Está en la página 1de 18

UNIVERSIDAD TÉCNICA DE MACHALA

UNIDAD ACADÉMICA DE CIENCIAS AGROPECUARIAS


INGENIERA ACUÍCOLA

PRACTICA No. 2: CULTIVO DE ZOOPLANCTON EN


LABORATORIO DE LARVICULTURA (Artemia salina)

DOCENTE:

Ing. Gonzalo Galarza

ESTUDIANTE:

 Wilson Toro
 Melanie Gaona
 Alex Moncada
 Jorge Lanche
 Joselyn Pincay
 Carlos Ronquillo
 Daniel Quichimbo
 Diego Romero

ASIGNATURA:

Cultivo de Plancton

NIVEL:

Cuarto Ciclo “A”

EL ORO – MACHALA
2018
Índice de Contenido
RESUMEN ....................................................................................................................... 4
ABSTRACT ..................................................................................................................... 5
I. INTRODUCCIÓN .................................................................................................... 6
II. MARCO TEÓRICO .................................................................................................. 7
TAXONOMÍA .............................................................................................................. 7
CICLO VITAL ............................................................................................................. 8
REPRODUCCIÓN ....................................................................................................... 9
Conservación de los quistes .......................................................................................... 9
VALOR NUTRITIVO ............................................................................................... 10
Composición bioquímica de la artemia adulta ............................................................ 10
Parámetros críticos para una eclosión óptima ............................................................. 11
Temperatura ............................................................................................................ 11
Salinidad y pH ......................................................................................................... 12
Oxígeno ................................................................................................................... 12
Densidad de quistes ................................................................................................. 12
Iluminación.............................................................................................................. 13
Desinfección de los quistes ..................................................................................... 13
III. MATERIALES Y MÉTODOS............................................................................ 14
IV. RESULTADOS ................................................................................................... 15
V. CONCLUSIÓN ....................................................................................................... 16
VI. RECOMENDACIONES ..................................................................................... 16
VII. Bibliografía .......................................................................................................... 17
ANEXOS ........................................................................................................................ 18

2
Índice de Figuras

Figura 1. CICLO DE VIDA DE ARTEMIA .................................................................... 8


Figura 2. Artemia Eclosionada ....................................................................................... 18
Figura 3. Oxigenación a cystos de Artemia .................................................................... 18
Figura 4. Lavado de huevos con agua salada ................................................................. 18
Figura 5. Huevos de artemia secos ................................................................................. 18

Índice de Tablas

Tabla. 1. Taxonomía de Artemia Salina ........................................................................... 7

3
RESUMEN

El proceso de cultivo en laboratorio de los cystos de artemia basados en la


literatura se observan totalmente complicados pero en el área de lo practico resulta ser
completamente distinto sabiendo que este tipo de zooplancton es una fuente alimentaria
primordial para la larva de camarón con unos porcentajes del 75% se lo toma en cuenta
como un eslabón eficaz al momento de producirlo, es decir que su proceso no toma más
de 10 minutos a partir de estos se necesitaran de 24 hrs desde ese punto para notar su
eclosión y luego esperar que este pueda completar sus fases para ser alimento del
camarón.

4
ABSTRACT

The process of laboratory culture of artemia cystos based on the literature is totally
complicated but in the area of practice it turns out to be completely different knowing that
this type of zooplankton is a primary food source for the shrimp larva with a percentage
of 75% is taken into account as an effective link at the time of producing it, meaning that
its process does not take more than 10 minutes from these will take 24 hours from that
point to notice its hatching and then hope that it can complete its phases to be shrimp
feed.

5
I. INTRODUCCIÓN

El pequeño crustáceo conocido como Artemia es una fuente de proteínas y lípidos


que se utiliza frecuentemente en la alimentación de especies cultivables en la acuacultura;
la utilización de su estadio nauplial es necesaria en la larvicultura de especies con alto
valor comercial, como son los camarones peneidos. En la actualidad, la acuacultura
mundial y específicamente la larvicultura, requiere de nauplios de Artemia que se
constituyen un alimento básico, que se usa en las primeras etapas de vida de las larvas en
cultivo; esto ha provocado que el consumo de quistes se encuentre por arriba de las 1700
toneladas al año a nivel mundial.

