Está en la página 1de 35

Una ventana abierta al mundo

NES
Abril 1976 (arto XXIX) Precio : 2.80 francot francesa*
^ ¡she's«

i' tüHÜ

is
Wm ' "

Hi
f¿:''.'t li¿í£t il*",""' J, l.'í V-''--
' . '

^filll
y . : ,: '. :

.. ._ . .. . g . . :- E -V H

1 S SBfüg ^K^ît1
-.- S
saajspH

yä(iffifi
»>'v;

__l^^^B

il

I H
ï
V^hkr

TESOROS El hombre de piel de arcilla


Entre el año 500 antes de nuestra era y el siglo V se desarrolló la civilización de La Tolita, cuya
DEL ARTE influencia irradió desde la pequeña isla de este nombre hasta la costa septentrional del Ecuador.
La actividad comercial de la isla y el hecho de constituir un gran centro de ceremonias religiosas
MUNDIAL contribuyeron a un auge extraordinario de la cerámica. Sus representaciones antropomórficas
como la figura aquí reproducida, de cerámica moldeada presentan rasgos armoniosos y puros
pero con grandes diferencias somáticas entre ellas, lo que puede indicar la existencia de diversos
orígenes étnicos o el contacto con extranjeros de rasgos insólitos para los artistas locales. Trabaja¬
ban éstos también el oro y el cobre y, por primera vez en la historia de la humanidad, el platino,
ECUADOR que en Europa sólo comenzó a utilizarse a partir del siglo XVIII. Foto .</. Vautier-De Nanxe. París
El Página

Correo 5 HUMOR SIN FRONTERAS

Haced el humor, no la guerra

por Georges Mikes

ABRIL 1976 AÑO XXIX


9 GABROVO, CAPITAL BÚLGARA DE LA RISA
PUBLICADO EN 15 IDIOMAS Donde los gatos sin rabo sirven
para ahorrar calefacción
Español Arabe Hebreo por Bogomil Guerasimov
Inglés Japonés Persa

Francés Italiano Portugués 12 AVENTURAS DEL PLANARIO ANTIFREUDIANO


Ruso Hindi Neerlandés
Y DEL GUSANOLOGO METIDO A HUMORISTA
Alemán Tamul Turco
por James V. McConne/l

16 LAS MIL Y UNA HISTORIAS CÓMICAS


DE NASREDDIN HODSCHA
Publicación mensual de la UNESCO
El legendario héroe del humor popular musulmán
(Organización de las Naciones Unidas para
la Educación, la Ciencia y la Cultura) por Ivan Sop
Venta y distribución
Unesco, Place de Fontenoy, 75700 Parts
22 EL MUNDO NO MORIRÁ SI SE MUERE DE RISA
Tarifa de suscripción anual : 28 francos
Tapas para 11 números : 24 francos por Yuri B. Boriev

25 PLUMA EN RISTRE
Los artículos y fotografías que no llevan el signo ©
(copyright) pueden reproducirse siempre que se haga El chiste gráfico, nuevo género literario
constar "De EL CORREO DE LA UNESCO", el número
del que han sido tomados y el nombre del autor. Deberán por Iván Tubau
enviarse a EL CORREO tres ejemplares de la revista o
periódico que los publique. Las fotograflas reproducibles
serán facilitadas por la Redacción a quien las solicite por
escrito. Los artículos firmados no expresan forzosamente la 27 ENTRE CASAS ANDA EL JUEGO
opinión de la Unesco o de la Redacción de la revista. En
cambio, los títulos y los pies de fotos son de la Incumbencia Dibujos
exclusiva de esta última.

28 CHINA, JARDIN SECULAR


DE LA RISA Y LA SONRISA

por Kristofer M. Schipper


Redacción y Administración
Unesco, Place de Fontenoy, 75700 París
33 LATITUDES Y LONGITUDES
Director y Jefe de Redacción
Sandy Koffler

Subjefes de Redacción 34 LOS LECTORES NOS ESCRIBEN


René Caloz
Olga Rodel

Redactores Principales
2 TESOROS DEL ARTE MUNDIAL
Español : Francisco Fernández-Santos ECUADOR: El hombre de piel de arcilla
Francés : Jane Albert Hesse
Inglés : Ronald Fenton
Ruso : Victor Goliachkov
Alemán : Werner Merkli (Berna) Nuestra portada
Arabe : Abdel Monelm El Sawi (El Cairo)
Japonés : Kazuo Akao (Tokio) El presente número de El Correo de la
Italiano : María Remíddi (Roma) Unesco está íntegramente dedicado al humor
Hindi : N. K. Sundaram (Delhi) en el mundo. El personaje que, en la portada,
Tamul : M. Mohammed Mustafa (Madras) abre su humilde manto y deja ver un suntuoso
Hebreo : Alexander Broido (Tel Aviv)
y sorprendente decorado es uno de los más
Persa : Fereydun Ardalan (Teherán) célebres humoristas de la historia: Nasreddín
Portugués : Benedicto Silva (Río de Janeiro) Hodscha, héroe cómico del mundo musulmán,
Neerlandés : Paul Morren (Amberes)
cuyo origen se remonta a la Edad Media.
Turco : Mefra Telci (Estambul)
A la cuestión de si el humor puede cruzar las
Redactores fronteras que este número de la revista se
Español : Jorge Enrique Adoum plantea Nasreddin ha dado ya su respuesta:
Francés : Philippe Ouannès en efecto, sus anécdotas hacen reír hoy día a
Inglés : Roy Malkin un inmenso público que va desde China hasta
Estados Unidos, pasando por Africa y Europa.
Ilustración : Anne-Marie Maillard t.
Dibujo de Richard Williams y Errol le Cain, tomado
Documentación : Christiane Boucher de The Pleasantries of the Incredible Mulla Nasrudln
por Idries Shah © Mulla Nasrudin Entreprises Ltd.,
£2 » Jonathan Cape Ltd., Londres.
Composición gráfica
Robert Jacquemin Portada de atrás : Foto Maltâte © Rapho, Paris
La correspondencia debe dirigirse al Director de la revista
Foto © Associated Press

4
HUMOR
por George Mikes
SIN FRONTERAS

UN humorista no es experto en y cruel de la risa: «En la risa obser¬


humor en mayor medida que un vamos siempre una Intención no decla¬
diabético lo es en diabetes. Al igual rada de humillar y, por consiguiente,
que hay diabetes en el diabético, hay Haced el humor. de corregir a nuestro prójimo.»
humor en el humorista, pero no tiene
Koestler ha escrito mucho sobre el
ni idea de oómo lo tiene, y todavía
humor, en particular un ensayo para la
menos de cómo librarse de él.
Encyclopedia Britannica. Su definición
El humor es un problema de filosofía, es más pragmática: la finalidad del
pero los filósofos no salen mejor para¬ humor consiste en provocar la risa. Y
dos que los humoristas o que los dia¬ el escritor nos explica que la risa es
béticos. Un filósofo con sentido del el único «reflejo de lujo» de la huma¬
humor se reirá de un chiste en vez de nidad, un reflejo que, a diferencia de
cuando estornudamos o contraemos
hacerle la autopsia; y, por muy compe¬
tente que pueda ser en otros aspectos, las pupilas por miedo, no tiene ninguna
finalidad útil.
no podrá enseñarnos gran cosa sobre
el sentido del humor si carece de él. Finalmente, hablaré yo ahora por mi
cuenta.
Existe una complicación más, priva¬
tiva de este tema. No hay razón alguna
Reproduzco uno de esos chistes
para que un hombre que esté leyendo judíos que, a mi juicio, resultan a
menudo mucho más esclarecedores
un ensayo sobre el humor se ría o se
que toda una sarta de filósofos.
distraiga, en comparación con' otro que
vaya a leer un ensayo sobre la «Etica Un viejo judío ciego pregunta a una
a Nicómaco». Y sin embargo, piensa niña a qué se parece la leche.
que se va a divertir mucho. La mujer ¿La leche? repite asombrada la
que lee un libro de recetas de cocina niña.
no cree que va a saciar con ello su
apetito, pero toda persona que lee un Sí, la leche. Soy ciego y no puedo
imaginármela.
ensayo sobre el humor cuenta con que
va a divertirse. Y el hecho de que se Bueno, la leche es blanca.
hayan escrito sobre el humor más
libros aburridos que sobre cualquier
no la guerra Blanca... dice el viejo. Yo
soy viejo y ciego. No sé lo que quiere
otro tema no parece tener ningún peso decir blanco.
al respecto.
Es fácil de explicar dice feliz
Repasemos rápidamente lo que han la niña . Los cisnes son blancos.
dicho otras personas del humor y là
mofarse de alguien es vilipendiarle. A
juicio de Cicerón, el ridículo se basa Pero yo nunca he visto un cisne.
definición que han intentado dar de él.
en la bajeza y en la deformidad. Tienen el cuello curvo,
El Antiguo Testamento advertía ya la
tristeza que va unida a la risa. «Nues¬ Dando un gran salto en la historia, ¿Curvo? suspira el viejo.
tro corazón está triste incluso cuando ¿Qué es curvo?
llegamos al inglés John Harington,
ríe, y el desenlace del júbilo es la cortesano y «gracioso» de la época
aflicción.» Según Platón, nos reímos La niña levanta el brazo derecho y
elisabetana, para quien las comedias dobla la muñeca hacia adelante como
de las desventuras de nuestros amigos «hacen que el hombre vea la ver¬
el cuello de un cisne.
con una mezcla tíe placer y de dolor. güenza de sus propias faltas». La defi¬
También Aristóteles supo ver clara¬ nición del filósofo inglés Thomas Hob- Toquelo dice esto es curvo.
mente el carácter esencialmente cruel bes es la más famosa de todas: «La El viejo acaricia varias veces el
del humor; decía el gran filósofo que risa no es sino la brusca exaltación brazo y la muñeca doblada de la niña
que nos embarga cuando de pronto y exclama satisfecho:
GEORGE MIKES, renombrado humorista, nos damos cuenta de que hay en noso¬
|Loado sea Diosl |Ya sé a qué se
nos ha enviado la siguiente nota biográfica: tros una cualidad preclara, en compa¬
parece la lechel
«Nací en 1912 en Sikhs (Hungría), pero me ración con la flaqueza de los demás o
trasladé a Budapest cuanto tenia once años.
con la nuestra anterior.» Al igual que la niña del cuento, los
Yo deseaba ser periodista y escritor, pero mi
familia se empeñaba en que debía ser un Podría dedicar veinticuatro volúme¬ filósofos nos dicen cosas muy inteli¬
caballero, es decir un abogado, siguiendo en gentes y verdaderas sobre el humor.
esto las huellas de mi padre y da mi abuelo. nes a citar a grandes sabios y filóáo-
La niña tiene razón; y todo lo que dice
Así pues, estudié leyes, pero al mismo tiempo fos, pasando por Hegel y Schopen¬
obtuve un trabajo de periodista. Cuando aprobé hauer, pero me limitaré a estos tres: resulta útil: la leche es blanca, los cis¬
el doctorado, mi carrera de periodista habla ido nes son blancos y tienen el cuello
Henri Bergson, Arthur Koestler y mi
ya demasiado lejos, por lo que mi familia hubo curvo. Pero en definitiva, después de
humilde persona.
de renunciar a sus esperanzas de que me haber leído todas las bibliotecas sobre
convirtiera en un cabal/ero. Me enviaron a
Bergson sabía que la risa tiene el humor, sabemos tanto al respecto
Londres por quince días y al/1 me quedé. Hasta
ahora. He escrito más de 30 libros y, según siempre un carácter de corrección, de como lo que, al final, pudo descubrir
me dicen, se han vendido de ellos varios mi¬ castigo. Le constaba plenamente (como el viejo sobre la leche: muchos y muy *
llones de ejemplares en 21 idiomas.»
más tarde a Freud) la índole agresiva importantes y útiles detalles, pero no r

5
, lo esencial, a saber, lo que es real¬ fuerte sentido del humor . y quien chas largas lecturas. Los chistes han
mente el humor. carece manifiestamente de él consiste revestido siempre una importancia
en que el primero ve la vertiente humo¬ especial en las tiranías. Son cortos, se
Quisiera añadir algunas observacio¬
rística de todas las situaciones y el pueden susurrar al oído en pocos
nes sobre nuestro conocimiento de
segundo no sabe advertirla. segundos y, al burlarse del tirano, le
detalles importantes antes de pasar a
devuelven al nivel humano, demos¬
otros temas. G. K. Chesterton fue quien dio la
trando que el gran hombre no es más
respuesta perfecta a la referida pre¬
Lo que más me llama la atención en que un ser humano falible, vacilante y
gunta cuando observaba, dirigiéndose
una stiuación, en la que otros quizás estúpido como lo somos todos; y esto
a la humanidad en general: «Tú haces
advierten tristeza y tragedia, suelen es algo que no puede soportar durante
chistes; yo los veo.»
ser los aspectos grotescos, paradóji¬ mucho tiempo la reputación de un
cos y divertidos. Hace ya unos quince Contar constantemente chistes sin tirano.

años, estaba yo escribiendo mi primera que vengan a cuento puede resultar El chiste no ha sido tratado nunca
novela, y Arthur Koestler al que ya terriblemente aburrido. Oir chistes
como se merece. Freud y otros lo han
me he referido me preguntó de qué interminables es el riesgo profesional analizado como fenómeno psicológico,
trataba. Le expliqué que el protago¬ de los humoristas. Allí donde voy, todo pero jamás como fenómeno literario.
nista era un hombre que comía dema¬ el mundo me cuenta chistes. El gran Debería suscitar -cierta atención, pero
siado, cuya pasión mortal era la humorista húngaro Frederic Karinthy inevitablemente se le mantiene en ese
comida, que comía como los demás se lamentaba: «No puedo explicar a la nivel del arte menor. ¿Por qué menor?
beben. «Se trata de un buen tema gente que el humorista es una persona Por tres razones principales:
asintió . Mucho mejor para Kafka que cuenta chistes, pero que no admite
1. El humor ha de ceder siempre el
que para usted, pero desde luego es que se los cuenten los demás.»
un buen tema.» Solamente veía el
sitio a la tragedia. Esto no quiere decir
El chiste es un arte menor, con una que los grandes humoristas, por ejem¬
aspecto trágico.
transcendencia no solamente literaria plo un Mark Twain, vayan a la zaga de
En cambio, yo, que creo no carecer sino también política. Todo chiste que los escritores serios pero tontorrones.
de comprensión ni de capacidad de tenga un sentido no solamente el Por supuesto que no. Son mucho más
enternecimiento y que sentía simpatía suyo propio sino también el de exponer grandes. Ahora bien, si consideramos
por mi héroe, lo concebía esencial¬ algo en las circunstancias dadas el; caso del propio Shakespeare, sus
mente como un personaje cómico. puede resultar más revelador que mu grandes tragedias El Rey Lear o
Después de todo, reventar de un har¬
tazgo es menos trágico que morir, por
ejemplo, combatiendo heroicamente en
el campo de batalla. Sí, hay cosas en
las que suelo ver humor y diversión
mientras los demás piensan con sus¬
picacia y recelo: ¿De qué diablos se
ríe este hombre?

Este hecho a saber, que el humor


no depende de la situación sino de la
mirada de cada uno es la respuesta
a la pregunta que tan a menudo se
hace a los humoristas: «¿Cómo es que
todas las cosas divertidas le ocurren
precisamente a usted?». La vida de un
humorista parece ser una cadena inin¬
terrumpida de hechos regocijantes,
mientras que, dicen los demás lúgu¬
CC O
bremente, a ellos nunca les pasa nada. _£
ti
Por supuesto, la vida es una larga «

CT,
y feliz broma; pero también es una
tragedia terrible y sombría, o un tedio
sin fin. Todo depende de uno mismo. «"O
o o,
La única diferencia entre un humorista
o más bien entre quien tiene un

Dibu|o © de Saul Steinberg, Société Nouvelle Dibujo © de Danllo Aquisti, Italia, publicado por la Casa del
des Editions du Chêne, Paris Humor y de la Sátira, Gabrovo, Bulgaria, 1975
del agua. Como es un buen inglés, en lugar del brusco arrebato o exa¬
grita a los del barco con tono tran¬ brupto.
quilo, por supuesto : «|Qué viento
más fuertel» Esto es understatement. Podría seguir analizando tipos de
humor nacional tan inverosímiles como
Podemos citar también este breve
el griego o el suizo. He dedicado
diálogo del humorista inglés P.G.
mucho tiempo a intentar comprender
Wodehouse:
el sentido del humor de los chinos, y
Jeeves ¿ha visto usted al señor más todavía el de los japoneses. Pero
Fink-Nottle? he fracasado. En nuestra arrogancia
No, señor. europea, propendemos a pensar que
Es que voy a asesinarle. carecen de sentido del humor simple¬
Muy bien, señor. mente porque el suyo es muy diferente
del nuestro. Bueno, no estoy seguro
El understatement no es simple¬ de ello.
mente un modo de presentar los chis¬
tes sino, en Inglaterra, también un arte Lo único que podemos decir en con¬
o un modo de vida. Cuando el inglés clusión es que existe ciertamente un
sale de casa en pleno diluvio, al cru¬ sentido nacional del humor. Mientras
zarse con un vecino le dirá: «No se haya idiosincrasias nacionales, éstas
puede decir que haya buen tiempo.» se manifestarán en forma de humor
Todo el ritmo de la vida en Inglaterra nacional. Aunque, a decir verdad, no
es understatement. Se trata de una podemos saber cuanto durará esto en
reacción atenuada ante todo, y con¬ un mundo que se está volviendo cada ^
siste en optar por la palabra amable vez más aburrido y más uniforme. r

Desde los días en que los egipcios


utilizaban « especíalisimas » máquinas de
escribir para llenar de jeroglíficos
sus obeliscos hasta la edad moderna con
sus libros, las palabras les han creado
siempre problemas a los hombres.
He aquí tres ejemplos de humor gráfico
actual para recordárnoslo.

Hamlet son obras maestras en mayor


medida que sus excelentes comedias,
El mercader de Venecia o La fierecilla
domada.

2. El chiste es unidimensional, al
paso que la vida es compleja y polifa¬
cética, y por ello no puede casar siem¬
pre con ella.

3. En una obra de arte corta, por


ejemplo, en un poema japonés, puede
haber belleza, pero nunca una estruc¬
tura o un desarrollo.

El dramaturgo Ferenc Molnár Inci¬


taba a su amigo, el austríaco Alfred
Polgar, a escribir obras más largas y
a no limitarse a sus excelentes epigra¬
mas, paradojas y observaciones bre¬
HIB-7
ves. Polgar, tras reflexionar sobre el il '
consejo, lo rechazó. No pensaba aban¬
donar el estilo que mejor le iba. Mol¬
E II
nár se encogió de hombros: «Muy bien
dijo entonces seguirá usted siendo
el campeón mundial de los dos metros M
lisos.»

Sí, como forma de arte el chiste es


una carrera de dos metros lisos.

Preguntémonos ahora: ¿existe un


humor específicamente nacional? Des¬
de luego que sí. Así, la especialidad de
los ingleses es la litote, el understate¬
ment. Un hombre se cae al agua en
el Canal de la Mancha. Hay una
galerna y las olas son gigantescas. La
cabeza del náufrago sobresale apenas
Dibujo © de Ronald Searle, tomado de The Square Egg, Weidenfeld and Nlcolson, Londres, 1968
Admitido que exista el humor nacio¬ En Gabrovo, capital búlgara
e internacional del humor,
nal, debemos ahora hacernos una pre¬
los gatos no llevaban una vida
gunta mucho menos frecuente pero tal fácil. Según la tradición,
vez más interesante: ¿Existe un humor los habitantes les cortaban el
internacional? ¿Puede el humor atra¬ rabo para que, en ¡nvierrto, las
vesar las fronteras entre los países? puertas se cerraran más de
prisa y ahorrar asi la calefacción.'
Hay muchos que sostienen que tal
No es pues de extrañar que el
tipo de humor no existe ni puede exis¬ Festival del Humor y de la
tir. Y, sin embargo, esto no es cierto. Sátira y la Bienal de la
La verdad es que la gente se ríe con Caricatura, que se celebran en
los mismos chistes en todo el mundo. mayo en Gabrovo, tengan como
Dicho esto, me apresuro a matizar, y emblema un gato con el rabo
a ampliar, mi aserto. cortado (a la derecha).
En este plato humorístico
Las personas instruidas se rien de (a la izquierda), el gato tiene
las mismas cosas y las que no poseen todavía su rabo pero pronto
ninguna instrucción, o poca, se ríen lo va a perder (abajo), ante el
también todas de una serie de cosas, estupor de los perros
de la ciudad.
diferentes de las que hacen reír a las
primeras.

