Está en la página 1de 18

UNIVERSIDAD DE LAS FUERZAS ARMADAS

DEPARTAMENTO CIENCIAS DE LA VIDA Y DE LA AGRICULTURA

CARRERA DE INGENIERÍA EN CIENCIAS AGROPECUARIAS

INTEGRANTES:

JESSICA GUANOTUÑA
PAMELA LATACUNGA
LUIS ÁVILA
DAVID GONZÁLEZ
MICHELLE CAIZA
KATHERINE PIZUÑA
DARIO HEREDIA
PAULA CAMACHO

TEMA: ZONAS AFECTADAS POR HELADAS EN EL ECUADOR

MÓDULO: METEOROLOGÍA

GRUPO 1

FECHA DE ENTREGA: 08-01-2018


INTRODUCCIÓN

Los daños por bajas temperaturas (e.g. frío y congelación) pueden producirse en todas las
plantas, pero los mecanismos y la tipología del daño varían considerablemente. Algunos
cultivos frutales, hortícolas y ornamentales de origen tropical experimentan daños
fisiológicos cuando están sometidos a temperaturas por debajo de +12,5 °C, bastante por
encima de las temperaturas de congelación. Sin embargo, el daño por encima de 0 °C es
más por enfriamiento que por helada. Ésta ocurre en todas las plantas debido a la
formación de hielo. Las plantas cultivadas que se desarrollan en climas tropicales, a
menudo experimentan daños importantes por heladas cuando se exponen a temperaturas
ligeramente por debajo de cero, mientras que muchos cultivos que se desarrollan en
climas más fríos, a menudo, sobreviven con pocos daños si la congelación no es muy
severa. Algunas excepciones son las lechugas, que se han originado en climas templados,
pero pueden dañarse a temperaturas cercanas a 0 °C y algunos frutos subtropicales, que a
pesar de tener un origen tropical pueden permanecer a temperaturas de -5 a -8 °C. Las
especies o las variedades de cultivos exhiben distintos daños por heladas a la misma
temperatura y en el mismo estadio fenológico, dependiendo de las condiciones
meteorológicas previas. Su adaptación a las temperaturas frías antes de una helada
nocturna se denomina “endurecimiento”. Durante los periodos fríos, las plantas tienden a
endurecerse contra el daño por congelación, y pierden el endurecimiento después de un
período de calentamiento. El endurecimiento está relacionado, probablemente, con el
aumento del contenido de solutos en el tejido de las plantas o con la disminución de la
concentración de bacterias activas en la nucleación de hielo (INA) durante los períodos
fríos, o una combinación de ambos. Durante los períodos cálidos, las plantas exhiben
crecimiento, el cual reduce la concentración de solutos, y aumenta la concentración de
bacterias INA, haciendo las plantas menos resistentes.
QUÉ SON LAS HELADAS

La helada es uno de los fenómenos agro meteorológicos más peligrosos para la


agricultura. Los daños que produce a los cultivos derivan en considerables pérdidas que
afectan significativamente la economía del agricultor. Este fenómeno no ha sido tratado
en el país con la amplitud y sistematización que se requiere; no obstante, reviste una gran
importancia económica.(Beltrán Pineda, Rocha Gil, Bernal Figueroa, & Pita Morales,
2017)

DAÑOS QUE CAUSAN

El daño por heladas ocurre cuando se forma hielo dentro del tejido de las plantas, dañando
sus células. Puede ocurrir en las plantas anuales (cultivos para ensilado o forrajes de
gramíneas y leguminosas; cereales; cultivos para aceite o de raíces; hortícolas; y cultivos
ornamentales) multi-anuales y perennes. Los daños por heladas tienen un efecto drástico
para la planta entera o pueden afectar únicamente a una pequeña parte del tejido de la
planta, lo cual reduce el rendimiento o deprecia la calidad del producto. En este capítulo
se presenta una breve discusión de los mecanismos, tipos y síntomas del daño por
congelación. Para lectores interesados, Levitt (1980), Sakai y Larcher (1987) y Li (1989)
proporcionan una revisión extensa tanto del daño por congelación como del daño por
enfriamiento. Más adelante, en el capítulo, se presenta una breve discusión sobre
endurecimiento, sensibilidad, tipo de daño y temperaturas dañinas críticas de los cultivos
importantes.(González Robaina, Herrera Puebla, López Seijas, & Cid Lazo, 2014)
SE ESTABLECEN 4 GRADOS DE DAÑOS POR HELADAS

