Está en la página 1de 11

DISEÑO DE CAPTACION DE AGUAS SUBTERRANEAS

AGUA SUBTERRANEA:
Es el agua existente bajo la superficie del terreno. En concreto, es aquélla
situada bajo el nivel freático y que está saturando completamente los poros y
fisuras del terreno. Esta agua fluye a la superficie de forma natural a través de
manantiales, áreas de rezume, cauces fluviales, o bien directamente al mar.
Puede también dirigirse artificialmente a pozos, galerías y otros tipos de
captaciones.

Las aguas subterráneas son menores a su aportación diaria, respecto al agua


superficial; pero muchas veces más numerosas que las aguas superficiales.
La alimentación o recarga de las subterráneas se produce por infiltración través
de las aberturas del suelo, en lugar de escurrimiento, sobre la superficie.

CAPTACION DEL AGUA SUBTERRANEAS:


Una captación de agua subterránea es una obra hacia la cual fluye el agua de
los pequeños poros, cuando es extraída por medio de alguna obra artificial o
implemento mecánico.
La captación de aguas subterráneas se realiza mediante pozos y sondeos.
POZOS: Es una captación con diámetro superior a un metro y con una
profundidad que no suele sobrepasar los 15-20 metros.
Los pozos sólo se construyen cuando el acuífero es poco profundo, pueden
ser:
 Abiertos, excavados o brocales: Son pozos someros de construcción
manual o ligeramente mecanizada y con diámetros relativamente grandes
(> 1m). Es posible excavar hasta alcanzar el nivel freático.
 Perforados o tubulares: Son los pozos más utilizados para captación de
agua subterránea, se los conoce también como pozos semis urgentes.
Son generalmente de diámetro reducido de 6 a 12 pulgadas de diámetro,
su construcción se realiza mediante el empleo de máquinas perforadoras
con diferente sistema de acuerdo al material del acuífero a atravesar.
SONDEOS: El sondeo es una captación con diámetro inferior a 60 centímetros
y una profundidad que excede los 20 metros y se suele entubar con tubo
metálico.

Las características diferenciales entre pozo y sondeo son las siguientes,


teniendo en cuenta que, en cualquier caso, los pozos sólo se construyen cuando
el acuífero es poco profundo:
 Los pozos se llenan de agua cuando sobrepasan la superficie de
saturación, por lo que no pueden profundizar mucho más allá de esa cota,
mientras que los sondeos pueden penetrar profundamente en la zona de
saturación.
 Para una misma altura de profundización dentro de la zona de saturación,
la superficie filtrante de un pozo es mucho mayor que la de un sondeo.
 El caudal de agua que pasa a través de la superficie filtrante viene en
función de la permeabilidad del terreno. Por tanto, el pozo es ventajoso
cuando la zona de saturación es a la vez poco permeable y de poco
espesor.
 El caudal aumenta cuanto más se profundiza en la zona de saturación,
debido al aumento de la presión hidrostática.
En este caso es más conveniente el sondeo que el pozo.
 EI sondeo tiene menor volumen que el pozo, por lo que se agota antes en
el bombeo. Por otra parte, el caudal que viene a través de la superficie
filtrante disminuye a medida que el agua se almacena y sube de nivel. Por
ambos motivos, el sondeo funciona de forma intermitente en el bombeo,
mientras que el pozo suministra un caudal más regular. En el primer caso
es necesario construir un depósito regulador que vaya acumulando agua
para extraerla a medida que se precise, mientras que en el caso del pozo
no es necesario el depósito regulador, o puede ser más pequeño.
CONSTRUCCION DE UN POZO y SONDEO
La construcción del pozo se sitúa como una fase más dentro de un proyecto de
captación de aguas subterráneas.
A partir de la información obtenida en el estudio hidrogeológico se dispondrá de
los datos necesarios para definir el emplazamiento del pozo, así como el método
de perforación a usar, la profundidad de perforación y el caudal de explotación,
profundidad del nivel dinámico y calidad del agua esperada.

PERFORACION:

Para la perforación se utilizan tres métodos: percusión, rotación y rotopercusión.

