Está en la página 1de 23

Tabla de contenido

INTRODUCCIÓN A LA NOMECLATURA DE LOS COMPUESTOS INORGÁNICOS


Y ORGÁNICOS................................................................................................................3
Reglas de la IUPAC para la identificación de Compuestos Inorgánicos y
Orgánicos............................................................................................................3
Compuestos Inorgánicos.....................................................................................3
Algunas reglas para la nomenclatura inorgánica.................................................3
Compuestos Orgánicos.......................................................................................4
Nomenclatura de Alcanos:..................................................................................4
MEZCLAS QUÍMICAS Y SUS PROPIEDADES...........................................................13
Mezclas Homogéneas.......................................................................................14
MEZCLAS HETEROGÉNEAS........................................................................14
PROPIEDADES COLIGATIVAS.....................................................................15
FENOMENOS DE SUPERFICIE.....................................................................15
ENERGIA SUPERFICIAL...............................................................................15
REACCIONES QUÍMICAS Y ESTEQUIOMETRIA.....................................................16
TIPOS DE REACCIONES...............................................................................16
1- Reacciones de Síntesis o Adición.................................................................16
2- Reacciones de Análisis o Descomposición...................................................16
3- Reacciones de Desplazamiento.....................................................................16
4- Reacciones de Doble Sustitución..................................................................16
Metodos de Balanceo de Reacciones Químicas................................................17
Balanceo de ecuaciones por el método de Tanteo.............................................17
Balanceo de ecuaciones por el método algebraico............................................18
Balanceo de ecuaciones por el método de Redox ( Oxidoreduccion )...............19
PREPARACIÓN DE SOLUCIONES..............................................................................20
SOLUTO..........................................................................................................20
SOLVENTE......................................................................................................20
CONCETRACIÓN...........................................................................................20
Unidades de Concentración:.............................................................................22
Bibliografía......................................................................................................................................23

Tema No. 1

INTRODUCCIÓN A LA NOMECLATURA DE LOS COMPUESTOS


INORGÁNICOS Y ORGÁNICOS

Reglas de la IUPAC para la identificación de Compuestos Inorgánicos y Orgánicos

Compuestos Inorgánicos

Los compuestos inorgánicos se clasifican según la función química que contengan y por el número
de elementos químicos que los forman, con reglas de nomenclatura particulares para cada grupo.
Una función química es la tendencia de una sustancia a reaccionar de manera semejante en
presencia de otra. Por ejemplo, los compuestos ácidos tienen propiedades características de la
función ácido, debido a que todos ellos tienen el ion H+1; y las bases tienen propiedades
características de este grupo debido al ion OH-1 presente en estas moléculas
Debemos recordar aquí que las principales funciones químicas son: óxidos, bases, ácidos y sales.

