Está en la página 1de 24

UNITEC

UNIVERSIDAD TECNOLÓGICA DE MÉXICO


CAMPUS SUR

PROCESO ATENCIÓN ENFERMERÍA APLICADO A PACIENTE CON


INSUFICIENCIA RENAL

ELABORO: SANCHES DIAZ CARLOS ENRIQUE


ENF. 6*B

ASESORO: ADRIANA MORALES MEZA

ENFERMERIA MEDICO QUIRURGICA

JUNIO 29, 2015


INDICE
OBJETIVOS

Unificar criterios de actuación y mejorar la práctica


interdisciplinaria.
• Mejorar la calidad asistencial y la satisfacción del
paciente.
• Disponer de herramientas para la estandarización y evaluación
de procesos.
INTRODUCCION

La Enfermedad Renal Crónica (ERC) es una patología con manifestaciones clínicas


muy variadas, que afecta a la mayor parte de órganos y sistemas, que son reflejo
de las complejas funciones que el riñón desempeña y las importantes
consecuencias que comporta la disfunción renal.

Se estima que la mortalidad tras cirugía general en pacientes con ERC terminal
oscila entre 1 y 4 %. La cirugía urgente está incluso asociada a un riesgo cinco
veces mayor de mortalidad1 . En cirugía cardíaca la mortalidad operatoria global
está entorno al 10%1,2 . Esta mortalidad varía dependiendo del grado de disfunción
renal, siendo mayor entre pacientes con ERC preterminal que entre pacientes en
diálisis3 .

La morbilidad postoperatoria también está incrementada en estos pacientes,


oscilando entre el 14 y el 64%, siendo las complicaciones más frecuentes la
infección, el sangrado y los eventos cardiovasculares.

Los pacientes con ERC avanzada que no están en diálisis son también los que
tienen un riesgo más alto de complicaciones postoperatorias4 . Por otro lado, el
deterioro brusco de la función renal en el postoperatorio (insuficiencia renal aguda)
se asocia a un peor pronóstico e incremento de mortalidad, siendo una función renal
preoperatoria disminuida uno de los principales factores de riesgo5,6 . Los pacientes
con ERC deben ser evaluados teniendo en cuenta el diagnóstico de su patología
renal y condiciones comórbidas asociadas, la severidad de la ERC según el filtrado
glomerular, las complicaciones asociadas a la ERC (anemia, equilibrio
hidroelectrolítico, hemostasia, dosificación de fármacos, etc.), los factores de riesgo
para la pérdida de función renal y el riesgo de enfermedad cardiovascular asociado
ANTECEDENTES DE LA ENFERMEDAD
(MARCO TEORICO)

Insuficiencia renal

El aparato urinario está formado por los riñones, los uréteres, la vejiga urinaria y
la uretra y tiene como fin la formación y eliminación de la orina.

Los riñones son dos órganos gemelos situados


en la parte media de la espalda, encima de la
cintura, uno a cada lado de la columna
vertebral, con forma de habichuela y tamaño
aproximado de un puño.

El uréter es un conducto de unos 25 cm. de


longitud y que propulsa la orina desde el riñón
hasta la vejiga, saliendo desde aquí al exterior
a través de la uretra.

Principales funciones de los riñones


Groseramente podemos decir que los riñones
son la depuradora de nuestro organismo y esta función la realizan a través de
la filtración de la sangre que llega a los riñones por la arteria renal y que contiene
las sustancias tóxicas para depurar (Urea, creatinina, Ácido úrico, calcio, fósforo,
medicamentos, etc.) y que vuelve a la circulación ya depurada a través de la vena
renal.

Esta filtración se realiza a través de unos filtros minúsculos llamados glomérulos.


Cada riñón tiene aproximadamente 1.200.000 glomérulos.

Otra función muy importante de los riñones, es mantener controlada la cantidad de


agua de nuestro organismo, de forma que elimina el exceso del agua que bebemos
y evita eliminar el agua que necesitamos. Además, simultáneamente mantiene el
equilibrio necesario de muchos componentes de la sangre (sodio, potasio, calcio,
fósforo, bicarbonato y otros iones) para que las funciones de otros órganos se
realicen adecuadamente.