 El frío daña o mata órganos vegetativos, tales como hojas y tallos, perturbando
las funciones de los órganos restantes.
 La helada destruye un gran porcentaje de flores, impidiendo así que muchas de
ellas se transformen en frutos.
 La baja temperatura destruye los frutos en formación, y los que sobreviven
resultan mal formados.
 El frío es lo suficientemente intenso y prolongado como para provocar la muerte
de la planta completa.(Veoverde, 2013)

MÉTODOS DE CONTROL RECOMENDADOS

Métodos pasivos: son de carácter preventivo, de cómo evitar totalmente el periodo de


heladas. Es lo más eficiente y menos costoso.

Ubicación en la zona de cultivo

 Evitar sembrar en lugares bajos, pues constituyen cauces naturales de las masas
de aire frío.
 Sembrar en sitios donde el aire frío tiende a dispersarse, como las zonas más altas.
 En pendientes y terrenos ligeramente inclinados, cualquier obstáculo, natural o
artificial, que se oponga a la libre circulación del aire frío, aumenta el riesgo de
heladas en los sitios por encima de las barreras
 Fecha de siembra y temporada de cultivo
 Sembrar en épocas fuera del periodo de las heladas.
 El suelo debe de mantenerse húmedo, libre de malezas, lisos y compactos.
 En suelos claros y arenosos, las heladas son menos fuertes.
 Buenas condiciones fitosanitarias, pues así resisten más el frío. Una buena poda
ayuda a la planta a librarse del efecto de las heladas.
 Buen aporque. Utilizando productos químicos (ácidos orgánicos) se puede retrasar
la floración de las plantas, aumentando su reposo invernal para escapar de las
heladas.(Orozco Corral, Valverde Flores, Martínez Téllez, Chávez Bustillos, &
Benavides Hernández, 2016)

ZONAS AFECTADAS EN LA SIERRA

TEMPERATURA EN LA SIERRA

El intenso frío en Latacunga es provocado por un sistema atmosférico de alta presión en


la Región Interandina. Según Juan Palacios, director de Pronóstico del Inamhi, las masas
de aire, frías y secas evitan la formación de nubes, por lo cual no se producen las lluvias.
Cultivos de papa, maíz, haba, mora, fresa y alverja se han visto afectados en algunos
cantones de Tungurahua por las variaciones del clima, que pasa de bajas temperaturas en
las noches a altas durante el día.(Beltrán Pineda et al., 2017)

En la Sierra a este fenómeno se lo conoce como heladas, y ya ha dañado plantaciones de


los cantones Ambato, Quero, Cevallos, Mocha y Píllaro, según análisis de técnicos de la
Dirección de Tungurahua del Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca
(Magap).(A et al., 2009)

Fabián Valencia, director provincial del Magap, contó que en días anteriores se realizó
un monitoreo en 1.069 hectáreas en Tungurahua. De estas, 247 tienen afectaciones
parciales y 143, pérdidas totales.

Añadió que también hay afectaciones en frutales caducifolios (que son los que pierden el
follaje en algún periodo del año) como manzana, durazno, pera, membrillo y otros.

