Está en la página 1de 10

Liber KKK

por Peter J. Carroll

KAOS KERAUNOS KYBERNETOS

(THE CHAOS THUNDERBOLT DIRIGE TODAS LAS COSAS)Liber KKK es el primer programa de
entrenamiento mágico sistemático completo durante algunos siglos. Es un reemplazo
definitivo para la Magia Sagrada de Abramelin el Mago, cuyo sistema se ha vuelto
obsoleto debido a su trascendentalismo monoteísta y su dependencia de formas
represivas de gnosis inhibidora que ahora se consideran inapropiadas.

Liber KKK se presenta como una serie de técnicas mágicas generales que el mago debe
desarrollar en un programa viable utilizando los símbolos, instrumentos y formas de
gnosis que le atraigan. Sería inapropiado que un texto de Magia del Caos prescriba
creencias o dogmas particulares, excepto que la magia funciona si se siguen ciertos
principios generales. Sería inapropiado que cualquier mago del Caos se adhiriera
servilmente a los detalles de cualquier sistema. Se puede aprender mucho de Liber
KKK en el proceso de adaptar los procedimientos generales a los gustos y objetivos
personales. Liber KKK puede ser intentado por cualquier adulto. La palabra "mago"
se aplica por igual a ambos sexos y el uso de los pronombres personales masculinos
en el texto es meramente una convención literaria en ausencia de formas neutrales
en inglés.

Liber KKK es una serie de veinticinco operaciones mágicas o "conjuros". Las cinco
conjuras clásicas de Evocación, Adivinación, Encantamiento, Invocación e
Iluminación se realizan en los cinco niveles de Conjuro, Magia chamánica, Magia
ritual, Magia astral y Magia alta. Por lo tanto, el trabajo completo retoma
sistemáticamente toda la tradición de la técnica mágica, lo que lleva al mago de
las prácticas simples y la fabricación de herramientas hacia el dominio de
experimentos más complejos en el nivel psíquico.

Es altamente deseable que el mago tenga alguna forma de templo privado para sus
conjuraciones. Sin embargo, es esencial que el mago permanezca activo en el mundo
durante el período del trabajo como un todo. El trabajo no implica ninguna forma de
retirada del mundo, sino que el mundo que rodea al mago se utiliza como campo de
pruebas para la magia. Por lo tanto, los negocios y asuntos sociales del mago son
el foco principal de su magia. Al realizar esa magia, él define gradualmente su
estilo o espiritualidad. Porque no tiene sentido definir la espiritualidad de otra
manera que no sea la forma en que uno vive. Si el Camino de la Magia es tener un
componente espiritual, solo se puede descubrir a través de la ejecución, todas las
restricciones y exhortaciones son inútiles.

No hay un límite superior en el tiempo que puede asignarse para completar todo el
trabajo, pero no se puede completar en menos de un año. Cualquier persona que tenga
el tiempo para completar la operación en menos de un año debería considerar la
adopción de compromisos mundanos adicionales como objetivos arbitrarios en apoyo de
los cuales se pueden utilizar diversas partes del trabajo. Los resultados objetivos
son la prueba de la magia, todo lo demás es misticismo.

Las muestras de la Piedra de los Filósofos que no transmutan conducen al oro


también fracasarán como elixires de iluminación en un estilo de vida de riesgo e
incertidumbre. El mago puede necesitar considerar si necesita adoptar proyectos que
involucren estos elementos antes de comenzar el trabajo.

A los efectos de esta operación, los cinco actos mágicos clásicos de Evocación,
Adivinación, Encantamiento, Invocación e Iluminación se definen de la siguiente
manera:
EVOCACIÓN:

Es trabajo con entidades que pueden ocurrir o fabricarse de forma natural. Pueden
considerarse como espíritus independientes, fragmentos o el subconsciente de los
magos, o los egregores de varias especies de formas de vida, de acuerdo con el
gusto y la estructura de creencias. En la práctica, la invocación se realiza
generalmente para el encantamiento, en el cual las entidades evocadas están hechas
para crear efectos en nombre del mago. Las entidades evocadas también encuentran
alguna aplicación en Adivinación, cuando se usan para descubrir información para el
mago.

DIVINIDAD:

Incluye todas aquellas prácticas en las que el mago intenta extender su percepción
por medios mágicos.

ENCANTAMIENTO:

Incluye todas aquellas prácticas en las que el mago intenta imponer su voluntad a
la realidad.