La orina que eliminamos es por tanto el resultado final de las 3 funciones anteriores,
su composición y volumen variará en función de las diferentes circunstancias del
día o los días. En esta composición influye lo que comemos, lo que bebemos, la sal
que tomamos, si estamos tomando medicamentos, como estamos de hidratados
etc. y el volumen total de orina fundamentalmente dependerá de lo que bebemos,
de manera que bebiendo unos 2 litros, la orina formada oscilaría entre 1-1.5 l al día.

Además el riñón tiene otras funciones fundamentales como son:

 Formación de la Eritropoyetina (EPO), que estimula la formación de glóbulos


rojos en la médula ósea y cuya ausencia conlleva anemia.
 Es regulador fundamental de la Tensión Arterial mediante el control del agua
del organismo, el sodio y hormonas reguladoras de la tensión (Renina-
Angiotensina-Aldosterona).
 Composición del hueso, dado que se encarga de formar la vitamina D activa
a partir de la que tomamos con el sol y los alimentos y contribuye junto con
la regulación de la concentración del calcio y el fósforo, a la formación de un
hueso sano y de calidad.

Si los riñones no funcionan

Hay que señalar, que cuando hablamos de insuficiencia renal, estamos hablando
de una alteración de la función de los 2 riñones o de uno en el caso de que sólo se
tenga un riñón. Decir también, que se puede vivir perfectamente con un sólo riñón,
pero es necesario asumir que el único riñón está realizando la función de los 2 y por
tanto puede estar más predispuesto a desarrollar IRC si no lo cuidamos.

Cuando los riñones no funcionan bien, se produce una alteración en todas las
funciones que le son propias y las manifestaciones tanto clínicas como analíticas,
dependerán del grado de la perdida de función renal y si se trata de un problema
agudo o crónico.
Cuando se produce una insuficiencia renal aguda (IRA), su corta duración no suele
dar lugar a que se manifiesten todas las alteraciones clínicas de la falta de función
renal, sin embargo, cuando las alteraciones son prolongadas en el tiempo,
hablamos ya de una Insuficiencia renal crónica (IRC) y en este caso
progresivamente irán apareciendo los síntomas y las alteraciones analíticas propias
de esta situación.

A través de un sencillo análisis de sangre (urea y Creatinina) y orina (sedimento y


Albumina), se puede conocer el grado de alteración de la función renal y saber si se
trata de una insuficiencia renal aguda o crónica.

TIPOS DE INSUFICIENCIA RENAL

A grandes rasgos podemos decir que la insuficiencia renal se puede presentar de 2


formas: aguda y crónica.

 1.- Insuficiencia renal aguda (IRA):

La alteración de las funciones del riñón se produce de forma brusca. Las


manifestaciones clínicas más habituales son las relacionadas con las 3 funciones
principales, es decir, la función depurativa, la regulación del volumen de líquidos y
la regulación de la composición de iones.

Por tanto, lo más habitual es orinar poco o incluso dejar de orinar y por tanto habrá
retención de líquidos con aparición de edemas y en los análisis se objetivará un
aumento de la Urea y Creatinina, así como una alteración en la composición de
iones. En algunas ocasiones estas alteraciones pueden llegar a ser graves y
necesitan tratamiento inmediato, incluso diálisis.

Las causas que pueden desencadenar esta IRA son múltiples y son más habituales
en pacientes ingresados en un Hospital. Desde medicamentos, contrastes iodados
en personas predispuestas, deshidratación por diarreas, vómitos o exceso de
diuréticos, Tensión Arterial muy baja por infecciones graves, obstrucción a la salida
de la orina (cálculos, próstata etc.).
En personas no ingresadas, destacar que uno de los medicamentos que con mayor
frecuencia pueden desencadenar esta situación son los Antinflamatorios, que
habitualmente utilizamos para problemas de dolores articulares durante largas
temporadas, teniendo mayor riesgo personas que ya tienen alteraciones de la
función renal y ancianos.

Por lo general, es una alteración reversible o que suele curar sin secuelas una vez
que se ha resuelto la causa que lo ha producido.

 2.- Insuficiencia renal crónica (IRC):

Los riñones son “órganos diana” de muchas enfermedades y de hecho los


Nefrólogos solemos llegar a diagnosticar enfermedades que han podido pasar
desapercibidas hasta entonces, a partir de profundizar en la causa de una
Insuficiencia renal. A día de hoy, las causas que destacan como más frecuentes
desencadenantes de IRC son la HTA y la Diabetes Mellitus, de forma que si no se
controlan adecuadamente, pueden lesionar los riñones. Otras enfermedades son:
enfermedades de la inmunidad (nefritis), las infecciones crónicas de los riñones
(pielonefritis), los cálculos renales y enfermedades congénitas de los riñones y vías
urinarias.