Algunas reglas para la nomenclatura inorgánica


Se escribe siempre en primer lugar el símbolo del elemento o radical menos electronegativo (menor
capacidad de atraer electrones) y a continuación el del elemento o radical más electronegativo
(mayor capacidad de atraer electrones). Pero se nombran en orden inverso a este orden.
Por ejemplo, CrBr 3 = tribromuro de cromo; CO = monóxido de carbono
Se intercambian las valencias de los elementos o los radicales, colocándolas en forma de subíndices.
Estos subíndices se simplifican, si se puede, teniendo en cuenta que deben ser números enteros y
que el 1 no se escribe.
En los ejemplos anteriores: CrBr 3
El cromo está actuando con valencia 3 (Cr +3) y el bromo lo hace con valencia –1 (Br –1) (el cromo
puede tener valencia 2,3,4,5,6 y el bromo puede tener valencia +1, –1, 3, 5, 7)
La fórmula sería Cr +3 Br –1, intercambiamos las valencias, pero poniendo su número como
subíndice y queda CrBr 3 (sería Cr 1, pero el uno no se escribe).
La Unión Internacional de Química Pura y Aplicada (IUPAC) recomienda el uso de la nomenclatura
sistemática, la más extendida, y la de Stock o funcional, utilizada sobre todo para nombrar óxidos,
hidruros e hidróxidos.
En la nomenclatura sistemática de los óxidos la palabra genérica óxido va precedida de los prefijos
griegos mono-, di-, tri-, tetra-, penta-, hexa- o hepta-, según el número de oxígenos que existan; a
continuación, se indica, de la misma forma, la proporción del segundo elemento.
Por ejemplo, N 2 O 5, pentaóxido de dinitrógeno (5 átomos de oxígeno y 2 átomos de nitrógeno).
En algunas ocasiones se puede prescindir del prefijo mono- (CaO, óxido de calcio).
En la nomenclatura de Stock no se utilizan prefijos. Los óxidos se nombran con la
palabra óxido seguida del nombre del otro elemento y su valencia entre paréntesis; siguiendo con el
ejemplo: N 2O 5, sería óxido de nitrógeno (V). Si el elemento que se combina con el oxígeno tiene
valencia única, no es necesario indicarla; así, Li 2 O es óxido de litio (de la misma fórmula
deducimos que la valencia del litio es 1 y la del oxígeno 2).
En los hidruros metálicos el hidrógeno actúa con valencia –1 y se nombran con la palabra
genérica hidruro seguida del nombre del metal. El número de átomos de hidrógeno se indica
mediante prefijos numerales; por ejemplo, AuH 3, trihidruro de oro.
En la nomenclatura funcional se nombran con la palabra hidruro seguida del nombre del metal y su
valencia correspondiente, salvo que la valencia sea única [AuH 3, hidruro de oro (III)].
En los hidruros no metálicos el hidrógeno actúa con valencia +1 y los no metales con sus
respectivas valencias negativas; se nombran añadiendo el sufijo -uro al no metal. Por ejemplo, HCl,
cloruro de hidrógeno.
Los hidróxidos se nombran con la palabra hidróxido seguida del nombre del metal, indicando con
prefijos numerales sus proporciones; por ejemplo, Mg(OH) 2, dihidróxido de magnesio.
En la nomenclatura de Stock no se utilizan los prefijos: al nombre del metal se le añade su valencia,
aunque ésta se omite cuando es única; por ejemplo, Mg(OH) 2, hidróxido de magnesio.
En la nomenclatura sistemática, los ácidos oxoácidos se nombran como compuestos binarios en los
que el constituyente negativo (anión) es poliatómico; se utiliza el sufijo -ato para el anión y se
especifica la valencia del elemento central mediante números romanos entre paréntesis, seguida de
la palabra hidrógeno; por ejemplo, HClO, oxoclorato (I) de hidrógeno. Para estos ácidos, la
IUPAC admite la nomenclatura tradicional (HClO, ácido hipocloroso).

Compuestos Orgánicos
Nomenclatura de Alcanos:
En los orígenes de la química, los compuestos orgánicos eran nombrados por sus descubridores. La
urea recibe este nombre por haber sido aislada de la orina.
El ácido barbitúrico fue descubierto por el químico alemán Adolf Von Baeyer, en 1864. Se especula
que le dio este nombre en honor de una amiga llamada bárbara.
La ciencia química fue avanzando y el gran número de compuestos orgánicos descubiertos hicieron
imprescindible el uso de una nomenclatura sistemática.
En el sistema IUPAC de nomenclatura un nombre está formado por tres partes: prefijos, principal y
sufijos; Los prefijos indican los sustituyentes de la molécula; el sufijo indica el grupo funcional de
la molécula; y la parte principal el número de carbonos que posee. Los alcanos se pueden nombrar
siguiendo siete etapas:

Regla 1.- Determinar el número de carbonos de la cadena más larga, llamada cadena principal del
alcano. Obsérvese en las figuras que no siempre es la cadena horizontal.

El nombre del alcano se termina en el nombre de la cadena principal (octano) y va precedido por los
sustituyentes.

Regla 2.- Los sustituyentes se nombran cambiando la terminación –ano del alcano del cual derivan
por –ilo (metilo, etilo, propilo, butilo). En el nombre del alcano, los sustituyentes preceden al
nombre de la cadena principal y se acompañan de un localizador que indica su posición dentro de la
cadena principal. La numeración de la cadena principal se realiza de modo que al sustituyente se le
asigne el localizador más bajo posible.

Regla 3.- Si tenemos varios sustituyentes se ordenan alfabéticamente precedidos por lo


localizadores. La numeración de la cadena principal se realiza para que los sustituyentes en
conjunto tomen los menores localizadores.
Si varios sustituyentes son iguales, se emplean los prefijos di, tri, tetra, penta, hexa, para indicar el
número de veces que aparece cada sustituyente en la molécula. Los localizadores se separan por
comas y debe haber tantos como sustituyentes.
Los prefijos de cantidad no se tienen en cuenta al ordenar alfabéticamente.