No quiere esto decir que la persona


Instruida no se ría del hombre que res¬
Foto El Correo de la Unesco
bala en una cascara de plátano o al
que arrojan a la cara una tarta de nata.
Este tipo de humor desata en los seres
humanos tales reflejos de miedo y de
Fotos © Sofía Press
agresión que todas las barreras de la
buena educación se desmoronan como
las murallas de Jericó. Podrá avergon¬
zarnos nuestro mal gusto, pero no por
ello dejaremos de reír.
Ciertos chistes son no sólo interna¬
U I / I.J U J
cionales sino, a decir verdad, inme¬
moriales. Los hay que resucitan en
diversos lugares y en distintos siglos.
A veces se los moderniza y desem¬
polva, pero el hecho es que vuelven.
Chistes nacidos al calor de la infla¬
ción alemana de los años posteriores
a la primera guerra mundial han reapa¬
recido medio siglo después en Brasil
o Italia. Otros chistes que se decían o
se dicen contra los regímenes de, por
ejemplo, Grecia, Chile y España se

\ torHop.cAVHf* j^^
decían ya contra Hitler, contra Napo¬
léon III o contra Caligula.

Insisto, pues, en que el humor no


respeta las fronteras nacionales. Lo
\ Il «
que, sin embargo, no quiere decir que
los chistes y el humor viajen más fácil¬
mente que, pongamos por caso, el
vino. Hay vinos que no viajan absolu¬
tamente nada; muchas peràonas detes¬
tan los vinos resinados griegos, otras
se niegan a beber un vino distinto,
otras detestan todos los vinos en gene¬
ral, etc. Parejamente, la popularidad
de los chistes depende de numerosos
factores: el carácter nacional, el sen¬
tido del humor de cada cual, la psico¬
logía nacional o individual, la educa¬
ción, la crisis o la euforia en materia
monetaria, los gustos, etc.
Pero lo esencial es que el humor
puede viajar, y en muchos casos efec¬
tivamente viaja, de país a país. Esta¬
blecer un verdadero internacionalismo
en cuestiones de humor no es más
fácil que en cualquier otra cosa. No,
pensándolo mejor, creo que es más
fácil. Después de todo, la gente se
muestra más propicia a reír que a
hacer concesiones políticas.

Si vale, pues, un consejo, yo daría


el siguiente: Haced el humor, no la
guerra.

George Mikes

8
GABROVO
CAPITAL BÚLGARA DEL HUMOR
Donde los gatos sin rabo
sirven para ahorrar calefacción

por minadas anécdotas sino al propio sen¬ abría la ventana y tocaba \a trompeta.
tido del humor. Todo comenzó, de Siempre había algún vecino que gri¬
Bogomil Guerasimov manera casual, hacia 1957 en Londres, taba: «¿Quién es el imbécil que hace
donde por entonces era yo secreta¬ tanto ruido a las dos de la madru¬
rio de la embajada búlgara... gada?».

SI preguntan ustedes a un esco¬ Estaba discutiendo en tono de bro¬


Me pareció increíble, pero había
cés por el lugar de origen de oído bien. Era la continuación casi
ma con un periodista amigo mío
las mlnlfaldas, de los pantalones idéntica de la anécdota de Gabrovo
acerca de la celebridad de que gozan
ajustados, de los planeadores, de la que me disponía a contarle. Mi amigo
en todo al mundo el yogur búlgaro
moneda más pequeña del mundo y se interesó mucho por el humor de
y el whisky escocés, cuando me pidió
de otros inventos similares, pensará Gabrovo, y yo me apresuré a ofre¬
que le contase una anécdota típica¬
inmediatamente que se trata de bro¬ cerle unas cuantas perlas más. Por
mente búlgara. Entonces le hablé de
mas de Aberdeen. Pero he aquí que ejemplo: los habitantes de Gabrovo
los habitantes de Gabrovo, conocidos
la ciudad de Gabrovo reivindica tam¬ bailan descalzos para no hacer ruido
por su extremada avaricia, pero que,
bién sus derechos de autor sobre estas y así poder oir la música de la ciudad
lejos de sentirse ofendidos por tal
y otras patentes. vecina; les colocan a las caballos
reputación, inventan ellos mismos
gafas de cristales verdes para hacer¬
Hace unos seis años, se supo con anécdotas para alimentarla, las cuen¬
les confundir la paja con la hierba
sorpresa en Gran Bretaña que esta tan con fruición e Incluso llegan a
tierna; callentan los cuchillos para
ciudad búlgara goza de la misma cele¬ publicarlas en recopilaciones espe¬
que sus invitados no puedan servirse
bridad que Aberdeen y que existe ciales. Para ilustrar mi descripción, le
mantequilla; se hacen miembros de las
una sorprendente analogía entre el conté seguidamente que los habitan¬
sociedades protectoras de animales
humor de Gabrovo y el humor esco¬ tes de Gabrovo detienen durante la
para que sus esposas no les pidan
cés. Más aun, se trata de una simi¬ noche sus relojes y péndulos... para
abrigos de pieles, etc.
litud que concierne no sólo a deter- que la maquinaria no se gaste.
Nació así la ¡dea de organizar un
«¿Y qué hacen cuando quieren sa¬ concurso para seleccionar la mejor his¬
BOGOMIL GUERASIMOV, escritor y perio¬ ber la hora?» Antes de que pudiera yo toria escocesa del tipo «Gabrovo».
dista búlgaro, ha publicado una colección de responder mi interlocutor prosiguió: El periódico de Glasgow Da/7y Record
chistes y anécdotas escocesas titulado La risa
«Un escocés guardaba siempre deba¬ se encargó de dar a conocer la idea.
en Aberdeen. Es autor de varias novelas, de
obras para la televisión y de guiones cinemato¬ jo de la cama una trompeta. Cuando Como consecuencia de esta convoca¬
gráficos. quería saber la hora durante la noche, toria, se organizó en Aberdeen, capital

9
Todos los dibujos humorísticos de estas páginas están tomados del catálogo de la segunda Bienal Inter¬
nacional del Humor Gráfico y de la Caricatura, publicado por la Casa del Humor y de la Sátira. Gabrovo.
Bulgaria, 1975

.De esta manera, se inventaron anécdo¬


tas y bromas que ironizaban sobre
los propios defectos, pero la broma
no ponía jamás trabas al comercio.
Esta es una ley fundamental del humor
de Gabrovo.

Transcurrieron los años y junto a


los pequeños talleres artesanales apa¬
recieron otros mayores. Más tarde se
construyeron las primeras fábricas.
Aunque lentamente, la ciudad evolu¬
cionaba.

Pero la verdadera expansión de


Gabrovo no llegó hasta la Segunda
Guerra Mundial. Los antiguos talleres
y fábricas fueron sustituidos por fac¬
torías más modernas, cuyos produc¬
tos se exponen hoy en docenas de
países. La vida de la población ha
cambiado. Gabrovo es ahora una agra¬
del humor escocés, una solemne gran de ellos sé, otro tanto puede decir¬ dable ciudad que crece sin cesar.
final, en la que se proclamaron los pre¬ se de los habitantes de Aberdeen. Posee amplios bulevares, parques,
mios: varias personas ganaron una monumentos, hermosos edificios y
Gabrovo está situada en las faldas
estancia gratuita de dos semanas en amenos alrededores. Nada queda de
de las vertientes boscosas de los la miseria de antaño, de las casuchas,
centros de veraneo búlgaros, con una
visita especial a Gabrovo. Balcanes, no lejos de la antigua capital del polvo que cubría las estrechas
búlgara de Vellko-Tirnovo, y se callejuelas. Todo esto ha desapare¬
El Daily Record calificó a esta cere¬ extiende sobre las dos riberas del
cido. Sólo quedan el espíritu inven¬
monia de « una sesión en la que Aber¬
Yantra. Por lo general, una ciudad tivo y emprendedor, el sentido del
deen se desternilló de risa». Por su
de montaña posee pocas tierras humor y las viejas historietas (que se
parte, el Aberdeen Evening Express
cultivables. Los hombres que allí se renuevan y multiplican y que jamás
publicó un artículo titulado «El humor
establecieron en el siglo XVI tuvie¬ desaparecerán).
une a Bulgaria y Aberdeen». El acon¬
ron que buscar medios de subsistencia
tecimiento alcanzó notoriedad gracias Un buen ejemplo lo tenemos en el
distintos de la agricultura. Se dedi¬
a los medios de comunicación y yo célebre parque etnográfico de « Eta-
caron así a la artesanía. No contaban
recibí muchas cartas, no sólo de todos ra», situado en las afueras de la
todavía con la electricidad, pero, en
los rincones de la Gran Bretaña sino ciudad. Este curioso museo reproduce
cambio, tenían a mano las aguas del
también de otros países lejanos, como para los visitantes la atmósfera de
río. Poseían un espíritu extraordina¬ hace 150 años. En él se han recons¬
Canadá, Estados Unidos, Zambia,
riamente inventivo y lograron conver¬
Australia, Nueva Zelandia, etc. Todas truido viejas cellejuelas bordeadas
tir el río en su más fiel servidor. Pro¬
estas cartas, como las que se reci¬ por maravillosas muestras de la an¬
ducían de este modo valiosas mercan¬
bieron en la redacción del Da/7y Re¬ tigua arquitectura de Gabrovo, peque¬
cías que ponían en venta, y así fue
cord, se conservan en Gabrovo. ños talleres artesanales en los que
como los primitivos artesanos acaba¬
los viejos maestros y sus aprendices
Dije antes que algunas anécdotas ron convirtiéndose en comerciantes.
siguen trabajando a la manera de
escocesas son casi idénticas a las de
Pero el comercio no es un negocio antaño y donde podemos encontrar
Gabrovo. Me han preguntado con fre¬
fácil. Exige especiales cualidades: antiguos instrumentos y mecanismos
cuencia quién las copla de quién, así
como el nombre de su verdadero au¬ hay que luchar contra la competencia, únicos en su género, sobre todo para
atraer al cliente, satisfacerle y con¬ el aprovechamiento eficaz del agua. El
tor. A mi juicio, es posible que exis¬
vencerle de que comprar en Gabrovo número de turistas que visitan este
tan plagios, pero resultan difíciles de
ofrece para él todas las ventajas ima¬ parque aumenta cada año.
probar y, lo que es más significativo,
carecen de importancia. Todo el mun¬ ginables. Para lograr estos objetivos, Por supuesto, es casi excusado
do sabe, por ejemplo, que la gaita el comerciante tuvo que hacerse pasar decir que Gabrovo sigue siendo la
escocesa nació en tierras búlgaras. por Ingenuo y bobo, acentuando algu¬ misma ciudad chispeante de gracia y
Pero esto no impide que los escoce¬ nos de sus propios defectos y per¬ de vida. Sus habitantes nacen dota¬
ses la consideren como inven¬ feccionando continuamente esta tác¬ dos de un sentido del humor que
ción suya y como una de sus apor¬ tica, dispuesto siempre a reírse de sólo muere con ellos. En el centro
taciones a la cultura musical del sí mismo mientras esto pudiera ser¬ de la ciudad, sobre un roquedal situa¬
mundo. A la gaita se podrían añadir virle para sacar adelante su negocio. do en medio del río, se levanta un
otros muchos ejemplos humorísticos
de Gabrovo que encontraron terreno
abonado en Escocia y se naturalizaron
allí rápidamente. De la misma manera,
muchas historietas y chistes escoce¬
ses han adquirido ciudadanía búlgara
y se han afincado en Gabrovo. Esta
similitud es sin duda curiosa, pero
lo esencial es la sorprendente analo¬
gía del sentido del humor.

Gabrovo goza en Bulgaria de la


misma reputación que Aberdeen en
Escocia. Los habitantes de ambas
ciudades tienen fama de avaros, inclu¬
so de roñosos y arteros y de estar
siempre dispuestos a buscar cualquier
beneficio fácil. Pero la realidad es dife¬
rente de la ficción. Los habitantes
de Gabrovo son laborioros, honrados,
hospitalarios y generosos. Por lo que

10
monumento dedicado al fundador de
la ciudad, Rachto el Herrero. Es un
ejemplo más del espíritu ahorrativo de
los habitantes de Gabrovo. En efecto
¿por qué no utilizar para este menester
un roquedal Inútil y reservar la buena
tierra de las orillas del río para otras
necesidades ?

El símbolo oficial de Gabrovo es


un gato con la cola cortada. Según
una historieta muy célebre, los habi¬
tantes de la ciudad les cortan la cola
a los gatos para que, durante el in¬
vierno, cuando éstos salen de una
habitación bien calentada, las puertas
puedan cerrarse rápidamente tras
ellos, y así no gastar calefacción.
Todos los años, en el mes de mayo,
se organiza en Gabrovo un gran fes¬
tival del humor y de la sátira que se
inaugura con un gesto simbólico: cor¬
tarle precisamente la cola a un enor¬
me muñeco que representa un gato
negro. A continuación emprende la
marcha un cortejo carnavalesco, que
reproduce escenas de espectáculos
satíricos y viejas historias jocosas, y
en el que gentes alegremente vesti¬
das con trajes abigarrados y cubiertas
con pintorescas máscaras desfilan
cantando y bailando. En este cortejo
se reserva un lugar especial al hu¬
mor escocés y a los vínculos esta¬
blecidos entre Gabrovo y Aberdeen.
Pero el festival de Gabrovo no
es tan sólo una carnavalada. Durante
una semana entera los teatros y cines
de la ciudad se dedican exclusiva¬
mente a la presentación de espectá¬
culos cómicos. Se organizan confe¬
rencias teóricas acerca del humor y la
sátira y se inauguran exposiciones.
En mayo de 1973, durante el festival
correspondiente a ese año, se organi¬
zó la primera Bienal de la Caricatura,
con el título de «Gabrovo-73». Tres¬
cientos cuarenta y ocho autores de
veintidós países acudieron allí, con
más de mil trescientas obras. Un pro¬
metedor comienzo que augura para
esta Bienal de Gabrovo un brillante
Francis Georges, Bélgica
porvenir como acontecimiento cultural
Internacional.

Por lo demás, la Bienal de la Cari¬


catura fue la primera manifestación
'.I «j u'.'i li'Ul "t i it.li.iV1 importante de la nueva Casa del Hu¬
mor y de la Sátira de Gabrovo. Esta
Casa, que acaba de terminarse, tiene
una sala de proyección propia y
cuenta con un teatro satírico y un
'ill i'i '. ll,'ii>^ nI'i I . «ii
Xlil II'Ali I ,.
'' l'i l'i salón de conferencias y exposiciones.
's A\fi WS La dirección de la Casa recibe conti¬
nuamente cartas entusiastas remitidas

V .'< V1«1 por humoristas y aficionados al humor


ii.Vi de muchos países, que además han
V'1
V. enviado más de diez mil regalos.
i!' ii''ii
El humor de Gabrovo es una ver¬
dadera riqueza nacional que no es
necesario conservar en cajas fuertes
ni en museos. Vive, por el contrario,
H;'¡V' "ï'V,',' en el corazón y en el espíritu de los
hombres que lo aman, que se regoci¬
jan con él y que lo enriquecen conti¬
nuamente. De ese humor son los habi¬
tantes de Gabrovo, tanto por tradi¬
ción como por vocación, guardianes
'.'il'." honoríficos.

Bogomil Gueraslmov

11
Adoi jid OS'ZS

Ihe
WDÏW\ RUNNER'S

o.
digesï
FIFTEENTH /INNIVERS/qftV ISSUE
s Vol. XVI, No. 2
o

m December, 1974

¿I À£)OTOHO/Sd

as

IS jopxunoiaji
$2.50 par copy

n ;

©3

He aquí las dos portadas de un mismo número de una sola revista.


Todo depende de la mitad que el lector esté leyendo : el Worm Runner's Digest
(Manual del gusanólogo) o The Journal of Biological Psychology
(Revista de psicología biológica). El Worm Runner's Digest fue
fundado por el biólogo norteamericano James V. McConnell y por
un pequeño grupo de colegas como publicación científica humorística.
El éxito de la revista fue inmediato; hubo incluso círculos
científicos que la tomaron en serio. Más tarde se entreveraron
las veras con las bromas y la revista se dividió en dos,
quedando ambas mitades invertidas entre sí. A la derecha,
un dibujo de gusanos planarios del artista holandés M.C. Escher.
En el Journal of Biological Psychology aparece el mismo dibujo al revés (arriba).

