Está en la página 1de 3

La función expresiva es la función del lenguaje que expresa lo que siente

el hablante, sus sentimientos, sus deseos, sus problemas, su estado de


ánimo, sus relaciones sociales. Exteriorisa información del emisor
demostrando su grado de interés en el tema. También se le conoce como
función emotiva.

Las funciones del lenguaje son las expresiones que nos permiten
comunicarnos, expresando nuestros intereses, estas funciones se aplican
ena todos los sentidos teniendo la función exclusiva de comunicar mensajes
y actitudes. Para su expresión las funciones del lenguaje se dividen en seis.

¡Anda!
¡Ay!

Función apelativa
La función apelativa, también llamada función conativa, del latín conatus (inicio), recibe ese
nombre porque el emisor espera el inicio de una reacción por parte del receptor.
Se centra en el receptor. Es la función de mandato y pregunta. El emisor intenta influir en la
conducta del receptor. Sus recursos lingüísticos son los vocativos, modo imperativo, oraciones
interrogativas, utilización deliberada de elementos afectivos, adjetivos valorativos, términos
connotativos y toda la serie de recursos retóricos. Se da en lenguaje coloquial, es dominante
en la publicidad y propaganda política e ideológica en general. Mediante el uso de esta función
se pretende causar una reacción en el receptor, es decir, con esta función se pretende que
haga algo o que deje de hacer.
Ejemplo: cuando decimos ¡Míralo! o Abre la puerta, por favor.
Ejemplo: ¡Cierra la puerta! - Observen las imágenes y respondan.
Puede ocurrir que una frase aparentemente referencial esconda una función apelativa.
Ejemplo: La ventana está abierta - Puede estar haciendo una mera descripción de un hecho,
pero también puede haber un contexto: Cierra la ventana.
Dentro del mensaje se invita al oyente a que haga algo. De ahí que también
las preguntas pueden considerarse dentro de esta función, ya que esperan respuesta: ¿Hiciste
lo que te encargaron?. De esta función emana el archigénero literario teatral o dramático.
Función poética
Función poética del lenguaje es el término con el que el lingüista Roman Jakobson designó
en 1959, en el contexto de su explicación de cuáles son los factores involucrados en la
comunicación verbal, la cualidad que tienen aquellos mensajes lingüísticos cuando se orientan
de forma relevante, pero no única, hacia su misma forma. En este sentido, la «función
poética» sería la función característica de la lengua literaria, en la que el factor dominante es
la propia forma del mensaje.
Jakobson, siguiendo una vieja tesis también suya formulada en su obra de 1919 Lengua
poética de Xlebnikov, había esbozado ya su idea en distintos ensayos anteriores. En 1921, por
ejemplo, había definido la poesía como el lenguaje utilizado en su función estética, en tanto
que se caracteriza por que su enunciado presta atención a la expresión del mismo. Luego,
en 1934, en su ensayo «Qu'est-ce que la poésie?», indicaba que, tratándose de la lengua
literaria, la palabra se sentía también como tal palabra y no solo como elemento para designar
lo nombrado.
Finalmente, durante la clausura de un Congreso celebrado en Indiana en 1959 sobre «Estilo
del lenguaje», pronunció una conferencia titulada «Lingüística y Poética», de singular
importancia teórica para la poética lingüística, pues convirtió su tesis de la «función poética»
del lenguaje en un concepto central para la misma. Jakobson pretendía diferenciar el mensaje
verbal literario de otros tipos de mensajes verbales, y siempre con el horizonte más amplio de
insertar la Poéticaliteraria en la Lingüística. En dicha conferencia, tras repasar los seis factores
que intervienen en cualquier acto de comunicación verbal, Jakobson los asocia con sendas
funciones, que vienen determinadas por los mismos (según un orden jerárquico), pero que no
son exclusivos de cada uno de ellos. Para completar el esquema, añade el factor del
«mensaje» e indica que la tendencia hacia el mismo como tal es lo que hace aparecer la
«función poética».
Según , el medio del que hace uso la lengua literaria para atraer la atención sobre la forma del
mensaje es la «recurrencia», esto es, la insistencia en lo ya dado a través de recursos como
el paralelismo gramatical.
Se utiliza preferentemente en la literatura. El acto de comunicación está centrado en el
mensaje mismo, en su disposición, en la forma como éste se trasmite. Entre los recursos
expresivos utilizados están la rima, la aliteración, etc.
Ejemplos:
Bien vestido, bien recibido - Casa Zabala, la que al vender, regala - Amar es cuando la
proteges de la lluvia y el viento. Amar es cuando la abrazas y te olvidas del tiempo.
Se utiliza preferentemente en la literatura. El acto de comunicación está centrado en el
mensaje mismo, en su disposición, en la forma como éste se trasmite. Entre los recursos
expresivos utilizados están la rima, la aliteración, etc.
Ejemplos :
- “Bien vestido, bien recibido."
- “Casa Zabala, la que al vender, regala."
Metalingüística

