Está en la página 1de 2

texto turístico todo escrito dirigido al público general, y al no autóctono en especial, que

informa sobre las cualidades de un lugar y sugiere su visita

En realidad el lenguaje del turismo re-inventa la realidad en términos positivos gracias a un


complejo sistema de adjetivación cuyo objetivo es presentar la localidad del mejor modo
posible para dar al turista la impresión de exclusividad, diversión, relax.

la destinación turística como una novedad,

El uso de superlativos es una práctica usual para presentar la destinación turística como algo
nuevo y apetecible para el posible turista, así como para acercar, mediante el lenguaje, dicha
destinación y convertirla en algo ya conocido; es frecuente encontrar términos como
maravilloso, espléndido, sensacional o magnífico.

El imperativo se utiliza para invitar al turista a participar en lo que la guía ofrece o para dar
instrucciones (aparece sobre todo en la explicación de algunas recetas de cocina y en las
indicaciones para realizar un cierto recorrido turístico, en este último caso notamos una
alternancia con el futuro simple). – Nigro señala el uso de la técnica del ego targetting: gracias
al uso alternado de tú/vosotros y nosotros en lugar de usted/ustedes, el turista percibe el
mensaje como algo personalizado y dirigido exclusivamente a él.

Las expresiones superlativas de los ejemplos (21) y (22) destacan valores como la novedad y la
importancia de sus atracciones o elementos de exposición

Como explicáramos anteriormente, el pronombre de primera persona del plural we, así como
el de segunda persona you, se usan con el fin de implicar al emisor, en el caso de we (us/our y
ours), y para acortar la distancia interpersonal con respecto al receptor, en el caso de you
(yourself, your y yours), independientemente del factor familiar (tú) y formal (usted) que
existe en español. El uso del pronombre de segunda persona you puede representar al lector
ya sea directamente o de forma generalizada. Sin embargo, , por ejemplo. A continuación, se
pueden observar los ejemplos

formas de futuro con la función de trasladar mentalmente al visitante al lugar y al momento,


en este caso, el museo y lo que ofrece,

posible significado del nombre de algún lugar o monumento, es decir, debe elegir estrategias
de traducción (explicitaciones, descripciones, adaptaciones, etc.) para explicar los culturemas
que aparecen en los textos turísticos y, así, evitar posibles confusiones, faltas de comprensión,
falta de relación entre la información escrita y la realidad encontrada, etc.

en unos casos, se ofrecerá una traducción o explicación breve del término original para aclarar
su significado a los lectores del texto meta y, en otros casos, se omitirá dicha explicación por
considerar los términos suficientemente integrados también en la cultura meta

Con el objetivo de enaltecer el producto o servicio turístico y de llamar la atención del lector
sobre lo que se está ofreciendo para que se sienta atraído y lo visite o contrate el servicio, el
discurso turístico de los textos promocionales mantiene un lenguaje lleno de connotaciones y
valoraciones positivas.
En el texto origen se intentó dar una descripción breve del “Intihuatana” como “Sun
Stone”, pero si lo traducimos de manera literal: piedra del sol o piedra solar, produciría
cierta confusión en el texto meta ya que el en el país de origen (Perú), el Intihuatana no
es conocido de tal manera. Además, siendo un texto turístico el cual debe hacer que el
lector se sienta atraído por el lugar, al utilizar el término “piedra solar” no se brindaría al
visitante el significado verdadero, lo que en realidad representaba el Intihuatana para
los Incas, como si lo haría el término usado por los peruanos: Reloj Solar. Por otra parte,
al usar el término “piedra solar”, el lector podría confundirse con “La piedra solar” que
pertenece a los aztecas, la cual poseía funciones similares al Intihuatana, por eso
preferimos usar “Reloj Solar” en nuestro texto turístico y de esta manera presentar al
Intihuatana como un atractivo turístico exclusivo de nuestro país.
Lo mismo sucede con “the Room of 3 Windows”, si lo traducimos de manera literal como
“el Cuarto/Sala/Salón/Ambiente de las 3 Ventanas, no sería un término adecuado ni
atractivo para el turista. Debido a que a ese espacio se le conoce como el Templo de
las 3 Ventanas, lo cual le da una connotación religiosa. Entonces, usar este término nos
permitiría describir lo que en verdad es ese sector de Machu Picchu y lo que en realidad
representa en la cultura Inca, lo cual llamaría la atención del turista, que es el principal
objetivo de este texto.