AVENTURAS DEL PLANARIO


ANTIFREUDIANO Y DEL GUSAN0L0G0
METIDO A HUMORISTA

por DESDE hace algunos años vengo muy lejos... ¡hacia la excomunlónl
publicando una revista, medio
James V. McConnell Mi desenfadada revista sólo puede
humorística y medio científica, titulada
parecer humorística al que sabe mucho
The Worm Runner's Digest. Con esto
de gusanos planos. Como no es impro¬
comienza mi confesión. Porque el
bable que el lector ignore algunos de
Digest, que empezó siendo una
los detalles más finos de la vida de
pequeña broma personal a costa del
los planarios (o platelmlntos), trataré
Establishment científico, se ha conver¬
de explicar como es debido lo más
tido para mí en algo más que una
JAMES V. McCONNELL. fundador y director notable de la psicología de estos
de la revista humorística The Worm Runner's broma. He perdido subvenciones a
gusanos, para que el lector pueda
Digest y, posteriormente, de The Journal of causa del Digest; he visto mis experi¬
Biological Psychology, es profesor de psicología comprender, siquiera un poco, la psico¬
mentos puestos en duda, no por su
de la Universidad de Michigan, en Ann Arbor logía de los gusanólogos. Es una
contenido, sino por culpa del Digest;
(EUA). Ha escrito numerosos trabajos y artículos historia que tiene cola, puedo ase¬
sobre los gusanos planarios y sobre la bioquímica he visto rechazados mis artículos
gurarlo.
del aprendizaje. En la revista trimestral de la destinados a otras revistas, por atre¬
Unesco Impacto. Ciencia y sociedad (julio-
verme a citar investigaciones publi¬ El planario, ,o gusano plano común,
septiembre de 1969) apareció una versión más
larga de este articulo. En la actual se han intro¬ cadas en el Digest. Parece que un es un animal acuático pequeño que
ducido algunas enmiendas para ponerla al día. poco de humor puede llevarnos raras veces excede de los 3 cm de

12
longitud y que puede encontrarse en gusano lo que primeramente atrajo no puedes, entonces, por todos los
las albercas, los arroyos y los ríos mi atención. En mis tiempos de estu¬ santos, publica montañas de mala
de todo el mundo. diante graduado de la Universidad de investigación. Después de todo, el
Texas había emprendido un trabajo de decano no se dará cuenta de la dife¬
Comencé a interesarme por este
investigación, en colaboración con otro rencia.»
bicho por tratarse del animal más estudiante llamado Robert Thomson,
simple del árbol filogenético que posea Tomé buena nota del consejo, e
para ver si el planarío podía ser inmediatamente puse en marcha el pri¬
un auténtico cerebro y un sistema
amaestrado. Era de suponer que, tra¬ mer «laboratorio de gusanos» de la
nervioso de tipo humano. Pero el pla-
tándose del animal más simple provisto Universidad de Michigan.
nario no sólo es notable por su cere¬
de un cerebro, podría ser el animal
bro, sino también por otras particula¬ Me dieron una pequeña habitación,
más simple capaz de realizar un ver¬
ridades. en el sótano, y fondos suficientes para
dadero aprendizaje (en todo caso,
comprar un equipo muy modesto y
Así, por ejemplo, es la forma de esto decían las teorías psicológicas de
vida más simple con verdadera sime¬ unos cuantos gusanos. Al igual que
la época).
todos los instructores jóvenes y ambi¬
tría bilateral, lo que quiere decir que,
si se escinde en dos mitades desde Así, pues, Thomson y yo organiza¬ ciosos, tuve la habilidad de convencer

la cabeza a la cola, la mitad izquierda mos un experimento con el que a dos estudiantes muy brillantes
demostramos a nuestra propia satis¬ (Daniel Klmble y Allan Jacobson) para
es la imagen en un espejo de la mitad
facción al menos que al gusano que hicieran prácticamente todo el
derecha. El gusano, además, hace
plano podía enseñársele ese tipo de trabajo.
gala de la vida sexual más embrollada
que uno pueda imaginar en un animal. lección que el profesor Pavlov llamó Tenía, sin embargo, un problema:
reflejo condicionado. Más tarde, habiendo demostrado ya que los gusa¬
Afrontemos el hecho: el planarío es cuando me incorporé a la Universidad nos eran capaces de aprender, ¿qué
una anomalía psicológica, un animal... de Michigan, en Ann Arbor, como podríamos hacer en la etapa siguiente?
antifreudiano. Para empezar, es herma- instructor joven y ambicioso, el direc¬ Durante mucho tiempo anduve dán¬
frodita, disponiendo de un conjunto tor del Departamento de Psicología me dole vueltas al asunto, hasta que un
completo de órganos sexuales masculi¬ llamó a su despacho para tener con¬ buen día recordé que Thomson y yo,
nos y femeninos. migo una charla amistosa. cuando trabajábamos en la Universidad
El gusano "plano carece de boca. de Texas, habíamos tenido una idea
«Jim me dijo tal vez haya
Tiene en su lugar una faringe, situada descabellada.
llegado a tus oídos el rumor de que,
hacia la mitad del cuerpo, que el
en el mundo universitario, hay que Los planarios no sólo se reproducen
animal impulsa hacia fuera cuando se
publicar o perecer. Quiero que sepas sexualmente sino que lo hacen también
pone en contacto con la comida. La
que ese rumor es totalmente cierto. asexualmente (podría decirse que
faringe se cierra sobre todo lo que
Estoy seguro de que sabes ya lo que tienen, con mucho, lo mejor de ambos
pueda ser alimento, y el gusano aspira
de ti se espera; de todos modos, mundos). Al salir del cascarón, el
por ella los jugos nutritivos, como
quiero pedirte un favor. Siempre que gusano viene completamente equipado
quien aspira un refresco por una paja.
sea posible, trata por todos los medios para hacer todo lo que sea, menos *
Pero no fue la vida sexual del de hacer investigación buena. Pero si reproducirse. Tras unos meses der

13
engorde, llega a la pubertad y en varías piezas y dejar que se rege¬
' comienza a aparearse. La actividad nerasen libremente. Como a medias
sexual se mantiene normalmente du¬ esperábamos ya, cada animal regene¬
rante tres o cuatro años, al cabo de rado conservaba el recuerdo de lo que
los cuales el bicho parece entrar en el bicho primitivo había aprendido.
un declive senil. Y entonces no es Lentamente fue adentrándose en
infrecuente que ocurra un milagro. nosotros la ¡dea de que las teorías
Un buen día, arrastrándose el animal vigentes sobre la memoria no tenían
por el fondo de alguna alberca, su validez en este caso, ya que todas
cola comienza a mostrar voluntad pro¬ ellas sostienen que los recuerdos se
pia, se agarra a una roca y se niega a almacenan neurofisiológicamente en
moverse de allí. La cabeza lucha por el cerebro. Dado que nuestros gusanos
todos los medios para que las cosas regenerados habían tenido que des¬
arrollar un cerebro totalmente nuevo,
sigan como antes, pero, a pesar de
todos sus esfuerzos, la cola se man¬ pensamos que las lecciones por ellos
tiene obstinadamente aferrada a la aprendidas debían de registrarse quí¬
roca. Incapaz de convencer a la cola micamente, es decir que cada vez que
de que siga con ella, la cabeza opta el planario aprendía una cosa, debía
por la mejor alternativa posible: tira producirse una alteración especial en
con tanta fuerza que el animal se las moléculas químicas de su orga¬
rompe por la mitad. La cabeza se nismo, del mismo modo que en una
larga por su cuenta y deja a la cola computadora se produce una altera¬
que se las arregle como pueda. ción mecánica o eléctrica cada vez que
la máquina registra o almacena un Foto del gusano plano común,
Ahora bien, cuando se corta por la dato. Nuestra teoría química de la platelminto o planario, que fue el origen
cintura a un ser humano, éste tiene
memoria era muy interesante, pero de la revista científica de humor
cierta tendencia a no sobrevivir a la The Worm Runner's Digest (Manual
¿cómo hacer para demostrarla?
operación. En cambio, si practicamos del gusanólogo).
Parejamente a los hombres y a las
esta misma operación en un gusano
mujeres, también los planarios tienen
plano, lo que hacemos es desencade¬
personalidad propia, como se com¬
nar la reproducción asexual, lo mismo
prueba después de estudiarlos durante
que el propio bicho hace ocasional¬
algún tiempo. Dicho de otro modo,
mente por sí solo. La cabeza desarrolla gusanos son unos bichos bastante
una nueva cola en cosa de cinco o seis,
cada gusano reacciona de modo lige¬
especiales. No sólo se dejan cortar
ramente distinto que sus hermanos y
días, mientras que la cola, aferrada en dos, regenerándose cada uno de
primos. Ahora bien, se da por descon¬
valientemente a su roca, regenera a su los trozos para formar un organismo
vez una cabeza enteramente nueva
tado que las moléculas son todas
completo, sino que se puede practicar
iguales. Por consiguiente, cuando un
con cerebro, ojos y todo el aparato en ellos toda clase de juegos sádicos.
sensorial en una o dos semanas. Es planarío aprende una lección deter¬
minada en nuestro aparato de adiestra¬ Si se escinde en dos la cabeza del
más, cada una de las partes regene¬
miento, damos por supuesto que los .planario, desde la punta del hocico
radas alcanza pronto el mismo tamaño hasta donde estaría la nuez o bocado
cambios químicos que se producen en
del animal primitivo, y, rejuvenecido
el interior de su cuerpo son más o de Adán (si el gusano la tuviera, que
éste además de regenerado, comienza
menos iguales a los que se produci¬ no la tiene), y se mantienen separadas
de nuevo el apareamiento sexual. ambas secciones durante 24 horas,
rían en el cuerpo de cualquier otro
Conociendo esta extraña costumbre cada una de ellas se regenera por su
planario que aprendiese la misma
del planario, Thomson y yo pensamos lección. Pues bien, esta hipótesis es propia cuenta. El resultado es un
que sería buena idea amaestrar un perfectamente defendible cuando no gusano bicéfalo.
gusano, cortarlo luego en dos mitades, se sabe mucho de zoología y bioquí¬ Y mire usted lo que son las cosas,
dejar que la cabeza desarrollase una mica. Así, ungidos con el óleo de la un tipo de la Universidad Washington,
nueva cola, y la cola una nueva ignorancia más entusiasta sobre tan en Saint Louis, trabajó más tarde con
cabeza, y ensayar seguidamente ambas arcanas cuestiones, continuamos nues¬ planarios de dos cabezas y descubrió,
mitades para ver cuál de ellas recor¬ tro camino hacia adelante. para delicia nuestra, que estos ani¬
daba el adiestramiento inicial. Ni mi
He aquí nuestro razonamiento. Los males bicéfalos aprendían con mayor
colega ni yo habíamos tenido tiempo
para realizar este experimento en la
Universidad de Texas, pero en Michi¬
gan yo disponía de ayudantes, gusanos
y aparatos, así que pusimos manos a
la obra a ver qué pasaba.
Con gran sorpresa por nuestra parte,
BH EL ?A\$ PE L0$ CIEÇOè
descubrimos que las cabezas recor¬
daban (un mes después del adiestra¬ EL &IZC0 ES REY
miento inicial) tan bien como los
gusanos que habían sido amaestrados
pero no cortados en dos. Al parecer,
si se es gusano, el perder la cola
no afecta para nada a la memoria.
Mayor aún fue nuestra sorpresa cuando
descubrimos que las colas recordaban
todavía mejor que las cabezas. No es
pues paradoja: para los gusanos per¬
der la cabeza supone mejorar la
memoria.

Estos resultados tan extraños pare¬


cían dar a entender que, al menos en
el planarío, los recuerdos no se alma¬
cenan solamente en el interior de la
cabeza. El experimento siguiente con¬
sistió en cortar un animal amaestrado

14
rapidez que los bichos normales. Así, todo lo concerniente a la cría y
pues, al menos por lo que a los gusa¬ amaestramiento de gusanos (algunos,
nos se refiere, tener dos cabezas es más agresivos, nos pidieron que les
realmente mejor que tener una. Y si enviásemos unos cientos de gusanos
dos cabezas no le bastan, vuelva usted amaestrados «a vuelta de correo», ya
a escindirlas de nuevo, y tendrá cuatro que los necesitaban con toda urgencia
cabezas en el mismo cuerpo. y no disponían de tiempo para des¬
perdiciarlo en esas minucias).
Puede llegarse de este modo hasta
doce cabezas, si el experimentador y Las primeras cartas las contesté yo
el gusano están interesados en ello. mismo in extenso, pero cuando empe¬
Y lo que es más todavía, se puede zaron a llegar cientos de ellas, adverti¬
tomar la cabeza de un planario y trans- mos claramente la necesidad de
plantarla a otro, ya que estos gusanos encontrar un medio de comunicación
no rechazan los tejidos injertados, más eficaz. De modo que mis ayu¬
como hacen casi todos los organismos dantes y yo nos pusimos a escribir un
superiores. Pues bien, si las moléculas verdadero manual, en el que se descri¬
de la memoria fueran iguales en un bía la manera de repetir los diversos
planario que en otro, ¿no sería posible experimentos en los que habíamos
amaestrar un gusano, extraerle los estado trabajando. Necesitamos ca¬
productos químicos, inyectárselos de torce páginas para verter en ellas todo
algún modo a otro gusano y transferir lo que sabíamos sobre planarlología.
así la «memoria» de un bicho a otro? Mecanografiamos el texto y lo repro¬
Durante varios meses tratamos de dujimos en papel mimeográflco (utili¬
llevar esta ¡dea a la práctica, pero zando tinta violácea con garantía de
fracasamos rotundamente, y todo por rápido desvanecimiento, de modo que,
años más tarde, no nos sintiéramos
nuestra propia estupidez. Las agujas que los productos químicos extraídos
hlpodérmicas que utilizábamos eran avergonzados ante las reliquias de
de los cerebros de ratas amaestradas,
demasiado grandes, y, por otra parte, nuestra ignorancia juvenil).
e inyectados después a sus hermanas
nos empeñábamos en Inyectar dema¬ normales, producen el mismo tipo de Tengo que decir que siempre se me
siado material. Hasta que, al fin, algo «transferencia de memoria» que noso¬ ha tachado de poseer un sentido del
así como una tormenta sacudió nues¬ humor bastante raro y que esta repu¬
tros habíamos descubierto en los gusa¬
tros cerebros. Los planarios hambrien¬ nos platelmlntos. tación había aumentado no poco a
tos son caníbales. Ya que no podíamos cuenta de los planarios. Nada extrañó,
realizar la «transferencia» por medio Pero vamos a lo nuestro. En el año pues, a mis ayudantes que intentara
de nuestras técnicas, tan primitivas, de 1959 publicamos los primeros resul¬ gastar una broma con ocasión de
inyección, tal vez nos sería posible tados acerca de la regeneración de los nuestro pequeño manual. |Y vaya si
inducir a los gusanos a que ellos mis¬ planarios, y casi inmediatamente nos resultó la bromal
mos hicieran el trabajo. vimos citados en varías publicaciones
Ante todo, había que darle un nom¬
de alcance nacional. Naturalmente,
Y así, en nuestro siguiente experi¬ bre al manual. En la jerga psicológica
ningún periodista tomó en serio
mento, amaestramos a un grupo de de los países de lengua inglesa, la
nuestro trabajo, ni muchísimo menos,
gusanos «víctimas», los cortamos luego persona que amaestra ratas recibe el
pero, desgraciadamente para nosotros,
en trozos y se los dimos a comer a un nombre de rat runner (corredor de
cientos de estudiantes de bachillerato
grupo inocente de caníbales ham¬ ratas), debido posiblemente a que su
de todo el país sí lo hicieron.
brientos. Después de dejar que estos trabajo consiste en hacer que las ratas
caníbales hicieran la digestión, comen¬ Gran número de los estudiantes más corran por un laberinto o algún otro
zamos inmediatamente a darles la dispositivo similar. El hombre que
avisados e inteligentes andaban a
misma clase de adiestramiento que la búsqueda de experimentos intere¬ amaestra insectos es un bug runner,
antes habíamos dado a las pobres víc¬ santes, pero que fueran a la vez sen¬ y al que trabaja con seres humanos
timas. Con grandísimo placer nuestro, cillos, y muchos de ellos, con ganas se le denomina, con toda seriedad,
comprobamos que los caníbales que de trabajar en el campo de las ciencias ¡people runnerl Como nosotros ama¬
habían comido víctimas educadas estrábamos gusanos, no había duda de
biológicas, vieron inmediatamente que
aprendían mucho mejor (ya desde la los gusanos podían ser sustitutos estu¬ que éramos worm runners; así que el
primera lección) que los caníbales que pendos, sugestivos y baratísimos de título de nuestro manual no podía ser
habían comido otras víctimas no otro que The Worm Runner's Digest.
las ratas. Fue así como, en 1959,
amaestradas. |Habíamos logrado la comenzamos a vernos inundados de Una de las chicas dibujó un escudo
primera transferencia de información cartas de estos jóvenes brillantes, en de armas para la cubierta en el que
¡nter-anlmall
las que nos pedían información sobre figuraban un gusano rampante de dos
Tras repetir satisfactoriamente este SIGUE EN LA PAG. 32

experimento varias veces, pasamos a


demostrar que el producto químico
implicado en la transferencia era el
ARN (ácido ribonucleico), molécula
gigante que se encuentra en casi todas
/ lacu&tiohho
las células vivas. Y demostramos, en
efecto, que se podía lograr este mismo r»
tipo de «transferencia de memoria»
coMrRMpEti09
utilizando un extracto crudo de ARN,
tomado del cuerpo de los planarios LAèBAfESVBLA
amaestrados, e inyectándolo a gusanos ¡NVESrte,ACioN,í¡"°
normales (y utilizando, digámoslo de
pasada, una aguja hipodérmica muy $1 LA C0MP&WEH
fina). ^ ELLO£ J
Durante los últimos años ha habido ^
una gran controversia en torno a toda
una serie de experimentos similares,
en los que se utilizaron ratas y ratones
en lugar de gusanos. Y a pesar del
clamor de los ortodoxos, parece claro
Q=>

15
LAS MIL Y UNA
HISTORIAS CÓMICAS

NASREDDIN HODSCHA

El héroe legendario
del humor popular musulmán
cuyas bromas y chistes hacen
hoy reír al mundo A Nasreddín Hodscha se le representa
a menudo montado al revés en su asno.
He aquí la explicación que él mismo da de
por Ivan Sop tan extraño comportamiento a sus amigos :
« Si montara normalmente en mi asno,
vosotros estaríais detrás de mí. Si, por
el contrario, estuvieseis delante de mi,
me daríais vosotros la espalda. Asi, si
monto en mi burro al revés resuelvo
todos los problemas y, además, |es más
POCOS héroes cómicos de la Según una de estas tradiciones.
fino I » En Turquía se ha representado a
literatura mundial podrán riva¬ Hodscha nació hace unos 800 años
Nasreddín en un sinnúmero de formas.
lizar con Nasreddín Hodscha, perso¬ en la aldea de Harto, cercana a la
He aquí un par de ellas : a la derecha,
naje y autor de innumerables chistes, localidad de Bivnhisar, al oeste de
miniatura del siglo XVIII que se conserva
dichos e historietas que encantan a Ankara (Turquía). Otra ciudad turca en el Museo Topkapi, Estambul ; abajo,
las gentes desde Marruecos hasta las que afirma ser cuna de Nasreddín, portada de un libro de 200 historias
£ronteras de China, desde Siberia Akcheir, celebra periódicamente un ilustradas de Nasreddín, por Alfred Merer,
hasta la península arábiga. Sus anéc¬ festival en su honor. Dícese que es publicado en francés en Estambul (1975).
Nasreddín ha atravesado con su asno
dotas cómicas circulan en más de allí donde está enterrado, y una ins¬
incluso el océano Atlántico, como
cuarenta idiomas. cripción en el muro de su mausoleo
muestra la portada (arriba) de una
Desde hace siglos el nombre de hace suponer que en 1392 estaba ya
publicación científica sobre física que
Nasreddín Hodscha es sinónimo de muerto. Pero no hay nada que pruebe lleva el título de Los principios de
tales aserciones; todas las teorías simetría en las altas energías, colección
historietas divertidas en las que se
formuladas al respecto son imposibles de conferencias de la Universidad de
mezclan la simpleza y el tono pica¬
de verificar. Miami.
resco con una profunda sabiduría
popular. En ellas se expresa también Según otra leyenda, en otros tiem¬
la lucha contra la fuerza bruta y ¡a pos sólo había en torno a su tumba
opresión mediante el arma de la son¬ columnas; no existía verja alguna sino
risa y de la ironía. únicamente una maciza puerta con un
Para millones de personas Nas¬ grueso candado pero sin llave. En
reddín Hodscha es un santo, un filó¬ esto se manifiesta, dícese, la sabidu¬
sofo popular del mismo linaje que ría de Hodscha. según el cual «las
Diogenes y Esopo puertas estaban cerradas para los

Pero ¿quién fue Nasreddín? amigos y abiertas para los enemigos»

Hay quienes sostienen que no exis¬ La imaginación popular lo repre¬


tió nunca y que. en realidad, es un senta siempre en la figura de un
personaje surgido de la inagotable anciano de blanca barba, tocado con
fuente de las leyendas populares. Para un turbante enorme, vestido pobre¬
la mayoría, empero, Nasreddín vivió mente y cabalgando de espaldas un
realmente, y son numerosos los países borriquillo para estar seguro de
que se disputan el honor de haber seguir siempre la buena dirección,
sido su patria. pues, como él dice, «mi asno hace
siempre lo contrario de lo que quiero»

El personaje de Nasreddín Hodscha,


IVAN SOP, escr/tor y critico literario yugoslavo.
es autor de una tesis de doctorado por la mezcla sorprendente de sabiduría y
Universidad de Belgrado sobre el humor de de marrullería, ha atravesado desde
Nasreddín Hodscha. Ha publicado también una
hace tiempo las fronteras de la litera¬
obra sobre Las metamorfosis de Nasreddín
Es miembro del Instituto de Literatura y Artes de
tura popular turca. Forma así parte del
¡a capital yugoslava folklore de los pueblos balcánicos, del

SIGUE EN LA PAG. 20

16
17
UN JUICIO IMPARCIAL

Un día, siendo Nasreddín juez de su aldea, entra en la


sala del tribunal un hombre con el pelo desgreñado
y pidiendo justicia.
He caído en una emboscada y me han robado
MAESE
grita . Ahí mismo a la salida de la aldea. El ladrón tiene
que ser alguien de aquí. Le pido que encuentre
al culpable. Me ha quitado la túnica, la espada y hasta
las botas.
NASREDDIN
Veamos dice Nasreddín ¿no le quitó también
la camiseta? Veo que la lleva puesta1 todavía.
No, no me la quitó.
BROMISTA
En tal caso, no era de esta aldea. Aquí, cuando
se hace una cosa, se hace bien y por entero.