Si por algo se caracteriza la Insuficiencia Renal Crónica (IRC), es por su falta de


síntomas hasta que las alteraciones llegan a estadios muy avanzados, donde las
acciones que se pueden llevar a cabo para retrasar lo máximo posible su avance,
se ven mucho más limitadas que si se realizara un diagnóstico precoz de la
enfermedad. Incluso en fases muy avanzadas, la implantación lenta y progresiva de
las alteraciones conlleva una adaptación del organismo a los cambios producidos y
por tanto una falta de manifestaciones percibidas por el paciente.

En fases avanzadas lo habitual es encontrar: anemia por falta de Eritropoyetina,


edemas o piernas hinchadas por retención de líquidos, Hipertensión Arterial (HTA)
por mal regulación del volumen del agua, el sodio y las hormonas implicadas, cifras
de Urea y Creatinina elevados por falta de filtración; niveles de fósforo y potasio
altos, junto a la falta de bicarbonato en la sangre (acidosis) todos ellos por una mala
regulación en su eliminación en la orina; también cambios en la composición del
hueso, con huesos más frágiles y de peor calidad. Como podemos ver, son todas
consecuencias derivadas de la pérdida de las diferentes funciones.

Cuando hablamos de IRC, estamos definiendo una situación mantenida en el


tiempo, que es irreversible y por lo general progresiva hacia la Insuficiencia renal
avanzada. La velocidad de la pérdida de la función de los riñones, dependerá por
un lado de la causa que ha llevado a esta situación, pero por otro de una serie de
factores sobre los que si podemos actuar para que la evolución sea lo más lenta
posible.

Una consecuencia directa de tener una insuficiencia renal, es que siempre se debe
de advertir este hecho cuando nos van a recetar un medicamento, bien porque
puede que empeore la función renal (antinflamatorios, algunos antibióticos etc.) o
bien porque las dosis habituales tienen que ajustarse al grado de insuficiencia renal
(por lo general se necesita menos dosis de medicamento), mediante unas tablas
que todos los médicos conocemos y tenemos en nuestras consultas. Muchos
medicamentos son eliminados por los riñones y al reducir la dosis no disminuimos
su eficacia, sino sus efectos secundarios.
LA INSUFICIENCIA RENAL

La insuficiencia renal o fallo renal se produce cuando los riñones no son capaces
de filtrar adecuadamente las toxinas y otras sustancias de desecho de la sangre.
Fisiológicamente, la insuficiencia renal se describe como una disminución en el flujo
plasmático renal, lo que se manifiesta en una presencia elevada de creatinina en el
suero.

Todavía no se entienden bien muchos de los factores que influyen en la velocidad


con que se produce la insuficiencia renal o falla en los riñones. Los investigadores
todavía se encuentran estudiando el efecto de las proteínas en la alimentación y las
concentraciones de colesterol en la sangre para la función renal

CAUSAS

o Existen numerosas causas posibles de daño a los riñones. Estas causas


incluyen:
o Necrosis tubular aguda (NTA)
o Enfermedad renal autoinmunitaria
o Coágulo de sangre por el colesterol (émbolo por colesterol)
o Disminución del flujo sanguíneo debido a presión arterial muy baja, lo cual
puede resultar de quemaduras, deshidratación, hemorragia, lesión, shock
séptico, enfermedad grave o cirugía
o Trastornos que causan coagulación dentro de los vasos sanguíneos del riñón
o Infecciones que causan lesión directamente al riñón como pielonefritis aguda,
septicemia
o Complicaciones del embarazo, incluso desprendimiento prematuro de
placenta o placenta previa
o Obstrucción de las vías urinarias