COTOPAXI

La denominada helada negra según Carlos Naranjo, director Ejecutivo del Instituto
Nacional de Meteorología e Hidrología (INAMI), es la más agresiva para las plantas, ya
que las bajas temperaturas afectan el proceso natural de desarrollo de los cultivos.
La helada blanca o helada de agua en cambio en muchas ocasiones resulta poco ofensiva,
pero también puede generar dificultades. En ésta generalmente las platas trepadoras
resultan afectadas.(Da Cruz & Javier, 2015)
Estos fenómenos son mucho más comunes en noviembre, pero con el calentamiento
global, según José Barbosa, agricultor, es difícil determinar el día que se presente y poder
actuar. En lo que coincide Naranjo, aunque aseveró que la temporada seca generalmente
está acompañada por heladas. En Cotopaxi, los cultivos que no cuentan con riego
constante fueron los más afectados, el impacto fue menor en las parcelas que estaban
húmedas. Inicialmente los agricultores deben conocer las condiciones atmosféricas bajo
las cuales se producen las heladas: día caluroso, cielo nocturno despejado, ausencia de
brisa y de niebla son indicativos de que en horas de la noche o a la madrugada se presenta
la helada. (Da Cruz & Javier, 2015)
Cuando estas condiciones se cumplen, el agricultor debe regar los cultivos
inmediatamente para que con la humedad que produce el agua, la planta se mantenga fría
y adaptándose poco a poco a bajas temperaturas, esto hará que los cultivos puedan
defenderse. Una buena fertilización con materia orgánica y abono químico permite que
la planta se encuentre robusta y fuerte, capaz de soportar y resistir los efectos nocivos de
la baja imprevista de la temperatura ambiental.(Pizarro, 2017)
Otra alternativa de prevención es la fumigación con una mezcla obtenida del zumo de las
plantas de la zona como ruda, marco, verbena, guanto, con los excrementos frescos
de animales, levadura, melaza y agua, los que deben macerarse durante 15 días antes de
la utilización. Este caldo nutrirá a la planta de manera natural, sin el debilitamiento que
ocasionan los productos químicos y además formará una capa protectora en las hojas que
ayudará notablemente a combatir la acción de la helada por un tiempo prudencial,
mientras se produce la acción de la helada.(Pizarro, 2017)
CLIMA

El clima de Cotopaxi se clasifica como cálido y templado. Tiene una cantidad


significativa de lluvia durante el año. Esto es cierto incluso para el mes más seco. La
temperatura promedio en Latacunga es 13.4 ° C. Hay alrededor de precipitaciones de 515
mm.
CULTIVOS QUE AFECTA

Las plantas, sobre todo de fréjol, maíz y papas. “Ahorita no hay escasez; pero si el clima
continúa así, los precios empezarán a variar. Esto más o menos se podrá observar la
próxima semana”, anunció hace unos días Fausto Hinojosa, productor y comerciante de
papas en el mercado Mayorista de Guaranda. Por su parte, un equipo técnico del
Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca (Magap) está levantando
información para saber si existe afectación para los productores de papa y fréjol. “Existe
un seguro agrícola de riesgo, útil en estos casos. Es un seguro subsidiado, pues del 60%
se hace cargo el Gobierno y el 40% lo asume el campesino, dependiendo de los costos de
producción. Pero muchos agricultores no han acogido el llamado para obtener el mismo”,
afirmó Aníbal Coronel, Director del Magap en la provincia. En Bolívar, hay 2.000
productores asegurados a través de los créditos del Banco Nacional de Fomento (BNF).
Pero individualmente solo hay 32 familias adscritas al beneficio. Y bajo esa perspectiva,
las autoridades estudian la respuesta que se dará a quienes no cuentan con esa ayuda.
Entre tanto, los cantones Saquisilí, Salcedo, Pujilí y las parroquias rurales del norte de
Latacunga en Cotopaxi, también se han visto afectadas por el fenómeno. “El maíz resiste
las heladas cuando está en la segunda fase de crecimiento, pero las papas no; ese cultivo
se pierde”, afirmó Mónica Cueva, agricultora de la parroquia Mulliquindil Santa Ana
(Salcedo). Cueva comentó que las heladas afectan también a la hierba que consumen los
animales; de ahí que el precio de estos tiende a la baja, produciendo pérdidas. La mujer
añadió que con el “pretexto” de las heladas, los intermediarios especulan con el precio de
las papas, que por ahora se mantiene estable, pero que eventualmente variará.(Cardona,
Rios, & Peña, 2012)
CHIMBORAZO

CLIMA

El clima de CHIMBORAZO se clasifica como cálido y templado. Es una provincia con


precipitaciones significativas. Incluso en el mes más seco hay mucha lluvia. El clima aquí
se clasifica como Cfb por el sistema Köppen-Geiger. La temperatura aquí es en promedio
14.0 ° C. La precipitación media aproximada es de 561 mm.
CULTIVOS AFECTADOS

Las siembras que se realizan a mediados de septiembre se han retrasado en casi todos los
cantones de la provincia debido a la falta de lluvia y a las intensas heladas registradas.La
Dirección Provincial del Ministerio de Agricultura, Acuacultura Ganadería, Acuacultura
y Pesca (Magap) dio a conocer que 5.870 hectáreas de cultivos están afectadas, de las
cuales 4.400 corresponden a plantaciones de papa.(Pizarro, 2017)

Productos como el maíz, haba, fréjol y hortalizas también son parte de los sembradíos
atacados por la sequía; mientras que, la papa fue afectada por las heladas.

