Está en la página 1de 5

INTRODUCCIÓN

La manifestación de riqueza es uno de los elementos primordiales que determina la


aplicación del Impuesto a la Renta.

A través de este tributo el Estado busca afectar fiscalmente tanto la posibilidad de percibir
ingresos como el hecho de generar renta, ello en el transcurso de un determinado período de
tiempo, que en nuestro caso es el denominado ejercicio gravable, el cual coincide
perfectamente con el año calendario que se inicia el 1 de enero y concluye el 31 de
diciembre.
DEFINICIONES SOBRE RENTA

Es evidente que para aplicar un impuesto sobre la renta es imprescindible identificar qué es
la “renta”. La manera más lógica de comenzar sería analizar y valorar la definición legal de
la renta pero ocurre que la legislación, en la mayoría de los casos, no establece ninguna
definición, aunque dicha normatividad suele proporcionar algunos ejemplos de concepto
que deberían considerarse “renta” como sueldos y salarios, alquileres, dividendos, etc. La
fórmula generalmente empleada de “sea cual sea la fuente de la que procedan”, en realidad,
no definen un criterio que puede emplearse para decidir si determinados conceptos deben o
no ser excluidos del impuesto.

TEORÍAS SOBRE EL IMPUESTO A LA RENTA

En una visión progresivamente más global, podría decirse que por “renta” puede
entenderse:

1. DEBE SER UN PRODUCTO

La renta debe ser un producto, es decir, una riqueza nueva, distinta y separable de la fuente
que la produce. Por ello, no es renta, en esta concepción, el mayor valor que experimente
un bien, ni el crecimiento operado en un bosque, etc. A esa condición se agrega la de que
debe ser una riqueza nueva "material".

2. DEBE PROVENIR DE UNA FUENTE PRODUCTORA DURABLE

Por fuente productora se entiende un capital, corporal o incorporal, que teniendo un precio
en dinero, es capaz de suministrar una renta a su poseedor. En ese concepto entran
básicamente las cosas muebles o inmuebles, los capitales monetarios, los derechos y las
actividades.
3. LA RENTA DEBE SER PERIÓDICA

Coma consecuencia del carácter durable de la fuente, y vinculado a él, se afirma la


necesaria periodicidad de la renta. Pero es importante destacar que no es necesario que la
periodicidad se concrete en los hechos (es decir, que realmente se repita la renta), sino que
basta con que sea posible.

4. LA FUENTE DEBE SER PUESTA EN EXPLOTACIÓN.

A efectos de producir renta, es necesario que la fuente haya sido habilitada racionalmente
para ello o sea afectada a destinos productores de renta. Por eso, si un predio es objeto de
uso, los frutos que se obtengan serán renta; pero no lo será, en cambio, el enriquecimiento
proveniente de un aluvión.

5. REALIZACIÓN Y SEPARACIÓN DE LA RENTA.

En doctrina se ha discutido si además de los elementos analizados, la caracterización de la


renta producto requiere la realización y efectiva separación del producto de la fuente. No
obstante las discrepancias que se registran entre algunos autores, es posible concluir para
que se tipifique la renta producto, sólo es necesario que la riqueza nueva se agregue en
forma cierta y estable al fondo preexistente; la realización es una de las formas, quizá la
más común, en que la riqueza nueva se consolida

6. LA RENTA DEBE SER NETA.

En cualquier caso. se acepta que sólo constituya renta aquella riqueza que excede los costos
y gastos incurridos para producirla, así como para mantener la fuente en condiciones
productivas.
CONCLUSIÓN

El Impuesto sobre la Renta tiene como fuente, objeto y base de cálculo los ingresos netos
percibidos por las personas naturales, las personas jurídicas y otras entidades económicas,
por ello es el impuesto más justo y fácil de controlar por el ente recaudador, ya que grava
un signo cierto y seguro de riqueza, o sea, la riqueza ganada o renta pero el más general y
productivo.

La forma más directa, creciente, general y segura de medir tal capacidad de pago, y por ello
el impuesto sobre la renta es el mejor impuesto directo, constituye el tributo más utilizado
en los nuevos sistemas tributarios a nivel mundial, no sólo por su mayor productividad,
sino también por su generalidad, elasticidad y equidad.

El Impuesto Sobre la Renta no solamente es el impuesto de mayor suficiencia financiera,


sino que arroja mayores ingresos fiscales que otros tributos o ingresos públicos, aunque
Venezuela obtiene importantes ingresos derivados de la renta petrolera, el I.S.L.R se ha
convertido en una gran fuente de ingresos fiscales al Estado.
BIBLIOGRAFIA

http://www.monografias.com/trabajos85/impuesto-sobre-renta/impuesto-sobre-

renta2.shtml#conclusioa

https://es.scribd.com/doc/149700867/TEORIAS-DEL-IMPUESTO-A-LA-RENTA-pdf

http://blog.pucp.edu.pe/blog/blogdemarioalva/2012/03/01/el-impuesto-a-la-renta-y-las-

teorias-que-determinan-su-afectacion/

https://campus.uladech.edu.pe/mod/page/view.php?id=378413