Las poblaciones de artemia se encuentran distribuidas en más de 300 lagos salinos


naturales o salinas de construcción artificial en todo el mundo. El elevado valor nutritivo
de los nauplios (artemia recién eclosionada) y de los adultos la ha transformado en un
alimento esencial para la alimentación de los estados larvales, juveniles o adultos de peces
o camarones, según los requerimientos del cultivo; por ejemplo, los nauplios están
especialmente indicados para alimentar larvas de peces e invertebrados.

La Artemia siempre fue considerada como un alimento insustituible en la


acuacultura. Su importancia aumento a partir del VI congreso de Patologistas Acuáticos
celebrado en Florianópolis (Brasil) en el año 2 000, cuando un grupo de científicos
especializados en inmunología de los camarones, especialmente la Dra. Margarita
Barracco, comprobó la presencia de una proteína bioestimuladora en su composición a la
que denominaron lectina. Es decir que la Artemia no sólo aporta los nutrientes necesarios
para un adecuado desarrollo de los crustáceos, sino que también incita a la fagocitosis en
los mismos para ayudarlos en su defensa natural ante el ataque de los virus y bacterias.
Otro considerando fue el que varios países como Colombia, Venezuela, Senegal, etc.,
pese a contar con grandes extensiones de salinas donde existe Artemia en estado silvestre,
no explotan este recurso para mejorar sus economías.

Hoy en día, los nauplios de esta especie constituyen no solo el mejor, sino que en
muchos casos son también el único alimento vivo valido para los primeros estados
larvarios de la mayoría de las especies y crustáceos cultivados.

6
II. MARCO TEÓRICO

La Artemia salina es un crustáceo que en estado adulto mide entre 17–18 mm,
posee un par de apéndices prensiles, ojos pedunculados, 17 pares de apéndices, una furca
(rameada o bifurcada). La hembra adulta posee un ovisaco en el que incuba de 10 a 30
huevecillos generalmente y en condiciones óptimas hasta 70 huevecillos. Algunos autores
reportan de 50–200, según la especie (Figura 20). Presenta un ciclo de vida sexual y
asexual. Existen especies bisexuales y especies partenogenéticas en ambas.

Pueden presentarse dos alternativas de desarrollo del huevo: uno es el desarrollo


de larvas (prenauplio, nauplio) o bien que en condiciones adversas se presente el
fenómeno de “Criptobiosis”, en el cual se producen los quistes. Este fenómeno se debe a
que la gástrula permanece en este estado en períodos de desecación ambiental; esta
gástrula enquistada en condiciones favorables se hidrata y continúa su desarrollo hasta
eclosionar el nauplio (Blanco & Tacon, 1989).

TAXONOMÍA

Tabla. 1. Taxonomía de Artemia Salina

Nombre ARTEMIA SALINA


Reino Animalia
Phylum Arthropoda
Clase Branchiopoda
Orden Anostraca
Familia Artemiidae
Genero Artemia
Especie A. Salina (Linnaeus, 1758)

7
CICLO VITAL

En el primer estado larvario, conocido como nauplio, tiene un tamaño de 400-500


micras de longitud, su color es anaranjado y en la cabeza, entre las anténulas tienen un
único ocelo de color rojo.

En estado larvario no se alimenta porque su aparato digestivo aún no funciona

A las 24 horas, se produce una muda, pasando al segundo estado larvario. En esta
fase el aparato digestivo ya es funcional y el segundo par de antenas filtra partículas
alimenticias de un tamaño de 1 a 40 micras. Durante su desarrollo, la larva realiza 15
mudas, durante las cuales van apareciendo los toracópodos y se desarrollan los dos ojos
laterales complejos. En el caso de los machos, las antenas se transforman en pinzas
bastante grandes que ayudarán en el momento del apareamiento. Las antenas en las
hembras pasan a ser órganos sensoriales. Las hembras desarrollan el saco de puesta o
útero, que se encuentra al final de los toracópodos.

Figura 1. CICLO DE VIDA DE ARTEMIA

8
REPRODUCCIÓN

La mayoría de las poblaciones de artemia, son bisexuales. los machos tienen dos
penes cuando son adultos. Una hembra puede cambiar de un tipo de reproducción a otro.
La ovovivípara, es cuando nacen nauplios vivos y la ovípara, cuando ponen huevos o
cystos.
La reproducción ovovivípara (nauplios vivos), ocurre generalmente a salinidades
menores, entre 40 y 100 partes de salinidad, y cuando las condiciones y calidad del agua
son normales. En cambio, la ovípara (cystos),
Ocurre a salinidades altas y cuando las condiciones ambientales son adversas. Esto
demuestra el alto desarrollo de su sistema inmunológico, así como su instinto de
conservación de la especie. En condiciones adecuadas de salinidad, temperatura, alimento
natural, oxígeno, pH, etc., las artemias adultas pueden vivir algunos meses y estar
reproduciéndose constantemente cada dos semanas (Ochoa, 2000).