Regla 4.- Si al numerar la cadena principal por ambos extremos, nos encontramos a la misma
distancia con los primeros sustituyentes, nos fijamos en los demás sustituyentes y numeramos para
que tomen los menores localizadores.

Regla 5.- Si al numerar en ambas direcciones se obtienen los mismos localizadores, se asigna el
localizador más bajo al sustituyente que va primero en el orden alfabético.

Regla 6.- Si dos a más cadenas tienen igual longitud, se toma como principal la que tiene mayor
número de sustituyentes.

Regla 7.- Existen algunos sustituyentes con nombres comunes aceptados por la IUPAC, aunque se
recomienda el uso de la nomenclatura sistemática.
Los nombres sistemáticos de estos sustituyentes se obtienen numerando la cadena comenzando por
el carbono que se une a la principal. El nombre del sustituyente se forma con el nombre de la
cadena más larga terminada en –ilo, anteponiendo los nombres de los sustituyentes que tenga dicha
cadena secundaria ordenados alfabéticamente. Veamos un ejemplo:

Nomenclatura de Alquenos:
Los alquenos se nombran reemplazando la terminación -ano del correspondiente alcano por -eno.
Los alquenos más simples son el eteno y el propeno, también llamados etileno y propileno a nivel
industrial.

Regla 1.- Se elige como cadena principal la de mayor longitud que contenga el doble enlace. La
numeración comienza en el extremo que otorga al doble enlace el menor localizador.

Regla 2.- El nombre de los sustituyentes precede al de la cadena principal y se acompaña de un


localizador que indica su posición en la molécula. La molécula se numera de modo que el doble
enlace tome el localizador más bajo.
Regla 3.- Cuando hay varios sustituyentes se ordenan alfabéticamente y se acompañan de sus
respectivos localizadores

Regla 4.- Cuando el doble enlace está a la misma distancia de ambos extremos, se numera para que
los sustituyentes tomen los menores localizadores.

Regla 5.- En compuestos cíclicos resulta innecesario indicar la posición del doble enlace, puesto
que siempre se encuentra entre las posiciones 1 y 2.

Nomenclatura de Alquinos:
Regla 1. Los alquinos responden a la fórmula CnH2n-2 y se nombran sustituyendo el sufijo -ano del
alca-no con igual número de carbonos por -ino.

Regla 2. Se elige como cadena principal la de mayor longitud que contiene el triple enlace. La
numera-ción debe otorgar los menores localizadores al triple enlace.
Regla 3. Cuando la molécula tiene más de un triple enlace, se toma como principal la cadena que
contiene el mayor número de enlaces triples y se numera desde el extremo más cercano a uno de los
enlaces múltiples, terminando el nombre en -diino, triino, etc.

Regla 4. Si el hidrocarburo contiene dobles y triples enlaces, se procede del modo siguiente:
1. Se toma como cadena principal la que contiene al mayor número posible de enlaces múltiples,
prescindiendo de si son dobles o triples.
2. Se numera para que los enlaces en conjunto tomen los localizadores más bajos. Si hay un doble
enlace y un triple a la misma distancia de los extremos tiene preferencia el doble.
3. Si el compuesto tiene un doble enlace y un triple se termina el nombre en -eno-ino; si tiene dos
dobles y un triple, -dieno-ino; con dos triples y un doble la terminación es, -eno-diino

Nomenclatura de Alcoholes:
Regla 1. Se elige como cadena principal la de mayor longitud que contenga el grupo -OH.

Regla 2. Se numera la cadena principal para que el grupo -OH tome el localizador más bajo. El
grupo hidroxilo tiene preferencia sobre cadenas carbonadas, halógenos, dobles y triples enlaces.

Regla 3. El nombre del alcohol se construye cambiando la terminación -o del alcano con igual
número de carbonos por -ol

Regla 4. Cuando en la molécula hay grupos grupos funcionales de mayor prioridad, el alcohol pasa
a serun mero sustituyente y se llama hidroxi-. Son prioritarios frente a los alcoholes: ácidos
carboxílicos, anhídridos, ésteres, haluros de alcanoilo, amidas, nitrilos, aldehídos y cetonas.
Regla 5. El grupo -OH es prioritario frente a los alquenos y alquinos. La numeración otorga el
localizador más bajo al -OH y el nombre de la molécula termina en -ol.