SÍNTOMAS

Los síntomas de la insuficiencia renal aguda pueden incluir cualquiera de los


siguientes:
o Heces con sangre
o Mal aliento y sabor metálico en la boca
o Tendencia a la formación de hematomas
o Cambios en el estado mental o en el estado de ánimo
o Inapetencia
o Disminución de la sensibilidad, especialmente en las manos o en los pies
o Fatiga (cansancio)
o Dolor de costado (entre las costillas y las caderas)
o Temblor en la mano
o Hipertensión arterial
o Náuseas o vómitos que pueden durar días
o Hemorragia nasal
o Hipo persistente
o Sangrado prolongado
o Crisis epiléptica
o Dificultad para respirar
o Movimientos letárgicos y lentos
o Hinchazón por retención de líquidos en el cuerpo (puede presentarse en las
piernas, los tobillos y los pies)
o Cambios en la micción como poca o ninguna orina, micción excesiva durante
la noche o suspensión completa de la micción

PRUEBAS Y EXÁMENES

Un médico o el personal de enfermería lo examinarán. Muchos pacientes con


enfermedad renal presentan hinchazón corporal a causa de la retención de líquidos.
El médico puede oír un soplo cardíaco, crepitaciones en los pulmones u otros
sonidos anormales al auscultar el corazón y los pulmones con un estetoscopio.

Los resultados de los exámenes de laboratorio pueden cambiar repentinamente (en


cuestión de unos pocos días a 2 semanas). Dichos exámenes pueden incluir:
o BUN
o Depuración de la creatinina
o Creatinina en suero
o Potasio en suero
o Análisis de orina

Una ecografía renal o abdominal es el examen preferido para diagnosticar una


obstrucción en las vías urinarias. Las radiografías, la tomografía computarizada o la
resonancia magnética del abdomen también pueden indicar si hay una obstrucción.

Los exámenes de sangre pueden ayudar a revelar las causas de fondo de la


insuficiencia renal. La gasometría arterial y el análisis bioquímico de la sangre
pueden mostrar acidosis metabólica.

TRATAMIENTO

Una vez que se encuentra la causa, el objetivo del tratamiento es restaurar el


funcionamiento de los riñones y evitar que el líquido y los residuos se acumulen en
el cuerpo, mientras estos órganos sanan. Generalmente es necesario permanecer
una noche en el hospital para el tratamiento.

La cantidad de líquido que usted beba se limitará a la cantidad de orina que pueda
producir. Le dirán lo que puede o no comer con el fin de reducir la acumulación de
toxinas que los riñones normalmente eliminarían. Es posible que necesite consumir
una dieta rica en carbohidratos y baja en proteínas, sal y potasio.

Se pueden necesitar antibióticos para tratar o prevenir la infección. Se pueden


emplear diuréticos para ayudar a eliminar el líquido del cuerpo.
Se administrarán medicamentos por vía intravenosa para ayudar a controlar los
niveles de potasio en la sangre.

Es posible que necesite diálisis. Este es un tratamiento que hace lo que


normalmente hacen los riñones: eliminar los desechos dañinos, la sal extra y el agua
del cuerpo. La diálisis puede salvarle la vida si los niveles de potasio están
peligrosamente elevados. La diálisis también se utilizará si:

o Su estado mental cambia


o Si deja de orinar
o Presenta pericarditis
o Retiene demasiado líquido
o No puede eliminar los productos de desecho nitrogenados del cuerpo
o La diálisis casi siempre será por corto tiempo. En casos poco comunes, el
daño renal es tan grande que la diálisis se puede necesitar de manera
permanente.

La insuficiencia renal crónica muchas veces avanza de la etapa temprana hasta


la insuficiencia avanzada.

Esto se conoce como insuficiencia renal en etapa terminal (IRET) o enfermedad


renal en etapa terminal (ERET). En la actualidad no hay curación para este estado
y el daño hecho a los riñones es irreversible.

El tratamiento médico para la insuficiencia avanzada es sustituir las funciones


perdidas de los riñones por diálisis o trasplante de riñón.

La diálisis es un proceso artificial para filtrar desechos y eliminar líquidos del


cuerpo.

Hay dos clases:

1. diálisis peritoneal
2. hemodiálisis.
Tratamiento sustitutivo de la función renal

Permite la supervivencia cuando la función renal aun con las medidas anteriormente
indicadas es prácticamente inexistente y el paciente presenta síntomas de deterioro
avanzado.

Existen diferentes opciones de tratamiento y todas tienen ventajas e inconvenientes.


Es el propio paciente, junto a su familia, y con la ayuda de los profesionales
sanitarios que le proporcionan información adecuada, quien elige la modalidad que
mejor se adapta a su vida, sus preferencias y sus condiciones personales.