INVOCACIÓN:

Es la sintonización deliberada de la conciencia y el inconsciente con algún nexo de


pensamiento arquetípico o significativo. Las concepciones clásicas de las formas
del dios Pagano a menudo se usan, pero otros principios pueden servir. La
invocación crea estados de inspiración o posesión durante los cuales se puede
realizar encantamiento, adivinación u ocasionalmente evocación.

ILUMINACIÓN:

Es auto modificación deliberada por arte de magia y puede incluir hechizos de


hechizo de encantamiento en uno mismo para reparar debilidades o aumentar las
fortalezas, y adivinación e invocación realizada para inspiración y dirección.

Por lo tanto, todas las operaciones mágicas se basan en el uso de la voluntad, la


percepción y la imaginación, lo que quiere decir que todas son especies de
Encantamiento o Adivinación. La imaginación es lo que ocurre cuando la voluntad y
la percepción se estimulan mutuamente.

Los cinco niveles de actividad mágica, Socercería, Chamánica, Ritual, Astral y Alta
Magia se definen a los fines de esta operación de la siguiente manera:

BRUJERÍA:

Es magia simple que depende de las conexiones ocultas que existen entre los
fenómenos físicos. La brujería es un arte mecánico que no requiere la teoría de que
exista conexión entre la mente del operador y el objetivo. Sin embargo, cualquier
efecto que surja de dicha conexión puede considerarse una bonificación
adicional. Trabajando en el nivel de hechicería, el mago crea artefactos,
herramientas e instrumentos que interactúan mágicamente con el mundo físico y que
pueden usarse de nuevo de maneras más sutiles en los otros niveles. El trabajo de
nivel de hechicería debe realizarse a fondo, por simple, ya que sus prácticas
parecen ser la base sobre la que descansa el trabajo de nivel superior.

MAGIA SHAMANICA:

Funciona en el nivel de trance, visión, imaginación y sueño. Abre el subconsciente


del mago al negar el censor psíquico con varias técnicas. El mago se enfrenta a un
peligro considerable en este nivel y puede recurrir con frecuencia a técnicas de
brujería o ritual de desterrar si amenaza con obsesionarlo o abrumarlo.

MAGIA RITUAL:

Combina las habilidades desarrolladas en los niveles de Hechicería y Chamánica. El


mago reúne el uso de herramientas del nivel de Hechicería con los poderes
subconscientes liberados en los niveles chamánicos y combina su uso de una manera
disciplinada y controlada.

ASTRAL MAGIC:

Se realiza por visualización y estados alterados de conciencia o gnosis, solo. La


parafernalia física no se utiliza, aunque las herramientas y los instrumentos de
los niveles anteriores se pueden utilizar en forma de imágenes visualizadas. Al
principio, el mago probablemente requiera aislamiento, silencio, oscuridad y un
considerable esfuerzo de concentración y trance para tener éxito con dicha magia,
pero la práctica permitirá que se realice en cualquier lugar.

ALTA MAGIA:

Es eso lo que ocurre cuando no hay impedimento para el efecto mágico directo de la
voluntad, no hay barrera para la clarividencia directa y la presciencia, y no hay
separación entre el mago y cualquier forma de relación o conciencia en la que
decida entrar. Para la mayoría de las personas, los portales de High Magic están
abiertos en algunos momentos cumbre de su vida. A medida que el mago progresa a
través de su entrenamiento, el ímpetu que adquiere forzará a abrir las puertas a lo
milagroso con más frecuencia. No se dan procedimientos aquí para las cinco
conjuraciones de High Magic. La Alta Magia representa el punto donde la técnica da
paso al genio intuitivo y cada uno debe intuir la clave para liberar tales poderes
para sí mismo.

Las primeras veinte conjuraciones enseñan toda la gama de trucos y técnicas


artificiales para lanzar y atrapar el rayo mágico. En Alta Magia, el Caos
primordial en el centro de nuestro ser agarra o arroja el rayo por sí mismo.