Persecución: Su fundamento consiste en fragmentar la roca mediante la


elevación y caída de un trépano de acero unido a una barra de mucho peso. Los
detritos que se forman se sacan periódicamente al exterior, mezclados con agua,
mediante una cuchara o válvula de aspiración, consistente en un tubo con una
válvula en la parte inferior que se abre desde abajo hacia arriba: cuando
desciende el tubo, los detritos penetran en el interior levantando la válvula, que
se cierra por su propio peso al ascender.
Este método se emplea preferentemente para perforar terrenos duros.

Rotación: Este método consiste en desgastar el terreno mediante la rotación de


un trépano o broca montado en el extremo de un tubo que comunica con el
exterior. Durante la perforación se hace circular una corriente continua de lodos
que tiene las misiones siguientes:
 Ayuda a disgregar la roca.
 Enfría y lubrica el trépano.
 Arrastra hasta la superficie los detritos formados.
 Consolida las paredes de la perforación, evitando su desmoronamiento.
 La inyección de lodos puede hacerse de dos formas:
 Se introducen a presión por el interior del tubo y ascienden
 por el espacio anular comprendido entre el tubo y las paredes del sondeo
(circulación directa).
 Se introducen por el espacio anular y son aspirados por el tubo
(circulación inversa).
 La circulación inversa necesita menor potencia, pero exige un diámetro
mayor de la perforación.

Rotopercusión: Este método es una combinación de los dos anteriores: el


trépano golpea el fondo de la perforación a la vez que gira. Se utiliza en terrenos
muy consistentes donde no es necesaria la entubación.

PROFUNDIDAD DE PERFORACIÓN
La profundidad de la captación es un dato fundamental que se obtiene con la
realización del estudio hidrogeológico y es función de la ubicación del acuífero
objetivo, así como de la situación de los niveles piezométricos y de la
transmisividad del sistema.

DIAMETRO DE LA PERFORACION
El diámetro de perforación de un pozo está directamente relacionado con la
cantidad de agua que se espere obtener de la captación, puesto que se debe
permitir instalar la bomba con diámetro adecuado para que su capacidad de
bombeo sea la prevista. Habitualmente los pozos se equipan con electrobombas
sumergibles y los caudales que se pueden extraer aumentan en función del
diámetro de las bombas.
Por lo tanto, los diámetros que hay que considerar en el diseño de una captación
hidrogeológica son los siguientes:
 Diámetro del grupo de bombeo.
 Diámetros de la tubería de revestimiento del pozo, interior y exterior.
 Diámetro de perforación.

Electrobomba sumergible: De acuerdo con la demanda prevista, en cuanto al


caudal previsible y a los datos hidrogeológicos, en lo referente a los niveles
dinámicos a considerar, se procede en la fase de diseño a una selección previa

de la bomba a la que corresponderá un diámetro “diámetro del grupo de bomba”

Obviamente a la finalización de la construcción del pozo se realiza un ensayo de


bombeo que permita confirmar estas previsiones antes del equipamiento
definitivo. En función del caudal y altura nanométrica (profundidad del nivel
dinámico más las pérdidas de carga en la conducción hasta el punto de entrega
más la altura desde la boca del pozo hasta el punto de entrega), se elige el grupo
de bombeo que del mayor rendimiento de los ofertados por el fabricante.
Revestimiento o entubación del sondeo: El revestimiento del sondeo se realiza
habitualmente con tubería de acero al carbono soldada y su diámetro es función
directa del diámetro de la bomba que se va a introducir por su interior. Esta
operación debe realizarse con holgura suficiente. Para hacer una estimación de
este diámetro hay que hacer una selección del grupo de bombeo a instalar,
teniendo en cuenta que entre el grupo de bombeo y la tubería de revestimiento
quede espacio suficiente para que el agua circule a una velocidad suficiente para
refrigerar el motor del grupo de bombeo y que no supere los 3,5 m/s.
Hay que considerar tanto el diámetro del grupo de bombeo como el de la brida
de unión de este con la tubería de impulsión.
A partir del diámetro interior de la tubería de revestimiento y teniendo en cuenta
el espesor de la misma, se obtiene el “diámetro exterior de la tubería de
revestimiento”.

