Está en la página 1de 2

FUENTE DE LA VERDERA EDUCACIÓN

Texto clave: Prov. 9:10


1. Reflexión (Historia de Noé)
2. ¿Qué es la educación?
 Acción y efecto de educar. RAE. Dirigir, encaminar, doctrinar.
 Educar es formar personas, aptas para gobernarse a sí mismas y no
para ser gobernadas por otros. Herber Spencer
3. Conceptos clave (Prov. 22:6)
La verdadera educación significa más que la prosecución de un
determinado curso de estudio.
La verdadera educación significa más que la preparación para la vida
actual.
La verdadera educación es el desarrollo armonioso de las facultades
físicas, mentales y espirituales.
La verdadera educación prepara al estudiante para el gozo de servir
en este mundo y para un gozo superior proporcionado por un servicio
más amplio en el mundo venidero.
4. ¿Cuál es el objetivo de la verdadera educación?
Prov. 9:10 ; Deuteronomio 6:6 – 7
 El mundo ha tenido grandes maestros, hombres de intelecto
gigantesco y abarcante espíritu investigador, hombres cuyas
declaraciones han estimulado el pensamiento, y abierto a la vista
vastos campos de conocimiento. Pero hay uno superior a ellos.
 Cuando Adán salió de las manos del creador, llevaba en su naturaleza
física, mental y espiritual, la semejanza de su Hacedor.
 El objetivo de la verdadera educación Restaurar en el hombre la
imagen de su Hacedor, devolverlo a la perfección con que había sido
creado, promover el desarrollo del cuerpo, la mente y el alma, a
fin de que se llevara a cabo el propósito divino de su creación.
 La obra de la verdadera educación consiste en desarrollar esta
facultad, en educar a los jóvenes para que sean pensadores, y no
meros reflectores de los pensamientos de otros hombres.
5. Fundamento de la verdadera educación (Marcos 12:28-34)
 Se ve reflejado en la Ley de Dios, guía de la vida, los dos grandes
mandamientos. Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con
toda tu alma, y con toda tus fuerzas, y con toda tu mente.
Amar a Dios significa el desarrollo más elevado de todas las
facultades, es restaurar todo el ser a la imagen de Dios.
 Amarás a tu prójimo como a ti mismo.
La ley del amor requiere dar nuestro ser en servicio de Dios y de
nuestro prójimo.
Este servicio constituye una bendición para los demás y para
nosotros mismos.
La abnegación es la base de todo verdadero desarrollo.
6. ¿Cuál es el tipo de escuela que debo elegir para mis hijos? (Génesis 2
y 3)
 El sistema educativo del Edén fue establecido como un modelo para
todos los tiempos.
o Aula
o Libro de texto
o Maestro
o Alumno
 FISICAS
o Recibieron capacidades dignas de su elevado destino.
o De formas graciosas y simétricas.
o De rasgos regulares y hermosos rostros de color saludable.
o Irradiaban luz de gozo, y esperanza.
 MENTALES y ESPIRUTUALES
o Dones mentales y espirituales superiores.
o Un poco menor que los ANGELES.
o Discernir las maravillas del universo.
o Comprensión de obligaciones y responsabilidades morales.
7. Conclusión
 El Edén es una representación de lo que Dios deseaba para toda la
tierra, y su propósito era que, a medida que la familia humana creciera
en número, estableciera otros hogares y escuelas semejantes a la que
Él había dado.
Así en todos los tiempos, toda la tierra estaría llena de hogares y
escuelas donde se estudiarían la PALABRA y las OBRAS DE DIOS,
y donde los estudiantes se prepararan para reflejar cada vez más
plenamente, a través de los siglos sin fin, la LUZ DEL
CONOCIMIENTO DE SU GLORIA.
 Semejante educación provee algo más que una disciplina mental;
provee algo más que una preparación física. Fortalece el carácter, de
modo que no se sacrifiquen la verdad y la justicia al deseo egoísta o
a la ambición mundana. (Prov. 8:11)
 ¿Qué educación puede superar esta? ¿Qué puede igualar su valor?
 El ideal que Dios tiene para sus hijos está por encima del alcance del
más elevado pensamiento humano.