Y MARRULLERO

Nasreddín Hodsha, principal héroe cómico popular del


mundo musulmán, es hoy un personaje de alcance uni¬
versal. En tapas partes se ríen sus historietas y sus
aquí hay mas luz ocurrencias por su humor y por su jocosa sabiduría.
Nasreddín se pasea desde la Edad Media por todo el
Un hombre encuentra un día a Nasreddín Cercano Oriente y por Asia : desde Egipto hasta la India,
buscando algo en el suelo. ¿Qué has pasando por Siria, Irán, Turquía, Paquistán... También
perdido, Nasreddin? le pregunta. Mí llave se le conoce en varias regiones de Europa, como la
contesta Nasreddin. Ambos se arrodillan URSS, Grecia, Yugoslavia, el sur de Italia, y sus
y se ponen a buscar la llave. Pasado un rato, andanzas se leen cada vez más en otros países como
el hombre pregunta : Estados Unidos, China y Gran Bretaña. En la Unión
Pero ¿dónde la dejaste caer exactamente? Soviética se ha realizado un film en el que se presenta
En mi propia casa. a Nasreddin como un héroe popular. Las historietas y
Entonces ¿por qué la buscas aquí? dibujos de estas dos páginas y la ilustración de la
Porque aquí hay más luz que dentro de mi casa. portada están tomados de dos colecciones de cuentos
de Nasreddín narrados por Idries Shah, escritor nacido
en la India de padres afganos, y publicados por la
Tomado de The exploits of the incomparable Mulla Nasrudin
de Idries Shah, ilustraciones de Richard Williams © 1966
editorial londinense Jonathan Cape : The exploits of the
Mulla Nasrudin Enterprises Ltd., Jonathan Cape, Londres incomparable Mulla Nasrudin (1966), con ilustraciones de
Richard Williams, y The pleasantries of the incredible Mulla
Nasrudin (1968), con ilustraciones de Richard Williams
y Errol le Cain. La misma editorial publicó en 1973
un tercer volumen titulado The subtleties of the inimi¬
table Mulla Nasrudin, ilustrado por Richard Williams y
Richard Purdum.

CUMPLIR CON LO JURADO


LOS NIDOS DEL AÑO PASADO
Nasreddín tenía algunas buenas nuevas que
comunicar al Rey. Tras múltiples dificultades ¿Qué estás haciendo subido en ese árbol, Nasreddín?
pese a que tradicionalmente todo subdito goza del Busco huevos.
derecho a ser recibido inmediatamente en la Corte Pero ¿no ves que ésos son los nidos del año pasado?
se las arregla por fin para obtener audiencia. Bueno, si tú fueras un pájaro y desearas un lugar seguro donde poner tus huevos,
Al Rey le encanta lo que su visitante le refiere ¿construirías un nido nuevo, con todo el mundo viéndote?
Elige tu propia recompensa le dice.
Tomado de The pleasantries of the incredible Mulla Nasrudin de Idries Shah; ilustraciones
Cincuenta latigazos responde Nasreddín.
de Richard Williams y Errol le Caín © 1968 Mulla Nasrudin Enterprises Ltd., Jonathan Cape, Londres
Perplejo, el Rey ordena que le den los latigazos
pedidos. Cuando van por el número veinticinco,
Nasreddín grita : Basta.
Ahora añade que traigan a mi socio y que le
den la otra mitad de la recompensa. Vuestro
chambelán, Majestad, sólo me dejó veros a condición
de que jurara darle exactamente la mitad de lo que
¿ESTUDIAR O SER ESTUDIADO? LA TUMBA DE
obtuviera como resultado de las buenas nuevas NASREDDIN
Un hombre que ha estudiado en numerosas
que os traía. CURA A LOS CIEGOS
escuelas de metafísica viene a ver a Nasreddín.
A fin de mostrar que reúne las condiciones
Delante de la tumba de Nasreddin
para que éste le acepte como discípulo,
crj-g había una inmensa puerta de madera,
el visitante expone detalladamente dónde ha
estado y qué ha estudiado. atrancada y cerrada con candado.
IS| Espero que me acepte como alumno, Nadie podia entrar en ella, al menos
ni a

o al menos que me exponga sus por la puerta. Como última humorada,


2
Nasreddin había ordenado que su
"S ideas concluye , pues que tanto tiempo he
2 £« tumba no tuviera muros que la
pasado estudiando en esas escuelas.
Lo malo replica Nasreddin es que rodearan. En la lápida sepulcral había
55° una fecha : 386. Como era
eres tú quien ha estudiado a los maestros y
costumbre en las tumbas
sus enseñanzas. Mientras que lo que debió
ocurrir es lo contrario : que los maestros y sus sufíes, la sustitución de las cifras por'
doctrinas te estudiaran a ti Quizá eso habría letras árabes daba SHWF,
valido la pena. consonantes de una palabra que
significa «ver» y, más
concretamente, «hacer que una
íz ouj
persona vea». Quizá sea esta
i-M
la razón de que durante largos
"5.-2 S años se creyera que el polvo
de esa tumba era eficaz para
H«« Tomado de The pleasantries of the incredible curar las enfermedades de la vista-
Mulla Nasrudin de Idries Shah ;
Ilustraciones de Richard Williams y Errol le Cain
© 1968 Mulla Nasrudin Enterprises Ltd., Tomado de The pleasantries of the incredible Mulla Nasrudin de Idries Shah: ilustraciones
||| Jonathan Cape, Londres de Richard Williams y Errol le Cain © 1968 Mulla Nasrudin Enterprises Ltd., Jonathan Cape, Londres
O «

18
VIENE DE LA PÁG. 16

de los servios, los croatas, los mace- de Nasreddín: «El viento me trajo son muy características; en ellas se
donios, los musulmanes de Bosnia, hasta aquí.» «¿Y el saco?» vuelve a expresa la resistencia espontánea del
los búlgaros, los albaneses. Sus his¬ preguntar el propietario. Nueva res¬ pueblo frente a los conquistadores.
torias se cuentan también entre los puesta de Nasreddín: «Vaya, hombre, A primera vista, el diálogo entre Nas¬
Iranios, los armenios, los georgianos, justamente eso es lo que me estaba reddín y Tamerlán es un simple Inter¬
los pueblos del Cáucaso, en el Tur- preguntando.» cambio de ideas, pero de repente
questán y en otros muchos países. De lo mismo testimonian su carácter surge la chispa de ingenio de Hodscha
Parece como si para él no existieran
y su conducta. Veamos unos ejemplos. y Tamerlán queda en ridículo. He aquí
fronteras ni pasaportes. unas cuantas muestras.
A la muerte de su mujer Hodscha se
Nasreddín reúne en sí los rasgos Tamerlán dice a Nasreddín: «A todos
había mostrado muy poco apenado.
de humor popular más fuertemente Poco tiempo después muere su burro y los califas abasidas se les conoce por
arraigados en la literatura oral de los nuestro héroe llora a lágrima viva. su apodo. El de Al-Mustansir es 'Que
pueblos. No es pues de extrañar que Entonces le dicen: «Parece que la se apoya en la ayuda de Dios', el de
en todo el contorno mediterráneo nos Al-Mutasim es 'Que busca en Dios', el
muerte del jumento te ha afligido más
topemos con un gran número de que la de tu mujer.» Nasreddín de Al-Mutawwakil 'Que se encomienda
«hermanos» suyos. explica: «Es muy sencillo. Cuando a Dios'. Y si yo hubiese sido califa
Los árabes le llaman Dschoha o murió mi mujer, vinieron los amigos a abasida, ¿cómo me habrían llamado?»
Goha, los bereberes Si Dscheha o sim¬ decirme: 'Te buscaremos una mujer Nasreddín responde Inmediatamente:
plemente Dscheha, los malteses Dja- aun más bella.' En cambio, al perder «Tamerlán que Dios nos guarde.»
han, los sicilianos Giufá, los cala- el asno nadie me ha dicho: 'No te Otro día que Nasreddín se halla en
breses Hiohá o Jovani, etc. preocupes. Te vamos a comprar un compañía de Tamerlán en su palacio,
borrico aun más fuerte que el que traen al Conquistador un regalo con¬
Nasreddín es más bien un antihéroe,
acaba de estirar la pata.' ¿No tengo sistente en un espejo de . platino.
una parodia de héroe épico. De ello
pues motivos para llorar a mi asno Tamerlán se mira en él y unas cuantas
dan fe sus particularidades: es pobre,
más que a mi mujer?» lágrimas asoman a sus ojos. Viendo
está enfermo y mal vestido y emplea
un lenguaje chabacano. No vacila en Hodscha echa un día leche cuajada lo cual, Hodscha rompe también a
en el lago de Akchelr. Pasa un hombre llorar. Poco después, Tamerlán se
robar cuando la ocasión se le pre¬
senta. Un día que está hurtando unas y le pregunta: «¿Qué estás haciendo, calma, pero Nasreddín continúa llo¬
cebollas, le sorprende el propietario, Hodscha?» «Intento hacer leche cua¬ rando. «Hodscha le dice el gran
quien le pregunta qué hace. Respuesta jada.» Estupefacto, el hombre le res¬ guerrero cuando me he visto tan
ponde: «¿Y tú crees que va a cuajar?» feo en el espejo, me he sentido un
Hodscha contesta: «Bien sé que no poco emocionado. Sabiendo el apego
cuajará, pero por si acaso...» que me tienes, no me ha extrañado
verte participar en mi pena. Te lo agra¬
Un día Hodscha acompaña a su
dezco. Pero, dime, ¿por qué continúas
mujer a lavar al río. Viene volando
lloriqueando ahora que yo estoy ya
un cuervo y se lleva un trozo de
tranquilo?» Enjugándose las lágrimas,
jabón. La mujer le grita: «Anda, rápido,
Nasreddín responde: «Señor, habéis
atrápale y recupera el jabón.» Nas¬ visto vuestro rostro un solo instante
reddín responde: «Déjale en paz, está
en el espejo y la aflicción os ha durado
más sucio que nosotros.»
un buen rato; y yo, que soy vuestro
El folklore es siempre una fuente servidor y he de veros todo el día,
muy valiosa para la literatura. Así es ¿no habría de llorar un poco más?»
como numerosos escritores se han
Tamerlán condena a alguien porque
inspirado en el personaje de Hodscha
en sueños le ha visto realizar un
y en sus anécdotas para escribir sus
acto en perjuicio suyo. Inmediatamente,
obras en prosa o en verso. Tal es el
Hodscha recoge sus cosas y se mar¬
caso de los autores rusos Valicko y
cha de la ciudad. Las gentes, sor¬
Golovzhev, del ucraniano Scurat, del
prendidas, le preguntan: «¿Por qué te
rumano Pan, del alemán Franz von
vas, tú precisamente que podías resol¬
Verner, del servio Copié y de los
ver los conflictos entre Tamerlán y
turcos M. Fuat Köprülü, Halide Edip
nosotros?» Nasreddín contesta: «Tal
Adlvar y Orhan Veli Kanik. A veces
puedo hacer cuando está despierto;
una de estas adaptaciones influye en
pero, cuando sueña, no puedo absolu¬
otra. Por ejemplo, el escritor yugoslavo tamente nada.»
Slavko Micanovic compuso su novela
Nasreddín Hodscha en Estambul Estas historias presentan múltiples
tomando como modelo a Leonid variantes en que el pueblo sencillo se
Golovzhev. burla de los poderosos y en que el
«adversario» embaucado por nuestro
No olvidemos que, de acuerdo con
A Nasreddin Hodscha se le conoce en héroe no es ya Tamerlán sino un bey,
las leyendas sobre su vida, Nasreddín
Egipto con el nombre de Goha y se le un pacha o un cadí.
está en todas partes al mismo tiempo.
atribuyen incontables anécdotas. « Acabo
Así, una de ellas nos cuenta que Pero hay otras bromas de Nasreddín
de ver a tu mujer en el mercado »,
Hodscha fue un sabio que vivió en cuyo carácter es totalmente diferente.
le dice a Goha un vecino. « Sí, responde
Bagdad hacia el siglo X, en la época Veamos, como ejemplo, esta historia:
aquél. Como hoy cumple cuarenta años,
de los califas abasidas. Un hombre dice a Hodscha: «Mira
la he llevado para cambiarla por dos de
veinte. » Sumamente popular, el como corre la oca.» Nasreddín res¬
Según otras leyendas, vivió en Asia
personaje de Nasreddín ha dado origen Menor, en Anatolia, variando la época ponde: «¿Y a mí qué puede impor¬
a toda una colección de libros para niños
entre el siglo XIII y el XIV. Otra tradi¬ tarme?» El otro añade: «Pero es que
titulada Historias de Goha, de Kamel Kilani. acaba de entrar en tu casa.» A lo que
ción le sitúa en la época del sultán
publicada por la editorial Dar Maktabat Nasreddín replica: «¿Y a tí que puede
al-Atfal de El Cairo. El dibujo aqui Bayaceto y de sus guerras contra
importarte?»
reproducido está tomado de uno de esos Tamerlán, es decir a fines del siglo XIV
volúmenes, El saco de dinares. o principios del XV. Nasreddín Hodscha, pobre entre los
Por lo demás, existe todo un ciclo pobres, da siempre muestras de su
de historias sobre Hodscha y Tamer¬ bonachonería y su llaneza campesinas
lán que se vinculan directamente con mofándose de sí mismo y de los
el Nasreddín turco y pertenecen al demás. He aquí otras historias que
folklore de Turquía. Algunas de estas ilustran este aspecto de su carácter:
historias sobre Nasreddín y Tamerlán Un día muere un vecino de Ñas-

20
reddín. Todos se lamentan y lloran:
«jAy de nosotrosl ¿por qué nos has
abandonado? ¿dónde te has ¡do? Te
has marchado, despojado de todo,
hacia un mundo oscuro.» La mujer de
Hodscha entreabre la puerta y observa
la de los vecinos. Entonces Hodscha
exclama: «Mujer, cierra esa puerta. De
creer lo que dicen, no cabe duda de
que el difunto va a venir a nuestra
casa.»

Un día, Hodscha predica en una


aldea donde nadie le invita a comer.
Cuenta que Jesús subió al séptimo
: piso del cielo. Una mujer le interrumpe:
«¿Y qué comía allá arriba?» Hodscha
contesta: «Vaya gracia la tuya. Te
preocupas por Jesús en el séptimo
piso y, en cambio, dime lo que te
has preocupado de mí que estoy aquí.»
Nasreddín se esfuerza también por
mantener una cierta dignidad. e inte¬
gridad moral del ser humano. Véase
la muestra siguiente:
Un día acude nuestro héroe con
vestidos ya muy gastados a una cena
a la que le han invitado. Nadie le presta
atención. Herido en su amor propio,
se eclipsa por una puerta excusada, GRACIAS A DIOS
corre a su casa, se viste decente¬
mente, se coloca su magnífica pelliza Nasreddín Hodscha, que ha perdido su asno, se pone a buscarlo mientras grita :
y vuelve al palacio. Esta vez le reciben « I Gracias a Dios I |Graclas a Dios I ». « ¿Y por qué das gracias Dios ? »
con grandes miramientos y le sientan le pregunta la gente. « Le doy las gracias porque no montaba el burro cuando se
en la mesa principal. Le sirven los perdió. SI no, yo también me hubiera perdido con él. »
mejores manjares y le prodigan toda
clase de atenciones. Tras delectarse
en cuantas cosas buenas se le ofre¬
cen, Hodscha coge con su mano
izquierda la amplia manga derecha de
su pelliza, se inclina hacia «lia, la
empuja con solicitud hacia un plato
bien surtido y grita: «Come, pelliza,
come.» Tan extraña conducta intriga
a los Invitados. «Pero, Hodscha, ¿qué
haces?» Con su habitual llaneza, Hod¬
scha refiere la acogida que había
recibido la primera vez y la que se le
ha dispensado la segunda. Y concluye:
«Puesto que es a mi pelliza a la que
se han rendido tales honores, no
estará mal que ella participe también
en el festín.»

Este humor satírico no es sólo una


crítica latente.de la sociedad sino que
entraña toda una filosofía que, natural¬
mente, no siempre se adecuaba a la
ética del poder reinante. El personaje
de Nasreddín es obra de creadores
anónimos: artesanos, campesinos, ten¬
deros, arrieros, mozos de cuerda,
mendigos, pillos de las ciudades o del
campo, soñadores, todos aquellos que
tenían conciencia de la injusticia social
aunque no comprendieran sus causas
y que expresaban su condición humana
mediante historias, cuentos, humora¬
das y ocurrencias. De este modo esca¬
paban al marco miserable de su exis¬
tencia terrestre y podían, a través de
Nasreddín y sus chistes, perpetuarse
en el tiempo y en el espacio.
Las historias de Nasreddín tienen EL SACO
un valor universal. Utilizando siempre
Un día Nasreddin Hodscha está robando cebollas cuando le sorprende el
el mismo efecto, el de la comicidad,
propietario. Nasreddin, sin turbarse lo' más mínimo, declara : « El viento me ha
se vinculan y, a veces, rivalizan con traído hasta aqui. » « ¿Y el saco ? », replica el propietario. Nueva respuesta de
las grandes obras de la literatura Nasreddin Impertérrito : « |Vaya, hombre I, justamente eso es lo que me estaba
mundial.
preguntando. »
Ivan Sop

21
© Georgl Anastasov, Bulgaria; tomado del catálogo de la
segunda Bienal Internacional del Humor Gráfico y de la
Caricatura, publicado por la Casa del Humor y de la Sátira,
Gabrovo, Bulgaria, 1975

g^ ^^m UE relación guarda el única arma que cabe encomiar sin


^ ^^ mundo con la risa, y la
risa con el mundo actual? ¿Qué tiene
EL MUNDO violar los principios humanitarios. Y
ello porque no se trata de un arma de
que ver la Unesco con todo esto? destrucción sino de edificación, esto

