Está en la página 1de 3

La idea de republicanismo

El republicanismo es una teoría política que propone y defiende


la república como el modelo de gobierno óptimo para un Estado.

La invasión napoleónica
Bajo el pretexto de reforzar el ejército franco-español que ocupaba Portugal, Francia
comenzó a enviar tropas imperiales a España. En febrero de 1808,Napoleón ordenó a
los comandantes franceses a tomar las fortalezas militares estratégicas españolas. Era
el comienzo de la guerra.

Los principios de la revolución francesa: igualdad, libertad, y


fraternidad
 Libertad. Consiste en ser capaz de hacer cualquier cosa que no dañe a otros.
Así, el ejercicio de los derechos naturales de cada hombre o mujer no tiene
otros límites que los que garantizan a otros miembros de la sociedad el goce de
esos mismos derechos.

 Igualdad. La ley debe ser la misma para todos, ya sea que proteja o castigue.
Todos los ciudadanos, sin ninguna distinción, serán igualmente elegibles para
todos los altos cargos, puestos públicos, y empleos, según su capacidad,
virtudes y, talentos. Se puede resumir como:
La igualdad judicial y la entrada al gobierno basada en méritos personales.

 Fraternidad. No tiene una definición específica, se afirma que:


“Pertenece a otra dimensión, la de las obligaciones morales más que los
derechos, los vínculos más que los estatutos, la armonía más que el
contrato, y la comunidad más que la individualidad”.

Sector dominante

Ilustración y guerra en América Latina

Bolívar y la integración de América Latina


El pensamiento del Libertador con respecto a la integración latinoamericana se
enmarca dentro del proceso de las luchas independentistas en Hispanoamérica
(1810-1825) en los años posteriores al logro de la misma hasta su
prematura muerte en 1830, cuando solo contaba con 47 años de edad, por lo que
se infiere que sus proyectos e ideas al respecto van a desarrollarse bajo
condiciones extremadamente difíciles.
Podremos comprender la riqueza que devela su pensamiento. En primer lugar su
denuncia surge desde la moral de la emergencia propia de un continente
sometido que reclama por el reconocimiento de su derecho: "un derecho con que
la naturaleza lo ha dotado": la libertad. La denuncia a la sociedad europea que se
enaltece al reconocerse como único sujeto de la historia, que se reconoce como la
acreedora del título de civilización, no ha conocido sino los dictámenes oscuros
de una razón empeñada en considerarse legítima, a costas de la ilegitimidad de
sus acciones.
En segundo lugar, el sujeto que enuncia ese discurso vuelve sobre si, se
"autoafirma" como sujeto y al hacerlo se valora y exige el reconocimiento de su
"propia humanidad" y de su "identidad". La conciencia de su ser, la pretendida
afirmación del sujeto americano que había comenzado su tarea en la
emancipación política, se encuentra ahora ante el conflicto de dar cuentas de su
propia identidad, encuentra en su desnudez la complejidad que existe en ese
particular modo de ser.
La integración latinoamericana es una idea nacida del calor de la formación de
nuestras nacionalidades, es decir, del nacimiento de una conciencia
independiente a la impuesta por la metrópolis y enarbolada por un sector
importante de los criollos que comienzan a elaborar y a concernir proyectos
integracionistas
Acerca de la integración latinoamericana se han realizado
importantes investigaciones, pero existe la dificultad de no encontrarse
sistematizado, de manera especial, un estudio que compendiera los momentos de
su nacimiento, desarrollo, avances y frustraciones.
Este es un reto a cumplir en un futuro no lejano en aras de reivindicar el
pensamiento y la acción de todos aquellos que han luchado por tan noble
propósito. Por tanto, profundizar en el estudio de tan complejo problema en
el pensamiento de bolívar se convierte en una necesidad, fundamental a través
de documentos, cartas y referenciando en cada momento histórico la forma de
cómo el proceder venezolano asumió la idea de la integración.
Existen interpretaciones nuevas, análisis que revolucionan criterios, enfoques
divergentes y bolívar será centro de los mismos por lo que implica su vida,
pensamiento y acción no solo para académicos y estudiosos del pensamiento
Universal sino por que como bien señala el estudioso de la obra del libertador, el
historiador venezolano Reynaldo Rojas, se sigue y se seguirá escribiendo sobre
bolívar porque:
"El tiempo de Bolívar que es el tiempo de la lucha anticolonial, no se ha
cerrado".
No se puede hacer una valoración del pensamiento integracionista del libertador
sin antes sintetizar las principales ideas que sobre el tema se plantearon, en fecha
anterior al Libertador, otros pensadores fundamentalmente latinoamericanos.
Estas ideas van naciendo en el siglo XVIII, impulsadas por la clase criolla
adinerada, pero a partir de 1767, con la expulsión de los representantes de la
compañía de Jesús de España y sus colonias por orden del Rey Carlos III, es
cuando adquieren mayor fuerza.
Muchos jesuitas eran criollos y se vieron obligados a expandirse en ciudades
europeas, siendo Italia la que acogiera el mayor número de ellos.
Desde el exilio forzoso comenzaran a escribir importantes obras que tendrán
como temas centrales la justicia política colonial española hacia América y la
defensa de la cultura americana, la cual van como parte integrante da la
universal, y que va siendo castrada de forma violenta por e poder colonial.
Los jesuitas se destacaban por su vasta cultura en las ciencias matemáticas,
naturales y sociales. De hecho, contribuían con sus obras al conocimiento
del hombre americano y de la geografía de estas tierras.

Las ideas de Vallenilla Lanz sobre la guerra de independencia: La idea de


gendarme necesario