Las cinco conjuraciones en cada nivel pueden intentarse en cualquier orden, pero
las cinco deben completarse antes de comenzar en el siguiente nivel. El mago debe
prepararse para comenzar toda la operación en una fecha auspiciosa o personalmente
significativa. Tal vez un cumpleaños o un punto de inflexión estacional. Se prepara
un libro en el que el mago debe registrar los éxitos con cada una de las
veinticinco conjuraciones. Solo se observan resultados exitosos y el mago debe
modificar su enfoque para cada conjuración hasta que se logren resultados dignos de
registro. Los resultados menores se pueden registrar en otra parte como
referencia. El registro de la operación Liber KKK, sin embargo, debe contener una
cuenta de éxitos notables con cada una de las veinticinco conjuraciones.

Con la posible excepción de los actos de Alta Magia, todas las conjuraciones deben
planificarse en detalle de antemano. Al entrar en el templo y comenzar a trabajar,
el mago debe saber exactamente lo que intenta hacer. La mayoría de los magos
prefieren escribir una rúbrica para una conjuración, incluso si rara vez utilizan
la forma escrita como una señal. El mago a menudo tendrá que hacer más de lo
planeado a medida que la inspiración y la necesidad lo muevan. Sin embargo, nunca
debe dejar de llevar a cabo lo que ha planeado o comenzar a trabajar con una vaga
idea de hacer algo de magia.

El Ritual de Destierro Gnóstico

Durante el período de ejecución de la operación Liber KKK, el mago puede necesitar


defenderse contra los resultados de sus propios errores y las influencias psíquicas
hostiles. Él también puede necesitar reponer su propia salud y fuerzas
psíquicas. Para estos fines, se puede usar el Ritual de Destierro Gnóstico. Es una
conjuración técnicamente compacta y poderosa de Ritual Enchantment para todos los
propósitos anteriores. Puede usarse libremente durante el trabajo como un todo y
particularmente como un preludio y un final para cada una de las primeras quince
conjuraciones.

Conjuros uno a cinco - Magia de nivel de hechicería

La hechicería depende de la explotación de la conexión psíquica entre los fenómenos


físicos y solo secundariamente para establecer conexiones psíquicas entre la mente
y los fenómenos físicos. Cada una de las conjuraciones requiere el uso de
instrumentos físicos que pueden usarse nuevamente en otros niveles. Es muy deseable
que el mago haga estos instrumentos por su propia mano. Sin embargo, el mago puede
adaptar los objetos existentes para su uso si tales objetos son especialmente
significativos, o artefactos únicos, o diseñados por el mago, o si tales objetos
están disponibles para el mago de una manera inusual o significativa. No es
accidental que las técnicas de brujería a menudo se asemejen a ciertos patrones de
comportamiento infantil. Los niños a menudo tienen una familiaridad natural con los
principios simples de la magia, incluso si carecen de la persistencia o el estímulo
para hacer que funcionen.

Conjuration One - Evocación de brujería

El mago crea con sus propias manos una representación física de una entidad fetiche
tallando, moldeando o ensamblando. Sus funciones son, en general, atraer el éxito,
proteger al repeler la desgracia y actuar como una reserva de poder para el
mago. Por lo general, tiene forma para parecerse a algún tipo de ser viviente real
o ser quimérico cuya forma sugiere su función. Si tiene una forma vagamente
humanoide, se lo conoce como Homúnculo. Puede estar hecho para contener partes del
cuerpo del mago o ser ungido con sangre o fluidos sexuales. El mago trata al
fetiche como a un ser viviente, diciéndole su voluntad, ordenándole ejercer su
influencia a su favor y llevándolo a su persona cuando está haciendo mandados
importantes. Algunos magos prefieren hacer dos fetiches, uno para implementar la
voluntad y el otro para aportar conocimiento e información.

Conjuración Dos - Adivinación de Hechicería

El mago prepara un modelo simple del universo para usarlo como una herramienta
adivinatoria. Un conjunto de Rune Sticks o Rune Stones es más excelente para este
propósito. Los geomancias occidentales proporcionan un modelo algo más simple,
mientras que los sistemas de Tarot o I Ching pueden resultar demasiado complejos
para trabajos posteriores en los niveles chamánicos, a menos que se los abrevia de
alguna manera. El mago debe realizar la adivinación tanto para tendencias generales
como para responder a preguntas específicas. El elemento de la herramienta
adivinatoria debe tratarse como si tuviera una relación bastante directa con las
partes de la realidad que representan y los procedimientos de clasificación
deberían considerarse como un espejo del proceso por el cual la realidad toma sus
decisiones. La actividad adivinatoria debe enfocarse con una frecuencia y
complejidad que permita recordar las respuestas.

