Está en la página 1de 1

OPINIÓN SOBRE EL SERVICIO DE RENTAS INTERNAS EN EL CASO

ODEBRECHT

De acuerdo a los reportes de la prensa ecuatoriana, la constructora brasileña


Odebrecht, habría defraudado al Estado ecuatoriano con alrededor de $ 120
millones por ingresos no declarados entre los años 2012 y 2016, ante lo cual la
Fiscalía General del Estado formuló cargos por el presunto delito de
defraudación tributaria.
En este contexto, la denuncia del presunto ilícito fue presentada en marzo de
2017, por el SRI, en la que adjuntó el ‘Resumen Ejecutivo de Riesgos
Tributarios de la Compañía Constructora Norberto Odebrecht S.A.’, con
información tributaria que evidencia que la contratista habría omitido ingresos y
presentado comprobantes de venta de operaciones inexistentes realizadas por
empresas fantasmas.
El SRI sostiene que luego de un análisis pormenorizado de ingresos y
utilidades declaradas por la empresa, que conforme constaba en el
Departamento de Justicia de Estados Unidos, se habrían obtenido beneficios
por $ 116 millones, “beneficios que fueron contrastados con las declaraciones
impositivas de 2007 a 2015 y había importantes inconsistencias”. Agrega
además que en los años 2014 y 2015 la empresa era una de las miles de
consumidoras de cinco empresas fantasmas, las cuales también deberán ser
incorporadas al proceso legal.
Ante estos hechos, la FGE anunció que los denunciados serán la compañía
Odebrecht y sus representantes legales en Ecuador, por su presunta
participación en el delito de defraudación tributaria.
Las autoridades reiteraron su total compromiso con el país, por la
transparencia, la lucha contra la corrupción, evasión tributaria y llevar ante la
justicia a los responsables de los delitos que atenten contra la seguridad del
Estado.
Desde mi punto de vista, las autoridades ecuatorianas se “tardaron” en detectar
y evidenciar toda esta trama de corrupción y esperaron a que salten los hechos
a la luz pública en otros países para empezar a actuar. En el transcurso de los
días y de acuerdo al desarrollo de los hechos, se podrá evidenciar el accionar
de las autoridades respecto de la materia de este ensayo.
Así mismo, creo pertinente que en caso de una indemnización que debería ser
establecida en contra de Odebrecht, se debe considerar los rubros que
determinó el SRI, los mismos que corresponden a beneficios que no fueron
reportados por $ 99,5 millones, el segundo equivalente a $ 45,4 millones por
concepto de determinación tributaria, monto que fue dado de baja en los
tribunales, debido a las impugnaciones y juicios puestos por la constructora y el
tercer rubro son los sobornos en Ecuador señalados por el informe del
Departamento de Justicia de Estados Unidos.

Raúl Guanotásig Villalta


FCA-UC (AE-5to nivel)