Nomenclatura de éteres - epóxidos:


La nomenclatura de los ésteres consiste en nombrar alfabéticamente los dos grupos alquilo que
parten del oxígeno, terminando el nombre en éter. Veamos algunos ejemplos:

También se pueden nombrar los éteres como grupos alcoxi.

Los éteres cíclicos se forman sustituyendo -CH2- del ciclo por -O-. Este cambio se indica con el
prefijo oxa-.
Nomenclatura de Aldehídos y Cetonas:
Los aldehídos se nombran reemplazando la terminación -ano del alcano correspondiente por -al. No
es necesario especificar la posición del grupo aldehído, puesto que ocupa el extremo de la cadena
(localizador 1).
Cuando la cadena contiene dos funciones aldehído se emplea el sufijo -dial.

El grupo -CHO unido a un ciclo se llama -carbaldehído. La numeración del ciclo se realiza dando
localizador 1 al carbono del ciclo que contiene el grupo aldehído.

Algunos nombres comunes de aldehídos aceptados por la IUPAC son:

Las cetonas se nombran sustituyendo la terminación -ano del alcano con igual longitud de cadena
por -ona. Se toma como cadena principal la de mayor longitud que contiene el grupo carbonilo y se
numera para que éste tome el localizador más bajo.
Existe un segundo tipo de nomenclatura para las cetonas, que consiste en nombrar las cadenas como
sustituyentes, ordenándolas alfabéticamente y terminando el nombre con la palabra cetona.

Nomenclatura del Benceno:


Los bencenos monosustituidos se nombran terminando el nombre del sustituyente en benceno.

Algunos derivados monosustituidos del benceno tienen nombres comunes ampliamente aceptados.
En bencenos disustituidos se emplean los prefijos orto (benceno 1,2-disustituido), meta (benceno
1,3-disustituido) y para (benceno 1,4-disustituido) para indicar la posición de los sustituyentes en el
anillo.

Tema No. 2

MEZCLAS QUÍMICAS Y SUS PROPIEDADES

Previamente, debemos recordar que en la formación de un compuesto químico se unen dos o más
elementos en cantidades fijas. El producto de esta unión es una nueva sustancia, cuyas propiedades
son diferentes a las de cada elemento químico por separado. ero existe otra forma en que los
elementos y los compuestos pueden unirse: las mezclas.
A diferencia de lo que ocurre con los compuestos, cada componente de una mezcla conserva sus
propiedades específicas, porque la unión es física y no química.
podemos reconocer dos tipos de mezclas: homogéneas y heterogéneas.
MEZCLAS HOMOGÉNEAS
Son aquéllas en las que los componentes de la mezcla no son identificables a simple vista.
Una de las mezclas homogéneas más importantes de nuestro planeta es el aire . Está formado por
varios componentes entre los que se destacan:
oxigeno (elemento)
nitrógeno (elemento)
dióxido de carbono (compuesto)
Como podemos apreciar, el aire posee componentes que son elementos y otros que son compuesto;
sin embargo, ellos no se distinguen a simple vista, más aún, las cantidades en que se encuentran
cada uno de los componentes de la mezcla puede variar y el aire sigue siendo aire.
Entre las mezclas homogéneas se distingue una de tipo especial: la disolución o solución . Ésta
cumple las características de una mezcla homogénea, pero es especial cuando los constituyentes de
la mezcla son dos y éstos varían en las cantidades en que se combinan.
Al componente que se encuentra en mayor cantidad se le denomina solvente o disolvente, y al que
se encuentra en menor cantidad se le denomina soluto.
Por ejemplo, un vaso que contenga agua y una cucharada de sal representa un tipo particular de
mezcla homogénea. Esta disolución tiene dos componentes; el agua y la sal, siendo el agua el
solvente y la sal el soluto.
MEZCLAS HETEROGÉNEAS
Son aquéllas cuyos componentes se pueden distinguir a simple vista. Por ejemplo: arena en un vaso
de agua, harina tostada con agua, agua y aceite. En todos estos casos corresponden a una mezcla
heterogénea, ya que se detectan dos fases diferentes.
Como ya dijimos, en este tipo de mezclas las cantidades en que se encuentran los componentes no
son fijas, a diferencia de lo que ocurre en el caso de los compuestos químicos.
Ahora bien, lo característico de una mezcla es que sus componentes pueden separarse mediante
diferentes procedimientos.
Dichos métodos son físicos ya que no alteran las propiedades de los componentes de la mezcla y
con ellos se logra aislar cada uno de ellos sin cambiar su composición.