Conjuration Three - Encantamiento de hechicería

Para el trabajo de la tercera conjuración, el mago puede necesitar preparar o


adquirir una variedad de instrumentos, pero el principal de ellos debe ser una
herramienta especial única o un arma mágica, para el encantamiento. Una varita
pequeña puntiaguda o un cuchillo son especialmente convenientes. Este instrumento o
arma especial también puede ser útil para rastrear los pentagramas en el Ritual de
Destierro Gnóstico. El único otro instrumento requerido es una pieza de arcilla de
modelar u otro material plástico del tamaño de un puño. Para realizar el
Encantamiento de hechicería, el mago hace representaciones físicas de su voluntad y
deseo. Donde sea posible, el arma mágica se debe usar para ayudar a crear o
manipular estas representaciones. El mago debe realizar una o varias conjuraciones
de este tipo por semana. Como siempre, él debería apuntar a influir en los eventos
antes de que la naturaleza se haya decidido,

Conjuración cuatro - Invocación de brujería

El objetivo de la cuarta conjuración es crear cambios radicales en el


comportamiento alterando temporalmente el entorno. No hay límite para la variación
de la experiencia que el mago desee arreglar por sí mismo. Podría, por ejemplo,
después de una cuidadosa investigación de antecedentes, ir disfrazado a un lugar
extraño y desempeñar un papel social completamente nuevo. Alternativamente, puede
desear equipar su templo y a sí mismo de tal manera que experimente ser un antiguo
dios egipcio por un tiempo. En Sorcery Evocation, el mago prueba hasta el límite su
capacidad para crear cambios arbitrarios al modificar su entorno y su
comportamiento.

Conjuration Five - Iluminación de brujería

En las obras de Iluminación, el mago aspira a mejorarse a sí mismo de una manera


precisa y específica. Los planes grandiosos para la iluminación espiritual deberían
abandonarse a favor de identificar y superar las debilidades más obvias y aumentar
las fortalezas existentes. Para el trabajo de Iluminación, el mago hace o adquiere
algún objeto para representar su búsqueda como un todo. Este objeto es técnicamente
conocido como una "lámpara" aunque puede tomar la forma de cualquier cosa, desde un
anillo hasta un mandala. La "lámpara" se usa como una base sobre la cual proclamar
varios juramentos y resoluciones. Dichos juramentos y resoluciones también pueden
marcarse en el diseño de la lámpara. El mago puede necesitar realizar varios actos
suplementarios de invocación, encantamiento, adivinación e incluso evocación para
progresar con el trabajo de iluminación.

Conjuros de seis a diez: magia de nivel chamánico

La Magia chamánica depende del uso de estados de conciencia alterados en los que la
visualización activa y la búsqueda pasiva de la visión pueden ocurrir más
fácilmente. Los estados alterados que son más fáciles y más seguros de acceder son
los de sueño medio, los sueños y los trances de luz provocados por la meditación
silenciosa. Sin embargo, cualquier método de Gnosis se puede usar de acuerdo con el
gusto, pero en los ejercicios iniciales es aconsejable evitar ciertas prácticas
peligrosas y extáticas que pueden conducir a una pérdida de control. En general, es
preferible tratar de profundizar el trance concentrándose en la visualización y la
visión que profundizarlo por la Gnosis extrema de antemano. En la magia chamánica,
el mago busca descubrir y establecer conexiones entre sus imágenes mentales y los
fenómenos del mundo. Las visiones ocurren con frecuencia en lenguaje simbólico,
así, por ejemplo, las enfermedades adquieren la apariencia de insectos o animales
detestables, y los temores o deseos pueden aparecer como espíritus. El mago o
chamán debe tratar con cosas tales como las imágenes en las que se presentan,
desterrando o invocando tales formas a través de la visualización e interpretando
su significado físico cuando sea necesario. La magia chamánica tiende a convertirse
en un ejercicio muy idiosincrásico y libre en el que el mago también explora sus
facultades de síntesis de símbolos.

Conjuración Seis - Evocación Chamánica

En este trabajo, el mago se esfuerza por establecer una visión de una entidad que
proyecta hacer su voluntad. A menudo es útil trabajar con las formas visualizadas
de las entidades utilizadas para la evocación de hechicería, aunque se pueden
elegir otras formas. En general, las entidades se utilizan para alentar los eventos
deseados a materializarse, o para buscar información, en situaciones que son
demasiado complejas para que se formulen hechizos o adivinaciones simples. Las
entidades actúan como hechizos semiinteligentes con un grado limitado de acción
independiente. El mago busca construir una relación creciente con las entidades que
ha conjurado por medio de la imaginación hasta que comiencen a tener un efecto real
en el mundo. Algunos de los mejores trabajos con entidades a menudo se pueden
lograr mejor al interactuar con ellos en sueños.

