Está en la página 1de 4

FINAL DE SUJETO DE LA EDUCACIÓN

LA ADOLESCENCIA: es una etapa fundamental en el desarrollo psicológico de una persona,


pues el periodo en el que se forja su personalidad, se consolida su identidad y su conciencia
del yo (adquirida en la primera infancia) se afianza su identidad sexual y se conforma su
sistema de valor.

Es una época de búsqueda de oposición, de rebelión, es la edad de los ideales. Está inmersa a
la confusión.

Busca trasgredir normas de ir en contra de todo y de todos. Hay una revolución personal para
ir reconstruyendo poco a poco el propio yo fragmentado.

Frente a la impotencia de los cambios puberales, el adolescente intenta ser dueño del cuerpo
mediante modas o imprimir su marca y su derecho de propiedad sobre el cuerpo por lo que
recurre a tatuajes, pircings, etc.

UN ALUMNO/ QUE ES APRENDER (RELACIÓN CON EL MATERIAL DE YO TÚ EL, QUIEN ES EL


SUJETO?/ QUE TIPO DE ESCUELA QUIEREN Y QUE TIPO DE INSTITUCIÓN NO/ (PDF)

Las METAS son: adaptarse a los cambios corporales, afrontar el desarrollo sexual y los
impulsos psicosociales, establecer el sentido de identidad, independizarse y emanciparse de la
familia.

Adquirir un sistema de valores respetuoso con los derechos propios. Para alcanzar estas metas
según Aberasturi, el adolescente tiene que enfrentar duelos o pérdidas.

*EL DUELO POR EL CUERPO INFANTIL PERDIDO: en no pocas ocasiones el adolescente


contempla sus cambios como algo eterno frente a lo cual él es un espectador impotente de lo
que le ocurre a su cuerpo. De ahí las muchas horas que pasa frente al espejo, al despedirse de
su cuerpo infantil que desde ese momento mantenía su imagen psicológica.

*EL DUELO POR EL ROL Y LA IDENTIDAD INFANTIL: debe renunciar a la dependencia de sus
padres y asumir responsabilidades que a veces desconocen.

*EL DUELO POR EL ROL Y LA IDENTIDAD INFANTIL: debe renunciar a la dependencia de sus
padres y asumir responsabilidades que a veces desconocen.

*EL DUELO POR LOS PADRES DE LA INFANCIA: tienen que despedirse de la imagen idealizada y
protectora de sus padres para obtener autonomía.

*EL DUELO POR LA BISEXUALIDAD INFANTIL.

-CONFLICTOS DE DEPENDENCIA INFANTIL

Los procesos de duelo traen aparejados diferentes angustian ya que el adolescente (…) muy
ancladas a su estructura personal para no destruirlas muchos adolescentes adoptan formas y
actitudes infantiles.
Esto hace que los padres no terminen de comprenderlos, esto se manifiesta sobre todo
cuando los adolescentes por instinto adoptan actitudes agresivas hacia los padres.

El adolescente en el fondo siente que los necesita pero no lo quiere admitir, el amor se
convierte en agresión.

Las luchas las rebeldías externas del adolescente muchas veces son el reflejo de los conflictos
de dependencia infantil que íntimamente persisten.

SUPERACIÓN DE LOS DUELOS: para superar los duelos, los adolescentes deben atravesar por
las siguientes fases:

1- PROTESTA: se rechaza la idea de pérdida lo que trae consigo una ruptura con la
realidad de carácter o defensiva que implica irritación y decepción.
2- DESESPERACIÓN: se admite la pérdida con la consiguiente nostalgia y anhelo con lo
que se ha perdido. El adolescente está desorientado.
3- DESAPAGO: se logra la renuncia del objeto y la adaptación a la nueva vida y nuevo rol,
lo que posibilita el apego a nuevos objetivos.

TEORÍA DE FREUD

Freud menciona que el desarrollo humano ocurre en tres etapas:

EL ELLO : como instancia más primitiva, es lo que el ser humano tiene desde el nacimiento:
impulsos y deseos que no son aceptados por la vida consciente: representa la parte oscura de
la personalidad. El niño cuando nace es sencillamente ello, carente de instancias rectoras que
controlen su conducta. Tan solo está regulado por el principio de placer.

EL YO: nace del ello bajo la influencia de mundo exterior. Es el mediador entre la realidad y los
deseos del ello, su función es cumplir los deseos del ello pero de forma acorde con la realidad,
utilizando razonamientos realistas que le permitan vivir en el mundo real y respetando en lo
posible al superyó. Mientras el ello está regido por el principio de placer, el yo está regido por
el principio de la realidad. De esta forma, el yo se encuentra apresado entre los
requerimientos del ello, que busca satisfacer sus deseos; del Súper-yo, que se ha convertido en
una instancia punitiva en caso de quebrantar una norma; del mundo exterior, que impone el
principio de la realidad.