PROPIEDADES COLIGATIVAS
Son aquellas propiedades físicas que presenta una solución, las cuales no
dependen de la naturaleza del soluto sino de la concentración del mismo en
la solución, o simplemente, del número de partículas de soluto presentes en
la solución. Estas propiedades son características para todas y cada una de
las soluciones y no dependen tampoco de las características del solvente.

FENOMENOS DE SUPERFICIE
Todas las propiedades estudiadas están es relación con la estructura del material y se dan en toda la
más del mismo. Pero existen una serie de fenómenos que se producen en la superficie de cualquier
cuerpo, sólido o líquido, y que son debidos a que la estructura no es igual en superficie que en
profundidad. Estos fenómenos se denominan fenómenos de superficie y entre ellos se encuentran la
humectación, la capilaridad, la hidrofilia, la adsorción, la absorción, la sinterización y la adhesión.
Todos estos fenómenos están relacionados entre sí y se basan en el desequilibrio energético que
existe en la superficie del material, lo que conocemos como energía superficial.

ENERGIA SUPERFICIAL
Si observamos la distribución de los átomos de un material sólido, vemos que los átomos del
interior del material se mantienen en sus posiciones espaciales perfectamente equilibrados por la
acción de las fuerzas de atracción y repulsión que rodean a los átomos en todas las direcciones del
espacio. Sin embargo, la última capa situada en la superficie del material, al no tener ninguna otra
capa de átomos encima de ella, presenta un claro desequilibrio en estas fuerzas de atracción y
repulsión. La resultante de este desequilibrio de fuerzas es lo conocemos como Energía Superficial,
que es una energía que tiende a atraer a otras sustancias hacia la superficie del material.
En el caso de los líquidos sucede lo mismo y podemos decir que existe una tensión que forma, en la
capa más externa de las moléculas del líquido, una membrana tensa que ejerce una fuerza que va
hacia él interior y que actúa como una piel, resistiendo la extensión o la penetración. A esta tensión
de la superficie se le denomina Tensión Superficial. Un líquido, como cualquier otro material en
reposo, tiende a estar en el estado de equilibrio energético donde exista menor energía posible.
Dado que los líquidos pueden cambiar su forma, todo líquido, espontáneamente, tiende a disminuir
su superficie, es decir, a distribuir su volumen exponiendo la menor cantidad de superficie para
tener la mayor estabilidad energética. Es por este mecanismo por el que los líquidos forman gotas.
También por esto, cuando se ponen en contacto dos gotas de un mismo líquido se unen para formar
una mayor y reducir así la relación superficie/volumen.
Esta energía y tensión superficial va a depender, de las fuerzas internas (cohesivas) que presentan
entre sí los átomos y las moléculas del material. Son por tanto mayores en los materiales cerámicos,
cuyas uniones internas son fundamentalmente covalentes, algo menores para los materiales
metálicos y menores para los materiales orgánicos, cuyos enlaces interatómicos fundamentales son
iónicos y uniones secundarias de Van der Waals.
Tema No. 3

REACCIONES QUÍMICAS Y ESTEQUIOMETRIA

TIPOS DE REACCIONES
Las reacciones químicas son procesos que transforman una o más substancias llamadas reactivos en
otras substancias llamadas productos. En un lenguaje más académico, decimos que una reacción química
promueve el cambio de estructura de la materia. En la química inorgánica podemos clasificar las
reacciones en cuatro tipos diferentes

1- Reacciones de Síntesis o Adición


Las reacciones de síntesis o adición son aquellas donde las substancias se juntan formando una única
sustancia. Representando genéricamente los reactivos como A y B, una reacción de síntesis puede ser
escrita como:

A + B —– > AB
2- Reacciones de Análisis o Descomposición
Las reacciones de análisis o descomposición son lo opuesto de las reacciones de síntesis, o sea, un
reactivo da origen a productos más simples que él. Escribiendo la reacción genérica nos resulta fácil
entender lo que sucede:

AB —– > A + B
3- Reacciones de Desplazamiento
Las reacciones de desplazamiento o de sustitución simple merecen un poco más de atención que las
anteriores. No que sean complejas, pues no lo son, pero tienen algunos pequeños detalles. En su forma
genérica la reacción puede ser escrita como:

AB + C —– > A + CB
En la reacción de desplazamiento el proceso es idéntico: C ve a B ligado a A, se aproxima y siendo más
fuerte, desplaza A y asume la ligación con B. En caso de que C no sea más fuerte que A, nada sucederá.
Bastará entonces saber quién es más fuerte que quien.