Diámetro de la perforación: Una vez conocido el “diámetro exterior de la tubería


de revestimiento”, se puede establecer el diámetro más adecuado de la
perforación “diámetro de perforación”. Para terrenos detríticos donde es preciso
ubicar un empaque de gravas habrá que considerar como espesor adecuado
100 mm; es decir habrá que aumentar “diámetro exterior de la tubería de
revestimiento” en 200 mm. Si se trata de terrenos fisurados o karstificados en los
que no se requiere instalar grava el diámetro de perforación deberá ser de al
menos 50 mm superior al diámetro de entubación para sondeos poco profundos,
aumentando este diámetro conforme aumenta la profundidad con el fin de poder
realizar correctamente la entubación del pozo.

Si se producen cambios litológicos y/o hidrogeológicos que requieren realizar


entubaciones y reducciones de diámetro conforme progresa la perforación, será
preciso comenzar el pozo con diámetros superiores que tengan en cuenta estas
contingencias.
ENTUBACIÓN:
La entubación tiene por misión evitar el derrumbamiento de las paredes del
sondeo a la vez que permite el paso del agua del acuífero. Se efectúa con tubería
ciega en la zona no saturada y con tubería perforada o filtro en la zona de
saturación.
Existen terrenos con gran estabilidad en los cuales no es necesario realizar
entubaciones durante la perforación y en los que tampoco sería preciso efectuar
entubación definitiva si no se van a instalar equipos de bombeo.
El tipo de material que habitualmente se utiliza para la entubación definitiva de
un pozo de agua suele ser el acero al carbono el acero inoxidable y el PVC-U
roscado. Basándose en los datos obtenidos en el control geológico y geofísico,
se define la columna de entubación de revestimiento, que consiste en la
alternancia de zonas de tubería filtrante, en las zonas correspondientes a los
niveles acuíferos detectados, con zonas de tubería ciega en el resto.
EI diámetro de tubería más normal es el de 300-400 milímetros, desde la
superficie basta una profundidad de 20 metros por debajo de la bomba; a partir
de ese punto se puede reducir el diámetro a 200-300 milímetros mediante un
cono de reducción.

RELLENO DE GRAVA
Esta operación consiste en colocar grava calibrada y seleccionada en el espacio
anular que queda entre la pared de la perforación y la tubería.
La grava debe ser silícea, limpia, de forma redondeada y con un tamaño, como
norma general, de 3-5 milímetros de diámetro.
El espesor de la capa de grava estará comprendido entre 8 y 20 centímetros. El
límite inferior está determinado por la dificultad de su colocación. Un espesor
superior a la cifra más alta reduciría la velocidad de entrada del agua, con el
consiguiente riesgo de obstrucción ocasionada por los finos del sondeo. El
espesor más adecuado es de 10-12 centímetros de grava.

DESARROLLO

Una vez que el pozo este engravillado es preciso limpiarlo y desarrollarlo con el
fin de obtener el mayor caudal especifico posible, lo que se traduce en la práctica
en obtener la mayor rentabilidad de la inversión realizada y a la vez que se
consigue la ordenación por tamaño de las gravas, quedando las más gruesas
junto a los orificios del filtro.

CEMENTACION
La cementación consiste en fijar la tubería al fondo de la perforación mediante
hormigón, con el fin de evitar su posible desplazamiento ocasionado por
corrientes subterráneas. Se hormigona también la parte superior del sondeo,
entre la pared y la tubería, para evitar la contaminación ocasionada por aguas
superficiales.

FILTRO Y PREFILTRO

Tienen la función de permitir la entrada de agua sin el pasaje de arena, pero sin
que ésta obstruya las aberturas. La elección del filtro, de sus aberturas y de la
cantidad del mismo, es función de la granulometría de la arena y grava y del
espesor del acuífero. Los filtros deben estar bien dimensionados ya que éstos
condicionarán el caudal específico del pozo. Hay que destacar que los filtros
deben ser del mismo material que la tubería ciega a la que estarán unidos.
El pre-filtro, es grava seleccionada, que se coloca entre el filtro y el acuífero. La
función es retener arena muy fina, evitando que salga junto con el agua cuando
se bombea el pozo.