Creo que de lo que se trata es del


es, de una antiarma. A los antiguos
carácter singular del humor y de su
gran actualidad social. Con su acción,
NO MORIRÁ egipcios corresponde
haber dicho todo lo que cabía decir a
el mérito de

propósito de la risa creadora, ya que


la Unesco, organismo especializado en
imaginaban la creación del mundo
la educación, la ciencia y la cultura,
se propone personificar la conciencia
moral de la humanidad. Por su parte,
SI SE MUERE como sigue: cuando
nacieron los siete dioses que gobier¬
Dios se rió

nan el mundo. Cuando se rió a carca¬


la risa defiende los grandes Ideales
jadas, se hizo la luz. Y luego volvió
de bondad y de humanidad y, con ello,
fomenta el desarrollo y la elevación
de la conciencia moral de la humani¬
DE RISA a reírse estrepitosamente una segunda
vez y aparecieron las aguas... Por últi¬
mo, la séptima carcajada engendró el
dad, a la vez que contribuye al pro¬
alma.
greso de los ideales hacia los que
esa conciencia tiende. Esta concepción, según la cual la
risa es el origen de la creación del
El diccionario nos dice que reír es
mundo, está muy en consonancia con
«manifestar alegría y regocijo con la
el proverbio que citan los habitantes
expresión de la mirada y determinados
de Gabrovo: «Si el mundo no se ha
movimientos de la boca y otras partes por Yuri B. Boriev
muerto es porque se ha reído.»
del rostro». Esto es perfectamente
exacto. Ahora bien, si la risa no fuera El humor y la sátira son por natura¬
más que eso, serviría todo lo más leza democráticos. Ellos son los frutos
para hacer muecas y visajes. verdaderos de una civilización avan¬
zada. En su nivel más alto, la risa es
En realidad, como observaba el gran
una manifestación colectiva destinada
escritor ruso Mijail Saltykov-Schedrin,
a una , comunidad. A este respecto,
la risa es un arma extremadamente
Henri Bergson cita un ejemplo inte¬
poderosa, ya que no hay nada que
resante en su obra La risa: durante el
desanime tanto al vicio como el hecho
sermón de un predicador célebre en
de saberse descubierto y ridiculizado.
toda la comarca, un solo hombre se
La risa del gran filósofo francés Vol¬
mantuvo Insensible, sin llorar y sin
taire fulminaba y abrasaba como el
reír. Preguntado por las razones de
rayo. La risa derrumba los ídolos. El
su indiferencia y su insensibilidad,
humor era «el arma favorita» de Vla¬
contestó: «Yo no soy de esta parro¬
dimir Maiakovski, el gran poeta revo¬
quia.» En efecto, la risa es una
lucionario ruso. A juicio de Charles
reacción social de carácter colectivo.
Chaplin, el humor es en nuestro tiempo
Podemos llorar solos, pero la risa
el mejor antídoto contra el odio y el
Implica siempre una relación.
miedo, porque es capaz de dispersar
la niebla de desconfianza y de angus¬ La sátira es una forma especial de
tia que cubre el mundo. crítica social cuyo objeto es la orga¬
nización de la opinión pública y su
Cuantos hacen el elogio de la risa
orientación estética. Esta caracterís¬
insisten en la potencia de esta arma.
tica la asemeja a las tradiciones
Ahora bien, a diferencia de todas las
sociales democráticas. No quiero cier¬
demás, el arma de la risa opera con
suma discriminación. Una bala no sabe
tamente decir con esto que no haya
humor y sátira en los estados no
a quien apunta, y nada le Importa
democráticos. Pienso en el vínculo que
saberlo o no. En cambio, la risa apunta
une la risa con las capas más ricas
siempre a la mala gente. Se trata, por
de la vida popular. La democracia crea
supuesto, de la risa satírica, ya que la
las condiciones más favorables para
risa humorística es siempre benigna,
el desarrollo del arte de la comedia,
aunque no sea totalmente Inofensiva.
debido a su tolerancia para con las
La sátira es una risa colérica, dirigida formas más cáusticas de la sátira. Al
contra todo cuanto está profunda¬
YURI B. BORIEV, profesor del Instituto de
dirigirse a la opinión pública, más que
mente viciado. El humor es la risa
Literatura Mundial de la Academia de Ciencias a las altas autoridades jerárquicas, la
que destinamos a los amigos, o bien de la URSS, ha participado en las reuniones risa manifiesta su orientación demo¬
a los fenómenos que se ajustan a internacionales de Gabrovo sobre el humor. Ha crática.
nuestros Ideales. escrito más de 250 artículos y una docena
de libros. Sus trabajos se han publicado en Se percibe ya claramente la esencia
En el siglo del átomo, la risa es la 17 idiomas. y la tendencia democrática de la sátira

22
nmmnmmm

D. Koprlvchtenov, URSS

en sus fuentes más antiguas. Aristó¬ más severo que todas las formas de y que había tropezado con una de las
teles observa que la comedia surgió coacción por la fuerza, características astucias gabrovianas.
en Grecia durante la democracia que de las estructuras sociales prece¬ Sin embargo, aunque busqué por
siguió al destierro del tirano Teágenes. dentes.
toda la ciudad no conseguí encontrar
Solamente una democracia podía tole¬ El problema que plantea la creación una estatua de Aristófanes, ni una calle
rar la franqueza de las antiguas come¬ de una sociedad regida por principios de Gogol, ni una plaza de Mark Twain,
dias. Cuando el tirano Dión quiso ni una avenida de Rabelais, ni un
democráticos y humanitarios reviste
comprender Atenas, Platón le envió una importancia capital para toda la paseo de Telin Pelena, ni siquiera un
las comedias de Aristófanes diclén-
humanidad. La fuerza crítica y la callejón sin salida dedicado a vuestro
dole: «Si las comprende, comprenderá acción democratlzadora que caracte¬ servidor Yuri Boriev, teórico de la risa.
el gobierno de Atenas.» La comedia, rizan a la verdadera risa adquieren hoy Pero en cambio pude contemplar la
nacida y alimentada de democracia, ha un especial valor histórico y estético. maravillosa Casa de la Risa, en donde
conservado siempre su agradecimiento se exponía una notable colección de
y su benevolencia para con su madre. La risa es un poderoso medio de caricaturas. .
acción social, pero no debemos enga¬
|Si los subordinados tuvieran dere¬ ñarnos y sobrestimarsus posibilidades. Hay ciudades que se alzan sobre el
cho a reírse en presencia de sus supe¬ Diez años después de publicar sus petróleo como Aden o sobre el carbón
riores, desaparecería el respeto de la como Donetsk. Gabrovo se alza sobre'
Viajes de Gulliver, Swift se asombraba
jerarquía!», escribía el gran demócrata de que subsistieran todavía las lison¬ el oro puro del humor popular. Y con¬
revolucionario ruso Alejandro Herzen. jas, la estupidez de las personas impor¬ viene que el mundo empiece por fin
En esta particularidad de la risa, en su tantes, la manía de grandezas, la a utilizar esta indispensable energía
función social, se basa la sátira del huera ambición y las demás taras de fósil. Los festivales de humor son ya
cuento de Andersen El traje nuevo del tradicionales en Gabrovo. El carnaval
la humanidad que había ridiculizado
emperador, ya que éste siguió siendo con tanta violencia y persuasión. La es muy pintoresco, y lleno de imagi¬
el emperador mientras quienes le risa sólo puede ser eficaz si va unida nación y humor populares. A verlo
rodeaban se portaban como sus subdi¬ a otras modalidades de intervención, vienen espectadores de muchas ciu¬
tos. Pero cuando se dieron cienta de
incluidos los medios puramente polí¬ dades de Bulgaria y del extranjero.
que estaba desnudo, el respeto a la ticos, económicos y sociales. Pero otra ciudad ha tomado ya el
jerarquía se esfumó y el pueblo se relevo. Odesa, que no solamente es
Creo que es en este punto donde
echó a reír.
resulta oportuno hablar de la ciudad célebre por su valor durante la Se¬
El papel democrático de la sátira de Gabrovo, en Bulgaria. Cuando, en gunda Guerra Mundial sino también
ha crecido a lo largo de la historia. la primavera de 1975, abandoné el sol por el Ingenio de sus habitantes, ha
En el porvenir, la sátira sustituirá sin creado un Festival de Primavera del
y el calor de Moscú y me encontré
duda a los medios autoritarios actuales Humor. El tema de un reciente carna¬
con las nubes y la lluvia de Gabrovo
que reprimen las actuaciones antiso¬ y cuando a la mañana siguiente, al val de Odesa era: «¿Y, -tú qué has
ciales. El perturbador del orden esta¬ querer afeitarme, descubrí tras una hecho para que esta ciudad tenga un
millón de habitantes?»
blecido por la sociedad será objeto de hora de exploración el enchufe debajo
la mofa pública, y esto constituirá un de la mesa, comprendí que me encon¬ Pero ¿no hay también en Francia Ta- ^
medio de castigo más eficaz y sin duda traba en la capital mundial del humor rascón, ciudad natal del célebre Tar- r

23
' tarín, y en Inglaterra Windsor con sus El alegre truhán Pekalé, héroe de los ciudadanos como de los dirigentes de
alegres comadres, inmortalizadas por cuentos moldavos, se nos aparece los países representados en las Na¬
Shakespeare, y otras muchas ciudades siempre lleno de optimismo y, al mismo ciones Unidas?
en todo el mundo célebres, o que tiempo, de tristeza y pesadumbre.
El humor y la sátira son los polos
merecen serlo, por su ingenio?
Arlequín, personaje de la comedia de la risa, y están separados por todo
No olvidemos que en la época más italiana popular, es un joven campe¬ un universo de matices cómicos: la
sombría de la Edad Media, cada habi¬ sino alegre, ingenuo y espontáneo. No burla alegre y amarga de Esopo, la
tante de Europa dedicaba la cuarta tiene demasiarlo sentido práctico y lo risa franca de François Rabelais, la
parte de su vida a los carnavales que, hace todo impulsivamente; la vida le risa cáustica y sardónica de Jonathan
en aquel entonces, sumados duraban paga con golpes y puntapiés, que no Swift, la sutil ironía de Erasmo de
fácilmente tres meses al año. merman en nada su alegría y su espon¬ Rotterdam, la sabia sonrisa burlona de
taneidad ni la mirada clara e infantil Voltaire, la risa a la vez humorística
En la antigüedad griega, cada una
de las siete ciudades de la Hélade
con que contempla el mundo. y satírica de Béranger, el deslumbrante
presumía de ser la cuna de Homero, humor de Beaumarchais, las caricatu¬
Polichinela, el preferido del teatro
lo que representaba un testimonio popular francés de marionetas, es un ras de Daumier, la visión grotesca y
el espanto ante la crueldad del mundo
innegable del origen verdaderamente jorobado alegre, pendenciero y zum¬
nacional de su epopeya. Desde hace bón. de Goya, la ironía mordaz y romántica
siglos, y todavía hoy, seis ciudades del de Heine y la escéptica de Anatole
Nasreddín, héroe del humor oriental, France, el alegre humor de Mark
Oriente Medio y de Asia Central
es proteiforme: en Azerbaïdjan le Twain y el Irónico de Bernard Shaw,
pretenden haber sido el lugar donde
llaman Mulla Nasreddín y en el Tadji¬ la comicidad burlona y maliciosa de
fué sepultado Nasreddín Hodscha.
kistan Mulla Mehfiki; para los turco¬ laroslav Hasek, la risa entreverada de
¿No es acaso esto una prueba de
manos es Yogga Nasreddín, para los lágrimas de Gogol, el sarcasmo irri¬
inmortalidad? El hecho de que seis
tártaros Ahmed Akal y para los kaza- tado, áspero, hiriente y acusador de
ciudades indiquen cada una de ellas
kos y los kirguises Aldar-Kossé. Se Saltykov-Schedrin, el humor sincero,
la sepultura del mismo «perturbador
trata de un perillán jovial, «perturba¬ melancólico y lírico de Chejov, la risa
de la tranquilidad» indica claramente
dor de la tranquilidad», ocurrente, triunfante de Maiakovski, la sátira
que Nasreddín Hodscha no ha muerto
rebelde y protector de los débiles. optimista de Máximo Gorki y el humor
y -que no morirá nunca: es inmortal,
como lo son todos los héroes del Hay un rasgo fundamental común popular, alegre e inagotable de Alejan¬
a todos los héroes nacionales del dro Tvardovski...
humor popular.
humor popular. En efecto, todos pro¬ iCuánta riqueza! Aristófanes, Juve¬
tegen a los desvalidos y a los ofendi¬ nal, Shakespeare y Molière, Lope de
dos, tienen un carácter alegre y opti¬ Vega y Goldoni, La Fontaine y Krylov,
EL humor es nacional e interna¬ mista, ingenio, astucia, gran sensatez Griboedov y Dickens, Fredro y Jalupka,
cional: su forma es nacional y su y el don de superar todos los obstᬠKaradjale y Delavrancha, maestros
contenido común a todos los hombres. culos. Pero son tan diferentes entre todos ellos en el manejo de la poli¬
El humor, que nace en las capas más sí como los caracteres nacionales de croma paleta de la risa.
profundas de un pueblo y que se los pueblos que los han engendrado.
La verdadera risa tiene muchos ma¬
alimenta de toda la riqueza de una En cuanto a los héroes del humo¬ tices y está iluminada desde dentro
experiencia popular Incomparable, rismo clásico, están llenos de ense¬ por las emociones más diversas.
acaba siendo siempre, en su forma
ñanzas, de sentido y de actualidad Leonardo de Vinci la ha reflejado per¬
clásica y artística más alta, un patri¬
para el mundo moderno: Tom Sawyer fectamente en la Gioconda: la risa de
monio común de las naciones. Su
y Huckleberry Finn, Jlestakov y Chi- esta hermosa mujer tiene a la vez
contenido es universal.
chikov, Falstaff y Monsieur Jourdain, burla, malicia, tierna ensoñación y la
Cada pueblo posee su héroe cómico Don Quijote y Sancho Panza. incredulidad de una tristeza lírica, y
preferido, que encarna todas las ale¬ A los dos héroes de Cervantes, por otras muchas emociones profundas y
grías y las tristezas, el talento, la astu¬ ejemplo, tan opuestos, les une sin contradictorias.
cia, el ingenio, el sentido común y la embargo, una calidad humana sobre¬
gramática parda en un mundo com¬ manera extraordinaria y poco fre¬
plejo, entre los fuertes y los podero¬ cuente: el desprendimiento. Por ello,
sos a los que hay que engañar y estamos dispuestos a perdonarles QUERIDO lector: para vivir de un
desconcertar para no perecer. Cuántas todas sus excentricidades, sus locuras, modo justo hay que reír, y para
cosas no pueden decirse de los héroes sus defectos y sus disparates. Sancho reír hay que conocer la risa y sus
del humor popular. Panza, el «realista», no es menos des¬ reglas. Con este fin, antes de dormirte,
Iván el Simplón, por ejemplo, es un prendido que Don Quijote, el soñador. pon por si acaso debajo de la almo¬
héroe favorito de los cuentos rusos. Renuncia al poder porque llega a resul¬ hada mi libro Lo cómico, o cómo
Iván no es célebre ni por su riqueza tarle odioso y sólo se lleva de su castiga la risa la imperfección del
ni por su nobleza. Antes por el contra¬ Insula Barataría un poco de avena para mundo, purifica y renueva al hombre
rio, los grandes de este mundo le su asno y medio pan para sí mismo. y fortifica la alegría de vivir (1). No
desprecian y le consideran como un Estos son los «beneficios» que saca padecerás nunca insomnio. Pero,
tonto. Por lo demás, no le disgusta Sancho de su cargo de gobernador. antes de dormirte, pregúntate si tu
aparentar ser un gaznápiro. Pero está Don Quijote y Sancho Panza no son ciudad es digna de hacerse cargo a su
siempre dispuesto a ayudar a todos de este mundo, valen más que él y vez del humor carnavalesco. Al desper¬
los que, por ser buenos y por mere¬ pueden servir como ejemplos para tarte por la mañana, no te olvides de
cérselo, necesitan que se les eche calibrar la humanidad, la sensatez y la sonreír y desea a todos los que te
una mano. Todas las desgracias y generosidad de la gente. En la vida rodean un día muy feliz, pleno de risa.
todas las desdichas que le ocurren llena de locas excentricidades de los
El mundo pertenece a la risa, y la
acaban siempre resbalando sobre él. dos héroes cervantinos hay una liber¬ risa al mundo. En el mundo de la risa
Triunfa de los fuertes, engaña a los tad y una poesía que los hombres han y en la risa del mundo reside la espe¬
Inteligentes, supera las adversidades, perdido en su vida cotidiana, hasta ranza de paz de los hombres.
se enfrenta con el mat y acaba resol¬ el punto de que, en definitiva, Don
viendo todos los problemas. Los habitantes de Gabrovo tienen
Quijote, el iluminado, es mucho más
razón: «El mundo no perecerá si sabe
Nesterko, héroe de los cuentos bie¬ normal que la gente «normal», devo¬
reírse.»
lorrusos, es demasiado perezoso para rada por la avidez y la ambición.
Yurl B. Bor/ev
trabajar, pero tiene miedo de robar y ¿Será un sueño pensar que ha de
no se atreve a mendigar. Vive de la llegar un día venturoso en que el arte
astucia y de la audacia de sus trave¬ de vivir de estos inmortales héroes
1. El libro existe en ruso, búlgaro, francés
suras. cómicos esté al alcance tanto de los y alemán. (N.D.L.R.)

24
PLUMA EN RISTRE
Del chiste gráfico considerado
como nuevo género literario

por Iván Tubau

YA bien entrada la octava década de

un siglo contradictorio y apasionante,


casi nadie se atreve a negar la importancia
del chiste gráfico en el panorama general
de la prensa y, de modo concreto, en el
específico de la prensa española: Impor¬
tancia como documento histórico, como
radiografía sociológico-política, como fenó¬
meno estético o si se prefiere como
manifestación artístico-literaria.

Aclaremos sólo algunos extremos que


nos permitan determinar las diferencias
esenciales entre el chiste gráfico propia¬
mente dicho y el chiste oral o literario.

De acuerdo con Freud, el humor es un


principio de liberación: « Es una alegría
triunfante y representa la victoria del prin¬
cipio del placer. » Sin embargo, esta vic¬
toria debiera ser considerada como el re¬
sultado de una frustración: « Los sueños

se tornan ingeniosos y divertidos porque


la senda más directa y cómoda para la
expresión de nuestros sentimientos se en¬
cuentra obstruida. » Así, pues, se hacen
chistes porque no se puede hacer otra
Dlbu|o de Vázquez de Sola, España © tomado
cosa más directamente agresiva. del libro Caricatures de Vazquez de Sola.
Ediciones Albín Michel, Paris, 1S75
Siguiendo este razonamiento, se ha lle¬
gado a decir que el chiste precisa, por lo
menos, de tres personas: el autor, el lector
(u oyente) y la víctima. Esto, que se nos
las generales condiciones de limitación y
antoja aproximadamente válido para el chis¬
orientación, al que por su origen llamare¬
te oral o literario, no lo parece ya tanto
mos juicio desinteresado. » Y afirma en
en lo que se refiere al chiste gráfico. Este
otro lugar: « La libertad produce el chiste,
puede prescindir del tercer personaje: al¬
y el chiste es un simple juego con ideas. »
gunos de los mejores dibujos de humor
de este siglo v es obligado aludir a los Podríamos aplicar esta definición al chis¬
del genial Saul Steinberg no tienen víc¬ te gráfico, diciendo que es un juego con
tima alguna. ideas, expresado mediante dibujos, con o
sin la ayuda de palabras. Ahora bien, el
Mucho más próxima a lo que podría ser
concepto de « juicio desinteresado » no es
una aceptable definición de gran parte del
aplicable a la mayor parte de los chistes
actual humor gráfico nos parece la que
que aparecen en la prensa. Por el contra¬
K. Fischer aplica al chiste en general: « El
rio, acaso los más contundentes sean aque¬
chiste es un juicio desinteresado. » Según
llos que implican un juicio definido y cate¬
Fischer, « la libertad estética consiste en
górico podríamos incluso
la observación desinteresada de las co¬
decir sobre la realidad.
sas ». « Podría ser prosigue Fischer
que de la libertad estética surgiese un La palabra libertad ha surgido ya varias
juicio de peculiar naturaleza, desligado de veces, y ello es sintomático: sin un cierto
grado de libertad, el chiste que llamaremos
; « crítico » no puede existir, por lo menos
publicado legalmente. Pero muchas veces
el chiste es consecuencia de una libertad

IVAN TUBAU, dibujante, periodista y escritor « relativa », que lo hace posible como sus-
español, se interesa particularmente por las titutivo de otros modos más directos de
técnicas y el contenido de los llamados «mass expresión, cuya salida se halla taponada.
media». Ha publicado numerosos libros didác¬ Dice al respecto el ensayista español Car¬
ticos y de divulgación sobre temas de arte y de los Castilla del Pino: « Es típico del chiste
cu/tura popular. Como dibujante de humor
el que al tomarse a risa la cuestión se
utiliza el seudónimo de «Pastecca». Ha escrito
evite la praxis opuesta, efectiva, seria. Asi,
asimismo varias obras teatrales. El texto que aquí
reproducimos está tomado de su libro De Tono por ejemplo, el chiste político denota una
a Perich. El chiste gráfico en la prensa española concienciación de la justeza crítica, pero no W
de la posguerra (Guadarrama, Madrid, 1973). viene a cumplir el cometido de sustituir una r