Conjuración Siete - Adivinación Chamánica

En la magia chamánica, la adivinación consiste en una búsqueda de la visión para


respuestas a preguntas particulares. Sin embargo, el término tradicional "búsqueda
de la visión" debe entenderse como una búsqueda de una respuesta detectada de
alguna manera, ya sea voces alucinatorias, sensación táctil o lo que sea. En
general, el mago se concentra en la pregunta que desea plantear cuando entra en su
estado de sueño, medio sueño o trance y luego permite que fluya en su interior un
flujo de imágenes, voces u otras sensaciones. Se puede intentar y luego interpretar
una visión de forma completamente libre, o el mago puede intentar estructurar su
experiencia buscando símbolos especiales, particularmente aquellos elegidos para el
trabajo de adivinación de brujería.

Conjuración Ocho - Encantamiento chamánico

En el encantamiento chamánico, el mago busca impresionar su voluntad sobre el mundo


mediante una visualización directa o simbólica de su deseo. De este modo, mientras
que en su forma de trance elegida convoca una imagen del fenómeno objetivo y
visualiza su deseo que pasa. El mago a menudo encontrará útil visualizarse a sí
mismo en la visión del espíritu viajando a la persona o situación en la que desea
influir. Luego visualiza una representación imaginativa durante la cual la
situación o el comportamiento de la persona cambia para adaptarse a su deseo. No es
inusual que la visualización se vuelva algo simbólica o distorsionada o coloreada
por la imaginación del mago. En general, estas distracciones deberían desterrarse
mediante una mayor concentración en la visualización deseada. Sin embargo, si son
persistentes, pueden revelar algún conocimiento sobre el objetivo o la relación del
mago con él, que puede usar para mejorar su encantamiento. Por ejemplo, si una
persona objetivo aparece repetidamente con algún tipo de aura o forma de animal en
una visión, a menudo es mejor trabajar la visualización directamente sobre
esto. Del mismo modo, si una situación objetivo parece tener algún tipo de
vibración característica o "sentir" al respecto en la visión del espíritu, entonces
el mago a menudo tendrá éxito por la visión del espíritu, entonces el mago a menudo
tendrá éxito trabajando su magia en una visualización de esto en lugar de de la
sustancia real de la situación. Si una persona objetivo parece tener repetidamente
algún tipo de aura o forma de animal en una visión, a menudo es mejor trabajar la
visualización directamente sobre esto. Del mismo modo, si una situación objetivo
parece tener algún tipo de vibración característica o "sentir" al respecto en la
visión del espíritu, entonces el mago a menudo tendrá éxito por la visión del
espíritu, entonces el mago a menudo tendrá éxito trabajando su magia en una
visualización de esto en lugar de de la sustancia real de la situación. Si una
persona objetivo parece tener repetidamente algún tipo de aura o forma de animal en
una visión, a menudo es mejor trabajar la visualización directamente sobre
esto. Del mismo modo, si una situación objetivo parece tener algún tipo de
vibración característica o "sentir" al respecto en la visión del espíritu, entonces
el mago a menudo tendrá éxito por la visión del espíritu, entonces el mago a menudo
tendrá éxito trabajando su magia en una visualización de esto en lugar de de la
sustancia real de la situación.

Conjuración nueve - Invocación chamánica


En la Invocación chamánica, el mago obtiene conocimiento y poder de los atavismos,
normalmente atavismos de animales. Existen varias explicaciones ingeniosas sobre
por qué tales experiencias son posibles. El código genético humano contiene una
gran cantidad de información aparentemente no utilizada. Mucho de esto debe
relacionarse con nuestra historia evolutiva. El cerebro humano se ha desarrollado
por un proceso de acrecentamiento más que por una modificación completa. Las partes
más antiguas de nuestro cerebro contienen circuitos y programas idénticos a los de
otros animales. Algunos magos consideran que la parte psíquica de los humanos se
construye a partir de los restos psíquicos de muchos seres pasados, incluidos los
animales, de forma muy similar a como lo hace el cuerpo físico. Otros consideran
que las psiques colectivas de las diversas especies animales están disponibles para
ellos telepáticamente.

