Está en la página 1de 2

Principios 2

Mat 28:16-20 Pero los once discípulos se fueron a Galilea, al monte donde
Jesús les había ordenado. (17) Y cuando le vieron, le adoraron; pero
algunos dudaban. (18) Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda
potestad me es dada en el cielo y en la tierra. (19) Por tanto, id, y haced
discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y
del Hijo, y del Espíritu Santo; (20) enseñándoles que guarden todas las
cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días,
hasta el fin del mundo. Amén.

Uno de los principios más claros en la palabra del Señor que está añadido
por inferencia y pop implicación es la Multiplicación. Nosotros estamos
destinados a crecer en todo aspecto, físico, emocional, espiritual, etc. La
multiplicación es algo que nosotros vemos en toda la naturaleza, Dios nos
habla a través de toda su creación acerca de esto. No podemos
desatender a la realidad que esto es algo natural. Vemos las plantas y su
fin determinado que es otro igual a…

Veamos a través de la palabra del Señor como Cristo hizo la mayor


inversión para una gran multiplicación, El mayor ejemplo:

I. La semilla.
1. La semilla es la Palabra del Señor.
2. Es fructífera dependiendo del terreno.
3. Es fructífera dependiendo del cuidado del sembrador.
4. No vuelve vacía, sino que es prosperada para todo lo que él
la envía.
5. Crece en corazones sensibles a su voz y dispuestos.
6. Cristo Jesús la sembró en sus discípulos.
II. La semilla en cada creyente.
1. Si su Palabra es fructífera en nosotros, su palabra crece en
nosotros en entendimiento espiritual.
2. Lo único que satanás puede ofrecer son cosas de esta tierra,
pero Cristo nos ofrece algo más que fama, posición, etc. Nos
ofrece cosas eternas. La paz en el corazón no depende de lo
material, sino que es más profunda. Gozo.
3. Es un regalo de Dios para poder pasar de generación a
generación.
4. Se traspasa con testimonio verdadero, no son solo palabras
también son hechos.
5. Es una comisión, una encomienda de parte del dueño de todo
lo que existe y existirá “toda potestad me es dada”. No es una
omisión.
6. Su poder nos alienta a sembrar
III. El fin de la semilla.
1. Cristo les dijo a sus discípulos Id.
2. Cristo lo dio por hecho.
3. Luego dijo “y haced discípulos a todas las naciones”. Hoy
existen cerca de 22.000 etnias o grupos humanos sobre la
tierra.
4. No es solo llevar una palabra del Señor también el cuidado
para que se cumpla el fin de ella.
5. El fin es que otros reciban su palabra para Salvación y el
perdón de sus pecados.
6. El fin es la multiplicación Como Jesús invirtió su vida y
ministerio preparando a los (11) discípulos para que ellos se
multiplicaran a través de su palabra y con la confianza que su
Presencia los acompañaría hasta la consumación de los
tiempos.
Hemos sido llamados por Dios para esto, Predicar el evangelio es nuestra
profesión antes de lo que hacemos para ganarnos la vida, esta nuestra
profesión de fe en Cristo. No debemos dudar porque su poder actúa en
nosotros transformando nuestra vida, pero actúa por su gracia en los
corazones a los que les predicamos. También, nos anima su presencia
mientras lo hacemos y llevamos su palabra a las vidas que lo necesitan.

También podría gustarte