La artemia es un animal:

Filtrador: en los estadios primarios filtran con las antenas, después con los thoracópodos.

No selectivo: todas las partículas de algas y de alimento vegetal, inferior a 50 micras, son
filtradas e ingeridas. Esto es excepcional, ya que la mayoría de los crustáceos comen
selectivamente lo que les gusta.

Continuo: durante las 24 horas del día, están comiendo y digiriendo continuamente.

Conservación de los quistes

Lo principal es mantener los quistes “secos” con un grado de humedad inferior al


10%, pues a partir de este grado de humedad el quiste comienza a tener actividad
biológica y si no se continúa el proceso de hidratación morirá. Los quistes secos (Con un
contenido en agua entre el 2 y el 5%) son muy resistentes, la viabilidad de la eclosión no
se ve afectada en un intervalo de temperatura entre -273ºC y +60°. Aquí os dejo mi
método:

9
Cuando compro huevos, generalmente compensa comprar cantidad. La artemia
que voy a consumir en breve la mantengo en la nevera con una bolsita de Silicagel, en
doble bolsa de zip.

El resto los envaso en bolsitas envasadas al vacío, de 10 en 10 gramos, así


controlo más o menos para cuantos días tengo. En las bolsas pongo el mes y año de
envasado. Las mantengo en la nevera.

VALOR NUTRITIVO

Como alimento natural, especialmente vivo, para larvas, juveniles, adultos y


reproductores de camarones y peces, es insustituible, por su enorme reserva energética,
debido al perfil de ácidos grasos polinsaturados, sobre todo, las cepas originarias de sitios
con alto valor nutricional (el gran lago salado de EE.UU., por ejemplo) este perfil es alto
y aumenta cuando la cría de artemia, es enriquecida con alimentos de origen vegetal,
adecuados, ricos en proteínas, aminoácidos, vitaminas, sales minerales, etc., los que son
transmitidos a los depredadores (camarones, peces, etc.), que los consumen y
posteriormente, pasan a los humanos en la cadena alimenticia, beneficiándose estos
últimos, con todo este aporte orgánico, natural, y sobre todo, por el contenido de
interferones, de esa fábrica maravillosa que es el sistema inmunológico de la artemia.
También tiene importancia la aplicación o utilización de biomasa de artemia viva en
acuicultura, porque mantiene mayor espacio de tiempo la calidad del agua en los
estanques de cría, con menos recambios. Citamos como ejemplo, el significativo ahorro
que se logró en Sea Word de Miami, alrededor del 75 %, por recambios de agua en sus
acuarios, desde que utilizan artemia viva en lugar del alimento artificial.

Composición bioquímica de la artemia adulta

"Somos lo que comemos " dice un viejo adagio. El ganado que es criado con buen
pasto, tiene mayor valor alimenticio que aquel que no tiene casi que comer. en el caso de
la artemia, se cumple este principio. si los estanques de cría son ricos en alimento natural,
especialmente algas diatomeas, más suplementos alimenticios de origen vegetal, tales
como salvado y afrecho de arroz, de trigo, harinas de soya (soja), de quinua, de maíz (la
machica), de plátano, así como de espirulina, combinados con aceite de hígado de
bacalao, más suplementos naturales de vitaminas, minerales y oligoelementos esenciales

10
y bioestimuladores del sistema inmunológico como el ajo, la una de gato, el propóleo de
las abejas y la sangre de drago, obtendremos una artemia rica en proteínas, carbohidratos,
sales minerales, etc., con una producción de células inmunodefensoras mayor al promedio
normal, lo que será transmitido al vector (camarones, peces, etc.) del consumidor final
que es el ser humano, reforzándolo y nutriéndolo efectivamente.
Un perfil patrón, nos indica el contenido de la biomasa de artemia:

 Humedad: 85-90 %
 Cenizas: 9-20 %
 Proteínas: 52-74 %
 Carbohidratos: 7-17 %
 Glucógenos: 2-9 %
 Lípidos: 8-16 %
 Fosfolípidos: 4-6 %
 Colesterol: 0.5-0.9%
 Azucares: 3-4 %

Parámetros críticos para una eclosión óptima

Existe una extensa bibliografía sobre la eclosión de los quistes de Artemia. En


estos trabajos, la producción de nauplios por incubación de los quistes en agua de mar se
presenta como un método muy simple. Sin embargo, cuando se trabaja a gran escala y
con altas densidades de quistes, algunos parámetros pueden ser críticos para asegurar unas
eficiencias de eclosión máximas (Sorgeloos, Lavens, Lè, Tackaert, & Versichele, 1986).

