Está en la página 1de 2

María Inés Fuentes

Psicóloga U. de Chile

EJEMPLO Protocolo De Registro CAT-A


Sexo: Femenino.
Edad: 10 años.

Lámina 1
Había una vez tres pollitos que estaban comiendo lombrices y apareció un gallo y les dijo: que hacen pollitos
inútiles, saben que no deben comer esas cosas porque pueden estar infectadas. Y el pollito Juan dijo: tú ni eres
mi padre ni mi madre para mandarme lo que como ni a mis hermanos, ni a mí. Y entonces el gallo lo picoteó
para que respetara a sus mayores y los dos pollitos dijeron: deja a mi hermano gallo tonto que llamaré a mi
madre.
Antes: tendría que haber recolectado los gusanos, buscaron los platos.
Después: la mamá se enojó y no quería ser más amiga del gallo.

Lámina 2
Había una vez tres ositos feos que jugaban a tirar la cuerda, y ellos eran tan descuidados que no se dieron
cuenta que la cuerda se estaba rompiendo y... ¡PAM!...se cayeron por el risco y era muy alto. Y después de la
caída, el oso más chico quedó aturdido, entonces dijo: abran o paso, yo me llamo mermeladuco róelso el
magnífico, entonces atropelló a un niño y dijo: perdón Bartolo que te atropellé con mi motocicleta, y el niño
dijo: y tú estas loco o que oso loco.
Antes: preparaban la cuerda y todo.
Después: se fue para otro lado y se encontró con los otros osos y se hizo familia de ellos y eran millonarios.

Lámina 3
Érase una vez, un león que estaba sentado en su sillón, estaba con una pipa y entonces en un rato después, él
salió y se encontró con su hermano lobo, ellos iban caminando por el bosque, y se encontraron una orza de
miel, y el león dijo: hermano lobo, ¿por qué no enterramos esa orza aquí, para que después la podamos
comer?... y dijo, tienes razón hermano león. Después de unos quinientos pasos, el león dijo: ¡Oh Dios mío!, que
mala memoria tengo, se me había olvidado que había sido invitado a un bautizo, y yo seré el padrino (estaba
mintiendo), entonces luego te alcanzo, después de cinco minutos ya había alcanzado al lobo, y el lobo dijo:
vaya hermano, que bautizo tan rápido, ¿y qué nombre le has puesto a tu ahijado?. Le he puesto Empezado dijo
el león, porque se había empezado a comer la orza, después le dijo que fue a otro bautizo y a su otro ahijado le
puso “a medias”, porque iba a medias con la orza.
Antes: estaba sentado pensando que hacer.
Después: siguieron caminado y se detuvieron y el león dijo: oh! Me he olvidado tengo otro bautizo.

Lámina 4
Había una vez tres canguras que iban en bicicleta, la mamá iba super apurada porque tenía una reunión con su
marido, iba super arreglada, ella cuando había llegado encontró que su esposo no estaba y dijo: a donde se
habrá metido este hombre irresponsable, siempre me deja mal, entonces ella se enojó mucho y hasta le pegó a
sus dos hijas porque ella era muy mala con ellas, porque se desquitaba con las hijas.
Antes: la mamá se estaba arreglando, la hija estaba buscando la bicicleta y el globo.
Después: se pusieron a llorar y listo.

Lámina 5
Había una vez dos gatitas, eran muy bonitas ellas, y estaban solas en la casa, la mamá había salido con su
esposo y dejó la tetera encendida, entonces las niñas bajaron por la escalera y llegaron a la cocina, y una de
ellas fue, abrió la tapa de la cocina y le calló la tetera con agua caliente.
Antes: la mamá se arregla y deja la tetera encendida de casualidad.
Después: llamaron a la ambulancia porque estaba grave y la otra saltaba y lloraba de miedo.
Lámina 6
Había una vez tres osos muy regalones de mamá, ellos vivían en una cueva con su papá y mamá... fin!. No,
pero el papá estaba trabajando, para darle cosas a los hijos. Eso no más.
Antes: el papá estaba durmiendo con la mamá.
Después: el papá volvió con mucha plata porque había trabajado harto y le habían pagado.

Lámina 7
(Dice: Oh! Que linda, ¿me la das?). Érase una vez un tigre con un mono saltarín, un día el tigre andaba
enojado, el tigre y el mono le habló, y el se lo comió, y eran amigos pero ya no lo son porque ya no hay mono.
Antes: estaba jugando a la tiña en alto.
Después: dijo: ¡que hice Dios mío, era el único amigo que tenía!

Lámina 8
Había una vez una mamá, un papá, un hermano, otro hermano, en la casa de la abuela, y el hermano grande le
pincho al hermano chico.
Antes: venían para la casa de la abuela, pero la abuela salió.
Después: se fueron.

Lámina 9
Había una vez un conejito muy lindito y preciosito acostadito en su camita, solo, solo, solo, solo, solo, estaba
muy triste porque su mamá había ido a trabajar y lo había dejado sólo con su hermano más chico, cuando
volvió la mamá, la hermanita más chiquitita estaba llorando porque su hermano grande le había pegado.
Antes: lo habían acostado.
Después: la mamá reto al hermano grande porque le había pegado al más chico.

Lámina 10
(...¡Que lindo!) Había una vez dos perritos, una mamá y una hija, la mamá estaba enojada porque su hija había
hecho una travesura, le había quitado la plata al vecino para comprarse un collar antipulgas. La mamá la iba a
tirar al agua en la ducha por su travesura mala, mala, mala, mala. Se acabó.
Antes: le iba a quitar la plata al vecino.
Después: le dio palmazos también.

Intereses relacionados