Está en la página 1de 4

PROCESO CAUTELAR

Es el conjunto de actos dirigidos a obtener una decisión jurisdiccional a efectos


de garantizar, asegurar o prevenir la ejecución de una decisión respecto a un
proceso principal.
El proceso cautelar tiene como elemento central a las medidas cautelares y su
tramitación, todo lo referido a la tutela cautelar, sus manisfestaciones, sus
procedimientos, presuspuestos, requisitos y características de la misma están
vinculadas al llamado proceso cautelar.
FINALIDAD Garantizar el cumplimiento de la decisión definitiva para, de ser el
caso, satisfacer de manera efectiva el interés jurídico protegido.
CARACTERÍSTICAS:
 PROVISIONALIDAD: Esta característica implica que los efectos de las
medidas cautelares tienen una duración limitada en el tiempo, es decir
que se extinguen tanto si el proceso principal concluye con una decisión
que ampara el derecho reclamado, como si por el contrario la sentencia
final desestima la pretensión.
 INSTRUMENTALIDAD: Las medidas cautelares constituyen un
instrumento para lograr la eficacia de una sentencia o de otra decisión
judicial definitiva. La naturaleza instrumental de las medidas cautelares
hace que se encuentren íntimamente ligadas a un proceso principal sin el
cual no tienen razón de ser.
 VARIABILIDAD: Las medidas cautelares son variables, pues, porque a lo
largo del proceso, pueden transformarse tanto cualitativa como
cuantitativamente.
 JURISDICCIONALIDAD: En la doctrina se destaca la jurisdiccionalidad de
las medidas cautelares en razón que por su naturaleza procesal solo
pueden ser dictadas por los órganos judiciales.
 SUMARIEDAD: Las medidas cautelares están sujetas un trámite simple y
rápido, en el cual se suspende el contradictorio, pues, la decisión del juez
es emitida sin escuchar a la parte afectad con la misma. Debemos
señalar, que una consecuencia necesaria de la sumariedad es que, el juez
tenga que adoptar su decisión no en base a un juicio de certeza sino en
base a un apariencia del derecho reclamado.
 PROPORCIONALIDAD: La proporcionalidad de la medidas cautelares
origina dos efectos importantes por un lado la obligación del juez de
analizar racionalmente la naturaleza y alcances de la medida que se le
pide en relación con la pretensión principal, y por otro la posibilidad que la
partes, puedan solicitar su variación, tanto la afectada con la medida (si
estima que es exorbitante) o la peticionante de la misma (si estima que es
insuficiente), en ambos casos el cuestionamiento puede fundarse también
en el hecho que la medida dictada no se adecua a la naturaleza del
proceso principal.
MEDIDAS CAUTELARES APLICABLES EN LOS PROCESOS LABORALES:
MEDIDA CAUTELAR EN LA NLPT
• La NLPT en forma más amplia se ocupa del proceso cautelar debido al
desinterés de los legisladores respecto del proceso cautelar laboral, el mismo
que se inspira entre otros en los principios de inmediación, concentración,
celeridad y veracidad, ya que en teoría, es rápido e impregnado de un fuerte
carácter protector del trabajador, haciendo “suponer que existe una proximidad
temporal entre la demanda y la sentencia lo que hace minimizar el riesgo de
inefectividad que el necesario devenir temporal del proceso tiene para el
cumplimiento de la resolución judicial.
MEDIDAS PARA FUTURA EJECUCIÓN FORZADA
a. EMBARGO: Consiste en la afectación jurídica de un bien o derecho del
obligado a satisfacer una obligación dineraria. Procede aun en los casos
que el bien o derecho se encuentre en posesión de un tercero.

 Embargo en forma de inscripción: Recae sobre bienes registrados


(inmuebles, vehículos, etc.), para cuyo efecto el juez expide partes
judiciales cursados al registro correspondiente. Por ejemplo, en la
demanda de pago de beneficios sociales interpuesta por el
trabajador, se solicita el embargo en forma de inscripción hasta por
un monto superior al petitorio (que incluya los intereses) sobre un
inmueble de propiedad del empleador.

 Embargo en forma de retención: Recae sobre derechos de crédito


u cuyos bienes en posesión de terceros (cuentas bancarias,
créditos del empleador, etc.), el juez ordena al tercero retener el
pago y ponerlo a disposición del juzgado.