Según reporte del Magap, los montos de afectación ascenderían a 1’262.000 dólares, con
un número de 11.480 productores perjudicados en toda la provincia de Chimborazo.

PREVENCIÓN

La provincia tiene un área de intervención para cultivos y pastos de 142.360 hectáreas.


De ese total, 3.333 hectáreas resultaron afectadas por sequías y heladas, de las que 2.867
hectáreas tienen una afectación parcial y 466 hectáreas pérdidas totales, que representa
el 2,3% del área agropecuaria.Dentro de ese 2.3% de área agropecuaria que resultó
deteriorada, los pastos, las papas y el maíz soportaron la mayor cantidad de heladas. Los
cantones de mayor incidencia, por ser los más grandes en la provincia, fueron Riobamba,
Guano y Colta.(Lori, Symnaczik, Mäder, De Deyn, & Gattinger, 2017)

Por eso, como estrategia para reactivar la producción se activaron las reservas de pasto
(silo) para la distribución de manera equilibrada de ese bien a los productores afectados.
El objetivo es abastecer de alimento al ganado.

Esta tarea empezó ya a ejecutarse y para ello existen 81 toneladas métricas de silo, que
ayudarán a solventar el cambio de temporada.
Para enfrentar el daño en las papas y el maíz se continuará con la entrega, de modo
paulatino, de semillas certificadas, tal como se ha manejado. Por ejemplo: se cuenta con
el grano suficiente como para sembrar en 164 hectáreas de maíz.

Además, está vigente el seguro agrícola, al que los productores pueden acudir. A través
de este seguro, el Estado subvenciona el 60% del valor de la póliza, con lo cual el
agricultor recupera los costos directos de producción invertidos (mano de obra,
preparación del terreno, semillas e insumos).

También está a disposición de los agricultores la maquinaria agrícola en 13 centros de


mecanización que se encuentran ubicados en la provincia, para ahorrarles tiempo en las
jornadas de trabajo.

TUNGURAHUA

En la provincia de Tungurahua también se han registrado heladas. Según el Ministerio de


Agricultura y Ganadería, los cantones con mayor afectación son: Píllaro, Patate, Quero,
Mocha, Tisaleo y Ambato.

Las bajas temperatura no afectan únicamente a las plantaciones y sembríos de la región,


sino también a la salud de las personas, especialmente en las afectaciones respiratorias y
enfermedades virales. Los expertos aseguran que para aumentar los anticuerpos y las
defensas es recomendable evitar en contacto prolongado con el polvo, hacer cambios
bruscos de temperatura en cuanto a la alimentación, por ejemplo procure no consumir al
mismo tiempo alimentos muy fríos y muy calientes.(Tortora et al., 2013)
CLIMA

El clima de Tungurahua se clasifica como cálido y templado. Es una gran cantidad de


lluvia, incluso en el mes más seco. La temperatura promedio es 14.6 ° C. La precipitación
es de 504 mm al año.
CULTIVOS AFECTADOS

El frío es un gran enemigo de los cultivos por eso queremos que desde el Gobierno se
implemente algún sistema que nos permita conocer, con por lo menos un día de
anticipación, que el frío va a ser tan fuerte para tomar medidas que nos ayuden a prevenir
nuestros cultivos”, comentó Paredes.

Flores, papas, moras, zanahorias, habas, frutillas, tomates de árbol, entre otros son los
principales productos afectados por las bajas temperaturas.

“Los retoños de las moras (sus frutas) estaban creciendo y en unas dos semanas iba a
sacar la cosecha pero el sábado perdí por lo menos un 35 por ciento de mis plantas de
mora, y ahí se acabó la cosecha porque aún los frutos no maduran y hasta que los hagan
las heladas pueden terminar de quemar las plantas”, comentó Pedro Tisalema, agricultor
de Huachi.

