Está en la página 1de 3

ACTIVIDADES DE LA UNIDAD VII

I. Lectura del capítulo 19 del libro de Robbins y Judge. Redacción de un


ensayo de dos páginas máximo, en el que se incluyan los siguientes aspectos:

El estrés en las organizaciones.

El estrés no es más que una condición dinámica en la que un individuo se ve


confrontado con una oportunidad, demanda o recurso relacionado con lo que el
individuo desea y cuyo resultado se percibe como incierto e importante. También
conocido como estrés ocupacional o estrés organizacional surge cuando se da un
desequilibrio entre la demanda de trabajo y la capacidad de la persona para realizarlas.
Además, el individuo percibe que no dispone de recursos suficientes para afrontar la
problemática laboral y aparece el estrés.

Dicho estrés puede surgir oh aumentar de distintos factores como:

Factores ambientales: Incertidumbre económica, incertidumbre política, cambio


tecnológico.

Factores organizacionales: demandas de la tarea, demandas del rol, demandas


interpersonales.

Factores personales: Problemas familiares, problemas económicos, personalidad.

Entre estos factores los ambientales y los factores personales son más detonantes para
surgir el estrés.

Ahora bien. ¿Por qué el estrés es tan molesto he temido por muchos? Pues resulta que
este aparte de causar inconvenientes en las organizaciones tiende a manifestar ciertos
síntomas como:

Fisiológicos: inducir cambios en el metabolismo, aumentar los ritmos cardiaco y


respiratorio, incrementar la presión sanguínea, producir jaquecas e inducir ataques
cardiacos.

Psicológicos: El estrés ocasiona insatisfacción, y aquel relacionado con el trabajo


produce insatisfacción relacionada con el empleo, que en realidad es “el efecto
psicológico más simple y obvio” del estrés. Sin embargo, el estrés se manifiesta en otros
estados psicológicos: por ejemplo, tensión, ansiedad, irritabilidad, aburrimiento e
indecisión. Las evidencias indican que cuando se coloca a las personas en trabajos con
demandas múltiples y en conflicto, o en los que hay una falta de claridad sobre los
deberes, autoridad y responsabilidades, aumentan tanto el estrés como la insatisfacción

En el comportamiento: Los síntomas del estrés relacionados con el comportamiento


incluyen cambios en la productividad, ausentismo y rotación, así como cambios en los
hábitos alimenticios, más tabaquismo y consumo de alcohol, habla rápida, inquietud y
desórdenes del sueño.
Analizando dichos síntomas, el 95% de las personas hoy en día presenta aunque sea
uno de ellos. Es impresionante como el estrés se al vuelto viral entre los individuos y
más en las organizaciones. Por lo tanto los individuos y las organizaciones en conjunto
deben saber administrar dicha molestia, por ejemplo: Un empleado tiene la
responsabilidad personal de reducir sus niveles de estrés. Las estrategias individuales
que se han mostrado eficaces incluyen la implementación de técnicas de administración
del tiempo, más ejercicio físico, capacitación para relajarse y aumento de la red social
de apoyo.

Mientras que las estrategias que la administración puede considerar incluyen una mejor
selección de personal y colocación en el trabajo, capacitación, planteamiento realista de
metas, rediseño de trabajos, más involucramiento del empleado, mejor comunicación
organizacional, oferta de periodos sabáticos a los empleados, y el establecimiento de
programas de bienestar corporativo.

En conclusión el estrés es una de las molestias más comunes del siglo XXI, por lo tanto
es de suma vitalidad reconocerlo y hacer todo lo posible para desaparecerlo oh
adminístralo provechosamente.
Bibliografía.

 Stephen P. Robbins y Timothy A. Judge. (2009). Comportamiento Organizacional


Decimotercera edición. México: Pearson Educación. PAGS. 625-626