Para realizar la Invocación Chamánica, el mago lucha desde algún tipo de posesión
por un atavismo animal. La selección de una forma particular de animal es una
cuestión muy personal. Puede ser que el mago haya tenido cierta afinidad con un
animal en particular desde la niñez, o tenga alguna característica, física o
mental, que sugiera un animal, o puede ser que se forme una intuición o que ocurra
una revelación visionaria repentina. Para desarrollar la invocación, el mago debe
intentar visualizarse a sí mismo en forma de animal mientras está en trance e
incluso proyectarse en un viaje astral como un animal. A menudo es útil representar
físicamente el comportamiento del animal en un entorno adecuado. Con práctica,

Conjuración diez - iluminación chamánica

El llamado viaje de la medicina de la Iluminación chamánica es una búsqueda del


autoconocimiento, la autorenovación o la superación personal. Puede tomar muchas
formas. Tradicionalmente, a menudo toma la forma de una experiencia de muerte y
renacimiento en la que el mago visualiza su propia muerte y desmembramiento de su
cuerpo seguido de una reconstrucción de su cuerpo y "espíritu" y un renacimiento. A
veces, este proceso se acompaña de privaciones físicas como insomnio, ayuno y dolor
para profundizar el trance. Otro método es llevar a cabo una serie de viajes
visionarios que convoquen a los llamados "espíritus" de fenómenos naturales,
animales, plantas y piedras y les pidan que cedan el conocimiento. El método más
simple de todos es retirarse por unos días a un lugar salvaje y apartado lejos de
las habitaciones de los hombres y allí realizar una revisión completa de uno.

Conjuraciones Once to Fifteen - Magia Ritual

En la magia ritual, el uso físico de los instrumentos mágicos se combina con


estados alterados de conciencia en una serie de ceremonias estructuradas. Usted, el
mago, también comienza a incorporar ciertas teorías mágicas en el diseño de su
trabajo para hacerlo más preciso y efectivo. En particular, debe tratar de ampliar
su uso de trance mediante el uso de diversas técnicas de gnosis. Esto tiene el
efecto de hacer que las partes inconscientes de la mente, que realmente hacen la
magia, entren más en juego. En la magia ritual, se hace un uso considerable de
varios sistemas de correspondencia simbólica, pensamiento analógico y
sigilos. Estos se utilizan para comunicarse con el inconsciente y para preocupar a
la mente consciente mientras se trabaja la magia.

La magia ritual siempre se estructura como un enfoque indirecto del deseo en el


nivel consciente. El mago ritual nunca trabaja con una representación directa o
visualización de lo que él o ella quiere, sino más bien con algún sigilo o analogía
simbólica que en un estado gnóstico estimula el deseo real en el inconsciente.

Conjuración Once - Evocación Ritual

Para la evocación ritual, los magos pueden elegir continuar usando las formas de
entidad empleadas en los niveles de brujería o chamánicos o pueden desear
experimentar con las formas tradicionales de los grimorios clásicos de los
espíritus. Alternativamente, pueden intentar crear sus propios formularios de
entidad. La tradición dice que un mago no debería tratar de mantener más de cuatro
entidades al mismo tiempo, y en la práctica esto parece ser una buena regla
empírica. En la evocación ritual, siempre se usa una base material, incluso si esto
no es más que un sigilo gráfico en papel. En las evocaciones iniciales, el mago
crea una fuerte imagen visualizada de la entidad usando la gnosis completa. En
evocaciones posteriores, dirige varios comandos e indicaciones a la base material
de la entidad o busca recibir información de ella. La base material debe ser
manejada ritualmente y mientras esté en un estado gnóstico siempre que sea
posible. Cuando no esté en uso, debe ocultarse.

Conjuración Doce - Adivinación Ritual

En la adivinación ritual, se manipula algún tipo de instrumento físico para dar una
respuesta simbólica o analógica en un estado de gnosis. Los estados profundos de la
gnosis tienden a impedir el uso de instrumentos adivinatorios complejos como la
Kabbala o I Ching para muchas personas. Otros pueden encontrar que sistemas muy
simples como la fundición de hueso tienden a dar muy poca información para este
tipo de trabajo, mientras que los sistemas de complejidad intermedia como las
runas, el tarot o la geomancia occidental a menudo son los más útiles. Antes de la
adivinación, el mago debe cargar ritualmente el instrumento adivinatorio con un
sigilo o representación analógica de la pregunta. La selección adivinatoria se hace
luego bajo gnosis. La interpretación puede hacerse bajo la gnosis también o al
regresar a la conciencia ordinaria.