La metalingüística es una de las funciones del lenguaje, se refiere principalmente a la


posibilidad de hablar o razonar acerca del propio lenguaje, del código común q utilizamos
para comunicarnos, controlarlo y adaptarlo para poder interactuar con nuestro entorno.
Nos permite además descubrir las ambigüedades del lenguaje, analizar y comprenderlas.
Mediante el control de estas aptitudes, el individuo logra controlar su lengua, y jugar con
rimas, comprender metáforas, oraciones de doble sentido, chistes, reflexionar, etc. Le
permiten analizar la realidad, sus actos y consecuencia de los mismos.

Función fática o relacional[editar]


La función fática o función relacional está orientada al canal de comunicación entre el emisor y
el receptor. Su propósito es iniciar, prolongar, interrumpir o finalizar una conversación o bien
sencillamente comprobar si existe algún tipo de contacto. Su contenido informativo es nulo o
escaso y se utiliza como forma o manera de saludo.
La finalidad de la función fática no es principalmente informar, sino facilitar el contacto social
para poder transmitir y optimizar posteriormente mensajes de mayor contenido.
Constituyen esta función todas las unidades que utilizamos para iniciar, mantener o finalizar la
conversación. Ejemplos: Por supuesto, claro, escucho, naturalmente, entiendo, cómo
no, OK, perfecto, bien, ya, de acuerdo, etc.
Está presente en los mensajes que sirven para garantizar que el canal funciona correctamente
y que el mensaje llega sin interrupción.

representativa
La democracia representativa (también llamada democracia indirecta, república
representativa o gobierno representativo) es un tipo de democracia fundada en el principio
de funcionarios electos que representan a un grupo de personas, a diferencia de
la democracia directa.2 Casi todas las democracias occidentales modernas son tipos de
democracias representativas; por ejemplo, el Reino Unido es una monarquía
constitucional, Irlanda es una república parlamentaria, y Estados Unidos es una república
federal.3
La democracia representativa se presenta a menudo como la forma más eficiente de
democracia posible en sociedades de masas, argumentando que permite una decisión eficaz
por un número suficientemente pequeño de personas en nombre del mayor número. La
eficiencia del servicio se puede juzgar basándose en la métrica de rentabilidad y eficacia en el
tiempo. Los representantes que votan en nombre del pueblo permiten un beneficio monetario,
ya que se reduce el uso de las mesas de votación, los contadores de votos, etc. El gobierno
es generalmente responsable de pagar los salarios de los representantes y tendría que cubrir
el costo sustancial de una democracia. La democracia representativa se ha asociado
conceptualmente con e históricamente instanciado por el sistema político conocido como
«gobierno representativo», que nació en el siglo XVIII con las revoluciones francesa y
estadounidense. Es un sistema en el cual la gente elige a sus legisladores (representantes),
quienes entonces son responsables ante ellos por su actividad dentro del gobierno.