Hemodiálisis

Es una técnica de depuración extracorpórea que consiste en poner en contacto, a


través de una membrana semipermeable, la sangre con un líquido que contribuye a
que se depure y se desprenda del agua excedente y de los solutos urémicos
(toxinas que se acumulan como consecuencia de la disminución del filtrado
glomerular).

Suele practicarse tres veces por semana durante 3-5 horas por sesión, dependiendo
del paciente y su situación individual.

Antes de comenzar la hemodiálisis se requiere la preparación de un acceso


vascular, es decir, la preparación del sitio desde donde se sacará la sangre para
dirigirla a la máquina de diálisis y donde volverá una vez depurada. Para ello, es
necesaria una pequeña intervención quirúrgica generalmente en el antebrazo. Lo
más habitual es que se cree una fístula uniendo una arteria con una vena, lo que
origina un vaso de gran calibre desde donde se puede sacar y meter sangre
fácilmente. Con menos frecuencia se implanta un injerto artificial entre una arteria y
una vena o, rara vez, se utilizan catéteres directamente a la vena.

Habitualmente las fístulas se pueden utilizar durante muchos años sin problemas,
sin embargo, existe un pequeño riesgo de complicaciones, como infecciones,
trombosis, hemorragias, etcétera, que pueden llegar a ser importantes.

Diálisis peritoneal

El peritoneo (membrana que tapiza las paredes de las cavidades abdominal y


pelviana y cubre las vísceras) actúa en este caso como membrana semipermeable.

Es una forma sencilla (aunque a primera vista pueda parecer complicado de


entender que la depuración pueda hacerse “en nuestra propia tripa”) de practicar
diálisis en el propio domicilio del paciente, lo que permite adaptar el tratamiento a
su estilo de vida y actividades diarias.

Se usa principalmente en pacientes con alteraciones cardiacas, niños, diabéticos,


ancianos o pacientes con contraindicación para la hemodiálisis; sin embargo, este
método no puede emplearse en personas que tengan el peritoneo dañado (a causa
de una peritonitis o adherencias).

Trasplante renal

El trasplante renal es el tratamiento de elección de la insuficiencia renal crónica,


aunque para ello es necesario que haya un órgano disponible. España es
actualmente el país en el que más trasplantes renales se practican al año, y se
realizan principalmente con órganos procedentes de donante cadáver, aunque cada
vez se extiende más la práctica de utilizar riñones procedentes de donante vivo
(normalmente un pariente del enfermo).

Es preciso que el donante (cadáver en la mayoría de los casos) no presente


infecciones, cáncer, alteraciones renales,hipertensión arterial grave, ni sea portador
del VIH.

Tratamiento inmunodepresor

Ya que es muy difícil lograr la total compatibilidad entre donante y receptor, es


necesario disminuir la capacidad de respuesta inmune de este último mediante el
uso de fármacos inmunodepresores, con el objeto de evitar el rechazo del órgano
trasplantado. El tratamiento inmunodepresor, sin embargo, tiene efectos
indeseados, ya que favorece la proliferación de infecciones (que pueden ocasionar
la muerte del paciente), así como la aparición de neoplasias.

PREVENCIÓN

El tratamiento de trastornos como la hipertensión arterial puede ayudar a prevenir


la insuficiencia renal aguda.
VALORACION

Además de un examen físico y los antecedentes médicos completos, el médico


puede solicitarle los siguientes exámenes de diagnóstico:

 análisis de sangre - para determinar el recuento de células sanguíneas, los niveles


de electrólitos y la función renal

 análisis de orina
 radiografía de tórax - examen de diagnóstico que utiliza rayos de energía
electromagnética invisible para producir imágenes de los tejidos internos, los
huesos y los órganos en una placa radiográfica.

 centellograma óseo - método nuclear de diagnóstico por imágenes que sirve para
evaluar cualquier cambio artrítico o degenerativo en las articulaciones, detectar
enfermedades y tumores de los huesos o determinar la causa del dolor o de la
inflamación de los huesos.

 ecografía renal (También llamada sonografía.) - examen no invasivo por medio del
cual se pasa sobre el área del riñón un transductor que produce ondas sonoras que
rebotan contra el riñón y transmiten la imagen del órgano a una pantalla de vídeo.
El examen se usa para determinar el tamaño y la forma del riñón y para detectar
masas, cálculos renales, quistes y otras obstrucciones o anomalías.