Conjuración Trece - Encantamiento Ritual

Para el encantamiento ritual, el mago puede elegir usar el instrumento especial de


encantamiento del trabajo de nivel de hechicería, a menos que esté especialmente
inspirado para crear una herramienta mejor. El instrumento de encantamiento o "arma
mágica" se usa para rastrear sigilos en el aire, y también cuando sea posible en la
fabricación y manipulación de varios hechizos. Todos los encantamientos rituales
dependen del uso de algún tipo de hechizo para ocupar y eludir la mente consciente
y poner en acción el inconsciente más poderoso. Un hechizo puede consistir
prácticamente en cualquier cosa, desde la fabricación y consagración de un sigilo,
hasta la manipulación de imágenes de cera, o una representación ritual de alguna
analogía del deseo. En todos los casos, el mago debe usar gnosis y concentración
sobre el hechizo en sí mismo,

Conjuración Catorce - Invocación Ritual

En la invocación ritual, tú, el mago, intentas saturar tus sentidos con


experiencias que corresponden o simbólicas a alguna cualidad particular que deseas
invocar. Por lo tanto, puedes vestir tu templo y persona con colores, olores,
símbolos, números, piedras, plantas, metales y sonidos correspondientes a lo que se
va a invocar. También adaptas tu comportamiento, pensamientos y visualizaciones
mientras estás en gnosis en un intento de quedarte poseído por lo que invocas. En
la práctica, las formas de dios clásicas se utilizan con frecuencia, ya que los
panteones paganos ofrecen un espectro de cualidades que reanudan la totalidad de la
psicología. No debe limitarse a invocar solo aquellas cualidades para las que tiene
simpatía personal. Cualquier invocación particularmente exitosa debe ser seguida
por una invocación de cualidades bastante diferentes en algún momento posterior. Un
programa completo de invocación ritual debe abarcar el éxito con al menos cinco
invocaciones completamente diferentes.

Conjuración Quince - Iluminación Ritual


En Iluminación ritual, el mago aplica diversos actos rituales de adivinación,
encantamiento, evocación e invocación a sí mismo para mejorarse a sí mismo. Como
con todos los actos de iluminación, los cambios intentados deben ser específicos en
lugar de vagos y generales. El mago puede encontrar útil preparar una "lámpara" más
elaborada tal vez en la forma de un mandala que represente a su yo o alma para esta
conjuración. Uno de los efectos de la iluminación ritual es forzar al mago a elegir
entre Atman y Anatta. Si él trabaja dentro del paradigma de Anatta, la hipótesis
del no-alma, entonces la iluminación es una cuestión de la adición o la eliminación
de ciertos patrones de pensamiento y comportamiento. Si el mago trabaja dentro del
paradigma de Atman, la doctrina del alma personal, o Santo Ángel de la Guarda,
entonces se enfrenta a un complejo más, situación peligrosa y confusa. Si se supone
que existe un alma personal, pero sin una verdadera voluntad, entonces el mago
atman puede proceder como si fuera un anattaísta. Si se supone que existe una
verdadera voluntad, la conjuración debe dirigirse hacia su descubrimiento e
implementación. El autor ha evitado andar demasiado lejos en este camino, pero ha
observado que el proceso ha ido espectacularmente mal en numerosos casos. Aquellos
que desean intentarlo son aconsejados para evitar aceptar como verdadera voluntad,
cualquier cosa que entre en conflicto radicalmente con el sentido común ordinario o
"voluntad inferior", como lo es la disparidad llamada en este paradigma. Si se
supone que existe una verdadera voluntad, la conjuración debe dirigirse hacia su
descubrimiento e implementación. El autor ha evitado andar demasiado lejos en este
camino, pero ha observado que el proceso ha ido espectacularmente mal en numerosos
casos. Aquellos que desean intentarlo son aconsejados para evitar aceptar como
verdadera voluntad, cualquier cosa que entre en conflicto radicalmente con el
sentido común ordinario o "voluntad inferior", como lo es la disparidad llamada en
este paradigma. Si se supone que existe una verdadera voluntad, la conjuración debe
dirigirse hacia su descubrimiento e implementación. El autor ha evitado andar
demasiado lejos en este camino, pero ha observado que el proceso ha ido
espectacularmente mal en numerosos casos. Aquellos que desean intentarlo son
aconsejados para evitar aceptar como verdadera voluntad, cualquier cosa que entre
en conflicto radicalmente con el sentido común ordinario o "voluntad inferior",
como lo es la disparidad llamada en este paradigma.