ZONAS AFECTADAS POR HELADAS EN LA COSTA DEL ECUADOR

Los primeros resultados arrojaron que a escala nacional se reportaron 2 527 siniestros por
inundaciones, sequía, granizada, helada, exceso de humedad y deslizamientos (EL
COMERCIO, 2017).

Las bajas temperaturas que soporta la Costa afectan cultivos de frutas y hortalizas y deja
pérdidas a zonas agrícolas de Santa Elena, Los Ríos y Manabí.

En Santa Elena, por ejemplo, la producción comercial de ciruela en la comuna Juntas del
Pacífico, se afectó en un 50% en este último periodo, lo que se atribuye al cambio
climático. Hasta el año pasado, las 900 ha de cultivos en el área producían 2.000 cajas
por día, pero la cantidad disminuyó a 1.000, lo que generó pérdidas (La Hora, 2017).
Mientras, las producciones de alimentos de ciclos cortos fueron afectados por la
denominada “helada” o clima frío de las madrugadas. Ivo Ríos, técnico de la zona norte,
explica que las 300 ha de hortalizas del sector están en etapa de germinación y desarrollo.
Sin embargo, las bajas temperaturas que se proyectaron hasta diciembre en 2017
retrasaron su crecimiento y ocasionaron su muerte en Loma Alta, Olón, Sitio Nuevo,
Sinchal (El Universo, 2017).

Mientras en las zonas bajas de Los Ríos los fríos afectaron los cultivos de café y banano,
en el norte resultan más deterioradas la piña, papaya y mango por estar cerca de la
cordillera.

En la zona sur como Babahoyo, Montalvo, Baba, Vinces, Pueblo viejo, el frío afecta
también a los frutales. Julio Delgado, comerciante de productos químicos para cultivos,
indica que en las últimas semanas han llegado a su negocio agricultores preocupados por
la presencia de la monilla en el cacao, que es una especie de hongo que perjudica a la
mazorca y la vuelve de un color oscuro (El Universo, 2017).

Perjuicios:

Joffre Cabezas, zamorano y técnico de plantaciones, explicó que las bajas temperaturas
hacen que el fruto no se desarrolle bien. En las hojas de la planta de banano se produce
un arrepollamiento, se pegan y humedecen, lo que puede desarrollar una sigatoka (La
Hora, 2017).

Con las bajas temperaturas también llegan las plagas que carcomen las hojas de las plantas
e impiden que el fruto se desarrolle. Por ello, Arcenio Macías halló en el suelo frutos de
cacao, aguacate y plátano.

La helada blanca o helada de agua en cambio en muchas ocasiones resulta poco ofensiva,
pero también puede generar dificultades. En ésta generalmente las platas trepadoras
resultan afectadas.

Recomendación:

 Suelo

Los principales métodos de protección pasiva contra heladas (no laboreo,


humedecimiento de suelos secos, eliminación de las cubiertas del suelo, etc.) se
discuten a fondo para proporcionar a los agricultores los métodos de protección
contra heladas más eficaces en costes. Se presenta una discusión de los métodos
de protección activos (estufas de combustible líquido y sólido, riego por
superficie, aspersores y ventiladores) para indicar cómo trabajan los métodos y
cómo hay que gestionarlos, de forma aislada o combinada, para una protección
óptima (FAO, 2010).

Pasiva: En la primera la recomendación es mantener el suelo húmedo pues


al momento de bajar la temperatura el suelo emite vapor producto de la
acumulación de agua. Y los métodos pasivos son:

 La selección del emplazamiento;


 El manejo del drenaje de aire frío;
 La selección de plantas;
 La cobertura con árboles;
 La gestión de la nutrición de las plantas;
 La poda adecuada;
 La cobertura de las plantas;
 El evitar el laboreo del suelo;
 El riego;
 El suprimir las cubiertas de hierba que cubren el suelo;
 Las coberturas del suelo;
 El pintar los troncos y envolturas;
 El control bacteriano; y
 La fecha de siembra para los cultivos anuales (FAO, 2010).

