los que cobran impuestos para Roma” (Mt 11,
le hacen y, en la escena con la mujer adúltera, reafirma 19), para luego aludir a la economía de la salvación
la versión bíblica del “Tampoco yo te condeno; vete y y a su eficacia reflejada en los frutos que de ella
no vuelvas a pecar” (1:15:48). Esto no ocurre con su derivan. Encuentra eco aquí la tendencia mesiánica
contraparte, el Padre Nazarino, en el Nazarín (1959) a decantarse por los humildes (Mt 18, 1-5, Mc 9,
de Luis Buñuel, quien se ve de lleno inmerso y 33-37; Lc 9, 46-48), los pecadores (Mt 18, 10-14;
comprometido en las situaciones de pecado a las que lo Lc 15, 3-7) y los marginados (Mt 20, 1-16). Las
precipitan los atribulados personajes que intenta citadas parábolas encuentran su pleno sentido en el
ayudar en su ministerio sacerdotal. pasaje donde Jesús salva a la mujer adúltera de ser
lapidada (Jn 8, 1-11).

“El Nazareno”, también llamado “Hombre de los La finalidad de las enseñanzas y las obras de Jesús
Hombres” en el filme de Griffith (1916), es postulado en los Evangelios se encuentra sintetizada en el
como “el mayor enemigo de la intolerancia” (0:8:39), pasaje “Porque Dios no envió a su Hijo al mundo
representada por los fariseos que rezan diciendo para para condenar al mundo, sino para salvarlo” (Jn 3,
sus adentros “Oh Dios, te doy gracias por se mejor que 17). Allí radican los preceptos que resumen en el
otros hombres” (0:10:45). Esto guarda sendas amor toda posible observancia de los designios de
correspondencias con el Jesús bíblico y se contrasta Dios y hacen de la tolerancia la puerta de entrada
con el intransigente personaje de Johannes en la necesaria para que cada quien comprenda, acepte y,
adaptación de C. T. Dreyer Ordet (1955) quien, tras finalmente, ame a su prójimo como a sí mismo (Mt
tergiversar lo planteado por Kierkegaard, asume una 22, 39) y así como el propio Cristo nos ha amado
postura de árbitro de la moralidad en gran medida (Jn 13, 14). La tolerancia, no obstante, es sólo la
cercana al fariseísmo y diametralmente opuesta las manifestación humana de la misericordia divina
enseñanzas de Jesucristo. expresada en plenitud por Jesucristo.

EJEMPLOS
Primer fotograma: “El Nazareno”, aunque reunido con quienes los fariseos tiladaban de
pecadores, rechaza abiertamente las invitaciones a beber que éstos le hacen (Intolerance, 1916,
1:14:00).

Segundo fotograma: el Padre Nazario recibe el “perdón” que predicaba y “una paseadita” en la
celda a la que lo lleva la incomprensión por parte de la gente del pueblo, quienes lo acusan de
estar en contradicción con la Iglesia y finalmente lo tildan de loco (Nazarín, 1959, 1:26:04).