Conjuros Dieciséis a Veinte - Magia Astral

La Magia Astral es Magia Ritual realizada completamente en el plano de


visualización e imaginación. A diferencia de la Magia Chamánica, donde se explora
el uso de imágenes y visiones de forma bastante libre, esta magia requiere la
visualización precisa y precisa de un paisaje interno. En este paisaje, el mago
lleva a cabo procesos diseñados para traerle el conocimiento del mundo ordinario o
para cambiar el mundo o él mismo. La Magia Astral tiene que ser abordada con al
menos tanta preparación y esfuerzo como se pone en la magia ritual o de lo
contrario puede tender a convertirse en una breve serie de excursiones alrededor de
la imaginación con poco efecto mágico. Si se realiza correctamente, puede ser una
fuente de energía extraordinaria y tiene la ventaja de no requerir ningún equipo
físico. La magia astral generalmente se inicia en algún lugar apartado y tranquilo
mientras el mago está cómodamente sentado o sentado con los ojos cerrados. Puede
haber pocas señales externas de que algo esté sucediendo aparte de una variación en
los ritmos respiratorios o la postura o las expresiones faciales a medida que el
mago entra en la gnosis.

Para prepararse para la Magia Astral, es necesario erigir un templo o una serie de
templos en el plano de la imaginación visualizada. Tales templos pueden tomar
cualquier forma conveniente, aunque algunos magos prefieren trabajar con un
simulacro exacto de su templo físico. El templo astral se visualiza en pequeños
detalles y debe contener todo el equipo requerido para el ritual o al menos
armarios donde se pueden encontrar los instrumentos necesarios. Todos los objetos
visualizados en el interior del templo permanecen siempre allí para su posterior
inspección, a menos que se disuelvan o eliminen específicamente. El objeto más
importante en el templo es la imagen que el mago tiene de sí mismo trabajando en
él. Al principio puede parecer que simplemente está manipulando una marioneta de sí
mismo en el templo, pero con persistencia esto debería dar paso a una sensación de
estar realmente allí.

Antes de comenzar con la Magia Astral propiamente dicha, el templo y los


instrumentos necesarios, junto con la imagen del mago que se mueve en él, deben
construirse mediante una serie repetida de visualizaciones hasta que todos los
detalles sean perfectos. Solo cuando esto esté completo debe el mago comenzar a
usar el templo. Cada conjuración que se realiza debe planificarse de antemano con
la misma atención al detalle que en Magia Ritual. Los diversos actos de evocación
astral, adivinación, encantamiento, invocación e iluminación adquieren una forma
general similar a los actos de Magia Ritual que el mago adapta para el trabajo
astral.

Conjuros Veinte Uno a Veinte Cinco - Alta Magia

Todas las técnicas de la magia son en realidad tantas formas de engañar a algunas
partes indefinibles de nosotros mismos para que realicen la magia. El universo es
básicamente una estructura mágica y todos somos capaces de magia. Las teorías
realmente útiles de la magia son aquellas que explican por qué la magia tiende a
funcionar de manera tan errática y por qué tenemos tantas inhibiciones sobre creer
en ella, hacerla funcionar y reconocer que ha funcionado. Es como si el universo
nos hubiera hechizado para convencernos de que no somos magos. Sin embargo, este
hechizo es más bien una broma cósmica juguetona. El universo nos desafía a romper
la ilusión dejando algunas grietas en ella.

No se presentan detalles para las cinco conjuraciones de High Magic, ni se pueden


dar, el lector vuelve a referirse a las observaciones hechas en la introducción. El
mago debe confiar en el impulso de su trabajo en hechicería, chamanismo, ritual y
magia astral para llevarlo al dominio de la magia superior, donde desarrolla sus
propios trucos y técnicas de mano vacía para liberar espontáneamente la creatividad
caótica en su interior.

KAOS KERAUNOS KYBERNETOS

También podría gustarte