 Embargo en forma de intervención en recaudación: Con la


finalidad de embargar los ingresos propios de una persona natural
o jurídica, en cuyo caso el juez designará uno o más interventores
recaudadores para que recaben directamente los ingresos de
aquella. Son de aplicación, incluso, cuando se trate de una
persona jurídica sin fines de lucro (por ejemplo, asociaciones
civiles). Ante la pretensión dineraria del ex trabajador, este solicita
que se nombre a un interventor recaudador para ejercer este cargo
tendrá que ser de su entera confianza y que no esté vinculado,
directa o indirectamente, al empleador demandando.

 Embargo en forma de intervención en información: Aplicable


cuando se solicite recabar información sobre el movimiento
económico de una empresa persona natural o jurídica. El juez
nombra también interventores informadores. En este caso, lo que
se persigue con esta medida es acceder a información
tradicionalmente reservada del empleador, relacionada con sus
movimientos económicos. Puede aplicarse en los casos en que se
discuten la real situación financiera del empleador, por ejemplo, en
las demandas sobre pago de participación en las utilidades.

 Embargo en forma de administración: Con la finalidad de


administrar directamente una unidad de producción o comercio. En
este caso, el administrador asume la representación y gestión de
la empresa, concediéndosele las facultades necesarias de
representación y gestión.Muy frecuentemente en caso de
pretensiones de un colectivo de trabajadores y ante riesgo de
desaparición del negocio, en cuyo caso los trabajadores pretenden
asumir la administración directa de la empresa y preservar la
continuidad de la fuente de riqueza.

b. SECUESTRO: Es admisible cuando el proceso principal tiene por


finalidad concreta la dilucidación del derecho de propiedad o posesión
sobre determinado bien, el cual quedará afectado con la medida mediante
la desposesión de su tenedor y ulterior entrega a un custodio que es
designado por el juez.

c. ANOTACIÓN DE DEMANDA: Procede cuando la discusión en el proceso


recae sobre derechos inscritos, en cuyo caso el juez dispone que se anote
la demanda en el registro respectivo. Esta medida subsiste aun cuando el
bien sea posteriormente transferido, en cuyo caso el nuevo adquirente del
bien conoce que este es litigioso, a su completo riesgo. Naturalmente, la
medida cautelar tendrá que ser anotada antes de cualquier transferencia.

MEDIDAS TEMPORALES SOBRE EL FONDO:


a. MEDIDA TEMPORAL SOBRE EL FONDO: Se persigue la ejecución
anticipada de lo que el juez va a decidir en la sentencia, sea en su
integridad o solo en aspectos sustanciales de esta. El juez evaluará que
la decisión pueda ser revertida y no afecte el interés público. El artículo
55 de la NLPT recoge un supuesto especial de procedencia.

b. ASIGNACIÓN ANTNICIPADA: Guarda un objetivo similar al anterior, y en


los procesos laborales existe en supuesto especial de procedencia en
caso de demandas de nulidad de despido, recogido por el artículo 56 de
la NLPT.

MEDIDAS INNOVATIVAS: Ante la inminencia de un perjuicio irreparable, puede


el juez dictar medidas destinadas a reponer un estado de hecho o de derecho,
cuya alteración vaya a ser o es el sustento de la demanda. Esta medida es
excepcional por lo que solo se concederá cuando no resulte aplicable otra
prevista en la ley.
a. MEDIDA DE NO INNOVAR: También antes la inminencia de un perjuicio
irreparable, puede el juez dictar medidas destinadas a conservar la
situación de hecho o de derecho cuya situación vaya a ser o es invocada
en la demanda y, se encuentre en relación a las personas y bienes
comprendidos en el proceso. Tiene carácter excepcional en los mismos
términos fijados para las medidas Innovativas.

b. MEDIDAS GENÉRICAS: Además de las medidas cautelares


expresamente previstas por la ley, puede el juez dictar medidas no
previstas que también aseguren de la forma más adecuada el
cumplimiento de la decisión definitiva. Para los demás requisitos y
particularidades de las medidas cautelares antes detalladas, son de
aplicación las disposiciones establecidas por el Código Procesal Civil.