Temperatura

La temperatura deberá mantenerse en el intervalo de 25–30°C. A temperatura por


debajo de 25°C la eclosión es más lente y por encima de 30°C el metabolismo de los
quistes se detiene irreversiblemente. Es mejor mantener una temperatura constante en el
medio de eclosión (ej. usando calentadores y termostatos) para obtener una producción

11
máxima de nauplios en estado I (con un contenido energético máximo según veremos
más adelante) en el mismo periodo de incubación; para ello se deben poner a punto
métodos rutinarios de eclosión y recogida de nauplios, asegurando unos resultados de
eclosión constantes, independientemente de las fluctuaciones estacionales de la
temperatura.

Salinidad y pH

Por razones de conveniencia práctica, se usa mayormente el agua de mar para la


eclosión de los quistes. Sin embargo, a una salinidad de 5‰ aumenta la tasa de eclosión.
Y se han registrados eficiencias de eclosión más elevadas para algunas cepas de quistes,
teniendo los nauplios un mayor contenido energético). A pesar de todo, aconsejamos
utilizar agua de mar natural diluida con agua dulce hasta 5%., complementándola con 2
g por litro de NaHCO3 industrial o bien preparar una solución de eclosión a base de sales
industriales y agua dulce siguiendo la fórmula. Es esencial incrementar las cantidades de
tampón cuando se eclosionan grandes densidades de quistes (= gran producción de CO2),
con el fin de mantener los niveles de pH por debajo de 8.0

La salinidad de los medios de eclosión puede ser fácilmente controlada con la


ayuda de un densímetro o de un refractómetro.

Oxígeno

A fin de lograr una eclosión máxima (tanto en tasa como en eficiencia), se


recomienda mantener unos niveles de oxígeno por encima de 2 mg/l. Las tasas óptimas
de aireación han sido controladas localmente en función del tamaño del tanque y de la
densidad de quistes incubados; por ej. Para lograr una eclosión máxima de 100 g de
quistes en un recipiente de 20 l se debe mantener una tasa de aireación de 7 l de
aire/tanque.

Densidad de quistes

En vista de los problemas técnicos encontrados en el mantenimiento de altos


niveles de oxígeno sin formación de espuma o sin daños mecánicos a los nauplios
eclosionados, se recomienda no sobrepasar densidades de 5 gramos de quistes por litro,
especialmente cuando se trabaja con grandes cantidades.

12
La presencia de una espuma persistente se puede reducir añadiendo unas gotas de
algún agente antiespumante no tóxico (ej. silicona antiespumante del tipo usado en las
cervecerías).

Iluminación

La iluminación de los quistes, al menos durante las primeras horas tras su


hidratación, es esencial para lograr una eclosión máxima. Teniendo en cuenta las
diferencias que se observan entre las cepas de Artemia, es aconsejable para obtener unos
resultados óptimos, mantener una iluminación de aproximadamente unos 2000 lux en la
superficie del agua. Este nivel de iluminación se logra, principalmente, durante el día en
tanques transparentes puestos a la sombra en el exterior. Sin embargo y con el fin de
independizarse de las fluctuaciones estacionales, es mejor situar los tanques de eclosión
en el interior (siendo aún mejor con control de temperatura, ver anteriormente) y
proporcionándoles iluminación artificial, por ej. Con tubos fluorescentes instalados cerca
de la superficie del agua.

Desinfección de los quistes

La superficie externa de la cáscara de los quistes puede estar cubierta con esporas
de bacterias y hongos o estar contaminada con impurezas orgánicas. Es evidente que a
una densidad elevada de quistes en el medio de eclosión a una temperatura alta, el
desarrollo bacteriano puede ser considerable, lo que ocasiona que el medio de eclosión se
ponga turbio dando como resultado, eventualmente, una mala eclosión. Por otro lado
existen bacterias, que pueden ser per judiciales para las larvas del predador y que pueden
ser introducidas en el medio de cultivo de esas larvas junto con los nauplios de Artemia
recién eclosionados (ej. cuando estos no han sido adecuadamente lavados).