 electrocardiograma (ECG o EKG) - examen que registra la actividad eléctrica del


corazón, muestra los ritmos anormales (arritmias o disritmias) y detecta el daño en
el músculo cardíaco.

 biopsia renal - procedimiento en el que se toman muestras de tejido del cuerpo (con
aguja o durante una cirugía) para examinarlas con un microscopio
PLAN DE CUIDADOS DE ENFERMERÍA

DIAGNÓSTICO DE DOMINIO: NUTRICIÓN CLASE: HIDRATACION


ENFERMERÍA RESULTADOS DE ENFERMERÍA
NECESIDAD ALTERADA RESULTADO INDICADORES ESCALA DE MEDICION PUNTUACIÓN
1 2 3 4 5 DIANA
DEL RESULTADO
DOMINIO CLASE: INGESTA MANTENER ( )
PATRON RESPIRATORIO II: SALUD F:
FISIOLOGI ELIMINACI
ADECUADA DE AUMENTAR ( )
ETIQUETA DIAGNÓSTICA CA ON LIQUIDOS EVALUACION ( )
EXCESO DE VOLUMEN DE PROTEIBAS EN MANTENER ( )
LIQUIDOS LA ORINA AUMENTAR ( )
EVALUACION ( )
FACTORES RELACIONADOS FUNCION RENAL
COMPROMISO DE LOS (0504) ELECTROLITOS MANTENER ( )
MECANISMOS EN LA ORINA AUMENTAR ( )
REGULADORES EVALUACION ( )
BICARBONATO MANTENER ( )
CARACTERISTICAS ARTERIAL AUMENTAR ( )
DEFINITORIAS EVALUACION ( )
CAMBIOS EN EL PATRON
RESPIRATORIO GLUCOSA EN MANTENER ( )
EDEMA ORINA AUMENTAR ( )
DESCOMPOSICION DE LOS EVALUACION ( )
ELECTROLITOS CREATININA MANTENER ( )
SEREOLOGICA AUMENTAR ( )
EVALUACION ( )
INTERVENCIÓN DE ENFERMERIA

3320 OXIGENOTERAPIA

CAMPO: CLASE:
2 FISIOLOCICO COMPLEJO K CONTROL RESPIRATORIO
ACTIVIDADES

 mantener la permeabilidad de las vias aereas

 Administrar oxigeno suplementario, según ordenes

 Controlar la eficacia de la oxigenoterapia ( gasometria en sangrearterial)

 Observar la ansiedad del paciente relacionada con la necesidad de la terapia de oxigeno


PLAN DE CUIDADOS DE ENFERMERÍA

DIAGNÓSTICO DE
ENFERMERÍA RESULTADOS DE ENFERMERÍA
NECESIDAD ALTERADA RESULTADO INDICADORES ESCALA DE MEDICION PUNTUACIÓN
1 2 3 4 5 DIANA
DEL RESULTADO
SEGURIDAD / PROTECCION DOMINIO CLASE: MANTENER ( )
II: 2: NIC AUMENTAR ( )
SEGURIDAD LESION EVALUACION ( )
ETIQUETA DIAGNÓSTICA
Y FISICA
PROTECCIO
N
Infección (peritonitis) MANTENER ( )
X
5070333 AUMENTAR ( )
FACTORES RELACIONADOS dolor EVALUACION ( )

r/c enfermedad crónica MANTENER ( )


Limitar la infección X
insuficiencia renal crónica), 5070326 AUMENTAR ( )
alteración de las defensas evitando que se aumento de EVALUACION ( )
primarias (rotura de la piel), propague a otros leucocitos
Seguridad por instalación de órganos
catéter
MANTENER ( )
X
CARACTERISTICAS 070307 AUMENTAR ( )
DEFINITORIAS fiebre EVALUACION ( )
p temperatura por encima y
por y protección debajo de MANTENER ( )
los límites AUMENTAR ( )
EVALUACION ( )
INTERVENCIÓN DE ENFERMERIA

3660 Protección contra las infecciones

CAMPO: CLASE:

SEGURIDAD CONTROL DE RIESGOS

ACTIVIDADES

 Observar los signos y síntomas de infección sistémica y localizada


 Observar el grado de vulnerabilidad del paciente a las infecciones
 Vigilar el recuento de glóbulos blancos y los resultados diferenciados
 Mantener las normas de asepsia para el paciente de riesgo• Inspeccionar la existencia de enrojecimiento, calor
externo o drenaje enla piel y las membranas mucosas
 Inspeccionar el estado de cualquier incisión/herida quirúrgica• Lavarse las manos antes y después de cada actividad
de cuidados de paciente
 Llevar en práctica precauciones universales• Garantizar una manipulación aséptica de todas las líneas IV y el
catéterTenckhoff
PLAN DE CUIDADOS DE ENFERMERÍA

DOMINIO : IX AFRONTAMIENTO / TOLERANCIA AL ESTRES CLASE : RESPUESTA DE AFRONTAMIENTO


DIAGNÓSTICO DE
ENFERMERÍA RESULTADOS DE ENFERMERÍA
NECESIDAD ALTERADA RESULTADO INDICADORES ESCALA DE MEDICION PUNTUACIÓN
1 2 3 4 5 DIANA
DEL RESULTADO

PATRON 9: DOMINIO CLASE: INQUIETUD MANTENER ( 2 )


AFRONATMIENTO / 3: SALUD AUTOCONT (121105) AUMENTAR ( 5 )
TOLERANCIA AL ESTRES PSICOSOCIA ROL x EVALUACION ( 5 )
L
ETIQUETA DIAGNÓSTICA
ANSIEAD (00146) IRRITABILIDAD MANTENER ( 3 )
x
(121108) AUMENTAR ( 5 )
FACTORES
EVALUACION ( 5 )
RELACIONADOS
*ESTRÉS AUTOCONTROL ATAQUE DE MANTENER (2 )
x
DE LA ANSIEDAD PANICO AUMENTAR (5 )
*CRISIS SITUACIONAL (1402) (121115) EVALUACION ( 5 )
.
PREOCUPACION MANTENER ( 2 )
x
CARACTERISTICAS EXAGERADAPOR AUMENTAR ( 4 )
DEFINITORIAS EVENTOS EVALUACION ( 4 )
*INQUIETUD VITALES
IRRITABILIDAD (121118)
*ANGUSTIA Y EMOR FATIGA MANTENER ( 3 )
x
*NERVIOSISMO (121125) AUMENTAR ( 5 )
*AGITACION EVALUACION ( 5 )
TRANQUILIDAD MANTENER ( 2 )
x
(130001) AUMENTAR ( 5 )
EVALUACION ( 5 )
INTERVENCIÓN DE ENFERMERIA

DISMINUCION DE A ANSIEDAD (5820)

CAMPO: 3 CONDUCTUAL CLASE: T FOMENTODE LA COMODIDAD PSICOLOGICA

ACTIVIDADES

1--ADMINISTRAR MEDICAMENTOS QUE REDUSCAN LA ANDISEDAD

“ ANSIOLITICOS BENZODIAZEPINA”

º LORAZEPAM

º CLONAZEPAM

2--IDENTIFICAR LOS CAMBIOS EN EL NIVELDE LA ANSIEDAD

3--EXPLICAR LOS PROCEDIMIENTOS

4--CONTRLAR LOS ESTIMULOS Y BRINDAR UN AMBIENTE DE CONFORT Y TRANQUILIDAD


CONCLUCIONES
CONCLUSIONES La progresión(7) de una enfermedad renal a un estado terminal de Insuficiencia Renal Crónica es un proceso fisiopatológico complejo
que se prolonga durante meses o años en la mayoría de los casos. El término Insuficiencia Renal expresa una reducción en el Índice de Filtración
Glomerular y cuya magnitud marca el estadio evolutivo de la misma, así mientras el paciente conserve una filtración residual suficiente (aunque muy
disminuida) no necesitará diálisis ni trasplante para sobrevivir. La progresión, medida como la velocidad de disminución del filtrado glomerular, varía
entre pacientes y en las distintas enfermedades, y dado que estas cursan con frecuencia en forma asintomática, debemos elegir los mejores recursos
para valorar y monitorear esta progresión a fin de adoptar las conductas terapéuticas necesarias para evitar complicaciones tempranas o un ingreso a
diálisis tardío

BIBLIOGRAFIAS

file:///C:/Users/1042542/Downloads/764-1393-1-PB.pdf
http://www.riojasalud.es/ciudadanos/catalogo-multimedia/nefrologia/que-es-la-insuficiencia-renal
http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000501.htm