4- Reacciones de Doble Sustitución


Son también muy simples, pero debemos quedar atentos a los detalles. El mecanismo es fácil:

AB + CD —– > AD + CB
Para entender como es cuando una reacción de este tipo ocurre, tendremos que observar lo siguiente:
La substancia AB está en solución y de esta forma lo que tenemos en verdad son los iones A+ y B-
separados unos de los otros. La substancia CD también está en solución, por tanto, tenemos también los
iones C+ y D- separados.

Cuando juntamos las dos soluciones estamos promoviendo una gran mezcla entre los iones A+, B-, C+ y
D-, formando una gran “sopa de iones”.

Si al combinar C+ con B-, el compuesto CB fuera soluble, los iones serán nuevamente separados en C+
y B-, resultando exactamente en la misma cosa que teníamos anteriormente. Lo mismo sucede con A+ y
B-

Así, al mezclar AB con CD, estamos en verdad haciendo:

(A+) + (B-) + (C+) + (D-)

Tomemos en cuenta que juntar iones que se separarán nuevamente resultará en la misma “sopa de iones”
y no resulta en ninguna nueva sustancia, por tanto, no ocurre ninguna reacción.

Para que la reacción efectivamente ocurra, será necesario que al menos uno de los probables productos
(AD o CB) no sean separados al juntarse, o sea, deben formar un compuesto insoluble y esto es logrado
a través de una sal insoluble, de un gas o de agua.

Si uno de los productos fuera una sal insoluble el no será separado en iones y permanecerá sólido. Si
fuese un gas, él se desprenderá de la solución (burbujas) y también permanecerá con sus moléculas
agrupadas. Mientras que, si uno de los productos fuese agua, ella no se desagrega en su propia presencia.

Métodos de Balanceo de Reacciones Químicas


Una reacción química es la manifestación de un cambio en la materia y la isla de un fenómeno químico.
A su expresión gráfica se le da el nombre de ecuación química, en la cual, se expresan en la primera
parte los reactivos y en la segunda los productos de la reacción.
A+ BC+ D
Reactivos Productos

Balanceo de ecuaciones por el método de Tanteo


El método de tanteo consiste en observar que cada miembro de la ecuación se tengan los átomos en la
misma cantidad, recordando que en
 H2SO4 hay 2 Hidrógenos 1 Azufre y 4 Oxígenos
 5H2SO4 hay 10 Hidrógenos 5 azufres y 20 Oxígenos
Para equilibrar ecuaciones, solo se agregan coeficientes a las fórmulas que lo necesiten, pero no se
cambian los subíndices.
Ejemplo: Balancear la siguiente ecuación
H2O + N2O5 NHO3
 Aquí apreciamos que existen 2 Hidrógenos en el primer miembro (H2O). Para ello, con solo
agregar un 2 al NHO3 queda balanceado el Hidrogeno.
H2O + N2O5 2 NHO3
 Para el Nitrógeno, también queda equilibrado, pues tenemos dos Nitrógenos en el primer
miembro (N2O5) y dos Nitrógenos en el segundo miembro (2 NHO3)
 Para el Oxígeno en el agua (H2O) y 5 Oxígenos en el anhídrido nítrico (N2O5) nos dan un total
de seis Oxígenos. Igual que (2 NHO3)

Balanceo de ecuaciones por el método algebraico

Este método está basado en la aplicación del álgebra. Para balancear ecuaciones se deben considerar los
siguientes puntos
1) A cada formula de la ecuación se le asigna una literal y a la flecha de reacción el signo de igual.
Ejemplo:
Fe + O2 Fe2O3
ABC
2) Para cada elemento químico de la ecuación, se plantea una ecuación algebraica
Para el Fierro A = 2C
Para el Oxigeno 2B = 3C
3) Este método permite asignarle un valor (el que uno desee) a la letra que aparece en la mayoría de las
ecuaciones algebraicas, en este caso la C
Por lo tanto, si C = 2
Si resolvemos la primera ecuación algebraica, tendremos:
2B = 3C
2B = 3(2)
B = 6/2
B=3
Los resultados obtenidos por este método algebraico son
A= 4
B=3
C=2
Estos valores los escribimos como coeficientes en las fórmulas que les corresponden a cada literal de la
ecuación química, quedando balanceada la ecuación
4Fe + 3O2 2 Fe2O3
Otros ejemplos
HCl + KmNO4 KCl + MnCl2 + H2O + Cl2
ABC DEF
 A = 2E
Cl) A = C + 2D + 2F
 B=C
Mn) B = D
O) 4B = E
Si B = 2
4B = E
4(2) = E
E=8
B=C
C=2
B=D
D=2
A = 2E
A = 2 (8)
A = 16
A = C + 2D + 2F
16 = 2 + 2(2) + 2F
F = 10/2
F=5
16HCl + 2KmNO4 2KCl + 2MnCl2 + 8H2O + 5Cl2