Activa: es muy practicada entre los agricultores, se trata de actuar cuando


el fenómeno se produce, la idea es preparar focos de fuego de tal manera
que el ambiente se caliente y la planta no reciba de manera directa la
helada.
Esto se lo puede hacer ya que existen señales como las noches despejadas
que son ligeras señales de la caída de helada. La protección activa incluye
varios métodos:

 Las estufas;
 Los ventiladores;
 Los helicópteros;
 Los aspersores;
 El riego de superficie;
 El aislamiento con espumas; y
 Las combinaciones de métodos (FAO, 2010).

Una vez que la helada afecta al cultivo que apenas inicia, la planta se pierde, por
lo que los agricultores optan por sacar la planta para que sea el alimento de los
animales o para abono orgánico.

 Acolchados térmicos: Cuando se colocan acolchados térmicos encima de los


cultivos por la tarde al anticipar una helada, se mantiene una temperatura varios
grados más alta debajo de los acolchados.
 Temperatura ideal

Las temperaturas óptimas para una producción normal en todo tipo de cultivo son
de 26° a 32°. Si esta baja o sube genera un cambio brusco en el desarrollo de las
funciones fisiológicas de la planta.

Bibliografía:

Anconelli, S., Facini, O., Marletto, V., Pitacco, A., Rossi, F. & Zinoni, F. 2002.
Micrometeorogical test of microsprinkers for frost protection of fruit orchards in
Northern Italy. Chemistry and Physics of the Earth, 27: 1103–1107.

A, H., A, J., Pietrosemoli C, S., Faría R, A., Palma, R., & Canelón, R. (2009). Efectos
producidos por heladas en los cultivos. Interciencia, 34(4), 270-273.

Beltrán Pineda, M. E., Rocha Gil, Z. E., Bernal Figueroa, A. A., & Pita Morales, L. A.
(2017). heladas que afectan a cultivos en Cotopaxi. Colombia Forestal, 20(2),
159.https://www.eluniverso.com/2007/02/28/0001/12/6C95F8D8EF2B45A9A38
AC5D5343DC957.html

Caprio, J.M. & Snyder, R.D. 1984b. Study to improve winterkill parameters for a winter
wheat model. Task 2, a statistical analysis of weather and winter wheat reseeding
relations for application in wheat modelling. Final project report. NASA Contr
NAS 9-16007. 120p

Cardona, E. M., Rios, L. A., & Peña, J. D. (2012). Daños que provocan las heladas a las
plantas . Información tecnológica, 23(6), 87-96.
https://www.eluniverso.com/2007/02/28/0001/12/6C95F8D8EF2B45A9A38AC
5D5343DC957.html

Da Cruz, S., & Javier, R. (2015). Clima en la provincia de Ambato: https://es.climate-


data.org/region/53/

González Robaina, F., Herrera Puebla, J., López Seijas, T., & Cid Lazo, G. (2014).
Heladas, problemas frecuentes en Cotopaxi, 23(4), 21-27:
https://www.eluniverso.com/2007/02/28/0001/12/6C95F8D8EF2B45A9A38AC
5D5343DC957.html

Lori, M., Symnaczik, S., Mäder, P., De Deyn, G., & Gattinger, A. (2017). 143 hectáreas
de cultivos se perdieron por heladas en Tungurahua. PloS One, 12(7), e0180442.
https://www.eluniverso.com/noticias/2015/10/07/nota/5170202/143-hectareas-
cultivos-se-perdieron-heladas

Orozco Corral, A. L., Valverde Flores, M. I., Martínez Téllez, R., Chávez Bustillos, C.,
& Benavides Hernández, R. (2016). PRODUCTORES DE CHIMBORAZO
AFECTADOS POR HELADAS. Terra Latinoamericana, 34(4), 441–456.

Pizarro, E. por C. (2017, junio 14). Preocupación por heladas:


https://www.lahora.com.ec/noticia/2300/preocupacic3b3n-por-heladas

Tortora, M. L., Vera, L., Grellet Naval, N., Fernández de Ullivarri, J., Digonzelli, P. A.,
& Romero, E. R. (2013). Efectos producidos por heladas. Revista industrial y
agrícola de Tucumán, 90(1), 61–68.

Veoverde. (2013, mayo 31).Daños por heladas, a partir de:


http://www.pioneer.com/CMRoot/International/Spain/images/Publications/helada_prim
averal_en_maiz.pdf