25
crítica seria, que, o bien no es posible En España como en el mundo, el humor No obstante, el humor que hemos dado
por la censura externa, o bien no se está gráfico ha sufrido a lo largo de su historia en denominar gratuito o «codornicesco»*
dispuesto a hacer por la propia represión. » propiamente dicha comienzo hemos puede considerarse en buena medida como
El chiste gráfico exige que su creador situado hace aproximadamente siglo y me¬ una aportación española. No se trata, como
tenga una minima habilidad manual y un dio diversas alternativas. Pero (con las alguna vez se ha alegado, de un mime¬
mínimo criterio estético, características obligadas simplificaciones que todo intento tismo respecto del humor que en la Italia
ambas que sólo pueden darse a partir de de explicación entraña) podemos señalar fascista desarrollaron publicaciones como
un determinado estadio de culturalización: algunas líneas evolutivas generales en lo Bertoldo: españoles e italianos llevaron a
un analfabeto puede saber dibujar,. pero es que se refiere a estética, expresión, conte¬ cabo parecidos hallazgos al mismo tiempo.
que lleva tras de si un poso cultural consi¬ nido y difusión. Lo cual no deja de tener su lógica, pues
derable. En el plano estético, la tendencia general parece natural que un periodo de censura,
Sin embargo, el chiste gráfico en opi¬ ha sido la de una progresiva simplificación. que imposibilita el humor critico, estimule
Aunque los laboriosos tramados de dibujan¬ las búsquedas de los dibujantes en el
nión del humorista español Máximo, que
compartimos es un genero literario. Pese tes actuales como Topor apenas tengan nada campo del humor evasivo, en el cual
a expresarse de modo fundamental gráfi¬ que envidiar a los del decimonónico Bertall, particularmente en lo que se refiere al
la mayor parte de los humoristas gráficos absurdo verbal italianos y españoles han
camente, está mucho más cerca de la
de hoy han optado por la eliminación de alcanzado cotas difícilmente superables.
narrativa que de las artes plásticas: lo
estético sea para entendernos y líneas, la voluntad de síntesis visual y la Con ello rozamos ya los problemas de
aun considerando que obras como las de economía de detalles que ya en el pasado contenido, campo en el que la evolución
Steinberg podrían inducirnos a pensar lo siglo apuntaran Doré y, sobre todo, Caran ha sido menos clara y más contradictoria.
contrario es adjetivo en el humor gráfico, d'Ache. Una idea bastante extendida es qué el
en tanto que la Idea es sustantiva siempre. Si ya toda separación entre fondo y for¬ humor (el humor critico, pues los dibujos
ma es arbitraria y discutible, el intento de de un Steinberg quedan por su propia na¬
deslindar el humor gráfico lo pura¬ turaleza al margen de estas consideracio¬
mente estético de lo funcionalmente ex¬ nes) fue, a lo largo del siglo pasado y
presivo sería una verdadera monstruosi¬ buena parte del actual, «retrógrado»: arre¬
ACEPTADA su condición de género dad. Paralelamente, pues, a su evolución metió contra todo lo nuevo, fuera un medio
literario, nos parecerá lógico com¬ estética, la evolución expresiva del chiste de locomoción o una teoría política.
probar que el desarrollo del chiste gráfico dibujado ha tendido también a la simplifi¬
va indisolublemente ligado al de los proce¬ cación. Los textos existen se
dimientos de impresión. Aun cuando cual¬ han ido haciendo más sintéticos y breves,
quier investigador puede rastrear atisbos los dibujos menos dados al detalle inne¬
de humor gráfico en la prehistoria, en el cesario. ^^ STO exige algunas matizaciones.
antiguo Egipto, en la Grecia clásica o en BiH Si bien en líneas generales podría
Pero lo más importante en este sentido
el medievo, el chiste propiamente dicho considerarse que el humor gráfico ha ido
es que el dibujo ha adquirido autonomía
nace cuando los medios de impresión le desplazándose de la «derecha» hacia la
plena y fisonomía propia como medio de
permiten difundirse en gran número de «izquierda» a nadie se le ocurriría consi¬
expresión. Aun los mejores dibujos de hu¬
ejemplares. derar como conservador a un Sine , lo
mor del pasado siglo eran casi siempre
cierto es que ya durante el pasado siglo
Es evidente que ciertas vasijas halladas meras ilustraciones excelentes muchas
se manifestaron tendencias «progresistas»
en Apulia, Campania y Sicilia, así como veces, pero ilustraciones al fin de un
en él. Y si bien es verdad que Cham,
las pinturas de Cranach, Breughel, El Bosco texto; de un texto que era con gran fre¬
Bertall o Doré fueron netamente «reaccio¬
o Teniers, dan testimonio de una visión cuencia un juego de palabras o un chiste
narios» (Doré se refugió en Versalles
caricaturesca y por qué no humorística literario: de un texto, en fin, que podía
cuando la Comuna se instauró en París), si
de la realidad. Más claramente aún, pinto¬ prescindir de la imagen.
bien es cierto que Forain y Caran d'Ache
res como el inglés Hogarth o el español
fueron violentamente antisemitas, no lo es
Goya se muestran como verdaderos humo¬
menos que Daumier (que rechazó la «Legion
ristas gráficos.
d'Honneur» ofrecida por el Segundo Im¬
Pero el chiste gráfico propiamente dicho u perio) mantuvo a lo largo de toda su obra
se desarrolla paralelamente a las publica¬ ^^VOY, aun cuando sigan publicándose una actitud crítica claramente «progresista».
ciones más o menos periódicas: en Alema¬ I la diario tales chistes, nadie consi¬
nia y los Países Bajos durante las guerras A nivel internacional, el hecho de que
dera como un verdadero chiste gráfico a
parte del humor critico parezca haber deri¬
religiosas, en Inglaterra con el auge de la aquel cuyo dibujo puede ser suprimido im¬
prensa doctrinaria, en Francia bajo los vado de modo visible hacia posturas no
punemente. Sólo si el texto, título o pie no
Luises y en plena Revolución, hasta que la conservadoras e incluso en algunos casos
tienen significación humorística alguna sin
revolucionarias es debido a que su difu¬
llegada del primer Bonaparte y su rígida el dibujo nos hallamos ante un chiste grá¬
sión ha aumentado y alcanza por tanto
censura de prensa corta su desenvolvi¬ fico propiamente dicho. Los teóricos «puris¬
miento. capas de público más amplias y variadas.
tas» van todavía más lejos: sólo el chiste
La progresiva difusión de la litografía iba mudo o «sin palabras» es para ellos verda¬ Con ello hemos llegado al último aspecto
a considerar: la difusión. Resulta obvio
a dar un impulso definitivo, durante el dero humor gráfico.
que la tirada de las publicaciones humo¬
siglo" XIX, al chiste gráfico. En Francia Pero aun sin exigir esta pureza absoluta
rísticas, así como su número, no han de¬
reaparece con gran fuerza en La Caricature impracticable en el humor politico o
(1825) y Le Journal pour Rire (1846), publi¬
jado de aumentar, pese a diversos altibajos.
de actualidad, por ejemplo , la íntima in¬
caciones ambas fundadas por Charles Phi- terdependencia entre texto e imagen se El humor gráfico ha penetrado en publi¬
lipon, y en el Charivari (1832). En la última considera hoy como condición sine qua caciones de Información general que du¬
colaboraron el gran Daumier y Cham, entre non del humor gráfico. Y si se ha llegado rante mucho tiempo le cerraron sus puer¬
otros muchos, y en las de Philipon casi a este «nuevo sentido» del humor ha sido tas, y ha ido conquistando cada vez mayor
todas las grandes figuras del género, desde fundamentalmente gracias a la gran lección y mejor espacio en la prensa diaria.
Gavarni a Gustavo Doré, pasando por de los artistas norteamericanos: ellos «in¬ Y, lo que es más significativo, se ha reco¬
Grandville, Bertall o Gill. ventaron» el humor gráfico moderno del nocido casi unánimemente su importancia.
España, por su parte, apenas había culti¬ mismo modo que «inventaron» el cine có¬ Hoy un chiste no sirve para llenar un hueco
vado la caricatura impresa durante la época mico mudo. Y al decir esto no olvidamos el en cualquier rincón del periódico, sino que
de las guerras religiosas « pues España mérito de precursores como Méliès o Max ha obtenido un lugar de privilegio en las
misma era una caricatura », apunta el estu¬ Linder en el cine, Caran d'Ache en el mejores páginas, junto al editorial o Junto
dioso decimonónico Jacinto Octavio Pi¬ dibujo. al artículo del colaborador más o menos

cón , pero tuvo en Leonardo Alenza, du¬ Por supuesto que hablar de la influencia insigne.
rante la guerra de la Independencia, a un norteamericana implica considerar como Iván Tubau
interesante precursor. norteamericano al rumano Saul Steinberg
Mediado el siglo XIX comenzaron a pro- más grande dibujante de humor de
liferar en España las publicaciones perió¬ todos los tiempos , del mismo modo que
dicas de tipo satírico: Gil Blas (1864), El consideramos como norteamericano al in¬
Fisgón (1865), Doña Manuela (1865), El glés Chaplin. Pero al nombre de Steinberg
Saínete (1867), La Gorda (1868), Jeremías podemos añadir, en cuanto a influjo ejer¬
(1869), La Flaca (1871)... En la mayor parte cido en diversos niveles, los de Peter
de ellas llevaría a cabo su fecunda labor Amo, James Thurber o Chas Addams, entre
Francisco Ortego, el máximo humorista grᬠtantos otros. En el New Yorker como en
fico del siglo XIX español, a quien había el Punch inglés, con su extraordinario * De La Cordoniz, uno de los semanarios
de suceder en cierto modo José Luis Pelli- Ronald Searle se ha incubado el mejor de humor más conocidos en la España de
cer (El Cohete, 1872) (...) humor actual. la posguerra (N.D.L.R.)

26
Entre
casas
anda
el
juego

Bozena Yankowska, Polonia

Cese, España.

L
© Jena Dallos. Hungría

i m mm cía)

icmmmiu
'auDimiD
II m ID

msiDODi
¡DüimniiB
DUDEM
(Q CO ED tD 0
miBiDiDDi
ffilûmiBD
IB IBID ID II
m m éd

,aaea
, BB BB
íMbBBEI
FlPPR

Stanislaw Dabrowskl. Polonia Gustav Peichl (Ironimus). Austria


CHINA
JARDIN SECULAR DE LA RISA
Y LA SONRISA
por Kristofer M. Schipper

UN docto caballero de setenta


años tuvo un hijo. Lleno de
felicidad, lo llamó «Edad». Al año
siguiente tuvo otro nuevo hijo y,
pareciéndole un chico muy inteligente,
le puso por nombre «Estudio». Pasó
otro año, y un nuevo niño le nació.
Entonces el anciano dijo riendo: «A mi
edad es divertido tener tres hijos». Y,
por ello, decidió llamar al recién
nacido «Humor» (xiaohua).
Un día, ya crecidos los tres niños,
fueron a la montaña á recoger leña
para su padre. Cuando volvieron a
casa, el viejo letrado preguntó a su
mujer cuál de los tres hijos había
traído más leña. La esposa respondió:
«Edad trajo un puñado, Estudio nada y
Humor un haz entero».

Esta antigua historia ilustra a la per¬


fección la sabiduría popular china, para
la cual, en la vida, un poco de humor
es frecuentemente más eficaz que la
experlenca o la educación. Los filóso¬
fos de la China antigua no ignoraban
este precepto, pues tenían por cos¬
tumbre referir historias humorísticas
en apoyo de sus tesis. Mencio siglo
IV antes de J.C. cuenta la historia
de un aldeano que, viendo con pena
que su sembrado no brotaba, tiró
con la mano de los tallos para hacer¬
los salir más aprisa. De vuelta a su
casa, dijo: « Hoy me encuentro muy
cansado. He ayudado a crecer a la
cosecha.» Sus hijos corrieron a ver su
trabajo: los tallos ya estaban secos...
La moral implícita en esta historia le
sirve a Mencio para ilustrar su tesis
de que debemos cultivar nuestra per¬
sona con cuidado y con paciencia.
Las anécdotas de este tipo se llaman
en chino xiaohua, que literalmente
quiere decir «historias para reír». El

KRISTOFER NI. SCHIPPER, nacido en


Sue cía, es profesor de la «Ecole Pratique des
Hautes Etudes» de París y secretario de la
Asociación Europea de Estudios Chinos. Espe¬
cialista de la tradición taolsta en China, ha
escrito los libros L'Empereur Wou des Han dans ,
la légende taoïste (1965) y Le Feng-teng,
ritual taoïste (1975). El profesor Schipper
trabaja actualmente en la traducción del libro
del filósofo taolsta Chuang-tseu y en una
monografía sobre el ritual taolsta.

28
K-nz
El ideograma chino aquí reproducido significa « chiste »
o « historia jocosa » (xiaohua). Era éste un verdadero género
literario muy en boga en la China antigua. Tradicionalmente
se veneraba allí la figura del Dios de la Alegría (Xi-Chen),
representado en esta estampa del siglo XIX. A la derecha, acuarela
de Li Ying-ts'an (siglo XVII) que representa al Immortal Chong-li
Ts'iuan montado al revés en su burro, a la manera de Nasreddín
Hodscha (véase la pág. 16) y acompañado por el filósofo
Chuang-tseu flotando sobre una calabaza. -Foto 0 Almasy Colección Kristofer M. Schipper, Paris

ejemplo que acabamos de citar es debía proporcionarle a éste la inmor¬ el acusado responde: Es que se subió
uno de los más antiguos testimonios talidad. Furioso, el emperador or¬ encima de la cama.»
de este tipo de humor que se conser¬ denó matar al impertinente corte¬
Ya señalamos que, aunque el origen
van en todo el mundo. sano, quien replicó: «Majestad, si el
de los xiaohua es popular, la mayor
Si la risa es tan antigua como la elixir es eficaz, soy ya inmortal y es parte de ellos nos han llegado escritos
inútil que mandéis matarme, y si, por en lengua clásica. Tal anomalía se
especie humana (quizá lo sea más),
el contrario, es ineficaz, decidme...
el lugar que ocupa el humor en las explica tal vez por el hecho de que el
¿qué crimen podéis imputarme?». El
diferentes culturas no es, en cambio, estilo muy condensado del idioma
el mismo. En el caso de China, lo emperador se echó a reír y perdonó al chino clásico se presta a esbozar una
guyi.
específico radica en que el xiaohua, situación y resumir salidas y ocurren¬
cuyo origen popular es evidente, , fue El folklore chino ha hecho de Dong¬ cias contundentes. En los casos en
rápidamente asimilado por la tradición fang Shuo uno de los santos patrones que contamos con dos versiones dis¬
escrita clásica. de la risa. Hubo más tarde otros bu¬ tintas de la misma anécdota en litera¬

Otra antiquísima forma de humor fones divinizados en China, como, por tura china, una escrita en lengua clá¬
ejemplo, dos monjes budistas llamados sica y otra en lengua hablada, extraída
chino es lo que se denomina guyi
Han,Shan y Shi De (siglo VIII), los de las tradiciones orales del pueblo
que literalmente significa «golpe del
cuales fueron representados inconta¬ chino, esta última es con frecuencia
resbalón» y que tiene mucho que
bles veces en la iconografía del arte dos veces más larga que la primera.
ver con el espíritu satírico y sarcás-
popular. El taoísmo, por su parte, creó
tico. A este respecto, es significativo Pero los letrados chinos no se limi¬
que los primeros testimonios que se
el personaje del sabio sonriente y
taron a transcribir anécdotas popula¬
conservan de este tipo de humor
abierto a la verdad. Algunos estiman
res sino que crearon también sus pro¬
que esta tradición taoísta influyó en
provengan de un autor taoísta llamado pios xiaohua. Un rasgo peculiar de
los escultores chinos cuando éstos
Chuangchl, del siglo IV a. de J.C. Frente estos últimos es su carácter «históri¬
al confucianismo, el taoísmo encarna
realizaron las primeras representacio¬
co», es decir su referencia a per¬
la aspiración del individuo a la libertad nes de Buda. En las grutas búdicas
sonajes conocidos, que suelen ser
de Yunkang, los Budas de finales del
y a la liberación de las coerciones letrados famosos, situados en sus
siglo V exhiben una sonrisa mística
sociales, políticas e ideológicas. respectivas épocas.
que carece de equivalente en el arte
Chuangchi utiliza el humor como Aparece por vez primera este gé¬
búdico indio y en el del Asia central.
arma contra los prejuicios y los nero aproximadamente en la misma
dogmas que atenazan el espíritu A los chinos les gusta reír. De ahí época que el Xiaolin antes citado, en
humano. que el xiaohua no tardara en conver¬ un medio social de aristócratas cultos
En una de sus historias describe tirse en un género literario particular,
y excéntricos,, cuyos representantes
Chuangchi a Confucio que, como un del que han llegado hasta nuestros
más célebres son todavía hoy conoci¬
días más de setenta compilaciones con dos con el nombre de «Los siete
Don Quijote chino, se dispone a ins¬
anécdotas de todo tipo compuestas a
truir en sus preceptos morales a un sabios del bosque de bambú», perso¬
salteador de caminos llamado Chi-el- lo largo de los siglos. La más antigua najes éstos que se perecían por hacer
de estas obras lleva el título de
Bandido. Pero el bandolero es, cuando chistes y decir agudezas para carac¬
Xiaolin (El bosque de la. risa). Su
menos, tan elocuente como su impro¬ terizar un personaje o una situación.
autor fue el letrado Hantan Chun
visado maestro y consigue confundir Su conducta se hizo famosa por sus
(del 132 al 222 aproximadamente).
a éste con sus propios argumentos extravagancias y sus violaciones de
para acabar diciéndole : «Puesto que Las divertidas historietas recopiladas la etiqueta. Sus chistes y sus bromas
las gentes me han puesto el mote de en el Xiaolin responden a la concep¬ quedaron recogidos en la famosa com¬
Chl-el-Bandido, me pregunto por qué ción de un humor sin hiél, carente de pilación titulada Shishuo Xinyu. (Noti¬
a ti que eres un hipócrita redo¬ venenosidad. Se trata, de inocentes cias contemporáneas).
mado no te llaman Confuclo-el-Ban- bromas y amables tomaduras de pelo. Pero, como era de esperar, el humor
dido». He aquí un ejemplo:
mundano de estos heteróclitos perso¬
Más tarde, en la corte de los empe¬ «Durante una disputa, un hombre najes era accesible únicamente para
radores existieron especialistas de muerde tan fuerte a otro la nariz que las gentes de su época y su medio
este tipo de discurso satírico. Se les se la arranca del mordisco. El juez social. Por lo que a nosotros respecta,
conocía con el mismo nombre de guyi. quiere condenarle, pero el acusado estas bromas han perdido ya su sen¬
Un guyi famoso fue Dongfang Shuo, alega que fue la víctima quien se mor¬ tido pese al empeño, a veces obsti¬
cortesano del emperador Wu de la dió a sí mismo. (Pero eso no es posi¬ nado, de algunos académicos en desci¬
dinastía Han (141-187). Cierto día, ble! arguye el juez. ¿Cómo ha podido frarlas. En realidad, es tal empeño lo
Dongfang Shuo se bebió una poción alcanzar la nariz para mordérsela si único que hoy consigue hacernos
mágica destinada al emperador, que está más arriba que la boca? A lo que sonreír.

29
EL GATO Estampa policroma china del siglo XIX que ilustra una novela humorística del siglo XVI
cuyo titulo podría traducirse por Las jugadas de cinco ratas en la capital oriental.
Y LA RATA La obra gira en torno a una intriga policial que resuelve el célebre magistrado-detective Pao Kung,
personaje creado en el siglo XI. La escena aquí representada es la del matrimonio de una rata
que el gato devorará después. Es Interesante señalar que fue en China donde se originó la novela
policial como género literario.