Con esta finalidad es muy recomendable aplicar unos métodos rutinarios de


desinfección:

 Introducir los quistes durante 1 o 2 horas en una solución de 20 ppm de


hipoclorito en agua dulce, ej. 285 mg de polvo blanqueador industrial (Ca (OC1)2)
en 10 1 de agua dulce para 0.5 kg de quistes; o 4 ml de lejía (con un 5% de
producto activo para uso doméstico) en 10 1 de agua dulce para 0.5 kg de quistes;
mantener una aireación o agitación fuerte para exponer todos los quistes a la

13
solución desinfectante; el tiempo de desinfección se puede reducir a unos 20
minutos usando mayores concentraciones de desinfectante (ej. 200 ppm). Tras
este tratamiento, los quistes serán lavados con agua dulce sobre un tamiz y
posteriormente puestos a eclosionar.

 Completar la eliminación del corion de los quistes por descapsulación con


hipoclorito.

III. MATERIALES Y MÉTODOS

Materiales

 2Lt de cloro
 30gr de sello rojo
 40ml de soda liquida
 2 baldes grandes
 1 palo para menear
 1 chayo
 1 un tanque grande con 500ml de agua
 Aereadores

Métodos para la eclosión de los cysto de artemia

 Se coloca 2Lt de cloro, 30gr de sello rojo y 40ml de soda liquida, todos estos
componentes colocarlos en un balde y menearlos para obtener un solo
componente, por cada libra de cysto de artemia se coloca estas cantidades.

 Una vez realizado el primer paso se coloca el componente con los cystos en un
solo recipiente , para ser meneados, hasta obtener una coloración media cafecita

14
que ese color es el punto exacto para realizar una buena eclosión, obtenida la
coloración adecuada se procede a interferir con agua dulce para bajar la
concentración del cloro.

 Luego se procede a colocar los cisto en un chayo para seguir limpiando las
impurezas con agua dulce y salada a la vez.

 Si dejamos pasar más tiempo meneándolo y no interferimos con agua dulce,


tomara otro color y quemara los cisto, y no se podría obtener una buena eclosión
de las larvas de las artemia.

 Una vez realizados la mayor parte de los métodos para la eclosión, se procede por
último a colocar los cisto ya limpios a un tacho con 500ml de agua, con oxígeno,
por 24 horas, que hay en ese lapso de tiempo ya se puede obtener los alevines de
la artemia.

IV. RESULTADOS

Tenemos que con las medidas adecuadas y los diferentes tipos de precauciones
que se tomaron en la eclosión de cisto, podemos obtener una buena eclosión de alevines
de artemia en tan solo 24 horas como mínimo, para ser cosechados de un tamaño pequeño,
si dejamos pasar más tiempo podemos obtener unos alevines más visibles.

15
V. CONCLUSIÓN

En conclusión, la introducción del cultivo de Artemia permite una


complementación productiva, que con una buena implementación en el escenario
prescrito puede significar mejoras económicas significativas para los productores, tanto
en el mediano como en el largo plazo. En el corto plazo representa requerimientos de
inversión y de trabajo por parte del productor, con ingresos restringidos relativos a la
producción y venta de quistes, aunque la producción de biomasa y de sal puede compensar
los bajos ingresos iniciales.

VI. RECOMENDACIONES

 No revolver mucho el balde una vez echada la solución de cloro y sello rojo
porque así el cysto no podrá eclosionar.
 Una vez colocado en el chayo de 500 ml aplicar constante oxigeno ya que este
organismo necesita la aereación para la eclosionar.

16
VII. Bibliografía
 Blanco, L. T., & Tacon, A. G. (26 de Abril de 1989). FAO. Obtenido de
http://www.fao.org/docrep/field/003/ab473s/AB473S00.htm#TOC

 Ochoa, C. A. (2000). La Artemia salina y su importancia en la. AquaTIC, 4-7.


Obtenido de
www.revistaaquatic.com/ojs/index.php/aquatic/article/viewFile/95/84por CAV
Ochoa - 2016

 Sorgeloos, P., Lavens, P., Lè, P., Tackaert, W., & Versichele, D. (08 de Enero de
1986). FAO. Obtenido de FAO:
http://www.fao.org/docrep/field/003/AB474S/AB474S05.htm

17
ANEXOS

Figura 3. Oxigenación a cystos de


Figura 2. Artemia Eclosionada
Artemia

Figura 5. Lavado de huevos Figura 4. Huevos de artemia secos


con agua salada

18