Está en la página 1de 2

Composición y análisis[editar]

La canción consta de seis secciones: introducción, balada, solo de guitarra, ópera, rock y
coda o final. Este formato, con cambios abruptos de estilo, tonalidad y tempo es inusual en
la música rock. Una versión de este estilo había sido empleada en el pasado por la banda
en canciones como "My Fairy King" o "The March of the Black Queen", pertenecientes a
los discos Queen y Queen II respectivamente. El New York Times ha comentado que "la
característica más destacada de la canción es su letra fatalista".4 Mercury se negó a
explicar su composición, diciendo sólo que trataba sobre relaciones. Pese a todo, Queen
no reveló nunca el verdadero significado de la canción.4 Tras el lanzamiento del sencillo, el
cantante declaró:
"Es una de esas canciones que tienen un aura de fantasía alrededor. Pienso que la gente debería
simplemente escucharla, pensar en ella y luego formar su propia opinión acerca de lo que les dice...
'Bohemian Rhapsody' no salió de la nada. Hice algunas investigaciones, porque está pensada para
ser un modelo de ópera, ¿por qué no?".9

May, por su parte, supone que la canción contiene referencias veladas a los problemas
personales del pianista. Sostiene que "Freddie era una persona muy compleja: frívolo y
gracioso en la superficie, pero a la vez ocultaba inseguridades y problemas de su niñez.
Nunca ha explicado la letra, pero creo que puso mucho de sí mismo en aquella canción".10
May ha dicho que el núcleo de la letra era un secreto exclusivo del compositor.4 En un
documental de la BBC sobre el proceso de creación de "Bohemian Rhapsody", Roger
Taylor comentó que el verdadero significado de la canción es "claramente de auto-
exposición, con sólo unas pequeñas partes sin sentido en el medio".8
Sin embargo, cuando la banda lanzó un disco recopilatorio con sus grandes éxitos en Irán,
se incluyó un folleto en persa, que contenía las traducciones de las letras a este idioma y
sus explicaciones. En el caso de "Bohemian Rhapsody", se aclaraba que trata sobre un
hombre que mató a alguien y, como Fausto, vendió su alma al demonio. La noche antes
de su ejecución, llama a Dios en árabe, diciendo "Bismillah", y con la ayuda de sus
ángeles puede recuperar su alma, que estaba en manos de Satán.11
A pesar de esto, los críticos siempre han especulado sobre el significado de la letra.
Algunos creen que describe un asesino suicida atrapado por demonios o sólo sucesos
antes de una ejecución. Esta última explicación remite a la novela de Albert Camus El
extranjero, en la cual un joven confiesa un asesinato llevado a cabo por un impulso y tiene
una visión antes de serle aplicada la pena capital, que pudo servir a Mercury como posible
inspiración. Otros piensan que la letra sólo fue compuesta para acompañar la música y no
tiene significado. Kenny Everett ha citado a Mercury afirmando que aquella letra era "un
conjunto aleatorio de rimas sin sentido".10
Sheila Whiteley sugiere que Mercury había llegado a un punto de inflexión en su vida
personal en 1975.6 Había estado viviendo con Mary Austin durante siete años, pero en
aquel año había tenido su primera pareja homosexual. La interpretación de Whiteley es
que la canción refleja el estado emocional del artista en ese tiempo: "[Estaba] viviendo con
Mary ('Mama', 'madre' como se llama a la Virgen María) y quería dejarla (Mama Mia let me
go)".nota 112

Introducción (0:00–0:48)[editar]
La canción comienza con un canto a capela introductorio en la tonalidad de si "B" bemol.
Pese a que en el video promocional se ve a los cuatro integrantes de la banda cantando,
esa parte se creó superponiendo cuatro cintas con la voz de Freddie Mercury.13 La letra
cuestiona si la vida es "real" o "sólo fantasía", antes de concluir que "no hay escape de la
realidad". En la canción original puede escucharse: "Is this the real life? Is this just fantasy?
Caught in a landslide, no escape from reality" ("¿Es esto la vida real? ¿Es sólo fantasía?
Atrapado en un derrumbe, no hay escape de la realidad"). Sheila Whiteley comenta:
"El ritmo sigue la natural inflexión de las palabras, los coros en bloque sin ninguna melodía de fondo
crean una ambigüedad subyacente, sostenida por el cambio armónico desde el si bemol a do, y los
límites entre "the real life" y "just fantasy" están marcados por una cierta inestabilidad, como "caught
in a landslide".6

Quince segundos después, hace su entrada el piano y la voz de Mercury se alterna con
otras partes vocales. El narrador se presenta como un pobre chico que no necesita que le
tengan compasión porque "fácil viene y fácil se va". La escala cromática usada para estos
versos ayuda a crear una atmósfera de ensueño. El final de esta sección está marcado por
la entrada del bajo y la posición de manos cruzadas en el piano en si bemol.

Balada (0:49–2:35)[editar]

Marca de piano que usó Freddie Mercury en el vídeo del sencillo. Sin embargo, éste es blanco.14

El piano continúa la balada en si bemol, y tras 3 repeticiones el acorde es interpretado


en sol menor y así sucesivamente. El bajo de Deacon entra tocando la primera nota y el
canto cambia la armonía y da paso a un apasionado solo interpretado por Mercury. El
narrador explica a su madre que "acaba de matar a un hombre", con "una pistola [puesta]
contra su cabeza", y que con este acto arruinó su vida. Sobre esta sección de confesión,
Whiteley comenta que "afirma la necesidad de absolución y presenta a la fuerza femenina
como nutricia y dadora de vida".6
La línea cromática del bajo se modula a mi bemol, haciendo que la balada tenga un tono
desesperado.6 La batería de Taylor entra en el minuto 1:19 ejecutando un ritmo en 1-1-2,
parecido al usado en la canción "We Will Rock You", en forma de balada y el narrador
hace la segunda de las tantas invocaciones a su madre en otra tonalidad, contradiciéndose
con el tema melódico anterior. Pide disculpas a su madre por hacerla llorar debido a que
no sabe si estará mañana a la misma hora y le pide que continúe con su vida como si nada
pasara. Tras una truncada frase descendiente en el piano comienza una nueva repetición
del patrón de las manos cruzadas en si bemol.
A medida que la balada avanza hacia su segunda estrofa, el narrador muestra lo cansado
que está y lo mal que se siente por sus acciones pasadas, mientras que la guitarra de May
entra a imitar el registro superior del piano en el minuto 1:50. May produce el escalofrío del
que habla el tema arañando las cuerdas en el otro lado del puente de la guitarra.13 El
narrador se despide del mundo anunciando que debe prepararse "para enfrentar la
verdad". En esta parte, en el video promocional, Mercury abandona el piano e interpreta
los dos versos siguientes de pie con un micrófono. El bajo cromático modula quedándose
en la tonalidad de la, como en la sección operística.
Resaltando la naturaleza fálica de las pistolas, Peirano sugiere que la canción es un
"melodrama del erotismo masculino", aunque a diferencia de Whiteley, no se basa en
detalles biográficos de su compositor.15 Peirano da una lectura basada en el complejo de
Edipo, citando partes de la letra con connotaciones sexuales ("Too late, my time has
come/Sends shivers down my spine/Body's aching all the time").nota 2Como Whiteley,
Peirano identifica estos versos como culpa y deseo.