Hay otras compilaciones del mismo una recopilación de xiaohua auténti¬ en el 'año del ratón' lleva a cabo entre

tipo realizadas en fecha posterior. En cos, titulada Xiaofu (Tesoros de la sus compañeros una colecta de oro y
ocasiones, las anécdotas son compren¬ risa). con el metal obtenido encarga modelar
sibles, pero están tan ligadas al pecu- La influencia de esta compilación una estatuilla que representa un ratón,
liarísimo medio social del que proce¬ fue inmensa, y no sólo en China sino para regalársela a su superior. El man¬
dían que sólo es posible traducirlas asimismo en otros países del Lejano darín recibe el obsequio con alegría,
con páginas y más páginas de notas Oriente, sobre todo el Japón. y añade: ¿Sabe usted que muy pronto
explicativas. Estamos anfe uno de esos va a llegar el aniversario de mi mujer?
La edición original del Xiaofu con¬
casos en que el humor no traspasa las Nació en el año de la vaca...»
tiene 722 anécdotas, clasificadas por
fronteras. Por otra parte, estas fron¬
temas. He aquí algunos de los temas Existe una versión japonesa de esta
teras existían también en el Interior de
que hacían reír a los chinos del pueblo historieta: «Un samurai, al que acom¬
la propia China, ya que, a lo largo de
hace tres siglos: «Lujo antiguo» (los paña otro hombre, encuentra un
los siglos, se fue creando un foso cada
ricos); «Elegancia enmohecida» (los ratón muerto en el camino. Tráeme
vez más profundo entre los letrados y
letrados confuclanos); «De ellos no se eso, dice. Pero si está muerto... Ya
el pueblo.
habla» (los pobres); «Excéntricos y lo veo. Pero tú ignoras que yo nací en
La época moderna y la introducción avaros»; «Vulgaridades» (libertinos, el año del ratón. |Señor, no sabéis
en China de la civilización occidental arpías); «Viento de glneceo» (historias lo feliz que me hace que no hayáis
nada hicieron para atenuar esta opo¬ licenciosas), etc. Con sólo enumerar nacido en el año de la vacal.»
sición. En los años veinte y treinta estos temas podemos ver que el
existían en China escritores que desco¬ El profesor André Levy, a quien de¬
humor es, para los chinos como para
bemos la traducción de las tres histo¬
nocían por completo sus propias tra¬ los demás humanos, un medio de
diciones populares, hasta el punto de rietas que acabamos de relatar, pien¬
expresión crítica en un mundo de
que consideraban el humor como un sa que las adaptaciones japonesas de
explotación y opresión. Mediante el
los xiaohua tienden a suavizar el lado
fenómeno totalmente ajeno a su país, humor, el pueblo arremete contra los
como una magnífica invención occi¬ sarcástico de los originales chinos.
ricos y contra los funcionarlos-letrados.
dental, para la que buscaron una Por ejemplo: En la China tradicional, las historias
expresión china, yumu, que es una «Un mandarín recién nombrado toma oómicas servían habitualmente para
transliteración pura y simple del tér¬ posesión de su puesto. Interroga a sus alegrar la atmósfera de las reuniones,
mino inglés «humor» a través de dos subalternos para ponerse al tanto de sobre todo de los banquetes, en los
palabras monosilábicas chinas que,
las cuestiones prácticas del cargo y que no estaba bien visto entablar
curiosamente, significan... |« sombrío» éstos le responden: El primer año hay discusiones largas. La charla debía
y «silencloso»I. que ser honrado, el segundo a medias ser ligera y divertida, para que no dis¬
Por suerte, y a pesar de las tradi¬ y el tercero puede usted ya empezar. trajese a los huéspedes de su princi¬
ciones cultas, el humor popular chino El mandarín suspira: ¿De dónde voy pal dedicación, es decir, de comer.
supo franquear sin dificultad edades a sacar paciencia para aguantar tres Para pasar el rato los convidados
y fronteras. Un gran cuentista y poeta años?» hacían juegos, componían dísticos o
popular, ignorado durante mucho «Se acerca la fecha del aniversario contaban xiaohua. Hoy, cuando se
tiempo por los eruditos, Feng Meng- del mandarín. Uno de sus subordina¬ celebran fiestas, la costumbre es que
long (1574-1645), es también autor de dos, que se ha enterado de que nació cada invitado haga su propio número,

30
cante una canción o narre una histo¬ del Xiaofu. La mayoría de ellas están «Un oficial de justicia tonto ha de
rieta. Algunos autores de recopila- tomadas de la vida cotidiana del conducir al tribunal a un monje que ha
clones previeron este destino de los pueblo. cometido un crimen. En el momento
xiaohua y, por ello, dan indicaciones de partir, teme olvidarse de alguna
acerca de la manera de contar las «Un maestro de qin (laúd chino
cosa y, para evitarlo, hace un Inventa¬
clásico) toca su instrumento en un
anécdotas para que obtengan su máxi¬ rio exacto de lo que ha de transportar.
mercado (para atraer a posibles alum¬
ma eficacia. He aquí un ejemplo: Este inventario se compone de dos
nos). Las gentes del mercado piensan
frases: «Equipaje, paraguas y canga
«Un padre se pasea con su hijo. Un que se trata de un p'i-pa o de un sami-
(suplicio chino); documentos, monje y
desconocido señala al niño y pregunta: sen (instrumentos de música ligera) y
yo.» Durante todo el camino va repi¬
¿Quién es? El padre responde: Es el llegan en masa a escucharle. Pero al
tiendo estas dos frases y el monje se
yerno de la descendiente en novena oír los sonidos tranquilos y puros del
da cuenta en seguida de que su guar¬
generación del verdadero nieto por qin se sienten defraudados y, poco a
dián es un bobo. Una noche emborra¬
alianza de un presidente de la Can¬ poco, todos se van marchando. Al final
cha al oficial, le rasura el pelo, le
cillería, gran favorito de un emperador sólo queda un oyente, y el maestro de
coloca la canga alrededor del cuello
de nuestra dinastía. En otras palabras, q/ri; lleno de alegría, le dice: |Qué
y se escapa. Cuando el oficial des¬
es mi hijo.» bienl Hay al menos un entendido que
pierta, se dice: «Aguarda un momento
Shi Chenyun. autor de la compila¬ no me abandona. Pero el hombre res¬
que compruebe: equipaje y paraguas
ción titulada Xiaodihao (La risa alegre) ponde: Si la mesa sobre la que habéis
están aquí.» Se palpa el cuello y
publicada en 1739, en la que figura colocado vuestro qin no fuera mía, y
dice: «La canga esta aquí.» Luego
esta anécdota, añade: «Conviene si no tuviera que esperar a que termi¬
los documentos: «Aquí están.» De
darse aires de persona Imbuida de narais para recogerla, yo también me
repente se echa a temblar: «Ay,
pretensiones nobiliarias y soltar todo habría marchado hace ya mucho
¿donde está el monje?» Se pasa la
el párrafo de un tirón.» tiempo.»
mano por la cabeza pelada: «Menos
Pero el propósito del autor de la «Dos hermanos compran a medias mal que el monje está todavía aquí.
citada recopilación no era únicamente un par de sandalias, y deciden ponér¬ Pero, entonces, ¿dónde estoy yo?»
hacer reír.' Veía también en el humor selas por turnos sucesivos. Pero el Sobre todo en este último ejemplo
un medio de educar a las masas. En hermano menor se las arregla para vemos que, bajo una apariencia inge¬
el pequeño poema que encabeza la que a él le toque ponérselas durante nuamente divertida, se esconde una
obra esta actitud queda resumida así: el día, lo que ciertamente no hace feliz significación profunda. La historieta
al hermano mayor, al que sólo queda nos sitúa ante el hombre enfrentado
«Los hombres quieren xiaohua para
la posibilidad de usar el nuevo calzado con sus obligaciones y sus bienes, has¬
[reír,
durante la noche, que dedica íntegra¬ ta el punto de perder la propia Iden¬
pero yo me sirvo de los xiaohua para
mente a dar paseos, lo que le Impide tidad. La anéctoda no sólo es cono¬
[despertarles...
dormir. Las sandalias están ya gasta¬ cida en China. También la encontra¬
Sin dejar de bromear sobre los miste-
das al poco tiempo. Y el hermano mos, en forma llgeramenta distinta, en
[rios de la religión,
menor dice al mayor: Vamos a com¬ Europa central. Ello pone de relieve la
el humor no deja der ser también una
prarnos un nuevo par. A lo que el universalidad de la condición humana,
[manera de alcanzar la Salvación.»
mayor, torciendo el gesto, replica: No por encima de las diferencias cultu¬
Esto hace que las historias del Xiao¬ compremos más. Preferiría dormir un rales.
dihao sean menos satíricas que las poco por la noche.» Krlstofer M. Schipper

SEXO Estampa policroma del siglo XIX en la que figuran diez escenas de maridos que sufren
' los tormentos que les imponen sus esposas, verdaderas arpías. Según la tradición china, eran
DEBIL? raros los hombres que se enorgullecían de no tener miedo frente a sus mujeres.
Un proverbio afirma que para triunfar en la vida y hacerse rico hay que temer a la propia mujer.

31
AVENTURAS DEL PLANARIO ANTIFREUDIANO (viene de la Pég. is)

cabezas, una corona formada por e influyentes de la comunidad cientí¬ se le cayó la pasta que estaba co¬
células nerviosas interconectadas, una fica. (Cualesquiera conclusiones que el miendo.

leyenda en latín (que Arthur Koestler lector quiera deducir sobre las cuali¬ Recuerdo también que un buen
traduce así: «Cuando termine de expli¬ dades necesarias para adquirir fama amigo mío me llamó aparte un día y
carte esto, sabrás todavía menos que en la comunidad científica se dejan a me explicó el daño que estaba cau¬
cuando empecé»), una S y una R como su propio arbitrio.) Con el fin de sando a mi reputación el hecho de
símbolos de «estimulo-respuesta» (*), ayudar un poco a estas almas can¬ editar el Digest. Se le notaba real¬
una ij> de psicología y un par de didas, recurrimos a un dispositivo de mente preocupado por el asunto. «Por
franjas en diagonal con los colores propagación muy parecido al de los Dios me decía , si continúas publi¬
amarillo y azul de la Universidad de gusanos: nos dividimos en dos. Agru¬ cando artículos en eso, llegará un mo¬
Michigan. (Hasta años más tarde no pamos todo el material tachado de mento en que la gente querrá citarlos,
descubrimos que, en el lenguaje de la jocoso y lo desterramos a la parte de y entonces ¿qué va a ocurrir? Debes
heráldica, una banda cruzada en el atrás de la revista, imprimiéndolo al cambiarle el nombre, arrojar por la
escudo de armas indica que se des¬ revés para asegurarnos de que nadie borda todos esos temas humorísticos
ciende de un bastardo. Como yo digo, confundiría los hechos con las fanta¬
y convertirla en una revista científica
había entonces una gran dosis de can¬ sías.
respetable.»
dor en nuestra investigación.)
El Digest fue tirando así durante Guardo como un tesoro la carta que
Para completar nuestro manual, lo varios años, hasta que surgió una me escribió una dama, zoólogo de
designamos como «Volumen I, núm. 1», nueva crisis. Los autores de artículos fama mundial, en la que me pedía que
consistiendo la broma en que nö tenía¬ serios se quejaban de que sus tra¬ borrase su nombre de la lista de sus¬
mos la menor intención de continuar bajos no alcanzaban una difusión satis¬ criptores, iporque estábamos «des¬
su publicación. Como se ve, apreciᬠfactoria. Cuando alguien publica un orientando a los estudiantes», hacién¬
bamos poco la fuerza del síndrome artículo en una revista científica y doles creer que la Ciencia puede ser
«publica o perece». Los científicos nos referimos a la mayoría de ellas , divertldal
encuadrados en las universidades se
ese artículo es recogido por alguno
sienten tan desesperados que están de los servicios especializados exis¬
dispuestos a publicar donde sea (ya tentes para su difusión en forma EL tipo de humor «intrapunitivo»
que su decano no va a notar la dife¬ resumida. que es como la marca del Digest
rencia), y así, asombrados y atónitos, solamente puede prosperar cuando su
comenzamos a recibir colaboraciones
Pues bien, pese a que la parte serla
autor se siente bien seguro, tanto
del Digest contenía materiales bas¬
para el número siguiente. Cogidos en emocional como intelectualmente. Las
tante sólidos, ninguno de esos ser¬
nuestras propias redes ¿qué otra cosa personas que no entienden ni aprecian
vicios especializados quería tocar nada
podíamos hacer sino sacar otro número el humor se sienten probablemente
que procediese de una revista con un
y otro y otro y otro?... amenazadas por aquellos que como
nombre tan raro como la nuestra. No
Y aquí nos tienen ustedes con una nosotros lo entienden y aprecian.
quedó otro remedio que llegar a una
revista que lleva ya numerosos años soluciónvde compromiso: cambiamos Aquellos de nosotros que vemos las
de existencia y con una circulación el nombre de la primera mitad del tonterías y la ignorancia ocasional de
internacional (36 países) que se cuenta Digest, titulándola The Journal of Bio¬ nuestro comportamiento (y el de los
por millares de ejemplares. Digamos logical Psychology. demás) reaccionamos a menudo con¬
de pasada que uno de nuestros éxitos tando un chiste. El humor, sobre todo
Solamente cambiamos el nombre,
más brillantes ha sido la recepción de el humor dirigido contra nosotros mis¬
pero, señores, |qué diferencial En cosa
una carta de la Biblioteca de la Aca¬ mos, nos mantiene humildes, ponién¬
de dos meses recibimos cartas de los
demia de Ciencias de la URSS ofre¬ donos ante los ojos nuestra propia
ciéndonos el intercambio oficial de
Psychological Abstracts, Biological incompetencia, de sobra percibida.- La
Abstracts y Chemical Abstracts, solici¬ persona absolutamente seria teme
revistas. Todavía nos preguntamos si
tando el envío de esta revista «nueva»
sabían allí lo que iban a adquirir. este tipo de percepción introspectiva
para resumir los artículos en ella publi¬
del comportamiento propio, y teme el
cados. Como ya se comprende, com¬
humor porque no se siente capaz de
placimos todas las peticiones. ser humilde.
NATURALMENTE, a pesar del
aumento de circulación, seguía¬ Al mirar ahora hacia los años trans- Y ahora quizá el lector vea en el
mos siendo únicos. Y puesto que las curidos, pienso que la vida habría Digest lo que realmente es: el órgano
revistas, científicas son, en su inmensa sido mucho más fácil si el Digest oficial de un movimiento anti-Científico.
mayoría, mortalmente aburridas, deci¬ hubiera muerto al nacer. Gran parte Estoy firmemente convencido de que
dimos que la nuestra sería diferente. de la controversia desatada por nues¬ mucho de lo que hay de malo en la
Para animar un poco las cosas incluí¬ tro trabajo sobre la «transferencia de Ciencia de nuestros días se debe a
mos poemas, chistes, sátiras, carica¬ memoria» se debe al hecho de que que los Científicos están dispuestos
turas y cuentos breves, intercalados apareció por primera vez en lo que a realizar estudios objetivos y desapa¬
más o menos al azar entre los artícu¬ algunos de mis colegas llaman todavía sionados sobre cualquier fenómeno
los más serios. «e/ Playboy del mundo científico». natural, de la clase que sea, excep¬
A la gente parecía gustarle esta Recuerdo que en 1964 asistí a un ción hecha de su propio comporta¬
mezcolanza; por lo menos, a algunos. congreso celebrado en Cambridge (el miento científico. Sabemos mucho más
Unas cuantas personas, sin embargo, de Inglaterra), en el que presenté prue¬ de los gusanos platelmlntos que de las
protestaron airadamente, diciendo que bas bastante concluyentes o que a personas que estudian a los gusanos
no tenían tiempo que perder en bro¬ mí me lo parecían de que la memoria platelmintos. El Establishment jamás
mas estudiantiles, que querían la «ver¬ puede transferirse químicamente de un pone en tela de juicio sus propios
dad» y nada más. Lo que ocurría con planario a otro. Después de la sesión, motivos; el verdadero humorista, sí.
estas personas era que, con mucha y ante las inevitables pastas húmedas Pero abrigo grandes esperanzas, y
frecuencia, tenían que llegar hasta la y esa agua caliente y aromatizada que muy firmes, de que conseguiremos que
mitad de un comentario satírico para toman los Ingleses (la bebida nacional las generaciones jóvenes sean capaces
darse cuenta (no muy claramente) de británica no es ciertamente lo que yo de reírse de sí mismas. Entonces, y
que les estaban tomando el pelo. llamo una taza de té), recibí una buena solamente entonces, podremos esperar
De buena gana hubiéramos ignorado reprimenda de un científico famoso, que la Ciencia vuelva a ser ciencia.
estas quejas si no procedieran de quien me informó, lisa y llanamente,
James V. McConnell
algunos de los miembros más famosos que se negaba a tomar en serlo cual¬
quier trabajo publicado en un «TBO
(*) TBO, nombre de una de las más famosas
(*) En el original Inglés, «stimulus-response». científico» (*). Cuando le pregunté a revistas de historietas ilustradas de España
(N.D.L.R.) qué revistas británicas se refería, casi (N.D.L.R.).