EL SUPER-YO: la tercera instancia psíquica, nace del yo. El yo asimila las normas vigentes en la
sociedad y en la cultura a través del aprendizaje realizado en contacto con los padres. El yo se
forma mediante la acción de dos mecanismos: la identificación y la introyección. El niño se
identifica con los padres e introyecta dentro de sí la imagen que ellos le ofrecen. El súper-yo
instalado, representa los pensamientos morales y éticos adquiridos y aprendidos por la cultura.
Consta de dos subsistemas: la consciencia moral se refiere a la capacidad de la autoevaluación,
la crítica y el reproche.

DE LAS TRES INSTANCIAS, SOLO LA PRIMERA, EL ELLO, ESTA PRESENTE DESDE EL NACIMIENTO.
DURANTE LOS PRIMEROS AÑOS DE VIDAD SE VAN DESARROLLANDO EL YO Y EL SUPER YO. EL
ELLO Y EL SÚPER-YO OPERAN SOBRE LA CONDUCTA DE FORMA INCONSCIENTE, EN CONTRASTE
CON EL YO, CUYA MOTIVACIÓN CONDUCTUAL ES CONSCIENTE.

Realiza una descripción del desarrollo psicosexual: el nombre de cada una refleja cambios en
las áreas de la satisfacción sexual a medida que el niño madura.

ESTADIO ORAL (del nacimiento hasta los 18 meses): el centro de interés del niño está en la
boca, a través de la cual tiene la sensación de placer. La boca le proporciona el contacto con el
pecho de la madre y le permite satisfacer sus necesidades de alimento. La fase oral se revela
abiertamente por la tendencia del niño a llevarse cualquier cosa a la boca o chuparse el dedo.
El tema crucial de este estadio es destete.

ESTADIO ANAL (18 meses a dos o tres años): El niño siente placer en la retención y expulsión
de las heces y de la orina. El conflicto se establece entre las demandas de satisfacción (por
parte del niño) y las normas sociales (representadas por los padres) que le exigen eliminar en
un lugar determinado, y esto pone límites a su gratificación.

ESTADIO FÁLICO: alrededor de los cuatro años, la región genital se convierte en foco de placer
libinal reflejado en la curiosidad, inspección y estimulación de los órganos sexuales. El centro
del conflicto lo constituye el deseo de poseer al padre del sexo opuesto y el miedo a la
venganza del padre del mismo sexo. Este complejo Edipo-amor por la madre y sentimientos
hostiles hacia el padre, a quien tiene por rival- se resuelve, por parte del niño, identificándose
con el padre y adoptando su conducta, actitudes y valores.

PERIODO DE LATENCIA: el complejo edípico suele estar resuelto en torno a los seis años y
entonces comienza el periodo de latencia. Con este nombre se hace referencia a un cierto
período de calma respecto a los impulsos sexuales, que tiene indudablemente un carácter
biológico pero también cultural.

ESTADIO GENITAL: al comienzo de la pubertad, alrededor de los 11 años en adelante, surgen


de nuevo, y con fuerza renovada, los impulsos sexuales, y el adolescente tendrá que hacer
frente a las sanciones de los padres y de la sociedad en relación con esos impulsos.

LEV VIGOTSKY

Propuso una gran cantidad de aportes acerca del modo en el que se da el desarrollo
cognoscitivo en los seres humanos, visto desde una perspectiva sociocultural. La teoría
sociocultural de Vigotsky hace hincapié en las influencias sociales y culturales sobre el
crecimiento intelectual. Es decir, contribuciones que la sociedad hace al desarrollo individual.
Sugiere que el aprendizaje humano es en gran medida un proceso social. Acentúa el papel
fundamental de la interacción social en el desarrollo de la cognición, la comunidad juega un rol
central en el proceso de “dar significado”.

Para Vigotsky existen dos tipos de funciones mentales: las inferiores y las superiores.

Las funciones mentales inferiores son aquellas con las que nacemos, son las funciones
naturales y están determinadas genéticamente.
Las funciones mentales superiores se adquieren y se desarrollan a través de la interacción
social. Puesto que el individuo se encuentra en una sociedad especifica con una cultura
concreta. Las funciones mentales superiores se desarrollan y aparecen en dos momentos: en
un primer momento, se manifiestan en el ámbito social y en un segundo momento, en el
ámbito individual. El paso de las primeras a las segundas es el concepto de interiorización. En
un primer momento dependen de los otros, en un segundo momento, a través de la
interiorización, el individuo adquiere la posibilidad de actuar por sí mismo.

Un concepto importante es la llamada Zona de Desarrollo Próximo definida como la distancia


entre el NIVEL REAL DE DESARROLLO determinado por la capacidad de resolver
independientemente el problema y el NIVEL DE DESARROLLO POTENCIAL determinado a
través de la resolución de un problema bajo la guía de un adulto o en colaboración con otro
compañero más capaz.