Balanceo de ecuaciones por el método de Redox (Oxido reducción)

En una reacción si un elemento se oxida, también debe existir un elemento que se reduce. Recordar que
una reacción de oxido reducción no es otra cosa que una perdida y ganancia de electrones, es decir,
desprendimiento o absorción de energía (presencia de luz, calor, electricidad, etc.)
Para balancear una reacción por este método, se deben considerar los siguientes pasos
1)Determinar los números de oxidación de los diferentes compuestos que existen en la ecuación.
Para determinar los números de oxidación de una sustancia, se tendrá en cuenta lo siguiente:
 En una formula siempre existen en la misma cantidad los números de oxidación positivos y
negativos
 El Hidrogeno casi siempre trabaja con +1, a excepción los hidruros de los hidruros donde
trabaja con -1
 El Oxigeno casi siempre trabaja con -2
 Todo elemento que se encuentre solo, no unido a otro, tiene número de oxidación 0
2) Una vez determinados los números de oxidación, se analiza elemento por elemento, comparando el
primer miembro de la ecuación con el segundo, para ver que elemento químico cambia sus números de
oxidación
0 0 +3 -2
Fe + O2 Fe2O3
Los elementos que cambian su número de oxidación son el Fierro y el Oxígeno, ya que el Oxigeno pasa
de 0 a -2 Y el Fierro de 0 a +3
3) se comparan los números de los elementos que variaron, en la escala de Oxido-reducción
0 0 +3 -2
Fe + O2 Fe2O3
El fierro oxida en 3 y el Oxigeno reduce en 2
4) Si el elemento que se oxida o se reduce tiene número de oxidación 0, se multiplican los números
oxidados o reducidos por el subíndice del elemento que tenga número de oxidación 0
Fierro se oxida en 3 x 1 = 3
Oxigeno se reduce en 2 x 2 = 4
5) Los números que resultaron se cruzan, es decir el número del elemento que se oxido se pone al que se
reduce y viceversa
4Fe + 3O2 2Fe2O3
Los números obtenidos finalmente se ponen como coeficientes en el miembro de la ecuación que tenga
más términos y de ahí se continúa balanceando la ecuación por el método de tanteo
Otros ejemplos
KClO3 KCl + O2
+1 +5 -2 +1 -1 0
KClO3 KCl + O2
Cl reduce en 6 x 1 = 6
O Oxida en 2 x 1 = 2
2KClO3 2KCl + 6O2
Cu + HNO3 NO2 + H2O + Cu(NO3)2
0 +1 +5 -2 +4 -2 +2 -2 +2 +5 -2
Cu + HNO3 NO2 + H2O + Cu(NO3)2
Cu oxida en 2 x 1 = 2
N reduce en 1 x 1 = 1
Cu + HNO3 2NO2 + H2O + Cu(NO3)2
Cu + 4HNO3 2NO2 + 2H2O + Cu(NO3)2
Tema No. 4

PREPARACIÓN DE SOLUCIONES

SOLUTO
Se llama soluto a la sustancia minoritaria (aunque existen excepciones) en una disolución o, en
general, a la sustancia de interés.
Lo más habitual es que se trate de un sólido que es contenido en una solución líquida (sin que se
forme una segunda fase)
La solubilidad de un compuesto químico depende en gran medida de su polaridad. En general, los
compuestos iónicos y moleculares polares son solubles en disolventes polares como el agua o el
etanol; y los compuestos moleculares apolares en disolventes apolares como el hexano, el éter o el
tetracloruro de carbono

SOLVENTE

Aquella sustancia que permite la dispersión de otra en su seno. Es el medio dispersante de la


disolución. Normalmente, el disolvente establece el estado físico de la disolución, por lo que se dice
que el disolvente es el componente de una disolución que está en el mismo estado físico que la
disolución. También es el componente de la mezcla que se encuentra en mayor proporción.
Las moléculas de disolvente ejercen su acción al interaccionar con las de soluto y rodearlas. Se
conoce como solvatación. Solutos polares serán disueltos por disolventes polares al establecerse
interacciones electrostáticas entre los dipolos. Los solutos apolares disuelven las sustancias apolares
por interacciones entre dipolos inducidos.

