Estrategia de Búsqueda por Categoría de Desaparecido

- Detalle y descripción-

Por: Víctor Quinteros

Categoría Estrategia de búsqueda

D1 Una vez que la familia activa el procedimiento y expresa su interés porque se reconozca la
condición de “fallecido” del familiar “desaparecido”, se le traslada la decisión, conforme los fines
humanitarios de la ley, de obtener tal reconocimiento con o sin exhumación del cadáver. En este
último caso, la aprobación del Proyecto de Ley Nº 2824/2017-CR, significaría que tal
reconocimiento no necesite de esta previa y dolorosa formalidad. Según estas consideraciones, las
herramientas a aplicar serían las siguientes:
· Plan de comunicaciones. La Dgbpd – Minjus informa sobre un espacio de atención
para los casos D1, a través del cual los interesados expresen su interés en que se
reconozca legalmente la muerte de la víctima. Según el Listado Base, ese es el caso
de 5,700 personas.
· Proyecto de Ley Nº 2824/2017-CR. Previamente informada, la familia puede optar
por el certificado Renade que acredita la condición de desaparecido de la víctima y
declara su muerte presunta inscribible en la Reniec.
· Resolución de Fiscalía de la Nación N° 001-2018-MP-FN. En caso la familia
solicite la exhumación del cadáver, la Dgbpd – Minjus trasladará la petición al
Ministerio Público para que actúe conforme a la directiva de intervención aprobada
para tal efecto.

D2 La categoría D2 expresa certeza relativa sobre el sitio de entierro de la víctima. El supuesto en
estos casos podría corresponder a casos donde los familiares ubican los restos de la víctima
conjuntamente con otros enterrados en una fosa común. Entonces, existe un primer nivel de
complejidad en la búsqueda de la persona desaparecida, particularmente, confirmar la identidad de
sus restos una vez exhumados:
· Resolución Directoral N° 001-2017-JUS/DGBPD. El equipo de la Dgbpd activará
la primera etapa de investigación humanitaria con la finalidad de efectuar un análisis
de contexto que ayude a identificar el sitio, las personas allí enterradas y los eventos
asociados a este hecho. Dicha tarea es necesaria toda vez que la intervención
motivada por la recuperación de un cuerpo en particular no debe sacrificar la
identificación de los otros ni la reconstrucción del contexto en el que fueron
ejecutados y desaparecidos. La principal herramienta de búsqueda en estos casos será
el RENADE complementado con la investigación humanitaria de campo previa a la
intervención conjunta.
· Resolución de Fiscalía de la Nación N° 001-2018-MP-FN. Concluidos los informes
de investigación humanitaria con la identificación de posibles víctimas, la Dgbpd –
Minjus correrá traslado de los casos al Ministerio Público para activar el
procedimiento de intervención conjunta conducido por esta última institución,
siempre en coordinación con el órgano rector.
· Proyecto de Ley Nº 02252/2017-PE. Contar con un Banco de Datos Genéticos
incrementa las posibilidades de identificación de los restos exhumados, por tanto,
resulta fundamental contar con una ley aprobada e implementada para tales fines.

D3 Las categorías D3 y D4 exigen el máximo esfuerzo de búsqueda y constituyen los supuestos más
complejos de intervención. La información es escasa, por lo que el análisis de contexto y
vinculación de datos resulta fundamental como punto de partida.
· El análisis de contexto se inicia con el Renade o, a falta de este, con las bases de datos
disponibles que en el futuro serán integradas. Al recurrir al Renade se entiende que el
investigador recopilará y analizará todos los datos vinculados a la víctima y su
contexto, lo que incluye el cruce de variables geográficas, temporales, estadísticas,
entre otras, combinadas y analizadas en conjunto con los datos personales del
desaparecido, otros desaparecidos, sus respectivos familiares y toda información
relacionada a un mismo hecho o contexto histórico. Todo ello en complemento con
D4 intervenciones de campo, toma de testimonios y la recepción de información brindada
de forma anónima.
· Resolución Directoral N° 001-2017-JUS/DGBPD. La investigación de contexto a
través del Renade activa la primera etapa del proceso de búsqueda (investigación
humanitaria), por lo que resulta aplicable la directiva interna que regula el proceso.
Dependiendo de los avances de la Investigación humanitaria, si es que se llega a
conocer referencias sobre posibles sitios de entierro, podría continuarse con la etapa
de intervención conjunta y con ella activarse el procedimiento regulado por la
Resolución de Fiscalía de la Nación N° 001-2018-MP-FN.
· Proyecto de Ley Nº 02252/2017-PE. Cómo herramienta que contribuye a la
identificación de personas desaparecidas, la existencia de un Banco de Datos
Genéticos siempre es un recurso complementario a considerar.

D5 La categoría D5, guarda relación directa con la estrategia aplicada en la categoría D2, por tanto el
procedimiento sería básicamente el mismo. Así como tenemos el caso de una fosa donde se
conoce la ubicación de un resto humano en particular, también hay de aquellas en las que se
desconoce quiénes pudieron ser enterrados en ella, por lo que el análisis de contexto siempre será
necesario para reconstruir el hecho antecedente y sus posibles víctimas.
Una situación distinta es la de los casi 1.500 restos sin identificar almacenados por el Ministerio
Público, donde será necesario contar con la información de cada caso concreto y evaluar sus
necesidades. En los casos que lo requieran, integrar la información al Renade que puede ayudar a
encontrar algún tipo de vínculo que ayude al análisis de contexto. También para estos casos será
importante contar con el Banco de Datos Genéticos.