ENSAYO DE BOMBEO
El ensayo de bombeo es una prueba que se realiza luego de finalizada la obra.
Permite determinar los parámetros hidráulicos de los acuíferos (permeabilidad,
transmisibilidad, coeficiente de almacenamiento) y es imprescindible para
conocer el nivel de trabajo y el caudal de explotación del pozo. Estos últimos
datos son necesarios para dimensionar la bomba que será instalada en el pozo.
Existen diversos tipos de ensayos de bombeos (a caudal constante y a caudal
variable), pero solo nos referiremos aquí al ensayo de bombeo a caudal
constante.
Desde el punto de vista práctico, antes de comenzar con el ensayo se debe
determinar la profundidad a la que se encuentra el nivel del agua o nivel estático
(NE) en. Medición de profundidad de pozo y de niveles de agua el pozo. Luego
de realizada esta medida se dará comienzo a la prueba, encendiendo la bomba
y midiendo cada cierto tiempo el nivel de agua que comienza a descender como
consecuencia del bombeo a caudal constante (Q). Inicialmente las medidas se
deben realizar a cada minuto y luego se van espaciando cada 5, 10, 15, 30 y 60
minutos, estos tiempos se establecen previos a la prueba.
Transcurrido un cierto tiempo el nivel del agua se estabilizará o variará tan poco,
que puede considerarse estabilizado.
Cuando se detiene el bombeo, dicho nivel comienza a ascender hasta alcanzar
el nivel de agua inicial antes del bombeo; estamos frente a la recuperación del
pozo. Todos los descensos y ascensos del agua en función del tiempo deberán
registrarse, en planillas adecuadas, para luego proceder a la interpretación de
los datos.
MEDICION DEL CAUDAL O AFORO

Es uno de los procedimientos más simples y difundidos. Consiste en medir el


tiempo que demora en llenarse un recipiente de volumen conocido.
Generalmente para los aforos, se utilizan baldes de 20 l para medir caudales de
hasta 3600 l/h y tanques de 200 l para caudales que van de los 3600 l/h a los
360000 l/h.
Esta medición se debe realizar varias veces durante el ensayo para verificar que
el caudal se mantiene constante. Esta es una de las desventajas del método, al
no brindar un acompañamiento continuo de los valores de caudal,
imposibilitando que se realicen las correcciones para mantenerlo constante
durante el bombeo.
En pozos con caudales mayores a 20.000l/h deben utilizarse caudalímetros de
registro continuo que son sumamente precisos. Caudal específico: Es el caudal
obtenido por metro de descenso del nivel del agua.

MEDICION DEL TIEMPO

Para la medición del tiempo de descenso o ascenso de los niveles de agua


durante el ensayo de bombeo o para medir el tiempo que demora en llenarse un
balde durante el aforo, se aconseja la utilización de un cronómetro de tipo digital.

DESCRIPCION DE MUESTRAS DE ROCAS


El seguimiento del avance de la perforación a partir de la descripción geológica
de las muestras, permite verificar la profundidad de la perforación, determinar la
profundidad de colocación de la tubería, establecer la profundidad de colocación
de los filtros y determinar tipo y tamaño de la abertura de los mismos.
El procedimiento consiste en describir las muestras de roca que se van retirando
cada un metro durante la perforación especificando, el tipo de roca, minerales
observados, colores, alteraciones, granulometrías.
Es necesario identificar también los niveles de aporte de agua a los efectos de
definir la tubería a colocar.

PROFUNDIDAD DE COLOCACION Y CARACTERISTICAS DE LA BOMBA


La profundidad de colocación de la bomba y las características de la misma se
definen en función del caudal obtenido por ensayo de bombeo, de la altura de
elevación máxima prevista y del diámetro de entubado del pozo. Con estos datos
el especialista podrá dimensionar correctamente la bomba.
La bomba se debe colocar siempre por debajo del nivel dinámico determinado
en el ensayo de bombeo y nunca enfrentada a los filtros si los hubiera.