CONCETRACIÓN
La Concentración es la magnitud que mide la cantidad de soluto (o solvente) que está presente en
una disolución.
Dependiendo de la Concentración de las sustancias de la mezcla, las disoluciones pueden ser de los
siguientes tipos:
 Diluidas: la cantidad de soluto es pequeña (por ejemplo, una solución de 1 gramo de sal en 100
gramos de agua)
 Concentradas: si la proporción de soluto con respecto del solvente es grande (por ejemplo, una
disolución de 25 gramos de sal en 100 gramos de agua)
 Saturadas: a una determinada temperatura no admite más cantidad de soluto disuelto.
 Sobresaturadas: contiene mayor cantidad de soluto que la permitida a una temperatura
determinada. Se produce por enfriamientos rápidos o por descompresiones bruscas.
Unidades de Concentración:
En química, las unidades más frecuentes para medir la concentración son las siguientes:

UNIDADES DE CONCENTRACION DESCRIPCION Y FORMULA

indica peso de soluto por cada 100 unidades de peso de solución.


% Peso a Peso (%P/P)
%(P/P) = (peso del soluto / peso de la disolución) · 100

% Volumen a indica el número de gramos de soluto en cada 100 ml de solución


FISICAS
Volumen (%V/V) %(P/V) = (gramos de soluto / ml de la solución) · 100

% Peso-Volumen indica el número de gramos de soluto en cada 100 ml de solución


(%P/V) %(P/V) = (gramos de soluto / ml de la solución) · 100

relación entre los moles de un componente (ya sea solvente o soluto) de


la solución y los moles totales presentes en la solución
Fracción molar Xsolvente = (moles solventes) / (moles soluto + moles solventes)
Xsoluto = (moles soluto) / (moles soluto + moles solventes)
Xsolvente + Xsoluto = 1
número de moles de soluto contenido en 1 litro de solución
Molaridad (M)
M = (moles soluto) / (Litros de solución)

relación entre el nº de moles de soluto por kgs de disolvente (m)


Molalidad (m)
m = (moles soluto) / (masa de solvente en kg)

número de equivalentes (eq-g) de soluto (sto) por litro de disolución


QUIMICAS Normalidad (N) (Vsc).
N = eqgsto / VSC

nº de peso-fórmula-gramo o Masa Molecular por litro de disolución


Formalidad (F)
F = (nº PFG) / (Volumen litro disolución)

proporción en que se encuentran los moles de soluto con respecto a los


Fracción Molar moles totales de solución.
%m = (nsol / ndisol) · 100%

Partes por millón cantidad de unidades de la sustancia (agente, etc) que hay por cada
(ppm) millón de unidades del conjunto
Bibliografía
32, B. (19 de Agosto de 2010). Taringa! Obtenido de Taringa!:
https://www.taringa.net/posts/ciencia-educacion/6225622/Reglas-para-nombrar-
compuestos-organicos-IUPAC.html
hispavista. (s.f.). Galeon.com. Obtenido de Galeon.com:
http://lacienciadelfuturo.galeon.com/contenido.htm
Línea, P. e. (s.f.). /www.profesorenlinea.com.mx. Obtenido de www.profesorenlinea.com.mx:
http://www.profesorenlinea.com.mx/Quimica/Nomenclatura_quimica.html
Linea, P. e. (s.f.). www.profesorenlinea.com. Obtenido de www.profesorenliena.com:
http://www.profesorenlinea.com.mx/Quimica/Mezclas.html
pedriodoncia. (21 de mayo de 2010). Scribd. Obtenido de Scribd:
https://es.scribd.com/doc/31697681/fenomenos-de-superficie
Quimicas. (1 de Mayo de 2010). Qumicas.net. Obtenido de Quimicas.net:
http://www.quimicas.net/2015/05/concentraciones-quimicas.html
Vogt, N. (24 de Mayo de 2012). blogspot.mx. Obtenido de blogspot.mx:
http://nicolasvogt1.blogspot.mx/2012/05/definicion-soluto-y-solvente.html