32
LIBROS

Recuento
RECIBIDOS
tt/MO LD^.
lia n
por Luis Goytlsolo
Seix Barrai, Barcelona, 1976 Políticas culturales salvar los templos de la isla de Filae, en
Viaje al centro de la Tierra el Nilo, y su reconstitución en la cercana
en Africa isla de Agilkia.
por Julio Verne
Alianza Editorial, Madrid, 1976
Recientemente se celebró en Accra M La Unesco va a distribuir entre los cen¬
El fuego fatuo
(Ghana) una Conferencia Intergubernamen- tros culturales y universidades una colec¬
por Pierre Drieu La Rochelle
tal sobre las Políticas Culturales en Africa, ción de videocasetas sobre algunos aspec¬
Alianza Editorial, Madrid, 1976
organizada con los auspicios de la Unesco. tos etnológicos de América Latina, Africa,
El desarrollo y las crisis La Conferencia estudió diversos problemas Asia y Oceania. Para mayores detalles
de la filosofía occidental
que van desde el papel de las lenguas puede escribirse a: División de Desarollo
por Ramón Xirau africanas en los medios modernos de comu¬
Cultural, Unesco, Place de Fontenoy, 75700
Alianza Editorial, Madrid, 1976 nicación hasta las relaciones entre la cul¬ París.
Don Juan. Los milagros tura y el desarrollo, la educación, la tec¬
y otros ensayos nología y el medio ambiente.
por Gonzalo Lafora Refiriéndose a la educación en el Africa
Alianza Editorial, Madrid, 1976 actual, el Director General de la Unesco,
Historia de las religiones señor Amadou-Mahtar M'Bow, declaró ante unesco miro
por E. O. James la Conferencia: «Todo sistema de ense¬
Alianza Editorial, Madrid, 1976 ñanza debe garantizar la preservación y la
Bocacio y su época transmisión de los valores de una sociedad M
por Vittore Branca
Alianza Editorial, Madrid, 1976
dada. De ahí que la Unesco incite a sus
Estados Miembros a que definan políticas o<M 1 *
Vida de Henri Bruiard. culturales que correspondan a sus propias
Recuerdos de egotismo realidades y a las necesidades de su desa¬
por Stendhal rrollo económico, social y cultural. Por tan¬
Alianza Editorial, Madrid, 1976 to, la educación moderna no puede ignorar
Teoría de la orientación las lenguas africanas y requiere un conoci¬ r- V. JB
profesional miento profundo y un gran dominio- de
por Pierre Naville
ellas». Rh m* m
Alianza Editorial, Madrid, 1976
Las Islas Galápagos. Un arca Vida nueva para las
de Noé en el Pacifico
por Irenäus Eibl-Eibesfeldt piedras antiguas derechos humanos
Alianza Editorial, Madrid, 1976
Una conferencia de expertos pertene¬
El océano Pacífico. Navegantes
cientes a 43 países, celebrada reciente¬ Cartel de la Unesco
españoles del siglo XVI
mente en Varsovia, ha redactado un
por Carlos Prieto sobre los derechos humanos
proyecto de recomendación de la Unesco a
Alianza Editorial, Madrid, 1976
sus Estados Miembros sobre el estableci¬
Fundamentos de estructura Este cartel de la Unesco sobre los dere¬
miento de normas internacionales para la
económica chos humanos es obra del famoso artista-
preservación de las ciudades, barrios y
por Ramón Tamames catalán Joan Miró. Se trata de una litografía
sitios históricos y su integración en la pla¬
Alianza Editorial, Madrid, 1976 en ocho colores publicada en estrecha
nificación urbana.
Los griegos en ultramar: colaboración con la Asociación Interna¬
comercio y expansión colonial antes cional de Artes Plásticas (A1AP). El cartel
de la era clásica Fallecimiento del señor
aquí reproducido es el segundo de una
por John Boardman René Cassin serie preparada por la Unesco y la AIAP
Alianza Editorial, Madrid, 1976 dentro de un programa de actividades
La experiencia fascista. Sociedad El 20 de febrero de 1976 falleció en París llamado «Los artistas solidarios de la obra
y cultura en Italia (1922-1945) el señor René Cassin, Premio Nobel de la de la Unesco». El primer cartel de esta
por Edward R. Tannenbaum Paz (1966), una de las figuras que más se serie fue realizado, con motivo del Año
Alianza Editorial, Madrid, 1976 han distinguido en la lucha por los dere¬ Internacional de la Mujer, por la artista
Elementos de economía regional chos humanos y uno de los creadores de francesa Sonia Delaunay.
por H. W. Richardson la Unesco. Destacado jurista francés, el
Alianza Editorial, Madrid, 1976 señor Cassin representó a su país en la
La teoría económica Sociedad de Naciones (1924-1938). De
de la innovación industrial 1942 a 1944 participó en las reuniones que
por Christopher Freeman dieron por resultado la creación de la
Alianza Editorial, Madrid, 1976 Unesco. De 1946 a 1957 fue miembro de LA APHIA TOMA
la Comisión de Derechos Humanos de las
Ensayos filosóficos EL HUMOR EN SERIO
por John L. Austin Naciones Unidas, de la que llegó a ser
Revista de Occidente, Madrid, 1976 Presidente (1955 a 1957) y desempeñó un En mayo de 1973 se creó la Aso¬
Novela picaresca papel importante en la redacción de la ciación para la Promoción del Humor
Declaración Universal de Derechos Huma¬
y práctica de la transgresión en Cuestiones Internacionales. Esta
por Jenaro Taléns nos de 1948. El señor Cassin fue delegado organización, cuya sigla en inglés
de Francia en numerosas reuniones de la
Ediciones Júcar, Madrid, 1976 es APHIA, «toma el humor tan en
Conferencia General de la Unesco y de la serio que no tiene funcionarios ni
Fiestas gordas del vino
Asamblea General de las Naciones Unidas.
y del tocino celebra reuniones oficiales y realiza
por Miguel Romero Esteo sus actividades exclusivamente con
Ediciones Júcar, Madrid, 1976 ocasión de las reuniones de carácter
La dama de Wildfell Hall En comprimidos... social». La Asociación ha establecido

por Anne Bronte un «Premio Noble» del humor, que


Ediciones Júcar, Madrid, 1976 en 1974 se otorgó al periodista hu¬
: En el marco de la campaña de preserva¬
Diario de Cefalonia morístico norteamericano Art Buch¬
ción de las materias primas, la Unesco va
por Lord Byron wald (la entrega de los 1.000 dólares
a emplear en algunas publicaciones nuevas
Ediciones Júcar, Madrid, 1976 de la recompensa se hizo en 100.000
que llevarán un símbolo distintivo papel
Historia social del trabajo piezas de un cent). El premio se
ya utilizado y sometido a un tratamiento
concederá por segunda vez en 1976.
por M. A. González Muñiz especial.
Ediciones Júcar, Madrid, 1976 La APHIA fue fundada por el jurista
Con el título de "El salvamento de internacional Alfred E. Davidson y
Sobre arte y literatura
Filae», la Unesco acaba de producir una por el Subdirector General de la
por V. I. Lenin película de 76 mm en color, destinada a la Unesco John E. Fobes.
Edición preparada por M. Lendinez televisión, en la que se muestran las ope¬
Ediciones Júcar, Madrid, 1976
raciones más recientes de la campaña para

33
Los lectores nos escriben
NO ESTÁN TODOS LOS QUE SON ... calla en la mayoría de los países por Brasilia-Caracas, 6.110 km (de los cua¬
razones de orden militar o politico o les 5.000 más o menos, se encuentran
Es lamentable que una publicación de simplemente por una fabulosa conspi¬ en territorio brasileño) Cuiabá-Santa-
la categoría de El Correo de la Unesco ración de intereses económicos en bene¬ rém, 1.650 km; Periférica Norte, 2.300 km;
haya omitido hechos trascendentales en ficio de las empresas tentaculares. . En Transamazónica, 2.250 km (cuyo primer
el número de marzo de 1975, dedicado ese cálculo hay que tener en cuenta la tramo, el de Estreito-Humaitá, está ya
al «Año Internacional de la Mujer», que energía y los capitales que se requieren concluido). Esta última comienza oficial¬
recién llega a mis manos en enero de desde la prospección y extracción del mente en Joäo Pessoa, junto al Atlántico,
1976. mineral hasta su tratamiento, el almace¬ y termina en la frontera con el Perú; su
En cuanto a la cronología «Hacia la namiento de los desechos y su enri¬ longitud total será de 5.400 km.
emancipación de la mujer», es total¬ quecimiento, los gastos que exigen las Las superficies de terreno taladas
mente errónea y parcial. De 60 lugares medidas de vigilancia y seguridad, el para la construcción de dichas carre¬
citados, respecto a la actuación de la coste de los accidentes, etc. teras son las siguientes, en kilómetros
mujer en el mundo, apenas una decena No se dice, en el estudio antes citado, cuadrados: Brasilia-Caracas: 300 (en el
se refieren a Asia, América Latina y . que los expertos prevén el agotamiento territorio del Brasil); Cuiabá-Santarém:
Africa, y cincuenta a Europa y Estados del mineral de uranio hacia 1980-1985, 100; Periférica Norte: 140; Transamazó¬
Unidos. que las pilas de regeneración constituyen nica (tramo Estreito-Humaitá): 135. Es
Las omisiones están a la orden del una amenaza espantosa, que las cen¬ decir un total de 675 km2, cifra que,
día. En primer lugar, no se menciona trales atómicas contaminan el medio con como puede verse, dista mucho de los
el ascenso de la mujer a puestos poli- sus emanaciones líquidas y gaseosas... 130.000 km2 de que habla El Correo...
ticos de primer orden en países de Amé¬ Y si algunos científico» e ingenieros iy refiriéndose únicamente a la Carre¬
rica y Asia. Me refiero a la señora sostienen lo contrario, ello no hace sino tera Transamazónical

Indira Ghandi, actual Primer Ministro de probar que en esta materia nada hay Para obtener estos datos precisos
la India; a la señora Golda Meir, Primer científicamente demostrado. basta saber que el promedio de la tala
Ministro de Israel hasta hace unos Tampoco se indica en el artículo que necesaria para la construcción de carre¬
años; y a la señora Isabel Martinez de la irradiación energética actúa sobre ios teras en la región amazónica es de unos
Perón, primera mujer que ostenta el desechos vitrificados, que los contene¬ 60 metros de ancho, de los cuales
máximo cargo político de un Estado dores arrojados a las fosas marinas 10 corresponden a la nivelación de la
contemporáneo, Presidente de la Argen¬ están concebidos para que resistan a la carretera, (dos pistas y los bordes) y
tina. presión y a la corrosión durante diez años, 25 metros de «roturación de protección»
Por otro lado, no se puede desco¬ que es preciso vigilar, refrigerar y trans¬ a cada lado de la misma. Para llegar a
nocer la incorporación de mujeres a las vasar los desechos de las cubas ya que las afirmaciones absurdas que al res¬
funciones litúrgicas en Suecia desde éstas se corroen y agrietan debido a la pecto se han hecho, sería necesario que
hace unos años. irradiación. Por otra parte, es poco lo la tala se efectuara en más de 24 km de
También considero parcial la referen¬ que sabemos de los movimientos tectó¬ ancho (y esto en el supuesto de que
cia a las profesiones y al papel de la nicos en las grandes profundidades hubiera que talar a lo largo de todos los
mujer donde era muy importante para marinas y del curso subterráneo del 5.400 km de la carretera). Dado que
los lectores tener una visión universal agua. Por ello, como ha sucedido ya en para la nivelación sólo es necesario
de la participación de la mujer en el los Estados Unidos, el agua de las fuen¬ hacerlo en una anchura de 10 metros,
mundo actual. tes que brota a la superficie puede ser parece evidente que aquello resultaría
Profesor Roberto Luis Linares radiactiva, particularmente en las proxi¬ no sólo inútil sino, ante todo, impracti¬
Buenos Aires midades de las minas donde se han cable y obviamente antieconómico. Si se
arrojado los residuos. aplicara la cifra de El Correo sólo al
LO QUE NO DIJIMOS Guy Clergue tramo de 2.250 km ya construido, habría
SOBRE EL ÁTOMO PACIFICO
Servicio Meteorológico que concluir que la tala se ha efectuado
Sainte Clotilde, La Reunión en una anchura de más de 57 km. Estas
cifras son suficientemente explícitas.
En el magnífico número de El Correo CARRETERAS AMAZÓNICAS
de la Unesco de noviembre de 1975 Finalmente, a título de información, y
En un comentario a las fotografías que dado que en la página 16, en la intro¬
titulado «30 años después de la Segunda
ilustran el artículo de Paul W. Richards ducción al artículo, se dice que «el
Guerra Mundial», he leído con particular
«La agonía de las grandes selvas tro¬ Brasil ha delimitado ya vastas exten¬
interés el artículo «La pesadilla nuclear».
siones de la selva amazónica donde van
No puedo menos de aprobar sin reser¬ picales» (El Correo de octubre de 1975)
e ignoramos si aquél se debe al autor a crearse reservas» (de biosfera), qui¬
vas lo que en él se dice sobre la disua¬
o al Sector pertinente de la Unesco siera agregar que en la Amazonia brasi¬
sión nuclear, sobre el escándalo y la
leña existen actualmente ocho reservas
demencia que suponen los gastos mun¬ se afirma que para la construcción de la
Carretera Transamazónica, uno de los forestales con una superficie total de
diales en armamentos y en la industria
programas más importantes del plan de 150.000 km2 (o sea esta vez si una
militar y, por ende, sobre el enriqueci¬
desarrollo del Brasil, «se talaron y que¬ extensión cinco veces superior a la del
miento económico que procuran la venta
maron árboles en una extensión de territorio de Bélgica). Existen además en
y el tráfico de armas. En dicho artículo
130.000 km2 (cuatro veces la superficie la región dos parques nacionales con
se hace hincapié en el peligro que
entraña el átomo- pacífico ya que abre de Bélgica)». Incluso para un profano una superficie total de 14.600 km2 y dos
en la materia resulta inconcebible que la bosques nacionales con más de
el camino a la proliferación de las armas
atómicas. Como otras muchas personas, construcción de una carretera, aun 8.000 km2. Ninguna de estas reservas
cuando ésta se extienda a lo largo de nacionales figura como «reservas de
estoy convencido de ello.
En cambio, no comparto el criterio de 5.400 km (de los cuales por lo menos biosfera» en el Programa de la Unesco
un cuarto, es decir cerca de 1.400 km, «El Hombre y la Biosfera » (MAB).
los autores de ese trabajo cuando Implí¬
En febrero de 1974 se celebró en Río
citamente afirman que la fuerza nuclear atraviesan regiones semiáridas o zonas
tropicales secas), exija talar bosques en de Janeiro un coloquio organizado en el
es indispensable para las investigaciones
une superficie cuatro veces superior a marco del proyecto del MAB «Efectos
y la producción de energía. En la página
29 se dice que «la electricidad produ¬ la de Bélgica. ecológicos de las crecientes actividades
humanas sobre los ecosistemas foresta¬
cida por reactores de energía nuclear es Para que no quepan dudas sobre el
considerablemente más barata». No, fundamento de nuestras observaciones les tropicales y subtropicales». Los

no estoy de acuerdo sobre la supuesta ni sobre la veracidad de nuestra infor¬ expertos de la Unesco visitaron la
rentabilidad de la energía nuclear. Los mación, quisiera poner de relieve que región amazónica y pudieron darse
el Gobierno del Brasil construye actual¬ cuenta del cuidado con que el Gobierno
norteamericanos, que tienen la manía
mente en la región amazónica (cuya del Brasil lleva a cabo sus programas
de las estadísticas, han publicado obras
a fin de conciliar el mantenimiento del
sobre la explotación de sus centrales superficie es aproximadamente de
nucleares desde su creación hasta los cinco milüones de kilómetros cuadrados) equilibrio ecológico y las necesidades
no solamente la Carretera Transama¬ de desarrollo de la región.
años últimos, llenas de datos numéricos
suficientes para darse cuenta de que el zónica sino otras vías terrestres a fin Joäo Frank da Costa

balance es enteramente negativo. de comunicar entre sí vastas regiones Delegado Permanente Adjunto del
La electricidad atómica consume más del territorio nacional. Las principales Brasil en la Unesco

de esas carreteras son las siguientes: París


energía que la que produce, lo cual se

34
La Editorial de la Unesco

acaba de publicar

Bello y emotivo homenaj'e a las mujeres de


todas las edades y profesiones en el mundo
entero, este álbum de más de cincuenta foto¬

grafías en blanco y negro reunidas por la


fotógrafo de la Unesco Dominique Roger da
fe de la constante preocupación de la Organi¬
zación por el papel de la mujer en las esferas
de la educación, la ciencia, la cultura y la in¬
formación y, más generalmente, en toda clase
de actividades humanas.

"La obra nos muestra la manera como una

mujer... ve a otras mujeres tal como son en las


diferentes partes del mundo, sin quererlas
exaltar ni rebajar, buscando tan sólo suscitar
la reflexión."

Marie-Pierre Herzog
antigua Directora de la Unidad
de Coordinación de los
Derechos Humanos de la Unesco

24 francos

Para renovar su suscripción


y pedir otras publicaciones de la Unesco
Pueden pedirse las publicaciones de la Unesco en to¬ calle 18 A Nos. 7-37, apartado aéreo 5829, apartado na¬ Lexington Avenue, New York, N.Y. 1 0022. FILIPINAS.
das las librerías o directamente al agente general de cional 931, Bogotá; y sucursales: Edificio La Ceiba, Ofi¬ The Modem Book Co., 926 Rizal Avenue, P.O. Box 632,
ésta. Los nombres de los agentes que no figuren en esta cina 804, Medellln; calle 37 Nos. 14-73, oficina 305, Buca- Manila. D-404. FRANCIA. Librairie de l'Unesco, 7-9,
lista se comunicarán al que los pida por escrito. Los ramanga; Edificio Zaccour, oficina 736, Cali. COSTA place de Fontenoy, 75700 París (COP. Paris 12.598-48).
pagos pueden efectuarse en la moneda de cada país. RICA. Librería Trejos S.A., Apartado 1313, San José. GUATEMALA. Comisión Nacional de la Unesco, 6a.
CUBA. Instituto Cubano del Libro, Centro de Importa¬ calle 9.27, Zona 1, apartado postal 244, Guatemala.
ción, Obispo 461 , La Habana. CHILE. Editorial Univer¬ JAMAICA. Sangster's Book Stores Ltd., P.O. Box 366;
sitaria S.A., casilla 10.220, Santiago. REPUBUCA 101, Water Lane, Kingston. MARRUECOS. Librairie
DOMINICANA. Librería Dominicana, calle Mercedes « Aux Belles Images », 281, avenue Mohammed-V, Ra¬
45-47-49, apartado de correos 656, Santo Domingo. bat. « El Correo de la Unesco » para el personal docente:
ANTILLAS HOLANDESAS. C.G.T. Van Dorp & C°. ECUADOR. Casa de la Cultura Ecuatoriana, Núcleo del
Comisión Marroquí para la Unesco, 20, Zenkat Mourabi-
(Ned. Ant.) N.V. Wlllemstad, Curaçao. ARGENTINA. Guayas, Pedro Moncayo y 9 de Octubre, casilla de correo tine, Rabat (C.C.P. 324-45). MEXICO. Publicaciones
EDILYR, Belgrano 2786-88, Buenos Aires. REP. FED. 3542, Guayaquil. Únicamente « El Correo de la Unesco » periódicas: SABSA, Servicios a Bibliotecas, S.A., Insur¬
DE ALEMANIA. Todas las publicaciones: Verlag Do¬ RAID de Publicaciones, Casilla 3853, Quito. EL SAL¬ gentes Sur nos. 1032-401, México 12, D.F. Publicaciones:
kumentation, Pössenbacher Strasse 2, 8000 München 71 VADOR. Librería Cultural Salvadoreña, S.A., Calle Del¬ CILA (Centro Interamerlcano de Libros Académicos), Su¬
(Prinz Ludwigshöhe). Para « UNESCO KURIER » (edición gado No. 117, San Salvador. ESPAÑA. DEISA - Dis¬ llivan 31-bis, México 4 D.F. MOZAMBIQUE. Salema
alemana) únicamente: Colmanstrasse 22 D-53, Bonn. tribuidora de Ediciones Iberoamericanas, S.A., calle de & Carvalho Ltda., caixa postal 192, Beira. PERU. Edito¬
BOLIVIA. Los Amigos del Libro, Casilla postal 4415, La Oñate 15, Madrid 20; Distribución de Publicaciones del rial Losada Peruana, Jirón Contumaza, 1050 apartado
Paz; Casilla postal 450, Cochabamba. BRASIL. Fun- Consejo Superior de Investigaciones Científicas, Vitrubio 472, Lima. PORTUGAL. Dias & Andrade Ltda., Llvra-
daçao Getúllo Vargas, Serviço de Publicaçoes, caixa pos¬ 8, Madrid 6; Librería del Consejo Superior de Investiga- ria Portugal, rua do Carmo 70, Lisboa. REINO
tal 21120, Praia de Botafogo 188, Rio de Janeiro, GB. clones Científicas, Egipcíacas 15, Barcelona; Ediciones UNIDO. H.M. Stationary Office, P.O. Box 569, Londres
COLOMBIA. Librería Buchholz Galería, avenida Jimé¬ Liber, apartado 17, Ondárroa (Vizcaya). ESTADOS S.E. 1. URUGUAY. Editorial Losada Uruguaya S.A.
nez de Quesada 8-40, apartado aéreo 53-750, Bogotá; J. UNIDOS DE AMERICA. Unipub. P.O. Box 433, Murray Librería Losada, Maldonado 1092, Montevideo. VE¬
Germán Rodríguez N., calle 17, Nos. 6-59, apartado na¬ Hill Station, Nueva York N.Y. 10016. Para « El Correo de NEZUELA. Librería del Este, Av. Francisco de Miranda,
cional 83, Girardot, Cundinamarca; Editorial Losada, la Unesco»: Santillana Publishing Company Inc., 575 52-Ediflcío Galípán, apartado 60337, Caracas.
CAPRICHO
ANDALUZ
O

De la buena
moza

que tuvo
el antojo
de convertirse
en jaca